SciELO - Scientific Electronic Library Online

 
vol.75 número6CRÓNICA índice de autoresíndice de materiabúsqueda de artículos
Home Pagelista alfabética de revistas  

Servicios Personalizados

Articulo

Indicadores

  • No hay articulos citadosCitado por SciELO

Links relacionados

  • No hay articulos similaresSimilares en SciELO

Revista chilena de pediatría

versión impresa ISSN 0370-4106

Rev. chil. pediatr. v.75 n.6 Santiago nov. 2004

http://dx.doi.org/10.4067/S0370-41062004000600011 

 

Rev Chil Pediatr 75 (6); 565-641, 2004

RESÚMENES DEL XLIV CONGRESO CHILENO DE PEDIATRÍA
16 al 20 Noviembre de 2004, Rancagua – Chile


PERFIL DE MORBIMORTALIDAD ADOLESCENTE DEL HOSPITAL PADRE HURTADO

Correa ML, Robledo P.
Hospital Padre Hurtado (HPH), Santiago, Chile.

Introducción: El HPH pertenece al SSMSO de Santiago y atiende a la población de las comunas de La Granja, La Pintana y San Ramón. Cuenta con un Servicio de Emergencia Pediátrico, Gineco-obstétrico y hospitalización en las cuatro especialidades básicas. Los adolescentes de esta área ascienden a 78.466, lo que representa el 18,8%. En este centro asistencial no cuentan con atención diferenciada. Objetivos: Describir la demanda de atención de salud de los adolescentes de 10 a 19 años del HPH entre el 1 de mayo 1999 al 29 de febrero 2004, con el propósito de priorizar acciones en salud para este grupo etáreo. Material y Método: Se analizaron todos los datos ingresados en el registro de atenciones realizadas en los Servicios de Emergencia Pediátrica, Emergencia Gineco-osbtétrica, Centro de Referencia de Salud (CRS) y las hospitalizaciones en el período descrito, correspondiente a población adolescente de 10 a 19 años. Resultados: El número total de atenciones realizadas en el período analizado fue de 1.320.492, de los cuales 139.454 corresponden a adolescentes, lo que representa el 10,56%. Las atenciones de emergencias pediátricas y gineco-obstétricas, fueron 542.767, de estas el 12% correspondió a adolescentes (54,5% femenino y 45,5% masculino). El 74,1% se situó entre 10-14 años y sólo el 25,9% entre 15-19 años.Los motivos de consulta más frecuentes son respiratorios: 20,2%, traumatismos-envenenamientos: 15,7%, gineco-obstétricas: 10%, infecciosas: 7,8% y 40,8% no especificadas. Durante el mismo período de tiempo se atendieron en forma ambulatoria en el CRS 681.651 pacientes, de los cuales 65.534 fueron adolescentes, lo que corresponde al 9,6% de las atenciones totales (48,8% sexo femenino y el 43,7% masculino). El principal porcentaje de consulta se realizó en pediatría general con un 23,8%, cirugía 18,6%, salud mental 13,4%, gineco-obstetricia 7%, neurología 5,7%, nutrición 4,2%, traumatología 4,1%, oftalmología 3,7%, broncopulmonar 2,3% y otorrinolaringología 2,3%. En igual fecha se realizaron 96.074 hospitalizaciones en los distintos servicios. De estas 8.385 correspondieron a adolescentes, lo que representa el 8,72% (67,5% sexo femenino y el 32,5% masculino). El 37,5% correspondió al subgrupo 10 a 14 años y 62,6% al de 15 a 19 años. Los principales diagnósticos de egreso son los de causa gineco-obstétrica: 42,6%,quirúrgicos 13,9%, que se dividen en cirugías de urgencia (74%) y electivas(26%).Le siguen las causas infecciosas con el 4,6%, respiratorias 4,1% y las por traumatismos violencia-envenenamiento 2,7%. Las causas no especificadas corresponden al 25,8%. La mortalidad del grupo hospitalizado fue 0,21%. Conclusiones: 1) La mayor parte de las atenciones adolescentes se realizaron en el servicio de urgencia, donde en un porcentaje significativo se desconoce su real motivo de consulta. 2) Es imperiosa la necesidad de mejorar las formas de registro de las atenciones de este grupo etario. 3) Las causas de hospitalización son similares a las descritas para población chilena adolescente. 4) Actualmente más del 10% de las prestaciones del HPH están dirigidas a población adolescente, siendo necesario la redistribución de estos mismos recursos para ofrecer una atención diferenciada orientada a las reales necesidades de salud del adolescente.

ADOLESCENCIA: UN NUEVO CURSO EN EL PROGRAMA DE FORMACIÓN DE ESPECIALISTAS EN PEDIATRÍA

Nagel L*, Luengo X*, González MI**, Gaete V*, Rodríguez MC*, Binfa L**, Sagredo C*.
Facultad de Medicina, Centro, Norte, Oriente, Occidente, Sur y Medicina Familiar y Comunitaria Sur, Universidad de Chile (*Pediatras, **Matronas).

Introducción: La adolescencia ha sido un tema poco abordado desde el punto de vista docente, tanto en el pre como en el postgrado. Aproximadamente un 18% de la población pertenece a este grupo etario, requiriendo de un enfoque especial por parte del equipo de salud. Los pediatras son los profesionales que con mayor frecuencia se ven enfrentados a este grupo, sin contar con las herramientas necesarias para su manejo. Por este motivo se decidió incorporar este tema oficialmente en el currículum del Programa de Formación de Especialistas en Pediatría, de la Facultad de Medicina, Universidad de Chile, a partir del año 2000. Propósito: Presentar la experiencia de su implementación, con cuatro versiones a la fecha. Metodología: Se efectuaron reuniones de coordinación con encargados de Adolescencia de las distintas sedes. Se confeccionó el Programa cuyo propósito es lograr que los alumnos adquieran conocimientos básicos para el abordaje integral del adolescente; siendo los objetivos el definir las bases del desarrollo biopsicosocial del adolescente, conocer la evaluación clínica integral del adolescente y su familia, conocer sus principales problemas de salud y su enfrentamiento, identificar los elementos básicos para la promoción de la salud del adolescente. Los contenidos a impartir son: Desarrollo Psicosocial del Adolescente, Pubertad Normal y Patológica, Riesgo, Protección y Resiliencia en la Adolescencia, Familia y Adolescencia, Entrevista del Adolescente, Control de salud integral, Desarrollo Psicosexual, Consejería en sexualidad, Prevención del embarazo, Problemas de Salud Mental y Biomédicos Prevalentes en los Adolescentes, Consumo de Sustancias, Problemas ginecológicos y Etica en la atención en Adolescencia. Se invitó a participar a docentes relacionados con el tema. La metodología fue de clases expositivas y taller de video, con una duración de 20 horas académicas. La evaluación: prueba diagnóstica al inicio y al finalizar el curso. (t de student). Evaluación al proceso docente: encuesta sobre la calidad del curso con 10 ítemes cerrados y uno abierto. Resultados: En un período de 4 años han completado este nuevo curso, 176 alumnos del Programa de formación de Especialistas en Pediatría. Se documentó un aumento significativo de diferencia en objetivos cognitivos logrados pre y post curso. La encuesta aplicada mostró un alto nivel de satisfacción para con la asignatura, en ítemes cerrados, respecto a: la pertinencia de los temas, la metodología empleada, calidad docente, utilidad para la formación, aprendizaje. En los ítemes abiertos: Difícil asimilación de temas humanistas por falta de formación, dilemas éticos en algunos temas. Conclusiones: El incorporar este nuevo curso fue valorado como herramienta efectiva para la formación de los futuros pediatras.


SÍNDROMES DE SOBREUSO EN EL DEPORTE INFANTIL

Sajuria Marcelo
AKTIVA Sport, Servicio de Ortopedia y Traumatología, Hospital FACH.

Introducción: Un niño que practica actividad física en forma libre y variada, tiene más posibilidades de tener lesiones agudas, como contusiones, esguinces, fracturas, etc. Si otro es sometido a entrenamiento formal, aumenta la posibilidad de tener lesiones por microtrauma reiterado sobre un tejido, conocidas como síndromes de sobreuso. Ante el dolor al entrenar, es muy probable que por presión, esconda sus molestias. Este trabajo es un análisis descriptivo de 127 lesiones de sobreuso tratadas por el autor en futbolistas entre los 12 y 19 años. Material y Método: De un registro de 660 consultas por lesiones en futbolistas de Colo Colo entre 12 y 19 años de edad, 127 lesiones correspondieron a lesiones de sobreuso. Estas se dividieron en cuatro (4) grupos: A.- L. del cartílago de crecimiento (Osgood Schlatter, avulsiones, etc), B.- L. tendíneas y entesopatías de inserción (entesitis rotuliana, cintilla iliotibial, t. aquilina, etc); C.- L. óseas y periósticas (fracturas de stress, periostitis, etc) y D.- L. intrarticulares (disfunción femoropatelar, osteocondritis etc). Se muestra la frecuencia y distribución por edad de estas lesiones, frecuencias de los grupos A, B, C y D entre los 12 y 19 años, las localizaciones anatómicas y diagnósticos más frecuentes (tipo de lesión y órgano). Resultados: Grupos A: 22%, B: 51%, C: 10%y D: 17%. Edad/porcentaje 12/11,0%, 13/15,7%, 14/12,5%, 15/20,5%, 16/17,3%, 17/11,8%, 18/7,8% y 19/3%. Grupos ? Edad: Ax12 años: 64%, Ax13 años: 50%, Bx14 y Bx15 años: 68% c/u, Bx16 años: 52%, Dx16 años: 28% y Dx17 años: 46%. Lesión en columna: 12,6%, extremidad inferior: 86,6%. (Rodilla: 53,5%, Pie/Tobillo: 16,5%, Cadera-Pelvis-Muslo: 13,3%). Lesiones más frecuentes: Osgood-Schlatter, 18,9%; Tendinosis y/o Entesitis rotuliana 13,3% y lumbago facetario por espondilolisis, 12,5%. lesiones de sobreuso: 19,2% del total de consultas por lesiones. Conclusiones: Las lesiones de sobreuso en futbolistas niños y adolescentes son preferentemente de la extremidad inferior, más en la rodilla, principalmente tendinosis y entesopatías. Entre los 12 y 13 años la mayoría son fisiarias. Entre los 14 y 16 años, tendineas y entesopatías. Las lesiones óseas son poco frecuentes, con una predominancia de la espondilolisis lumbar (fractura de stress) entre los 16 y 17 años. La lesión intrarticular es poco frecuente en forma homogénea por edad. Discusión: Es poca la información local sobre lesiones de sobreuso. Las medidas de prevención demostradas en la literatura son A) Adecuada calidad del entrenamiento y del entrenador; B) Evitar el sobreentrenamiento; C) Evaluación médica Predeportiva; D) Fuerza y flexibilidad adecuadas y E) Estar atento a dolores y molestias en el deporte. Con la información entregada, quien participe (entrenadores, padres, médicos, etc) en el proceso de entrenamiento de un niño puede aplicar estas medidas en forma diferenciada según posibilidades diagnósticas y edad.


LESIONES DEPORTIVAS DEL ADOLESCENTE DE DIAGNÓSTICO Y/O MANEJO COMPLICADO. REPORTE DE 6 CASOS CLÍNICOS

Sajuria Marcelo
AKTIVA Sport. Servicio de Ortopedia y Traumatología, Hospital FACH.

Introducción: Una correcta anamnesis, el examen físico dirigido y algunas veces la orientación en la toma de exámenes, permiten diagnosticar la mayoría de las lesiones deportivas del adolescente. Tratamientos adecuados y actualizados, como la artroscopía y la kinesiología en forma activa permiten tener a un atleta en buenas condiciones para altas exigencias. La presencia de cartílago de crecimiento, y apófisis de tracción (centros de osificación secundarios) son propios del niño y son zonas de probable lesión. Material y Método: Se presentan 6 casos clínicos de lesiones en deportistas adolescentes con diagnóstico dificultoso o de tratamiento complejo, con su cuadro clínico, exámenes, tratamiento y resultado. Resultados: Caso Nº1: futbolista de 17 años con lumbago intermitente más de 6 meses. Diagnóstico: espondilolisis lumbar (fractura de stress). Tratamiento: kinésico y bloqueo facetario. Casos Nº 2 y 3: futbolista y escolar de 15 años. Ambos con Osgood Schlatter de rodilla. Diagnóstico: avulsión de tuberosidad anterior de la tibia durante un partido de fútbol. Tratamiento: reinserción de tuberosidad con tornillos. Caso Nº 4: futbolista de 13 años. Contusión de rodilla antigua. Derrame articular a repetición y sensación de cuerpo extraño. Diagnóstico: osteocondritis disecante de rodilla. Tratamiento: artroscopía y resección de fragmento osteocartilaginoso libre. Caso Nº 5: futbolista de 15 años. Dolor y bloqueo de cadera derecha detectado en examen anual precompetitivo. Diagnóstico: epifisiolisis de cabeza femoral. Tratamiento: fijación de cabeza con tornillos canulados. Caso Nº 6: futbolista de 13 años. Molestias difusas en glúteo derecho 8 meses. Diagnóstico: avulsión de tuberosidad isquiática. Tratamiento: kinésico. Conclusiones: En cada caso, la correcta orientación clínica y el uso adecuado de exámenes de imágenes como radiografías, cintigrama óseo, scanner y resonancia, permiten un diagnóstico más temprano que lo habitual. El manejo activo y funcional en forma quirúrgica o conservadora con el apoyo kinésico agresivo, permitan tener a un deportista de vuelta a su actividad normal.

¿QUÉ LESIONES TIENEN LOS FUTBOLISTAS ADOLESCENTES?

Sajuria Marcelo
AKTIVA Sport. Servicio de Ortopedia y Traumatología, Hospital FACH.

Introducción: La participación del adolescente en deportes competitivos y recreativos ha aumentado en forma importante en los últimos treinta años. En diversos reportes los diagnósticos de esguinces, contusiones y contracturas son los que más se repiten. El adolescente presenta además condiciones propias que llevan a la producción de patrones de lesión distintos a los adultos. Material y Método: El siguiente estudio se hizo en el Club Colo Colo. Se realizó un seguimiento prospectivo de 2 años a 221 jugadores entre los 13 y 19 años. El registro, diagnóstico y tratamiento de esta población cerrada fueron llevados por el mismo grupo de profesionales. El objetivo fue conocer la distribución de las lesiones presentadas según la zona anatómica afectada, el tejido histológico y el diagnóstico. Resultados: En el periodo de estudio se trataron 617 lesiones. La región más afectada fue la extremidad inferior (76,6%), principalmente muslo (26,4%), rodilla (18,4%) y tobillo (17,9%). Los tejidos más afectados fueron músculos (34,5%) y ligamentos (32,2%). Los diagnósticos más repetidos fueron esguince (26,3%), contusiones (20,5%), contracturas (20.5%) y tendinitis (10,4%). Los diagnósticos localizados más comunes fueron esguince de tobillo (10,6%), esguince de rodilla (7%), lumbago (7%) y contractura de algún músculo del muslo (17,1%). Se realizaron 7 procedimientos en pabellón. Conclusiones: La alta frecuencia de lesiones de extremidad inferior en futbolistas adolescentes, principalmente esguinces, contusiones y contracturas hacen necesario un conocimiento general de estas patologías y el trabajo de apoyo de un equipo para el tratamiento y prevención. Comparado con el otros deportes, el fútbol se puede considerar como un deporte de alta frecuencia en lesiones de baja complejidad y de bajo riesgo en gravedad.


EVOLUCIÓN CLÍNICA DE LA ENFERMEDAD DE OSGOOD-SCHLATTER EN DEPORTISTAS

Sajuria M2,3, Tessada D1, Moreno C1, Neira R1, Miranda C1.
2AKTIVA Sport, 3Hospital FACH. 1Alumnos Universidad Mayor, Santiago, Chile.

Introducción: La enfermedad de Osgood-Schlatter se caracteriza por dolor anterior de rodilla en la inserción distal del tendón rotuliano, producida por una apofisitis de tracción de la tuberosidad anterior de la tibia antes del cierre del cartílago de crecimiento local. El diagnóstico es fácil. Su curso es benigno, de duración variable (dos semanas a tres años). Las secuelas funcionales, escasas. En general, pediatras, traumatólogos y padres le dan poca importancia. La incidencia es hasta ocho veces mayor en deportistas que en sedentarios, por lo que se considera como un síndrome de sobreuso. Para el deportista es un problema mayor, con pérdida considerable de tiempo para actividad competitiva. Genera muchas incertidumbres en atletas padres y entrenadores. Material y Método: De un registro de lesiones deportivas, se entrevistó a 16 jugadores y ex jugadores de fútbol joven de Colo Colo tratados por el autor principal por enfermedad de Osgood Schlatter con un alta promedio de 2,4 años (rango: 1 a 7 años). Se les consultó por edad de inicio, momento de primera consulta, lado afectado, tipo de tratamiento efectuado, tiempo de evolución, tiempo sin deporte, evolución, complicaciones y secuelas. Resultados: Edad promedio de presentación: 12,4 años (62,5% a los 12 años y 31,2% a los 13 años). Latencia para la primera consulta: 4,2 semanas (68% consultó antes de 2 semanas). 31,2% tuvieron la enfermedad en el lado derecho, 31,2%, en el izquierdo y 37,6%, bilateral. De este último grupo, 1/3 comenzó simultáneamente y 2/3 en forma alternada (rango de 2 meses a 1 año). 87,5% del grupo recibió antinflamatorios menos de 1 mes. Todos recibieron tratamiento funcional con kinesiólogo y deporte diferenciado (tres ocuparon yeso al tratarse inicialmente en otro centro). Uno necesitó cirugía (avulsión fractura de la tuberosidad). El tiempo sin poder jugar fútbol fue de 3 meses (DS: 3,45 ) y el tiempo total de molestias fue de 4,4 meses (DS: 4,2. Rango de 3 semanas a 18 meses). Todos realizan actualmente deportes. 18,7% refiere molestias con el deporte, 50% nota alguna molestia leve en su vida diaria y 37,5%, al arrodillarse. 12,5% tuvieron enfermedad de Sever durante el curso de su Osgood-Schlatter. Conclusiones: Para un deportista la Enfermedad de Osgood-Schlatter es una lesión grave (duración mayor a un mes), que se presenta entre los 12 y 14 años. El tratamiento funcional sin yeso y terapia kinésica tiene buena evolución. A pesar de ser una patología menor, es alta la frecuencia de molestias locales a mediano plazo. Las complicaciones graves son pocas. La literatura es escasa en este tema (8 referencias en PubMed desde el año 2000). Se necesitan seguimientos prospectivos para conocer factores predisponentes, clasificar etapas, tratamiento ideal para el deportista, conocer pronóstico (duración larga o corta), etc.


TENDENCIA DE LA MORTALIDAD EN LA POBLACIÓN ADOLESCENTE, REGIÓN DEL BÍO-BÍO, 1990-2002

Hickmann L, Moraga AM.
Becado de Pediatría Universidad de Concepción, Epidemiólogo Dpto. de Salud Pública Facultad de Medicina Universidad de Concepción.

Introducción: El fallecimiento de un Adolescente agrega mayor Mortalidad Precoz al país con la consiguiente pérdida social y económica. En la Región del Bío-Bío para el año 2003 se estimaron 366.547 adolescentes. Por la importancia de este tema y la no existencia de datos en la Región decidimos realizar este estudio. Objetivos: General: Conocer la tendencia y las principales causas en la mortalidad de los adolescentes en la Región del Bío-Bío entre los años 1990 y 2002. Específicos: 1) Conocer la tendencia de las tasas de mortalidad (TM) en la población adolescente (PA) según sexo. 2) Determinar diferencias en las TM de los adolescentes según grupos de edad. 3) Determinar las principales causas específicas de muerte en la PA y su variación entre los años 1990 y 2002. Metodología: Diseño Observacional, Descriptivo y Retrospectivo. Se obtiene el total de muertes en PA de la Región del Bío-Bío (bases de datos oficiales DEIS-MINSAL) entre los años 1990 y 2002, (2003 fallecidos en total). Las causas de muerte tienen la Clasificación Internacional de Enfermedades (CIE) 9ª revisión entre 1990 y 1996 y la 10ª revisión entre1997 y 2002. Se grafica tendencia de la mortalidad en PA, según sexo y grupos de edad (10-14 y 15-19), distribución de frecuencia de causas de muerte, tendencia de mortalidad del grupo de causas más importante. Resultados: La Tasa de Mortalidad General (TMG) en la PA en el año 1990 fue de 0,6 por mil, en el 2002 fue de 0,39. En los hombres la TMG en 1990 fue de 0,87 por mil adolescentes varones (AV) y en el 2002 de 0,56; en población femenina la TMG de 1990 fue de 0,32 por mil y en el 2002 de 0,22. En la PA entre 10-14 años la TM en 1990 fue de 0,42 por mil, y en el grupo de 15-19 fue de 0,78. En el 2002 el grupo de 10-14 años presentó una TM de 0,24 por mil y el de 15-19 años de 0,56. Entre 1990 y 2002 en ambos grupos de edad, los varones presentaron un mayor riesgo de muerte. En 1990 las causas traumáticas (CT) representaron el 59% de las muertes, tumores 9,4%, Neurológicas 6,4%, Cardiovasculares 5%, las Infecciosas y Congénitas 3,4%. En el año 2002 las CT representaron el 63% de las muertes, Neurológicas 12%, tumores 9,8%, Respiratorias 5% y Congénitas 2%. En las causas traumáticas del año 1990 los accidentes de tránsito representaron el 26%, suicidios 14%, homicidios 10% y 30% es Ignorada. En el 2002 los accidentes de tránsito representaron el 27% de las CT, los suicidios 21%, ahogamientos 18% y los homicidios 16%. Conclusiones: El riesgo de morir entre los 10 y 19 años es bajo. La tendencia de la TMG es a la disminución en ambos sexos; los varones presentan en ambos grupos de edad y en todos los años estudiados el mayor riesgo, siendo la diferencia con los otros grupos de edad y sexo estadísticamente significativa. Las CT son frecuentes y han aumentado su peso en el total de muertes; entre las causas traumáticas los accidentes de tránsito son los más importantes (tendencia estable de 26%), luego los suicidios que aumentan de 14 a 21%, y los homicidios que también aumentan de 10 a 16%.

INTENTO DE SUICIDIO EN NIÑOS DE 10-15 AÑOS HOSPITALIZADOS EN EL SERVICIO DE PEDIATRÍA HOSPITAL REGIONAL RANCAGUA, ENTRE LOS AÑOS 2002-AGOSTO 2004

Prussing L. Alamos L. Leiva H. Uriarte A. Gutierrez L.
Servicio de Pediatría, Hospital Regional Rancagua.

Introducción: En las últimas décadas se ha observado en todo el mundo un dramático cambio en las causas de muerte del grupo de población entre los 10 y 15 años, en las décadas pasadas morían de causa natural mientras ahora mueren por causa previsible, el suicidio ocupa un lugar a considerar, aún no conociendo datos de prevalencia real. Conocer los factores involucrados y su riesgo relativo en el niño al momento de tomar tan dramática decisión nos permitirá diseñar una estrategia para prevenir ésta. No existe un espacio en los programas de salud, para la salud mental de nuestros niños y los pediatras debemos proporcionárselo. Objetivos: Conocer las características epidemiológicas de los pacientes egresados del Servicio de Pediatría con el diagnóstico de intento de suicidio en el período comprendido entre el año 2002 y Agosto del 2004. Determinar los factores de riesgo, factores precipitantes, rasgos de personalidad, antecedentes de su salud mental y finalidad con que realizaron el evento, como también el medio utilizado. Material y Método: Se trata de un estudio analítico, de casos y controles. Los casos son definidos como pacientes egresados con el diagnóstico Intento de suicidio del Servicio de Pediatría Hospital Regional Rancagua en el período señalado, los controles son pareados por edad y sexo y se eligen dentro de la misma base poblacional. Se forma los casos xx y el grupo de controles por 2xx. Se revisan las fichas y se confecciona base de datos, se realiza el análisis estadístico en el Programa Epi.Info 2004. Se calcula riesgo relativo mediante Odds ratio. Resultados: En el período de estudio registramos 43 casos con diagnóstico de Intento de suicidio. 88,4% corresponde al sexo femenino, el promedio de edad fue 13,1 años y en el 100% resultó envenenamiento autoinfligido: 58% combinación de fármacos, 14% antidepresivos, 14% anticonvulsivantes, 7% benzodiacepina y en un 4,6% a otros. La intencionalidad con que se cometió el acto en un 24,1% fue de morir, en un 7% tenían antecedente previo. Factores asociados destacados son: Rasgos depresivos (Odds Ratio = 4,47; p = 0,003), la violencia intrafamiliar (Odds Ratio = 5,05; p = 0,002). Otros factores como estado nutricional (obesidad RR < 1), abuso sexual, alcohol, drogadicción del paciente y/o sus padres no presentan impacto significativo. Conclusiones: Debemos estar atentos cuando nuestros niños nos manifiestan a través de un acto suicida que algo les ocurre, que ese algo los lleva a querer morir, no sólo llamar la atención. Debemos crear estrategias y sensibilizar a profesores, profesionales de la salud, y comunidad cercana a los niños para que estén atentos frente al adolescente con ánimo bajo, deprimido pues él tiene un alto riesgo de querer morir e intentar lograrlo, con un acto suicida, con el gran impacto personal y del entorno social que implica. Y seguir trabajando en la pesquisa y manejo de la violencia intrafamiliar, ya que también concurre como factor de riesgo significativo en el niño con intento de suicidio. Tarea para los pediatras. Palabras clave: suicidio, adolescente, VIF.

¿DE DÓNDE OBTIENEN INFORMACIÓN SOBRE SEXUALIDAD LOS ADOLESCENTES?

Díaz J1, Rojo A.1, Arzola ME.1, Godoy F.2, Gallardo S2, Arellano M2, Miranda E2.
1Becadas de Pediatría, Hospital Roberto del Río. 2Internos de Medina, Universidad de Chile. Liceo Politécnico “Esmeralda” Colina, Chile.

Introducción: La sexualidad constituye un todo con la vida y es un elemento fundamental de la personalidad. Es la función que más repercute y está influida por el contexto social en el que se desarrolla. Se debe considerar la sexualidad dentro de la salud integral de los adolescentes, por la repercusión que tiene en el estilo de vida e incorporar como estrategia de intervención la educación de ésta tempranamente, tanto en la promoción y prevención continua de salud a través del ciclo vital. Objetivos: Conocer las fuentes de información que tienen los adolescentes de Colina sobre sexualidad. Medir el grado de interés de los alumnos para realizar un futuro taller sobre sexualidad. Material y Método: Se realizó una encuesta anónima de selección múltiple a 334 estudiantes de 1º a 4º medio de Liceo Politécnico “Esmeralda” de Colina, esta fue supervisada por becados de pediatría del Hospital Roberto del Río e internos de medicina; Universidad de Chile en el mes de Abril del 2004. Los resultados serán expresados en porcentajes. Resultados: Un 98% de los encuestados refiere tener una o más fuentes de información, los estudiantes marcaron una o más alternativas de las cuales destaca: 57,5% Los Padres, 56% El Liceo, 46% Amigos, 9% Vía Internet, 8,3% marco la alternativa otras, dentro de esta última alternativa los jóvenes reciben con mayor frecuencia el acceso a literatura (libros, suplementos de diarios de País, etc), información entregada a través de la televisión 22%, información entregada por familiares 7,2%, personal del área de la salud: Médico, Matrona, además un estudiantes alude obtener información de un centro de desarrollo sexual. De los alumnos un 82% refiere y muestra interés para realizar charlas y/o talleres sobre sexualidad. Conclusión y Discusión: Casi la totalidad de los jóvenes encuestados tiene alguna fuente de información sobre sexualidad, sin embargo, la calidad y cantidad de esta es poco objetivable. Es destacable, que los padres fueron la principal fuente de información, ya que nos permite inferir que existe una mayor apertura para conversar sobre el tema. Internet es una muy rápida ventana al mundo, donde los jóvenes pueden obtener información, hecho que no ocurría hace algunos años. Los libros y/o publicaciones sobre sexualidad junto con la televisión son consideradas fuentes de información importantes para los adolescentes. El personal de salud aunque en muy poco porcentaje es considerado fuente de información. Existe bastante interés en hablar y adquirir conocimientos sobre el tema, ya que la mayoría de los jóvenes les gustaría participar en un taller y/o charla. Palabras claves: Adolescentes – Información - Sexualidad.


ESTUDIO COMPARATIVO SOBRE CONOCIMIENTOS DE INFECCIONES DE TRANSMISIÓN SEXUAL (ITS) EN ESTUDIANTES DE ENSEÑANZA MEDIA

Díaz J1, Rojo A1, Arzola ME1, Godoy F2, Alfaro T, Arellano M2, Gallardo S2, Zamorano R2.
1Becadas de Pediatría, Hospital Roberto del Río. 2Internos de Medicina Universidad de Chile. Liceo Politécnico “Esmeralda” de Colina. Liceo Las Américas de los Andes, Chile.

Introducción: Las infecciones de transmisión sexual (ITS), son un problema emergente en los adolescentes, tanto su incidencia y prevalencia, está en directa relación según el grado de conocimiento del tema y la conducta sexual que este grupo etario. Objetivos: Medir el grado de conocimiento sobre infecciones de transmisión sexual y su prevención. Comparar los conocimientos de dos grupos de adolescentes encuestados. Conocer la incidencia de ITS en ambos grupos. Material y Métodos: Se aplicó una encuesta anónima con preguntas de selección múltiple a cien alumnos entre 1º y 4º medio del Liceo “Las Américas” de los Andes en el mes de junio 2003 y un segundo grupo de cien alumnos en el Liceo Politécnico “Esmeralda” de Colina. Los resultados serán expresados en porcentajes y comparados estadísticamente con t – Student. Resultados: En relación ITS un 90% de los alumnos dice conocer al menos una. Resultados obtenidos en grupo uno en adolescentes de Los Andes mencionan uno o más: 80% Sida, 25% Gonorrea, 13% sífilis, 8% pthiriasis pubis. En grupo dos en adolescentes Liceo politécnico “Esmeralda” los resultados fueron: 90% Sida, 19% Gonorrea, 15% Sífilis, 6% pthiriasis Pubis, 10% otras entre las que destacan virus herpes genital (VHS2), Condilomas acuminados, hepatitis. Con respecto a los mecanismo de prevención en infección de transmisión sexual en grupo uno Liceo Las Américas mencionan: 74% condón, 40% pareja única y estable, 16% Abstinencia. Grupo dos de Colina marco: 77% preservativo, 63% pareja única, 25% abstinencia. La incidencia ITS dentro de los alumnos encuestados “Liceo Las Américas” de Los Andes es nula a diferencia del grupo dos de Colina, se observan 2 alumnos un joven 16 años con gonorrea y una mujer de 17 años con Tricomoniasis. Conclusión y Discusión: La mayoría de los encuestados conocen ITS, siendo la mencionada en ambos grupos el Sida. Dentro de los mecanismos de prevención destaca el uso del preservativo. Se observa una diferencia estadísticamente significativa en el grupo de alumnos de Colina que seleccionó con mayor porcentaje la opción pareja única y estable como mecanismo de prevención. Con el estudio podemos concluir que no existen diferencias estadísticamente significativas en los conocimientos sobre ITS, en ambos grupos, cabe destacar que el grupo dos de Colina tiene mayor conocimiento para nombrar mayor número de ITS. En ambos grupos, un pequeño porcentaje de alumnos seleccionó como mecanismo de prevención de ITS, distractores como: Anticonceptivos Orales, DIU y múltiples parejas sexuales, lo que nos genera preocupación por la falta de claridad y profundidad de los conocimientos. Palabras claves: Adolescencia – ITS – Sida – Prevención.


CONOCIMIENTO Y USO DE MÉTODOS ANTICONCEPTIVOS EN ADOLESCENTES SEXUALMENTE ACTIVOS

Rojo A, Díaz J, Arzola ME, Godoy F, Alfaro T, Gallardo S, Arellano M.
Liceo Politécnico Esmeralda, Colina.

Introducción: La fecundidad en adolescentes no es un problema nuevo en salud pública. Junto a la precocidad de la iniciación sexual de los adolescentes hoy en día, se suma el del embarazo a temprana edad. Debido al descenso mantenido de embarazo en mujeres mayores de 30 años, se produce un aumento relativo de nacidos vivos de madres menores de 19 años. La prevención del embarazo adolescente, se transforma entonces, en una actividad que deberían promover los programas destinados a este grupo. Objetivos: 1) Describir el conocimiento de métodos anticonceptivos en adolescentes sexualmente activos de Colina; 2) Determinar el uso de métodos anticonceptivos en el mismo grupo. Método: Se encuestó a 155 jóvenes estudiantes de I a IV de Enseñanza Media del Liceo Politécnico Esmeralda de la Comuna de Colina, que declararon ser sexualmente activos. Se utilizó un cuestionario anónimo, con preguntas de selección múltiple, elaborado para el estudio. Resultados: Del total de 155 jóvenes encuestados, el 54% (84) fueron hombres y el 46% (71) mujeres, con un promedio de edad de 16 años (13-22 años). Un 24% (37) declaró no conocer ningún método anticonceptivo (MAC). Dentro del 76% (118) de jóvenes que si conocían algún MAC, los de mayor difusión fueron: preservativo 70% (108), anticonceptivos orales (ACO) 49% (76), y dispositivo intrauterino (DIU) 8% (13). Con respecto al uso de MAC, el 55% (85) declara usar alguno. El más usado fue el preservativo 39% (61), seguido por los ACO 18% (28). Sólo un adolescente mencionó el DIU, y 3 jóvenes declararon usar preservativo y ACO. Relativo al uso de preservativo, el 24% (37) de los jóvenes encuestados responde usarlo siempre, el 35% (54) a veces y el 41% (64) nunca lo ha usado; siendo la distribución similar cuando se analiza el grupo diferenciándolos por sexo. Conclusiones y Discusión: Aunque la mayoría de los jóvenes encuestados declara usar algún MAC, la cifra de 55% no es suficiente en cuanto se refiere a prevención del embarazo adolescente. Es preocupante además la proporción elevada de jóvenes que se han iniciado sexualmente y declara no conocer ningún MAC. Mención especial tiene el uso del preservativo, teniendo éste una connotación distinta ya que además previene la transmisión de infecciones de transmisión sexual, encontrándose que el 41% nunca lo ha usado. Esto hace urgente el establecimiento de una política de educación sexual de todos los grupos que trabajan con adolescente, empezando, por supuesto, en la familia.


INICIACIÓN SEXUAL EN ADOLESCENTES

Rojo A, Díaz J, Arzola ME, Godoy F, Alfaro T, Gallardo S, Arellano M.
Liceo Politécnico Esmeralda, Colina.

Introducción: Las cuestiones sexuales ocupan ampliamente los medios de comunicación, las conversaciones ordinarias, los programas escolares, etc. Esto sumado a los múltiples estudios que revelan la precocidad de la iniciación sexual en los adolescentes, hace interesante conocer las motivaciones que los llevan a tal decisión. Objetivos: 1) Determinar el porcentaje de adolescentes de Colina que han iniciado actividad sexual; 2) Describir las características de su iniciación sexual (tipo de pareja, motivación). Método: Se encuestó a 334 jóvenes estudiantes de I a IV de Enseñanza Media del Liceo Politécnico Esmeralda de la Comuna de Colina, mediante un cuestionario anónimo, con preguntas de selección múltiple, elaborado para el estudio. Resultados: Del total de 334 jóvenes encuestados, el 49,4% correspondía a hombres y el 50,6% a mujeres, cuyo promedio de edad fue 15 años (13-22). Del grupo, el 46% (155) declara haber iniciado actividad sexual. Cuando analizamos el grupo diferenciándolos por sexo, tenemos que el 51% (84) de los hombres ya ha iniciado actividad sexual y el 42% (71) declaró haberlo realizado. La edad promedio de iniciación sexual fue 14 años para ambos grupos, con un rango entre 8 y 17 años. La pareja con la que los jóvenes se iniciaron sexualmente fueron: pololo (a) estable 60% (94), amigo (a) reciente 26% (40), familiar 11% (17), prostituta (o) 3% (5). Las principales motivaciones que los llevaron a realizarlo fueron: amor 45% (69), atracción física 23% (36), curiosidad 11% (17), por sentir placer 14% (21). Conclusiones y Discusión: Un porcentaje importante de los jóvenes encuestados ha iniciado actividad sexual, pero esta cifra es menor a las encontradas en publicaciones recientes que incluso alcanzan el 90%. La mayoría de los adolescentes declara haberse iniciado sexualmente con una pareja estable y lo que lo ha motivado es el amor. No obstante, es necesario destacar que la precocidad de la iniciación sexual, en gran medida determina múltiples parejas sexuales a lo largo de la vida, a pesar de que cada una de ellas se declare como pareja estable.

ADOLESCENCIA, VIRGINIDAD Y MATRIMONIO

Rojo A, Díaz J, Arzola ME, Godoy F, Alfaro T, Arellano M, Gallardo S.
Liceo Politécnico Esmeralda, Colina.

Introducción: Múltiples estudios indican que la actividad coital se inicia a más temprana edad. Esto sumado a la amplia exhibición en distintos medios de comunicación de material sexual y al supuesto “destape” que ha experimentado nuestra sociedad en los últimos años, hace interesante conocer la opinión de adolescentes frente a la virginidad, que pareciera perder valor cada día más. Objetivos: 1) Describir la postura frente a la virginidad y a la virginidad y el matrimonio en adolescentes de Colina; 2) Conocer las opiniones valóricas de adolescentes de Colina frente a la virginidad. Método: Se encuestó a 334 jóvenes estudiantes de I a IV de Enseñanza Media del Liceo Politécnico de Colina, mediante un cuestionario elaborado para la ocasión que incluía 2 preguntas de múltiple elección y una pregunta en que los encuestados podían expresar sus opiniones frente al tema. Resultados: Del total de jóvenes encuestados, el 49,4% correspondía a hombres y el 50,6% a mujeres, cuyo promedio de edad fue 15 años (13-22). Del grupo, el 46% (155) declara haber iniciado actividad sexual. Ante la pregunta “¿es para ti la virginidad importante?”, el 62,9% (210) responde SI y el 30,5% (102) responde NO. Cuando se les pregunta si es importante la virginidad en el matrimonio, el 32% (106) responde SI, el 22% (75) que NO y el 41% (137) que “da lo mismo”. Cuando analizamos el grupo diferenciándolos por sexo, tenemos que el 51% (84) de los hombres ya ha iniciado actividad sexual. Responde que SI es importante la virginidad el 49% (81); y la virginidad en el matrimonio, el 22% (37) responde SI, el 24% responde NO y el 45% (75) responde “da lo mismo”. En el grupo de las mujeres, el 42% (71) declaró haber iniciado actividad sexual. El 76% (126) responde que SI es importante la virginidad; y la virginidad en el matrimonio, el 41% (69) responde SI, el 21% (36) responde NO y el 37% (62) responde “da lo mismo”. Dentro de las opiniones emitidas acerca de la virginidad destacan “tienes que estar preparada”, “para la mujer es importante, para el hombre no”, “si hay virginidad no hay vida”. Conclusiones: Destaca que la mayoría de los jóvenes le entrega importancia a la virginidad, especialmente dentro de las mujeres. Con respecto a la virginidad y el matrimonio se observan diferencias entre ambos grupos, siendo apoyada su importancia ampliamente por las mujeres.


EMBARAZO ADOLESCENTE EN ESTUDIANTES DE COLINA

Díaz J1, Rojo A1, Arzola ME.1, Bozzo R1, Godoy F, Alfaro T, Pizarro C, Arellano M, Gallardo S, Bozan M, Villarreal V3.
1Becados de Pediatría Hospital Roberto del Río. 2Internos de Medicina, Universidad de Chile. 3Tutora. Liceo Politécnico “Esmeralda” Colina, Chile.

Introducción: El embarazo adolescente se define como aquella gestación en jóvenes entre 15 a 19 años. En Chile existe una enorme preocupación por el aumento de estos ya que tiene múltiples repercusiones biopsicosociales, tanto para la madre adolescente y el hijo. Objetivos: Medir el grado de conocimientos sobre el riesgo con la actividad sexual y embarazo. Conocer la prevalencia de embarazo adolescente en Liceo politécnico “Esmeralda” en alumnas de enseñanza media. Evaluar la forma de resolución de problema frente a un probable embarazo adolescente. Material y Métodos: Se realizó una encuesta anónima de selección múltiple a 334 a estudiantes de 1º a 4º medio de Liceo Politécnico “Esmeralda” de Colina, esta fue supervisada por becados de pediatría del Hospital Roberto del Río e internos de medicina, Universidad de Chile en el mes de Abril del 2004. Los resultados serán expresados en porcentajes. Resultados: Del total de los encuestados 334 alumnos 51% son mujeres, 49% hombres. Un 97% de los estudiantes asocia que tener relaciones sexuales existe el riesgo de embarazo. Un 4% de los estudiantes (n = 13) contestaron que están o han estado embarazada. De este grupo 9 son mujeres que están cursando 4º medio, lo que equivale a un 5% de todas las alumnas de la enseñanza media. En el caso de los hombres, 4 alumnos refieren haber embarazado a su pareja. Frente a la pregunta de “que harías si quedaras embarazada o embazaras a Tú pareja” un 67% marcó la opción que tendría a su hijo, un 4% resolvería el embarazo con un aborto. Y sólo un encuestado prefiere que lo entregaría en adopción (0,3%). Un 28,4% de los estudiantes omitió esta pregunta. Conclusión y Discusión: La mayoría de los jóvenes asocia actividad sexual y riesgo de embarazo, pero los adolescentes se sienten invulnerables “a mi no me va pasar” lo que conlleva a que tengan mayor conductas riesgo a diferencia de los adultos. La opción por la vida es la que prima dentro de los adolescentes frente a un probable embarazo. Un tercio de los encuestado no contestó la pregunta de un probable embarazo, lo que nos permite inferir que es un problema difícil de resolver, por lo que es importante e impostergable educar y entregar la información necesaria para su prevención. Palabras claves: Embarazo, Adolescente, Actividad Sexual.


