SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.46 número2MEDICINAL CHEMISTRY EN EL DESARROLLO DE LOS PUEBLOS, BIODIVERSIDAD Y PRODUCTOS NATURALESCHARACTERIZATION OF ALKALICELLULOSE OF PINUS RADIATA AND EUCALYPTUS GLOBULUS BASED ON ITS MOLECULAR WEIGHT AND DEGREE OF ACCESIBILITY índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Revista

Articulo

Indicadores

Links relacionados

Compartir


Boletín de la Sociedad Chilena de Química

versión impresa ISSN 0366-1644

Bol. Soc. Chil. Quím. v.46 n.2 Concepción jun. 2001

http://dx.doi.org/10.4067/S0366-16442001000200008 

PLAGUICIDAS ORGANOCLORADOS PERSISTENTES EN
SEDIMENTOS DE TRES LAGOS COSTEROS Y UN LAGO ANDINO
DE CHILE CENTRAL

RICARDO BARRAL1*, KARLA POZO1, ROBERTO URRUTIA1, MARCO CISTERNAS1, PATRICIA PACHECO1, y S. FOCARDI2.

1Unidad de Sistemas Acuáticos, Centro de Ciencias Ambientales EULA-CHILE,
Universidad de Concepción. Casilla 160-C, Concepción, Chile.
2Departamento de Biología Ambiental, Universidad de Siena, Via delle Cerchia 3,
Siena, 53100, Italia.
(Recibido: Septiembre 10, 1999 - Aceptado: Enero 19, 2001)

*A quien debe dirigirse la correspondencia e-mail: ricbarra@udec.cl

RESUMEN

Se evaluó la presencia y distribución de los compuestos orgánicos persistentes (COPs) en núcleos de sedimentos de los lagos Chica y Grande de San Pedro, Lleu-Lleu e Icalma. Los compuestos fueron extraídos mediante sistema soxhlet con solvente n-hexano, la identificación y cuantificación, de estos, se realizó por cromatografía gaseosa con detector de captura de electrones de 63Ni. Se realizó un análisis estadístico de componentes principales (ACP) y Correlación de Pearson.

Los plaguicidas identificados en los sedimentos fueron: a-HCH, g-HCH, Heptacloro, Aldrin, Endrin, pp´-DDT, pp'-DDE y pp'-DDD. Los resultados indican variaciones en la distribución y concentración de los COPs, al comparar los lagos urbanos con los lagos prístinos. Destaca la presencia de pp'-DDE (rango: b.n.d- 1.68 ng g-1 peso seco) y pp'-DDT (rango: b.n.d- 0.89 ng g-1 peso seco) en tres de los cuatro cuerpos de agua analizados. El análisis estadístico identificó correlaciones significativas entre el pp'-DDE y pp'-DDD. No se detectaron correlaciones entre el pp'-DDT y sus metabolitos. El ACP permitió agrupar algunos compuestos orgánicos en función de sus concentraciones y degradación a través del tiempo. Se concluye que Laguna Chica de San Pedro presentó las concentraciones más altas de COPs, las cuales son bajas al ser comparadas con concentraciones detectadas en áreas limpias del Sur de Chile.

Palabras claves: COPs, Plaguicidas Clorados, sedimentos de lagos, impacto humano, Chile.

ABSTRACT

We have measured concentrations and distribution of Persistent Organic Compounds (POC) in sediment cores from four Chilean lakes: Laguna Chica de San Pedro, Laguna Grande de San Pedro, Lleu-lleu, and Icalma. The organochlorine compounds were extracted with n-hexane in a soxhlet system and then identified and quantified by gas chromatography using a 63 Ni Electron Capture Detector. Statistical analyses were performed using a Principal Components Analysis (PCA) and the Pearson Correlation.

The following pesticides were identified in the sediments: a-HCH, Lindane, Heptachlor, Aldrin, pp'-DDT, pp'-DDE, and pp'-DDD. The results show variation in both POC distribution and concentration when comparing pristine and urban lakes. It is important to note that pp'-DDE (range:b.d.l.-1.68 ng g-1 d.w.) and pp'-DDT (range: b.d.l.-0.89 ng g-1 d.w.) were present in three of the four lakes in the study. The statistical analyses showed significant correlations between pp'-DDE and pp'-DDD. Correlations between pp'-DDT and its metabolites were not detected. The PCA showed groupings of some of the organic compounds based on concentration and degradation over time. It is concluded that Laguna Chica de San Pedro is the lake with the highest concentration of POC's, although the levels appear low when compared with those measured in pristine areas in Southern Chile.

