SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.47 número1ESTUDIO SOBRE LAS FUNCIONES PRAGMADISCURSIVAS DE ¿NO? Y ¿EH? EN EL ESPAÑOL HABLADOLA INTERACCIÓN VERBAL ARGUMENTATIVA EN LA SALA DE CLASES: LA PARTICIPACIÓN DE LOS ALUMNOS Y EL ROL DEL PROFESOR índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Revista

Articulo

Indicadores

Links relacionados

Compartir


RLA. Revista de lingüística teórica y aplicada

versión On-line ISSN 0718-4883

RLA v.47 n.1 Concepción  2009

http://dx.doi.org/10.4067/S0718-48832009000100006 

RLA, Revista de Lingüística Teórica y Aplicada, 47 (1), I Sem. 2009, pp. 103-124

ARTICULOS / ARTICLES

 

NEOLOGÍA LÉXICA: REFLEJO DE LA VITALIDAD DEL ESPAÑOL DE CHILE

LEXICAL NEOLOGY: REFLECTION OF THE CHILEAN-SPANISH VITALITY


MARY FUENTES M.1, CONSTANZA GERDING S.2, ALMA PECCHI S.3, GABRIELA KOTZ G.4, PAOLA CAÑETE G.5*

1 Universidad de Concepción, Chile. E-mail: marfuent@udec.cl.


RESUMEN

En este artículo, la Antena Chilena de Neología presenta el resultado del trabajo de detección, recopilación, análisis y clasificación de neologismos obtenidos del vaciado de El Mercurio y El Sur, periódicos de circulación nacional y regional, respectivamente, entre los años 2003 y 2006, en el marco del proyecto Antenas Neológicas del Observatorio de Neología del IULA de la Universitat Pompeu Fabra de Barcelona. Se exponen en él los criterios lingüísticos que permiten definir la neología y delimitar los distintos tipos de unidades neológicas recopiladas. Además, se presenta un análisis de la productividad de las distintas formas de creación léxica, fenómeno que refleja la vitalidad del español de Chile.

Palabras claves: Neología léxica, productividad léxica, vitalidad lingüística, tipo de formación.


ABSTRACT

The present article shows the results from a study conducted by the Antena Chilena de Neología (Chilean Neology Research Group) which is member of the Antenas Neológicas belonging to the Neology Observatory of the IULA (University Institute of Applied Linguistics) of the Universitat Pompeu Fabra, Barcelona. The study consisted of detecting, compiling, analyzing, and classifying neologisms extracted from El Mercurio and El Sur, newspapers of national and local circulation, respectively, between 2003 and 2006. This article presents the linguistic criteria used to define the new coinages and to categorize the neological units collected. Additionally, it contains an analysis of the productivity of the different ways in which lexical items are created, a phenomenon that evidences the vitality of the Chilean variety of Spanish.

Keywords: Lexical neology, lexical productivity, linguistic vitality, type of formation.




1. INTRODUCCIÓN

El proyecto Antena Chilena de Neología surge en el año 2002 como respuesta a una invitación a formar parte del proyecto Antenas Neológicas, coordinado por el Observatorio de Neología, OBNEO, del Institut Universitari de Lingüística Aplicada de la Universitat Pompeu Fabra de Barcelona. Distintos países latinoamericanos respondieron a esta invitación, constituyéndose en nodos de este proyecto1

El objetivo de Antenas Neológicas es la detección y recopilación de neologismos para las distintas variedades geográficas del español, partiendo de la premisa de que estas variedades no necesariamente innovan su léxico de la misma forma. El proyecto se propone realizar el análisis contrastivo de los diferentes mecanismos de creación léxica en estas variedades y, de este modo, contribuir a la ampliación descriptiva del léxico de las distintas variedades lingüísticas y a la actualización lexicográfica. Esto permite, a su vez, la actualización de diccionarios y la elaboración de bases de datos neológicos de las distintas variedades del español.

Cumpliendo con estos objetivos, la Antena Chilena de Neología comenzó su funcionamiento regular el año 2003 con la formación metodológica y el ensayo de vaciado manual de neologismos extraídos de periódicos de difusión nacional y regional, actividad coordinada por el Observatorio de Neología de Barcelona. Para ello, las fuentes que se han utilizado en Chile son los diarios El Mercurio, de difusión nacional, y El Sur, de la Región del Bío-Bío. El objetivo consiste en extraer anualmente neologismos de un mínimo de 10 ejemplares de cada fuente y elaborar así una base de datos neológicos del español de Chile que permita llevar a cabo estudios teóricos sobre la evolución de nuestra variedad y, a la vez, realizar aplicaciones lexicográficas.

Ahora bien, los medios de comunicación y, por ende, la prensa escrita, son los principales propagadores de neologismos, pues reflejan los cambios lingüísticos que se producen en la lengua. "El lenguaje periodístico es una fuente inagotable de creatividad léxica. Es la fuente renovadora de léxico más eficaz con la que cuenta el hablante de español para constatar la vitalidad de nuestro idioma" (Ortega, 2006:1).