CONSEJERÍA EN SEXUALIDAD Y TOMA DE DECISIONES. VIDEO EDUCATIVO

Nagel L*, Silva F**, Paredes E**, Calderón V***.
*Pediatra, **Internos de Medicina, Universidad de Chile, ***Matrona. Departamento de Pediatría y Cirugía Infantil Occidente, Universidad de Chile. Consultorio R. Yazigi y Unidad de Adolescencia de Clínica Alemana.

Introducción: La experiencia de la sexualidad involucra diversos ámbitos de expresión, donde los adolescentes toman variadas decisiones y en que los pediatras tienen en forma creciente un importante rol. La esfera de la sexualidad pone en el tapete distintos escenarios de riesgo que los adolescentes resuelven en un contexto cultural y subjetivo, donde están inmersos sus creencias, valores e ideales. Desde esta perspectiva, surge la consejería, como elemento de apoyo. Se muestra un video educativo para ser utilizado por profesionales de la salud, de educación y estudiantes universitarios. Objetivos: Lograr que los participantes desarrollen estrategias en relación a la consejería en sexualidad en adolescentes, evaluando la capacidad de toma de decisiones de éstos en dichas materias. Descripción: En el video se muestra una pareja de adolescentes (ella de 15 y él de 18) que ya ha iniciado actividad sexual, sin protección. Deciden consultar a una matrona para que les de “pastillas”. Metodología: Este video puede ser trabajado en una sesión de 45 minutos, en el contexto de una metodología participativa. Se sugiere que el facilitador revise previamente el material de consejería y toma de decisiones, que tiene los conceptos que se pretende trabajar. Se muestra el video (12 minutos). Luego los alumnos discuten su contenido en grupos, comentando primero libremente y luego basándose en una pauta, en un clima de respeto y confidencialidad, tratando de no emitir juicios de valor. Posteriormente, se realiza una plenaria con las conclusiones donde el docente enfatiza los aspectos más relevantes. Discusión: La pauta a discutir es la siguiente: 1) En un caso como éste, ¿cuál cree Ud. que debe ser el rol que debe asumir el profesional de salud -en este caso la matrona- frente a la pareja de adolescentes?. 2) ¿Cuáles serían las cualidades recomendables para la persona que hace consejería?. 3) ¿Qué aspectos deberían estar presentes en una consejería en sexualidad?. 4) Defina el concepto de autonomía en el adolescente. 5) Al estar presente en esta historia una menor de edad, ¿como evalúa la profesional de salud la competencia en la toma de decisiones de la adolescente?. 6) ¿Cómo cree que manejó la matrona el tema de la confidencialidad?. 7) ¿A que se refiere el consentimiento informado?. 8) ¿Cómo se maneja el tema ético en su lugar de trabajo con respecto a la anticoncepción en menores de edad?. Conclusiones: A través de un video con fines docentes, que muestra una visión realista de la sexualidad adolescente, se introducen conceptos de consejería y evaluación de la toma de decisiones como tema de discusión. Se incorporan aspectos éticos, como herramientas importantes para el pediatra en la atención de adolescentes.


LACTANCIA MATERNA EN MADRES ADOLESCENTES: RELACIÓN CON LA EDAD DE LA MADRE Y ALGUNAS VARIABLES DEL RECIÉN NACIDO

Salas O, Luengo X, Rondanelli R, Molina T, Caba F.
Centro de Medicina Reproductiva y Desarrollo Integral del Adolescente, CEMERA, Facultad de Medicina, Universidad de Chile.

La madre adolescente y su Recién Nacido (RN), tienen factores de riesgos biopsicosociales que son bien conocidos. Los escasos estudios respecto a la Lactancia Materna Exclusiva (LME) y las variables que intervienen en ella, en estos grupos etarios, motivan a seguir conociendo aspectos que la influyen. El objetivo de este estudio fue comparar la edad de la madre y algunas variables del RN, que pudieran estar influyendo en el tipo de lactancia recibida durante los primeros meses de vida. Metodología: Estudio de tipo transversal, descriptivo, retrospectivo. La población la constituyeron 400 adolescentes embarazadas controladas en CEMERA, durante los años 84-86, de edades entre 12 a 20 años. La muestra corresponde a 185 madres adolescentes seleccionadas al azar, correspondiendo al 46% del total de embarazadas controladas en el periodo de estudio. Los instrumentos para la recolección de la información fueron las fichas clínicas de estas madres, donde se consignaron también los datos de los controles de sus hijos, quienes eran controlados simultáneamente en sus consultorios de Atención Primaria. La información fue llevada a una planilla Excel 7.0 y para el análisis se utilizó el Solfware estadístico STATA 8.0. Resultados: 63% de las madres adolescentes eran menores de 17 años, y de éstas 180 controlaron en CEMERA su RN (97,3%). La distribución según tipo de parto para 176 niños en que esto fue consignado, fue de un 65,3% de partos normales, un 17,1% de fórceps y 17,6% de cesáreas. La LME alcanzó a un 83,5% en promedio en el período de RN, con porcentajes similares para los nacidos por parto normal o cesárea y se observó una tendencia a un menor porcentaje de LME en aquellos que nacieron con fórceps, sin llegar a representar una diferencia estadísticamente significativa. Según sexo del RN, para 179 niños en que fue consignado, cuya distribución fue de 54,2% de varones y 45,8% de mujeres, el promedio de LME fue de 83,8%, sin diferencias significativas. Se encontraron los datos de edad gestacional para 167 RN, distribuyéndose de la siguiente manera: el 7,2% < de 38 semanas; el 83,2% entre 38 y 40 semanas y un 9,6% > 41 semanas. La LME para estos grupos fue de 75%; 84,2% y 93,8%, respectivamente. Esta diferencia no alcanzó significación estadística. La proporción de niños en seguimiento disminuye a través del tiempo, alcanzando un 86,1% el primer mes, un 41,1% al 6º mes y un 29,4% al 9º mes de vida. La evolución de la LME también fue disminuyendo de un 67,7%, a un 63,3% y a un 35,9%, respectivamente. De 53 niños controlados al año de edad (29,4%), aun un 34% se encontraba con LME. Conclusiones: La edad de la madre y los factores del RN analizados en este estudio (tipo parto, sexo, EG), no mostraron relación directa con la duración de la LME. Llama la atención el % no despreciable de niños que persiste en LME más allá del año de edad. En los años estudiados se introducían otros alimentos precozmente, hoy se insiste en LME por 6 meses. Es necesario persistir investigando en este tema.


USO DE TATUAJES Y PIERCING EN ADOLESCENTES: CONSIDERACIONES MÉDICAS Y CONOCIMIENTO DE RIESGO DE TRANSMISIÓN DE INFECCIONES

Jofré L1, Morales M2, Lucero Y2, González C2.
1Servicio de Pediatría Hospital Clínico Universidad de Chile. 2Internas de Medicina, Universidad de Chile.

Introducción: Los tatuajes y el uso de piercing son cada vez más popular en adolescentes. No hay estudios para determinar la frecuencia de uso y las complicaciones derivadas. Se conoce el riesgo de transmisión de agentes virales como VIH, VHB y VHC e infecciones secundarias a la realización del tatuaje o inserción de piercing. Objetivos: Conocer características demográficas, motivaciones, complicaciones derivadas de su uso y grado de conocimiento sobre riesgos de transmisión de infecciones en usuarios de tatuajes y piercing de dos poblaciones distintas. Material y Métodos: Estudio descriptivo transversal realizado en una población de adolescentes con tatuajes y/o piercing de las Comunas de Los Andes y Maipú. Se realiza entrevista personal consignando los datos en hoja ad hoc. El análisis de datos se realizó con Excel y EpiInfo 3.2.2. Resultados: Se entrevistó un total de 163 adolescentes, 83 de Los Andes y 80 de Maipú. El 69,9% fueron mujeres y el promedio de edad fue 15,9 años (13-18 años). El 93,9% fueron estudiantes (85,3%, cursando enseñanza media, 7,4% básica completa y 1,2% cursando básica), 6,1% egresados de media. Tenían tatuajes un 27,6% de los entrevistados, encontrándose un 42% de los tatuajes en hombres. El promedio de tatuajes fue 1,5, ubicados un 34,8% en EESS, 26,1% en EEII y 6,5% tórax. Las motivaciones para hacerse tatuajes fueron: 53,3% gusto personal, 15,6% moda, 11,1% para llamar la atención, 6,7% curiosidad, 4,4% por rebeldía y 4,4% de recuerdo. El grado de conocimiento de transmisión de VIH por realización de tatuajes fue 97,8%, VHB 73,9% y VHC 67,4%, Un 19% recuerda el uso de guantes del tatuador, 15% jeringa deshechable y 27,2% uso de desinfectantes. Como complicación un 12,9% presentó sangrado y 2,7% infección localizada manejada localmente. Un 89,5% tenía piercing, con un promedio de 2,2. Tenían más de 1 piercing 57,1%. 73,3% de los piercing se observó en mujeres. Las localizaciones únicas más frecuentes fueron: 15,6% en pabellón auricular, 11,6% en labio, 4,8% lengua, 4,1% ombligo, 2,7% nariz, 0,7% en genitales y ninguno en pezón. Las motivaciones para el uso fueron: 37,4% moda, 35,4% gusto, 10,2% para llamar la atención, 5,4% por rebeldía, 5,4% por estética. El conocimiento de riesgo de transmisión para VIH fue de 59,9%, VHB 46,3% y VHC 44,2%. Recordaban el uso de guantes al insertarlos 36,1%, jeringas deshechables 17,7% desinfección 90,5%. Como complicación se describió sangrado en un 16,3% y 49,7% infección localizada: absceso 20, 6%, y celulitis 21,5%, lo que motivó el retiro del piercing en un 35,4%. Sólo se encontró diferencias entre los dos grupos en promedio de edad (16,1 Los Andes, 15,6 Maipú), uso de desinfectantes y sangrado. Conclusiones: Los tatuajes y piercing son de interés para el Pediatra general, con énfasis en las motivaciones y la realización del procedimiento en las mejores condiciones posibles. Las complicaciones observadas son localizadas y manejadas por ellos mismos. Existe una falta de información de los riesgos de transmisión de agentes virales.


ASOCIACIÓN ENTRE CONDUCTAS DE RIESGO Y FACTORES DE RIESGO/ PROTECTORES EN ADOLESCENTES, VALDIVIA, CHILE, 2004

González V, Schlatter A, Sotomayor K, Podestá L.
Servicio de Pediatría, Hospital Regional Valdivia.

Introducción: La Organización Panamericana de la Salud ha desarrollado una ficha clínica estándar y precodificada para aplicar en la primera entrevista con el adolescente, dándole un enfoque biopsicosocial y familiar con el fin de identificar conductas y factores de riesgo. Objetivos: 1) Identificar las conductas de riesgo de los adolescentes que consultan por morbilidad en el Consultorio Externo de Valdivia. 2) Determinar la asociación entre conductas de riesgo y factores de riesgo y protectores encontrados en los adolescentes entrevistados. Material y Método: Se analizaron 186 fichas CLAP elaboradas en el Consultorio Externo Valdivia, entre Agosto 2003 y Julio del 2004. Se separaron en dos grupos: adolescentes con y sin conductas de riesgo (alcoholismo, drogas, problemas judiciales, trastornos psicológicos, problemas de conducta, deserción escolar, trastorno en la conducta alimentaria, etc). Se compararon ambos grupos relacionándolos con los factores de riesgo y protectores familiares e individuales encontrados en c/u. Resultados: De 186 adolescentes, 98 no tenían conductas de riesgo (grupo 1) y 88 tenían al menos una conducta de riesgo (grupo 2). La edad promedio del grupo 1 fue de 13,0 años y del grupo 2 de 14,3 años. La familia era biparental en el 69% del grupo 1 y en el 38% del grupo 2. Existía el antecedente de alcoholismo y/o consumo de drogas en el 10% de los padres del grupo 1 y en el 49% del grupo 2. El antecedente de trastornos psiquiátricos paternos estaba presente en el 10% del grupo 1 y en el 41% del grupo 2. Había violencia intrafamiliar en el 6% del grupo 1 y en el 27% del grupo 2. El 74% del grupo 1 tenía al menos uno de los padres con trabajo estable, mientras que en el grupo 2 tenían un 59%. Un 62% del grupo 1 refiere realizar actividades extraprogramáticas y/o deporte, mientras que en el grupo 2, esta cifra es de un 32%. Tienen un referente adulto el 58% del grupo 1 y el 37% del grupo 2. Tienen un proyecto de vida claro un 72% del grupo 1 y 65% del grupo 2. Conclusiones: Al comparar los adolescentes que no tienen conductas de riesgo (grupo 1) con aquellos que si las tienen (grupo 2), vemos que este último tiene más factores de riesgo familiares y personales, así como también menos factores protectores. Por lo tanto, el propósito de la supervisión de salud del adolescente debe ser identificar e intervenir anticipadamente sobre los factores de riesgo presentes, e identificar y reforzar aquellos factores protectores, para poder así prevenir problemas de salud física, mental y social a futuro. Para esto es necesario un enfoque biopsicosocial y familiar.


DIAGNÓSTICOS MÁS FRECUENTES EN ADOLESCENTES EN UN CENTRO DE REFERENCIA DE SALUD

Fernández F1, Galleguillos I1, Silva P1, Correa G2, Torres C1, Flores L1, Valdés G3, Contreras X3.
1Internos Séptimo año, Facultad de Medicina, Pontificia Universidad Católica de Chile. 2Interno Séptimo año, Facultad de Medicina, Universidad de Los Andes. 3Médico familiar, Facultad de Medicina, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: El Centro de Referencia de Salud de la Florida (CRS San Rafael) recibe las derivaciones de cinco centros del área sur de Santiago. Conocer las patologías más prevalentes en este grupo etario y definir el perfil de los consultantes podría ayudar a implementar estrategias destinadas a la prevención y al manejo de los cuadros más frecuentes en adolescentes. Objetivos: Identificar las patologías más frecuentes en adolescentes que consultan en el Centro de Referencia de Salud (CRS) San Rafael, de la Comuna de La Florida; y determinar el perfil de la población consultante en este grupo etario. Materiales y Métodos: Se revisaron las estadísticas de las consultas en pacientes entre diez y diecinueve años de edad, entre enero y junio del año 2004, en el CRS de la Comuna de La Florida. Para el análisis fueron considerados edad, sexo y diagnóstico por cada paciente. En pacientes que presentaban más de una consulta por el mismo diagnóstico, se consideró dentro del análisis sólo el motivo de consulta inicial. Posteriormente los datos fueron tabulados y analizados. Resultados: Se analizaron en total los registros de 626 pacientes. El 51,4% de los pacientes eran de sexo masculino y el 48,8% de sexo femenino. El promedio de edad de los consultantes fue de 11.9 años (10-19 años). El diagnóstico más frecuente fue el de Rinitis Alérgica, con un 12,46% de las consultas, seguido de Cefalea (9,11%); Hipertrofia amigdalina (4,63%); Epistaxis (4,31%), Talla Baja (3,99%) y Otitis Media (3,04%). El promedio de edad para cada uno de los seis diagnósticos más frecuentes fue de 12 años (11,7-12,3). Conclusiones: La patología otorrinolaringológica concentra la mayor parte de las atenciones en adolescentes, motivando un 29,1% de las consultas en este grupo. Destaca la alta frecuencia de consultas por cefalea y talla baja. El grupo de adolescentes consultante está conformado por pacientes de ambos sexos, con una distribución similar por sexo y por edad. Creemos que estos resultados pueden ser de utilidad para determinar el perfil del adolescente que consulta en el CRS San Rafael de La Florida, y podrían ayudar en el desarrollo y planificación de programas de salud que vayan dirigidos específicamente a este grupo etario.


ATENCIÓN DERMATOLÓGICA EN NIÑOS Y ADOLESCENTES EN UN NIVEL SECUNDARIO DE ATENCIÓN

Torres C, Flores LJ, Rosso R, Ibarra X, Silva I, Silva P.
Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: Las patologías dermatológicas son un importante motivo de consulta en adolescentes y niños a nivel primario, requiriéndose en muchos casos derivación a especialista, debiendo los pacientes de nivel público esperar largos periodos para resolver su patología. Objetivos: El propósito de este estudio fue describir la población de niños y adolescentes atendida en un centro de atención secundario y los diagnósticos más frecuentes por los que son derivados estos pacientes a dermatología desde la atención primaria. Método: Se reclutaron todas las hojas de registro diario de atención de pacientes en Centro Salud San Rafael de La Florida, desde Enero a Junio 2004, registrando identidad, sexo, edad y diagnóstico principal. Se realizó un estudio observacional retrospectivo. Resultados: Total: 180 pacientes; 98 hombres y 82 mujeres, relación Hombre/Mujer: 1,19/1. Edad promedio de consulta: 12 años (rango de 0 -19 años). - Grupo de niños menores de 10 años: 57 (32%). Relación H/M: 1,2/1. Promedio de edad: 5 años. Diagnósticos: Dermatitis atópica 40,4% (relación H/M: 1), Hemangiomas 12,3% (relación H/M: 1,3) y Verrugas 8,8% (relación H/M: 0,25). Otros diagnósticos menos frecuentes destacan: Molusco contagioso, Nevos melanocíticos, Prurigo y Tiñas. - Grupo de adolescentes entre 10 y 19 años: 123 (68%). Relación H/M: 1,2/1). Promedio edad 15,7 años. Principales diagnósticos: Acné 32,5% (relación H/M: 0,9/1), Verrugas 13% (relación H/M: 1,1/1), Nevos melanocíticos 9% (relación H/M: 6,5/1), Granuloma piógeno 7% (relación H/M: 1,25/1). Otros diagnósticos destacan: Psoriasis, Vitiligo y Tiñas. Discusión: Las patologías dermatológicas son motivo importante de consulta en niños y adolescentes, con similar distribución en ambos sexos. En ambos grupos destaca diagnóstico de verrugas. En grupo de niños destaca la consulta por dermatitis atópica y en adolescentes destaca consulta por acné. Muchas de estas patologías podrían ser atendidas en nivel primario y dejar casos más severos o refractarios para nivel secundario. Son necesarios estudios para determinar el criterio empleado en nivel primario para cuando derivar o no estas patologías.


DESCRIPCIÓN DE SENSIBILIDAD Y ESPECIFICIDAD DE LA INMUNOFLUORESCENCIA INDIRECTA PARA VIRUS RESPIRATORIOS DE ALTA PREVALENCIA EN NUESTRA POBLACIÓN INFANTIL MENOR DE 5 AÑOS (INFORME PRELIMINAR)

Romero MB, Herrera P, Peña S, Benadof D.
Hospital Roberto del Río, Santiago, Chile.

Marco Teórico: Las infecciones respiratorias bajas causan una importante morbimortalidad en niños menores de 5 años. Su etiología principal son los virus respiratorios. Los más comunes son el Virus Respiratorio Sincicial (VRS), Adenovirus (ADV), Influenza A (IA) –B (IB) y Parainfluenza (PI), los que siguen un patrón estacionario durante el año, con mayor frecuencia en otoño e invierno. El diagnóstico etiológico se realiza mediante diversos métodos, como el cultivo viral y la Inmunofluorescencia (IF). El contar con un método diagnóstico para la detección de los agentes virales de forma rápida y eficaz es indispensable en la práctica clínica, tanto para decisiones inmediatas (p.ej. uso adecuado y racional de antibióticos), como para controlar el riesgo de infecciones nosocomiales. Existen numerosas publicaciones que comparan estos métodos asignándole una Sensibilidad (S) y Especificidad (E) a la IF. Para VRS la S está entre 80 y 97% y la E es > 90%. Para ADV la S entre 28-68% y la E es < 90%. Para Influenza-A la S entre 77-93% y la E de 95%. Para Influenza-B la S entre 70-80% y la E de 95%. Para Parainfluenza la S es <90% y la E de 93%. Sin embargo, estos datos corresponden a literatura extranjera y por lo tanto, no son, necesariamente, aplicables a nuestra realidad. Es por esto que nos pareció útil conocer cuál es la eficiencia del método utilizado en nuestro medio para, posteriormente, saber si es comparable con lo expuesto en la literatura. Pregunta: ¿Cuál es la eficiencia de la IF viral en la detección de virus respiratorios de alta prevalencia en nuestra población infantil?. Respuesta Esperada: Se espera conocer los valores de la S y E del método de IF usado en nuestro hospital. Objetivo Primario: Describir la S y E de la IF viral en muestras de pacientes, procesadas en el laboratorio del HRR y comparar sus resultados con un patrón de oro (cultivo de los virus correspondientes). Indicadores: Se registrarán los datos obtenidos mediante IF viral y se hará una estimación de los índices fijos de la IF para la detección de cada uno de estos virus. Método: Se tomaron muestras de aspirado nasofaríngeo en niños menores de 5 años, con diagnóstico de infección respiratoria de probable etiología viral, que consultaron al servicio de urgencia del HRR durante la campaña de invierno (Mayo-Sept) del 2002. A las muestras se les realizó IF y cultivo viral. Fueron (+) muestras > 4 células con IF característica, con más de 20 células epiteliales, excluyendo aquellas que contenían. Menos células. Para el almacenamiento de los datos se utilizó el software PC File. El análisis de los resultados se hizo siguiendo el método bayesiano. Resultados: Un análisis preliminar de las muestras mostró prevalencias cercanas al 8% y detectó S para VRS de 91% (IC 87-94%) y E de 87%(IC 87-94%). Para ADV la S fue de 33% (IC 24-43%) y la E de 100% (IC 99-100%). Para Influenza-A la S fue de 78% (IC 72-83%) y la E de 98% (IC 96-99%). El PI tuvo S de 81% (IC 76-86%) y E de 96% (IC 93-98%). Las muestras con virus Influenza B fueron escasas como para sacar conclusiones. La precisión de las estimaciones es aceptable aunque preliminar y da una idea de los valores reales. Será interesante estudiar los índices variables (valores predictivos), una vez completado el estudio y con valores más precisos de los índices fijos, ya que ningún valor de S fue 100%.


MANEJO DE LA BRONQUIOLITIS EN EL HOSPITAL ROBERTO DEL RÍO: DE LA TEORÍA A LA PRÁCTICA

Boisier R, Pérez D, Olhagaray MP, Conca N, Hitschfeld V, Yarmuch P, Palomino MA.
Hospital Roberto del Río.

Introducción: Aún no existe uniformidad en el manejo de la bronquiolitis pese a una evidencia cada vez más clara en relación a ella. El año 2003 realizamos una encuesta en el Hospital Roberto del Río presentando un caso clínico de bronquiolitis pura, con el fin de investigar entre los médicos, la conducta en el manejo de esta patología y las definiciones que manejaban. Se quiso comparar el resultado de dicha encuesta con el manejo efectuado en pacientes ingresados por bronquiolitis pura, con las mismas características, en el mismo año en que se realizó la encuesta, con el fin de validarla y determinar si existen diferencias en la práctica clínica. A su vez se quiso describir cuál es el manejo en el hospital frente a esta patología. Material y Método: Se revisaron las fichas de todas las bronquiolitis puras por VRS hospitalizadas en el 2003 en nuestro Hospital, obtenidas de la vigilancia de virus respiratorios. Se revisaron los tratamientos y los exámenes solicitados en cada paciente. Se compararon los resultados con los resultados obtenidos en la encuesta. Resultados: Se obtuvieron 61 fichas que cumplieron con los criterios de inclusión (El total de encuestas realizadas fue, por coincidencia, 61). 47,5% (29/61) de los pacientes requirieron oxígeno contra un 86,8% (53/61) en la encuesta. El uso de broncodilatadores se consideró en un 93,4% (57/61) de los pacientes contra un 81,9% (50/61) de los médicos que lo usarían; 23% (38/57) adrenalina contra un 69,8% (37/53) de la encuesta, salbutamol en un 67,9% (36/53) versus un 67,9% (36/53) teórico. En cuanto a la indicación de KTR, esta se consideró en un 81,9% (50/61) de los pacientes versus un 26,2% (16/61) manifestado por los médicos en la encuesta. Un 83,6% (51/61) no utilizarían corticoides sistémicos versus un 63,9% (39/61) de lo manifestado y un 98,36% (60/61) corticoides inhalatorios al igual que en la encuesta. Se aportó volumen intravenoso en un 18% (11/61) de los pacientes, considerándose teóricamente en un 83,6% (51/61) de los encuestados. Los exámenes solicitados en forma más frecuente fueron la radiografía de tórax y la IFI para VRS/ADV en un 100% de los casos (61/61) versus un 95,1% (58/61) y 93,4% (57/61) respectivamente en la encuesta. Conclusiones: Deben tenerse ciertas precauciones al comparar los datos ya que en la encuesta los porcentajes se refieren al nº de respuestas de los médicos v/s a un nº de pacientes para cada ítem evaluado, en la encuesta. De todos modos existe una tendencia hacia el uso de los broncodilatadores siendo una medida ya en desprestigio según la evidencia. Los corticoides ya no son considerados en su mayoría. La oxígenoterapia se sigue considerando como fundamental en el tratamiento. La Rx de tórax y la IFI se consideran indispensables para el diagnóstico.


CARACTERÍSTICAS CLÍNICAS, EVOLUTIVAS Y MANEJO DE PACIENTES CON DERRAME PLEURAL EN UN HOSPITAL UNIVERSITARIO

Rojas A1, Morales M2, Jofré L1, Gutiérrez M1, Muñoz A1, Monteverde P1, González C2.
1Servicio de Pediatría, Hospital Clínico Universidad de Chile. 2Interna de Medicina, Universidad de Chile.

Introducción: El derrame pleural es una complicación frecuente de los cuadros de neumonía de niños que requieren hospitalización. Reviste importancia por su asociación con morbimortalidad y prolongación de la hospitalización. Desgraciadamente no se dispone de elementos significativos que predigan la evolución del cuadro, lo que justifica el análisis de la presentación de la enfermedad en cada centro. A su vez, frente a la variación en el manejo del empiema, resulta de gran interés describir la experiencia acumulada poniendo énfasis en el uso de la ecografía torácica (EcoTx) y la conducta quirúrgica precoz. Objetivo: Describir las características clínicas y tratamiento de los niños con diagnóstico de Derrame pleural. Material y Métodos: Trabajo descriptivo retrospectivo de pacientes con diagnóstico de Pleuroneumonia hospitalizados en el servicio de Pediatría del Hospital Clínico de la Universidad de Chile entre Enero 2002 y Agosto 2004. Resultados: De un total de 32 pacientes, 16 hombres (50%) y 16 mujeres. Edad promedio 39,5 meses (rango 11-117). En los motivos de consulta destaco la fiebre en 100% (promedio 5,18 días, rango 1-9), seguido por CEG (80%), tos (75%), y dificultad respiratoria. EcoTx a 29 de los 32 niños. Toracocentesis al ingreso: 12 niños (37,5%), no se puncionaron 20 niños por presentar sólo derrame laminar: líquido fue purulento en 9 (75%). El Gram siempre fue (–). Se demostró etiología en 10 casos (28,12%), Streptococcus pneumoniae en 4, Streptococcus pyogenes en 2, Mycoplasma pneumoniae en 2, Pseudomonas aureginosa en 1 y Mycobacterium TBC en 1, no se asoció a agentes virales. Ingresan en condición grave 7 niños, 5 presentaron shock séptico y 4 requirieron Ventilación Mecánica. Tratamiento: Todos recibieron tratamiento antibiótico EV (cloxacilina + cefotaxima como primera línea sólo en 12). Drenaje pleural en 12 (37,5%), tratamiento quirúrgico en 10 (83,3%), en promedio al 4,5 día de hospitalización (rango 1-11 días) y en 9 casos precedida de EcoTx. Se mantuvo el drenaje pleural en promedio 7,3 días (rango 2 a 19 días). El grupo sometido a cirugía mantuvo el drenaje por un promedio de 8,2 días, considerando los días pre y post cirugía. Complicaciones: Fístula Bronco-Pleural en 1, Neumotórax en 1, Absceso pulmonar en 3. Duración promedio de hospitalización tratamiento médico + drenaje: 11 días, quirúrgico 18,1 días. Comentarios: Sólo se demostró agente etiológico en un 28% de los pacientes, lo que podría tener relación con uso de antibióticos previos y la importancia en esta serie de derrames laminares. Eco de tórax fue ampliamente utilizada en el diagnóstico de derrames, su caracterización y seguimiento. Se prefirió como herramienta diagnóstica de derrame complicado y para decisión quirúrgica. El mayor número de días en duración del drenaje y hospitalización en el grupo de resolución quirúrgica puede estar asociado a estadios más avanzados del empiema y no tendría relación con tardanza en la indicación quirúrgica.


PLEURONEUMONÍA EN NIÑOS EN EL SERVICIO DE PEDIATRÍA DEL HOSPITAL RANCAGUA, EN EL PERÍODO DE CINCO AÑOS (SEPTIEMBRE 1998-SEPTIEMBRE 2003)

Alamos L, Prussing L, Leiva H.
Servicio de Pediatría, Hospital Regional Rancagua.

Introducción: Las enfermedades respiratorias causaron el 14% de todos los egresos de las camas de hospitalización pediátricas, públicas y privadas, de la región en el período 2001-2002. Dentro de estas patologías predominan los síndromes bronquiales obstructivos, las neumonías y las bronconeumonias. El pronóstico es habitualmente bueno pero si se produce una colección purulenta que comprometa la pleura, la evolución y el manejo se complican y pueden producirse secuelas. Objetivo: Conocer la situación actual de los aspectos epidemiológicos, clínicos y terapéuticos de los pacientes con el diagnóstico de egreso de Pleuroneumonía durante un período de cinco años (1998-2003), con el propósito de mejorar, si es pertinente, el manejo de la enfermedad, disminuir los días de estada y también las secuelas. Material y Método: Se revisaron las fichas clínicas de 53 pacientes que egresaron del Servicio de Pediatría con el diagnóstico de Pleuroneumonía durante el período de 5 años (1998-2003) Los datos fueron ingresados a una base de datos para análisis estadístico en el Programa EpiInfo 2004. Resultados: La tasa de Incidencia de esta patología fue de 4,6%. El promedio de días de estada fue de 17,87. La distribución por año es similar. El 63% correspondió al sexo femenino. La edad promedio fue de 4,67 años con una ds de 3,68 años. El mes de mayor incidencia fue Diciembre. El 40% corresponde a la comuna de Rancagua. El antecedente mórbido más frecuente fue haber tenido una neumonía anterior. Los síntomas encontrados fueron fiebre (100%), tos (65,4%) diarrea (49%), vómitos (30%) dolor toráxico (28%), y dolor abdominal (26%). El 61% de los pacientes requirió toracocentesis y en 42% instalación de trampa de agua. De los cultivos consignados (84%) sólo 6 fueron positivos y de éstos, en 50% se aisló Neumococo. Todos los líquidos pleurales registrados fueron exudados. En el 94% se realizó hemocultivo aislándose sólo en 2 casos un neumococo y 1 acynetobacter. En 6 pacientes debió realizarse decorticación y en 1 caso toracotomía mínima. Las complicaciones alargaron la hospitalización. El 100% fue tratado con antibióticos y el 70% con más de uno, y el más usado fue la Cloxacilina seguido de la Penicilina. No se registró Mortalidad en nuestra serie. Registramos un 23% de secuelas. Conclusiones: La Pleuroneumonía tiene una incidencia de 4,6% de los egresos del Servicio de Pediatría en el período estudiado. Prolonga la estadía de los niños en el hospital en forma significativa de 6,4 a 17,8 ds. Requiere tratamiento costoso y complejo (antibióticos, oxígeno, cirugía, v. mecánica). Deja secuelas (23%) que requieren control especializado.


INFECCIONES PULMONARES POR ASPERGILLUS SP EN NIÑOS CON DAÑO PULMONAR CRÓNICO

Maggiolo J, Rubilar L, Girardi G, González R.
Hospital Exequiel González Cortés. Unidad Broncopulmonar.

Las infecciones pulmonares por Aspergillus sp. (IPA) son infrecuentes en niños. El objetivo es presentar la experiencia de nuestra Unidad en el diagnóstico y manejo de IPA en niños portadores de daño pulmonar crónico (DPC). Durante los años 2000-2003 a niños con DPC, sin fibrosis quística, ni asma, se buscó: 1) sospecha clínica de IPA: disnea, fiebre, aumento de la obstrucción bronquial, esputo en moldes; 2) obtención de 2 cultivos de secreción bronquial (CSB) positivos para Aspergillus sp. (A) y 3) confirmación diagnóstica: al menos un criterio primario de IPA. Los niños que cumplían con estos 3 requisitos iniciaron tratamiento con Prednisona 2 mg/kg/día durante un mes, seguido por la misma dosis en días alternos por 4 meses e Itraconazol 2 mg/kg/día por 5 meses. Hubo sospecha clínica en 235 niños, de los cuales tuvieron 1 CSB positivo para A: 28/235 (12%) y 2 CSB positivo para A: 6/235 (3%). Se confirmó el diagnóstico en 5/6. Las edades 3 años 9 meses a 15 años, 3 de sexo masculino; 1/5 tuvo radiografía y TAC tórax compatibles con aspergilloma; 4/5 tuvieron pruebas inmunológicas positivas. Hubo 2/6 con test cutáneo positivo y eosinofilia en 3/6. En todos las precipitinas anti A resultaron negativas. Luego del tratamiento 6/6 tuvieron mejoría clínica y de saturometría; 4/4 mejoraron PEF y espirometría. Todos negativizaron los cultivos. No hubo efectos adversos con el tratamiento. Las IPA en niños con DPC son de baja frecuencia, sin embargo, los niños que cumplen los criterios para el diagnóstico se benefician con el tratamiento.


CONCORDANCIA TERAPEÚTICA EN ABSCESO PULMONAR EN PEDIATRÍA

Chala E, Baeza M, Palomino MA, Cruz MC, Lozano J, Casar C, Díaz A, Martínez F, Alcoholado I, Contador M, Aldunate M, Ceruti E.
Departamento de Pediatría y Cirugía infantil. Facultad de Medicina. Campus Norte Universidad de Chile. Unidad de Enfermedades Respiratorias. Hospital Roberto del Río.

Introducción: Tanto en nuestro medio como en la literatura el manejo del absceso pulmonar es difícil y controvertido. Con la hipótesis de encontrar concordancia en el enfoque diagnóstico y terapéutico, Kappa > 0,8, realizamos una encuesta a un grupo de especialistas en enfermedades respiratorias y cirujanos infantiles. Material y Método: Se presentaron a nueve especialistas infantiles, seis pediatras y tres cirujanos, cinco pacientes con absceso pulmonar con radiografías de tórax tomadas en dos momentos de su evolución. Se interrogaron en relación a diagnóstico, exámenes complementarios y tratamiento (médico o quirúrgico). La entrevista se realizo en forma independiente y ciega por dos de los autores. Las respuestas fueron evaluadas en parejas de opiniones (180) registrándose el grado de concordancia Kappa. Resultados: El grado de concordancia en relación a la decisión terapéutica fue Kappa = 0,218 lo que es considerado regular. Conclusiones: No existe consenso en relación al tratamiento del absceso pulmonar. Nuestro resultado señala que el grado de concordancia entre los distintos especialistas fue regular. La mayoría de los encuestados consideró solicitar además ecografía y tomografía axial de tórax con contraste. La concordancia habría aumentado si estos pacientes hubieran tenido un estudio imagenológico adecuado. Es necesario disponer en centros de referencia apoyo diagnóstico por imágenes adecuado. Dada la baja frecuencia y complejidad de estos casos es importante una aproximación diagnóstica y terapéutica desde la perspectiva tanto de cirujanos como de pediatras especialistas.


UTILIDAD DE LA REACCIÓN EN CADENA DE LA POLIMERASA GENÉRICA Y ESPECIE ESPECÍFICA EN EL DIAGNÓSTICO DE BROTES INTRAHOSPITALARIOS POR ADENOVIRUS

Palomino MA, Larrañaga C, Fernández J, Martínez J, Peña M, Avendaño LF.
Departamento de Pediatría Norte, Hospital Roberto del Río y Programa de Virología ICBM. Universidad de Chile.

Introducción: Los Adenovirus (Ad) representan la segunda causa de hospitalización por infección respiratoria aguda baja (IRAB) viral en Chile. Pueden ocasionar infecciones nosocomiales severas con alto riesgo de mortalidad. Nuestro objetivo fue evaluar la utilidad de la reacción de polimerasa en cadena (PCR) para el diagnóstico de Ad en IRAB nosocomiales, comparándolas con el aislamiento viral (AV) e inmunofluorescencia (IFI) y para definir el tipo de adenovirus involucrado en el brote (PCR especie específica y PCR específica para 7h). Material y Método: Se estudiaron 15 brotes nosocomiales de Ad mediante AV e IFI durante 1995 y 1996. Ingresaron 90 pacientes, 15 casos índice y 65 contactos. El diagnóstico de Ad se realizó por IFI y AV. Las cepas positivas para Ad fueron genotipificadas mediante enzimas de restricción. Se realizó PCR durante el año 2003 a partir de las muestras originales congeladas a –20° C. La PCR genérica para Ad permite la amplificación del DNA viral que codifica la proteína hexón del virión, identificando a la familia Adenoviridae. La especie de Ad se determinó amplificando regiones del gen de la fibra viral, mediante PCR especie específica y PCR específica para Ad-7h. Resultados: El estudio original realizado mediante AV e IFI determinó infección nosocomial en 36 de 65 contactos. La tasa de ataque secundario fue de 55%, sin considerar el genotipo viral involucrado. En 10 de los 15 casos índices y en 19 de 36 contactos se logró determinar el genotipo viral 7h mediante enzimas de restricción. La PCR genérica, especie específica y específica para 7h confirmó los 15 casos índice como Ad 7h. De los 65 contactos la PCR genérica fue positiva en 45 contactos, 9 casos más que en el informe previo (69,2%). La PCR especie específica fue positiva para el grupo B en sólo en 35 casos (53,8%). La PCR específica para Ad 7h mostro que 30 (46,1%) de los contactos resultaron ser 7h. Cinco contactos correspondieron a la especie B no 7h, 5 a la especie C y 5 no correspondieron ni a la especie B o C. Para todos los casos enrolados, índices y contactos, IFI detectó Ad en 32 casos (40%), AV en 52 casos (65%) y PCR genérica en 59 (73,8%). Conclusiones: En el diagnóstico de IRAB nosocomial por Ad, PCR y AV fueron mejores. IFI como única herramienta de diagnóstico no es útil para descartar infecciones por este virus. La PCR especie-específica y específica para el genotipo 7h permitieron identificar las especies de Ad realmente involucradas en los brotes. De esta manera se pudo determinar la real tasa de ataque secundaria de un 46%. Financiado por proyecto FONDECYT 1020544.


COMPORTAMIENTO BROTE EPIDÉMICO DE VIRUS SINCICIAL RESPIRATORIO EN LA PROVINCIA DEL LIMARÍ, 2004

Flores C1, Cano G2, García P2, Carvajal MC2, Ramos MA4 y colaboradores.
1Médico. 2Enfermera. 3Tec. Médico. 4Otro. Hospital Provincial de Ovalle.

Introducción: El virus sincicial respiratorio suele aparecer en epidemias anuales durante el invierno y a comienzos de la primavera. Produce enfermedad respiratoria aguda en pacientes de cualquier edad. En los lactantes y niños pequeños es la causa más importante de bronquiolitis y neumonía. El procedimiento diagnóstico utilizado en nuestra provincia es la Inmunofluorescencia Viral Indirecta. Objetivo: Evaluar comportamiento del VRS en la Provincia del Limarí para establecer estrategias de acción para enfrentarlo adecuadamente. Material y Método: Se revisan los boletines de declaración de enfermedades de notificación obligatoria, el registro de IFI Viral efectuadas en dos Laboratorios, el libro de egresos del Servicio de Pediatría del Hospital Provincial de Ovalle y las fichas clínicas de los pacientes con VRS durante el periodo 01 de Enero al 20 de Septiembre de 2004. Resultados: Se notificaron 210 casos en este período, el 85% pertenecía a la Comuna de Ovalle. El grupo etáreo entre 1 y 11 meses representó el 58 % del total. El 53% eran varones. Fueron hospitalizados 124 pacientes (59%), de estos el 4% se trasladó a la UCI Pediátrica de Coquimbo. Falleció un lactante que determina una tasa de mortalidad de 0,8% en menores de 1 año. Los pacientes más graves fueron aquéllos con antecedentes de prematurez, cardiopatías congénitas o displasia broncopulmonar. El peak de notificación correspondió a la semana epidemiológica Nº 29. El índice ocupacional subió hasta el 95,1% en Agosto. Discusión: La Norma general Administrativa Nº 13 por resolución exenta Nº 729 del 08/07/04 permitió contratar personal auxiliar y kinesiólogo adicional lo que logró aplicar un adecuado plan de contingencia y llegar a los resultados obtenidos, sin embargo, es necesario contar con una residencia pediátrica en nuestro hospital.