Key Words: POCs, organochlorine pesticides, lake sediments, human impact, Chile.

INTRODUCCION

Uno de los grandes desafíos mundiales a enfrentar hoy en día es el relacionado con la contaminación atmosférica global. La identificación de algunos contaminantes orgánicos persistentes (COPs) en regiones alejadas de la influencia antrópica, como es el caso de los Polos, ha despertado el interés por estudiar las tendencias en la deposición atmosférica y distribución de estos contaminantes (1,2, 3).

Los COPs son sustancias de difícil degradación, con una elevada persistencia en el medio. Sus altas concentraciones pueden llegar a tener efectos nocivos en la reproducción, desarrollo y función inmunologica de los organismos (4 Dentro de estos compuestos se incluyen los pesticidas organoclorados como: Toxafeno, DDT (Diclorodifeniltricloroetano), HCHs (Hexaclorociclohexanos) y PCBs (Bifenilos policlorados).

Actualmente, se ha postulado que mediante un proceso de fraccionamiento global estos compuestos pueden ser transportados a través de la atmósfera y distribuidos a través de los hemisferios en forma diferencial, dependiendo de las características fisico-químicas de cada compuesto y las características climáticas de cada región. Dicho proceso se fundamenta en que estas sustancias se puedan evaporar en regiones donde las temperaturas son altas y precipitar o depositarse en regiones donde las temperaturas son bajas (1,2. Este fenómeno puede ser regulado entre otros factores por la presencia de fuentes de emisión y algunas variables físico-químicas como el coeficiente de partición en el sistema octanol-aire y la temperatura(5. De tal manera que estos compuestos pueden ciclar en el medio entre las distintas matrices ambientales como agua, suelo y aire.

Para conocer las condiciones reales de un sistema en estudio, por ejemplo un sistemas lacustre, se ha propuesto que el análisis de sedimentos puede ser muy útil en la reconstrucción de la historia de contaminación, debido a que estos registran entre sus capas los contaminantes provenientes de la atmósfera y de la cuenca de drenaje (6.

La gran afinidad de los contaminantes por el material particulado fino, permite que estos puedan ser registrados en la columna de sedimento, ya que los COPs tienen una limitada solubilidad en agua y un elevado coeficiente de partición hacia el material en suspensión, existiendo una estrecha relación entre los contaminantes y los niveles de materia orgánica presentes en los sedimentos (7,8.

En Chile, las principales investigaciones relacionadas con contaminantes orgánicos persistentes han estado enfocadas principalmente, hacia sus efectos sobre los organismos. Estudios realizados en la Octava Región, han detectado concentraciones de DDT de 230 ng/g en base lipídica en músculo de Percichthys trucha, proveniente del lago Icalma (lago prístino) y 470 ng/g en base lipídica de Mugil cephalus, organismo procedente de la desembocadura del río Bío Bío (9. Otros trabajos realizados en organismos del estuario del río Valdivia, han detectado concentraciones de a-HCH de 0,06 ng/g de peso húmedo en Choromytilus Chorus y 0,02 ng/g de peso húmedo en Hemigrapsus crenulatus (10 La información disponible de niveles de organoclorados en sedimentos ha sido obtenida recientemente por el grupo de Palma y colaboradores en el estuario del Río Valdivia (11, las concentraciones encontradas por ellas indican para algunos compuestos clorados una variación estacional, aunque los niveles detectados siguen siendo bajos, del orden de fracciones de ng/g.

El presente estudio tiene por objetivo identificar y cuantificar la presencia de compuestos orgánicos persistentes en sedimentos de tres lagos Costeros de la VIII Región i.e., Laguna Grande de San Pedro, Laguna Chica de San Pedro y Lago Lleu Lleu y un lago Andino de la IX Región, el lago Icalma.