En la prensa escrita, los redactores están sometidos a normativas que impone el medio en el que publican, a un espacio de tiempo limitado; además, se debe propender a una expresión clara y concisa para que la comunicación con el lector sea rápida y eficaz. Frecuentemente, el lenguaje periodístico es de producción colectiva; además, un elevado número de noticias llega a través de las agencias informativas, a menudo en otros idiomas. A excepción de los artículos de opinión o los artículos especializados que son creación de un solo autor, las noticias, en general, son obra de varios redactores (Ortega, 2006). En este contexto, es posible observar que la elección o la utilización de palabras nuevas se ciñe, en general, a las reglas establecidas para la creación de palabras. Sin embargo, como señala Perdiguero (2003): "Estas normas de obligado cumplimiento para redactores y colaboradores no han resultado ser suficientes para su cometido o bien no han tenido la influencia esperada" (81), lo que redunda, con frecuencia, en creaciones léxicas transgresoras de estas reglas. No obstante, según Perdiguero (2003), "la prensa es un observatorio extraordinario para ver día a día cómo surgen palabras nuevas o cómo se resucitan voces que parecían en desuso" (91). El español de Chile no está ajeno a esta realidad, de allí que resulte interesante presentar los fenómenos más importantes pesquisados en el transcurso de cuatro años de este proyecto.

En consecuencia, en este artículo se presenta el resultado del trabajo de detección, recopilación y análisis de neologismos obtenidos del vaciado de prensa escrita de las fuentes mencionadas, realizado entre los años 2003 y 2006. Para ello se exponen, en primer término, los criterios lingüísticos que permiten definir la neología y delimitar los tipos neológicos y, en segundo término, se presenta un análisis de la productividad de los distintos tipos de formación de palabras.

2. NEOLOGÍA LÉXICA

En todas las lenguas se dan diversos procesos de creación neológica, los que forman parte de la competencia lingüística de los hablantes y corresponden a la evolución natural de las lenguas. Como señalan Cabré, Bayà, Bernal, Freixá, Solé y Vallès (2002): "La descripción de las creaciones neológicas permite observar que los hablantes, por lo general, utilizan los mismos patrones y recursos que describen las palabras ya consolidadas en la lengua" (161).

De acuerdo a estas autoras, las tres vías esenciales de integración de nuevas unidades en el léxico de una lengua son la creación ex nihilo, la creación formal y semántica, y el préstamo. Entre los mecanismos de formación se dan procesos morfológicos, sintácticos, fonológicos y semánticos. Los procesos morfológicos para la creación de nuevas palabras son la derivación y la composición. Dentro de los procesos sintácticos se distinguen la conversión sintáctica y la combinación sintagmática, mientras que los procesos fonológicos son la reduplicación y la abreviación. Finalmente, entre los procesos semánticos se encuentran los fenómenos de analogía, de ampliación, de reducción y de cambio de significado de palabras ya existentes (Cabré et al., 2002).

Desde la perspectiva de la lingüística diacrónica, Teresa Vallès (2002) observa:

Un neologismo es una palabra nueva en relación a la lengua empleada por una comunidad lingüística en una época anterior: tiene a la vez, una dimensión social y temporal. Por tanto, para distinguir los neologismos actuales de las palabras ya consolidadas en la lengua, cabe comparar el léxico actual con el empleado anteriormente y considerar neológicas aquellas palabras complejas que sólo aparezcan en el corpus más reciente (Vallès, 2002: 150).

Desde esta misma perspectiva, Rondeau (1983) a su vez señala:

El concepto de neología es esencialmente diacrónico, porque está ligado al dinamismo de las lenguas vivas, en constante evolución a pesar de la impresión de estabilidad que tienen de ella los sujetos hablantes. De esta manera, los fenómenos lingüísticos que surgen en un momento determinado de la evolución de una lengua viva pueden manifestarse en cualquiera de sus niveles descriptivos: la fonética,
la fonología, la morfología, la sintaxis y el léxico (Rondeau, 1983: 121).

Varela (2005), por su parte, aborda la formación de palabras desde el punto de vista del sentido y distingue entre los recursos utilizados para la creación de palabras nuevas aquellos que se basan en la semejanza por asociación de sentidos o metáfora y los que se basan en la metonimia o asociación entre nombres de objetos que tienen alguna relación de proximidad.

En cuanto a tipos de neología, Cabré et al. (2002) hacen referencia a la neología espontánea y planificada, por una parte, y a la neología general y especializada, por otra. Se entiende por neología espontánea aquel acto inconsciente por parte del hablante, mediante el cual forma una nueva unidad sin darse cuenta de que se trata de una unidad no codificada en las obras lexicográficas o bien crea una nueva unidad para llamar la atención del destinatario o para hacer más original su discurso. La neología planificada, que suele ser institucional, se refiere al acto reflexivo que busca dotar a la lengua de recursos de expresión y comunicación propios y que tiene como propósito primordial la preservación de la lengua. Desde otro punto de vista, se entiende por neología general aquella propia de los usos de todos los hablantes y por especializada (neonimia), la que es propia de los usos especializados. Entre la neología general y la especializada no hay una frontera nítida sino la misma gradación y frontera difusa que hay entre las palabras y los términos.

A través de diversos estudios se ha observado que la prensa recoge tanto la neología espontánea como la planificada y la neología general como la especializada. En cuanto a la neología espontánea, Cabré et al. (2002) establecen que

el grado de vitalidad interna de una lengua se puede medir a través del análisis de la frecuencia de uso de los distintos procesos y recursos de creación, considerando que los diversos procesos neológicos se organizan en un eje que representa grados de vitalidad distintos. El polo de máxima vitalidad interna lo ocupan aquellos procesos del sistema que utilizan sus propios recursos para la creación de nuevas unidades y el polo de vitalidad mínima, los préstamos sin adaptación. Entre los dos polos, los distintos procesos se presentarían en forma de un continuo, ordenados según si el neologismo se forma a partir de una regla morfológica o morfofonológica de la lengua, la lexicalización de una secuencia sintáctica, la modificación semántica a partir de una palabra ya existente, el préstamo ya sea del fondo grecolatino o de otro sistema lingüístico, adaptado o no adaptado (Cabré et al., 2002: 164).