CARACTERIZACIÓN CLÍNICA DE LA BRONQUIOLITIS EN LACTANTES MENORES DE 3 MESES HOSPITALIZADOS (INFORME PRELIMINAR)

Delpiano L, Valderas J, Gutiérrez J*, Monsalve X*, Rivero J*.
*Internos. Servicio de Pediatría. Hospital San Borja Arriarán. Santiago.

Introducción: Las infecciones respiratorias virales predominan en edades tempranas y son frecuente causa de morbimortalidad. La mayoría se presenta en época de brote epidémico estacional y su causa principal es el VRS, denominándose bronquiolitis al primer episodio de enfermedad aguda obstructiva. El conocimiento clínico y de sus factores de riesgo son necesarios para una efectiva prevención. Pacientes y Método: Se efectuó evaluación retrospectiva de las historias clínicas de los lactantes menores de 3 meses hospitalizados por bronquiolitis en el servicio de pediatría desde junio a agosto de 2003. En ellos se consignó aspectos clínicos y epidemiológicos. Para el análisis, los pacientes fueron subdivididos en grupo 1 (G-1) correspondiente a lactantes sin factores de riesgo y grupo 2 (G-2), pacientes con antecedente de prematurez o cardiopatía congénita. Resultados: Se incluyó a 124 lactantes en G1 y 21 lactantes en G2 (60,5 y 47,6% de varones respectivamente). Los promedios o porcentajes de algunas variables estudiadas se muestran en la tabla siguiente:

Srapidoe administró oxígenoterapia al 65,3% de los pacientes de G1 y 66,6% de G2. No se identificó etiología en 29,8% de lactantes de G1 y 19% de los incluidos en G2. No hubo diferencia significativa en la edad, número de consultas pre ingreso, Score de TAL, etiología VRS, estadía en UCIP ni requerimiento de VM. Sólo hubo diferencia significativa en días de oxígenoterapia (p < 0,001). En G-2, todos fueron prematuros con promedio de edad gestacional de 33,3 semanas, 2 de ellos tenían además cardiopatía congénita. No hubo letalidad en esta serie. Conclusiones: El análisis de esta información preliminar, muestra a VRS como la principal etiología y no revela mayores diferencias en el comportamiento de la bronquiolitis en el menor de 3 meses de uno u otro grupo que se hospitaliza, a excepción de mayor día de oxígenoterapia en el grupo de prematuros. Llama la atención el bajo score de TAL en ambos grupos y el número de pacientes que no requirió apoyo de oxígeno, indicándose tal vez la hospitalización del lactante sólo por la edad o antecedente de prematurez.


DETERMINACIÓN DE MUTACIONES DEL GEN CFTR EN PACIENTES DEL REGISTRO NACIONAL DE FIBROSIS QUÍSTICA: ANÁLISIS DE LOS PRIMEROS 120 PACIENTES

Puga A1, Fielbaum O2, Boza ML3, Oelcker M4, Fuentes P5, Betancourt M6, Pierry C7, Linares M8, Pérez MA9, Méndez M10, Silva J11, Kogan R9, Kyling A12, Astudillo P13, Repetto GM1,8.
1Facultad de Medicina, Universidad del Desarrollo - Clínica Alemana, Hospitales 2Luis Calvo Mackenna, 3San Borja-Arriarán, 4G. Grant Benavente, 5Regional de Talca, 6Regional de Temuco, 7San Juan de Dios, 8Padre Hurtado, 9Exequiel González Cortés, 10Sótero del Río , 11Talcahuano, 12Base de Osorno y 13Ministerio de Salud, Chile.

La Fibrosis Quística (FQ) es una condición autosómica recesiva progresiva y letal caracterizada por enfermedad pulmonar y sinusal crónica, mal absorción por insuficiencia pancreática y elevación de los niveles de Na+ y Cl- en el sudor. La enfermedad se debe a mutaciones en el gen CFTR. Se han descrito más de 1.000 mutaciones causantes de enfermedad. Dada la relevancia de conocer el genotipo para el diagnóstico y pronóstico se ha iniciado la determinación de las 32 mutaciones mundialmente más comunes en los 250 pacientes del Registro Nacional de FQ del Ministerio de Salud. Este estudio multicéntrico da cuenta de los resultados de los primeros 120 pacientes analizados. Se buscaron las mutaciones a través de la técnica de PCR-OLA utilizando kit “Cystic Fibrosis v3” (Celera Diagnostics) y análisis por separación electroforética en secuenciador automático ABI PRISM 310® (Applied Biosystem). En los 102 pacientes no relacionados se identificaron mutaciones en 78 alelos (38%) con la siguiente distribución de frecuencia: ?F508 (27%), R334W (4,4%), G542X (3%), 3.849 + 10 Kb C->T (1,5%) y G85E, 1078delT, R553X, R1162X y W1282X, con un 0,5% cada una. Las mutaciones G85E y 1078delT, no habían sido reportadas previamente en población chilena. En un 26% de los pacientes se identificaron ambos alelos mutados y en un 24% se identificó uno. De los pacientes con dos alelos identificados, un 52% eran homocigotos para la mutación ?F508. En los pacientes con sólo un alelo identificado, 42% eran heterocigotos para la ?F508. Este es el estudio de genotipificación de pacientes con FQ más grande realizado en el país a la fecha. Estos datos demuestran que es necesario generar un panel propio de nuestras mutaciones más comunes, para así aumentar la sensibilidad diagnóstica y permitir una adecuada aplicación actual en la identificación de casos y portadores y potencialmente en el futuro, en tamizaje neonatal y farmacoterapia.


MUERTES POR NEUMONÍA POR ADENOVIRUS (AD)

Palomino MA, Velozo L, Alcántara A, Rodríguez M, Larrañaga C, Avendaño LF.
Departamento de Pediatría Norte. Hospital Roberto del Río y Programa de Virología, ICBM. Universidad de Chile.

Introducción: Los virus respiratorios son la primera causa de infecciones respiratorias agudas bajas que requieren hospitalización en Chile. Ad ocupa el segundo lugar (9% en 14 años de vigilancia en el Hospital Roberto del Río). La letalidad en casos adquiridos en la comunidad es mínima, sin embargo, en brotes intrahospitalarios alcanza 11%, teniendo la mayoría de ellos factores de riesgo. Nuestro objetivo fue caracterizar los casos fatales de neumonía por Ad. Material y Métodos: Se revisaron en forma retrospectiva las 36 fichas clínicas y placas de anatomía patológica de pacientes fallecidos con diagnóstico de neumonía por Ad entre 1991 y Junio 2004. Resultados: El promedio de edad a la muerte es de 5,3 meses. Ad fue claramente nosocomial en 29/36 (81%) de los casos. En 32/36 (88%) existían factores asociados: desnutrición, prematurez, enfermedad pulmonar crónica y cardiopatía. En el 92% de los casos el signo fiebre estuvo presente al comienzo de la infección nosocomial y 58% usó corticoides. En 1997 se crea la unidad de aislamiento no registrándose casos fatales, pero coincide con una mínima detección de Ad en la comunidad. En 1998, 7/9 casos fatales se agrupan en junio y julio, momento de sobrecarga asistencial debido a la epidemia de VRS. Los hallazgos anatomopatológico identifican neumonía necrotizante atribuible al AD. En 4 casos se identifica genotipo 7h. Conclusiones: Se enfatiza el diagnóstico precoz y aislamiento adecuado de los casos de Ad para evitar el contagio nosocomial, especialmente en pacientes con patología previa. FONDECYT 1940527.


TRATAMIENTO VIDEO ASISTIDO DE MALFORMACIONES PULMONARES (MP)

Blanco A, Varela P, Godoy J, Poblete M, Vargas S.
Servicio Cirugía, Hospital Luis Calvo Mackenna, Santiago, Chile.

Objetivo: Comunicar nuestra experiencia en el tratamiento video asistido de MP. Método: Revisión y análisis de historias clínicas de MP tratadas con cirugía videoasistida entre el 2001 y 2004. Cirugía: Decúbito prono o lateral. Ventilación monobronquial en un paciente. Tres o cuatro canales de trabajo de 5 mms. Resultados: Catorce casos. Edades entre 1 y 180 meses (mediana 14). En 13 casos se realizó procedimiento toracoscópico y 1 caso (secuestro infradiafragmático) se resuelve por Laparoscopía. En 4/13 se agregó una toracotomía mínima para completar la resección pulmonar y extraer la lesión. No hubo complicaciones. Tiempo quirúrgico entre 20 y 180 minutos (mediana 60). En 10 casos se dejó tubo pleural por 1 a 5 días (mediana 2). Estadía hospitalaria: 1 y 6 días (mediana 3). Los diagnósticos postoperatorios fueron: Malformaciones Adenomatoides (2), Secuestros Pulmonares (5), Quistes Broncógenos (5), Bulas Pulmonares Congénitas (2). Comentario: El abordaje toracoscópico en MP es una técnica segura y eficaz, evitando la morbilidad de una toracotomía. La adición de una toracotomía mínima permitió resolver con escasa agresión malformaciones que comprometían grandes áreas pulmonares.


VIRUS RESPIRATORIOS: SU VARIACIÓN EN EL TIEMPO Y ASPECTOS CLÍNICO EPIDEMIOLÓGICOS

Hú C1, Pavez P1, Alvarez A21, Vera P2, Utreras C2.
1Becadas de Pediatría, Universidad de Concepción, 2Pediatra, Hospital Las Higueras Talcahuano, Profesor asistente, Facultad de Medicina, Universidad de Concepción, 3Internos, Universidad de Concepción.

Introducción: En nuestro país las Infecciones Respiratorias Agudas en Pediatría constituyen una causa importante de morbilidad y son la principal causa de muerte en niños menores de un año, donde los virus tienen un papel relevante. Objetivo: Evaluar la frecuencia de agentes virales asociados a IRA, detectados mediante IFI en lactantes hospitalizados por esta causa. Conocer su variación en tres años consecutivos (2001-2002-2003) y establecer una asociación clínico-epidemiológica. Material y Método: Estudio retrospectivo basado en la revisión de fichas clínicas de lactantes hospitalizados por IRA en el Servicio de Pediatría del Hospital Las Higueras de Talcahuano desde Enero 2001 a Diciembre 2003. Se registró el resultado de IFI, Edad, Sexo, Previsión, Diagnósticos y Fecha de Hospitalización. Resultados: Se analizaron un total de 1.264 fichas clínicas de lactantes ingresados por IRA, a los que se les tomó IFI. Los agentes virales encontrados fueron Virus Sincicial Respiratorio 42%, Adenovirus 3,3%, Parainfluenza 1,2,3 3,3%, Influenza A 2,2%, asociación viral 0,5%. Existió predominio de sexo masculino 55% y asociación con nivel socioeconómico bajo en un 65% de los casos. En un 48,9% no se identificó un agente viral. El pico de VRS fue en Invierno con un 73%. Los patrones clínicos fueron principalmente Neumonía Bilateral asociada a VRS 40%; a VPI y ADV 3%; a Influenza A 2%, con diferencia estadísticamente significativa (p < 0,005). No hubo mayor variación de VRS durante los 3 años consecutivos 2001, 2002 y 2003; 14%, 15% y 13% respectivamente, los otros virus analizados mantuvieron una frecuencia similar baja. Conclusiones: El VRS sigue siendo el patógeno más frecuente en lactantes hospitalizados por IRA en nuestro servicio, manteniendo una frecuencia similar a través del tiempo y estación del año, lo que concuerda con estudios nacionales. En un alto porcentaje de los casos analizados no se logró aislar un agente viral, lo que podría explicarse por la baja sensibilidad de la técnica por IFI.


INTRODUCCIÓN DE TEST DE SUDOR EN LA SEXTA REGIÓN: EXPERIENCIA DE UN AÑO

Assar AM, Poblete S, Melo E, Burgoa S, Leiva H.
Servicio de Pediatría, Hospital Regional Rancagua.

Introducción: La Fibrosis Quística (FQ) es la enfermedad hereditaria letal más frecuente en niños blancos caucásicos, caracterizándose por la tríada Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica, Insuficiencia Pancreática Exocrina y alteración de los valores de ELG en sudor. Se requiere realizar el diagnóstico oportunamente para lograr un manejo integral que mejora la calidad de vida. Objetivo: Evaluar la aplicación del Test del Sudor, introducido en nuestra región hace 1 año, considerando la población en quienes se realizó en sus características demográficas, de patología causante de la derivación, la oportunidad del examen y los resultados obtenidos. Material y Método: Se revisan las solicitudes de Test de Sudor procesadas en el Laboratorio Clínico del Hospital Rancagua en 1 año luego de la introducción de este examen en el arsenal diagnóstico de la región. Se incorporan los datos de 162 exámenes en una base de datos confeccionada en EpiInfo y se analizan en dicho programa. Se presentan los resultados de las variables edad, sexo, motivo de solicitud, previsión, derivación y contrarreferencia, y resultado de este examen de screening. Resultados: Se procesaron 163 exámenes, 64 (39,3%) correspondientes a niñas y 99 (60,7) varones. El promedio de edad de los pacientes fue de 23,9 meses, con una ds de 22,8 y valor mínimo = 1 y máximo = 96 meses. La previsión de los niños fue Fonasa en 74,5% (117 exs), Isapre en 2 casos y otra previsión en 38 pacientes (24,2%). La comuna de procedencia pertenece mayoritariamente a la provincia de Cachapoal, llamando la atención la baja solicitud de los hospitales de San Fernando y Santa Cruz a pesar de tener la subespecialidad de Broncopulmonar. El lugar de origen corresponde a la Atención Primaria en 21,6% (35 exámenes), Consultorio de Especialidad en 64,2% (104 casos), paciente hospitalizado es de 10,5% (17 niños) y otro lugar es de 3,7% (6 exámenes). El motivo de solicitud corresponde al Síndrome Bronquial Obstructivo persistente en 135 pacientes (83,9%), seguido de Neumonías a repetición en 13 exámenes (8,1%), Diarrea crónica con 2,5% (4 pacientes), Desnutrición en 3 niños y otro motivo en 5 casos. El promedio de edad de los pacientes según el motivo de solicitud es similar, variando de 21,7 meses en los casos de Diarrea crónica y 21,8 meses de los pacientes con SBO, hasta 43 meses en los niños con Desnutrición. El resultado promedio fue de 37,6, con una ds de 12,9 y valores extremos de 28 y 44. Los casos que cayeron en rango dudoso se enviaron al laboratorio Hosp. EGC, no encontrándose confirmación de patología en ninguno de ellos. En 4 oportunidades, se repitió el test de sudor en el laboratorio. Conclusiones: El promedio de edad en que se pide el examen demuestra tardanza en la solicitud. El principal motivo de solicitud es el SBO persistente. Se requiere reforzar la difusión del examen en la región, enfatizando las patologías y la oportunidad de la solicitud.


FIBROSIS QUÍSTICA EN POLICLÍNICO BRONCOPULMONAR DEL HOSPITAL EXEQUIEL GONZÁLEZ CORTÉS

Pérez M, Kogan R, Reyes M, Gabor M, Arancibia JC.
Hospital Exequiel González Cortés, Santiago.

Introducción: La Fibrosis Quística (FQ) es la enfermedad genética más frecuente en la raza blanca. En Chile, su incidencia se estima en 1: 4.000-6.000 RNV con una prevalencia de 500-750 casos. De acuerdo a cifras del Ministerio de Salud, sólo hay 270 pacientes diagnosticados. El compromiso pulmonar en el proceso patológico de la FQ da cuenta de gran parte de la morbilidad y de prácticamente toda la mortalidad asociadas a la enfermedad. Se presenta la experiencia del policlínico de neumología de nuestro hospital con relación a esta patología. Material y Método: Revisión y análisis de los registros actualizados de los pacientes en control en el policlínico de FQ del hospital EGC. Resultados: 28 pacientes se encuentran actualmente en control en nuestro centro, de los cuales 10 son mujeres (36%), con una edad promedio al momento del diagnóstico de 6 años (rango RN a 15 años), 9 pacientes con diagnóstico antes del año de edad. La edad promedio actual es de 12,7 años (rango 1,5-36,1); El motivo de consulta fue en 27 por causa respiratoria (SBO y Neumonía recurrente), 6 por hermanos con FQ, 6 por desnutrición, 4 por bronquiectasias, 3 por S. Malabsorción, 2 por sinusitis, y 1 por íleo meconial. Estudio genético: 6 homocigotos para deltaF 508, 6 heterocigotos delta F508, 1 heterocigoto 6.542 x/3.849 + 10 kbCT, Grado de severidad: 8 leves (28,6%), 13 moderados (46,4%), 7 severos (25%). Insuficiencia Pancreática: 16 (57%). Estado nutricional: 16 eutróficos (57%), 4 obesos (14%), 8 desnutridos (29%). Espirometría: Normal: 11 (39%), Restrictiva: 1 (3,6%), Obstructiva: 6 (21,4%). Una paciente requiere oxígeno nocturno. Conclusiones: Existe un subdiagnóstico de FQ, lo que se refleja en el pequeño número de pacientes en control en nuestro hospital. Nuestros pacientes muestran un amplio rango de edades y grados de severidad en concordancia con lo referido en otros centros nacionales y extranjeros. El enfoque multidisciplinario ha mostrado un avance en el manejo de esta compleja enfermedad.


PERFIL DE PACIENTES HOSPITALIZADOS POR NEUMONÍA COMPLICADA CON DERRAME PLEURAL EN EL HOSPITAL DR. SÓTERO DEL RÍO

Brockmann P, Ibarra X, Silva I, González X, Zamorano A.
Dpto. de Pediatría, Servicio de Pediatría, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: La neumonía es la causa más frecuente de derrame pleural en los niños, siendo el Streptococo pneumonia el agente etiológico más frecuente a pesar del bajo rendimiento de sus cultivos. El tratamiento de la neumonía con derrame pleural se basa en la administración precoz y adecuado de antibióticos, punción pleural, drenaje pleural y/o toracoscopía o toracotomía según se requiera. Objetivos: Revisar el manejo de pacientes con pleuroneumonía. Evaluar diferencias en la evolución de los pacientes tratados médicamente con los tratados quirúrgicamente. Determinar los agentes etiológicos más frecuentes en los pacientes con pleuroneumonía. Pacientes y Métodos: Se revisaron en forma retrospectiva las fichas de 25 pacientes hospitalizados en el servicio de pediatría del Hospital Dr. Sótero del Río entre 1997 y 2004. Resultados: De un total de 25 pacientes, 14 correspondieron a niñas. La edad promedio fue de 6 años (rango 1,8-11). El promedio de días de fiebre fue 4,9, de días de hospitalización 10,8 (rango 4-27), 5,2 días de oxígenoterapia (rango 1-14) y 10,6 días (rango 4-15) de tratamiento antibiótico endovenoso. El promedio total días de antibióticos fue de 17,2. De 25 niños, 11 recibieron antibióticos en forma ambulatoria previo a su ingreso a la unidad. Doce derrames pleurales correspondieron a empiemas. Los niños requirieron 6,2 días de drenaje pleural como media. En 5 pacientes (20%) se aisló Streptococo pneumonia, 4 en líquido pleural y 1 en sangre. Nueve niños (36%) debieron ingresar a unidad críticas, siendo necesario el uso de ventilación mecánica en 2 casos (8%). Las complicaciones fueron absceso pleural en 24%, shock séptico en 8% y fístula broncopleural en un 4%. De los 25 niños, 7 requirieron como tratamiento videotoracoscopía, los cuales presentaron una tendencia no estadísticamente no significativa a tener más días de hospitalización, curso antibiótico más prolongado y exámenes de ingreso más alterados que el grupo con tratamiento médico exclusivo. Conclusiones: El derrame pleural es una complicación frecuente de las neumonías que determina hospitalizaciones prolongadas (promedio 10,8 días), con altos ingresos a unidades críticas (36%) y complicaciones frecuentes. El agente etiológico más frecuente fue el neumococo (20%), porcentaje más bajo de los estimado en publicaciones probablemente debido al uso frecuente de antibióticos previo al ingreso. La comparación entre el grupo tratado médicamente y el con VTS es difícil, ya que en el grupo VTS se concentró los pacientes más graves y con derrames pleurales más extensos y evolución más tórpida. Es necesario realizar un estudio prospectivo colaborativo con el fin de contar con mayor número de pacientes para evaluar diferente evolución con la realización de videotoracoscopía precoz en los pacientes con empiema pleural.


REALIDAD DE LA TUBERCULOSIS INFANTIL EN EL SERVICIO DE PEDIATRÍA DEL HOSPITAL CARLOS VAN BUREN ENTRE LOS AÑOS 1996-2003

Silva E, Donoso P, Veas V.
Servicio Pediatría, Hospital Carlos Van Buren, Valparaíso. Departamento de Pediatría Universidad de Valparaíso.

Introducción: La TBC Infantil ha experimentado en Chile un descenso gradual y sostenido durante los últimos años. Representa además un desafío diagnóstico principalmente por sus síntomas inespecíficos y por el bajo rendimiento de la bacteriología en comparación con los pacientes adultos. Pacientes y Método: Analizamos los registros clínicos y de laboratorio de los pacientes pediátricos hospitalizados en el servicio de pediatría del HCVB con diagnóstico de Tuberculosis entre los años 1996-2003. Resultados: Se diagnosticaron 8 casos de Tuberculosis en este periodo. El 50% (4) eran de sexo masculino, las edades fluctuaban entre los 2 y 14 años con promedio de 10 años. Dentro de las patologías concomitantes un paciente era portador de Síndrome de Down y otro presentaba una Cardiopatía Congénita Compleja operada. El 50% se encontraba en riesgo de desnutrición. El 88% (7) de los pacientes se presentó como TBC pulmonar, y uno (12%) como TBC extrapulmonar (tuberculoma cerebral único). La mitad de los pacientes tenía antecedentes de contacto conocido (todos ellos adultos), la cicatriz BCG estaba presente en el 88% de los casos, la prueba de tuberculina se realizó en 6/8, y presentó viraje tuberculínico en 5 de ellos. El motivo de consulta en el 75% de los casos fue por sintomatología respiratoria, un caso por eritema nodoso, y otro por cefalea y náuseas (TBC extrapulmonar). Todos los casos fueron confirmados. El diagnóstico se realizó con baciloscopía de expectoración en el 50% de los casos, con baciloscopía de contenido gástrico en un 25%, otro caso se diagnóstico con biopsia y un caso con cultivo de Koch (+). La radiología pulmonar fue positiva en todos los casos de TBC pulmonar, 50% presentaron imágenes de condensación y uno tenía imagen de cavitación y otro presentó derrame pleural. Conclusión: Dentro de nuestros pacientes es sin duda la TBC pulmonar la principal forma de presentación. La sensibilidad de la bacteriología fue notablemente superior en relación a lo descrito en la literatura. Es importante considerar que la TBC sigue siendo un problema de salud a considerar debido a la transmisibilidad de pacientes adultos bacilíferos a la población pediátrica.


INFECCIÓN RESPIRATORIA AGUDA POR INFLUENZA EN PACIENTES PEDIÁTRICOS HOSPITALIZADOS 2004

Ordenes M, Zamora M, Denegri M, Zúñiga J.
Servicio de Pediatría, Hospital Clínico Félix Bulnes Cerda.

Introducción: En nuestro país las infecciones respiratorias agudas (IRA) constituyen la principal causa de consulta ambulatoria y de hospitalizaciones en periodo invernal. Entre los agentes etiológicos, los virus respiratorios tienen un papel preponderante, dentro de los cuales está el virus influenza que se presenta en forma de brotes epidémicos. La infección por virus influenza tiene un amplio espectro de manifestaciones clínicas, que van desde infecciones asintomáticas hasta neumonías graves, potencialmente fatales. En nuestro país, la vacuna antiinfluenza se administra en atención primaria sólo a pacientes pediátricos respiratorios crónicos. Objetivo: Describir grupo etario más afectado, antecedentes clínicos, evolución y tratamiento en pacientes pediátricos hospitalizados con IRA por influenza. Material y Métodos: Se realizó estudio prospectivo que incluyó a todos los pacientes hospitalizados en Servicio de Pediatría, que tuvieron inmunofluorescencia indirecta (IFI) de aspirado nasofaríngeo positiva a Influenza durante periodo invernal 2004. El estudio se realizó con recolección de datos en ficha confeccionada para tal propósito. Resultados: De un total de 2.357 IFI realizadas en nuestro laboratorio durante Mayo a Agosto 2004, 89 fueron positivas para influenza (3,77%); de las cuales 30 pacientes (33,7%) fueron hospitalizados en Servicio de Pediatría de Hospital Félix Bulnes. En 4 pacientes (13,3%) se encontró asociación con otros virus respiratorios. El 56,6% correspondieron a menores de 1 año. La distribución por sexo fue 21 casos (70%) sexo masculino. Hubo 6 casos (20%) de contagio intrahospitalario y 1 de ellos con antecedente de vacunación. El 70% correspondía a pacientes eutróficos, sin patología asociada ni antecedente de cuadro respiratorio previo. Los diagnóstico de ingreso más prevalentes fueron: broncononeumonia asociada a síndrome bronquial obstructivo con 36,7%, bronconeumonia con 23,3% y bronquiolitis e infección respiratoria alta con 13,3%. La principal terapia recibida fueron los broncodilatadores 86,6% (SBT: 53,3%; 10% adrenalina; 23,3% ambos). El 63% recibió corticoides sistémicos y el 60% requirió oxígenoterapia. Trece pacientes (43%) recibieron tratamiento antibiótico por exámenes compatibles con infección bacteriana. Los días de hospitalización fueron de 1 a 15 días con un promedio de 8,3 días. Nueve pacientes (30%) requirió cama crítica y 3 (10%) requirió ventilación mecánica. De estos 9 pacientes con mayor gravedad, 6 pacientes (66,6%) correspondían a pacientes sin patología previa y 5 (55,5%) mayores de 2 años. Conclusiones: El virus influenza presenta menor incidencia en pacientes pediátricos hospitalizados, pero puede ocasionar cuadros respiratorios graves incluso en lactantes mayores y preescolares sin antecedentes de cuadros respiratorios previos ni patología asociada. Quizás sería necesario ampliar la cobertura de vacunación en pacientes pediátricos sanos.


PERFIL EPIDEMIOLÓGICO DE NIÑOS CONTACTO DE TBC TRATADOS EN LA UNIDAD DE BRONCOPULMONAR DEL HOSPITAL SAN JUAN DE DIOS, DE SANTIAGO

Aceituno M, Durán V, Pierry C.
Hospital San Juan de Dios, Santiago, Chile.

En Chile, la tuberculosis (TBC) pulmonar ha disminuido a cifras cercanas a los niveles de erradicación; siendo los niños uno de los reservorios. Estos, en su mayoría, se contagian de un adulto bacilífero que cohabita con ellos y conduce a que el manejo de los contactos sea fundamental. Objetivo: Conocer las características epidemiológicas y clínicas de los contactos menores de 15 años de casos de TBC bacilifera, controlados en la Unidad de Broncopulmonar del Hospital San Juan de Dios, entre Agosto de 2000 y Diciembre 2003. Material y Método: Se obtuvo información de las historias clínicas del centro de atención. Resultados: El número total de contactos fue de 104 niños. Un 82,7% tuvo contacto intradomiciliario y la relación de los niños con los casos índice fue, en 41%, sus padres; en 40%, sus abuelos; en 8,8%, tíos; en 5,8%, otros y en 3,9%, desconocida. CARACTERÍSTICAS DE LOS CASOS ÍNDICE: Las baciloscopías, realizada en todos, mostró 27,1% (+++); 8,7% (++); 35,9% (+) y 14,5% fue positivo sin consignar magnitud. La nacionalidad fue predominantemente chilena, pero se detectó un 6,3% de peruanos; 1%, venezolanos y 4,2%, no consignada. CARACTERÍSTICAS DE LOS CONTACTOS: El promedio de edad alcanzó a 7,2 años; 42 eran mujeres (40%) y 62 hombres (60%). Al momento del ingreso, 85% era asintomático y 15% presentó tos. La mayoría (98%), no evidenció hallazgos al examen físico y el 100% tenía cicatriz de BCG; la radiografía fue normal en un 97%. Durante el seguimiento un 5,7% (n = 6) de ellos evolucionó a TBC. El dato de PPD sólo se obtuvo en 85 niños y fue positivo (> 10 mm) en 44,7%. Sin embargo, en los 6 que viraron a TBC la positividad alcanzó a 83,3% versus 41,7% en quienes no desarrollaron la enfermedad. La latencia entre el diagnóstico del caso índice y el inicio de profilaxis del contacto tuvo un promedio de 52,8 días y una mediana de 40 días; sin ser más larga en quienes desarrollaron TBC. Se realizó quimioprofilaxis con Isoniacida en el 100%, sin observarse reacciones adversas. En el 66% que cumplió con los controles, todos completaron la quimioprofilaxis. Conclusiones: Llama la atención el porcentaje elevado de casos índice de origen extranjero (7,3%); origen que estaría sobrerepreentado si comparamos con la población del área. Un 5,7% de los niños desarrolló TBC. El PPD sigue siendo una herramienta diagnóstica útil. Se pesquisa falla en el seguimiento y adhesividad a los controles.


¿ES EL MICOPLASMA UN FACTOR GATILLANTE IMPORTANTE DE CRISIS ASMÁTICAS SEVERAS EN NIÑOS?

Campos L, Silva J, Martínez G, Llorente J, Muñoz J, Tobar L, Calquín M, Castillo F.
Unidad de Broncopulmonar Infantil. Servicio de Pediatría. Laboratorio Clínico. Hospital Las Higueras. Departamento de Pediatría, Facultad de Medicina, Universidad de Concepción.


Es conocido que patógenos respiratorios desencadenan crisis asmáticas. En el último tiempo reportes, avalan el rol de bacterias atípicas como gatillantes de exacerbaciones de asma en adultos, pero en niños, su rol es poco conocido en las crisis asmáticas. Objetivo: Conocer qué patógenos virales y/o bacterias atípicas son capaces de desencadenar una crisis asmática severa en niños. Material y Métodos: Se estudiaron en forma prospectiva, todos los niños, entre 2 a 15 años, que se hospitalizaron por crisis asmáticas severas, en el Servicio de Pediatría del Hospital las Higueras, entre los meses de abril a agosto del 2003. En ellos se midió al ingreso la gravedad de la crisis obstructiva (score de Tal), saturometría y temperatura. Además se realizaron exámenes de laboratorio: Hemograma, PCR, Rx de tórax, Inmunofluorescencia viral (Virus Sincicial Respiratorio, Adenovirus, Parainfluenza e Influenza A y B) e Ig M para Micoplasma, por Elisa a los 10 días de iniciados los síntomas. Resultados: Se estudiaron 70 niños, de los cuales 52 completaron el estudio. De los que completaron el estudio, el 58% fue de sexo masculino, con edad promedio de 5,5 años. El 52% requirió oxígeno al ingreso, se detectó infección por virus en el 27% de ellos y en un 13% infección por Micoplasma. En los niños con Micoplasma, la edad promedio fue de 5,8 años, un 71% tenían Rx de tórax normal y un 28% con relleno alveolar. El 100% requirió oxígeno y todos ellos tuvieron PCR normal y sólo el 29% presentó leucocitosis. Conclusiones y Comentarios: Las crisis asmáticas severas en nuestro medio son desencadenadas principalmente por virus, sin embargo, un 13% presentó infección por Micoplasma, siendo éstas crisis más severas y con Rx de tórax normal en la mayoría de los casos. El micoplasma como patógeno desencadenante de crisis asmáticas en niños tiene un rol, cuya importancia debe seguir investigándose, para un mejor manejo de nuestros pacientes asmáticos.


EMPIEMA PLEURAL. EXPERIENCIA DE 38 CASOS EN EL HOSPITAL LUIS CALVO MACKENNA

Herrera O, Muñoz E, López D, Astorga L, Mardones P, Wevar ME.
Unidad de Broncopulmonar, Hospital Luis Calvo Mackenna.

El 40% de los pacientes hospitalizados por neumonía presentan derrame pleural, de éstos 0,6 - 2% se complican con empiema, lo que determina un aumento considerable en la morbimortalidad. Aún existe controversia en cuanto al manejo y tratamiento de esta patología, lo que es variable de un centro a otro y dificulta un análisis comparativo entre los distintos centros. Se presenta una serie clínica de pacientes hospitalizados con diagnóstico de empiema pleural en el Hospital Luis Calvo Mackenna, entre Enero de 1997 a Julio del 2004 y evaluándose en forma retrospectiva las características epidemiológicas, clínicas y de laboratorio, los hallazgos microbiológicos, el tratamiento utilizado y las complicaciones. Resultados: Se estudiaron 38 pacientes, 12 mujeres (32%) y 26 hombres (68%). El promedio de edad al diagnóstico fue de 1 año 10 meses (rango 6 meses - 14 años), de los cuales 10 correspondían a lactantes. De los pacientes 9 presentaban comorbilidad, destacando 3 parálisis cerebral, 3 bronquitis obstructivas a repetición y 1 osteosarcoma. Al ingreso presentaban en promedio 8 días de fiebre y 14 de los pacientes habían recibido antimicrobianos previo al ingreso. Del líquido pleural presentaban: Ph < 7,2 en 4 pacientes, glucosa < a 40 mg/dl en 18, cultivo positivo en 11 y de éstos 7 (64%) Streptococo pneumoniae, 2 (18%) anaerobios, 1 (9%) Staphilococo pyogenes y 1 (9%) Haemophilus influenzae tipo b. Los hemocultivos fueron positivo en 5 pacientes, de los cuales 4 (80%) Streptococo pneumoniae y 1 Staphilococo epidermidis. Todos contaban con al menos 2 Radiografías de tórax, en 32 se realizó Ecografía pulmonar, en 9 TAC pulmonar, en 22 Videotoracoscopía. Todos los pacientes recibieron tratamiento antibiótico, en 31 se inició tratamiento con Cefotaxima-Cloxacilina. La duración del tratamiento antimicrobiano fue en promedio 14 días (rango entre 10 a 35 días), se efectuó drenaje pleural en 37de los pacientes por un tiempo promedio de 7 días (rango 1 a 15 días). Durante la hospitalización presentaron un promedio de 7 días de fiebre, 14 días promedio de hospitalización en global y 20 días los pacientes con Videotoracoscopía. Se realizó decorticación en 8 pacientes. Catorce pacientes presentaron complicaciones: 7 neumotórax, 4 fístulas broncopleurales, 2 neumatocele y 1 absceso. En esta muestra destaca la mayor frecuencia relativa de varones, pacientes mayores de 2 años y un tiempo de hospitalización sin diferencias significativas en relación a la realización o no de Videotoracoscopía.


PERFIL EPIDEMIOLÓGICO DE NIÑOS CON TBC DIAGNOSTICADO EN EL ÁREA OCCIDENTE DE SANTIAGO EN LOS ÚLTIMOS 10 AÑOS (1994-2003)

Durán V, Aceituno M, Pierry C.
Área Occidente de Santiago.

Los niños son uno de los reservorios de la TBC pulmonar en nuestro país, que se aproxima a la erradicación de la enfermedad. Según la Clasificación OPS de morbilidad, Chile se encontraría en la condición de severidad menor, por tener una tasa de morbilidad inferior a 20 por 100.000 habitantes. Lo anterior se ha debido a la pesquisa y tratamiento de los casos bacilíferos en el adulto, manejo de contactos, alta cobertura de vacuna BCG y al Programa Nacional de Control. En la infancia, el diagnóstico es difícil ya que la sintomatología es inespecífica y conocer la epidemiología de los casos ayuda al diagnóstico, frente a esta dificultad. Objetivo: Conocer las características epidemiológicas de los niños con TBC diagnosticados en el Servicio de Salud Metropolitano Occidente de Santiago entre los años 1994 y 2003. Material y Método: Se obtuvo información de historias clínicas de los centros de atención y registros del Servicio de Salud. Resultados: Se detectaron 64 casos. Un 65,6% era TBC pulmonar; 20,3%, ganglionar, 4,6%, renal; 4,6%, pleural; 3%, cutánea (eritema nodoso) y 1,5%, del SNC. El promedio de edad alcanzó a 8,8 años y la distribución por sexo detectó 37 mujeres (57,8%) y 27 hombres (42,1%). Los motivos para iniciar estudio fueron: tos 60%; fiebre, 14,2%; adenopatía, 12%; hemoptisis, 8,3% y la condición de contacto de caso bacilífero, 25%. Dentro del estudio de los casos se encontró los siguientes hallazgos positivos: baciloscopía: 32%; cultivo: 37,2%; PPD (> 10 mm): 25%; biopsia: 21%; radiografía de tórax: 28,6%; reacción de polimerasa en cadena: 4%. El tratamiento se realizó según las normas del programa, observándose 1,5% de reacciones adversas. Conclusión: Para hacer el diagnóstico es necesario un alto grado de sospecha considerando que en esta población predominaron: las manifestaciones inespecíficas; la presencia de cicatriz BCG; la ausencia de contacto con caso bacilífero y el PPD negativo. Los elementos clásicos de diagnóstico (baciloscopía, cultivo de Koch, radiografía y PPD) siguen siendo útiles. Destaca la baja presencia de reacciones adversas comparada descrito en la literatura.


¿CUÁNTO CUESTA LA BRONQUIOLITIS?

Boisier R, Pérez D, Olhagaray MP, Palomino MA.
Hospital Roberto del Río.

Introducción: La bronquiolitis cada invierno significa un gasto inmenso en salud para financiar el mayor requerimiento de recursos humanos, materiales y estructurales que ella conlleva. El tratamiento de esta enfermedad ha sido motivo de revisión en los últimos años, estando sólo demostrada la eficacia para la oxígenoterapia, la kinesiterapia respiratoria, la hidratación adecuada y el soporte ventilatorio. Los broncodilatadores se siguen utilizando en nuestro país, pese a que no han demostrado ser útiles en la disminución de complicaciones ni en el acortamiento de los días de hospitalización. Con los corticoides ocurre algo similar pero en forma menos frecuente dado a que hay evidencia más clara en contra de su uso. No se ha estudiado el impacto en costo de esta patología ni el ahorro que produciría el uso sólo de tratamientos eficaces. Se quiso estudiar los pacientes hospitalizados en el hospital Roberto del Río en el 2003 con bronquiolitis pura por VRS, sin factores de riesgo. Se calculó el valor total de la hospitalización, medicamentos, exámenes e insumos, en cada paciente. Material y Método: Se revisaron las fichas médicas y de enfermería de las bronquiolitis puras por VRS, hospitalizadas en el Hospital Roberto del Río en el 2003. Se revisaron, para cada paciente, las cantidades exactas usadas de cada medicamento, exámenes y gastos en insumos médicos en la totalidad de la hospitalización. Se obtuvieron los precios de referencia según lo publicado por FONASA para cada ítem estudiado. Se separaron los costos derivados por el uso de broncodilatadores y corticoides. Resultados: De un total de 63 pacientes que cumplieron con los criterios de inclusión, se lograron obtener sólo 40 fichas completas médicas y de enfermería. El promedio de días de hospitalización fue de 7,4. En suma, el costo total de estos pacientes fue de $10.257.280 con un promedio de $256.432 por paciente y $37.164 por día de hospitalización. Si se descartan los gastos en broncodilatadores y corticoides se ahorran $403 promedio diario por paciente. Conclusiones: En la cifras, el mayor gasto por el uso de broncodilatadores no es tan significativo como uno creyera, pero deben considerarse los potenciales efectos adversos de los medicamentos que no demuestren eficacia clínica demostrada. El gasto generado sólo por esta patología es importante y cada hospital debe tomar conciencia del costo que representa un paciente con estas características con el fin de generar medidas precautorias año a año. Por su parte, el médico con el conocimiento de estas cifras debería sensibilizarse aún más en la solicitud de exámenes innecesarios y el uso de medicamentos no demostrados como eficaces para la mejoría de su paciente.


EFICACIA CLÍNICA DE BRONCODILATADORES IRA 2004

Tapia J, Peña C, Ortega P, Toro M, Tapia C, Orias J, Santana M.
Hospital Guillermo Grant Benavente (HGGB). Universidad de Concepción.

En el HGGB y el país en general, se registró inusitada agresividad del VRS, que quedó evidenciada por el aumento del promedio días estada respecto a años anteriores, aumento explosivo y sostenido de la demanda por atenciones ambulatorias en los servicios de urgencia, aumento de los reingresos y en algunos SS de la mortalidad. Para explicar este hecho, ha sido postulado una mutación del VRS que es difícil de demostrar. Este es el primer año, en que se centralizó la compra de inhaladores de la Campaña IRA, en la Central de Abastecimiento (CENABAST) del MINSAL, a través de una licitación en su portal “Chile Compra”, que no especificó el tamaño de partícula (fracción respirable), ni la concentración total mínima requerida por dosis. Objetivo: Analizar la eficacia clínica de los broncodilatadores genéricos entregados por la Central de Abastecimientos, en la campaña IRA 2004, comparándola con una de marca registrada. Atribuir parte de estos malos resultados, a la baja eficacia clínica de uno de los principales recursos terapéuticos en lactantes con IRA baja. Pacientes y Métodos: Se comparan los promedios de los días de estada, requerimientos de oxígeno, nivel máximo de PaCO2 alcanzado en cohortes de lactantes tratados por IRA baja, con IFI positiva para VRS, con diferentes inhaladores de salbutamol de dosis medidas, despachados por la farmacia central del Hospital (S1,S2 y S3) contra los mismos promedios, de la cohorte de control tratado con Aerolin® de laboratorio Glaxo (S4). Se hace una estimación de los costos directos e indirectos en ambos grupos. La respuesta clínica, se determinó por el porcentaje de cambio a los 3,5,10,15 y 20 minutos de la frecuencia respiratoria (Fr), TcSaO2 (efecto B2 específicos), y de la Frecuencia cardíaca (Fc) (efecto B1, inespecífico), en el mismo niño, que recibió el puff de salbutamol genérico, y 4 horas después el salbutamol®. Se eliminaron los controles de niños con fiebre o cualquier otro factor taquicardizante. La significación estadística se obtuvo por diferencia de medias y los coeficientes de variación. Resultados: La diferencia del promedio días estada fue significativamente mayor en las cohortes tratadas con los productos genéricos S1 y S2, al igual que la media de los días con requerimientos de oxígeno adicional, los costos directos e indirectos y la tasa de reingresos. No se encontró diferencia significativa entre el inhalador S3 y el salbutamol® de Glaxo. Los cambios clínicos en la Fc fueron más evidentes después de los 10 minutos y no se encontraron diferencias significativas entre S3 y Aerolín®, pero sí entre éste y los productos S1 y S2. Conclusión: Es altamente probable que los inhaladores de Salbutamol S1 y S2 adquiridos en licitación por el portal de Chile Compra, en el MINSAL para la campaña IRA 2004, no tengan la eficacia clínica deseada. El aumento de los costos directos e indirectos podría ser atribuido a este factor.


