SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
 número61Noticias e-mail cartasLibros y Revistas Recibidos índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Articulo

Indicadores

  • No hay articulos citadosCitado por SciELO

Links relacionados

  • No hay articulos similaresSimilares en SciELO

ARQ (Santiago)

versión On-line ISSN 0717-6996

ARQ (Santiago)  n.61 Santiago dic. 2005

http://dx.doi.org/10.4067/S0717-69962005006100022 

ARQ, n. 61 La Profesión / Practice, Santiago, diciembre, 2005, p. 90-91.

ANEXOS

Enseñanza y profesión
Encuesta a titulados de la Escuela de Arquitectura U.C.

Carmen Rioseco

Profesora de la línea Ciudad, Territorio y Medio Ambiente en la Escuela de Arquitectura de la Universidad Católica de Chile, Santiago, Chile.


El sistema universitario ha detectado la importancia de contar con información de sus egresados que permita tener retroalimentación desde el mundo laboral.
Esta información es especialmente relevante frente a unos escenarios con fuertes cambios –a nivel internacional y nacional– tanto dentro del sistema universitario como en los sistemas de producción de bienes y servicios.
Nuestra facultad ha iniciando un proyecto piloto para la constitución de una red de sus titulados. El punto de partida es la certeza de una necesidad mutua, frente a los nuevos escenarios de la educación superior y de la profesión. La primera tarea ha sido la realización de una encuesta a los titulados de los últimos 5 años de las unidades académicas de FADEU: Escuela de Arquitectura, Escuela de Diseño e Instituto de Estudios Urbanos.

LA EDUCACIÓN SUPERIOR: UN ESCENARIO EN CAMBIO
Uno de los cambios de mayor relevancia para la educación superior ha sido la masificación de la enseñanza. En los últimos años hay un incremento sustancial del número de instituciones, de estudiantes y titulados, a nivel mundial y especialmente en Latinoamérica.
El estudio realizado por la Dirección de Estudios de la U.C. del estado de situación de la carrera de arquitectura en Chile(1) indica que en el año 2003 existían 29 universidades en el país que ofrecían la carrera de arquitectura, 14 de ellas localizadas en la Región Metropolitana. Según ese estudio, la matrícula nacional para arquitectura es de 12.263 estudiantes, con una matrícula de 1° año de 2.670 alumnos que representa el 21,7% del total de estudiantes de arquitectura.
Entre 1996 y 2002 se produjo un crecimiento sostenido en las matrículas, mientras que en 2003 hubo una leve disminución del total de alumnos y del ingreso a primer año(2).
Una cifra a considerar por las escuelas de arquitectura es el sustancial incremento del número de titulados entre 1996 y 2003, que de acuerdo al estudio citado es del 173,36% para el período. (ver gráfico 1)(3)
Desde la educación superior se están realizando planteamientos sobre la necesidad de generar cambios en las modalidades de habilitación profesional: las universidades deberían priorizar la entrega de grados académicos, y traspasar a otras instancias de la sociedad las acreditaciones profesionales.
Dentro de estas lógicas de formación, el modelo plantea acortar los pregrados y fomentar la especialización a través de posgrados. La viabilidad de estas propuestas es una discusión pendiente para las escuelas de arquitectura, dado que los indicadores que establece la Comunidad Económica Europea(4), por ejemplo, no se ajustan con las competencias que requieren los arquitectos chilenos dadas las atribuciones que la legislación vigente les otorga. Las preguntas son si se opta a la habilitación profesional al término del pregrado o del posgrado, y cuáles son las competencias mínimas exigidas.
Este escenario de masificación y de cambio plantea un tema de la mayor relevancia: cantidad de estudiantes versus calidad de la enseñanza. ¿Son compatibles calidad y cantidad? ¿la enseñanza entrega hoy las competencias que se requieren para el ejercicio profesional de arquitecto?