Por último, Cabré (1993) señala que existen distintos criterios para determinar el carácter neológico de una unidad léxica: la diacronía, la lexicografía, la inestabilidad semántica, la psicología, por nombrar algunos. Sin embargo, estos criterios, que no son autoexcluyentes, no presentan todos las mismas garantías ni tienen el mismo ámbito de aplicación. A pesar de esta diversidad, los neólogos, por lo general, priorizan el parámetro de la lexicografía para determinar si una unidad es neológica o no.

3. OBJETIVOS

El objetivo general de este trabajo consiste en observar la vitalidad del español de Chile a través de las creaciones léxicas en prensa escrita entre los años 2003 y 2006. En cuanto a los objetivos específicos, se pretende, por una parte, detectar y recopilar las creaciones neológicas obtenidas del vaciado de El Mercurio y El Sur, periódicos de circulación nacional y regional respectivamente, y, por otra, analizar y clasificar los neologismos obtenidos de este vaciado de acuerdo al Protocolo del Observatorio de Neología de Barcelona considerando el tipo de formación, la categoría gramatical y la sección del periódico en que éstos aparecen.

4. METODOLOGÍA

Se realizó la identificación y clasificación de neologismos extraídos de los dos periódicos antes mencionados. El vaciado se llevó a cabo de acuerdo a una serie de criterios de selección fijados previamente en el Protocolo de Vaciado de Textos de Prensa Escrita del OBNEO, del Institut Universitari de Lingüística Aplicada de la Universitat Pompeu Fabra.

El criterio de neologicidad adoptado fue el lexicográfico (OBNEO, 2003; Adelstein y Badaracco, 2004), es decir, el criterio para decidir si una forma era neológica o no consistió en comprobar si la unidad en cuestión aparecía en alguno de los repertorios lexicográficos de referencia. Si el candidato a neologismo estaba consignado en alguno de los córpora de exclusión adoptados por el OBNEO, perdía su condición de candidato a neologismo, ya que se consideraba que había perdido el estatus de unidad léxica nueva. Así por ejemplo, las unidades multilateral, notero, folk, software, airbag y hardcore, que aparecen en alguno de los repertorios lexicográficos, fueron descartadas como neológicas. Sin embargo, unidades como laguista, desencriptar, intercomuna, argentinización, no estaban consignadas en los córpora de exclusión, de modo que fueron consideradas neológicas.

Los repertorios lexicográficos de referencia empleados que fueron establecidos por el OBNEO y que se utilizaron para esta investigación son:

Diccionario de la Lengua Española (LEMA, 2001).
Diccionario de la Lengua Española (DRAE, 2001).
Diccionario de Uso del Español de América y de España (VOX, 2002).

Una vez realizado el contraste de estas unidades con los repertorios lexicográficos mencionados, se ingresó las unidades neológicas a fichas de soporte electrónico en las que se consigna información relativa al tipo de neologismo, categoría gramatical, contexto de aparición, sección y página del contexto, marcas textuales de neologicidad, notas explicativas, fecha de publicación del periódico, fecha de elaboración de la ficha, autor de ésta y autor del neologismo. Es importante señalar que en caso de que una unidad neológica se repitiera en un mismo periódico, sólo se extrajo la más representativa en cuanto a significado de acuerdo al contexto de aparición, tal como lo estipula el Protocolo de Vaciado.

Ejemplo de ficha de vaciado:

Con respecto a los tipos de neologismos, se utilizó la clasificación propuesta por el Protocolo de Vaciado de Textos de Prensa Escrita del OBNEO. A continuación se presentan los diversos tipos de neologismos con su respectivo código de clasificación y algunos ejemplos para cada caso:

Tipo de neologismo Código Ejemplos
Neologismo formal por sufijación FSUF laguista, desarrollador
Neologismo formal por prefijación FPRE antigravedad, redirigir
Neologismo formal por interferencias entre sufijación y prefijación FPRSU descomoditización, inclaudicable
Neologismo formal por composición FCOM centroderecha, fotoperiodismo
Neologismo formal por composición culta FCULT autoconocimiento, ciberfiebre
Neologismo formal por lexicalización FLEX corrugado, censado
Neologismo formal por conversión sintáctica FCONV plebiscitar, rankear
Neologismo formal por sintagmación FSINT pantalla plana, círculo virtuoso
Neologismo formal por siglación FTSIG cedé, pepedé
Neologismo formal por acronimia FTACR isapre, seremi
Neologismo formal por abreviación FTABR corredora, consultora
Neologismo formal por variación FVAR baipás, tur
Neologismo sintáctico SINT reinventarse, caturro
Neologismo semántico S carretear, gusano
Préstamo M notebook, online
Préstamo adaptado AME márketing, esnórquel
Otros A cronopio

Una vez terminado el proceso de vaciado, los neologismos fueron analizados, discutidos, clasificados y tipificados a la luz del protocolo del OBNEO y de los córpora de exclusión, de tal modo de confirmar la neologicidad de cada unidad. Luego, el producto de estos vaciados fue incorporado a dos bases, la de la Antena Chilena y la del OBNEO. Es importante destacar que para el presente artículo se trabajó sólo con la base de datos chilena.

5. ANÁLISIS DE RESULTADOS

El análisis de los resultados contempla, en primer lugar, una presentación general de los tipos de formación y su frecuencia. En segundo lugar, se analizan las categorías gramaticales a las que pertenecen los neologismos detectados en los córpora y su distribución en función del tipo de formación. En tercer lugar, se identifican las áreas del periódico que muestran mayor productividad y rentabilidad, entendiéndose por productividad el número de apariciones de una unidad neológica respecto de un total y por rentabilidad la cantidad de unidades neológicas por cada una de estas áreas. Finalmente, y a modo ilustrativo, se presentan los casos más representativos de cada tipo de creación neológica encontrado en el corpus. En el Anexo 1 se entrega una lista de los neologismos de mayor frecuencia de uso.