SATUROMETRÍA Y OXÍGENOTERAPIA: ¿CUÁNTO DEMORAMOS EN DISMINUIR EL APORTE DE OXÍGENO CON SATURACIONES ADECUADAS?

Boisier R, Rodríguez P, Ruíz de Arechavaleta A.
Hospital Roberto del Río.

Introducción: En pediatría, el oxígeno es el medicamento por excelencia sobretodo en los períodos de invierno. Los instrumentos para su monitoreo son poco exactos y confiables, por lo que se requiere una evaluación constante del paciente más que un valor aislado de saturometría para determinar el requerimiento de oxígeno adicional. Una saturación de la hemoglobina de 90% corresponde, según la curva de disociación de la hemoglobina, a una presión arterial de oxígeno de 60 mmHg, bajo el cual se entraría en una insuficiencia respiratoria. Dado que la saturometría de pulso conlleva un error de 5% en su lectura, se establece un margen de seguridad mayor para la indicación de oxígenoterapia. Sin embargo, se tiende a confiar demasiado en estos “límites de seguridad” reemplazando la clínica del paciente. Ocasionalmente la mantención de oxígeno sólo es motivada por la lectura del monitor aunque el paciente no tenga signo alguno de insuficiencia respiratoria. Esto lleva a tratamientos innecesarios y aumentos de la estadía hospitalaria. Además, con valores aceptables de saturometrías, existe demora en la decisión de bajar las dosis de oxígeno, demorando a veces días completos. Se realizó un estudio piloto en pacientes hospitalizados por bronquiolitis en el 2003, calculando la demora en la disminución del oxígeno cuando las condiciones eran aptas para hacerlo. Material y Métodos: Se revisaron las fichas de enfermería de las bronquiolitis puras hospitalizadas en el Hospital Roberto del Río en el 2003. Se estableció como aceptable para considerar una disminución del oxígeno una saturometría igual o mayor a 95% aceptando hasta taquipneas leves como límite, según la edad. (Según puntaje de SBO de Tal). Se contaron las horas de demora en la disminución del oxígeno desde que las condiciones predefinidas estaban dadas. Se separaron las lecturas diurnas de la nocturnas. Resultados: De 21 pacientes con oxígenoterapia, existe una demora promedio diaria de 6,9 horas (IC 95% de 5,5 a 8,4) 3,9 horas en el día (IC 95% de 3,0 a 4,7) y 3,1 horas en la noche (IC 95% de 2,3 a 3,8). Conclusiones: Existe un retraso importante en cada día de hospitalización para disminuir las dosis de oxígeno, siendo mayor durante el día, contrario a lo que se pudiera creer (dado a la tendencia de no modificar la dosis de oxígeno durante el sueño). Se requieren estudios más grandes para corroborar estos hallazgos. El médico debe tomar conciencia que este error somete a un riesgo y gasto innecesario al paciente.


OXÍGENOTERAPIA EN HALO: ¿ESTAMOS UTILIZÁNDOLO EN FORMA CORRECTA?

Boisier R, Morales N, Vallejo P, Palet M, Yancovic F, Figueroa P.
Hospital Roberto del Río.

Introducción: En pediatría, el oxígeno es el medicamento más usado dado la mayor frecuencia de cuadros respiratorios. En Chile, el Halo es uno de los métodos más usados junto a la cánula nasal para la administración de oxígeno en lactantes. Se han introducido ciertos cambios en la técnica, como la implementación de un sistema Venturi con el fin de entregar fracciones de oxígeno más confiables y a un mayor flujo, barriendo así con el CO2 sin necesidad de aire clínico adicional. Sin embargo, se cree que la fracción inspirada de oxígeno por el paciente (FiO2), es la misma que la que entrega el sistema Venturi extrapolando los valores de las mascarillas tipo Multi-vent® de donde se obtuvieron las válvulas; esto sin contar con las evidentes diferencias del espacio donde se distribuye la mezcla entregada. Este error se percibe midiendo la FiO2 a nivel de la nariz con un oxímetro ambiental, valor que usualmente cae por debajo de la FiO2 teórica. Además, son varios otros los errores cometidos, como la no horizontalidad del tubo T y la distancia de éste al Halo, la mala posición del Halo, etc, lo que podría llevar a una menor correlación entre la fuente de oxígeno y la FiO2 del paciente. Se decidió medir las diferencias entre la FiO2 teórica, la real entregada por el tubo T y la FiO2 a nivel de la nariz del paciente antes y después de corregir los errores encontrados en la técnica. Material y Método: Se tomó una muestra de 38 pacientes con halo durante Junio de 2004, realizándose una oximetría, tanto a nivel de la nariz del paciente como en la salida de la fuente de oxígeno, antes y después de corregir los errores encontrados en la técnica. Se consignó para cada caso, la FiO2 teórica. Con las diferencias encontradas se calculó el n necesario (mediante programa Power Sample®) para realizar una muestra definitiva, estableciendo una diferencia clínicamente significativa de 4% de FiO2, un poder de 80% y un error alfa de 5%. Resultados: n = 38. Se obtuvo una diferencia promedio entre la FiO2 medida a la salida del tubo T y en la nariz del paciente de -5,21 (IC de 95% de -4,53 a -5,88) con prueba de t para muestras pareadas de 15,627 (p = 0,00001). Conclusiones: El n calculado para las diferencias encontradas resultó ser suficiente para un tamaño muestral significativo (no fue necesario ampliar la muestra). Existe una diferencia clínicamente significativa entre la oximetría a la salida del tubo T y en la nariz del paciente, que no se modifica significativamente corrigiendo los errores en la técnica. Se deben realizar mayores estudios tanto de laboratorio como clínicos para establecer cuáles son los rangos de caída y distribución de la concentración de oxígeno dentro del Halo, y así poder predecir con un cierto grado de confianza la fracción de oxígeno que le estamos administrando al paciente.


INFECCIONES RESPIRATORIAS EN EL LACTANTE Y SU RELACIÓN CON ASMA EN EL ADULTO JOVEN

Letelier P¹, Bustos P2.
1Departamento de Pediatría, Hospital Roberto del Río y2Nutrición, Facultad de Medicina, Universidad de Chile, Santiago, Chile.

Introducción: El asma bronquial es una enfermedad inflamatoria crónica de la vía aérea que tiene una alta y creciente prevalencia a nivel mundial. En Chile, se calcula aproximadamente en un 15% afectando a la población infantil en mayor proporción. Existen suficientes evidencias que avalan a la genética como factor predisponente en el desarrollo de asma; sin embargo, los factores ambientales también lo son y han sido materia de variados estudios que los relacionan en distintas formas con el aumento observado en los últimos años en la prevalencia del asma. Se ha planteado que los niños más alérgicos serían más asmáticos; que el estar expuestos a un medio más contaminado aumentaría los episodios de asma y más recientemente con la “teoría de la higiene” se ha postulado que las infecciones respiratorias durante la infancia y crecer en contacto con ciertos alergenos (caspa de animales), sería en cierto modo un factor protector frente al desarrollo en el futuro de asma y atopia. Objetivo: Determinar la asociación entre infecciones respiratorias que ocurren durante el primer año de vida y asma en adultos jóvenes. Metodología: A una muestra de 1.230 personas que nacieron entre 1974 y 1978 en Limache, Valparaíso, se les aplicó entre el año 2000 y 2002 el cuestionario utilizado en el European Community Respiratory Health Survey, test de metacolina y test cutáneo identificándose 220 con asma; definida como la presencia de síntomas (sibilancias, despertar con falta de aire, dificultad respiratoria después de ejercicio) asociado a test de metacolina positivo y/o atopia, que constituyeron el grupo de casos y 323 controles que no presentaban síntomas ni exámenes alterados. Además se consignaron (desde la ficha clínica de control) datos de infecciones respiratorias altas y bajas durante el primer año de vida. La asociación se buscó a través de modelos de regresión logística. Resultados: 65% de la muestra tuvo al menos un episodio de infección respiratoria alta( IRA) y 69,4% al menos una infección respiratoria baja (IRB). Los casos tuvieron 1,7 (±0,93) episodios de IRA y 2,1 (±1,33) de IRB en comparación con los controles que tuvieron 1,69 (±0,87) y 2,0 (±1,35) respectivamente, p = NS. El riesgo de tener asma por haber tenido 3 o más IRA fue 1.068, intervalo de confianza (IC): 0.625-1.827 y por haber tenido 2 o más IRB fue 1,28 (IC: 0.903-1.823). Conclusiones: En este estudio no se encontró asociación entre infecciones respiratorias durante el primer año de vida y asma en el adulto joven lo que no apoya la teoría de la higiene.


IMPACTO DE INFECCIÓN POR VRS EN UNA UCIN

Guerrero Guillermo
Hospital de La Serena, Servicio de Neonatología.

Entre los meses de Junio y Septiembre (24-06 y 2-09). Se hospitalizaron en nuestra Unidad 13 RN, con cuadros respiratorios y que mediante técnica de Inmunofluorescencia Indirecta, se diagnosticó como agente causante al Virus Respiratorio Sincicial. De los 13 pacientes, 2 de ellos (15%) requirieron ventilación mecánica, con promedio de días de estadía en ventilador entre 2 y 5 días, con evolución satisfactoria. Uno de estos pacientes presentó en su evolución sobreinfección bacteriana, que requirió uso de antibióticos (ampicilina y amikacina, por 7 días). En relación a los antecedentes perinatales (Peso, Talla, Apgar, Edad Gestacional) no hubo diferencias estadísticamente significativas. De los 13 Recién Nacidos 9 (69%) fueron de sexo femenino y 4 (31%) masculino. La edad de ingreso a la unidad, fue entre los 5 y 25 días de vida, siendo más frecuente a los 10 días. La causa de la hospitalización fue en toda sintomatología respiratoria, La mayoría de tipo obstructivo: 9 pacientes (69%), 7 de los pacientes (54%) presentaron asociado cuadro de condensación (bronconeumonía y/o neumonía) y de estos 4 requirieron antibiótico (57%). El tiempo de hospitalización fluctuó entre 5 y 19 días con promedio de 7 días. No hubo mortalidad en esta serie.

ANGIOPLASTÍA EN LA COARTACIÓN AÓRTICA NATIVA

Aranibar J, Aguirre D, Alvarez P, Maidana V, Osorio JC.
Servicio de Cardiología, Hospital de Niños Roberto del Río.

Antecedentes: En la actualidad la angioplastía con balón de la coartación aórtica (CoAo) nativa se ha considerado una alternativa a la reparación quirúrgica tradicional en pacientes mayores de un año. Sin embargo, su indicación es aun controversial. Objetivo: Analizar los resultados de la angioplastía con balón en la CoAo nativa. Método: Entre septiembre 2001 y agosto 2004 se revisaron los datos de angioplastía en 10 pacientes (9 varones) con diagnóstico ecocardiográfico de CoAo nativa. Edad promedio de 7,2 años (rango 1 m-13 a) y un peso promedio de 25,7 kg (4,5-42 kg). Se realizó cateterismo cardíaco izquierdo por vía femoral y se cuantificó el gradiente de presión sistólica en la zona coartada. Se realizaron angiografía en distintas proyecciones para obtener el mejor perfil de la zona coartada. Se midieron los diámetros del cayado aórtico, a nivel del istmo, arco transverso y aorta diafragmática. Se realizó la angioplastía por vía retrograda utilizándose un catéter balón no mayor de 1-2 mm mayor del tamaño del istmo o de la aorta a nivel diafragmático. Después de la angioplastía se realizó nueva aortografía y medición del gradiente residual. Resultados: El gradiente promedio en la zona de Co Ao medido por ecocardiografía fue de 43,7 mmHg. La gradiente sistólica de presión a nivel de la zona coartada descendió 40 a 11,1 mmHg. El diámetro promedio de la zona coartada aumento de 4,5 a 8,8 mm. Ningún paciente presentó disección ni aneurisma aórtico. Todos los pacientes fueron dados de alta al día siguiente del procedimiento sin complicaciones mayores. Un paciente presentó pérdida del pulso femoral, pero sin alteraciones de la circulación arterial de la extremidad. El seguimiento ecocardiográfico promedio fue de 12 meses (rango 1-35 meses). Un paciente presento recoartación aórtica con gradiente de 20 mmHg siendo sometido a angioplastía con stent. Ningún paciente desarrollo aneurisma aórtico. Conclusión: La angioplastía con balón como tratamiento de la Co Ao nativa constituye una alternativa a la cirugía con baja incidencia de complicaciones.


ARRITMIAS POSTOPERATORIAS EN NIÑOS: ESTUDIO EN UCI CARDIOQUIRÚRGICA

Alburquenque M, Guzmán G, Alvarez P, Acevedo V, Fernández C, Valenzuela L.
Servicio de Cardiología y Cirugía Cardiovascular. Hospital Roberto del Río, Santiago.

Introducción: Las arritmias en el paciente postoperado de cardiopatía congénita constituyen una complicación frecuente, con importante morbimortalidad asociada. El estudio de sus factores de riesgo, ha favorecido su precoz reconocimiento y tratamiento. En la literatura nacional no se cuenta con cifras respecto a esta patología. Objetivos: Determinar la incidencia de arritmias en niños sometidos a cardiocirugía en el postoperatorio inmediato. Describir los factores de riesgo que favorecen al desarrollo de éstas. Material y Método: Análisis prospectivo de 92 pacientes ingresados en la unidad para cirugía entre Marzo y Julio del 2004. Se estudiaron variables demográficas, tipo de la intervención, tiempos de circulación extracorpórea (CEC), características clínicas y laboratorio en el post operatorio hasta su alta. Se dividió al grupo en estudio según la cirugía (con o sin CEC, y ésta última en menor, mediana y alta complejidad). Se utilizó la prueba de Fisher y comparación de medianas para el análisis de factores de riesgo. Se consideró significativo un p < 0,05. Resultados: Se encontraron 39 arritmias en 31 pacientes (33%). Mediana de edad del grupo fue 1 año 2 meses (rango 2 días a 17 años). Las arritmias más frecuentes encontradas fueron: ritmo de la unión (11 pacientes), bloqueo aurículo-ventricular completo (BAVC) (7 pacientes), taquicardia ectópica de la unión (JET) (4 pacientes), extrasístoles ventriculares (4 pacientes). Las cardiopatías congénitas que más frecuentemente se asociaron a arritmias en el post operatorio fueron: CIV (13 pacientes), tetralogía de Fallot (5 pacientes), canal aurículo-ventricular completo (5 pacientes), ventrículo único (2 pacientes), D-transposición de grandes arterias (2 pacientes). No hubo arritmias en el grupo sin CEC ni en los de baja complejidad. En los pacientes sometidos a cirugía de mediana complejidad hubo 15 trastornos del ritmo, de las cuales 5 son arritmias graves (2 JET y 3 BAVC). En el grupo de cirugía de alta complejidad se registraron 24 arritmias, 11 graves (p < 0,05). El promedio de días de hospitalización del grupo que presentó arritmias fue de 5 días (p < 0,05). No hubo mortalidad atribuible a ningun evento arrítmico. Se encontró como factor de riesgo: tiempo de CEC, tipo de cirugía, hiperkalemia, acidosis metabólica, el uso de inótropos y la infección post operatoria. Conclusiones: El desarrollo de arritmias en el post operatorio de cirugía cardíaca es un evento frecuente en los grupos de mediana y mayor complejidad (p < 0,001), 40% graves, lo que se asocia a una mayor estadía hospitalaria, pero no a una mayor mortalidad. Los factores de riesgo descritos permiten identificar a los pacientes de mayor riesgo optimizando su monitorización y manejo.


ARRITMIAS EN UCI CARDIOVASCULAR PEDIÁTRICA: EXPERIENCIA EN EL HOSPITAL ROBERTO DEL RÍO

Alburquerque M, Guzmán G, Acevedo V, Alvarez P, Fernández C, Valenzuela L.
Cardiología y Cirugía Cardiovascular, Hospital Roberto del Río, Santiago.

Introducción: Los pacientes de UCI cardioquirúrgica tienen un elevado riesgo de arritmias, las que pueden aumentar la morbimortalidad y prolongar la hospitalización. Objetivos: Determinar la incidencia de arritmias en pacientes en una UCI cardiovascular pediátrica; describir los diferentes tipos de alteraciones del ritmo que presentan estos pacientes. Material y Método: Análisis prospectivo de 126 pacientes que ingresaron a la UCI cardioquirúrgica del Hospital Roberto del Río entre marzo y julio 2004. Se analizaron variables demográficas, tipo de cardiopatia y cirugías previas, antecedente de arritmias y tratamiento, cirugía realizada, presencia y tipo de arritmia durante la hospitalización y tratamiento recibido. Resultados: La edad de los pacientes fluctuó 2 días y 18 años (media 1 año 7 meses); para los días de hospitalización se encontró un rango de 1-81 días (media 6 días). Los pacientes fueron divididos en 3 grupos: 92 pacientes quirúrgicos (73%), 13 pacientes no quirúrgicos (10%), 21 pacientes con arritmia primaria (17%). En el grupo total, se encontraron 49 arritmias en 40 pacientes (31%). Las arritmias más frecuentes fueron: ritmo de la union (12 pacientes), bloqueo aurículo-ventricular completo (7 pacientes), taquicardia ventricular (4 pacientes), taquicardia ectópica de la unión (4 pacientes). Dos de los pacientes no quirúrgicos presentaron arritmia : un paciente con ritmo de la unión y otro con disfunción del nodo sinusal. Dentro del grupo de pacientes quirúrgicos se presentaron 40 arritmias, siendo las más frecuentes: ritmo de la unión (12 pacientes), bloqueo auriculoventricular completo (7 pacientes), taquicardia ectópica de la unión (4 pacientes), extrasistolía ventricular (4 pacientes). Las cardiopatías más asociadas a arritmias fueron tetralogia de Fallot y canal auriculoventricular. Treinta y siete pacientes (75%) necesitaron tratamiento a causa de arritmia. Conclusiones: Las arritmias constituyen una complicación frecuente en la UCI cardiovascular pediátrica, especialmente en los pacientes postoperados. La arritmia más frecuentemente encontrada fue el ritmo de la unión (12 pacientes). La monitorización permanente de estos pacientes es necesaria para detectar estos transtornos.


CIERRE TRANSCATÉTER DE COMUNICACIÓN INTERAURICULAR

Alburquenque M, Aguirre D, Alvarez P, Maidana V, Osorio JC.
Servicio de Cardiología y Cardiocirugía. Hospital de Niños Roberto del Río, Santiago, Chile.

Antecedentes: El cierre de comunicación interauricular (CIA) por cateterismo cardíaco constituye en la actualidad una alternativa a la cirugía gracias al desarrollo de dispositivos que son fáciles de implantar por vía percutánea. 0bjetivo: Presentar nuestra experiencia preliminar en el cierre de CIA ostium secundum (OS) transcatéter en pacientes pediátricos. Material y Método: Desde Marzo de 2001 a agosto 2004 se seleccionaron 15 pacientes (10 mujeres) portadores de CIA ostium secundum (OS). Edad: 4 a 13 años (mediana 7 años) con peso promedio de 25,5 kg. El diagnóstico se realizó por clínica y Eco2D. Bajo anestesia general todos los pacientes fueron sometidos a ECO transesofágica (TE) previo al procedimiento, realizándose cateterismo cardíaco derecho e izquierdo. El procedimiento consistió en una angiografía en vena pulmonar superior derecha y medición del defecto con un catéter balón. El tamaño del dispositivo de cierre fue 2-3 mm mayor que el defecto. Una vez liberado el dispositivo se realizó auriculografía derecha para evaluar su correcta posición y cortocircuito residual que se correlacionó con Eco TE. El seguimiento se realizó con Rx de tórax a las 24 hrs y Eco2D a las 24 hrs 1, 3 y 6 meses. Resultados: Todos los pacientes presentaban sobrecarga de volumen de cavidades derechas. La relación Qp/Qs promedio fue de 2:1 (1,3 a 5:1) y la presión media de arteria pulmonar de 16 mmHg. El diámetro de defecto promedio fue de 13,7 mm (10-21). Se utilizaron 2 tipos de dispositivos: Amplatzer (14) y Starflex (1) según disponibilidad. En todos los pacientes el dispositivo fue instalado exitosamente no existiendo cortocircuito residual al Eco TE. Un paciente presentó taquicardia supraventricular no relacionado con la instalación del dispositivo que se resolvió en forma espontánea. Evaluación Eco 2D a la 24 hrs mostró dispositivos adecuadamente posicionados, sin cortocircuito residual y ausencia de insuficiencia de válvula AV. Todos los pacientes fueron dados de alta entre las 12-24 hrs del procedimiento. El tiempo de radioscopía en promedio de 20,4 ± 5,2 min (12,4 a 26 min) con un tiempo total de procedimiento de 40-125 min. El período de seguimiento de 1 a 41 meses (?: 24 meses). Conclusión: El cierre transcatéter de comunicación interauricular es un método eficaz y seguro con baja incidencia de complicaciones constituyendo una alternativa a la cirugía.


COARTACIÓN AÓRTICA ATÍPICA. PRESENTACIÓN DE UN CASO CLÍNICO

Fuentes C¹, Escobar P², Pacheco V³.
¹Residente Becario Pediatría, Universidad de Concepción. ²Pediatra, Hospital Regional Concepción. ³Cardiólogo Pediatra, Hospital Regional Concepción.

Introducción: La coartación aórtica atípica se define como aquella estenosis localizada lejos del istmo aórtico. Entre el 0,5% - 2% de los pacientes con coartación de la Aorta tienen una localización atípica y predomina en hombres. La presentación clínica generalmente es como insuficiencia cardíaca congestiva en el recién nacido o lactante menor y como hipertensión arterial en niños mayores. En los exámenes de laboratorio puede existir en el electrocardiograma una hipertrofia ventricular izquierda y en la radiografía de tórax el signo del 3. La ecocardiografía y el eco doppler permiten definir la anatomía de la coartación. El diagnóstico definitivo lo entrega la angiografía y el cateterismo cardíaco, que definen la localización, anatomía y severidad de la lesión. Caso Clínico: Se presenta menor de 3 años 8 meses de edad, procedente de Tirúa, hija de padres aparentemente sanos, primos de 2° grado entre sí. Embarazo de término no controlado. Peso y talla al nacer normal, que cursa con asfixia moderada recuperada. Se deriva a las 9 horas de vida a la unidad de Neonatología del Hospital clínico Regional Concepción con diagnóstico de Malformaciones Múltiples. En el examen físico destaca fisura labial y palatina, ptosis palpebral unilateral, tórax ancho, ausencia de pulsos femorales con diferencia de presión sistólica entre extremidades superiores e inferiores, soplo sistólico II/VI en área tricuspidea. Ecocardiografía sugerente de Coartación Aórtica Atípica. En la Ecografía abdominal se observa obstrucción ureteral con hidroureteronefrosis que se corrige en forma quirúrgica. La evolución es tórpida, con crisis hipertensivas y alteraciones neurológicas lo que motiva su traslado a Santiago donde se realiza cateterismo cardíaco y reparación quirúrgica de la lesión. Diagnósticos: Síndrome de Noonan, Coartación Atípica de la Aorta operada, Hernia pericárdica de aurícula izquierda, Reflujo vesicoureteral grado III – IV con ureterostomia de descarga. Comentario: 1) La coartación aórtica constituye un 6% a 8% de la Cardiopatías Congénitas. 2) Debe ser considerada como diagnóstico diferencial en todos aquellos recién nacidos con insuficiencia cardíaca congestiva o en niños mayores con hipertensión arterial. 3) Tratamiento y corrección quirúrgica precoz disminuye riesgo de complicaciones.

FACTORES DE RIESGO CARDIOVASCULAR EN NIÑOS

Alvarez A, Twele L, Cortés G, Aguilera O, Bravo F.
Servicio de Pediatría, Hospital Las Higueras Talcahuano. Departamento de Pediatría, Facultad de Medicina Universidad de Concepción, Chile.

Introducción: Las enfermedades cardiovasculares son un problema de salud pública en todo el mundo. Son la primera causa de muerte en adultos. Los factores de riesgo cardiovasculares han ido aumentando, especialmente en edades tempranas de la vida. Diseño: Estudio prospectivo, aceptado por Comité de Ética; entre el 1° de enero y el 30 de marzo del 2004. Material y Método: Se aplicó una encuesta de factores de riesgo cardiovascular a la madre o padre de 34 niños elegidos al azar y voluntarios. Los niños fueron examinados por médico; se evaluó peso, talla, IMC, presión arterial y se les realizó toma de perfil lipídico en ayunas al cual sólo asistieron 25. Los datos fueron analizados en el programa Epinfo 6.0. Objetivo: Determinar y analizar la presencia de los factores de riesgo cardiovascular en una muestra aislada de niños. Resultados: De los 34 niños, 18 (52,9%) fueron hombres. La mediana de la edad fue 6 años (con un rango 2-11 años). La presión sistólica y diastólica estuvieron en valores normales para la edad. La presencia de tabaquismo en los hogares fue de 39,5%. El sobrepeso estuvo presente en 4 (25%) de las niñas y en 4 (22%) de los niños. Obesidad en 2 (12,5%) de las mujeres y 7 (39%) de los varones, siendo en éstos el IMC mayor a dos desviaciones estándar. El colesterol fue sobre 200 mg/dl en 5 (25%), colesterol HDL bajo en ninguno, colesterol LDL alto en 4 (16%) y triglicéridos altos en 1 (4%). Conclusiones: En los niños estudiados encontramos una elevada prevalencia de factores de riesgo cardiovascular modificables. La presencia de obesidad fue mayor en el grupo masculino y el IMC fue más elevado en ellos. Llama la atención la elevada presencia de tabaquismo en los hogares.


ENDOCARDITIS BACTERIANA SECUNDARIA A INFECCIÓN INVASIVA POR NEUMOCOCO (MENINGITIS)

Zelada P, Castillo ME, Toro L, Herrera F, Garay R, Alcántara A, Maldonado B*, Arretz C*.
*Servicio de Cardiología Pediátrica, Hospital Sótero del Río, Servicio de Pediatría, Hospital Sótero del Río* Servicio de Cirugía Cardiovascular, Hospital Pontificia Universidad Católica de Chile**.

Introducción: La endocarditis infecciosa (EBSA) es una patología poco frecuente en la actualidad, más aun sin cardiopatía estructural previa. La indicación de tratamiento quirúrgico (20-40%) es clara en los pacientes con inestabilidad hemodinámica, infección no controlada, y presencia de eventos embólicos periféricos. La EBSA por neumococo es aún más rara, pero potencialmente letal, y se encuentra descrita su asociación con meningitis (50-70 %). Caso Clínico: Se presenta el caso de una lactante de 10 meses previamente sana, con cuadro de fiebre y CEG de 1 semana de evolución, que ingresa en shock séptico, con signos clínicos de irritación meníngea. El líquido cefalorraquídeo (LCR) fue compatible con meningitis bacteriana, con presencia de cocaceas Gram (+), y cultivo (+) a neumococo con sensibilidad intermedia a penicilina que también se aisló en hemocultivos. Se reanima del shock en urgencia y se traslada a UCI pediátrica, conectándose a ventilación mecánica. Se inicia terapia con drogas vasoactivas, antibióticos y resto de medidas habituales. Evoluciona con grave compromiso hemodinámico, constatándose aparición de soplo antes de las primeras 24 hrs de su ingreso. Es evaluada por cardiólogo, siendo clínicamente compatible con insuficiencia aórtica moderada a severa e insuficiencia cardíaca secundaria. Se realiza Ecocardiograma que muestra presencia de vegetación en válvula aórtica, con insuficiencia severa, e imagen sospechosa de perforación de velo coronario derecho. Se diagnóstica EBSA secundaria a infección invasiva por neumococo, con compromiso valvular aórtico severo, shock cardiogénico secundario e insuficiencia aórtica aguda severa. Se agrega vasodilatación con milrinona y se mantienen resto de medidas de apoyo, en espera de momento de traslado para manejo quirúrgico de su EBSA. Se realiza Ecocardiograma de control a las 48 hrs, que muestra progresión de lesión aórtica con aparición de imagen sugerente de absceso para-aórtico. Se traslada a hospital UC donde se realiza cirugía; drenaje de absceso, reparación de válvula aórtica con instalación de homoinjerto. Evoluciona con rápida estabilización hemodinámica, logrando precoz retiro de ventilación mecánica, y traslado para completar tratamiento antibiótico en forma ambulatoria. Actualmente se encuentra en buenas condiciones, con indemnidad neurológica, y buen funcionamiento de su homoinjerto con insuficiencia aórtica mínima. Conclusiones: Se presenta el caso dado lo grave y poco frecuente de esta patología. Destacamos que el pronóstico vital de estos pacientes depende de un alto grado de sospecha (frente a aparición de soplo e inestabilidad hemodinámica), y del manejo agresivo el que incluye cirugía precoz.


CARDIOPATÍAS CONGÉNITAS EN UNIDAD DE NEONATOLOGÍA HOSPITAL DE PUERTO MONTT

Wettig E, Bentjerodt S, Sepúlveda A, Rojas F.
Servicio de Pediatría y Neonatología, Hospital de Puerto Montt.

Las Cardiopatías Congénitas (CC) son las malformaciones más frecuentes (1 por 1.000 RN). Muchas veces se asocian a otras malformaciones y/o cromosomopatías, no estando exentas de morbimortalidad, frecuentemente correspondiendo a urgencias cardiológicas neonatales. El objetivo de este trabajo fue determinar prevalencia de la CC en la unidad de Neonatología del Hospital de Puerto Montt, ver asociación con otras malformaciones o cromosomopatías y evaluar qué porcentaje del total de malformaciones corresponden a CC. Material y Método: Se analizaron retrospectivamente los registros del ECLAMC y las fichas clínicas de los pacientes con diagnóstico de CC entre Junio del 2000 y Mayo 2003. Se diseñó una pauta donde se analizaron diversas variables: sexo, diagnóstico antenatal, malformaciones, cromosomopatías, cardiopatías y otras más (forma de presentación, cariogramas disponibles, mortalidad). Resultados: De 11.319 RN se encontraron 397 con malformaciones, de los cuales 61 correspondieron a cardiopatías, siendo el 15% del total de las malformaciones. De los cardiópatas el 44,2% correspondieron a sexo masculino (27) y el 55,8% correspondieron a sexo femenino (34). Sólo en un caso se hizo diagnóstico antenatal de su cardiopatía, y que correspondía a un polimalformado. 21/61 se asociaron a cromosomopatías (34,4%), 19/21 con S. de Down y 2 casos con S. de Turner. El 11,4% presentó otras malformaciones asociadas. Las cardiopatías encontradas fueron: CIV 23/61, DAP 22/61, CIA 19/61, Cianóticas 17/61 y Coartación Ao 1/61. En los S. de Down las cardiopatías encontradas fueron DAP (5/19), CIA + DAP (5/19) y Canal AV (4/19). Sólo el 59% proceden de Puerto Montt. Al momento de la redacción del trabajo existen 13 fallecidos (21,3%), de los cuales 2 se consideraron fuera del alcance quirúrgico, 5 de causa infecciosa y 2 en el centro cardioquirurgico de referencia. Comentario: La prevalencia de CC fue de un 0,53%, por debajo del 1% descrito en la literatura, explicación que puede encontrarse porque muchas CC se diagnostican después del mes de vida. Dentro de todas las malformaciones las CC corresponden a un 15%. El 45,9% de los cardiópatas tiene cromosomopatía y/o malformaciones asociadas. La CC más frecuente en el S de Down es el DAP. Cabe destacar el casi inexistente diagnóstico prenatal.


¿ES POSIBLE DETECTAR UNA CAUSA POTENCIAL DE MUERTE SÚBITA?

Alcántara A, Iturra L, Castillo ME, Toro L, Zelada P.
Cardiología Infantil, CDT-SSMSO. Hospitales Dr. Sótero del Río y Padre Hurtado, Santiago.

Introducción: El Síndrome de Muerte Súbita (SMS) es una situación difícil de enfrentar en cualquier etapa de la vida. Estudios anatomopatológicos revelan causas potencialmente prevenibles respiratorias y cardiovasculares, que a pesar de intentos de establecer factores de riesgo, pueden pasar inadvertidas. Objetivo: Presentar casos de obstrucción sub. Aórtica no diagnosticadas previamente, dentro del contexto de causas de SMS y así estimular su pesquisa. Material y Método: Se presentan 3 casos de estenosis subaórtica (ESA) obtenidos por pesquisa entre 2002 y 2004 (1 cada año) en Servicio de Salud Metropolitano Sur-Oriente (SSMSO) que incluyen a Hospitales Dr. Sótero del Río (2 casos) y Padre Hurtado (1 caso). Dos pacientes hombres, de 9 años y 11 años, y 1 mujer de 4 años. Los 3 pacientes habían sido catalogados como soplos inocentes previamente, 2 de ellos asintomáticos y 1 (11 años) con síntomas (cansancio, mareo y precordalgia). Todos, frente a la reevaluación cardiológica, se catalogaron como portadores de soplos rudos patológicos (IV/VI); sin embargo, el electrocardiograma fue normal. La evaluación por ecocardiografía demostró membranas subaórticas, con una gradiente de presión significativa (50, 65 y 92 mmHg); 2 de ellos, con hipertrofia del ventrículo izquierdo de predominio septal. Todos se sometieron a manejo quirúrgico, sin incidentes. Actualmente, se mantienen en control, asintomáticos, sin medicamentos. Uno de los pacientes, tenía el antecedente claro de familiar de 3 meses con SMS. Comentarios y Conclusiones: La ESA es una patología poco frecuente en nuestro servicio. Su pesquisa requiere un alto índice de sospecha dado que puede pasar inadvertida como soplo inocente. Se requiere optimizar criterios de diagnóstico y derivación de soplos orgánicos, teniendo presente la ESA, que se puede asociar a hipertrofia del tracto de salida del ventrículo izquierdo; esto, dirigido a que sea posible la pesquisa de causas de SMS y favorecer su prevención. El electrocardiograma, un examen de fácil acceso, requiere una correcta evaluación dado que puede presentar falsos negativos.


REVISIÓN DE VEINTIDOS AÑOS DE ENFERMEDAD DE KAWASAKI

Poblete L, González M, Consigliere ME, González P, Cortés G, Pulido N.
Hospital Dr. Gustavo Fricke, Viña del Mar.


Introducción: La Enfermedad de Kawasaki es una vasculitis aguda de la infancia, de causa desconocida y diagnóstico clínico difícil por sus manifestaciones inespecíficas: fiebre y signos mucocutáneos de inflamación, que ha llegado a constituirse como la principal causa de cardiopatía adquirida en niños por su compromiso coronario. El tratamiento con inmunoglobulina endovenosa ha logrado reducir la incidencia de compromiso coronario cuando se administra dentro de los 10 primeros días de enfermedad. Objetivo: Revisar las características clínico-epidemiológicas, tratamiento y evolución de los casos de Enfermedad de Kawasaki internados en nuestro hospital desde 1983 hasta 2004. Resultados: La enfermedad de Kawasaki se diagnosticó en 53 pacientes, siendo un 66% de sexo masculino, con un promedio de edad de 2 años 2 meses y sin predominio estacional. La forma de presentación fue típica en un 69,8% e incompleta en el restante 30,2% de los casos. El 35,8% (19/53) presentó compromiso cardiovascular, siendo lo más frecuente el compromiso coronario en un 28,3%, seguido por miocarditis en un 5,7% y pericarditis en un 1,9%. Hubo un fallecido, en que el diagnóstico se hizo por hallazgo de aneurismas coronarios gigantes en la autopsia. Del total de pacientes, 43 (81,1%) recibieron inmunoglobulina, en promedio a los 7,8 días de enfermedad. De los pacientes que no presentaron compromiso coronario, el 84,2% recibió inmunoglobulina, en promedio a los 6,9 días, a diferencia de los que si presentaron compromiso coronario, quienes recibieron en un 66,7% inmunoglobulina a los 10,2 días promedio. Conclusiones: Las características etáreas y el predominio del sexo masculino coinciden con lo descrito por la literatura internacional. El compromiso coronario se asoció a un menor porcentaje de tratamiento con inmunoglobulina y a un inicio de tratamiento más tardío respecto a los pacientes que no lo presentaron, lo que podría estar relacionado a la dificultad para establecer el diagnóstico en estos casos. La Enfermedad de Kawasaki es un diagnóstico que debe tenerse presente para realizar el tratamiento oportuno y así poder evitar sus secuelas.


DUCTUS ARTERIOSO PERSISTENTE (DAP) EN RECIÉN NACIDO PREMATURO, NEONATOLOGÍA HOSPITAL TEMUCO

Toledo MI*, Retamales N**, Karmash S**, Cid AM**, Hettich A, Molina J*, Oliva P*.
*Cardiólogo Infantil, Servicio de Pediatría. **Internos Medicina, UFRO. Hospital Hernán Henríquez Aravena. Temuco.

Antecedentes: El DAP es la cardiopatía más frecuente en el prematuro y se asocia a morbilidad en este grupo de pacientes. Es de interés conocer el comportamiento de esta patología. Objetivos: Describir las características epidemiológicas y la morbilidad de pacientes prematuros con DAP diagnosticado ecocardiográficamente. Método: Estudio retrospectivo de Recién Nacidos (RN) menores de 37 semanas con DAP diagnosticado ecocardiográficamente en la Unidad de Neonatología del Hospital Regional de Temuco, nacidos desde Enero del año 2000 a Marzo del 2004. Se excluyeron pacientes con edad gestacional mayor o igual a 37 semanas, con DAP diagnosticado clínicamente y aquellos pacientes con otra cardiopatía asociada de mayor complejidad. Se revisan las historia clínicas y los resultados se analizan descriptivamente con programa Microsoft Excel e Intercooled Stata 7.0. Resultados: En el Hospital Regional de Temuco nacen anualmente 960 RN y un 20,8% son menores de 37 semanas, presentan DAP 21% de ellos. Se analizan 38 RN con DAP confirmado por ecocardiografía nacidos en el periodo descrito. El promedio en peso de nacimiento fue 1.252,9 gr (590 a 3.180 gr) y edad gestacional 29,1 sem (24-36 sem). En su mayoría de origen urbano (63,1%) y no mapuches (63,1%). La distribución por sexos fue similar. Se sospechó cardiopatía más frecuentemente por soplo (86,0%). No se asoció a genopatía en un 94% y presentaron malformaciones asociadas un 15,7%. La edad promedio al diagnóstico fue de 25 días (1-84 días). Requirieron apoyo con diuréticos 7 (18,9%), drogas vasoactivas 4 pacientes (10,8%), tratamiento con indometacina 10 pacientes (26,3%) y se operaron 5 pacientes (13,5%). En su monitorización se utilizó catéter arterial en 13,5% y catéter venosos central en un 34%. Requirieron ventilación mecánica 8 pacientes (21,6%), en promedio de 6,7 días y un máximo de 56 días. Presentaron morbilidad asociada 36 pacientes (97%), la más frecuente fue Síndrome de Distress Respiratorio - Membrana Hialina 19 (50%), hiperbilirrubinemia 13 (34,2%), anemia 9 (23,6) y Hemorragia Intracraneana 9 pacientes (23,6%). La infección intrahospitalaria más frecuente fue sepsis en 9 pacientes (23,6%), más frecuentemente de origen respiratorio (6). Ningún RN fallece evaluado al momento del alta de la Unidad. Un paciente fallece en forma alejada a los 3 años de edad por patología respiratoria. Conclusiones: Es una patología frecuente en el recién nacido prematuro, en nuestra región es menos frecuente en la población mapuche. La sospecha en más frecuentemente clínica y de confirmación ecocardiográfica. Su manejo es fundamentalmente médico. Se asocia a morbilidad y a infecciones intrahospitalarias. En este grupo de RN no hubo pacientes fallecidos.


MORBIMORTALIDAD DE DUCTUS EN PREMATUROS

Paulsen P, Calvo X, Rojas R, Iturra G, Urriola P, Zegers C, Calvo C, Díaz A, Massú M.
Unidad de Cardiología Infantil, Hospital Félix Bulnes Cerda y Hospital San Juan de Dios.

