SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.57 número199Inevitabilidad de la mezcla: una estrategia para "ser" y "parecer"Compositores chilenos en el país índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Articulo

Indicadores

  • No hay articulos citadosCitado por SciELO

Links relacionados

  • No hay articulos similaresSimilares en SciELO

Revista musical chilena

versión impresa ISSN 0716-2790

Rev. music. chil. v.57 n.199 Santiago ene. 2003

http://dx.doi.org/10.4067/S0716-27902003019900008 

Revista Musical Chilena, Año LVII, Enero-Junio, 2003, N° 199, pp. 84-88

 

Conmemorando a un músico chileno.
El violinista Florencio A. Mora (1882-1975)

por
Alden L. Dittmann Hube

Dedico este opúsculo a mis amigos de Montevideo Coriún Aharonián y Graciela Paraskevaídis.

En el año 2002 es oportuno recordar los 120 años del natalicio de un gran violista y violinista chileno, que en su propia patria ha quedado casi en el olvido: Florencio Alberto Mora Tête. Al igual que otros músicos chilenos, Florencio Mora desarrolló su exitosa carrera profesional en el extranjero, alcanzando allí reconocimiento y fama.

Florencio Mora nació en Valparaíso el 9 de julio de 1882. Fue uno de cinco hijos del matrimonio de Juan Mora y Hermosilla y de Matilde Tête Mora de Mora, prima hermana de su marido. Ambos eran de origen francés y tocaban, como aficionados, el violín y el piano, respectivamente. El propio Florencio Mora nos relata en su interesantísima autobiografía "Momentos musicales", dedicada a presentarnos, con anecdóticas pinceladas, su personal visión de las variadas épocas y los diferentes personajes que le tocó vivir y conocer a través de su larga vida: "Todo gran artista que llegaba a Valparaíso era invitado a participar en las reuniones musicales que se sucedían habitualmente en aquel hogar" que fuera su casa paterna en la Plaza Mayor (hoy Plaza Victoria).

Florencio Mora fue alumno del Colegio de los Padres Franceses de Valparaíso. A los 14 años de edad, y vestido de "smoking", se inicia como concertista en una gran función en honor de Cuba Libre -organizada en Quillota por el ingeniero Arturo Williams Rebolledo- interpretando de memoria el séptimo concierto de Charles Auguste de Bériot. En 1898 se traslada a Santiago. Allí, sus primeros maestros de violín en el Conservatorio Nacional de Música y Declamación fueron Ricardo Méndez y Enrique Brüning.

En el año 1900, Florencio viaja a Bruselas junto a su apoderado -el ministro Encargado de Negocios del gobierno chileno ante el rey Leopoldo II de Bélgica, don Luis Waddington, quien era además violoncelista aficionado y pintor- con el objeto de perfeccionar sus estudios de violín en el Conservatorio Real. Allí permaneció durante siete años, siendo sucesivamente alumno de los eminentes violinistas belgas César Thomson y Eugène Ysaÿe este último apreciaba mucho a Florencio Mora y consiguió que su alumno pudiera permanecer en Bruselas por unos años más, argumentando que "sería ... perjudicial ... que tuviera que dejar Bélgica ... y volver a su país". Uno de los condiscípulos de Mora en dicho Conservatorio fue el uruguayo Eduardo Fabini Bianchi (1882-1950), quien más tarde llegaría a ser, como compositor, uno de los más notables representantes de la creación musical del Uruguay.

Durante su estadía en Bruselas, Florencio tuvo -según nos relata-"una interesante amiga", que casi llegó a ser su novia y que era sobrina de uno de los consejeros del Zar, de mucha influencia en el palacio. De regreso de una visita a Rusia, ella le trajo, entre otros objetos, dos tarjetas del general del Ejército Ruso, músico y compositor César Cui, destinadas a los directores de las dos orquestas sinfónicas de París: Édouard Judas Colonne y Camille Paul Alexandre Chevillard. Estas tarjetas decían: "Je vous présente le violoniste Florencio Mora: je vous prie de l'entendre et de l'aider à faire sa carrière artistique".