PARTE EXPERIMENTAL

Area de estudio

El área de estudio correspondió a cuatro lagos, tres Costeros, Laguna Grande y Laguna Chica de San Pedro y el lago Lleu-Lleu y un lago Andino, lago Icalma (Figura 1). En la Tabla I se entregan las principales características morfológicas y tróficas de los lagos estudiados (Urrutia, R., en prep)


Fig.1. Area de estudio


Laguna Grande de San Pedro

Este cuerpo de agua se encuentra ubicado en la VIII Región, al Sur del río Biobío, en la comuna de San Pedro de la Paz, de aproximadamente 75.000 habitantes. La superficie del espejo de agua es de 1,55 km2 y su cuenca hidrográfica tiene un área superficial de 12,50 km2. Su volumen es de 12,90 x 106 m3 y su profundidad máxima alcanza los 13 m.

Las características físicas, químicas y biológicas de éste cuerpo de agua lo clasifican como un sistema eutrófico, debido al aporte de nutrientes provenientes de las descargas de aguas servidas, ya sea en forma permanente o intermitente (12 .Los principales usos de esta cuenca son: urbano, recreacional, habitacional y sistemas de urbanización.

La caracterización sedimentológica de este cuerpo de agua, describe principalmente partículas de tamaño medio-fino, las cuales se encuentran preferentemente en el sector Central del lago. En cambio los extremos Norte y Sur del lago contienen los sedimentos más gruesos.

Laguna Chica de San Pedro

Este lago se encuentra ubicado al oriente de Laguna Grande, aprox. 1 km. Su cuenca presenta una extensión de 4,5 km2, con un espejo de agua de 0,87 km2. Su profundidad máxima alcanza los 18,0 m, con un volumen de 8.64 x 106 m3. La clasificación de sus aguas es de tipo mesotrófica.

En relación, a las características sedimentológicas de este cuerpo de agua, la mayor extensión superficial del lago es ocupada principalmente por los sedimentos "medios-finos". Sin embargo el sector Sur del lago contiene a las partículas más gruesas, disminuyendo hacia el Norte a sedimentos más finos.

Lago Lleu-Lleu

La cuenca de este lago ocupa una superficie de 670 km2, con una profundidad media de 15,9 m y una profundidad máxima de 46,9 m. Tiene un área superficial de 39,8 km2 y un volumen de 934 x106 m3.Este cuerpo de agua corresponde a un área con escasa influencia antrópica, y es clasificado como un cuerpo de agua oligotrófico.

El tipo de sedimento característico a encontrar en este lago es de tamaño "medio-grueso, identificado principalmente en el sector Centro-Norte. Por otra parte, la zona central del lago se caracteriza principalmente por la acumulación de partículas finas.

Lago Icalma

Este lago, ubicado en la IX Región, está formado por dos cuerpos de agua, Laguna Chica Icalma y el Lago Icalma propiamente tal, conectados a través de un canal de aproximadamente de 570 m de longitud y 20 m de ancho. El cuerpo principal tiene una superficie de 9,8 km2, con una profundidad máxima de 135 m y un volumen de 650 x 106 m3. Este lago es el que posee la mayor profundidad en relación a los otros lagos analizados, lo que se debería posiblemente, a su origen glaciar. Su clasificación trófica lo caracteriza como un lago oligotrófico, de aguas muy transparentes y pobre en iones disueltos (13.

Características sedimentológicas

En términos generales, los sedimentos de los cuatro lagos estudiados se caracterizaron por presentar texturas fangosas (limos y arcillas) muy homogéneas, con ausencia de fracciones gruesas (arenas y gravas). En todos los casos se trata de fangos sin características reductoras, de colores "Grises medianamente oscuros" (N4) con tonalidades "Gris café" (5YR4/1) y "Gris oliva" (5Y4/1), de acuerdo a la Carta de Colores de la Geological Society of América (14 .

Considerando el tamaño medio de las partículas de sedimento, el fango de todos los lagos se clasifican texturalmente (15 como "limos finos". Por otra parte y de acuerdo al grado de selección de los granos, estos se ubican en el rango "moderadamente seleccionados".