5.1. Tipos de formación y frecuencia

El corpus estuvo constituido por 86 periódicos vaciados entre los años 2003 y 2006, de los cuales 47 correspondieron a El Mercurio y 39 a El Sur.

De este corpus se recopiló un total de 5.021 neologismos que se desglosan de la siguiente manera, según el tipo de formación y frecuencia de uso:


Gráfico 1. Tipo de formación neológica y frecuencia de uso.

El tipo de neologismo de mayor productividad fue el préstamo (M). En cuanto a los procesos de formación neológica, los más productivos fueron la sufijación (FSUF) y la prefijación (FPRE) seguidos de la composición culta (FCULT) y la neología semántica (S). A su vez, los procesos de menor productividad fueron la prefijación-sufijación (FPRSU), la siglación (FTSIG) y la lexicalización (FLEX).

En la siguiente tabla se muestra la productividad de los préstamos frente a la totalidad de los neologismos formales.

Tabla I. Productividad de los préstamos con respecto a los neologismos formales.

5.2. Categorías gramaticales

De las distintas categorías gramaticales de los neologismos detectados, la mayor productividad estuvo en la categoría nombre, seguida de las categorías adjetivo y verbo. El resto de las categorías, constituidas por locuciones, adverbios, preposiciones y conjunciones, presentaron una baja frecuencia.

Tabla II. Productividad de los neologismos según categoría gramatical.

Ahora bien, estos datos se distribuyeron de distinta forma en los diversos procesos de creación neológica, como puede verse en la tabla siguiente:

Tabla III. Tipos de creaciones neológicas según la categoría gramatical expresados en porcentajes.

Todos los procesos de formación, con la sola excepción de la formación por conversión (FCONV), formaron principalmente nombres (72, 14%). Se destaca el caso de la formación por lexicalización (FLEX) en que el 100% de los casos corresponde a dicha categoría. La segunda categoría gramatical más productiva fue el adjetivo (18,34%) que se presenta en todas las formaciones, salvo en FLEX. La formación por sufijación (FSUF) y por prefijación (FPRE) presentaron el mayor porcentaje de adjetivos. La tercera categoría gramatical más productiva correspondió a verbo (7,91%); sin embargo, ésta sólo se presentó en los siguientes tipos de formación: préstamo (M), formación por prefijación (FPRE), por composición culta (FCULT), por composición (FCOM), por conversión (FCONV), por variación (FVAR), neología semántica (S) y neología sintáctica (SINT). Cabe destacar que en la categoría verbo la mayor productividad estuvo en la formación por conversión (FCONV). El resto de las categorías (adverbio, locución, preposición y conjunción) tuvieron baja productividad, con la excepción de la categoría locución en la formación por sintagmación (FSINT).

5.3. Secciones del periódico

En el siguiente gráfico se presentan las distintas secciones de los periódicos en las que se realizaron los hallazgos y la rentabilidad, es decir, la cantidad de neologismos encontrados en cada una de ellas, expresada en porcentaje. Para identificar las secciones de los periódicos se estableció una nomenclatura acorde con las distintas secciones de los mismos (ver Anexo 2).


Gráfico 2. Secciones de los periódicos y rentabilidad neológica.

La mayor rentabilidad de neologismos se presentó en la sección Nacional (15,81%), en la que se incluye una gran variedad de información correspondiente a diversos acontecimientos que ocurren a nivel de país, incluidas las áreas de policía, tribunales de justicia y política. Le siguen, en orden de frecuencia, las secciones de Economía (14,14%), Deporte (11,13%), Opinión en la que se incluyen los editoriales (7,87%) y el suplemento de turismo En Viaje (6,33%). A su vez, la menor rentabilidad se presentó en la sección de espectáculos, Cartelera (0,02%) y en el suplemento Vivienda y Decoración (0,14%).

5.4. Representatividad de los distintos tipos de creación neológica

En este apartado se presentan los mecanismos formales más productivos utilizados para la creación de neologismos, así como también se analiza los préstamos y se ilustra estos mecanismos de acuerdo a la frecuencia de aparición en el corpus analizado (ver Anexo 1).

5.4.1. Neologismos formales
5.4.1.1. Neologismo formal por sufijación (FSUF)

Estos neologismos, formados por la adjunción de un sufijo a una base léxica, correspondieron a 879 casos, equivalentes a 17,5%. Se incluyó en esta categoría los derivados de antropónimos, en especial adjetivos y adjetivos sustantivados que se refieren principalmente a posturas partidistas respecto de personajes del mundo de la política. Los sufijos más relevantes por su frecuencia de aparición fueron: -ista, (112 casos, 12,74%), -ero/-era (74 casos, 8,41%), -ismo (50 casos, 5,68%), -ción (38 casos, 4,32% ), -(i)dad (33 casos, 3,75%) y -al (25 casos, 2,84%). Ejemplos: alvearista, acerero, florismo, fujimorismo, laguismo, kirchnerismo, laguista.

5.4.1.2. Neologismo formal por prefijación (FPRE)

Son neologismos formados a partir de la adición de un prefijo a una base léxica. De los 709 neologismos por prefijación documentados, equivalentes a 14,12%, 365 correspondieron a sustantivos, 118 a verbos y 226 a adjetivos, en tanto que de los 38 prefijos documentados, los más relevantes, con una frecuencia superior a 20, fueron: anti- (102 casos, 14,38%), re- (91 casos, 12,83%), pre- (83 casos, 11,70%), multi- (51 casos, 7,19%) y sobre- (47 casos, 6,62%). Ejemplos: antisindical, multitienda, multifondo, precandidata, preemergencia, reingeniería, sobreexposición.