Material y Método: Se revisaron en forma retrospectiva los casos de Ductus Arterioso Persistente (DAP) en recién nacidos prematuros de la Unidad de Neonatología del Hospital Félix Bulnes Cerda (HFBC) entre el 1º de Enero 1997 y el 31 de Diciembre del 2003. A todos los recién nacidos prematuros con sospecha de DAP clínica o por requerimientos de oxígeno se les realizó un Ecocardiograma Doppler color después del segundo día de vida. Resultados: Se encontraron 106 (28%) prematuros con DAP de un total de 377 prematuros entre los años 1997 y 2003. Del total de DAP (106), un 85,8% (91/106) fueron prematuros extremos (bajo 32 semanas de edad gestacional), un 84,9% fueron prematuros bajo 1.500 gramos, correspondiendo a un 23,8% del total de prematuros bajo 1500 entre los años de estudio (90/377). Hubo predominio de sexo masculino en un 58,4% (62 v/s 42 pacientes). Un 73,5% (78/106) presentaron enfermedad de membrana hialina. En 63% (67) usaron surfactante pulmonar. Requirieron oxígeno en 95,3% (101/106) de los casos, con un 35,4% (34) de uso sobre 30 días. Conección a ventilación mecánica en 83,9% (89/106), con una permanencia sobre los 30 días en 20,7% (22/106). En los 106 pacientes se diagnosticó DAP, de los cuales en un 63% (67/106) se usó indometacina, se fracasó en 9 pacientes (13,4%). Se operaron 15 pacientes con DAP (los 9 fracasos de indometacina y 6 por inestabilidad hemodinámica o por contraindicación de uso de indometacina), la edad quirúrgica mediana fue de 16,5 días (2-110 días), la mediana de edades gestacionales fue 25 semanas (23-34 semanas) y la mediana de peso fluctuó entre 812,5 gramos (593-1450 gramos). La mortalidad neonatal promedio fue de 4,9 por 1.000, pero la letalidad de los prematuros fue de 31% (117/377). Los prematuros con DAP operado tuvieron un 60% (8/15) de mortalidad. Las causas de muerte fueron ajenas a la cirugía por DAP (enterocolitis necrotizantes masivas, hemorragias pulmonares masivas, sepsis no controladas, hemorragias intraventriculares masivas, arritmias). Todas las cirugías se realizaron en el Hospital Félix Búlnes, con buen resultado post quirúrgico inmediato, con una letalidad por la cirugía de 0% y con ecocardiografías de control sin DAP en el 100% de los casos. Conclusiones: El DAP es frecuente en prematuros con una buena respuesta al cierre con indometacina y en los pacientes que requirieron cierre quirúrgico, con buena evolución postoperatoria inmediata y control ecocardiográfico pero persistiendo con alta letalidad debido a las condiciones de prematurez extremas.


CARDIOPATÍA CONGÉNITA EN RECIÉN NACIDOS PREMATUROS NEONATOLOGÍA HOSPITAL TEMUCO

Molina J*, Retamales N**, Karmash S**, Cid AM** Hettich A**, Toledo MI*, Oliva P*.
*Cardiólogo Infantil, Servicio de Pediatría, Hospital Regional Temuco. **Interno de Medicina, Universidad de la Frontera.

Antecedentes: Los RNP (Recién Nacidos Prematuro) son un grupo especial de pacientes, con múltiples riesgos y más aún si tienen cardiopatía congénita (CC). Requieren superar la prematurez y lograr muchas veces un peso mínimo para ser candidatos a cirugía. La estabilización es difícil y hay morbilidad latente. Objetivos: Conocer características de los RNP con CC manejados en la unidad Neonatal Hospital Temuco entre enero año 2000 al 31 de marzo año 2004. Describir características generales, perinatológicas, manejo neonatal, malformaciones o genopatías asociadas y morbilidad intercurrente. Métodos: Estudio de corte transversal. Se incluyeron RN P con CC de la IX región que se manejaron en el período antes citado, excluyendo los ductus. Se registran datos obtenidos de fichas clínicas. Análisis descriptivo (Microsoft Excel e Intercooled Stata 7.0). Resultados: 33 RNP con CC, 4,3% de los RNP del período en estudio, 17 varones (51,52%) y 16 mujeres. 72% procedencia urbana. La edad gestacional (EG) : 26-37 sem. Con 2 apellidos mapuches 15%. CC más frecuentes: CIV 37,5%, Coartación Aórtica 16,6%, DSVD (Doble Salida Ventrículo Derecho) 12,5%, DVPAT (Drenaje Venoso Pulmonar Anómalo Total) 8,3%. La media de la edad al diagnóstico fue 10,4 días (1-47 días). La media del peso al nacer fue 1.931 grs, mínimo 700 grs. La sospecha de CC fue por soplo en 48,48%, seguido de cianosis en el 33,3%. Hubo genopatía en 27,2% Se usó prostaglandina en 18,18%. Drogas vasoactivas en 24,4%. Ventilación Mecánica 36,1%. Hubo infección intrahospitalaria (IIH) en 30,3%, principalmente bronconeumonía 18,1%. El 24% de los RNP con CC tuvieron que ser derivados para cirugía en el período neonatal. Fallecen en el grupo estudiado 11,76%. Conclusiones: En nuestro hospital los RNP con CC representan el 21% de los RN con CC. Presentan alta morbilidad tanto por su prematurez como por IIH, destacando la BRN en el grupo estudiado. La mayoría de los RNP con CC tratados en nuestro hospital no tenían ningún apellido mapuche y eran de procedencia urbana. La sospecha diagnóstica fue dada principalmente por soplo, estando el equipo neonatológico altamente motivado en la pesquisa precoz de CC. La estrategia pareciera ser prevenir el parto prematuro y una vez producido optimizar su manejo y obtener un diagnóstico precoz de la CC, evaluar su viabilidad, necesidad, posibilidad y oportunidad de tratamiento quirúrgico. La posibilidad estará dada por ejemplo por las malformaciones asociadas y por el peso del RNP. Los RNP con CC son un grupo especial de pacientes que requieren un manejo altamente especializado para su compensación y en muchos casos preparación en la Unidad de neonatología para optar en el mejor momento a la cirugía cardíaca si fuese necesaria.


¿ES LA PRECORDALGIA UNA CONSULTA RELEVANTE EN PEDIATRÍA?

Alcántara A, Castillo ME, Toro L, Garay R, Herrera F, Zelada P.
Cardiología Infantil, CDT-SSMSO, Santiago.

Introducción: La Precordalgia es un síntoma difícil de caracterizar en pediatría, sin embargo, se ha transformado en una consulta frecuente. Objetivo: Evaluar frecuencia de consulta por Precordalgia y su relación con cardiopatía congénita. M/M: Se revisó la base de datos de Cardiología CDT-SSMSO, entre 01-01-1996 y el 01-09-2004. Se realizaron cruces de variables para caracterizar el problema. Resultados: En el período analizado, ingresaron a control 6.067 pacientes (pac), 461/6067 (7,6%) consultaron por “Precordalgia”. 270/461 (58,6%) fueron hombres y 191/461 (41,4%) mujeres. Sólo en 14/461 (3%) (14/6067 = 0,2%) se pesquisó cardiopatía congénita (CPC), ninguno de ellos requirió procedimiento quirúrgico; su rango de edad fue 3 – 15 años; 1 de ellos fue dado de alta post ablación de taquiarritmia supraventricular, el resto se mantiene en control sin medicamentos. Las patologías pesquisadas fueron: Aorta bicúspide 1, Estenosis aórtica leve 2, Estenosis pulmonar leve 2, Arritmia supraventricular 4, Comunicación interauricular 4 y Disautonomia 1. Entre enero 1996 y diciembre 2003 ingresaron 367 pacientes por Precordalgia, con un promedio de 46 pac/año y 3,8 pac/mes; esto claramente aumentó en el 2004, es así que al 1° septiembre 2004 van 89 pac con dicho motivo de ingreso, con un incremento mensual a 5,7 pac/mes en 1° trimestre, a 12,7 pac/mes en 2° trimestre y a 17 pac/mes 3° trimestre. De los 447 pacientes que no se catalogaron como con CPC, 321 (72%) fueron catalogados rápidamente como sanos. Conclusiones: La Precordalgia históricamente en nuestro servicio pediátrico es una consulta poco frecuente, la cual ha incrementado notoriamente en el presente año. La cardiopatía pesquisada en nuestra unidad desde la consulta por Precordalgia fue leve y por tanto, ningún paciente requirió procedimiento quirúrgico, sólo uno requirió ablación post recidiva de taquiarritmia supraventricular. Si bien es cierto, la Precordalgia puede considerarse una consulta poco relevante en Pediatría, está tomando importancia en nuestra población, por lo que nos vemos en la obligación de tener políticas más claras de pesquisa de CPC y prevención de muerte súbita.


EVALUACIÓN DEL COMPORTAMIENTO DE LA FRECUENCIA CARDÍACA EN NIÑOS PORTADORES DE VENTRÍCULO UNICO SOMETIDOS A OPERACIÓN DE FONTAN

Castillo ME, Toro L, Zelada P, Herrera F, Garay R, Alcántara A, Arretz C*, Becker P.*
Servicio de Cardiología Pediátrica, Hospital Sótero del Río. *Servicio de Cirugía Cardiovascular, Pontifica Universidad Católica de Chile.

La Bradiarritmia (BA), incluyendo la Disfunción del Nódulo Sinusal, es una complicación frecuente en pacientes con Ventrículo Unico (VU) sometidos a operación de Fontan (OF). Aunque la BA ha disminuido con la introducción de nuevas técnicas de OF, constituye un problema importante y frecuente en estos pacientes (pac). Objetivo: Evaluar el comportamiento de la frecuencia cardíaca (FC), en los niños portadores de VU, que han completado su OF controlados en el área sur oriente de Stgo (SSMSO). Analizándolos según; tipo anatómico de VU, tipo de OF, edad de OF, y necesidad de marcapaso. Material y Método: Se evaluaron en forma retrospectiva los ECG, Holter de arritmia y Ecocardiografía del total de pac (20) Se compararon las curvas de FC basal con curvas de FC para población normal. Se aplicó la prueba de Student para diferencias de medias en muestras pareadas. Resultados: 11/20 eran hombres. El tipo anatómico de los VU fue: VU izquierdo 11/20, VU derecho 5/20, VU funcional 2/20 e indeterminado en 1/20, 4/20 tenían además Heterotaxia (H). La OF se realizó entre 1año (a) 6 meses (m) y 11 a 1 mes con un promedio de 4,1 a. El tipo de OF fue túnel lateral (TL) 13/20, extracardíaco (EC) 6/20 y auricular (A) 1/20. El período de seguimiento post OF, es de 1 m a 8 a 3 m con un promedio de 4,3 a. 7/20 se encuentran bajo el percentil 2 de FC (35%), y requirieron marcapaso (MP) 4/20 (20%), tres post OF y uno pre OF. No hubo mortalidad en esta serie. En comparación con las curvas de FC de la población normal, la curva de FC de los pac con VU y OF, presenta una caída más acentuada y precoz, diferencia que es estadísticamente significativa según prueba de Student (t = 5,36 p < 0,001), y esta curva no presenta cambios significativos en relación al momento de la OF, estando la curva ya por debajo del percentil normal previo a la OF. En comparación a las curvas de caída de los VU, los VUD y OF auricular tuvieron curvas de descenso de la FC más acentuada y precoz (diferencia estadísticamente significativa). Las otras variables estudiadas no presentaron diferencias significativas, es decir, las curvas de caída de la FC no se alteran mayormente en los pac con heterotaxia, como tampoco en relación al tipo de OF (TL o EC). Conclusión: En la población estudiada los pacientes portadores de VU con OF presentan curvas de FC anormales, con caída más acentuada y precoz. A diferencia de lo descrito en la literatura, nuestros hallazgos sugieren que la alteración en las curvas de FC en pac portadores de VU son independientes del momento y tipo de OF. Probablemente se requerirá mayor población para validar estas conclusiones y buscar factores intrínsecos a la condición de corazón univentricular que explique esta anomalía.


EVALUACION PRECOMPETITIVA EN ESCOLARES (VIII REGIÓN)

Tapia J1,Tapia P.2, Siegmund D.2, Tapia C3.
1Hospital Gmo. Grant Benavente. 2Alumnos Medicina USS. 3Alumna Medicina, Universidad de Concepción.

Desde 1998 a la fecha han fallecido 26 escolares en actividades de Educación Física. En el último semestre Profesores, Directores de Establecimientos y Apoderados han buscado certificar la capacidad aeróbica y cardiovascular de los alumnos previo a las clases de Educación Física para reducir el riesgo de Muerte Súbita (MS). Hasta hoy no se ha definido el estándar nacional para aceptar o excluir alumnos en estas actividades. Objetivo: Adaptar un formato recomendado por la Academia Americana de Pediatría para la evaluación Precompetitiva en Escolares que consultan espontáneamente al cardiólogo. Estratificar el Riesgo de accidentabilidad en Educación Física, y recomen dar cargas submáximas de acuerdo a la condición médica encontrada en el alumno. Pacientes y Métodos: Se analizan prospectivamente 35 escolares de Concepción y 58 de Chillán que consultaron espontáneamente entre el 07 de Agosto y 29 de Septiembre del 2004, para certificar su capacidad aeróbica. Se evaluó su estado nutricional con IMC, índices cintura/cadera y cintura/estatura, Agudeza visual, aparato locomotor, peack flow espiratorio máximo, flujo nasal inspiratorio máximo, aparato cardiovascular y flexibilidad articular. Se los autorizó independientemente a efectuar ejercicios dinámicos, isométricos, competitivos y test de resistencia. Se utilizaron tablas de Fitness para recomendar los niveles y umbrales de carga aeróbica, en base a las frecuencias cardíacas submáximas deseables y seguras. Resultados: 56% fueron de sexo masculino. 4,3% presentó cardiopatía congénita e igual porcentaje antecedentes de familiares cercanos con Muerte Súbita (MS). En un caso se confirmó TPSV ortodrómica que no se pudo fulgurar y es el único con tratamiento antiarrítmico. En 39 escolares (42%) se realizó ECG, en 2 casos el QT fue prolongado, y en el 28% se encontró BIRD. 30% presentó soplos inocentes. Se encontró 3,2% de obesidad y 10% de sobrepeso por IMC. En 15% del sexo femenino el índice CICA estaba sobre 0,8. Se encontró 4 escolares con IMC menor de 16. Todos fueron autorizados para realizar Educación Física Escolar, 1,3% en la zona de seguridad (50-59% Fcmáx), 20,8% en Zona de manejo de peso (60-69% Fcmáx), 52% en la zona Aeróbica (70-79% Fcmáx); y 24,7% en la Zona umbral anaeróbico (80-90% Fcmáx). El factor que con mayor frecuencia limitó la intensidad del ejercicio fue la obstrucción del Flujo nasal inspiratorio máximo, 33% con menos de 70 l/m y 45% entre 80 y 140 l/m. 53% tenía disminución de la agudeza visual (3 menor de 0,3) a 8 se les recomendó hacer clases de Ed Física con lentes. 31% presentó problemas ortopédicos menores, 5,4% hiperlaxitud ligamentosa. No se encontraron escolares con asma del ejercicio. Conclusiones: Todos los escolares fueron autorizados a realizar Educación Física, menos de un 2% por causas cardíacas, en la zona de seguridad y 52% en Zona Aeróbica. Sólo uno de 4 alcanza el umbral anaeróbico. El factor limitante del Fitness más frecuente es la obstrucción del flujo nasal inspiratorio máximo.


EVALUACIÓN DE LA DERIVACIÓN DE PACIENTE CON CARDIOPATÍA. ¿LLEGAN “TODOS” O SE PIERDEN…?

Alcántara A, Castillo ME, Toro L, Garay R, Herrera F, Zelada P.
Cardiología Infantil, CDT-SSMSO, Santiago.

Introducción: En Cardiología infantil un principal objetivo es pesquisar todos los pacientes cardiópatas y brindarles un oportuno tratamiento. Por Censo 2002, nos correspondería atender a 3.536 cardiópatas. Según los recién nacidos que viven en nuestra área, tendríamos 223 cardiópatas nuevos por año, atendibles en Hospital Sótero del Río (HSR), Padre Hurtado o sector privado. Pesquisa y seguimiento por EcoFetal y en RN inmediato permite coordinación con obstetras y neonatólogos respectivamente. Objetivos: Definir los motivos y canales de derivación frente a las sospecha de cardiopatía. Evaluar su resolución. M/M: Se revisaron los ingresos al Policlínico de Cardiología Infantil CDT-SSMSO entre Enero 2002 y Diciembre 2003. Se practicaron cruces de variables para describir la población consultante y su resolución. Resultados: En el periodo Enero 2002 – Diciembre 2003, ingresaron 1.433 pacientes. De ellos, fueron catalogados como portadores de cardiopatía congénita (CPC) 425 (29,6%).Excluidos 2 pacientes, quedan 423. La distribución por sexo fue homogénea y el rango de edad fue RN – 16 años, 68% < 1 año. 60% corresponden a derivación interna. 197/423 (46%) provienen de una evaluación en RN, 14% derivados de Hospitalización Pediátrica, 2% de otro Hospital, 4,25% del Servicio de Urgencia Infantil (SUI) y 33% de atención ambulatoria. Trece (3%) pacientes fallecieron, 50% hombres. 92% (12) provenientes de RN; de ellos 7 (54%) fallecieron de causa cardiológico, 4 post Cirugía (Qx); 3 fallecieron pre Qx, 1 por falla cardíaca. 99/423 (23,3%) pacientes operados, 63/99 durante 1° año de vida. 78/99 con Qx correctora; de ellos, 56% se pesquisaron de derivación interna (HSR), la mayoría de RN (30/78); 37% provinieron de atención ambulatoria y 6% de otro hospital; 59% < 1 año. 22/99 pacientes sometidos a Qx parcial, la mayoría de derivación interna y principalmente de RN; 82% < 1 año. Tres pacientes cierre de Ductus Arterioso con coil. El diagnóstico de ingreso fue: Soplo o cardiopatía 360 (85%), Arritmia 26 (6,1%), Lipotimia 12 (2,8%), Precordalgia 5 (1,2%), Cardiomegalia 4 (0,9%), Otro15 (4%). De los pacientes pesquisados desde RN, 44 (22%) se operaron (66% Qx correctora). Dieciocho pacientes que llegaron desde SUI, ninguno falleció; 6 pacientes (33%) requirieron Qx; de éstos, 3 fueron Coartación Aórtica (CoAo) que fueron sintomáticas a los 15, 16 y 30 días de vida, 1 asociada a CPC compleja. 4/18 (22%) pacientes recibieron Qx correctora (CoAo, CIA, Estenosis subAo, T. Fallot). Conclusiones: El 30% de nuestra consulta en período analizado corresponde a una CPC. La mayoría consultó por la pesquisa de soplo patológico (85%). El 60% provienen de derivación interna y principalmente de RN. El 4% ingresó derivado de SUI, de ellos sólo 33% requirió cirugía, destacando la coartación aórtica. 67% fueron < 1año, 22% de ellos se operaron, 73% con Qx correctora. Sólo el 3% de los pacientes ingresados falleció, provenientes principalmente de RN, siendo 50% de causa cardiológica. Teniendo un sistema de diagnóstico prenatal y neonatal precoz, se puede brindar una oportuna atención a nuestros pacientes, sin embargo, siempre existe un porcentaje que se escapa.


EVOLUCIÓN Y PRONÓSTICO DE LA COMUNICACIÓN INTERVENTRICULAR

Paulsen P, Calvo X, Rojas R, Iturra G, Urriola P, Zegers C, Calvo C, Díaz A, Massú M.
Unidad de Cardiología Infantil, Hospital Félix Bulnes Cerda y Hospital San Juan de Dios.

Material y Método: Se revisaron en forma prospectiva los casos de comunicaciones interventriculares (CIV) del Hospital Félix Bulnes (HFBC) en el periodo comprendido entre el 1 de Agosto del 2002 y el 31 de Agosto del 2004. A todos los recién nacidos se les realizó un Ecocardiograma. Resultados: Hubo un total de 9.918 recién nacidos en el Hospital Félix Bulnes Cerda en el periodo estudiado. El número de cardiopatías encontrado fue de 198, de éstos, 104 (52,5%) eran CIV. Un 57,6% (60/104) fueron recién nacidos mayores de 37 semanas y un 20,1% (21/104) menores de 37 semanas (25-37 semanas). Sólo 3 pacientes presentaron pesos bajo 1.500 gramos. Un 50,9% (53/104) eran mujeres. Se asociaron en un 5,7% a embarazo gemelar, 2,8% con genopatía (2 síndrome de Down y 1 trisomía 18) y 2,8% con diabetes gestacional. En el 93,2% (97/104) se presentaron con soplo. La mediana de edad del diagnóstico fue de 2 (1-7 días). Un 12,5% (13/104) fueron CIV perimembranosas, un 2,8% (3/104) CIV doblemente relacionadas y un 84,6% (88/104) CIV musculares. De las 104 CIV, requirieron manejo médico 12 pacientes (11,5%) y 2 (1,9%) (ninguna CIV muscular) tratamiento quirúrgico con una mediana de 36 días (12–60 días). En un 55,7% (58/104) han permanecido en controles y de éstos, 17 (29,3%) pacientes fueron dados de alta por cierre espontáneo de la CIV, con una mediana de edad de 120 días (16-330 días). La letalidad de la comunicación interventricular fue de 0%. Conclusiones: La ecocardiografía permite un diagnóstico precoz de la comunicación interventricular en recién nacidos. En general son asintomáticas, tienen buena evolución, necesita escaso tratamiento quirúrgico y un porcentaje tiende al cierre espontáneo. La CIV muscular es la más frecuente y generalmente no precisa cirugía.


TSH NEONATAL EN RECIÉN NACIDOS PORTADORES DE SÍNDROME DE DOWN

Jiménez B1, Tellerías L2, Jara A3.
1Hospital Clínico Universidad de Chile. 2Hospital San Juan de Dios. 3Universidad de Chile, Facultad Medicina, Depto. Pediatría y Cirugía Infantil, Hospital Clínico Universidad de Chile y Roberto del Río.

La prevalencia de disfunciones tiroideas en los niños portadores del Síndrome de Down (SD) es de 13 hasta 63%. El hipotiroidismo congénito puede ser 28 veces más común que en la población general, con una incidencia de 1%. De éstos 0,7% es hipotiroidismo permanente y 0,3% transitorio. Estudio recientes en recién nacidos (RN) con SD demostró niveles de T4 y T4 libre significativamente más bajos y TSH más alta que en los normales. Esta elevación de TSH interpretación dudosa, por cuanto no se sabe si refleja o no un hipotiroidismo. Por otro lado, no hay estudios realizados en los primeros años de vida para concluir si los niveles de hormonas tiroideos normal-bajos aseguren un desarrollo cerebral adecuado. Objetivos: 1) Conocer valores y rango de TSH neonatal en RN con SD; 2) Determinar si existe diferencia entre la TSH de los RN con SD y los RN normales. Material y Método: Trabajo descriptivo y pareado. En los registros disponibles desde el año 2000-2004, de las maternidades del Hospital San José, San Juan de Dios y Félix Bulnes de la Región Metropolitana, se identifican dos grupos de pacientes: A: RN de término con SD y B: RN de término normal, nacidos inmediatamente antes y después del caso control. A todos se les determinó nivel de TSH neonatal según Programa de Screening Neonatal del MINSAL. Se obtiene edad gestacional, peso, talla y TSH neonatal de cada paciente y se precisa adecuación de peso para edad gestacional (AEG, PEG y GEG, Curvas Dra. Juez). Se calcula promedio, mediana, DS, valor mínimo y máximo para cada parámetro en ambos grupos; se aplica Test de T para significancia estadística. Resultados: Grupo A: 62 niños con SD, 50% de cada género y 29% (18) de RNT PEG. Grupo B: 140 RNT normales, 73 (52%) de sexo masculino, 3 (2,1%) PEG y un RN GEG. Los valores de TSH de los RNT sanos v/s RNT portadores de SD son menores con significancia estadística.
RNT normales RNT Síndrome de Down

Discusión: Muestra suficiente, para una incidencia de 1: 800 RN con SD. El porcentaje mayor de RN PEG de niños con SD es esperado por condición genética y uso de curva de crecimiento prenatal para niños normales. Los valores de TSH neonatal son más altos en los niños con SD (p = 0,001) incluso cuando se excluyen 5 pacientes con TSH > 20 uUI/ml, (p = 0,015) valor de corte utilizado para diagnosticar una hipertirotropinemia neonatal sugerente de hipotiroidismo primario; no conocemos la condición tiroidea actual de estos pacientes.


INDICACIONES ACTUALES DE USO DE ANÁLOGOS DE GNRH

Saavedra N, Salas A, Jara A.
Universidad de Chile, Facultad de Medicina, Depto. Pediatría y Cir. Infantil, Hospital Clínico Universidad de Chile y Roberto del Río.

LHRH hipotalámico con una acción corta y pulsátil de ± 2 h, induce la síntesis de LH y FSH que se regula por un fenómeno de down y up regulation con receptores específicos y una proteína G intacta, para generar cAMP y una proteína indicada. Los análogos (LHRHa) de acción muy prolongada mantienen inhibido el eje hipófisis-gónada y pueden ser indicados en pubertad precoz central (PPC); los pacientes se benefician tanto corporalmente como psicológicamente con dicha terapia. Objetivo: Se caracteriza un grupo de pacientes con PPC tratados con triptorelina o acetato de leuprolide de depósito. Material y Método: Trabajo descriptivo; se identifican niños y adolescentes, que están o han cursado un tratamiento para PPC. Se confecciona plantilla con datos al diagnóstico, durante el tratamiento y al término del mismo: edad, sexo, peso, talla, IMC y grado de Tanner, menarquia, ? Edad ósea (EO)/edad cronológica (ECr), test de LHRH (peakLH/peakFSH) y otros datos (hormonas tiroideas, 17OHP, neuroimágenes, efectos colaterales de la terapia). Para manejo de datos se usa promedios, z-score y DS. Resultados: Son 68 pacientes, 63 (92,6%) niñas y 5 (7,35%) varones, 50 (72,5%) catalogados como RN AEG y 13 (18,3%) RN prematuros. Niveles de hormonas tiroideas normales en 95,1%, 2 con hipotiroidismo congénito en tratamiento y un hipotiroidismo subclínico al diagnóstico de PPC. Niveles normales de 17 OHP en 49 (92,4%) casos; en los alterados ninguno estaba en rango de hiperplasia suprarrenal. En 52 (76,5%) pacientes se hizo TAC o RMN. En los varones, 4 de 5 (80%) tiene algún tipo de lesión del SNC; en las mujeres 14 de 47 tienen alteración orgánica (29,8%). Al diagnóstico, valor peak prom. LH 27,3 uUI/ml y relación peakLH/FSH de 1,97.

Inicio trat. prom 8 a 7 m, 78,5% usó triptorelina, 10 (15,9%) niñas con menarquia (prom 9 a 8 m) y estadio Tanner prom 3. Supresión de LH y FSH adecuada a las 12 semanas. 26 (38,2%) completaron trat.; 24 aún son tratados (35,3%) y 18 lo abandona (26,5%). Seguimiento post-trat., edad prom menarquia 150,7 m (n = 13). Efectos colaterales en 16,2%: leves (cefalea, mareos, bochornos), sin suspender tratamiento.

Discusión: 1) Se realiza tratamiento en una muestra importante de pacientes con PPC y con protocolo idéntico; 2) Terapia apropiada para PPC: se logra supresión LH y FSH, se reduce diferencia entre EO y ECr y se preserva crecimiento estatural; efectos colaterales casi inexistente, sólo los varones aumentan IMC en rango de obesidad, pero la muestra es reducida; 3) A las niñas portadoras de PPC, se le debe hacer RNM o en su defecto TAC cerebro y silla turca por incidencia de lesiones SNC; 4) No se logra verificar pronóstico de talla final.


CARACTERÍSTICAS DEL DEBUT DE DIABETES MELLITUS 1

Pérez G, Asenjo S, Gleisner A, Torres C.
Departamento de Pediatría Universidad de Concepción y Unidad de Endocrinología Pediátrica, Servicio de Pediatría, Hospital Guillermo Grant Benavente, Concepción, Chile.

Introducción: La Diabetes Mellitus tipo 1 es una causa prevalente de morbilidad en la población infantil. Incluye una fase preclínica (asintomática), con pérdida progresiva de las células Beta, hasta el período clínico, con inicio de los síntomas y signos que permiten su diagnóstico. Objetivos: Conocer las características clínicas de los pacientes que debutan con DM-1, atendidos en HGGB y Hospital la Higueras, los últimos 5 años. Pacientes y Métodos: Se analizaron las características y demográficas y clínicas del debut de los pacientes portadores de DM tipo 1 en control en HGGB y HLH, distribuidos de acuerdo a grupos etáreos, que debutaron entre los meses de enero 1999 y junio 2004. Se registraron: datos demográficos (edad, sexo, procedencia), cuadro clínico y exámenes de laboratorio, días de hospitalización y complicaciones agudas. Para el análisis de los datos se utilizó el programa Stata 8.0. Resultados: Durante el período analizado, ingresaron 62 pacientes menores de 15 años; 56,5%. Pertenecen al Servicio de salud (SS) Concepción 33,8%, SS Ñuble 33,8%, SS Talcahuano 14,8%; 8,1% SS Arauco y 8,1% SS Bíobío. El 56,5% de los pacientes de sexo masculino y 43,5% femenino. El promedio de edad fue 8 años (rango: 8 meses-14 años). Un 20,96% era menores de 5 años; 38,7% tenían entre 5 y 9 años y 40,32% entre 10 y 14 años. El 38,7% de los pacientes consulta en 1 o más ocasiones previo a la hospitalización, lo que representa el 15,3% en los menores de 5 años, 41,6% entre 5 y 9 años, y 48% entre 10 a 14 años. La duración de los síntomas previo al diagnóstico en promedio es de 21,2 días (DS ± 27,4. Rango: 1-150 días). En menores de 5 años el promedio es de 12,27 días, 21 entre 5 a 9 años y de 29,5 días en el grupo de 10 a 14 años (p < 0,05). Se describe polidipsia en el 60% de menores de 5 años, en el 100% entre los 5 a 9 años y en el 96% de 10 a 14 años. Relatan poliuria el 56% menores de 5 años, versus 91 y 84% de 5 a 9 y 10 a 14 años, respectivamente. Baja de peso: en el 61,5% de menores de 5 años, 83 % entre 5 a 9 años y 84% entre 10 a 14 años. Otros síntomas fueron: decaimiento, irritabilidad (19,3%), vómitos (12,9%) y dolor abdominal (9,7%). Dentro de los signos clínicos, destaca deshidratación leve en 51,6% de los niños. Se observa en 12 pacientes sopor superficial, sin otros hallazgos neurológicos. Exámenes de laboratorio mostraron una glicemia promedio para el total de pacientes al ingreso fue de 504 mg/dl (DS ± 294; rango: 202-1980) con un promedio de 505 para menores de 5 años; 466,5 mg/dl para el grupo de 5 a 9 años, y de 544 mg/dl entre 10 y 14 años. Del total de pacientes, 58,1% debutan con CAD. En el grupo de menores de 5 años, el 76,9% de los niños ingresó en CAD, versus un 50 y 60% en los grupos de 5 a 9 años y 10 a 14 años (p < 0,05). La glicemia promedio para el grupo que debuta con CAD 609 mg/dl y sin CAD 395 mg/dl (p < 0,05). Ningún paciente presentó signos clínicos de edema cerebral. El grupo estudiado no presentó mortalidad. Conclusiones: La forma de presentación de la DM-1 es diferente en los distintos grupos etáreos. En menores de 5 años, la sintomatología clásica del síndrome diabético es menos evidente, el tiempo de evolución previo al diagnóstico es menor que en grupos mayores, la descompensación metabólica es más precoz, y el debut en cetoacidosis más frecuente. En general, aquellos con cetoacidosis al debut tienen glicemias más elevadas que los que no la presentan.


ENFERMEDAD DE GRAVES EN PACIENTE PEDIÁTRICO: TRATAMIENTO ACORTADO CON AMIODARONA Y YODO RADIOACTIVO

Godoy M, Unanue N, Munizaga F, Martínez A, Mericq V, Codner E.
Instituto de Investigaciones Materno Infantil, Universidad de Chile, Hospital Clínico San Borja Arriarán, Santiago, Chile.

Introducción: La principal causa de hipertiroidismo en niños es la Enfermedad de Graves con baja incidencia y tratamiento complejo. La amiodarona se utiliza para inducir eutiroidismo en adultos pero no se ha reportado experiencia en niños. Caso Clínico: Se presenta una paciente de 8 años 10 meses que consultó por cuadro clásico de hipertiroidismo. El laboratorio confirma el diagnóstico de Enfermedad de Graves (T3 400 ng/dl, T4L 4 ng/dl, TRAB 58%) iniciando tratamiento con Propiltiuracilo 10 mg/k/día y Propanolol 1,4 mg/k/día. Antecedente de abuela con Enfermedad de Graves y hepatitis por propiltiuracilo (PTU). Evolución: Permanece asintomática y en control a los 2 meses 20 días de tratamiento se constata elevación de aminotransferasas (> 10 veces VN), sin clínica de hepatitis. Se sospecha reacción adversa a PTU por lo que se suspende presentando rápida elevación de T3 > 600 nd/dl, se decide hospitalizar para monitorización y manejo con Propanolol 1,5 mg/kg/día, Amiodarona en dosis de 10 mg/kg/día y Betametasona 0,5 mg c/ 6 horas. Evoluciona eutiroidea sin signos de insuficiencia hepática. Presenta bradicardia leve con prolongación QT que cede tras retiro del propanolol y a los 5 días se suspende la amiodarona. Se indica I131 20 uCu sin complicaciones. Inicia luego Metimazol 5 mg/día y propanolol, tratamiento suspendido luego de 3 meses. En su seguimiento hasta la fecha permanece asintomática y eutiroidea.

Conclusión: Describimos una paciente de 8 años con hepatitis secundaria a PTU que recibió tratamiento acortado con amiodarona y corticoides para inducir eutiroidismo previo al uso de radioyodo que evoluciona satisfactoriamente sin complicaciones.


ENFERMEDAD DE GRAVES: SEGUIMIENTO DE 13 PACIENTES

Quintas M, Arriaza M, Semler C, Zumelzu E.
Servicio de Pediatría, Hospital Dr. Gustavo Fricke, Viña del Mar, Chile.

Introducción: El hipertiroidismo es poco frecuente en la infancia y aparece, en general, en el contexto de la enfermedad de Graves. Menos del 5% de los casos aparecen en pacientes menores de 18 años, y el inicio antes de los 5 años es excepcional. Es 7 veces más frecuente en mujeres que en varones y la sintomatología puede estar presente varios meses antes del diagnóstico. El tratamiento óptimo del hipertiroidismo es aún motivo de controversia. El índice de recidivas tras la supresión de tratamiento médico es variable (9-47%) según datos de la literatura. Objetivo: Analizar las características clínicas y de laboratorio de un grupo de pacientes con diagnóstico de hipertiroidismo, evaluar la respuesta al tratamiento inicial, conocer las complicaciones derivadas de éste y el porcentaje de remisión alcanzado. Método: Se revisaron retrospectivamente las historias clínicas de 13 pacientes diagnosticados con hipertiroidismo entre los años 1998 y 2004. Se analizó la sintomatología clínica inicial, la función tiroidea, los marcadores de autoinmunidad tiroidea, imágenes tiroideas, tratamiento de primera elección, complicaciones de la enfermedad o del tratamiento. Resultados: La edad al momento del diagnóstico osciló entre 2,7 y 14 años, con claro predominio del sexo femenino (3:1). El 33% de los pacientes tuvo antecedentes familiares de patología tiroidea autoinmune. El síntoma más frecuente fue la irritabilidad y el nerviosismo (66%). Los signos más frecuentes fueron exoftalmos y bocio (92%), seguido por baja de peso. La ecografía confirmó la presencia de bocio difuso en todos los casos, al igual que el cintigrama. El 75% de los pacientes presentó anticuerpos antitiroideos al inicio de la enfermedad. Todos los pacientes fueron inicialmente tratados con Propiltiouracilo y Propanolol. El tiempo necesario para alcanzar el estado eutiroideo varió de 1 a 18 meses. La remisión de la enfermedad se logró sólo en 3 casos (25%). Se registraron efectos adversos al Propiltiouracilo en sólo 2 pacientes, un caso con estomatitis y poliartralgias y otro caso con hepatitis, que remitieron al suspender la droga. Sólo en un paciente se ha utilizado radioyodo. Conclusiones: La enfermedad de Graves se presentó con mayor frecuencia en niñas púberes. Destacamos el desarrollo de la enfermedad en 2 preescolares de sexo masculino. Aunque los fármacos antitiroideos continúan siendo la primera opción terapéutica en nuestro medio, la remisión definitiva de la enfermedad es poco habitual, por lo que con frecuencia hay que recurrir a otro tipo de terapia (cirugía o radioyodo). En cuanto a los efectos adversos severos del tratamiento estos fueron poco frecuentes (2 casos) y reversibles con la suspensión de la droga.


REPERCUSIÓN METABÓLICA DEL HIJO DE MADRE CON DIABETES GESTACIONAL

Zenteno D, Asenjo S, Elso MJ, Gleisner A, Sáez K.
Policlínico de Endocrinología Infantil, Hospital G. Grant Benavente. Fac. de Medicina, Dpto. de Pediatría, Univ. de Concepción. Consultorio O’Higgins, Dirección de Salud Municipal de Concepción. Fac. de Ciencias Físicas y Matemáticas, Dpto. de Estadística, Univ. de Concepción.

Introducción: La disminución de la sensibilidad insulínica presente en la embarazada con Diabetes Gestacional (DG) expone al feto a un exceso de nutrientes y secundariamente hipertrofia e hiperplasia de las células pancreáticas, situación que se puede asociar a alteraciones en el metabolismo de carbohidratos y lípidos en el niño. Objetivo: Evaluar sensibilidad insulínica y metabolismo lipídico en hijos de Madre con DG (HMDG) a la edad de 4-6 años. Material y Métodos: Estudio longitudinal realizado en 30 HMDG y 30 controles, hijos de madre sin DG; de 4-6 años de edad. Se evaluaron clínicamente y consignaron características de periodo del recién nacido y actuales. Se midió en ayunas glicemia (G), insulinemia (I) y perfil lipídico (PL) (Colesterol total (CT), colesterol-LDL (C-LDL), trigliceridos (TG), colesterol-HDL (C-HDL). Se calculó índice glicemia /insulina (I G/I) y HOMA-IR (G x I /405). Se compararon mediante t Student promedios de I, I G/I, HOMA-IR y PL de HMDG y controles, totales, separados por sexo y según clasificación de crecimiento intrauterino (grande (GEG), adecuados (AEG) y pequeños (PEG) para edad gestacional). Resultados: Los HMDG tenían una EG 38,5 ± 1,3 semanas, PN 3.680 ± 490 g y edad actual 4,9 ± 0,6 años, IMC 17,6 ± 2,1. Los controles una EG de 38,7 ± 1,6 (p = 0,6), PN 3.249 ± 594 (p = 0,003) y edad actual 5,01 ± 0,5 (p = 0,4) e IMC 17,7 ± 2,7 (p = 0,9). Al comparar la I, I G/I, HOMA y PL de los grupos totales se encontró diferencias sólo en el CT y LDL (*)

No hubo diferencias en los parámetros metabólicos estudiados al comparar ambos grupos por sexo. Los HMDG GEG tienen CT y C-LDL significativamente superiores a los controles GEG: 168 ± 26 v/s 138 ± 50 (p = 0,05) y LDL 113 ± 21 v/s 77 ± 14 (p = 0,008). Conclusiones: Los HMDG a los 4-6 años presentan I, I G/I, HOMA-IR similares a los niños sin este antecedente. Sin embargo, se observa la presencia de niveles más elevados de CT y C-LDL, situación más destacada en HMDG GEG. Estimamos importante establecer medidas nutricionales preventivas para evitar un mayor riesgo cardiovascular, desde temprana edad, en este grupo de niños.


CAMBIO SECULAR DEL DESARROLLO PUBERAL EN ESCOLARES CHILENOS EN LOS ÚLTIMOS 15 AÑOS

Burrows R, Cevallos X, Burgueño M, Ramírez I, Muzzo S.
INTA, Universidad de Chile.

El modelo de desarrollo socioeconómico y las diferentes acciones de salud se han traducido en un aumento de la obesidad y una disminución del retraso estatural del escolar chileno en los últimos 15 años. La obesidad se ha quintuplicado durante este período en la población escolar debido a cambios en su alimentación y actividad física. El objetivo de este trabajo fue evaluar los cambios producidos en el desarrollo puberal, considerando que la edad de inicio y progresión están fuertemente influidos por la nutrición. De dos muestras representativas de escolares de 6 a 16 años de establecimientos subvencionados de la Región Metropolitana, una seleccionada entre los años 1985 y 1987 (generación 1986) y la otra entre 2000 y 2002 (generación 2001) se seleccionaron las mujeres de 8 a 16 años (1.640 y 936 respectivamente) y los varones de 10 a 16 años (1.447 y 957 respectivamente). Se les midió el peso y la estatura y se evaluó el estado nutricional por el IMC (según CDC-NCHS) y el grado de desarrollo puberal por los estadíos de Tanner (desarrollo mamario en la mujer y genital en el varón). Se utilizó el ?2 para buscar asociaciones entre variables, considerándose una diferencia significativa al p < 0,05. En ambos sexos hubo diferencias significativas en el estado nutricional (p < 0,00) y en el grado de desarrollo puberal alcanzado (p < 0,00) al comparar las generaciones 1986 y 2001. En la generación 2001 el 11,3% de las mujeres y el 10,4% de los varones fueron obesos (IMC > p 95) vs el 2,4% de las mujeres y el 1,1% de los varones de la generación 1986. En la generación 2001 el 60,1% de las mujeres de 9 años presentaron algún grado de pubertad vs el 10,1% de la generación 1986 (p < 0.00), en tanto que a los 14 años el 100% de las mujeres de la generación 2001 estuvo en etapas de Tanner 4 ó 5 vs el 28,3% de mujeres de 14 años aún en etapas 1, 2 y 3 en la generación 1986 (p < 0,00). En la generación 2001 el 80,7% de los varones de 12 años presentó algún grado de desarrollo puberal vs el 50,5% de la generación 1986 (p < 0,00), en tanto que a los 14 años el 50,4% de los varones de la generación 2001 estuvo en etapa de Tanner 5 vs el 11,8% de los varones de la generación 1986 (p < 0,00). En ambos sexos, hubo una presentación significativamente más temprana de la pubertad y un progreso hacia etapas más avanzadas, en la generación del 2001 al compararla con la de 1986. Se discute el rol de la obesidad en la presentación más temprana de la pubertad en las generaciones actuales, considerando que se ha descrito una activación del gonadostato hipotalámico cuando se alcanza un porcentaje crítico de grasa corporal total.


