SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.29 número1Verónica Valdivia Ortiz de Zárate, Rolando Álvarez Vallejos y Karen Donoso Fritz (Eds.), La alcaldización de la política. Los municipios en la dictadura pinochetista índice de autoresíndice de assuntospesquisa de artigos
Home Pagelista alfabética de periódicos  

Serviços Personalizados

Journal

Artigo

Indicadores

Links relacionados

  • Em processo de indexaçãoCitado por Google
  • Não possue artigos similaresSimilares em SciELO
  • Em processo de indexaçãoSimilares em Google

Compartilhar


Universum (Talca)

versão On-line ISSN 0718-2376

Universum vol.29 no.1 Talca  2014

http://dx.doi.org/10.4067/S0718-23762014000100014 

Revista Universum Nº29 Vol.1, I Sem. 2014, pp. 233-237

 

RESEÑA

 

Sol Serrano, Macarena Ponce de León y Francisca Rengifo. Historia de la Educación en Chile (1810-2010). Tomo I. Aprender a leer y escribir (1810-1880). Santiago de Chile: Editorial Taurus, 397 páginas.

 

Ilich Silva-Peña*
Andrea Precht **

* Facultad de Educación, Universidad Católica de Temuco. Temuco, Chile. Correo electrónico: ilichisp@gmail.com
** Facultad de Educación, Universidad Santo Tomás. Talca, Chile. Correo electrónico: aprecht@santotomas.cl


 

El subtítulo del primer tomo de esta Historia de la Educación en Chile, aprender a leer y a escribir, puede llegar a sorprender al ligar un espacio tan íntimo como lo son la lectura y escritura con un elemento estructural de nuestra sociedad como es la organización del sistema educativo. Sin embargo, las autoras son capaces de involucrarnos desde el primer capítulo en la dificultad política que significa la escasez de un buen grupo de letrados que sirvan para conducir los procesos de ampliación del imperio primero, de la República después. Se visualiza el proceso de conquista con su verdadera piel ideológica, más allá de la posesión material; aprender a leer supuso elementos diferentes para los destinatarios de este aprendizaje. Leer para unos fue la adquisición de un saber letrado de la cultura hispánica mientras para otros supuso una especial forma de memorización de tipo catequético, y, progresivamente a través de los siglos, de la transformación desde una cultura primaria oral colectiva, a la experiencia individual del campesinado analfabeto.

El texto no es solamente una historiografía tradicional de la educación escolar en Chile, es una historia sociopolítica de la escuela chilena y su articulación con la creación del Estado nación. Se pregunta por la invención de la escuela en Chile, y con ello, por la producción del buen cristiano y, posteriormente, "ciudadanos útiles y virtuosos" (69) [Y a las mujeres en los menesteres de matrona en tanto formadoras de dichos ciudadanos].

Recurriendo a la obra de Goody (1986), las autoras indican que "El libro tiene un exégeta, el sacerdote letrado... El cristianismo es por definición la religión del libro, de las escrituras"(27). Esta relación religión-libro aparece como eje central del trabajo educativo: evangelización y educación como caras de una misma moneda. En su primer capítulo se describe claramente la importancia del libro para el establecimiento jurídico del Reino. Como muestra las autoras nos recuerdan la dedicatoria del autor la primera Gramática de la Europa Moderna a la reina Isabel "Siempre la lengua fue compañera del imperio" (Burke, 2006 en Serrano, 29). Una relación visible a lo largo de todo el texto. El camino propuesto se indica desde un comienzo:

"La historia de la educación no empieza con la educación, sino antes. Empieza cuando por algún motivo y para alguien, ella es necesaria. Toda cultura ha transmitido el conocimiento acumulado a las generaciones siguientes, toda cultura enseña. Pero no todas, sino más bien pocas en la larga historia humana, han tenido una institución que se organiza en torno al aprendizaje de la lectura y la escritura, a la adquisición o profundización de esas destrezas. Esa institución la llamamos genéricamente escuela"1.