5.4.1.3. Neologismo formal por composición culta (FCULT)

Se pesquisaron 466 casos, equivalentes a 9,28%, y corresponden a neologismos formados a partir de la adjunción de afijos provenientes del trasfondo grecolatino2 a una base léxica. Para detectar estos formantes cultos se tomó como base la Taula de formants cultes del IULA (1997). Sin embargo, es importante destacar que muchos de los formantes cultos repertoriados se comportan como prefijos, es el caso de auto- (109 casos, 23,39%), mega- (48 casos, 10,30%), micro- (41 casos, 8,79%), mini- (22 casos, 4,72%), ciber-/cyber- (21 casos, 4,51%), formantes de mayor frecuencia en el corpus. Ejemplos: autoayuda, autoconocimiento, megaproyecto, megaempresa, microempresaria, minisubmarino, cibercafé, ciberdelito.

5.4.1.4. Neologismo semántico (S)

Estos neologismos están formados por una modificación del significado de una base léxica ya existente. La neología semántica es difícil de detectar dado que se trata de un proceso de creación léxica muy productivo y que, al mismo tiempo, no presenta evidencia formal alguna de una modificación de sentido, por lo que el contexto de aparición es fundamental para su detección. Se pesquisaron 342 casos, equivalentes a 6,81%. Algunos de los casos más frecuentes repertoriados fueron: nicho (24 casos, 7,02%), oncena (9 casos, 2,63%), carrete (7 casos, 2,05%), taco (7 casos, 2,04%) y la mayoría correspondió a una metaforización del significado base.

5.4.1.5. Neologismo formal por sintagmación (FSINT)

Son neologismos formados mediante una estructura sintáctica lexicalizada. En su mayoría son unidades sintagmáticas nominales formadas mayoritariamente por la estructura [N+Adj] o [N+de+Adj]. Se repertoriaron 250 casos, correspondientes a 4,88%, y entre los casos más frecuentes encontrados están banda ancha, generadora eléctrica, lavado de dinero, patio de comida, mesa de dinero.

5.4.1.6. Neologismo formal por composición (FCOM)

Son neologismos formados a partir de dos radicales simples o complejos. Se detectaron 245 casos, que conformaron 4,88%. Ejemplos: centroderecha, hombre ancla, infanto-juvenil, pisanieve, pasta base, sala cuna, sitio web, tienda ancla.

5.4.1.7. Neologismo formal por conversión sintáctica (FCONV)

Son neologismos formados a partir de un cambio de categoría gramatical sin modificación de la base léxica. Se detectaron 230 casos (4,58%). La mayoría de las conversiones consignadas fueron verbalizaciones y 167 (72,61%) correspondieron a conversiones de sustantivo a verbo, como es el caso de gatillar, rankear, demonizar. Se observó también una alta frecuencia (50) de nominalizaciones (21,74%) como es el caso de energético, siderúrgico, circulante y una baja frecuencia (13) de conversiones a adjetivos (5,65%): cestero-ra, minutero-ra.

5.4.1.8. Neologismo formal por abreviación (FTABR)

Estos neologismos están formados por el acortamiento de una palabra o de un sintagma. De los 179 casos repertoriados (3,57%), los más frecuentes correspondieron a micro (12 casos, 6,70%), acortamiento de "microbús"; minera (11 casos, 6,14%), acortamiento de "compañía minera"; privado (11 casos, 6,14%), acortamiento de "empresario privado" y reality (11 casos, 6,14%), acortamiento de "reality show".

5.4.1.9. Neologismo formal por variación (FVAR)

Este tipo de neologismo corresponde a una variante formal que no es morfológica ni sintáctica sino ortográfica. Los casos con mayor frecuencia repertoriados, de un total de 112 (2,23%), correspondieron a playoff (9 casos, 8,03%) variante de "play-off o play off "; ránking (5 casos, 4,46%) variante de "ranking" y tur (5 casos, 4,46%), variante de "tour".

5.4.1.10. Neologismo formal por acronimia (FTACR)

Son neologismos formados por la combinación de segmentos de palabras que forman una estructura sintagmática. Del total de 70 casos repertoriados (1,39%), 29 (41,42%) correspondieron a seremi, acrónimo de Secretario o Secretaría Regional Ministerial, y 19 casos (27,14%) a isapre, acrónimo de Instituto de Salud Previsional, neologismos que dada su alta frecuencia de uso ya han sido incorporados a la gramática de los hablantes.

5.4.1.11. Neologismo sintáctico (SINT)

Este tipo de neologismo implica un cambio de subcategoría gramatical (género, número, cambio de régimen verbal, etc.) en una base léxica existente. Se detectaron 36 casos (0,72%). Ejemplos: pensionarse, reinventarse, reagruparse, capacitarse, verbos pronominales que son variantes sintácticas de verbos transitivos o intransitivos y dolarizar, autorregular, autodefinir, autodenominar, que son variantes sintácticas de verbos pronominales.

5.4.1.12. Neologismo formal por prefijación y sufijación (FPRSU)

Son neologismos formados por interferencias entre prefijación y sufijación. Se pesquisaron 28 casos, correspondientes a 0,56%. Ejemplos: antipinochetismo, descomoditizar, encriptación, multiinstrumentalista, preimplantacional.

5.4.1.13. Neologismo formal por siglación (FTSIG)

Son neologismos formados por las letras correspondientes a una sigla. Sólo se recogieron los casos en que la sigla se ha lexicalizado, es decir, se escribe con minúsculas o se utiliza con flexión de nombre o género (27 casos, correspondientes a 0,54%). Ejemplos: cedé (compact disc), decé (DC, democratacristiano), pepedé (PPD, Partido por la Democracia), ril (residuo industrial líquido), riles (residuos industriales líquidos), rut (rol único tributario), tevé (televisión).