Obtención de las muestras de sedimentos

Las muestras de sedimento fueron obtenidas en el punto más profundo de cada cuerpo de agua, en diciembre de 1997. En Laguna Chica y Grande de San Pedro, las muestras fueron tomadas mediante buceo autónomo. En los lagos Icalma y Lago Lleulleu, debido a su gran profundidad, las muestras fueron tomadas utilizando un Gravity core modelo Kayac. Posteriormente, los testigos de sedimentos fueron analizadas mediante rayos X para analizar posibles perturbaciones en la columna y cortados en submuestras de un centímetro. Finalmente, las muestras fueron depositadas en placas petri y almacenadas a -20C hasta el análisis químico.

Análisis químicos

Las muestras de sedimento fueron homogenizadas con sulfato de sodio anhidro y sometidos a extracción en sistema Soxhlet, durante 18 horas, utilizando n-hexano (Merck). Los extractos fueron concentrados en un evaporador rotatorio y sometidos a una limpieza con ácido sulfúrico concentrado. El residuo orgánico fue concentrado a 2 ml y sometido a una limpieza en columna de florisil (1.5 g, 8 mm de diámetro interno). Los plaguicidas organoclorados fueron eluídos con 30 ml de n-hexano. El eluato fue concentrado en un evaporador rotatorio, se agregó una espátula de cobre en polvo y luego se concentró bajo corriente de nitrógeno hasta un volumen final de 0.5 ml. Posteriormente se inyectó una alícuota de 2 µl en un cromatógrafo de gases Perkin Elmer Autosystem 2000 m, equipado con un detector de captura electrónica (ECD). Se utilizó una columna capilar SUPELCO SBP-5 (30 m x 0,25 mm i.d., 0,25 µm espesor del film) con Helio como gas portador, presión en la cabeza de la columna de 14, 5 psi, modo de inyección split splitless, temperatura del inyector de 200 C y temperatura del detector de 320 C. La temperatura del horno fue programada como sigue: 100C por 10 minutos, entonces hasta 280C a 5C/min y se mantuvo así por 20 min. El nivel de detección analítico fue de 0,01 ng/g. Se utilizó una curva de calibración con los 16 compuestos analizados.

Determinación de Carbono Orgánico

A 0.5 g de sedimento seco se añadieron 10 ml de dicromato de potasio (K2CrO7) 1 N, mezclándose mediante agitación suave, y luego 20 ml ácido sulfurico concentrado. Luego de agitar durante 30 (s), se dejó la mezcla en reposo por 30 min. Se diluyó a 100 ml con agua destilada y se añadió posteriormente 10 ml de ácido fosfórico (H3PO4) y 0.2 g de fluoruro de sodio (NaF). La muestra se dejó enfriar y se tituló con sulfato ferroso amónico Fe8(NH4)2(SO4 )2 0.5 N (16.

Análisis estadístico

Las concentraciones obtenidas fueron expresadas en ng/g de sedimento seco y estandarizadas con el porcentaje de carbono orgánico obtenido. Posteriormente se realizó un análisis de componentes principales (ACP) para analizar relaciones entre las concentraciones de plaguicidas, y su distribución en la columna de sedimento. La correlación de Pearson permitió establecer posibles relaciones entre los compuestos analizados.

RESULTADOS

Laguna Chica de San Pedro

De los 16 analitos utilizados en la identificación de los compuestos orgánicos persistentes, solo fueron detectados nueve de ellos (ver Tabla II), siendo el pp'-DDE y el pp'-DDD los que presentaron las mayores concentraciones, con una máxima de 1,68 ng/g y 1,56 ng/g, respectivamente, en el centímetro cinco. El pp'-DDT sólo fue detectado en los sedimentos superficiales y hasta el quinto centímetro de sedimento con una concentración máxima de 0,32 ng/g.

De los compuestos del tipo hexaclorociclohexanos, sólo fueron detectados dos isómeros, el g-HCH (comúnmente denominado lindano), con una concentración máxima de 0,36 ng/g y el a-HCH, con 0,31 ng/g. La proporción de a/g obtenida en este cuerpo de agua fue de 0,86. Las concentraciones de estos compuestos tendieron a decrecer cuando se trató de sedimentos más profundos. (Tabla II). El Aldrin, Endrin y Endosulfan II, fueron detectados sin un patrón definido en el perfil vertical de la columna de sedimento. Es importante destacar, que el Heptacloro fue detectado también sin un patrón definido a lo largo de toda la columna de sedimento analizada, con una concentración máxima de 0,85 ng/g (ver Tabla II).