DIMORFISMO SEXUAL DEL CRECIMIENTO DURANTE LA PUBERTAD DE ESCOLARES CHILENOS EN LOS ÚLTIMOS 15 AÑOS

Burrows R,Cevallos X, Burgueño M, Ramírez I, Muzzo S.
INTA, Universidad de Chile.

En el crecimiento y desarrollo hay un determinante genético cuya expresión está regulada, entre otros, por factores ambientales donde la nutrición y la ausencia de enfermedades juegan un rol importante. Se ha descrito que el ambiente tiene una mayor influencia en la etapa prepuberal y la genética en el período puberal. La mejoría en las condiciones de salud y socioeconómicas del país, especialmente en los últimos 15 años, se ha reflejado en un aumento del sobrepeso, una disminución del retraso estatural y una presentación más temprana de la pubertad. El objetivo de este trabajo fue evaluar el cambio secular del crecimiento ponderal y estatural durante la pubertad, por ser este un período crítico en la adquisición de la grasa corporal y de la talla final. De dos muestras representativas de escolares de 6 a 16 años de establecimientos subvencionados de la Región Metropolitana, una seleccionada entre los años 1985 y 1987 (generación 1986 = g 1986) y la otra entre el 2000 y 2002 (generación 2001 = g 2001) se seleccionaron las mujeres de 8 a 16 años (1.640 y 936 respectivamente) y los varones de 10 a 16 años (1.447 y 957 respectivamente). En ellos se midió el peso, la estatura y se evaluó el IMC y el grado de desarrollo puberal por los estadíos de Tanner (desarrollo mamario en la mujer y genital en el varón). Se utilizó el ?2 para buscar asociaciones entre variables y la t de student para comparar promedios, considerándose una diferencia significativa al p < 0,05. En ambos sexos la presentación de la pubertad fue más temprana (p < 0,00) en la g 2001 (60,1% de las mujeres de 9 años y 80,7% los varones de 12 años presentaron algún grado de pubertad) que en la g 1986 (10,1% de las mujeres de 9 años y el 50,5% de los varones de 12 años presentaron algún grado de pubertad. En ambos sexos, el percentil 50 del IMC y de la estatura de la g 2001 corre por encima de la g 1986 en todas las edades. Al estratificar la muestra según etapas de Tanner, en ambos sexos, el IMC fue significativamente mayor en la g 2001 en todos los estadíos, sin embargo, la estatura mostró diferencias por sexo. En los varones, la estatura fue mayor en las etapas 3, 4 y 5 en la g 2001 (158,8 cm, 168,6 cm y 171,0 cm respectivamente) que en la g 1986 (156,0 cm, 162,6 cm y 165,0 cm respectivamente). En las mujeres, la estatura fue mayor en la g 1986 en las etapas 2 y 3 (144,7 cm y 149,7 cm) que en la g2001 (138,3 cm y 142,0 cm respectivamente) y no se observan diferencias en las etapas 4 y 5 (153 cm y 157 cm respectivamente en la g 1986 y 153,0 cm y 157,7 cm respectivamente en la g 2001). Se discute la influencia de un posible determinante étnico en el dimorfismo sexual observado en el cambio secular de la estatura, durante la pubertad.


SENSIBILIDAD INSULÍNICA EN POBLACIÓN NORMAL DE 6 A 15 AÑOS EVALUADA A TRAVÉS DE DIFERENTES INDICADORES CLÍNICOS

Burrows R, Leiva L, Burgueño M, Maggi A, Giadrosic V, Díaz E.
INTA, Universidad de Chile, Hospital Van Buren, Valparaíso.

La obesidad infantil se asocia a una Resistencia Insulínica (RI) que determina un mayor riesgo de DM2, Hipertensión arterial y cardiopatía isquémica. Clínicamente, la RI se manifiesta por hiperinsulinismo basal y por una relación alterada entre la insulina (Ins) y glicemia (Gli) plasmáticas. En los niños, la falta de valores normales tanto para Ins basal como para la relación Ins/Gli, dificultan el diagnóstico temprano de esta condición. Nuestro objetivo fue conocer los valores de Ins y Gli de ayuno y la sensibilidad insulínica en población infantil normal, como una forma de obtener referentes para población pediátrica. En 221 escolares sanos de 6 a 15 años (107 varones y 114 mujeres) se evaluó el grado de desarrollo puberal por los estadíos de Tanner, la Gli y la Ins plasmáticas después de 12 horas de ayuno y la sensibilidad insulínica a través de los índices HOMA y QUICKI. Se utilizó prueba F y t de student para comparar promedios y R de Pearson para correlacionar variables. Se calcularon los terciles para ver la distribución de cada variable por edad y por desarrollo puberal. En ambos sexos, no hubo diferencias por edad o Tanner en los promedios de Gli. Sin embargo, hubo un aumento progresivo de la Ins con la edad y pubertad (aumenta entre las etapas 2 y 4, con un descenso en la etapa 5 de Tanner. Tanto el HOMA como el QUICKI, mostraron una correlación (R2) alta y significativa (p < 0,00) con la Ins basal (0,986 y 0,605 respectivamente). Los siguientes son los valores correspondientes a los terciles 1 y 3 para cada variable, según sexo y pubertad.

Se confirma el hiperinsulinismo y la RI fisiológica de la pubertad. Se discuten los posibles puntos de corte para establecer la RI en población infantil.


SEGUIMIENTO DE DENSIDAD MINERAL ÓSEA EN PACIENTES DIABÉTICOS TIPO 1 (INFORME PRELIMINAR)

Giadrosich V, Milinarsky A, Fischer S, Torres MT, Donoso P, Sandino D.
Universidad de Valparaíso, Instituto Médico Infantil, Hospital Carlos Van Buren.

Introducción: La diabetes mellitus 1 es una enfermedad autoinmune. La osteopenia es un acompañante frecuente de este tipo de enfermedades. Su etiología es multifactorial e incluye factores genéticos, nutricionales, reposo prolongado, citoquinas y tratamientos antiinflamatorio e inmunosupresor. Objetivos: Describir el comportamiento de la ganancia de masa mineral ósea en un grupo de pacientes con DM 1. Relacionar la masa ósea actual con el IMC, con el control metabólico complicaciones micro-vasculares. Pacientes y Método: En el año 1994 a 17 niños y adolescentes con DM 1 se les evaluó su masa ósea mediante absorciometría ósea de fuente radiológica DTX-100 radiocubital. Diez años después fueron reevaluados con este mismo método. Se realizó: fondo de ojo, microalbuminuria, hemoglobina glicosilada, hormonas tiroídeas, anticuerpos antitiroídeos y antiendomisio, PTH, calcemia, calciuria y creatininuria. Se consignó actividad física e ingesta de calcio, ESTADÍSTICAS se aplicó prueba de Shapiro-Wilks modificada, Test T de Student, correlación de Pearson y ANOVA. Resultados: 17 pacientes 7 mujeres 10 hombres. Edades 14-24 años ? 18,4 con 10-20 años de tratamiento. Patologías Asociadas: 5 pacientes con tiroiditis autoinmune; 2 pacientes con retinopatía diabética inicial; ninguno con enfermedad celíaca; Calcemias y PTH normales en todos los pacientes. La ingesta de calcio fue normal en 8 pacientes e insuficiente en 9. El Z score del IMC previo y actual es significativamente superior al normal p = 0,0087 y p = 0,0009 respectivamente. El z score del BMD previo fue significativamente inferior al normal p = 0,0166, en tanto el z score del BMD actual no difiere significativamente del normal p = 0,4468. El z score del BMD actual no se correlacionó de forma significativa con años de tratamiento (p = 0,47; R = 0,28) ni con el IMC actual (p = 0,58; R = 0,22). No se encontró evidencia significativa de que la actividad física, la hemoglobina glicosilada ni la microalbuminuria incidan sobre Z score BMD (p = 0,1838; p = 0,0894 y p = 0,4423 respectivamente). Conclusión: Los pacientes diabéticos tipo 1 estudiados hace 10 años tienen ahora su BMD normal, y no se encontró evidencias de que los años de tratamiento, la actividad física, el control metabólico, el IMC ni la dieta incidan sobre el BMD.


TRATAMIENTO DE PUBERTAD PRECOZ CENTRAL CON LEUPROLIDE ACETATO DE DEPÓSITO CADA 3 MESES

Willshaw ME1, Youlton R2, Mericq V2.
1Endocrinología Servicio Pediatría, Hospital Militar de Santiago. 2Clínica Las Condes.

Introducción: Los análogos LH-RH son la terapia de elección en Pubertad Precoz Central. La administración de estos preparados inicialmente fue diaria, luego mensual y actualmente se dispone de la formulación inyectable de depósito cada 3 meses la cual se ha demostrado efectiva en patologías del adulto. Objetivo: El objetivo del presente trabajo fue evaluar la efectividad de Leuprolide Acetato (Lupron Depot® 11,25 mg) en la supresión gonadotrópica y gonadal en pacientes con PPC. Pacientes y Métodos: El grupo esta constituído por 11 pacientes (10 niñas, 1 varón con PPC cuyo criterio de inclusión se definió por inicio puberal (clínico y bioquímico) antes los 8 años en niñas y 9 años en varones. La edad cronológica de ingreso (promedio ± SD) 8,35 ± 2,1 años, edad ósea 9,82 ± 1,7 años, talla 1,15 ± 1,28 y IMC en percentil 72 ± 30. El peak LH fue 14,02 ± 7,6 y la relación LH/FSH 1,60 ± 1,70 en una prueba aguda con LH-RH 100 ugr, E = 66,81 ± 53,2 pmol/l, T = 8,00 n mol/l. La densidad mineral ósea de L2-L4 fue de 106,2 ± 9% de adecuación a E.C. Todos los pacientes tenían una TAC cerebral normal. Cada 3 meses se realizó examen clínico y prueba con LH-RH 100 ug ev determinando LH y FSH, E y/o T por método ECLIA. En la muestra basal se midio estradiol (M), testoterona (V), hemograma, perfil bioquímico y orina completa. A los 6 meses se realizó ecografía pelviana y edad ósea. Resultados: En el primer control a los 3 meses el peak LH se redujo a 2,06 ± 1,2 lo que representa un 85,6 ± 6,9% de inhibición, E = 41,67 ± 14,36, T = 0,20 persistiendo esta disminución hasta los 18 meses. Clínicamente se observó detención de los signos puberales, desaceleración de la velocidad de crecimiento y edad ósea. No se presentaron reacciones locales ni efectos colaterales. Conclusión: El uso de Leuprolide Acetato (Lupron Depot 11,25 mgr) administrado cada 3 meses se ha demostrado seguro y efectivo en el tratamiento de pacientes PPC presentando la ventaja de requerir un menor número de inyecciones y mayor adherencia al tratamiento.


ÍNDICE DE MASA CORPORAL EN HIJOS DE MADRES CON DIABETES GESTACIONAL

Zenteno D, Asenjo S, Elso MJ, Gleisner A, Torres C, Sáez K.
Policlínico de Endocrinología Infantil, Hospital G. Grant Benavente. Facultad de Medicina, Departamento de Pediatría, Universidad de Concepción. Consultorio O’Higgins, Dirección de Salud Municipal de Concepción. Facultad de Ciencias Físicas y Matemáticas, Departamento de Estadística, Universidad de Concepción.

Introducción: La Diabetes Gestacional (DG) determina un ambiente intrauterino que con posterioridad puede generar sobrepeso, obesidad y alteraciones en el metabolismo de hidratos de carbono. Objetivo: Comparar el Indice de Masa Corporal (IMC) de niños de ambos sexos, de edad entre 4 a 6 años, hijos de madres que presentaron Diabetes Gestacional (HMDG) con niños gestados en ausencia de esta condición (HMNDG). Material y Método: Se diseño un estudio longitudinal con una muestra de 34 HMDG cuyas madres fueron controladas en los policlínicos de Alto Riesgo Obstétrico y Endocrinología del Hospital Regional de Concepción y 102 controles, hijos de madres que no presentaron esta patología, pertenecientes a áreas de Concepción de similar procedencia. Se consignó sexo, edad gestacional (EG) y peso al nacer (PN). Se clasificó el Crecimiento Intrauterino (CIU) en adecuado, grande y pequeño para la edad gestacional (AEG,GEG,PEG) según curvas de Juez. Al evaluar los pacientes se registró: edad (años), peso (kg) y talla (m). Se calculó y compararó IMC (peso (kg)/talla2 (m)) de ambos grupos en su totalidad y distribuidos por sexo y clasificación de CIU. Se estableció asociación de promedios mediante T-Student. Resultado: La EG de los HMD fue: 38,47 ± 1,3 semanas, el PN: 3.635 ± 515 g y la edad actual: 4,88 ± 0,6 años. La EG de los controles fue de 38,88 ± 1,1 (p = 0,13), el PN: 3.411 ± 511 (p = 0,02) y la edad actual 4,92 ± 0,5 (p = 0,7). El IMC del grupo total de HMD fue: 17,85 ± 2,3 y de los controles: 16,68 ± 2,0 (p = 0,005), al comparar por sexo se comprobó diferencia sólo en sexo masculino: HMDG 17,9 ± 1,6, controles 16,75 ± 2 (p = 0,03). No hubo diferencias al evaluar el IMC, según clasificación de crecimiento intrauterino, ni tampoco al compararlos por sexo de acuerdo a esta clasificación. Al evaluar IMC los HMDG AEG v/s GEG se observó diferencias significativas: 17,26 ± 2,3 v/s 19,06 ± 1,8 (p = 0,03); similar situación presentaron los controles AEG v/s GEG: 16,51 ± 1,77 v/s 18,75 ± 2,79 (p = 0,02). Conclusiones: Los HMDG a la edad de 4-6 años presentan mayor IMC que los niños gestados en ausencia de DG al analizar la totalidad del grupo. Al distribuirlos según sexo esta condición sólo se mantiene en el sexo masculino y es indiferente a la característica de CIU. No obstante, tanto los HMDG como los controles GEG presentan mayor IMC que los AEG. Estas evidencias nos permiten sugerir instaurar medidas preventivas tendientes a evitar alteraciones nutricionales tanto en los HMDG, especialmente de sexo masculino, como en aquellos que sin tener este antecedente han sido GEG.


EVALUACIÓN DEL RESULTADO DEL TRATAMIENTO CON INSULINA GLARGINA EN EL CONTROL GLICÉMICO Y CALIDAD DE VIDA. ENCUESTA A 70 PACIENTES CON DM TIPO 1 (DM1)

García MG, Pérez J, Trajtman D, García H.
Centro Endocrinológico, Clínica Santa María. Pontificia Universidad Católica de Chile. Fundación Diabetes Juvenil Chile.

Introducción: La Insulina Glargina debido a su acción prolongada y ausencia de peak se ha constituido en una importante herramienta terapéutica para proveer los niveles basales de Insulina en el tratamiento de DM1. Objetivo: Conocer la percepción de pacientes DM1 que usan Glargina, respecto a las ventajas y desventajas de esta Insulina, en el control glicémico y en la calidad de vida. Material y Métodos: Se confeccionó una encuesta estructurada de 23 ítems, con preguntas cerradas de tipo no probabilística, con un intervalo de confianza de 94%. Fue administrada a 70 pacientes -o apoderados- (33 mujeres y 37 hombres), con el diagnóstico de DM1 que utilizan Insulina Glargina, escogidos al azar entre aquellos asistentes al Centro Endocrinológico de la Clínica Santa María o Fundación de Diabetes Juvenil Chile, residentes de la RM. La distribución fue de 18 (25%) niños de 0 a11 años, 19 (28 %) adolescentes de 12 a 19 años y 31 (45%) adultos jóvenes de 20 a 28 años. El 51,5% presenta al menos 5 años de evolución de DM1 y el 62% utilizan Glargina hace más de 6 meses. Resultados: El 45% de los usuarios son adultos jóvenes, el resto niños o adolescentes y sólo 4% menores de 6 años Mientras el 85% de los pacientes considera el cambio de tratamiento preferible al anterior, existe un 5,8% que no lo prefiere; sin embargo, un 94% lo recomendaría a otros pacientes DM1. La mayoría apreció mejoría de la Hemoglobina A1C; desde un 41% a un 55% < 8% y desde 16% a un 5% > 10%, antes y después de la introducción de Insulina Glargina respectivamente. Mientras el 76% refiere que existen Hipoglicemias, el 50% percibe que ocurren en menor cantidad y el 63% nota que sus glicemias han disminuido. Además, la mayoría (51%) refiere que utilizan Glargina en menor cantidad que NPH. Por otra parte, sólo el 10% prefiere Glargina por notar mejoría en el control de DM1 y el 67,6% la prefiere por una mejora en la calidad de vida, resaltando el 58,8% disponer de mayor libertad respecto a los horarios e ingesta de hidratos de carbono. Finalmente el 82,4% introduce la Insulina por recomendación del médico tratante. Conclusiones: Los nuevos usuarios de Insulina Glargina perciben como principales ventajas, la libertad de horarios, la disminución de Hipoglicemias, de la HB A1C, de las glicemias y mejora de la calidad de vida. No perciben desventajas significativas.


TELORRAGIA EN EL LACTANTE O PREESCOLAR ¿UN SIGNO DE ALARMA? CARACTERIZACIÓN Y SEGUIMIENTO DE SEIS PACIENTES

Cattani A, Correa ML, García C.
Departamentos de Pediatría y Radiología. Pontificia Universidad Católica de Chile.

El sangramiento por el pezón o telorragia en la infancia es un signo poco frecuente, que genera gran preocupación y alarma tanto en los padres como en los pediatras. Objetivo: Mostrar la forma de presentación y evolución de seis pacientes que se presentaron con telorragia en la infancia. Pacientes: En los últimos 4 años consultaron en la Unidad de Endocrinología, 3 varones y 3 niñas por telorragia, con edades que fluctuaban entre 3 y 33 meses (5 de ellos menores de 7 meses). Todos fueron producto de embarazo y parto normales, con peso y talla de nacimiento adecuados. Cinco sin antecedentes mórbidos, ni uso de medicamentos orales ni tópicos. Uno con antecedente de estenosis valvular pulmonar operada 3 semanas antes. Todos tenían desarrollo pondoestatural y psicomotor normales. Al momento de la telorragia 3 pacientes se alimentaban con lactancia materna exclusiva, en uno de ellos su madre recibía Linesterol y Sulpilan. De los alimentados artificialmente, uno recibía leche de soya. Todos los pacientes presentaron sangramiento espontáneo escaso, en 3 unilateral, ninguno manifestaba signos inflamatorios. Tres tenían telarquia bilateral. La duración del cuadro fluctuó entre 30 y 90 días y en 2 el sangramiento se repitió 1,5 y 7 meses después respectivamente. En 3 se realizó T4 libre, TSH, estradiol y PRL, los que fueron normales. A todos los pacientes se les realizó ecotomografía mamaria, con un equipo de alta resolución, que reveló múltiples áreas quísticas retroareolares, de 0,2-0,6 cm de diámetro, compatibles con ectasia ductal, bilateral en el 100% de los casos. En 5 de los 6 pacientes se realizó seguimiento entre 3 y 36 meses, observándose regresión del cuadro en forma espontánea. Discusión: Existe poca información a nivel nacional e internacional sobre telorragia en la infancia. El principal temor al enfrentar un paciente con esta patología, es la posibilidad de estar frente a un carcinoma mamario, riesgo que en un adulto es entre un 10 a 15% de los casos. Esta etiología es excepcional en pacientes pediátricos y particularmente en la etapa prepuberal. La causa más frecuente es la ectasia ductal, una patología benigna, caracterizada por dilatación de los conductos mamarios. Se presenta habitualmente en el primer año de vida, aunque está descrita a cualquier edad. El sangramiento puede ser espontáneo o aparecer posterior a la compresión mamaria; puede ser uni o bilateral, aunque ecográficamente, el compromiso fue siempre bilateral en nuestros pacientes y la evolución fue hacia la resolución espontánea al cabo de algunos meses. Conclusión: Frente a telorragia particularmente en niños prepúberes, el examen de elección es la ecotomografía, que permite hacer el diagnóstico de ectasia ductal y descartar otras etiologías menos frecuentes. Sólo se justificarían otros estudios (citología, ductografía o excepcionalmente biopsia), en casos de telorragia unilateral persistente, con masa palpable y ecotomografía no concluyente.


DIFERENCIAS EN LA PRESENTACIÓN CLÍNICA DE LA DIABETES TIPO 1 (DM1) EN NIÑOS MENORES DE 5 AÑOS

Eyzaguirre F1,6, Peláez JM5, Sepúlveda C5, Gaete X2, Codner E1,6, Unanue N1,6, Ávila A1, Ugarte F3, Silva R4, García H4,5.
Hospitales: 1San Borja Arriarán (HCSBA), 2Roberto del Río (HRR);3Exequiel González Cortés (HEGC), 4Clínica Santa María, 5Universidad de Los Andes y 6Universidad de Chile.

Introducción: La DM1 es cada vez más frecuente en lactantes y niños de corta edad, por lo que es necesario que el pediatra mantenga un adecuado nivel de sospecha de esta patología. Objetivo: Comparar los parámetros clínicos y de laboratorio al debut de niños DM1 menores con los de mayor edad. Material y Métodos: Se analizaron los datos obtenidos retrospectivamente de las fichas clínicas de todos los niños que debutaron con DM1 entre 1998 y 2003 en tres hospitales públicos y una clínica privada de Santiago de Chile (n: 168) Para el análisis se incluyeron sólo aquellos (n: 137) que tenían consignados los siguientes datos: peso y talla al nacer, edad al debut, antropometría, duración de síntomas previo al diagnóstico así como glicemia, gases sanguíneos, HbA1c, compromiso de conciencia (CC) y presencia o ausencia de infecciones concomitantes. Los pacientes se reunieron según edad en 3 grupos: I: 0-4 años; II: 5-9 años y III: 10-14 años. Resultados: En nuestra serie, 27 (19,7%) de las DM1 ocurre en niños < 5 años vs 60 (43,8%) entre 5 y 9 años (p = 0,03) y vs 50 (36,5%) entre 10 y 14 años (p = NS). No hubo diferencias por sexo (49,6% mujeres).

Los pacientes del grupo I presentaron un período más corto de síntomas y un valor inferior de HbA1c. Sin embargo, su nivel de acidosis fue el más alto de los 3 grupos, y tuvieron el porcentaje más alto de infecciones concomitantes, en su mayoría respiratorias y vulvovaginitis (33% vs 20 y 28% respectivamente; p = NS). Antecedentes de DM en familiares de 1° grado de observó en 12 casos (1, 7 y 4 por grupo respectivamente) y 2° grado 50 casos (7, 17 y 26 por grupo respectivamente). (45% en total). Conclusiones: 1) Un porcentaje importante de las DM1 se inicia en menores de 5 años. 2) Hubo diferencias tanto clínicas como de laboratorio al correlacionarlas con edad del debut presentando mayor acidosis, hiperglicemia y compromiso de conciencia, como menor HbA1c y tiempo de duración de los síntomas a menor edad. 3) Estos datos son sugieren un cuadro de presentación de inicio más brusco, con mayor gravedad. 4) Lo anterior unido a la mayor frecuencia de infecciones concomitantes en los menores puede confundir el diagnóstico, hecho importante a considerar por los médicos a cargo de su tratamiento.


EVALUACIÓN DEL TEST DE ANTÍGENOS HPSA EN DEPOSICIONES PARA EL DIAGNÓSTICO DE LA INFECCIÓN POR HELICOBACTER PYLORI

González CG, Serrano C, Venegas A*, Harris P.
Departamento de Pediatría, Centro de Investigaciones Médicas (CIM), Facultades de Medicina y de Ciencia Biológicas*, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: La posibilidad de aislar Helicobacter pylori (Hp) en deposiciones abrió una nueva alternativa para diagnosticar la infección, especialmente en niños y donde los tests invasivos no están disponibles en todo el país. El test HpSA es un procedimiento cualitativo para la detección de antígenos de Hp en materia fecal humana; consiste en un ELISA tipo sándwich que utiliza anticuerpos policlonales específicos para Hp. Objetivo: Evaluar la utilidad del test HpSA como método diagnóstico, en comparación con los métodos invasivos de histología y test de ureasa, en una población pediátrica chilena. Material y Métodos: En forma prospectiva se incluyeron 18 niños (edad promedio 8,8 ± 3,6 años) referidos a endoscopía digestiva alta por síntomas sugerentes de enfermedad orgánica. Un paciente se consideró como infectado por Hp si presentaba ambos test invasivos (histología y test de ureasa) positivos. Los resultados del test HpSA fueron leídos como densidad óptica (DO) a 450/630 nm y los valores de corte utilizados fueron los establecidos por el fabricante. Se obtuvieron valores de sensibilidad y especificidad, y se examinaron las diferencias en los valores de absorvancia de niños infectados y no infectados para el test HpSA según el criterio de infección (test de Mann-Whitney). Resultados: La prevalencia de la infección fue del 11,1%. El test HpSA coincidió con los otros tests en un 81,25% y arrojó a 3 pacientes como falsos positivos, los cuales correspondieron a un niño de 3 años con un test de ureasa positivo (DO = 0,833), a una niña de 5 años con ambos tests invasivos negativos (DO = 0,138) y a un niño de 6 años quién también presentó ambos tests invasivos negativos (DO = 0,151). Al analizar las edades en los grupos de niños infectados respecto de los no infectados, tanto el HpSA como el método de referencia no arrojaron diferencias significativas (p = 0,06 y 0,9 respectivamente). Los niños infectados, según métodos diagnósticos invasivos, presentaron niveles de DO significativamente mayores que en el grupo control (p = 0,0015). Los valores de sensibilidad, especificidad y valores predictivos positivos y negativos fueron de: 100%, 81,3%, 40% y 100%, respectivamente. Conclusiones: Los resultados preliminares sobre la capacidad del test HpSA para diagnosticar la infección por Hp en población pediátrica chilena son estimulantes. El excelente valor predictivo negativo posiciona la detección de antígenos de Hp como una herramienta clínica útil para estudiar a niños de todas las edades. Se requerirá de un mayor número de pacientes para certificar el aún bajo valor predictivo positivo y para establecer nuevos puntos de corte ajustados a nuestra población. Trabajo financiado por Fondecyt (#1030401, #1030894) y CIM.

RECTORRAGIA RECURRENTE EN PACIENTES PEDIÁTRICOS EN HOSPITAL CLASE B

Iturra P*, Toro M*, Balocchi J*, Rodríguez J*, Mantelli F*, Sáenz R.**
*Unidad de Endoscopía Digestiva y Servicio de Pediatría, Hospital San Juan de Dios de San Fernando. **Departamento de Gastroenterología Clínica Alemana, Santiago de Chile.

Introducción: El manejo de pacientes pediátricos con rectorragia en Hospital Clase B, era hasta la introducción de la colonoscopía en nuestro medio, una patología que debía ser derivada necesariamente para su diagnóstico y resolución. Objetivo: Describir una serie de quince niños, que consultan por rectorragia recurrente, analizando características clínico-endoscópicas y su tratamiento. Material y Método: Se incluyen los pacientes en control por los autores en el periodo Enero/2002-Julio/2004, que consultan por rectorragia recurrente (más de un episodio), en el Hospital San Juan de Dios de San Fernando. Se evalúa historial clínico de ingesta de AINES, historia familiar de pólipos, diátesis hemorrágica etc. Se efectúa estudio electivo y procedimiento endoscópico, bajo preparación intestinal habitual. Todos los pacientes fueron sometidos a colonoscopía en pabellón, con anestesia general y uso de fleet enema. En los pacientes con pólipos, se resecaron mediante asa de polipectomía y diatermocoagulación. En aquellos casos donde no se encontró pólipo, se obtienen biopsias de mucosa para estudio histológico, y cultivo bacteriológico. Resultados: Se estudian 15 pacientes: 9 varones y 6 niñas (media: 5 años, 7 meses), que consultan por hemorragia digestiva baja recurrente.Todos con antecedentes de sangramiento menor, no asociados a compromiso hemodinámico. Trece casos presentaron pólipos tipo Yamada III y IV erosionados. Fueron resecados con asa de polipéctomia sin incidentes. El estudio histopatológico demostró pólipos juveniles en todos los casos. Un caso con evacuación de sangre y mucus, presenta lesión difusa de mucosa de causa probable infecciosa. Un caso con colonoscopía normal, que orientó a probable desprendimiento espontáneo de un pólipo. Conclusiones: 1) La introducción de la colonoscopía en niños a permitido el estudio diagnóstico y terapéutico en un Hospital tipo B. 2) La casi totalidad de sus pacientes (87%), presentaban lesiones polipoideas, todas Juveniles.


DIAGNÓSTICO Y TRATAMIENTO EN DILATACIONES QUÍSTICAS DEL COLÉDOCO (DQC)

Poblete M, Godoy J.
Servicio Cirugía, Hospital Luis Calvo Mackenna, Santiago, Chile.

Introducción: DQC pueden corresponder a Quistes de Colédoco (QC) o Atresia de Vías Biliares (AVB). El tratamiento es la extirpación del quiste más la derivación biliodigestiva (DBD). Objetivo: Revisar la experiencia del hospital en diagnóstico y tratamiento DQC. Método: Revisión de historias clínicas de pacientes con DQC en 15 años. Resultados: 53 pacientes con DQC operados, de 5 días a 13 años. Mujeres (43/53). Catorce DQC fueron AVB, consultaron por: ictericia (14), acolia (12), coluria (11) y masa abdominal (2). Treinta y nueve fueron QC que consultaron por: dolor abdominal (26), coluria (12), acolia (9), vómitos (18) e ictericia (21), abdomen agudo (9) y masa abdominal (9). La cirugía confirmó QC tipo I (32), tipo II (5), tipo IV (2). El tratamiento fue: Extirpación total del quiste y DBD (Y Roux) en 50/53. Resección parcial más DBD en 1/53 y en 2 casos (QC tipo II), se dejó coledocostomía transitoria. Se reoperaron: 3 AVB (1 lesión duodenal, 2 revisiones de Y Roux) y 4 QC (1 obstrucción intestinal, 1 quiste pancreático, 1 hemoperitoneo y 1 laparotomía en blanco). Comentarios: DQC es frecuente en niños. 26% fueron AVB. QC más frecuente fue tipo I (82%). Un QC con resección parcial, presentó pancreatitis 3 años postoperatorios. No observamos complicaciones graves asociadas a la DBD.


TRASPLANTE HEPÁTICO PEDIÁTRICO. EXPERIENCIA DE DIEZ AÑOS

Uribe M, Godoy J, Buckel E, Ferrario M, González G, Ceresa S, Hunter B, Cavallieri S, Berwart F, Calabran L.
Programa Trasplante Hepático, Clínica las Condes, Hospital Luis Calvo Mackenna, Santiago, Chile.

El trasplante hepático (THO) es la única alternativa terapéutica en hepatopatías terminales. Presentamos nuestra experiencia, analizando las indicaciones, técnica quirúrgica, complicaciones y sobrevida. Entre 1993 y 2004 realizamos 242 THO, 132 fueron pediátricos (54,5%). Las causas: Atresia Biliar (43,1%) y Falla Hepática Fulminante (FHF) (20,4%) fueron las más frecuentes. Edad promedio 10 años (8 meses-15 años). En 59 se utilizó hígado completo, 39 reducidos, 1 split, 1 auxiliar, 30 donantes vivos (DV) izquierdos (24,2%) y 2 derechos. La reconstrucción arterial fue término terminal en 102 casos, utilizando puentes aórticos e injertos en 30. En 116 casos se realizó derivación biliodigestiva, el resto anastomosis colédoco-coledociana. La inmunosupresión fue tri-asociada (ciclosporina, esteroides y azatioprina). Conversiones a tacrolimus se efectuaron según necesidad. Hubo 81 rechazos confirmados histológicamente, tratados con metilprednisolona o anticuerpos. Las complicaciones quirúrgicas más frecuentes fueron biliares. La sobreviva actuarial global fue 81,3% y 72% a 1 y 5 años. Nuestros buenos resultados son comparables a series internacionales. Hemos incorporado técnicas alternativas en la medida que nuestra experiencia se ha consolidado. Los DV han permitido trasplantar pacientes que por falta de donantes hubiésemos perdido.


RECHAZO AGUDO A REPETICIÓN EN TRASPLANTE HEPÁTICO PEDIÁTRICO Y RESCATE CON RAPAMICINA

Roque J, Ríos G, Hepp J, Humeres R, Innocenti F, Herrera JM, Rius M.
Unidad de Trasplante, Clínica Alemana de Santiago, Chile.

Introducción: La rapamicina (sirolimus) es un producto natural aislado del Streptomyces hygroscopicus, forma parte de la familia de los macrólidos y tiene un potente efecto inmunosupresor en mamíferos (inhibe progresión del ciclo celular de linfocitos T). Se introdujo primero para la profilaxis del rechazo del trasplante renal y luego hepático. Sin embargo, se le describen efectos secundarios tales como retardo o falta de cicatrización en las heridas operatorias asociado a su efecto anti proliferativo celular. La experiencia comunicada pediátrica es escasa en trasplante hepático ortotópico (THO). Objetivo: Comunicar el caso de un paciente pediátrico sometido a THO con rechazo agudo (RA) a repetición (siempre confirmado por biopsia hepática) y complicaciones adicionales por la terapia inmunosupresora usada, a quien se administró rapamicina, con resolución del rechazo y regresión de las complicaciones previas. Caso Clínico: Paciente de 10 años con atresia de vía biliar extrahepática sometida a operación de Kassai a los 4 meses de vida que desarrolló hipertensión portal grave, colangitis a repetición y osteoporosis secundaria que fue sometida a THO en nuestra unidad con injerto reducido de cadáver. En el postoperatorio inmediato presentó RA persistente que requirió dos ciclos de bolos de metilprednisolona (MPS) para su resolución, quedando al alta con ciclosporina A (CyA), micofenolato mofetil (MMF) y esteroides de mantención. A los 3 meses post THO presentó 2º RA que resolvió con bolos de MPS. A los 5 meses por empeoramiento de bioquímica hepática se cambió CyA por FK 506 (FK). A los 8 meses debuta diabetes mellitus insulino dependiente, con evidente cushing clínico. A los 10 meses se suspendió MMF, pero presentó 3º RA al mes 11 que resolvió con bolos de MPS y se reinició MMF. 4º RA a los 15 meses que resolvió con bolos de MPS. Entre los 21 y 26 meses presenta diarrea por rotavirus, sinusitis aguda, candidiasis oral y osteopenia severa con lumbago por microfracturas vertebrales que la inmovilizan por dolor y obligan a usar corsé toracoabdominal. Al mes 26 se inició rapamicina (Rapamune, Wyeth, USA), se suspendió MMF y se comenzó baja de esteroides (1,23 mg/kg/día) y de niveles de FK (14,6 ng/ml). Al mes 29 fue exitosamente operada de apendicitis aguda sin ningún problema de cicatrización y se suspendió la insulina, continuando hasta ahora con glicemias normales. Al mes 33 se encuentra con pruebas hepáticas normales, dosis de esteroides de 0,07 mg/kg/día y bajando, niveles de FK de 4,2 ng/ml y niveles de rapamicina de 5,1 ng/ml. Su lumbago se resolvió aunque aun requiere corsé para deambular y asistir al colegio. Comentario: El uso de rapamicina en este caso permitió suspender MMF, bajar dosis de esteroides y niveles sanguíneos de FK, descontinuar el uso de insulina por glicemias normales y no presentó problemas de cicatrización por laparotomía.


PRESENTACIÓN PRECOZ DE ENFERMEDAD LINFOPROLIFERATIVA POST TRASPLANTE HEPÁTICO

Ríos G, Roque J, Innocenti F, Humeres R, Herrera JM, Salgado C, Volpi C, Schultz M, Ríos H, Rius M, Hepp J.
Clínica Alemana de Santiago.

Introducción: La enfermedad linfoproliferativa post trasplante (ELPT) es una complicación grave del trasplante hepático (THO) con alta morbilidad y mortalidad, cuya incidencia varía según el órgano trasplantado, siendo de 5-15% en trasplante hepático (THO). Generalmente se presenta durante el primer año post THO, se relaciona con primoinfección de virus Epstein Barr (VEB), y con la intensidad de la inmunosupresión (IMS). Objetivo: Comunicar dos casos de ELPT que se presentaron precozmente, comentar su diagnóstico, tratamiento y seguimiento. Resultados: Dos niñas portadoras de Cirrosis por Atresia Biliar que requirieron THO a los 11 y 26 m de edad (Peso: 6.200 y 9.980 g). Donantes: niños de 1 a 9 m y 6 años cuya serología VEB era IgG (+), siendo las receptoras IgG (–). Recibieron IMS con Tacrolimus, Prednisona y Micofenolato; ambas pacientes presentaron disfunción leve del injerto en relación con baja IMS. La primera paciente tuvo a los 12 días post THO PCR VEB (+) y a los 2 meses por pp65 CMV (+) recibiendo cada vez tratamiento preventivo con Ganciclovir (GCV); la segunda paciente tuvo PCR VEB y pp65 CMV (–). El cuadro clínico de ELPT comenzó a los 2,1 y 2,5 m post THO con fiebre, inapetencia, hipertrofia adenoidea severa, apareciendo posteriormente adenopatías cervicales. Exámenes con anemización progresiva, VHS elevada, hipergamaglobulinemia y alza de carga viral de VEB. El diagnóstico anatomopatológico de adenoides fue de Linfoma no Hodgkin, inmunofenotipo B, tipo Burkitt en un caso y de células grandes en otro; ambos casos fueron positivos para anticuerpos monoclonales de células B, CD20 (+). El tratamiento inicial consistió en disminución de IMS asociado a GCV, y posteriormente con Rituximab y Ciclofosfamida en dosis bajas. La respuesta inicial fue satisfactoria, se controló la enfermedad y la PCR VEB se mantuvo negativa. Una paciente presentó rechazo agudo requiriendo reiniciar IMS; 1 mes después del término de tratamiento presentó recaída SNC, recibiendo quimioterapia agresiva falleciendo por sepsis. La otra niña lleva 11 m de seguimiento, reinició IMS con dosis bajas y se mantiene asintomática, con PCR VEB negativa y con imágenes normales. Conclusión: La ELPT es una complicación esperable en niños de menor edad que son VEB (–); el seguimiento con PCR VEB asociado a la clínica ayuda a un diagnóstico precoz. Al suspender IMS se tiene el riesgo de rechazo del injerto, lo que complica el manejo de la infección por VEB. El seguimiento con PCR VEB e imágenes permite detectar precozmente posibles recidivas.


MALFORMACIONES DEL TUBO DIGESTIVO EN NIÑOS: MANEJO CON CIRUGÍA MÍNIMAMENTE INVASIVA

Godoy J, Poblete M, Blanco A.
Servicio Cirugía Pediátrica, Hospital Luis Calvo Mackenna, Santiago, Chile.

Introducción: El desarrollo de la laparoscopía ha ampliado el espectro de las patologías que pueden resolverse por vía mínimamente invasiva. Las malformaciones del tubo digestivo (MTD) al ser patologías frecuentes en la infancia, representan un desafío para su resolución con cirugía mínimamente invasiva. Objetivo: Comunicar nuestra experiencia en el tratamiento laparoscópico y toracoscópico de diversas MTD. Material y Método: Revisión de 20 pacientes con MTD resueltos por vía mínimamente invasiva, analizando la indicación y técnica quirúrgica, las complicaciones médicas y quirúrgicas y su evolución postoperatoria. Resultados: Se presentan 20 casos (1 con doble patología). Mediana de edad 10 meses (1 día - 9 años). Patologías encontradas en la cirugía: Atresia de Esófago 1, Duplicaciones Intestinales 2 (1 Gástrica, 1 Esofágica), Diafragmas Duodenales 2 (1 asociado a malrotación), Malrotaciones Intestinales 5, Divertículos de Meckel 5, Atresias de Vías Biliares 3 y Quistes de Colédoco 3. Se resolvieron por vía toracoscópica 1 atresia de esófago, por vía laparoscópica 9 casos y en 10 casos (4 Divertículos de Meckel, 3 Atresias de Vías Biliares y 3 Quistes de Colédoco) se realizó la anastomosis intestinal con exteriorización de asas por la incisión umbilical. Complicaciones: 1 obstrucción por bridas al mes postoperatorio que requiere reintervención y 1 reexploración del portahepatis en una Atresia de Vías Biliares. No hubo otras complicaciones médicas o quirúrgicas asociadas a esta técnica. La mediana de la estadía hospitalaria fue de 7 días (2-30 días). Comentarios: La cirugía mínimamente invasiva es un procedimiento quirúrgico que permite resolver en forma satisfactoria y segura muchas de las malformaciones del tubo digestivo en niños, permitiendo disminuir la estadía hospitalaria, sin aumentar la morbilidad perioperatoria.