5.4.1.14. Neologismo formal por lexicalización (FLEX)

Son neologismos formados a partir de la lexicalización de una forma flexiva, normalmente de una forma del paradigma verbal y se detectaron 8 unidades (0,16%). Es el caso de los nombres masculinos, corrugado, rankeado, destilado, censado, neoconcebido, consultado, de muy escasa presencia en el corpus.

5.4.2. Préstamos

En la base de datos de la Antena Chilena, los 1.440 préstamos constituyeron el 28,68% del total de neologismos. A continuación se muestra su distribución según la lengua de procedencia y frecuencia de uso y se hace referencia a su calidad de préstamo adaptado y no adaptado.

Tabla IV. Lengua de procedencia, tipo de préstamos y frecuencia de aparición.

El inglés es la principal lengua de procedencia (79,65%), seguido del francés (7,36%), el italiano (3,13%), el latín (1,74%), el alemán (0,76%) y el griego (0,21%). En cuanto a la categoría "otros" (7,15%), ésta incluye lenguas como japonés, coreano, árabe, etc. que, en general, son préstamos adaptados, como: sushi, aikido, sushimi, verdeamarelha, hutong, pashmina.

En lo que respecta a los préstamos no adaptados gráficamente, éstos representan un 88,96% del total, mientras que los adaptados sólo alcanzan a un 11,04%.

6. DISCUSIÓN DE RESULTADOS

Como se ha dicho, el tipo de neologismo con la mayor token frequency (Vallès, 2002: 144) o frecuencia de uso fue el préstamo, con y sin adaptación, con cerca de un 30% de las apariciones; la gran mayoría de ellos correspondió a la categoría nombre, representada por sobre el 70%. Esto posiblemente se deba a que en la variedad del español de Chile se incorporan con relativa facilidad los préstamos del inglés, en parte porque los hablantes sienten que añaden una marca de prestigio social al habla cuando emplean anglicismos y en parte también porque determinadas invenciones y creaciones nuevas carecen aún de denominación en español.

Si se consideran las formaciones por derivación como un todo, se puede observar que superan el 30% de las apariciones, correspondiendo la formación por sufijación principalmente a las categorías nombre y adjetivo, en tanto que la formación por prefijación se distribuyó, en orden de productividad, entre las categorías nombre, adjetivo y verbo. Este tipo de formación tiene también una alta productividad, ya que en conjunto alcanza una frecuencia de aparición algo mayor que la de los préstamos. Es dable pensar que la formación por derivación se produce de manera casi espontánea con elementos ya existentes en la lengua, a los que el hablante recurre con mayor naturalidad y espontaneidad que en el caso de las demás formaciones.

Ahora bien, si se establece una comparación entre los nuevos cuños por derivación y la creación de neologismos mediante el uso de formantes cultos, la menor productividad de estos últimos puede obedecer precisamente a que el hablante no suele disponer de estos elementos de manera expedita por tratarse precisamente de unidades cuyo significado el hablante común no siempre conoce. Así y todo, debido a la penetración de la tecnología en la vida cotidiana, la incorporación de términos banalizados es cada vez más frecuente a través de la prensa y de allí la presencia de neologismos cuya formación proviene de una base y un formante culto existentes.

Es interesante destacar la pesquisa de más de 300 neologismos semánticos creados sobre la base de un cambio en el significado de una palabra ya existente, en que, a diferencia de los neologismos formados por prefijación, la productividad se manifiesta principalmente en la categoría nombre, seguida de las categorías verbo y adjetivo. Es posible que este fenómeno se deba a que el hablante atribuye un nuevo sentido a un nombre o a un verbo ya existente con la finalidad de denominar una realidad nueva, sea ésta un objeto o una acción, en lugar de designarlo mediante una creación ex nihilo, por ejemplo.

Por otra parte, se constató la muy baja productividad de neologismos correspondientes a las formaciones por lexicalización de una forma flexiva del paradigma verbal, por siglación, por acronimia, por sintagmación y por prefijación, sufijación simultáneamente y por cambio de subcategoría gramatical en una base léxica existente. Todos estos tipos de formación en conjunto apenas sobrepasan el 3% en los hallazgos en el corpus con lo que, claramente, queda en evidencia que no corresponden a las preferencias de recursos para la creación neológica por parte de los hablantes del español de Chile. Sin embargo, cabe señalar la presencia de dos formaciones por acronimia, a saber isapre, acrónimo de Institución de Salud Previsional y seremi, acrónimo de Secretario o Secretaría Regional Ministerial, palabras que se usan recurrentemente en los distintos medios de comunicación, escritos y hablados, y que, por ser sistemas de organización socialmente reconocidos, definitivamente ya están incorporadas en la gramática de los hablantes.

Desde la perspectiva de la productividad por categoría gramatical, el predominio de los nombres como los neologismos más productivos, con más de 70% de las creaciones, permite pensar que el hablante denomina primeramente objetos concretos o abstractos con los que puede designar diversas realidades, tal como se ha dado históricamente en la lengua española; luego, en el segundo lugar de productividad están los adjetivos, que son los encargados de caracterizar las realidades abstractas o concretas ya denominadas y, en tercer lugar, aparece la productividad de la categoría verbo, posiblemente porque éstos permiten denominar acciones y una acción permite a su vez una amplia posibilidad de asociaciones con unidades formadas por nombres y adjetivos. La productividad del resto de las categorías gramaticales es extremadamente baja y se circunscribe casi exclusivamente a locuciones, con lo que se confirma entonces que las preposiciones y las conjunciones son unidades muy estables en la lengua. Es probable que los adverbios presenten una realidad distinta, pero no fue posible dilucidar aquello, ya que en este estudio no se tomaron en cuenta los posibles neologismos en dicha categoría mediante la formación con un adjetivo y el elemento de composición ‘mente’.