Los porcentajes de carbono orgánico determinados en este cuerpo de agua no presentaron una clara tendencia a lo largo de la columna de sedimento. Los mayores porcentajes se registraron en el estrato superficial y a los 10 cm de profundidad de la columna con valores de 8,22 % y 8,63 % respectivamente (Tabla II).


Laguna Grande de San Pedro

Los compuestos orgánicos detectados en este lago, fueron los mismos que en laguna Chica. El pp'-DDE presentó una tendencia decreciente en sus concentraciones hacia los estratos superficiales desde 0,74 a 0,05 ng/g. Cabe destacar que el pp'-DDT sólo fue detectado en el estrato superior de la columna de sedimento con una concentración de 0,54 ng/g (Tabla III). Dentro de los HCHs, el isómero g-HCH presentó una concentración máxima de 0,25 ng/g en las capas superficiales correspondientes a los primeros 8 cm de la columna de sedimento. El a-HCH sólo fue detectado en la superficie del sedimento con una concentración de 0,031 ng/g y a la profundidad con una concentración de 0,04 ng/g. En este cuerpo de agua el heptacloro sólo fue detectado en los sedimentos más profundos i.e., a partir del quinto centímetro, con una concentración máxima de 0,21 ng/g (ver Tabla III).

Los porcentajes de carbono orgánico registrados en este lago fueron menores al 8% (Tabla III).


Lago Icalma

Las concentraciones de los compuestos orgánicos detectadas este lago fueron menores en relación a la laguna Chica y Grande de San Pedro. En este cuerpo de agua sólo fueron detectados seis compuestos orgánicos i.e., Endosulfan II, g-HCH, a-HCH, Aldrin, pp'-DDE y pp'-DDD Tabla IV.


El pp'-DDD sólo fue detectado en el quinto centímetro de sedimento con una concentración máxima de 0,47 ng/g. El pp'-DDE fue encontrado con mayor frecuencia en la columna de sedimento con una concentración máxima de 0,41 ng/g.

Dentro de los hexaclorociclohexanos, el g-HCH presentó las concentraciones más altas i.e., 0,42 ng/g en el segundo centímetro. En cambio, el a-HCH fue detectado en menores concentraciones i.e., 0,04 ng/g, en el tercer centímetro.

El Aldrin presentó una concentración máxima de 0,52 ng/g en el segundo centímetro de sedimento El Endosulfan II, que es utilizado como insecticida foliar, fue detectado sólo en el primer centímetro de sedimento con una concentración de 2,68 ng/g.

En este lago se registraron los mayores porcentajes promedio de carbono orgánico, en relación con el resto de los lagos estudiados, alcanzando valores superiores al 10 %.

Lago Lleu-Lleu

En este cuerpo de agua se detectaron sólo tres de los dieciséis compuestos orgánicos persistentes analizados. De estas sustancias el que presentó la mayor concentración fue el g-HCH, con una concentración de 0,94 ng/g (Tabla V), en el tercer centímetro de sedimento. Los compuestos Aldrin y pp'-DDE sólo fueron detectados en el séptimo centímetro de sedimento y con concentraciones de 0,42 ng/g y 0,04 ng/g, respectivamente.


Los porcentajes de carbono orgánico no presentaron una clara tendencia a lo largo de la columna de sedimento observándose el mayor porcentaje en el primer centímetro de sedimento, i.e., 19,70 %, valor que es muy superior a los detectados en las lagunas antes mencionadas. En cambio, los sedimentos más profundos presentaron un rango de porcentajes que varió entre 7,20 - 8,40 %, desde el segundo al décimo centímetro de profundidad

Los resultados obtenidos a partir del análisis de componentes principales para las lagunas urbanas, laguna Grande y Chica de San Pedro, muestran tres grupos de compuestos orgánicos claramente diferenciados (Figura 2). Entre ellos se destacan el grupo formado por pp´-DDD, pp´-DDE y endosulfan por un lado, y por el otro el pp´-DDT, a-HCH y g-HCH. Estos dos grupos explican el 53 % de la variabilidad de los resultados, observándose una clara tendencia a agruparse en aquellos que presentan las máximas concentraciones cerca de la superficie del núcleo, y en aquellos cuyas máximas concentraciones se encuentran en las capas intermedias. Estos compuestos no presentaron correlaciones significativas entre ellos a través del análisis de Pearson. Sin embargo, destaca la elevada correlación que encontramos entre los compuestos pp´-DDE v/s pp´-DDD en las lagunas Chica y Grande de San Pedro, con un r =0,83 , p < 0,05 (Figura 3).