RELACIÓN ENTRE ENCUESTA PARA ALERGIA A ALIMENTOS Y RESULTADOS DE TEST CUTÁNEOS MEDIANTE TÉCNICA DE PRICK TEST EN NIÑOS Y ADOLESCENTES

Vujcic T, Molina N, Talesnik E, Peña A, Harris P.
Hospital Clínico Pontificia Universidad Católica de Chile y Hospital Dr. Sótero del Río.

Objetivo: Correlacionar resultados de test cutáneos (prick test) con encuesta para alergia a alimentos. Material y Método: Se reclutaron 86 pacientes, cuyas edades fluctuaban entre los 3 y 18 años, provenientes del Hospital Dr. Sótero del Río y del Hospital Clínico de la Universidad Católica, con historia de diversos tipos de alergias (rinitis alérgica, asma, urticaria). A todos se les realizó encuesta (aplicada previamente) la que incluyó antecedentes familiares, personales y características clínicas de los distintas enfermedades alérgicas. Se les realizó además un test cutáneo por técnica de prick test, el cual incluía alergenos inhalantes y alimentarios. Resultados: De los 86 niños reclutados, 19 (22%) tenían historia clínica por encuesta de alergia a alimentos). 9/19 (47%) tenían resultados de prick test positivo tanto para alimentos como para inhalantes. Ninguno tenia prick test positivo, únicamente para alimentos. Veinticuatro de los 67 restantes (36%) sin historia clínica mediante encuesta, tenían test cutáneos positivos para alimentos y de éstos 24, 18 (75%) también tenían test cutáneos positivos para inhalantes. La mayor frecuencia de test cutáneos positivos a alimentos fue para trigo, soya y tomate. Conclusión: La mayoría de los niños encuestados, no tenía historia de alergia a alimentos y la mitad de éstos tuvo test cutáneos positivos a alimentos. Estos además presentaban test cutáneos positivos a inhalantes. La encuesta a alimentos no se correlacionó con test cutáneos (tampoco tipo de alergeno) mediante técnica de prick test. Trabajo parcialmente financiado por Fondecyt # 1030401 y #1030894.


PROCTOCOLITIS INDUCIDA POR PROTEÍNA DE LECHE

Ríos G, Miquel I, Arancibia ME, Alliende F, Saelzer E.
Clínica Alemana de Santiago.

Introducción: Las manifestaciones gastrointestinales de alergia a proteína de la leche (APL) son diversas y se relacionan con el segmento del tubo digestivo que está principalmente afectado. El compromiso colónico se puede manifestar por alteración de las deposiciones, dolor abdominal, siendo lo más llamativo la rectorragia que se observa especialmente en los primeros meses de vida. La colitis alérgica no es mediada por IgE, sino por células, por lo que en la confirmación diagnóstica cobran importancia la colonoscopía y la biopsia. Objetivo: Analizar las características clínicas, endoscópicas e histológicas de los pacientes que se realizaron colonoscopía por sospecha de APL. Material y Método: Se estudia en forma retrospectiva los pacientes (pac) menores de 18 meses, a los que se les realizó colonoscopía, entre Octubre 2001 y Agosto 2004, por cuadro de rectorragia y/o clínica sugerente de Colitis Alérgica. Se evaluaron los datos clínicos, endoscópicos e histológicos. La colonoscopía se realizó con endoscopios pediátricos cuyo diámetro externo es de 5,7 y 9,3 mm evaluando hasta ángulo esplénico del colon. El procedimiento se realizó sin preparación de limpieza de colon, con ayuno de 3 hrs y bajo sedación con Midazolam ev. Se tomó biopsias seriadas de recto, sigmoides y colon, realizando tinciones habituales para microscopía de luz, prestando especial atención al recuento de eosinófilos. Resultados: En el período estudiado se evaluaron 39 pac, 25 varones, cuyas edades fluctuaron entre 1 y 17 meses, promedio: 5,4 meses, peso mínimo: 3.550 g. Al momento del examen, el 59% estaba con lactancia materna exclusiva (LME); 25 pac tenían antecedente familiar de alergia. El síntoma principal fue rectorragia en 79% de los casos, teniendo el 21% restante sangramiento oculto en deposiciones; el 97% tenía otros síntomas asociados, sólo en 1 caso la rectorragia fue mono sintomática. El tiempo de evolución entre el inicio de los síntomas y el examen fluctuó entre 1 y 365 días (promedio: 53 días, mediana: 30 días), realizándose en el 30% de los casos antes de los 15 días de evolución. En 74% se realizaron diversos exámenes (sangre, deposiciones e imágenes) previo a la colonoscopía sin llegar a un diagnóstico. La colonoscopía estaba alterada en 97% de los casos, observando en 89% nodularidad de la mucosa, erosiones en 7,7% y en 1 caso el examen fue normal. La biopsia concluyó Colitis Alérgica en 95% de los casos y alteraciones inespecífica en dos casos, estando alterada la del paciente con colonoscopía normal. Conclusión: La proctocolitis alérgica se presenta tanto en lactantes alimentados con LME como en los que reciben fórmula. La sensibilización a la proteína de leche ocurre en los primeros meses de vida. Las manifestaciones son múltiples, siendo la rectorragia el síntoma más frecuente en los niños que se realiza colonoscopía. En muy pocos pacientes se realiza precozmente la evaluación endoscópica aunque junto a la biopsia, permiten confirmar el diagnóstico en todos los casos.


ALERGIA A LA PROTEÍNA DE LECHE. OTRA CAUSA DE CONSTIPACIÓN EN RN Y LACTANTES

Ríos G, Izquierdo G, Silva P.
Clínica Alemana de Santiago, Unidad Gastroenterología, Hospital Exequiel González Cortés.

Introducción: La constipación crónica (CC) es una causa frecuente de consulta en pediatría ambulatoria, cobrando mayor importancia aquellas que se presentan en etapas precoces de la vida, ya que llevan a descartar patologías orgánicas como la enfermedad de Hirschsprung (EH) y malformaciones anorectales. Se ha descrito que la CC es una forma de manifestación inusual de la Alergia a la Proteína de la Leche de Vaca (APLV), presentándose como dificultad, retraso y dolor a la evacuación, asociado o no a eritema peri anal, cólicos y distensión abdominal. Objetivo: Dar a conocer otra causa de constipación crónica de inicio precoz refractaria a tratamiento habitual y que sólo responde a la suspensión del alergeno. Material y Método: Se evalúan retrospectivamente las características clínicas de los pacientes con diagnóstico de APLV cuyo síntoma principal fue la constipación. Resultados: Entre abril y Julio 2004, se presentaron 4 lactantes, 3 varones, con historia de dificultad severa para evacuar, acompañado de dolor y disminución de la frecuencia de evacuación. Sus características clínicas se resumen en la tabla:

En dos de ellos se realizó estudio para descartar EH, la Esfingomanometría ano rectal (EMAR) mostró hipertonía severa del esfínter. En un paciente (pte) se realizó Rx de abdomen simple y un enema contrastado de colon, destacando gran distensión de asas intestinales. Tres ptes recibieron tratamiento de CC con dieta rica en residuos (R), estimulación rectal (ER) y medicamentos (M) (Maltín®, Lactulosa). Todos tuvieron síntomas asociados: 2 mal incremento ponderal, en uno asociado a anemia y otro a dermatitis, todos cólico de diversa intensidad y 3 rectorragia macro o microscópica. En un pte la respuesta a dieta fue categórica; en los 3 restantes se realizó colonoscopía izquierda, observando Hiperplasia Nodular Linfoide y biopsias compatibles con colitis alérgicas. (Eosinofília en lámina propia, promedio 23 eosinófilos/campo). Se observó respuesta favorable a dieta sin leche de vaca, logrando evacuaciones diarias precozmente en 3/4 pacientes, en el cuarto no se logró adherencia a la dieta. Conclusión: La APLV es otra causa de CC en el RN y lactante, la cual es refractaria al tratamiento habitual. Se debe sospechar cuando ésta se inicia en forma precoz y se asocia a otros síntomas de APLV. En los pacientes que se realizó colonoscopía, se encontró lesiones habituales de colitis alérgica y la histología certificó el diagnóstico. La adherencia al tratamiento es difícil, por lo que muchas veces fracasa el diagnóstico con prueba y contraprueba. Al suspender el alergeno de la dieta, se observa una rápida resolución de los síntomas.


MODELO DE LA RESPUESTA INMUNE TH2 (ALERGIA) COMO MODULADOR DE LA RESPUESTA A LA INFECCIÓN POR HELICOBACTER PYLORI

Einisman H, Majerson D, Serrano C, Talesnik E, Peña A, Rollán A, Duarte I, Guiraldes E, Venegas A, Harris P.
Departamentos de Pediatría, Gastroenterología y Anatomía Patológica, Facultad de Medicina y de Ciencias Biológicas, Pontificia Universidad Católica de Chile y Hospital Dr. Sótero del Río, Santiago, Chile.

Introducción: En la relación, bien establecida, entre Helicobacter pylori (Hp) y el desarrollo de Gastritis Crónica (GC) y Úlcera Péptica (UP) influyen diversos factores, como por ejemplo la respuesta inmune del huésped. La infección por Hp activa linfocitos T helper (Th), la cual puede ser de predominio Th1 (celular) o Th2 (humoral). En modelos humanos y animales con Hp, predomina una respuesta Th1, la que contribuiría al desarrollo de GC y UP. La respuesta inmune a otras condiciones sistémicas concurrentes, podría polarizar la respuesta a Hp e interferir en la evolución mencionada. Objetivo: Comparar evolución clínica, hallazgos endoscópicos e histológicos, y respuesta inmune en tejido antral de pacientes infectados y no infectados, con y sin alergia, para establecer si existe relación entre alergia (modelo Th2) y evolución de infección por Hp. Métodos: En pacientes consecutivos referidos a endoscopía se obtuvo tejido gástrico para determinar presencia de Hp y las siguientes citoquinas: Interleuquina (IL)-2, IL-4, IL-5, IL-10, IL-12 e Interferón gamma (IFN-?), mediante ELISA, expresadas como pg de citoquina/mg de proteína total. Se consideró infectado a todo paciente con test de ureasa o histología (+). Se evaluó alergia mediante marcadores de alergia: cuestionario clínico, IgE total sérica y test cutáneos. Se consideró como alérgico a todo paciente con 2 o más marcadores de alergia (+) o sólo test cutáneo, si era positivo a más de 6 alergenos. Adicional y arbitrariamente se los dividió en 2 grupos según N° de marcadores de alergia. Resultados: Se reclutaron 94 niños (11,7 ± 3 años) y 40 adultos (43,7 ± 14,6 años). El 47% de la muestra presentó infección por Hp y el 61,9% tuvo marcadores de alergia positivos (32,5% con más marcadores positivos). Presentó Hp el 52,9% de los pacientes sin marcadores y el 43,4 % con marcadores. Esta diferencia se acentúa en niños, 58,3% v/s 36,2% de infección, sin y con marcadores de alergia. No se encontró diferencia en la evolución de los infectados con Hp (GC v/s UP) con o sin marcadores de alergia. Los pacientes con más marcadores de alergia tienen menor concentración de citoquinas Th 1 (IL-12: 75 ± 91,6 pg/mg; IFN-?: 23,1 ± 22,3 pg/mg) que los con menor número o que no tienen marcadores (IL-12: 125,7 ± 153,4 pg/mg; IFN-?: 37,1 ± 41,9 pg/mg) (p = 0,041 y 0,028 respectivamente), diferencia que se hace más evidente en niños, y desaparece en adultos. Conclusiones: Los pacientes con marcadores de alergia presentan menos infección por Hp que los pacientes sin marcadores de alergia, lo que se asocia a una respuesta comparativamente menos polarizada hacia Th1 y más balanceada a una respuesta tipo Th2, especialmente en niños, sugiriendo que la alergia como enfermedad sistémica puede influir en la evolución de la infección por Hp. Trabajo parcialmente financiado por Fondecyt # 1030401 y #1030894.


CONSTIPACIÓN CRÓNICA EN EL NIÑO. ROL DEL ESTUDIO RADIOLÓGICO

García C, May E, Navarrete A, Zúñiga S, Guiraldes E, Larraín F, Harris P.
Departamentos de Radiología y Pediatría, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: La constipación crónica en el niño, es un síntoma que puede ser secundario a una gran variedad de trastornos, tanto orgánicos como funcionales y corresponde a la retención anormal de contenido fecal, manifestada clínicamente por la eliminación de deposiciones aumentadas de volumen y consistencia, frecuentemente con dolor. Este síntoma constituye un problema frecuente en la edad pediátrica, con un alto porcentaje de consultas por este motivo (aproximadamente 15% a 30% de los niños referidos a gastroenterología pediátrica). La mayoría es de causa funcional y en el 90% a 95% de los casos, no es posible identificar una causa orgánica. Desgraciadamente, no existe un criterio uniforme en nuestro medio, en cuanto al proceso diagnóstico y al manejo de estos pacientes. El retraso en el diagnóstico y la falta de un tratamiento adecuado, pueden llevar a graves complicaciones. El enema baritado simple de colon es un examen sencillo, que aporta importante información en cuanto a la anatomía del colon, en gran parte de los casos puede detectar una causa orgánica si ésta está presente y debe hacerse sin preparación intestinal previa. Muchas veces existe confusión entre los clínicos y los radiólogos, en cuanto a las indicaciones, el rendimiento y en especial en cuanto a la técnica de este examen. Otros métodos de imágenes utilizados con menor frecuencia son la radiografía simple de abdomen y la ultrasonografía. Objetivo: El objetivo de este trabajo es destacar las indicaciones y el rendimiento de los métodos de diagnóstico por imágenes en el estudio de niños con constipación crónica, en especial del enema baritado, mostrando los signos que deben hacer sospechar una causa orgánica. En especial, se persigue uniformar los criterios en cuanto a la técnica del examen, el rol de los controles tardíos y la necesidad de preparación intestinal previa, para así contribuir realmente en el diagnóstico y tratamiento de estos pacientes. Material y Método: Se ilustra la técnica del enema baritado de colon. Se muestran además, ejemplos de enema baritado de colon en niños con constipación de causa funcional, destacando la anatomía del colon en estos casos. También se muestran ejemplos de patologías orgánicas, en especial de Enfermedad de Hirschsprung. También se muestran hallazgos que pueden inducir a errores diagnósticos. Resultados: El estudio radiológico es de utilidad en la evaluación de los niños con constipación crónica y puede orientar al factor causal. Conclusiones: La constipación crónica es un motivo de consulta frecuente en pediatría y muchas veces el estudio por imágenes es de utilidad en su evaluación y aproximación diagnóstica.


ESTUDIO ETIOLÓGICO DE FALLA HEPÁTICA FULMINANTE EN NIÑOS EN LA REGIÓN METROPOLITANA

Alegría S, Ríos G, Gelcich A, Muñoz G, Dalmazzo R, Cordero J, Yunge M, Castillo A.
Hospital (H) Roberto del Río, Clínica Alemana de Santiago, Hospital Exequiel González Cortés, Hospital Clínico Universidad de Chile, Hospital Luis Calvo Mackenna, Hospital Clínico Pontificia Universidad Católica de Chile. Clínicas: Las Condes y Dávila.

Introducción: La falla hepática fulminante (FHF) es una emergencia pediátrica que produce un daño hepático severo secundario a diversas etiologías: virales, drogas, toxico-metabólicas, autoinmune e infiltrativas. El cuadro clínico no permite identificar el agente causal, existiendo tratamiento médico específico en algunas de ellas. Por ello, el diagnóstico etiológico es fundamental. En Chile, no existen estudios donde se haya realizado la búsqueda sistemática del agente etiológico de la FHF en la población infantil. Objetivo: Determinar la prevalencia de las diversas etiologías de FHF en niños en la Región Metropolitana. Pacientes y Métodos: Se realiza un estudio prospectivo de vigilancia epidemiológica en 17 UCI pediátricas de clínicas y hospitales de Santiago desde Diciembre del 2001 a Noviembre del 2002.Se incluyeron todos los pacientes menores de 18 años con daño hepático severo que cumplían los criterios de FHF: INR > 2, encefalopatía con o sin daño hepático previo. Se excluyeron los casos de reagudización de una enfermedad hepática previa. El estudio etiológico se basó en la determinación de IgM VHA, anti HBc, PCR VHC, anti VHE, IgM CMV, IgM Epstein Barr (VCA), IgM y PCR Parvo-virus B19, anticuerpos antinuclear, antimusculo liso, LKM y ceruloplasmina. En forma paralela se estudio Parvovirus B 19 en 2 casos controles por cada caso nuevo de FHF. Se realizó un seguimiento de la evolución de cada paciente por un período de tres meses. Resultados: Se presentaron 12 pacientes con FHF, 8 hombres y 4 mujeres, edad promedio de 8 años (1-17 años), 7 pacientes procedían de Santiago 5 de Regiones.


Conclusión: La principal etiología de FHF en esta serie fue de origen criptogénico (42%). Con menor frecuencia se detectó el VHA (17%) y Epstein Barr (17%). No hubo diferencias en la incidencia de parvovirus B19 en los pacientes con respecto a la población general. El estudio etiológico es de gran importancia ya que a partir de éste es posible ofrecer alternativas terapéuticas oportunas. En Chile, un porcentaje no despreciable de las FHF serían prevenibles por vacunación. Protocol No: 999910/072(HAV-ALF). Glaxo-SmithKline.


CONOCIMIENTO SOBRE ÁCIDO FÓLICO QUE TIENEN MUJERES PUÉRPERAS EN SANTIAGO DE CHILE

Pardo RA, Lay-Son G, Navarrete MF, Tenhamm T, Muñoz MJ, Espina P, Muñoz P, Dib M, Recabal P, Rebolledo CA, Ojeda NV, Parra J, Aranda W.
Sección de Genética, Hospital Clínico Universidad de Chile.

Introducción: Las malformaciones congénitas (MC) son la segunda causa de mortalidad infantil en Chile. En diversos estudios clínicos se ha comprobado que el uso de ácido fólico (AF) en el periodo periconcepcional reduce la incidencia de defectos de cierre del tubo neural (DTN). Desde enero de 2000 se inicio la fortificación de la harina de trigo con ácido fólico, y en forma complementaria el Ministerio de Salud ha elaborado una norma de suplementación para mujeres de edad fértil. No existen datos respecto a la percepción y el nivel de conocimiento que tiene la ciudadanía y en especial de las mujeres en edad fértil sobre estas intervenciones. El objetivo de este estudio es determinar el nivel de conocimientos que tienen un grupo representativo de mujeres puérperas, sobre el uso del ácido fólico periconcepcional y la prevención de malformaciones del tubo neural. Metodología: Se entrevistaron mujeres puérperas de cuatro hospitales de Santiago se excluyeron mujeres que hayan tenido trabajos de parto prolongado o con complicaciones, así quienes tuvieron hijos con malformaciones. Se recolectaron datos de información demográfica, historia obstétrica y conocimientos acerca de la suplementación con ácido fólico. Para el cálculo del n, se consideraron intervalos de confianza de 95% para un error de estimación del 5% del verdadero valor del parámetro investigado y con criterio de máxima variabilidad. Para su estudio se ocuparon el programa Microsoft Excel y el software de análisis estadístico STATA 7,0. Resultados: Se encuestaron 342 puérperas, con promedios de edad de 25,5 años. De ellas, 12 (3,5%) tienen antecedentes mórbidos; sólo 73 (21,3%) tuvieron una consulta previa al embarazo. Un 15 (4,4%) sabe que son los DTN. En relación, a medidas de prevención de MC, 81 (23,7%) refiere conocer alguna, de las cuales la más nombrada fue el AF (25%). Doscientas setenta y dos (79,5%) cree que es necesario tomar vitaminas en el embarazo. 162 (47,4%) había oído hablar sobre el AF, de las cuales un 33 (20,37%) sabe que previene MC. Esta información la recibieron 55 (33,9%) de la matrona; 46 (28,4%) de los medios de comunicación y 32 (19,8%) de un médico. Sólo 9 (2,6%) tomaron AF como lo establece la norma. Un 335 (99,7%) come pan en forma regular, 242 (71,1%) consume marraqueta, y 173 (50,6%) consume 2 panes diarios. Además, 198 (57,9%) de las encuestadas prefieren recibir AF en alimentos fortificados. Conclusión: Pese a los esfuerzos existentes, las puérperas carecen aún de información suficiente sobre medidas de prevención de MC, así como del uso del AF. La fortificación de la harina de trigo sigue siendo la mejor forma de administrar AF, pues aún hay déficit en la aplicación de la norma de suplementación, el nivel de ingesta de pan continua siendo alto y sería la forma preferida de recibirlo por las mujeres encuestadas. Debe considerarse realizar campañas de difusión sobre medidas de prevención de MC en Chile, debido a los cambios epidemiológicos evidenciados en el ámbito de salud para el país en la última década.


VARIABILIDAD FENOTÍPICA DEL SÍNDROME DE MICRODELECIÓN 22q11

Barassi C, García D, Unanue N, Sanz P, Fuentes A, Daher V, Tobella L, Salazar S, Castillo S.
Sección Genética, Hospital Clínico Universidad de Chile, Santiago, Chile.

Introducción: El síndrome de microdeleción 22q11.2 (SM22*) se caracteriza por la asociación de incompetencia velo faríngea, malformación cardíaca, alteraciones faciales, entre otras. Es una patología frecuente, de expresividad variable. Objetivo: Evaluar las características fenotípicas y el estudio molecular de pacientes con sospecha de SM22. Material y Método: Evaluamos las características clínicas, biológicas, cariotipo y FISH 22q11 en 76 pacientes estudiados en Genética (1999-2004). Dividimos los pacientes según resultado del FISH para comparar si ciertas características clínicas eran predictivas de la microdeleción. Análisis estadístico: ?2 y t Student en SPSS. Resultados: En 76 pacientes estudiados, edad promedio 42 meses (10 días - 192 meses), comprobamos la microdeleción en 17. Tres tenían fenotipo DiGeorge: cardiopatía conotruncal (2/3), hipoplasia timo (2/3), disminución linfocitos T (2/3), hipocalcemia (2/3) y rasgos faciales característicos (3/3). Catorce correspondieron a un Velocardiofacial: retraso desarrollo psicomotor, lenguaje, voz nasal, incompetencia velofaríngea, fisura palatina, alteraciones cardíacas y dismorfias faciales. Observamos que la proporción de malformaciones conotruncales y fisura palatina fue mayor en los microdeletados sin alcanzar significancia estadística. Conclusiones: En nuestra serie de 17 pacientes con SM22 el fenotipo DiGeorge se manifestó grave y precozmente y el fenotipo Velocardiofacial fue menos severo y más tardío. No encontramos que alguna alteración o sumatoria de ellas predijera significativamente la microdeleción. El SM22 requiere un alto índice de sospecha clínica.

TEST DE DIEPOXIBUTANO EN EL DIAGNÓSTICO DIFERENCIAL DE ANEMIA DE FANCONI

Barra R1, Daher V1, Salazar S1, Tobella L1, Pincheira J2, García H3, Tellerías L3, Sanz CP1.
1Sección Genética, Hospital Clínico Universidad de Chile. 2Programa de Genética Humana-ICBM, Facultad de Medicina, Universidad de Chile. 3Servicio de Pediatría, Hospital San Juan de Dios.

La anemia de Fanconi (AF) enfermedad autosómica recesiva, se caracteriza por malformaciones congénitas, aplasia medular progresiva, desarrollo de leucemias y tumores sólidos, y generación de fracturas cromosómicas frente a agentes alquilantes, como el diepoxibutano (DEB). Esta última característica permite confirmar el diagnóstico y diferenciarla de otros síndromes de inestabilidad cromosómica, otros síndromes malformativos y otras anemias aplásicas. Nosotros presentamos los resultados obtenidos con esta técnica en un grupo de 8 casos con sospecha clínica de AF, 4 con anemia aplásica, 3 con malformaciones congénitas y el hermano de un caso de AF. Se obtuvieron muestras de sangre para cada caso y para un control sano, se aislaron linfocitos y se realizaron tres cultivos por muestra, uno basal, con 10 ng/ml y con 100 ng/ml de DEB, se contabilizaron 50 mitosis por cada cultivo. Se evaluó la presencia de fracturas cromosómicas y otras figuras anormales (triradiales, translocaciones, etc), obteniéndose un promedio de fracturas por célula, en cada cultivo. Los resultados se interpretaron siguiendo los estándares del AGT. En 2 casos se confirmó el diagnóstico de AF, correspondiendo a pacientes con malformaciones sugerentes de la enfermedad. El test de DEB es la clave diagnóstica en la AF, permitiendo un diagnóstico diferencial con otros síndromes malformativos y anemias aplásicas, lo que es de gran importancia para el manejo y el pronóstico de estos pacientes.


LA VIGILANCIA EPIDEMIOLÓGICA DEL SÍNDROME DOWN Y LA ESPINA BÍFIDA EN RANCAGUA, SUGIEREN UNA VARIACIÓN CÍCLICA DE SU FRECUENCIA

Moreno R, Ojeda ME.
Hospital Regional Rancagua, Hospital Ezequiel González Cortés y Universidad de Chile.

El Hospital Regional Rancagua (HRR) es un hospital público que cuenta con registro de malformaciones congénitas (MFC), desde fines de 1996, bajo la metodología del Estudio Colaborativo Latino Americano de Malformaciones Congénitas (ECLAMC). Se han descrito altas tasas nacionales en el HRR, para el síndrome Down (SD) y defectos del tubo neural (DTN). Se presentan los resultados de la vigilancia epidemiológica del SD y la espina bífida (EB), en un período de casi 8 años, para describir e interpretar su evolución temporal. Se utiliza la información de los años 1997 a 2003 y del primer semestre 2004, en el HRR registrada por ECLAMC, de 35.792 RNV de 500 gramos o más. Se calculan las tasas de SD y EB por 10.000 RNV, para los años en estudio y la media del período con su desviación estándar (DE). Se evalúa si existen variaciones estadísticamente significativas (VES) con la prueba z de proporciones, para p < 0,05. La tasas obtenidas se presentan en la tabla siguiente:

La tasa media con DE y valor máximo y mínimo del período son para SD 28,08 con 8,84, 41,53 y 16,12 y para EB con 11,27 con 7,45, 20,13 y 0, respectivamente. Los valores extremos están dentro de la distribución de ± 2 DE. El valor máximo en SD y el valor mínimo en EB coinciden el año 2002, con VES de valores previos y posteriores. Los datos de la tabla evidencian una correlación de Pearson = -0,365. Si la variación observada luego del año 2000, se interpreta como efecto de la fortificación con ácido fólico, habría que concluir que tiene un impacto inverso, aumentando la frecuencia de SD y disminuyendo la EB en 2 años siguientes, año 2002; pero resulta paradojal, que si se mantiene el programa el primer semestre del 2004 se evidencie un efecto inverso, en la misma población, por lo tanto, no se puede atribuir estos cambios a la fortificación, por inconsistentes. Los resultados obtenidos, para estas dos MFC específicas sugieren una evolución cíclica, previamente no descrita, la cual se evidenciaría en el HRR, por tener una población particular y homogénea, situación que se pierde en Santiago, una ciudad cosmopolita y heterogénea, o en un análisis que acumula distintas poblaciones humanas.


CARACTERÍSTICAS DEL SÍNDROME DOWN CON ANTECEDENTE DE RECURRENCIA FAMILIAR. POSIBLE EXPLICACIÓN PARA ALTA PREVALENCIA

Moreno Rodrigo
Hospital Regional Rancagua, Hospital Ezequiel González Cortés y Universidad de Chile.

En Chile, existe una alta prevalencia de Síndrome Down (SD) en recién nacidos vivos (RNV), siendo la más alta en el Hospital Regional Rancagua (HRR) con 1: 330 RNV, según el ECLAMC. En el Policlínico Genética del HRR, el 14% de los pacientes tienen SD, de estos 17,54% tiene un pariente con SD. Se presentan las características genético epidemiológicas de estos casos de SD. Se comparan 47 casos no familiares (NF) y 10 casos familiares (F) de SD. Se describen con porcentajes y promedios, y se comparan estadísticamente con t de Student y de proporciones, corregidos para muestras pequeñas y desiguales. Se considera con significación estadística (SE), si p < 0,05. Se evidencia que presentan similar distribución, en cuanto a, (1) el período de nacimiento, entre 2000 y 2004 nace NF 72,34% y F 70%; (2) son nacidos en el HRR, NF 59,6% y F 50%, sólo 2 casos NF (4,2%) nacen fuera de la VI región; y antecedente materno de (3) la edad materna al parto es sobre 34 años en NF 46,81% y F 50%, con promedio en NF de 31,9 años y F 33 años; (4) tiene consumo de pan promedio/día en NF de 2,5 panes y F 2,4 panes, comen menos de 2 panes/día NF 29,4% (10/34) y NF 20% (1/5); y (5) es primigesta NF 40,4% y F 30%. En cambio, presentan diferencias con SE en (1) sexo masculino NF 46,8% y F 70%, (2) tienen trisomía 21 regular NF 83,3% (30/36) con 4 translocaciones no familiares y F 100% (9/9), en el caso faltante, ambos padres tienen cariograma normal; y en antecedente materno de (3) aborto NF 12,7% y F 30%; y (4) tienen hijos de otro progenitor NF 29,7% y F 0%. De los 10 casos SD familiares: 9 residen en la provincia de Cachapoal, 3 casos son residentes próximos a San Vicente de Tagua-Tagua no emparentados y 2 pares de casos son familiares, con un par residentes en Peumo. La relación de parentesco es por línea materna en un caso, 2 casos es paterna en ambos y 7 casos es paterna-materna o viceversa, lo cual, excluye herencia por el cromosoma X y citoplasmática. El parentesco más próximo es sobrino-tía paterna y primos hermanos. No hubo ningún caso de consanguinidad entre los padres. Los SD con recurrencia familiar, no difieren epidemiológicamente de su contraparte SD no familiar, en cambio difieren en sus características biológicas y genéticas con su madre, que sugieren la interacción genético ambiental. Antecedentes no publicados señalan que, hospitales públicos de Santiago, tendrían riesgos similares de SD que el HRR, y en el Hospital Exequiel González C. hay 8,5% de casos de SD con recurrencia familiar, por lo cual, el mayor estudio de este problema, podría ayudar a explicar la alta prevalencia de SD en Chile.


ALTERACIONES CROMOSÓMICAS OBSERVADAS EN EL LABORATORIO DE CITOGENÉTICA HOSPITAL LUIS CALVO MACKENNA PERIODO 2000-2002

Aguirre MI, Astete C, Aracena M, Guerrero X, Ramos M.
Unidad de Genética, Hospital Luis Calvo Mackenna.

La incidencia de alteraciones cromosómicas descrita en RN vivos es de 1/150, observándose con mayor frecuencia las anomalías de cromosomas sexuales que es de 1/400 en varones y de 1/650 en mujeres, luego sigue la trisomía 21 en 1/800, la trisomía 18 en 1/6.000, y la trisomía 13 en 1/10.000 recién nacidos vivos. En el Laboratorio de Citogenética del Hospital Luis Calvo Mackenna se realiza estudio cromosómico principalmente a pacientes pediátricos con malformaciones congénitas y/o retardo mental o del desarrollo, parejas con hijos con alteraciones cromosómicas o fallecidos con malformaciones o pérdidas reproductivas. En el período comprendido entre enero del 2000 y diciembre del 2002 se obtuvo de cultivo de linfocitos en sangre periférica 998 cariotipos con resultado informativo. De un total de 998 cariotipos en 273 casos (27,4%) se observó alteración cromosómica, de los cuales, 211 correspondían a alteraciones numéricas y 62 a anomalías estructurales. Con respecto a la proporción de alteraciones en relación al sexo, el 53,5% de los pacientes correspondía a sexo femenino y el 46,5% a sexo masculino. El 70% de los pacientes con alteración cromosómica correspondía a niños menores de 1 año. Las alteraciones observadas con mayor frecuencia en el total de cariotipos fueron: trisomía 21 en 139 casos (65,9%), trisomía 18 en 18 casos (8,5%), trisomía 13 en 6 casos (2,8%), monosomía X en 29 casos (13,7%), XXY en 4 casos (1,9%), doble Y en 4 casos (1,9%) y triple X en 2 casos (0,9%). Del total de 62 casos con alteraciones estructurales, los reordenamientos cromosómicos no balanceados (ganancia o pérdida de material) representaron el 36% (22/62), las traslocaciones balanceadas un 24,2% (15/62), los Xqfra 17,7% (11/62), y las traslocaciones robertsonianas 9,7% (6/62). En varones las alteraciones más frecuentes fueron la trisomía 21 (56%) seguida del Xqfra (6,3%), la trisomía 18 (3,9%) y trisomía 13 (3,1%). En mujeres el orden de frecuencia fue: trisomía 21 (41%), monosomía X (15,8%), trisomía 18(8,2%) y Xqfra (2,1%). Los resultados obtenidos muestran un 27,4% de alteraciones, lo cual es algo inferior a lo publicado por otros grupos en Chile. Este porcentaje, sin embargo, refleja que aún se estudia un grupo muy seleccionado de pacientes. El estudio cromosómico a pacientes con malformaciones menos evidentes produciría una menor proporción de estudios alterados pero al mismo tiempo permitiría detectar alteraciones más pequeñas y menos frecuentes.


CORRECCIÓN DE MUCOPOLISACARIDOSIS TIPO I (MPS 1) MEDIANTE TRASPLANTE ALOGÉNICO DE PRECURSORES HEMATOPOIÉTICOS (TAPH) DE SANGRE DE CORDÓN UMBILICAL (SCU) DE DONANTE NO RELACIONADO

Willshaw ME1, Mabe P2, Wietstruck MA3, Zúñiga P3, Barriga F3.
1Endocrinología, Servicio Pediatría, Hospital Militar de Santiago. 2Unidad Genética y Enfermedades Metabólicas, INTA, Universidad de Chile. 3Departamento de Pediatría, Pontificia Universidad Católica de Chile.

La MPS 1 es una enfermedad congénita metabólica producida por déficit de alfaiduronidasa (AIDU). Los pacientes con el fenotipo grave de MMPS 1 (retraso severo del desarrollo sicomotor, opacidades corneales, visceromegalia, mano en garra y deformaciones óseas características) fallecen antes de los 10 años de vida. El único tratamiento curativo es el TAPH, con sobrevida a largo plazo del 85% en los que reciben TAPH de SCU de donante no relacionado (NEJM 2004, 350: 1960-9). Presentamos nuestra experiencia con una paciente MPS 1 tratada con TAPH de SCU. Caso Clínico: niña de un año once meses, tercer hijo de padres consanguineos en primer grado, embarazo fisiológico, parto 40 s, eutócico. A los 3 meses displasia de caderas tratada ortopédicamente. A los 11 meses cifosis dorsal y evidente facies tosca por lo que se inicia estudio. Cariograma normal. MPS en orina de 24 horas aumentados con excreción anormal de heparán y dermatán sulfato. Se demuestra déficit de AIDU en leucocitos (0,0 mU/mg, VN 0,15-,031), confirmando diagnóstico de MPS 1 con fenotipo grave. Se busca donante familiar sin éxito. Se identifica unidad de SCU de donante no relacionado (4/6 antígenos HLA) en el New York Blood Center, que aporta 100 x 106 células/kg. Se procede a condicionamiento con busulfán, ciclofosfamida y linfoglobulina, seguido de TAPH. Se evidencia reconstitución de neutófilos a los 18 días del TAPH y de plaquetas a los 60 días. Los estudios de quimerismo en el día + 90 muestran 100% origen del donante y la determinación de AIDU y excreción urinaria de MPS muestran corrección de MPS 1. El curso post trasplante cercano se complica con neumonía por P. carini y el día + 120 anemia hemolítica y trombopenia severa autoinmune, que responden a tratamiento inicial con inmunoglobulina y corticoide. La anemia hemolítica recurre agudamente en el día + 150, con hemoglobina 3,5 gr/dl y títulos altos de anticuerpos. La menor sufre paro cardíaco irrecuperable a las 6 horas del ingreso Conclusión: las alteraciones bioquímicas de la MPS 1 se corrigen mediante TAPH. A pesar de que la mayoría de los pacientes sobreviven a largo plazo, se pueden presentar graves complicaciones en el curso post trasplante. Comentario: Reportamos el primer caso trasplantado en Chile por una enfermedad metabólica (Mucopolisacaridosis tipo I – Hurler) con células de cordón umbilical, obteniendo corrección de AIDU y excreción urinaria de MPS.


MALFORMACIONES ASOCIADAS A LOS DEFECTOS DE CIERRE DE TUBO NEURAL (DTN): FRECUENCIA Y SISTEMAS COMPROMETIDOS ANTES Y DESPUÉS DE LA IMPLEMENTACIÓN DEL PROGRAMA DE FORTIFICACIÓN DE LA HARINA DE TRIGO CON ÁCIDO FÓLICO

Cortés F, Hertrampf E, Mellado C, Pardo A.
Área de Nutrición Clínica, Instituto de Nutrición y Tecnología de los Alimentos (INTA), Universidad de Chile.

Introducción: En Santiago, tras la fortificación de la harina de trigo con ácido fólico se ha logrado reducir en un 47% la incidencia de DTN. Ciertos reportes internacionales sugieren que los DTN prevenibles por el ácido fólico son aquellos aislados. Así mismo otros autores sugieren que el uso del ácido fólico contribuiría a disminuir otro tipo de malformaciones como las cardiopatías. Objetivo: Describir las otras anomalías congénitas encontradas en los pacientes con DTN en el periodo prefortificación (1999-2000) y postfortificación (2001-2003) con ácido fólico en Santiago y comparar su frecuencia en ambos periodos. Pacientes y Método: Se consideran todos los RN, vivos y muertos con PN igual o superior a 500 g de las 9 maternidades públicas de Santiago, durante los períodos pre y postfortificación. Se elaboran tablas comparativas por sistemas comprometidos, tanto para el periodo pre como para el periodo postfortificación, y se analizan los datos con programas de estadística como EPIINFO 6.0 y STATISTICA. Resultados: Durante el periodo en estudio se detectaron 364 casos de DTN (206 en el período prefortificación y 158 en el postfortificación). Hubo 52 (25,2%) pacientes polimalformados en el periodo prefortificación y 70 (44,3%) en el postfortificación, con RR: 1,69 e IC 95%: 1,26 – 2,27. Esta diferencia que se justificaría por el cambio epidemiológico de polimalformados con espina bífida (21% vs 57,1%, en uno y otro periodo), la cual presenta RR: 2,73 e IC 95%: 1,79 – 4,15. Los sistemas más comprometidos para cada DTN fueron: para la anencefalia: craneofacial (50%), SNC (42,3%) y cardiovascular (26,9%); para la espina bífida: tractogenitourinario (48,5%), cardiovascular (24,2%) y tracto gastrointestinal (21,2%); y para encefalocele: craneofacia l (53,3%), tracto gastrointestinal (26,7%) y extremidades (26,7%). En cuanto a diferencias en el comportamiento de las malformaciones en uno y otro periodo podemos decir que para las anencefalias en el periodo postfortificación no se encontró asociación con otros defectos del SNC ni cardiopatías, las espinas bífidas presentaron incrementos similares en todos los sistemas comprometidos y los encéfaloceles no presentan variaciones significativas. Discusión y Conclusiones: Este es un estudio pionero en la descripción de anomalías asociadas a los DTN en Chile. Tras la fortificación se ha incrementado significativamente la incidencia de DTN asociados a otras malformaciones; condición que se explica por el aumento significativo de malformaciones asociadas a los casos con espina bífida. La disminución de la asociación de anencefalia con otros DTN durante el período postfortificación podría significar que los otros puntos de cierre son más susceptibles a la acción de ácido fólico, lo que coincide con el hecho que la espina bífida sea uno de los defectos en que se ha logrado una mayor reducción.


SEGUIMIENTO DE PACIENTES CON HEMIHIPERPLASIA EN EL HOSPITAL DR. SÓTERO DEL RÍO

Pardo A, Franco G, Aravena T, Mellado C, Aracena M.
Unidad de Genética, Hospital Dr. Sótero del Río.