La productividad neológica vista desde la perspectiva de las secciones de los periódicos en que aparecen con más frecuencia los neologismos, a saber, aquellas que informan del acontecer nacional, de los fenómenos de la economía, de las actividades deportivas, o que expresan opinión, dan cuenta de las actividades que gravitan con más fuerza en el ciudadano chileno común actual. Parece obvio, entonces, que sea en esas secciones de los periódicos en las que se haya pesquisado cerca de la mitad de los neologismos detectados en la prensa chilena analizada.

7. CONCLUSIONES

La evolución de la neología léxica en cuanto a los tipos de formación, las categorías gramaticales a las cuales se adscriben y las secciones de los periódicos en las que mayoritariamente se la detecta, posiblemente no difiera significativamente de la situación de los demás países de habla hispana. Es por esto que el Observatorio de Neología propone realizar, en una segunda etapa, un estudio contrastivo entre las variedades del español de los países que participan en el proyecto Antenas Neológicas.

Se puede concluir de manera general que, así como los hablantes van creando nuevas acuñaciones, también van dejando de lado otras palabras, las que con el tiempo entran en desuso convirtiéndose en arcaísmos. Por otra parte, si bien se puede hablar de la vitalidad de la lengua española en cuanto a su capacidad para crear nuevas unidades, a partir de este estudio no se puede concluir que dichas creaciones neológicas puedan tener el carácter de permanentes, cuestión que se podrá determinar con estudios longitudinales. La condición de efímeras o de perdurables de algunas de las creaciones neológicas recogidas en la prensa chilena se mantendrá mientras existan las realidades denominadas o los hablantes así lo dispongan a través del uso.

Finalmente, como resultado de este estudio se puede ratificar la vitalidad de la lengua española reflejada en los más de 5.000 neologismos incorporados a la base de datos de la Antena Chilena entre los años 2003 y 2006.

NOTAS

1 El proyecto Antenas Neológicas es dirigido por Judit Freixa de la Universitat Pompeu Fabra (Barcelona) y es financiado por el Observatorio de Neología del Institut Universitari de Lingüística Aplicada de la Universitat Pompeu Fabra, la editorial SPES VOX y Unión Latina. Los nodos que constituyen actualmente este proyecto son el Instituto del Desarrollo Humano de la Universidad Nacional de General Sarmiento (Argentina), la Oficina de Unión Latina (Cuba), el Colegio de México (México), el Grupo de Terminología de la Facultad de Derecho de la Universidad de la República (Uruguay), el Grupo de Estudios Terminológicos, PERUTERM, de la Universidad Femenina del Sagrado Corazón (Perú), la Universidad Autónoma de Manizales y Universidad de
Antioquia (Colombia) y el Grupo de Estudios Terminológicos de la Universidad de Concepción, TermUdeC (Chile).

2 Autores como Lang (1992: 237) denominan prefijoides a estos elementos constitutivos de palabras de origen griego o latino que resultan altamente productivos en el léxico moderno.

REFERENCIAS

Adelstein, Andreína y Florencia Badaracco. 2004. Teoría lingüística y estudios neológicos, en el Congreso Internacional Debates Actuales. Las teorías críticas de la Literatura y la Lingüística, Buenos Aires, Argentina.        [ Links ]

Battaner, Paz. 2001. Diccionario de Lengua Española, LEMA. 1ª edic. Barcelona: Spes Editorial.        [ Links ]

Battaner, Paz. 2002. Diccionario de uso del español de América y de España. VOX, 1ª edic. Barcelona: Spes Editorial.        [ Links ]

Cabré, María Teresa. 1993. La Terminología. Teoría, metodología y aplicaciones,1ª edic. Barcelona: Editorial Antártida/Empuries.        [ Links ]

Cabré, María Teresa, María Rosa Bayà, Elisenda Bernal, Judit Freixá, Elisabet Solé y Teresa Vallès. 2002. "Evaluación de la vitalidad de una lengua a través de la neología: a propósito de la neología espontánea y de la neología planificada", en Lexic i Neologia. Barcelona: Observatori de Neologia. Institut Universitari de Lingüística Aplicada, Universitat Pompeu Fabra, pp.159-201.        [ Links ]

IULATERM. 1997. Taula de formants cultes. Barcelona: Institut Universitari de Lingüística Aplicada, Universitat Pompeu Fabra.        [ Links ]

Lang, Mervyn.1992. Formación de palabras en español. Morfología derivativa productiva en el léxico moderno, 2ª edic. Madrid: Cátedra.        [ Links ]

Observatorio de Neología, Institut Universitari de Lingüística Aplicada, Universitat Pompeu Fabra. 2003. Protocolo de vaciado de prensa escrita (mimeo).        [ Links ]

Ortega, María Pilar. 2006. "Neología y prensa: un binomio eficaz", en Espéculo: Revista de Estudios Literarios. Nº18. ISSN 1139-3637. [En línea]. Disponible en http://www.ucm.es/info/especulo/numero18/neologism.html.[Consulta: 22/03/2008].        [ Links ]

Perdiguero, H. 2003. Innovación léxica en prensa. Actas del XIV Congreso Internacional de ASELE. Burgos. Centro Virtual Cervantes. [En línea]. Disponible en http://213.4.108.140/ensenanza/biblioteca_ele/asele/pdf/14/14_0089.pdf [consulta: 08/05/2009].        [ Links ]