Fig.2. Análisis de componentes principales de los datos de la Laguna Grande y Chica de San Pedro, normalizados con el contenido de carbono orgánico.


Fig.3. Correlación entre DDE y DDD en las Lagunas Grande y Chica de San Pedro.

DISCUSION

Los resultados obtenidos en este estudio permiten establecer que existe un claro patrón de distribución de compuestos orgánicos persistentes en función de la actividad antrópica. Efectivamente, en las lagunas urbanas Grande y Chica de San Pedro se detectaron concentraciones superiores en un orden de magnitud a las concentraciones encontradas en los lagos prístinos. Estas diferencias de magnitud estarían determinadas por la cercanía de estos lagos a los centros urbanos, los cuales actuarían como fuentes generadoras de estos contaminantes.

En los lagos prístinos, i.e. Icalma y Lleu Lleu, se observaron marcadas diferencias en la distribución de los contaminantes. En el lago Icalma se detectó un total de seis compuestos orgánicos de los dieciocho analizados, número superior a los encontrados en el lago Lleu Lleu, donde sólo fueron detectados tres de estos compuestos. De acuerdo a estudios recientes, es cada vez más creciente la evidencia que algunos plaguicidas organoclorados se acumulan en ambientes ubicados en altura (17,18. De hecho, tanto la ocurrencia como las concentraciones de compuestos clorados resultaron mayores en los sedimentos del lago andino.

Como una forma de explicar estas diferencias, podríamos relacionar los procesos de condensación fría con el transporte atmosférico de los contaminantes (19. Esto en base a que las características orográficas de nuestro país facilitarían la depositación de los contaminantes en las zonas de mayor altitud donde las temperaturas son muy bajas, como ocurre en el sector cordillerano (lago Icalma) Este proceso estaría complementado con el transporte de las masas de aire que aumentan su carga de contaminantes al llegar continente. En este contexto, también podríamos explicar el bajo número y concentración de los compuestos orgánicos detectados en el lago Lleu Lleu, ya que las masas de aire que llegan hasta el lago son principalmente de carácter oceánico, por lo tanto pobres en compuestos orgánicos (Terry Bidleman, Com.Pers).

Al realizar una comparación global de los niveles de contaminantes orgánicos persistentes, se puede concluir que las concentraciones detectadas en las lagunas urbanas de la VIII Región fueron bajas si se comparan con otros estudios realizados en áreas limpias del Sur de Chile, donde las concentraciones detectadas fueron similares a las encontradas en este estudio i.e.,0,21 ng/g de DDT en el canal de Baker y 0,58 ng/g de DTT en Puerto Natales (20.

Del mismo modo, es importante destacar que las concentraciones detectadas en este estudio son menores en comparación a las registradas en estudios realizados en áreas remotas en sedimentos de un lago Antártico y en sedimentos de las lagunas Articas de Cánada (21,8.

Un análisis comparativo de las concentraciones de compuestos orgánicos persistentes detectadas entre las lagunas urbanas Chica y Grande de San Pedro, indica que laguna Chica presenta las mayores concentraciones de compuestos orgánicos con una distribución homogénea de los contaminantes, en comparación con la laguna Grande de San Pedro. Estos resultados son sorprendentes debido a la cercanía de estas dos lagunas. Las variaciones podrían ser explicadas en función de la orientación de cada laguna, la cual produciría diferencias en el tipo de exposición a los vientos, lo que a su vez influye en la circulación de las aguas y en la mezcla de los sedimentos. Estas condiciones establecerían además diferentes patrones de sedimentación en cada cuerpo de agua, generando una distribución aleatoria de los contaminantes a lo largo de la columna de sedimento. Otra posible explicación podría estar relacionada con procesos de difusión o bioperturbación de los sedimentos, lo cual dependería principalmente de las características tróficas de cada laguna analizada. De hecho se sabe que contenidos altos de materia orgánica en ambientes eutróficos facilitan la retención de los contaminantes en los sedimentos(22.