Gracias a su entrañable amistad con Eduardo Fabini -quien, junto al propio Mora y a su condiscípulo y amigo polaco Paul Kochanski, fuera laureado en 1903 en el Conservatorio Real de Bruselas (Medalla de Oro y Primer Premio de Violín)- Mora pudo visitar Montevideo por primera vez en el año 1910, realizando allí un concierto en el Teatro "Cibils". Se integró asimismo como profesor de violín en el Conservatorio Musical del Uruguay, fundado tres años antes por Fabini y otros músicos. Por otra parte, Florencio Mora fundó, junto a Eduardo Fabini y otros cuatro destacados instrumentistas, la "Asociación Uruguaya de Música de Cámara", una de las agrupaciones pioneras en este campo más íntimo de la música.

Después de terminar su formación en Bélgica, Mora regresó a Chile en 1910, dando conciertos en Santiago y Valparaíso, asimismo en Lima y luego, el mismo año, en Montevideo, donde se radicaría por doce años, y desde donde también se presentó varias veces en Argentina como solista en conciertos dirigidos, entre otros, por Felix Weingartner. En esa misma época, Florencio Mora participó en Montevideo en el estreno de algunas obras de compositores uruguayos: la Sonata para violín y piano, de Luis Cluzeau-Mortet, con el compositor acompañándole al piano (1916); el Quinteto en Sol menor para cuarteto de cuerdas y piano, de Alfonso Broqua, esta vez con Mora como primer violín del cuarteto de la Asociación Uruguaya de Música de Cámara y con Luis Cluzeau-Mortet en la viola (1916 y 1917).

Entretanto, su amigo Eduardo Fabini se había dedicado a la composición, pero -según Mora- sin escribir una sola nota. Mora relata que le ofreció anotar la música en el papel de partituras comprado ad hoc: "...Y así lo hicimos: Eduardo al piano ejecutaba y yo empuñaba lápiz y goma a todo correr". La obra se titularía Campo, y Fabini la dedicó "a mi querido maestro César Thomson". Mora escribe que tomó la obra debajo del brazo y, como Fabini era sumamente tímido, relata: "...me escapé con ella, entregándosela al director ruso Wladimir Shawitz" (más bien, Vladimir Shavitch). Este director, violinista y pianista nacido en 1888 en Sudamérica -según Ewen- o en Rusia -según otros autores- y muerto en Estados Unidos en 1957, y que había sido alumno de piano de Leopold Godowsky y Ferruccio Busoni en Berlín, se estableció por algunos años en Montevideo junto a su esposa, la pianista rusa Tina Lerner; allí -según Lagarmilla-"ha fundado un instituto musical..., en cuyo cuerpo docente figura Florencio Mora". Fue Vladimir Shavitch quien estrenó Campo "con éxito ruidoso" en el Teatro Albéniz el 29 de abril de 1922, obra que fue incluida -dicho sea de paso- un año más tarde por Richard Strauss en el programa de su concierto con la Orquesta Filarmónica de Viena en el Teatro Colón de Buenos Aires el 23 de agosto.

En 1922, Florencio Mora regresó a Europa. Después de una breve estadía en Bélgica, y de un reencuentro con su maestro Eugène Ysaÿe, Mora siguió a Italia, dando conciertos en Génova y Milán, donde la Orquesta de la Scala le había ofrecido el cargo de primer violín. Mora declinó este ofrecimiento, prefiriendo dedicarse a la música de cámara. Fue así que ingresó como violista al entonces afamado "Quartetto Poltronieri" de Milán. Este conjunto había sido fundado en 1923 por el violinista milanés Alberto Poltronieri (1892-1983), con Guido Ferrari como segundo violín y Antonio Valisi en el cello. Mora recuerda: "El estreno de mi actuación con el Cuarteto fue en Monte Catini (¡sic!), la estación termal de moda..." Como integrante de este Cuarteto a lo largo de doce años, Florencio Mora actuó tanto en Europa como en Asia, Sudáfrica, el Cercano Oriente y Egipto.

En Francia los integrantes del Cuarteto Poltronieri se presentaron en la mansión parisina del mariscal Ferdinand Foch, muy aficionado a la música de cámara.

El famoso Cuarteto Poltronieri
Alberto Poltronieri (1er. violín), Guido Ferrari (2° violín),
Florencio Mora (viola) y Antonio Valisi (violoncello), Milán, 1928.