OPORTUNIDADES DEL CAMPO LABORAL
Otro cambio en marcha es el que generan los tratados de libre comercio que incluyen el libre tránsito de profesionales y que en el corto plazo harán necesario redefinir las modalidades de homologación de títulos. Este cambio en los sistemas de producción de servicios abre oportunidades de desarrollo para los profesionales de mayor especialización y capacidad. La profesión de arquitecto está entre las que históricamente han tenido posibilidades de trabajo, en pequeña escala, en países distintos al propio dada la similitud en las modalidades de trabajo de los arquitectos en todo el mundo.
También ha cambiado es la relación con los usuarios. Los tratados internacionales generan tanto para las escuelas como para los arquitectos un conjunto de desafíos en cuanto a establecer formas de comunicación con actores de la sociedad, que permitan a los arquitectos una adecuada interacción desde la propia formación para asegurar la calidad del proyecto de arquitectura en estos nuevos contextos.

ENCUESTA A LOS TITULADOS DE LA FADEU-U.C. ENTRE 1999 AL 2004(5)
Para empezar a conocer el estado de situación de la profesión de arquitecto en la sociedad actual, pareció relevante hacer propios los temas anteriores, más aún en el contexto de ejecución del proyecto MECESUP U.C. Innovación e incremento de la calidad de la enseñanza de pregrado para arquitectos y diseñadores, cuyo objetivo central fue una modificación curricular que incrementa la formación general en los primeros años y la profundización disciplinar en los últimos años de la carrera.
En este contexto, el Fondo de Desarrollo de la Facultad financió la realización de una encuesta a los titulados entre 1999 y 2004 de las escuelas de Arquitectura, Diseño y del Instituto de Estudios Urbanos, entendida como el primer paso de la conformación de una red de titulados.
La encuesta se propuso como un instrumento para contactar a los titulados y tener información cuantificable y con validez estadística sobre mercado laboral, evaluación de la formación entregada por las unidades académicas, competencias profesionales y necesidades de formación complementaria.
Los resultados que se presentan corresponden a la encuesta a titulados de la Escuela de Arquitectura. Dentro del universo de 533 titulados correspondientes al período estudiado, el tamaño de la muestra es de 197 y representa el 39,4% del total. El instrumento de medición es un cuestionario estructurado, enviado vía mail, auto aplicado.

INSERCIÓN LABORAL
El análisis de las respuestas sobre inserción laboral muestra que casi la totalidad de los titulados encuestados está trabajando. El 53,4 % declara que realiza un trabajo, el 27.5 % tiene dos trabajos y el 13.3 % realiza tres trabajos. (ver gráfico 2)
Frente a la pregunta ¿para quién(es) trabajas? los titulados responden mayoritariamente en oficinas de arquitecto (41,3%), en forma independiente (40,7%), y en docencia (30,2%). La suma de los que trabajan en ministerios y municipios es de un 11%, lo que demuestra la baja participación de arquitectos U.C. en la administración pública –siendo este sector el encargado de la gestión de todas las obras públicas y de vivienda social del país–. Paralelamente, el porcentaje de titulados que trabaja en inmobiliarias y empresas constructoras (11%), demuestra la baja contratación de arquitectos jóvenes de la U.C. en dos de las actividades de más alta inversión y rentabilidad, históricamente ligadas a la profesión de arquitecto(6). Sólo el 14,1% tiene contrato, y la mayor parte trabaja con honorarios de arquitectura (52,6%). (ver gráficos 3 y 4)

COMPETENCIAS LABORALES
Las preguntas sobre competencias laborales requeridas para el ejercicio profesional permitieron identificar en qué talleres y cursos se están enseñando dichas competencias y cuál es la profundización de conocimientos y habilidades que los estudiantes alcanzan.
Es necesario agregar que el currículo de pregrado requiere independencia de la contingencia; las universidades deben generar docencia de postítulo y posgrado profesional que permita a los titulados una actualización permanente, acorde con las competencias que la dinámica del mercado demanda.
En cuanto a competencias genéricas, los titulados del período analizado consideran muy importantes la capacidad de resolver problemas (83,8%), el pensamiento crítico (81,2%), el trabajo en equipo (77,2%) y el emprendimiento (70,6%); otras variables preguntadas se mueven entre el 66% (autoaprendizaje e iniciativa) y un 59,9 % (consistencia ética). (ver gráfico 5)
Las competencias disciplinares que consideradas muy importantes son proyectación y diseño con un 79,7%, el desarrollo de aspectos técnicos con un 78,2 % y la gestión y manejo de obras con un 60,9%; todas ellas corresponden al perfil tradicional del arquitecto. (ver gráfico 6)