Por otra parte, entre los compuestos orgánicos persistentes analizados sólo fueron detectados dos del grupo de los hexaclorociclohexanos (HCHs) isómeros i.e., el a-HCH y g-HCH. El g-HCH fue detectado en los sedimentos de todos los cuerpos de agua analizados. Estos resultados podrían ser explicados en relación a que el lindano es actualmente utilizado en el tratamiento de algunas enfermedades como pediculosis y acarosis, e incluso en desinfección de semillas, aumentando así la probabilidad de que este compuesto sea encontrado en el ambiente. En cambio, el isómero a-HCH sólo fue detectado en tres de las lagunas estudiadas, i.e. laguna Grande, Chica de San Pedro y el lago Icalma, con concentraciones relativamente menores en comparación con el g-HCH. Cabe destacar que el a-HCH posee una alta volatilidad, la que facilitaría la migración de este compuesto a través del fenómeno de transporte atmosférico descrito previamente (1,2.

También es importante destacar que la reacción de isomerización entre el isómero a-HCH g-HCH no ha sido verificada en la naturaleza. Recientemente se ha sugerido que una relación entre los isómeros a/g cercana a uno indicaría una fuente de contaminación de lindano reciente(23. De acuerdo a lo anterior, la proporción obtenida para la laguna Chica se acerca a ese valor, en cambio en la laguna grande la proporción es de 0,12. Esto podría estar indicando diferencias importantes en ambos lagos en el procesamiento interno de los contaminantes, a pesar de encontrarse vecinos. Lo anterior puede incluir los procesos de bioperturbación mencionados arriba.

En relación a la magnitud del pp'-DDT y sus metabolitos, no se detectaron altas concentraciones de este compuesto, pero sí de los metabolitos pp'-DDE y pp'-DDD, principalmente el pp'-DDE. Este último fue encontrado en la mayoría de las lagunas analizadas y en concentraciones relativamente altas. Estos resultados concuerdan con los registrados por otros autores que han utilizado otras matrices ambientales como muestras de vegetación de Chile (24 y por otros autores, quienes han indicado que la principal forma en que puede ser encontrado el DDT en el ambiente es el pp'-DDE (22.

El análisis estadístico no mostró correlaciones significativas entre el pp'-DDT con sus metabolitos (i.e., r < 0,6 ; p < 0,05), pero estableció correlaciones entre los compuestos pp'-DDD y pp'-DDE, (i.e., r =0,83 ; p < 0,05) (ver Figura 3). Por lo tanto, se deduce que los niveles de pp'-DDD y pp'-DDE obtenidos en este estudio se deberían o al ingreso conjunto de estos compuestos al sistema hace ya algún tiempo o a la degradación in situ del pp'-DDT llegado hace algún tiempo y que las concentraciones del pp'-DDT detectadas en los sedimentos superficiales de los lagos urbanos serían producto de una contaminación reciente.

Si se asume que los centímetros más profundos son más antiguos que los sedimentos superficiales, es posible establecer la temporalidad en la deposición de los contaminantes orgánicos persistentes. De esta manera el pp'-DDT y g-HCH presentaron un aumento de sus concentraciones hacia los sedimentos superficiales y los compuestos pp'-DDE, pp'-DDD y el a-HCH un decaimiento en sus concentraciones hacia los sedimentos más profundos, lo cual permite relacionar la distribución de estos contaminantes con procesos de contaminación reciente y antigua, respectivamente.

En relación a lo anterior, se reconoce la necesidad de realizar estudios complementarios para obtener la geocronología (edad de los sedimentos) de los lagos estudiados, de modo de establecer con exactitud el momento y origen de la contaminación con compuestos orgánicos persistentes.