Tal y como recuerda Dussel (2006) la escuela occidental ha tenido a la religión por partera y en esto Chile no ha sido la excepción. La constitución del Estado-Nación en Chile se hace en conjunto con la iglesia y esto se expresa en el libro. Se problematiza la historia de la evangelización, en tanto religión del libro y herramienta de consolidación de la cristiandad. La historia de la educación en Chile es la de construcción del Estado, pero a su vez, es la historia de la construcción de la Iglesia Católica. La conversión al cristianismo de los habitantes de estas tierras se entremezcla con la constitución de lo escolar. Tal como Pineaud (2005) nos recuerda, en la ecuación educación y evangelio la escuela se constituye como vehículo para la salvación. Es una matriz eclesiástica que permeará hasta hoy las prácticas pedagógicas y la constitución de las subjetividades.

El aporte al campo específico de la Historia de la Educación es notable. Desde el texto de Amanda Labarca en 1939 que no existía una propuesta tan ambiciosa. En este primer tomo se haya uno de los hitos más importantes, la creación de la escuela, las autoras lo describen como sigue:

"La escuela creó nuevos actores y nuevos vínculos en la sociedad chilena. El primero, sin duda, fue la figura del preceptor; su formación, su perfil social, su creciente feminización. Ellos fueron los primeros profesionales certificados en un saber simbólico proveniente de sectores populares. Fueron el corazón de la escuela porque ella era una institución tan distinta a la actual, con niños que entraban y salían, con una arquitectura que no le era propia, una pieza arrendada, un salón sobrante de alguna municipalidad, un rancho levantado por los vecinos y que fácilmente cambiaba de lugar"2.

La precariedad de esta escuela que describen permite mostrar la generación de una educación a la par de la construcción del Estado nacional. Un Estado precario, una escuela precaria. Es este nexo permanente entre la construcción de lo político-social y la escuela lo que nutre a quien lo lee permitiendo una comparación permanente que ayuda a visualizar las continuidades y rupturas con el proyecto escolar actual.

La historia de la Educación y, especialmente de la institución escolar, es también una historia política, aunque como las autoras bien señalan, "La relación entre sistema político y educación no es necesaria ni evidente"3. El proyecto educativo es siempre un proyecto de sociedad y de ciudadanía: es campo de contradicciones y disquisiciones sobre lo válido y lo legítimo; discusiones que suponen la selección y distribución de saberes y la implementación de dispositivos institucionales que ejerzan un poder específico sobre las personas para regular su convivencia; es por tanto un acto político. Con la independencia esa marca es cada vez más evidente, en palabras de las autoras: "la educación no es "una" política, sino que "es" política"4 pues buscaba la formación del ciudadano liberado del despotismo, es por ello que -para Mariano Egaña- se considerara que "la educación privada no era solo irrelevante sino perniciosa, porque carecía de vínculos con la política"5 incorporándose en la tradición constitucional chilena el sentido republicano de la educación por sobre la mirada utilitaria e individual. El argumento central de las autoras es que la expansión de la cultura escrita se instalará como una necesidad cuando surge la soberanía popular (cfr. Serrano, Sol; Ponce de León, Macarena y Rengifo, Francisca. Op. cit., 69).

Este texto permite desnaturalizar el sistema educativo chileno al exponer aquello que distingue las características de nuestro presente a través de las similitudes y diferencias con nuestro pasado. Esta dialéctica pasado/presente se construye desde un relato de la vida cotidiana de lo escolar en sus diversos niveles: su impacto en las relaciones familiares, la construcción de la identidad pedagógica y su autoridad, la construcción de la alianza familia y escuela así como familia y estado; la construcción cambiante de las subjetividades de hombres, mujeres y estudiantes que desde la cotidianidad construyen su yo y un nosotros que solo puede develarse en sus modos, sensibilidades y lógicas si se analizan largos periodos históricos que permitan observar las tensiones, contradicciones y continuidades de dicha construcción. En este sentido, el texto se hermana y podría dialogar con el clásico de Philippe Ariès: L'enfant Et La Vie Familier Sous L'ancien Regime; dando cuenta por un lado de la homogeneidad con las que los sistemas escolares se han posicionado en la modernidad, pero también la unicidad de cada proceso, en este caso, el chileno.