En Italia fueron también los invitados en el palacio del Vittoriale del "poeta-soldado" Gabriele d'Annunzio, con quien Mora trabó amistad y quien le obsequió una fotografía con la siguiente curiosa dedicatoria: "Al cileno Florencio Mora, della viola. L'antichissimo araucano Gabriele d'Annunzio, 14.XII.1932". El Cuarteto Poltronieri fue también invitado a actuar en la Villa Torlonia, la casa de Benito Mussolini, quien era muy aficionado a la música y tocaba el violín. En su autobiografía, Florencio Mora consignará más tarde sus opiniones críticas sobre el gobierno de Mussolini y se referirá a la influencia que alcanzó a tener D'Annunzio sobre el Duce.

En sus giras de concierto por Europa, el conjunto se presentó en España, Portugal, Austria, Checoslovaquia, Suiza, Alemania, etc. Por otra parte, el Cuarteto Poltronieri también hizo una gira de conciertos por Escocia, con la gran soprano francesa Ninon Vallin. El grupo visitó Londres durante cinco años consecutivos para dar conciertos, oportunidad en que fue contratado por la "Columbia" para grabar discos.

Después de doce años de intensa actividad con el Cuarteto Poltronieri, Florencio Mora volvió al Uruguay en 1934 y pasó a integrar, como violista y director, el Cuarteto de Música de Cámara del SODRE (Servicio Oficial de Difusión Radio Eléctrica). Como señala la musicóloga uruguaya Susana Salgado, Mora "tuvo una actuación muy destacada como solista y como integrante de conjuntos instrumentales" en ese país.

El 19 de agosto de 1935, Florencio Mora contrajo matrimonio en Montevideo con Concepción ("Cochonita") Zorrilla de San Martín, la hija menor del eminente prosista, orador y "poeta de la patria" Juan Zorrilla de San Martín (1855-1931). Con su mujer tuvo tres hijos, Alberto Florencio, Cristina y Concepción.

Nuestro músico, "chileno de nacimiento y oriental por su casamiento" -como lo llama Polín Fresnedo Pittaluga en su Introducción a la ya mencionada autobiografía de Florencio Mora, falleció en Montevideo el 27 de julio de 1975, a la edad de 93 años.

BIBLIOGRAFÍA

Baker, Theodore 1940 "Vladimir Shavitch", Baker's Biographical Dictionary of Musicians. With a Supplement by Nicolas Slonimsky. (Cuarta edición revisada). Nueva York: G. Schirmer.         [ Links ]

Ewen, David 1940 "Vladimir Shavitch", Living Musicians. Nueva York: Wilson.         [ Links ]

Giordano, Alberto 1946 "Florencio Alberto Mora", Cien músicos de América (capítulo "Chile"). Buenos Aires: Morán, pp. 100-101; 127.         [ Links ]

Lagarmilla, Roberto Eugenio 1953 Eduardo Fabini, músico nacional uruguayo. Montevideo: Medina.         [ Links ]

Mora, Florencio 1978 Momentos musicales. Autobiografía de Florencio Mora. Evocada por su esposa Cochonita Zorrilla de San Martín. Introducción de Polín Fresnedo Pittaluga. Montevideo: Bouzot.         [ Links ]

Paraskevaídis, Graciela 1992 Eduardo Fabini. La obra sinfónica. [Colección Espejos]. Montevideo: Tacuabé-Trilce, 1992.         [ Links ]

Pratt, Waldo Selden (ed.) 1928 "Lerner, Tina", Grove's Dictionary of Music and Musicians. American Supplement. Nueva York: MacMillan, pp. 95, 270         [ Links ]

Salgado Gómez, Susana 1971 Breve historia de la música culta en el Uruguay. Montevideo: AEMUS (Asociación de Estudiantes de Música), Biblioteca del Poder Legislativo.         [ Links ]

1969 "De la ópera a la música sinfónica", Cuadernos de Marcha, Nº 22 (febrero), Montevideo, pp. 39-34.

2000 "Florencio Mora", Diccionario de la Música Española e Hispanoamericana. Volumen 7. Madrid: Sociedad General de Autores y Editores (SGAE), pp. 749-750.