PERFECCIONAMIENTO CONTINUO
Frente a la pregunta sobre perfeccionamiento paralelo o posterior al título profesional, el 35,5% de la muestra ha realizado algún tipo de estudios; de éstos, el 7,1% ha realizado un doctorado, el 35,5% un magíster, el 12,9 un postítulo, el 26,5% un diplomado y el 3,2% otro tipo de estudios(7) .
En cuanto a los estudios a futuro, el 78,7% de los titulados encuestados tiene considerado ingresar a algún programa de posgrado o postítulo. De este total, las preferencias por educación superior de 3° ciclo son magíster (47%), y doctorado (16%); en cuanto a perfeccionamiento de postítulo, orientado a la adquisición de competencias laborales específicas, las preferencias se enfocan a campos específicos: un 25,8% tiene considerado realizar un diplomado, y un 3,2% otro tipo de estudios. (ver gráfico 7)

ALGUNAS CONCLUSIONES FINALES
El proceso de transformación y complejización de la profesión de arquitecto hace necesario que las instituciones de educación superior establezcan cuáles son las competencias disciplinares y cuáles las genéricas requeridas para el ejercicio profesional.
Los nuevos escenarios de masividad de la educación superior de arquitectura amenazan la formación de taller en el fondo y en la forma. Por ello es necesario precisar que el taller de proyectos ha sido, es y será la base fundante de la formación de competencias disciplinares de arquitectura. El número de talleres del currículo y un bajo número de estudiantes por profesor son claves en el proceso de aprendizaje de un arquitecto.
Frente a los cambios que enfrentan los sistemas de producción de bienes y servicios y su internacionalización, será la calidad en competencias –disciplinares y genéricas– y la actualización continua las que segmentarán los mercados profesionales. Esto plantea grandes desafíos para la enseñanza de arquitectura y para las escuelas y facultades en relación a la capacidad de generar programas de 3° ciclo, postítulos y posgrados.
En este contexto una red de titulados articula enseñanza y profesión; desde la enseñanza permite conocer la dinámica de cambio que en el ejercicio profesional se está produciendo y las nuevas competencias que los campos laborales requieren, y para los titulados significa tener acceso a información actualizada y a educación continua.


Notas
1. Pontificia Universidad Católica de Chile, Dirección de Planificación y Estudios, 2004.
2. Pontificia Universidad Católica de Chile, Dirección de Planificación y Estudios, 2004
3. Pontificia Universidad Católica de Chile, Dirección de Planificación y Estudios, 2004
4. Tuning educational structures in Europe.
5. Proyecto: Seguimiento de egresados para mejorar el vínculo entre los programas académicos y el mundo laboral/profesional. Encuesta a titulados de los programas académicos de Arquitectura, Diseño, Magíster en Desarrollo Urbano y Magíster en Asentamientos Humanos y Medio Ambiente; Equipo: Pilar García, Escuela de Arquitectura; Oscar Huerta, Escuela de Diseño; Jonathan Barton, Instituto de Estudios Urbanos; Carmen Rioseco, coordinadora de proyecto; Elvira Pérez, asistente de proyecto; Shirley Booth, asesoría y procesamiento de encuesta, Dirección de Planificación y Estudios UC, y Mónica Matte, encuesta digital Secico.
6. La suma de porcentajes es mayor a 100% lo que demuestra la existencia de más de un trabajo por titulado.
7. La suma de los porcentaje es mayor a 100, dado que la encuesta permitía informar más de un estudio.