AGRADECIMIENTOS

Esta investigación fue financiada parcialmente por los proyectos P.I. N 97.310.026-1.1In. 99.310.031.1 de la Dirección de Investigación de la Universidad de Concepción, y por el proyecto International Foundation for Science IFS N A-2775/1. Se agradece el apoyo de FONDECYT, N1980529

REFERENCIAS

1. F. Wania and D. Mackay. Ambio. 22,10 (1993).         [ Links ]

2. F.Wania and D. Mackay .Environ. Sci. Technol. 30,390A (1996).         [ Links ]

3. J.Baker (ed). Atmospheric deposition of contaminants to the Great lakes and coastal waters. Ed by Society of Environmental Toxicology and Chemistry SETAC. Florida, USA.,451 pp (1997),         [ Links ]

4. UNEP. Consideration of global measures on persistent organic pollutants (POPs). UNEP/ICL/1/INF 3. N 95-5040. Meeting of governement designated experts to review and revise a global program of action to protect the marine enviroment from land based activities. (1995).         [ Links ]

5. T. Bidleman. Environ Sci Technol. 22, 361 (1988).         [ Links ]

6. M. Auer, A. Johnson, M. Penn and S. Effler, S. J. Environ. Qual. 25, 46 (1996).         [ Links ]

7. D. Muir, A. Omelchenko, N. Grift, D. Savoie ; W. Lockhart, P. Wilkinson and G. Brunskill. Environ. Sci. Technol. 30:3609 (1996).         [ Links ]

8. D.Muir, W.Griffit, W. Lockhart, L. Wilkinson, B. Billeck and G. Brunskill Sci. Total Environ. 160/161,447 (1995).         [ Links ]

9. S. Focardi, M.C. Fossi, C. Leonzio, S. Corsolini and O.Parra. Environ. Monit. Assess. 43, 73 (1996).         [ Links ]

10. H.Palma, E.Fleming y E. Gutiérrez . Bol.Soc.Chil.Quim.43, 201(1998).         [ Links ]

11. H.Palma, O. Espinoza, E. Gutiérrez y M.Pino. Bol. Soc.Chil. Quim 43, 435 (1998).         [ Links ]

12. O.Parra. Ambiente y Desarrollo. 5,117, (1989).         [ Links ]

13. O.Parra, H.Campos, W.Steffen, G.Agüero, S.Basualto, D.Avilés y M.Vighi. Estudios Limnológicos de los Lagos Icalma y Galletué: Lagos de Origen del Rio Biobio (Chile Central). En: Evaluación de la Calidad del Agua y Ecología del Sistema Limnético y Fluvial del Rio Biobío, Ed. F.Faranda y O.Parra, Serie Monografias Científicas Proyecto EULA, Universidad de Concepción. Vol 12 pp 161, (1993).         [ Links ]

14. Geological Society of America, Rock Color Chart, (1975).         [ Links ]

15. C.K. Wentworth. Journal of Geology. 30, 377, (1922).         [ Links ]

16. H. Gaudette, W.Flight, L.Toner and D.Folger. J. Sedimentary Petrology 44, 249(1974).         [ Links ]

17. P.Weiss, G.Lorbeer, S. Scharf. Environ.Sci.Poll. Res.(special issue N1) 46, (1998).         [ Links ]

18. J.Blais, D.W. Schindler, D.C.G.Muir, D.B.Donald, B. Rosemberg. Nature 395,585 (1998).         [ Links ]

19. F.Wania. Environ. Sci. and Poll. Res 7: 11(1999).         [ Links ]

20. C. Bonert, y R. Estrada, R. Identificación y cuantificación de hidrocarburos clorados en sedimentos entre canal Baker y canal Señoret, Pto Natales,XVI Congreso de Ciencias del Mar, Iquique 42, (1996).         [ Links ]

21. A. Sarkar , S. Singbal and S Fondekar. Polar Record, 30, 33 (1994).         [ Links ]

22. A. Bignert, M.Olsson, W. Persson, S.Jensen, S. Zakrisson, K. Litzén, U.Eriksson, L.Haggberg and T. Alsberg. Environ. Poll 99,177 (1998).         [ Links ]

23. K. Willet, B.Ulrich and R. Hites Environ.Sci.Technol. 32,2197 (1998).         [ Links ]

24. D.Calamari, P.Tremolada and V. Notarianni. Environ Sci. Technol. 29, 2267 (1995).         [ Links ]

Creative Commons License Todo el contenido de esta revista, excepto dónde está identificado, está bajo una Licencia Creative Commons