Real Academia Española de la Lengua. 2001. Diccionario de la Lengua Española. 22ª edic. Madrid: Espasa Calpe. [En línea]. Disponible en http://www.rae.es. [Consulta: 03/04/ 2008].        [ Links ]

Rondeau, Guy. 1983. Introduction à la terminologie. 1ª edic. Québec, Gaëtan Morin Éditeur.        [ Links ]

Vallès, Teresa. 2002. "La productividad morfológica en un modelo dinámico basado en el uso y en los usuarios", en Lexic i Neologia. Barcelona: Observatori de Neologia. Institut Universitari de Lingüística Aplicada, Universitat Pompeu Fabra, pp. 139-157.        [ Links ]

Varela, Soledad. 2005. Morfología léxica: La formación de palabra. Madrid: Gredos.        [ Links ]

ANEXOS


Anexo 1. Ejemplos de los distintos tipos de formación de neologismos de mayor frecuencia.

Sufijación
acerero -ra
alvearista
ambientalista
bacheletista
binominal
concertacionista
desarrollador
empleabilidad
emprendimiento
frentista
hollywoodense
laguista
lavinista
mirista
multilateralismo

Composición culta

autoayuda
autoconocimiento
autoimponerse
bicimoto
biodiésel
bioetanol
cibercafé
ciclovía
gigantografía
megaempresa
megaproyecto
meritocracia
microempresario
opinólogo
retroexcavadora

Lexicalización

corrugado
destilado
rankeado
embarrada
consultado
censado
neoconcebido

Prefijación

anticastrista
antidelincuencia
antisindical
archirrival
biministro
desburocratizar
inequidad
intercomuna
intrafamiliar
multifondo
multitienda
precandidata
precandidatura
preemergencia
reingeniería

Conversión sintáctica

agendar
apitutar
autogestionar
bullar
chilenizar
demonizar
encriptar
gatillar
gerenciar
linkear
monitorear
pichanga
pilpilear
rankear
siderúrgico
top

Siglación

cedé
decé
tevé
pepedé
ril
rut

Composición

alzavidrios
bomba molotov
buque tanque
buscatalentos
centroderecha
fotoperiodismo
hombre ancla
sala cuna
sitio web
finasangre
infanto-juvenil
mediocampo
pasta base
sala cuna
tienda ancla

Neologismos semánticos

carrete
carretear
clonar
cruzado
cruzado -da
láser
nicho
oncena
pingüino
sembrar
taco
orgánico -ca
portafolio
supremo
quintil

Acronimia

flexiguridad
frigobar
isapre
seremi
servicentro
solmáforo

Préstamos no adaptados

online
mall
notebook
retail
peak
top ten
commodity
blog
challenger
link
laptop
playoff
kuchen
rösti
bratwursts
stollen
terroir
sauvignon blanc
boulevard
courier
demiglace
régie
calcio
ricotta
azurri/o
bruschetta
risotto
ad portas
ex post
chilensis
finis terrae
spa
axé
caipirinha
verdeamarelha

Préstamos adaptados

grapho
ethos
pathos
ránking
réferi
esnórquel
sushi
mapudungún
otaku

Sintagmación

agua servida
alianza estratégica
autopista concesionada
banda ancha
bomba sucia
café orgánico
círculo virtuoso
economía emergente
efecto invernadero
generadora eléctrica
hacer clic
hacer lobby
lavado de dinero
patio de comidas
píldora del día después

Neologismo por
prefijación y sufijación

aeronavegabilidad
amesetamiento
antipinochetismo
descomoditización
descomoditizar
desestacionalización
encriptación
inamnistiable
inclaudicable
interoperabilidad
intraconcertacionista
multiinstrumentalista
preimplantacional
presentencial

Neologismos sintácticos

autodefinir
autodenominar
autorregular
colas de zorro
dolarizar
farrearse
franjearse
listarse
pensionarse
reagruparse
reinventarse
replantearse
tentarse

Abreviación

consultora
corredora
cuprera
eléctrica
mail
micro
minera
privado
reality
sanitaria

Variación

apart hotel
baipás
chutear
playoff
ránking
tur

Anexo 2. Secciones de los periódicos El Sur y El Mercurio, de las cuales se extrajeron los candidatos a neologismos.

AL Artes y Letras (suplemento domingo)
AUTOM Automóviles
CART Cartelera
CIBER Internet / Video juegos
CULT Actividad cultural
CYTEC Ciencia y tecnología
DEP Deportes
ECON Economía y negocios
EV En viaje (suplemento Revista del Domingo)
ESPEC Espectáculos / Televisión
INTER Internacional
LG La Gaceta
NAC Nacional / Tribunales / Policía / Política
OPIN Opinión / Editorial
CPORT Contraportada
PORT Portada
RC Revista del Campo (suplemento lunes)
REG Regional
RF Revista Femenina (suplemento femenino martes)
REP Reportajes (suplemento domingo)
RL Revista de Libros (suplemento sábado)
SAC Suplemento Actual
SDAD Sociedad
SJ Suplemento Juvenil (viernes)
SSAB Revista del Sábado (suplemento día viernes)
SWIK Wikén (suplemento jueves)
TT Tu Tiempo (suplemento sábado)
VD

Vivienda y Decoración (suplemento sábado)



Recibido: 18-07-2008. Aceptado: 10-04-2009.

*Investigadoras del Grupo de Estudios Terminológicos, TermUdeC, Universidad de Concepción. Código: 03.F5.01, Dirección de Investigación.

Creative Commons License Todo el contenido de esta revista, excepto dónde está identificado, está bajo una Licencia Creative Commons