Las autoras lanzan un desafío a la investigación educacional chilena para continuar explorando la conformación de las prácticas pedagógicas actuales. Un debate que tiene sus años en América Latina. La conformación de la pedagogía moderna y su relación con la construcción de la Infancia (Narodowsky, 2008); una problematización desde la perspectiva de género, la construcción de la idea de alumno (Ariès, 1960; Sacristán, 2003); los procesos de exclusión (Dussel, 2000) son parte de la problematización de nuestro presente.

El documento es útil para el estudio de la historia, pero también para revisar la educación en la actualidad, el desafío de comparar frente a lo que hemos avanzado y lo que no. Las diferencias o semejanzas con la educación de hace 200 años permite aportar elementos a la discusión educativa en el día de hoy. Especialmente interesante se torna este texto para el trabajo con estudiantes de pedagogía, a quienes se les puede involucrar en el proceso actual de nuestra Educación. En el caso de profesores y profesoras pueden revisar esta investigación para ver como son parte de la historia, a través de la instalación de políticas de Estado. El uso reflexivo del texto permite realizar analogías con lo contemporáneo, comparaciones no necesariamente felices, pero que permiten formar un juicio crítico.

NOTAS

1 Serrano, Sol ; Ponce de León; Macarena y Rengifo; Francisca. Historia de la Educación en Chile (1810-2010). Tomo I. Aprender a leery escribir (1810-1880). Santiago de Chile: Editorial Taurus, (2012): 15.

2 Serrano, Sol ; Ponce de León, Macarena y Rengifo, Francisca. Op. cit., 21.

3 Serrano, Sol ; Ponce de León, Macarena y Rengifo, Francisca. Op. cit., 61.

4 Serrano, Sol ; Ponce de León, Macarena y Rengifo, Francisca. Op. cit., 63.

5 Serrano, Sol; Ponce de León, Macarena y Rengifo, Francisca. Op. cit., 64.

 

REFERENCIAS

Ariès, Phillipe. Henfant et la vie familier sous L'ancien regime. Paris: Plon, 2006.         [ Links ]

Dussel, Inés y Carusso, Marcelo. La invención del aula, una genealogía de las formas de enseñar. Buenos Aires: Santillana, 2006.         [ Links ]

Dussel, Inés. La producción de la exclusión en el aula: una revisión de la escuela moderna en América Latina. Ponencia presentada en la X Jornada LOGSE, Granada, 2000.         [ Links ]

Goody, Jack. The logic of writing and the organization of society. Cambridge: Cambridge University Press, 1986.         [ Links ]

Labarca, Amanda. Historia de la enseñanza en Chile. Santiago de Chile: Imprenta Universitaria, 1939.         [ Links ]

Narodowsky, Mariano. Infancia y poder; la conformación de la pedagogía moderna. Buenos Aires: Aique, 2008.         [ Links ]

Pineau, Pablo; Dussel, Inés y Caruso, Marcelo. La escuela como máquina de educar, tres escritos sobre un proyecto de la modernidad. Buenos Aires: Paidós, 2005.         [ Links ]

Sacristán, Jimeno G. El alumno como invención. Barcelona: Ediciones Morata, 2003.         [ Links ]

Serrano, Sol ; Ponce de León; Macarena y Rengifo; Francisca. Historia de la Educación en Chile (1810-2010). Tomo 1. Aprender a leer y escribir (1810-1880). Santiago de Chile: Editorial Taurus, 2012.         [ Links ]