Introducción: La hemihiperplasia (HH) está caracterizada por un crecimiento asimétrico del cráneo, cara, tronco y/o extemidades, con o sin compromiso visceral. La HH puede ser segmentaria, unilateral o cruzada. Su incidencia se estima en 1: 86.000 recién nacidos vivos. Este defecto puede estar limitado a sólo un sistema (vascular, muscular, esquelético, etc), pero la mayoría de las veces es multisistémico. La etiopatogénesis de la HH es aún desconocida. Varios mosaicismos cromosómicos han sido ocasionalmente encontrados, como pe: mosaicismos diploide/triploide y mosaico de trisomía 18. Por otro lado, la HH puede formar parte de síndromes genéticos o más aún manifestarse de manera aislada. El objetivo del presente trabajo fue describir la experiencia de nuestro hospital en el seguimiento de pacientes con HH, lo cual sirvió para conocer la evolución de la enfermedad y las necesidades clínicas de estos pacientes. Y de manera secundaria crear un protocolo de seguimiento clínico para ellos. Metodología: Se revisaron las fichas clínicas de los pacientes vistos en la Unidad de Genética del Hospital Dr. Sótero del Río, entre 1989 y 2004. Se actualizó su evolución y examen físico en agosto de 2004, por dos genetistas clínicas. Los datos fueron recopilados en un formulario tipo previamente diseñado para tal fin. Se generó una base de datos en EXCEL y se obtuvieron los porcentajes, rangos y medias correspondientes, para cada variable evaluada. Resultados: Se diagnosticaron 15 casos de HH, en el periodo de estudio. De las cuales se recuperaron 13 fichas clínicas y asistieron al control adicional 7 pacientes. Los pacientes tenían en promedio 15,7 años de edad (rango: 7-34 años). 7 (53,8%) eran de sexo masculino. Al nacimiento su peso promedio fue de 3.204 g y la talla de 50,2cm. La edad promedio al momento del diagnóstico fue 5,7 años (rango: 3 m - 13 años). Sólo un paciente tenía un familiar de primer grado afectado por HH, siendo el defecto de igual localización. El estado nutricional no varía frente a la población general. La localización del defecto fue: 6 (46,1%) hemicuerpo izquierdo, 4 (30,8%) hemicuerpo derecho, 1 (7,7%) hemicara derecha, 1 (7,7%) extremidad inferior izquierda, 1 (7,7%) pie izquierdo. El compromiso fue multisistémico en 11 (84,6%) de los casos. Las anomalías más frecuentemente encontradas fueron: trastornos de la marcha 8 (61,5%), trastornos de aprendizaje 7 (53,8%) asimetría mamaria 5 (38,5), hirsutismo, machas y déficit atencional 4 (30,8%). 4/4 pacientes tienen cariograma en linfocitos con resultado normal. Tres (23,1%) tienen anomalías renales y 2/5 tienen alteraciones en la escanografía cerebral. Ningún paciente ha tenido neoplasias. Conclusión: De acuerdo a los resultados encontrados se sugiere establecer un manejo multidisciplinario para el tratamiento integral de los pacientes afectados por HH. Dicho equipo debiera incluir por lo menos: neurólogo, oftalmólogo, odontólogo, nefrólogo, traumatólogo, dermatólogo, cirujano plástico, pediatra-internista y genetista. Todos ellos respaldados por Unidades de apoyo diagnóstico.


APLICACIÓN DE LA NORMA PERINATAL DE SUPLEMENTACIÓN CON ÁCIDO FÓLICO EN LA REGIÓN METROPOLITANA

Pardo RA, Lay-Son G, Navarrete MF, Tenhamm T, Muñoz MJ, Espina P, Muñoz P, Dib M, Recabal P, Rebolledo CA, Ojeda NV, Parra J, Aranda W.
Sección de Genética. Hospital Clínico Universidad de Chile.

Introducción: En marzo de 2003, el Ministerio de Salud de Chile emitió la norma perinatal de suplementación con ácido fólico(AF), la cual indica que toda mujer en edad fértil debe recibir 0,4 mg/día de AF para prevenir la ocurrencia de malformaciones(por dieta y/o medicamentos); y que aquellas con antecedentes de hijos malformados o que reciben terapias potencialmente teratogénicas (pe: anticonvulsivantes) deben recibir un aporte complementario de 4 a 5 mg/día, pues en estos casos la dieta no supliría los requerimientos. Experiencias en otros países con planes de suplementación con AF, han demostrado una baja adhesión por parte del personal de salud, no mayor a un 30%. Conocedores del impacto positivo que tiene para la salud pública esta intervención, decidimos evaluar los conocimientos y la aplicación en la atención primaria, de esta norma tras su primer año de vigencia. Metodología: Estudio de corte transversal, con entrevistas oportunistas con un formulario anónimo y autodiligenciado por matronas, médicos generales, pediatras y obstetras encargados de la atención primaria a mujeres en edad reproductiva en un grupo de consultorios del área metropolitana. Se calculó el n con intervalos de confianza de 95%, para un error de estimación del 5% del verdadero valor del parámetro investigado y con criterio de máxima variabilidad. Para el estudio se ocuparon el programa Microsoft Excel y el software de análisis estadístico STATA 7,0. Resultados: Se encuestaron 191 profesionales, pertenecientes a 28 consultorios de los Servicios de Salud Metropolitanos (SSM). Ciento veinticinco (65,4%) eran mujeres y 66 (34,6%) eran hombres. Ciento dos (53,4%) eran médicos y 89 (46,6%) eran matronas. La educación referente al AF la recibieron principalmente en la universidad 104 (54,5%) y en el SSM 47(24,6%). Diecinueve (9,9%) nunca indican AF, 48 (25,2%) siempre y 124 (64,9%) a veces lo hacen. Ciento sesenta y cuatro (85,9%) conocen el rol del AF en la prevención de malformaciones congénitas (MC), 17 (8,9%) refieren no saber la utilidad del AF. 80(42%) saben la dosis de prevención de ocurrencia de MC y 84 (43,9%) saben en que periodo debe emplearse el medicamento. Ciento cuarenta (73,3%) saben que mujeres tienen más riesgo de recurrencia, pero solamente 21 (37,6%) conocen la dosis adecuada de AF para este grupo de pacientes. Ciento uno (52,9%) refiere que toda mujer fértil debiera recibir AF en Chile y 31 (16,2%) que solamente aquellas con mayor riesgo de tener hijos con malformaciones. Conclusión: Falta mayor estimulación para el uso de la norma perinatal de suplementación con AF. Los programas de promoción y capacitación referente al ácido fólico debieran dirigirse no sólo a los profesionales de la salud, sino también a la población en general.


ORGANIZACIÓN EQUIPOS DE CUIDADO PALIATIVO (CP) PARA LA ATENCIÓN DE PACIENTES PEDIÁTRICOS ONCOLÓGICOS EN CHILE

Rodríguez N, Equipos de CP Pediátrico.
Unidades Oncológicas. PINDA (Programa Infantil Nacional de Drogas Antineoplásicas). Ministerio de Salud, Chile.

Introducción: En Chile, el cáncer (Ca) es la 2ª causa de muerte infantil en mayores de 5 años. Se estiman 520 casos nuevos de Ca. anuales, 85% se tratan en el Sistema Público de Salud. Desde 1988, dependiente del Programa Nacional de Cáncer (PNCA) del Ministerio de Salud, surge el Programa de Ca. Infantil (PINDA). Las estrategias de diagnóstico, tratamiento y seguimiento oportuno, incluidas en los 33 protocolos nacionales han permitido una sobrevida global de 75%. Desde 1994 y también dependiente del PNCA, emerge el Programa de Alivio del Dolor por Cáncer y Cuidados Paliativos (PAD y CP). El año 2002 se realizó el Consenso Nacional de los protocolos de tratamiento del dolor y control de síntomas para niños con cáncer en etapa avanzada. En Enero 2003 se organizaron equipos multidisciplinarios en cada uno de los 13 centros PINDA del país, quienes están encargados de la atención integral de estos pacientes. Objetivos: Caracterizar los pacientes atendidos por las Unidades de CP pediátrico en los centros PINDA. Describir las actividades desarrolladas por los equipos en un período de 18 meses (Enero 2003 a Junio 2004). Pacientes y Resultados: Se incluyen en total 87 pacientes, sin diferencia de sexo, edad: 8 meses a 22 años. El 28,7% de los pacientes ingresados al PAD y CP presentaba Leucemia aguda, el 28,7% Tu SNC, 14,9% Tu óseos. El promedio de permanencia en CP fue 67 días (rango 35 - 129), siendo los pacientes con tumores de SNC los que presentaron mayor número de días en control. El dolor fue el principal síntoma (evaluado por escalas FLACC, Wong y EVA, según edad). El 52% de los niños presentó dolor tipo mixto. El 58,6% de los pacientes fue atendido en forma ambulatoria (domicilio y policlínico de oncología) y el fallecimiento se produjo en el hospital en el 52,5% de los casos. Cada equipo coordinó la atención del niño de otras regiones del país, controló el dolor y otros síntomas en domicilio y/o hospital, se encargó de la educación para el autocuidado y acompañamiento a la familia. Comentarios: El 100% recibió tratamiento según Protocolo Nacional de AD y CP. Los niños con Tu SNC son el grupo que demanda mayor número de atenciones y de mayor complejidad. Los niños y sus familias requieren una atención flexible y de acuerdo a las necesidades expresadas por ellos. Se debe priorizar por la atención en domicilio. El equipo de CP debe trabajar estrechamente con el resto del equipo oncológico para asegurar una atención integral y continua.


PROTEÍNA C REACTIVA (PCR) COMO PREDICTOR DE INFECCIÓN BACTERIANA EN NIÑOS SOMETIDOS A TRASPLANTE ALOGÉNICO DE PROGENITORES HEMATOPOYÉTICOS (TPH) CON NEUTROPENIA FEBRIL (NF)

Schmidt N1, Palma J2, King A3, Santolaya ME4.
1Becada de Pediatria. 2Unidad de Trasplante de Médula Ósea (UTMO). 3Unidad de Infectología. 4Unidad de Inmunología. Hospital Luis Calvo Mackenna (HLCM). Santiago. Chile.

Introducción: El TPH constituye un procedimiento terapéutico validado en pediatría para patologías oncológicas y no oncológicas. Una de las causas de mortalidad asociada a TPH son las infecciones bacterianas, que constituyen un 70% de las etiologías de los episodios de NF. Considerando este riesgo es fundamental contar con un parámetro que permita un diagnóstico precoz y seguimiento de estos niños. La PCR es un reactante de fase aguda que no ha sido estudiada en estos pacientes, siendo de utilidad clínica determinar su comportamiento. Objetivo: Determinar la evolución de los valores de PCR en niños con TPH y NF, y su utilidad como predictor de infección bacteriana en este grupo. Método: Estudio prospectivo. Se enrolaron todos los niños < 18 años que ingresaron a la UTMO del HLCM entre marzo 2003 y agosto 2004 para recibir TPH alogénico, previo consentimiento autorizado. Se midió PCR por ensayo inmunohistoquímico el día previo al acondicionamiento, el día de TPH y luego 3 veces por semana hasta el día 30 post TPH. Valores de PCR < 5 mg/L se consideraron normales y > 40 mg/L compatibles con infección bacteriana. Cuando el paciente presentó NF se efectuó estudio de laboratorio e imágenes por protocolo y se inició tratamiento antimicrobiano. Los pacientes se distribuyeron en 3 grupos: grupo I (infección bacteriana demostrada por aislamiento bacteriano de sitio estéril); grupo II (infección bacteriana probable por clínica o laboratorio); grupo III (sin infección bacteriana demostrada ni probable). Se analizaron los valores de PCR en cada grupo, efectuándose análisis de varianza ANOVA. Resultados: Se enrolaron 20 pacientes: 5 pertenecieron al grupo I, 4 al II y 11 al III. 60% fue de sexo masculino. El promedio de edad fue: 8 años (2-14) en el grupo I, 8 años (4-11) en el II y 11 años (4-18) en el III (p = 0,42). El día promedio de NF fue el día +4 en el grupo I (0 a +7), +5 en el II (+2 a +7) y +6 en el III (+2 a +10) (p = 0,3). La PCR máxima de los grupos I, II y III fueron 130 mg/L (81-313 mg/L), 229 mg/L (181-327 mg/L), 172 mg/L (31-444 mg/L) respectivamente, sin diferencias significativas entre ellos (p > 0,05). La PCR promedio de los grupos I y II unidos (43 mg/L) no mostró diferencia significativa con el grupo III (46 mg/L) (p = 0,7). Se evidenció en los 3 grupos un aumento de PCR desde un valor basal preTPH hasta un valor máximo en los días +5 a +10 con un descenso progresivo desde el día +15 al +30 alcanzando nuevamente valores basales. Conclusión: El aumento de PCR no constituye un predictor adecuado de infección bacteriana en niños con TPH y NF febril el primer mes post TPH en esta muestra. Se requiere el enrolamiento de más pacientes para corroborar estos datos.


EL ROL DE LA UNIDAD DE CUIDADOS INTENSIVOS EN EL PACIENTE ONCOLÓGICO: SOBREVIDA A LARGO PLAZO

Palma J, Catalán P, Cordero J, Hernández N, Quintana J, Beresi V.
Unidad de Oncología, UTI Pediátrica, Hospital Luis Calvo Mackenna, Santiago, Chile.

Introducción: El aumento en la sobrevida de los pacientes oncológicos en los últimos años es el resultado de la intensificación y optimización de los esquemas de tratamiento, tanto radio como quimioterapia, pero también de la mejoría en tratamiento de soporte y acceso a UTI siendo fundamental en el rescate de pacientes críticos. Objetivos: Evaluar sobrevida real y actuarial de los pacientes oncológicos trasladados a UTI, determinar causas de mortalidad precoz (primeras 2 semanas), comparar la sobrevida según criterio de ingreso: Médico-M- (infecciones, falla respiratoria, trastornos metabólicos) y Quirúrgico-Q- (cirugía de metástasis, tumores SNC, amputaciones, masas abdominales). Pacientes y Método: Registro retrospectivo de todos los pacientes oncológicos ingresados a UTI HLCM entre enero 1994 y diciembre 1995. Se evaluó sobrevida global, mortalidad precoz, causas de ésta, sobrevida real y actuarial de ambos grupos definidos.(análisis según curvas de Kaplan y Meir, diferencia estadística según log rank test). El período de observación para ambos grupos fue de 10 años (1994-2004). Resultados: De un total de 52 pacientes ingresados a UTI fueron evaluables 37. Edad promedio 6 años (7 meses-16 años). Diagnóstico de ingreso Médico en 19 pacientes y Quirúrgico en 18. Promedio de estadía 4,8 días (12 h -13 días). La mortalidad precoz fue 25,6% para M siendo el shock séptico la principal causa (80%) y 0% para Q. La sobrevida real a dos años de todo el grupo estudiado fue 33,3%, siendo 20% para M y 47% para Q, diferencia estadísticamente significativa (p: 0,0058). Para los pacientes que egresan vivos de UTI la sobrevida global a 2 años fue 46%, para grupo M 44%, para grupo Q 47%, sin significancia estadística (p: 0,64). A 10 años de seguimiento la sobrevida global: 24,3%; según criterio de ingreso: grupo M 10,5%, grupo Q 38,8% siendo esta diferencia estadísticamente significativa. Conclusiones: Los pacientes oncológicos claramente se benefician con el traslado a UTI, considerando que 33,3% de este grupo sobrevive y probablemente estaría fallecido por constituír una población de altísimo riesgo. La causa de mortalidad precoz fue en 80% shock séptico, con aislamiento bacteriológico en sólo 1/10 casos. Creemos planteable su reducción con el traslado precoz y oportuno, criterio que ya es aplicado en esta realidad clínica. Un factor importante a considerar es la temporalidad de este estudio, ya que en los últimos años hemos asistido a un desarrollo de nuevas técnicas de laboratorio, optimización de protocolos de manejo, traslado precoz y anticipatorio de pacientes con apoyo agresivo de equipo intensivista. Esta revisión permite objetivar el quiebre que produce en la sobrevida el traslado a UTI durante la evolución de estos pacientes. La diferencia existente en la sobrevida de grupo M y Q inicialmente no era estadísticamente significativa. Sin embargo, al extender el seguimiento a 10 años se produce un quiebre entre ambos (10,5% y 38,8%) que sí es significativo. Sería interesante evaluar un nuevo grupo de pacientes en este momento con el acceso a nuevos enfoques de manejo intensivo y oncológico.


PRESENCIA DE VIRUS RESPIRATORIOS EN NIÑOS CON CÁNCER, 2004

Zúñiga P, Prado A, Vicuña P, Contreras M, Wietstruck A, Perret C.
Unidad de Hemato-Oncología y Laboratorio de Infectología, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: Hay pocos estudios en niños en tratamiento (tto) por cáncer e infección por virus respiratorios (VR) en cuanto a prevalencia, comportamiento clínico y necesidad de suspensión del tto de su patología de base. En 2004, observamos que un número importante de estos niños presentaron cuadros febriles por alguno de los VR habitualmente estudiados y la mayoría evolucionó sin complicaciones. El objetivo de este estudio es determinar las características de este grupo de niños, ver la evolución, necesidad de hospitalización y de eventual suspensión de su tto. quimioterápico (QTx). Material y Métodos: Análisis retrospectivo de los pacientes con cáncer en tto. activo en control en nuestro hospital durante mayo a agosto con cuadro de infección respiratoria aguda, la mayoría febriles, con o sin neutropenia. A través de un cuestionario se consignó edad, sexo, tipo de cáncer, etapa de QTx, presencia de catéter, asistencia a colegio, contagio intrahospitalario vs fuera del hospital, virus detectado, presencia de fiebre, RAN, recuento de plaquetas, hemocultivos, hospitalización, uso de antibióticos y evolución. Resultados: De un total de 34 niños en control, 14 presentaron cuadros respiratorios que los motivaron a consultar, 12/14 con fiebre y en 12/14 (85,7%) se identificó agente etiológico: 5 (41,6%) parainfluenza, 4 (33,3%) VRS (2 eran coinfección, 1 con Bordetella y 1 con parainfluenza), 3 (25%) influenza. El promedio ± DS de edad de los niños fue de 8 ± 5,4 años (0,9-20); 78% de sexo masculino, 100% de los que están en edad escolar asiste al colegio. Respecto al tipo de cáncer: 9 con LLA, 3 con linfoma linfoblástico, 1 con neuroblastoma y 1 con tumor de Wilms. Cuatro estaban en QTx activa, 8 en mantención y 2 en inmunosupresión post trasplante de MO y en ninguno de ellos se suspendió o retrasó su tto. Del total de niños con agente viral identificado, 5 tenían un RAN > 1.500, 7 tenían < a 1.500 y de ellos, 3 con < 500, siendo el promedio ± DS fue 1.738 ± 1.804 (200-6.466). El recuento de plaquetas fue de 138.416 ± 77.220. Hemocultivos realizados: 7 niños, 1 (+) a una levadura en un niño post-trasplantado de MO. Se hospitalizaron 7 niños, con un promedio de 3 ± 2,3 días (1-6), descartando un niño con trasplante de MO que estuvo 27 días. Seis recibieron ATB, 3 de ellos los suspendieron al 2° día con el resultado del panel viral; en 2 al 4° día y sólo 1 completó 7 días de ATB. 2/3 niños con influenza recibieron tto. con oseltamivir. En un sólo niño hubo infección intrahospitalaria, que presentó VRS y parainfluenza 3, y dado que era post-trasplantado de MO, cuando tuvo la infección por VRS, se usó en forma empírica palivizumab ev, con buen resultado. Conclusión: Podemos concluir que los cuadros virales están dentro de las etiologías de los niños neutropénicos o no que presentan fiebre y síntomas respiratorios. Si bien la mayoría requerirá hospitalización, contando con el resultado del panel viral y en conjunto con la clínica, probablemente puedan ser dados de alta rápidamente y sin ATB. Es importante destacar, que a pesar que algunos de nuestros pacientes presentaron neutropenia, no fue necesario retrasar su tto. QTx.


MICROESFEROCITOSIS FAMILIAR E INFECCIÓN POR PARVOVIRUS B19. REPORTE DE 2 CASOS

Trincado C, Cavieres M, Silva R, Dalborgo P.
Unidad de Hematología, Hospital Luis Calvo Mackenna.

Introducción: La infección por Parvovirus B19 (PB19) produce una enfermedad exantemática clásica de la infancia llamada quinta enfermedad o enfermedad de la cachetada. Es causada por un virus DNA que tiene trofismo por progenitores eritroides, entra al núcleo, se replica y destruye la célula. En pacientes con anemia hemolítica puede conducir a un descenso de la hemoglobina y en casos más extremos precipitar una crisis aplástica. Objetivos: Mostrar la evolución de 2 hermanos con diagnóstico de microesferocitosis familiar con infección simultánea por PB19 y evoluciones distintas. Caso 1: Paciente de 12 años 9 meses, a los 7 años se diagnóstica Otitis media aguda y Mastoiditis aguda, dentro de exámenes previos a cuadro actual destacaba Hto: 35,6%, Hb: 12 gr/dl, Reticulocitos 7% y esferocitos de 14%, con VCM: 72, Leucocitos: 11.200 y plaquetas: 325.000. En Julio 2004 consulta a SU por una semana de dolor abdominal, vómitos y anorexia, destaca Hto: 23% y Hb: 8,5gr/dl, se hospitaliza por 24 hrs con diagnóstico de: Crisis hemolítica, Hiperémesis con deshidratación. Al 5º día de evolución en control hematológico presenta Hto: 23%, Hb: 8,5 gr/dl, reticulocitos de 26% y esferocitos 15%, presenta eritema de ambas mejillas y exantema maculo papular generalizado sin fiebre ni visceromegalia, a los 3 días se controlan exámenes con Hto: 32%, Hb: 11,3 gr/dl, reticulocitos 27%, lo que confirma crisis hemolítica en recuperación, se plantea infección por PB19 y se estudia con IgM y RPC resultando (+). Caso 2: Paciente de 16 años, a los 12 años derivado a hematología por anemia, dentro de antecedentes destaca ictericia del RN recibió fototerapia, Exámenes: Hto: 31,5%, Hb: 11 gr/dl, reticulocitos: 9,4% y esferocitos de 17%, leucocitos: 7.300, plaquetas: 350.000. Se diagnóstica microesferocitosis familiar se indica ácido fólico y control hematológico. A los 13 años presenta episodio de hemólisis leve en relación a cuadro viral. En Julio 2004 consulta a SU por rinorrea, fiebre, dolor lumbar y abdominal, se agrega cefalea, vómitos. Exámenes: Hto: 30,7%, Hb: 10,6 gr/dl, PCR: 11 gr/dl, Bili total: 4,9 y bili directa: 0,55, se controla ambulatoriamente al día siguiente con Hto: 25,5%, Hb: 9,1. reconsulta a SU con 1 día de diferencia con fiebre (39,4º C), cefalea y vómitos, destaca compromiso del estado general, esplenomegalia, palidez, llene capilar lento y taquicardia, PA: 94/40 y Tº: 39,6 ºC., Hto: 19% y Hb: 7, se transfunde GR y se hospitaliza en UTI, evoluciona con lenta recuperación del hematocrito recibiendo 2 transfusiones de GR, al 4º día de evolución presenta Hto: 26% reticulocitos: 0, leucocitos: 3.000 y plaquetas: 121.000, dos días previos habría presentado exantema de extremidades que se generaliza con prurito palmo- plantar, se plantea una probable infección por PB19 con crisis aplástica, se estudia IgM y RPC resultando (+). Al 12 º día muestra lenta recuperación, Hto: 28%, Reticulocitos 18%, leucocitos 6.800 y plaquetas 419.000. Conclusión: La evolución de 2 hermanos con microesferocitosis familiar e infección por PB19 nos permite ver el espectro clínico de esta enfermedad, pocas veces vista en nuestro medio donde las técnicas de laboratorio más precisas nos permitieron aproximarnos al diagnóstico certero.


HISTIOCITOSIS POR CÉLULAS DE LANGERHANS-ESTUDIO ULTRA ESTRUCTURAL E INMUNOHISTOQUÍMICO. SOBREVIDA EN POBLACIÓN PEDIÁTRICA

Schlatter A, Zolezzi P, Concha M, González V, Rodríguez V, Folatre I, Cea G, Yilorm M, Martínez P.
Instituto de Hematología, Instituto de Histología y Patología, Facultad de Medicina. Universidad Austral de Chile (UACh). Hospital Clínico Regional de Valdivia (HCRV).

Introducción: La Histiocitosis por células de Langerhans (HCL) es una neoplasia de células de Langerhans, con expresión de CD1a, proteína S-100 y presencia de gránulos de Birbeck en el estudio ulraestructural. La Sociedad Internacional de Histiocitosis (SIH) la clasifica en el Grupo I, variantes clínicas: Granuloma Eosinófilo, Enfermedad de Letter–Siwe y Enfermedad de Hand-Schuller-Christian. Son entidades poco frecuentes, 5 x 1.000.000, pero de presentación muy disímil y de difícil diagnóstico. La SHI, exige, para confirmar diagnóstico, la presencia de gránulos de Birbeck, lesión considerada patognomónica, en el estudio de microscopia electrónica. Objetivo: Confirmar el diagnóstico de HCL por estudio ultraestructural e inmunohistoquímico en pacientes con compromiso de más de un órgano. Material y Método: Análisis retrospectivo de menores de 15 años con diagnóstico histológico de HCL, estudiados en el HCRV/UACh en los años 1988-2003. A partir de 1997, el Instituto de Histología y Patología (UACh) implementó el estudio inmunohistoquímico S-100, CD1a, CD4, CD8, C45 Y Cd 68 y microscopía electrónica para la confirmación del resultado de la biopsia positiva para HCL. Resultados: 32 pacientes, edad entre 7 meses y 13 años, 23 varones. Con compromiso de un sólo órgano 20; compromiso óseo exclusivo 13 y piel exclusivo 7. Con compromiso más de un órgano: 12. El estudio realizado a los últimos 7 pacientes ingresados reveló la presencia de gránulos de Birbeck en 5 de ellos, con inmunohistoquímica positiva en los 7: proteína S-100 7/7; CD1a 4/4; CD4 6/6; CD45 4/4; fueron negativos Cd 68 y CD8. Diferentes esquemas terapéuticos confieren una sobrevida de 26/32. Conclusiones: El estudio realizado confirmó el diagnóstico histológico de HCL, permitiendo estratificar a los pacientes acuerdo al criterio de la SIH, en diferentes grupos de riesgo, con el objeto de iniciar el tratamiento pertinente, que ha sido altamente efectivo.


EXPERIENCIA INICIAL DEL COMITÉ DE TRASPLANTE DE PROGENITORES HEMATOPOYÉTICOS (TPH), PINDA. OCTUBRE 1999- MARZO 2004

Palma J1, Mosso C1, Paris C1, King A1, Advis P2, Becker A3, García H4, Quintana J5, Salgado C6, Villarroel M5, Campbell M.7
1UTMO. HLCM, 2Oncología. Hospital San Borja Arriarán, 3Oncologia, Hospital Sótero del Río, 4Oncología, Hospital San Juan De Dios, 5Oncologia, HLCM, 5Oncología, Hospital Exequiel González Cortés, 7Coordinador Nacional PINDA-MINSAL.

Introducción: TPH es un tratamiento de elección para patologías oncológicas y no oncológicas. Hasta 1998 este procedimiento no estaba disponible en el sistema público de salud en Chile. El trabajo combinado de FONASA, MINSAL, Hospital Luis Calvo Mackenna (HLCM), AMICAM, Hospital St. Jude, EEUU, y Hospital Valle Hebron, España; permitió el desarrollo de una unidad de TPH en el HLCM en octubre 1999. Objetivo: Reportar la experiencia inicial del programa de TPH pediátrico en el sistema público de salud. Pacientes y Método: La unidad de TPH HLCM comenzó en octubre 1999, tiene 4 habitaciones, filtro HEPA y presión positiva. Las indicaciones de TPH-PINDA se definieron en base a las de rutina del Grupo Europeo de Trasplante. La selección de candidatos se realizó mensualmente en el comité de TPH del PINDA, donde están representados los principales centros oncológicos del país. Inicialmente se realizaron trasplantes alogénicos familiares y autólogos, y posteriormente de donantes alternativos (Haploidénticos y sangre de cordón umbilical). Los regímenes de acondicionamiento y profilaxis para enfermedad venooclusiva (EVO), enfermedad injerto contra huésped (EICH) e infecciones se realizaron de acuerdo a normas internacionales. El seguimiento post trasplante incluyó quimerismo e inmunoreconstitución. Resultados: 239 pacientes fueron evaluados, 28% se trasplantó (65 pacientes, uno recibió dos trasplantes); 55 alogenicos (48 familiares idénticos, 4 haploidénticos, 3 no relacionados de cordón umbilical) y 11 autologos. Edad media 8,9 años (0,5-17,8), 36/65 varones. Oncológicos el 69%. Regímenes de acondicionamiento: quimioterapia (QT) en 34, QT e irradiación corporal total 26 y asociada a irradiación nodal total 6, uno no recibió acondicionamiento. Celularidad media CD34+ infundida 2,7 x 106/kg (0,22-9,08). Profilaxis EICH en TPH alogénico fue Ciclosporina (CsA) desde el día -2, en 5 + metotrexato y en 4 depleción de linfocitos T. Profilaxis de EVO en todos Heparina día –7 al +21. Implante (días): neutrofilos 18 (4-59), plaquetas 18 (10-42) y reticulocitos 16 (19-49). 45/55 pacientes desarrollaron EICH agudo, 25/55 leve y 30/55 grado II-IV. Todos los haploidénticos presentaron EICH agudo grado IV. EVO en uno. 55/65 tuvieron neutropenia febril (27% con cultivos positivos). En 14/65 infección por CMV (ninguna enfermedad citomegálica) y tratados con ganciclovir. Mortalidad relacionada a TPH fue 6,6 %. 8/56 desarrollaron EICH crónico limitado y 21/56 extenso. La sobrevida libre de eventos es 67% y la total es 72%. Conclusiones: Los resultados muestran tasas aceptables de morbimortalidad aguda y crónica, un resultado final favorable y comparable con resultados internacionales. Es un programa de alta complejidad que puede desarrollarse en forma exitosa en el sistema público de Salud.


PROTEÍNA C REACTIVA Y PROCALCITONINA EN LA PREDICCIÓN DE RIESGO DE SEPSIS EN NIÑOS CON CÁNCER, NEUTROPENIA Y FIEBRE. ESTUDIO PILOTO

Morales C1, Mosso C2, King A3, Santolaya ME4.
1Pediatría, 2Oncología, 3Inmunología, 4Infectología, Hospital Luis Calvo Mackenna. Santiago, Chile.

Introducción: El comité de infectología del PINDA ha validado un modelo de predicción de riesgo de infección bacteriana invasora (IBI) en niños con neutropenia febril (NF). Este modelo discrimina los episodios de bajo y alto riesgo de IBI pero no discrimina dentro de los de alto riesgo, los pacientes que evolucionan con sepsis y finalmente fallecen. Este proyecto propone identificar precozmente el grupo de niños en mayor riesgo de sepsis con el propósito futuro de establecer terapias selectivas de mayor agresividad y precocidad en este subgrupo. Objetivo: Comparar Proteína C reactiva (PCR) y procalcitonina (PCT) como variables predictoras de sepsis en niños con cáncer y NF. Pacientes y Método: El presente es un estudio piloto, prospectivo. Se enrolaron los pacientes menores de 18 años con cáncer en tratamiento quimioterápico que consultaron con NF entre el 1 de marzo 2003 y el 31 enero 2004. A su ingreso se realizó predicción de riesgo de IBI, de acuerdo a modelo validado, excluyéndose los episodios de bajo riesgo. Los pacientes con episodios de alto riesgo fueron invitados a participar, luego que sus padres firmaron un consentimiento informado. Todos los pacientes con alto riesgo de IBI fueron evaluados a la hora 0 y 24 para evaluar riesgo de sepsis, determinando PCR y PCT. Luego de la resolución de cada episodio de NF, se clasificó cada uno de acuerdo a la presencia o ausencia de sepsis, considerando criterios predefinidos. Se determinó sensibilidad (S), especificidad (E), valor predictivo positivo (VPP) y valor predictivo negativo (VPN) de PCVR y PCT respecto a la presencia de sepsis. A las variables con mejor S y E, se les determinó Riesgo Relativo (RR) y Significancia Estadística (SE) a través de Chi cuadrado (?2). Resultados: Se evaluaron 24 episodios en 18 pacientes, 11 varones (46%). Edad promedio 9 años (DS 4,04). El 46% evolucionó con sepsis demostrada. Los resultados de PCR y PCT fueron: PCR hora 0 (S: 63,6 %, E: 61,5%, VPP: 58,4 %, VPN: 67 %), PCT hora 0 (S: 54,4 %, E: 92,3 %, VPP: 83,4 %, VPN: 70,6 %), PCR hora 24 (S: 90,9 %, E: 46,2 %, VPP: 58,8 %, VPN: 85,7 %), PCT hora 24 (S: 63,6 %, E: 92,3 %, VPP: 85,7 %, VPN: 75 %). Midiendo RR y SE mediante X2 se determinó que la asociación entre PCT y sepsis fue estadísticamente significativa (p < 0,05) a la hora 0 y hora 24. Discusión: Esta experiencia piloto destaca la especificidad y valor predictivo positivo de las determinaciones de procalcitonina en niños con NF. Estos resultados son el origen del proyecto multicéntrico actual del grupo PINDA, que busca evaluar procalcitonina y otros parámetros en la predicción de sepsis en niños con NF.


ENFERMEDAD DE DUNCAN. DESCRIPCIÓN DE DOS CASOS EN HERMANASTROS

Astudillo C1, Navarrete C2, Rodríguez J3, Mardones A4, De la Parra J4.
1Becada de Pediatría. 2Inmunóloga. 3Infectólogo Pediatra 4Internos de Medicina. Departamento de Pediatría, Hospital Roberto del Río.

Introducción: La enfermedad de Duncan o síndrome linfoproliferativo fue descrita por primera vez en 1975. Se caracteriza por una respuesta inmune inadecuada a la infección por Epstein-Barr virus (proliferación linfocitaria monoclonal). El gen afectado por delección, denominado: SH2D1A se localiza en el cromosoma Xq25 y se transmite en forma recesiva ligada a X. Afecta a hombres antes de los 5 años de edad, quienes presentan una forma severa de infección por EBV con necrosis del hígado que conduce a falla hepática fulminante y mortalidad en 80% de los casos. Casos Clínicos: Caso 1: Preescolar 2 a 9 m. Sin antecedentes mórbidos, presenta cuadro de 3 sem de evolución de fiebre, tos, exantema maculopapular y diarrea. Al ingreso presenta convulsión focal, ictericia colestásica, adenopatías y hepatoesplenomegalia. Evolucionó con meningoencefalitis, deterioro de función hepática progresivo, CID, status convulsivo e HTE. Se aisla en sangre Stafilococcus aureus, manejándose con Cefotaxima más Rifampicina, sin respuesta clínica. Finalmente presenta paro cardiorrespiratorio y fallece al 9º día de hospitalización. Autopsia: Sepsis viral con necrosis hepática masiva, compromiso pulmonar, meníngeo y cardíaco, más depleción linfocitaria del bazo, timo y ganglios linfáticos. Caso 2: Lactante 1a 4 m hermano de caso anterior (sólo por parte de madre). Previamente sano, consulta por una semana de fiebre alta e intermitente, a lo que se agrega diarrea, vómitos y convulsiones focales. Al ingreso de mal aspecto general, con hepatoesplenomegalia, poli adenopatías y exantema maculopapular. Evoluciona con compromiso hemodinámico, neumonia multifocal, insuficiencia hepática, encefalitis. Se maneja en UCI con apoyo vasoactivo, ventilatorio, antibioticoterapia Cloxacilina + Cefotaxima y múltiples transfusiones. Dado antecedente de hermano hombre fallecido por sepsis viral, se plantea diagnóstico de infección por Epstein Barr y enfermedad de Duncan. Previo a transfusiones, se solicita IgM EBV (+), inmunoglobulinas séricas (elevadas) y se guarda muestra serica para estudio genético. Cursa con falla orgánica múltiple y cae en coma superficial, hipotensión y bradicardia sostenida. Fallece a 8 días del ingreso. Discusión: Se trata de una patología poco frecuente y grave, que plantea la posibilidad del consejo genético. De allí la importancia del estudio completo al momento o a posterior de realizado el diagnóstico clínico e independiente de los costos o disponibilidad dentro de nuestro país. (Palabras claves: Sd. Duncan, Sd. Linfoproliferativo ligado X, EBV).


TRATAMIENTO QUIRÚRGICO DE TUMORES TIROIDEOS EN NIÑOS

Blanco A, Godoy J, Poblete M.
Servicio Cirugía, Hospital Luis Calvo Mackenna, Santiago, Chile.

Introducción: Los tumores tiroideos (TT) en niños suelen ser tratados por equipos de adultos. Objetivo: Comunicar nuestra experiencia en el tratamiento de TT en 10 años. Método: Revisión de historias clínicas, diagnóstico y tratamiento quirúrgico de pacientes con tumores tiroideos entre 1995-2004. Resultado: Diecinueve casos operados con TT. Hombres 8, mujeres 11. Edades desde Recién Nacido a 14 años. En 18 casos el motivo de consulta fue masa cervical, 1 paciente se estudió por talla baja. Un caso presentó dolor y 1 caso disfonía asociada. Cuatro tenían metástasis pulmonares al momento del diagnóstico. Tratamiento Quirúrgico: Extirpación de nódulo o quiste (6) tiroidectomía parcial (6) y tiroidectomía total más resección ganglionar cervical (7). Diagnósticos postoperatorios: Carcinomas tiroideos diferenciados (8), Adenomas (4), Hiperplasia Nodular (2), Timo ectópico (2), Lipoma (1), Teratoma (1), Quiste tirogloso intratiroideo (1). El alta fue de entre 2 y 16 días (mediana 3 días). Complicaciones: Celulitis (1), Hipoparatiroidismo transitorio (1). Recidivas Tumorales (5): Ganglionares (3), en lecho tiroideo (1), Nódulo pulmonar (1). Comentario: Los TT son poco frecuentes en niños. Existen lesiones benignas del tiroides que pueden ser tratadas con resecciones parciales o locales de la glándula. Un adecuado estudio y diagnóstico permiten evitar resecciones innecesarias.


SÍNDROME HEPATO-ESPLÉNICO POR ARAÑAZO DE GATO

Mella P, Soza G, Bahamondes A, Schafer F.
Unidad de Infecciosos. Servicio de Pediatría. Hospital Dr. Hernán Henríquez Aravena. Temuco. Departamento de Pediatría. Facultad de Medicina. Universidad de La Frontera.

Introducción: La enfermedad por arañazo de gato (EAG) es una patología de conocimiento y denuncia creciente en nuestra población infantil. Entre las formas atípicas, el Síndrome Hepato-Esplénico (SHE) constituye una presentación poco conocida que suele ser de difícil diagnóstico. Hemos estimado oportuno presentar tres pacientes pediátricos con esta forma clínica con diagnóstico confirmado por serología. Método: Estudio descriptivo retrospectivo de 3 pacientes con diagnóstico de Síndrome Hepato-Esplénico por arañazo de gato, atendidos en el Servicio de Pediatría del Hospital Dr. Hernán Henríquez A. entre los años 1999-2004, confirmados por serología positiva para Bartonella henselae (título mayor 1:250) 2 efectuados en CDC Atlanta E.E.U.U. y 1 en Centro de Investigaciones Médicas Pontificia Universidad Católica de Chile. Resultados: Edades y sexo: 5 años femenino, 9 años femenino, 9 años masculino. En 3/3 antecedente de rasguño de gato (4, 2, 1 semanas previos a sintomatología), fiebre 1 a 4 semanas 3/3, dolor abdominal 3/3, en 1 niño se sospechó abdomen agudo y en 2 se diagnosticó posible fiebre tifoidea, hepatoesplenomegalia 3/3, adenopatías cervicales pequeñas en 1/3, compromiso del estado general 3/3, cefalea 2/3, cicatriz de rasguño 3/3. Hemograma normal 3/3, PCR elevada (43, 190, 148) 3/3, perfil hepático normal 3/3, urocultivo, coprocultivo y 3 hemocultivos negativos 3/3, aglutinaciones tíficas negativas 3/3, estudio inmunológico normal 3/3, serología para citomegalovirus, toxoplasmosis y Ebstein Barr negativa 3/3, ecografía abdominal con hepatoesplenomegalia e imágenes hipoecogénicas en bazo 3/3, serología para Bartonella henselae positiva 3/3. En los 3 se usó antibióticos Claritromicina/Ceftriaxona por 10 a 14 días con respuesta favorable en todos los pacientes. Evolución ecográfica con regresión de las lesiones esplénicas en los tres pacientes. Conclusiones: En nuestro medio ha resultado ser más frecuente como causa de síndrome febril prolongado la EAG que la fiebre tifoidea. Entre las presentaciones atípicas de la EAG, el Síndrome Hepato-Esplénico es probable que sea más frecuente y por ello nos parece necesario realizar una búsqueda dirigida, descartando otras causas de síndrome febril prolongado, realizando evaluación ecográfica en busca de alteraciones hepatoesplénicas típicas y confirmación serológica. Es deseable regionalizar la serología específica a fin de realizar un diagnóstico oportuno.


MENINGOENCEFALITIS VIRAL EN PEDIATRÍA, IX REGIÓN, 1998-2003

Espinoza T, Soza G, Stegmaier H, Bustos L, Contreras A*.
Depto. de Pediatría, Universidad de la Frontera, Temuco. *ISP, Sección Virología Santiago.

Introducción: Las infecciones meningoencefálicas de origen viral (MEV) pueden tener un curso fatal o dejar graves secuelas. Es importante conocer aspectos epidemiológicos y clínicos para poder aplicar intervenciones precisas que mejoren el pronóstico. No existen reportes regionales de MEV en pediatría. Objetivos: Dar a conocer nuestra experiencia en población infantil de esta patología en la IX región. Método: Estudio descriptivo y retrospectivo en menores de 15 años, egresados con diagnóstico de MEV. Hospital Dr. Hernán Henríquez Aravena, Servicio de Pediatría, Enero 1998 a Diciembre 2003. Diagnóstico: cuadro clínico, pleiocitosis mononuclear y/o glóbulos rojos en LCR. Cultivo bacteriológico negativo, alteraciones de EEG, TAC y RNM cerebral. RT-PCR para virus herpes simple 1 y 2 en LCR. Cultivo enteroviral en LCR y deposiciones MINSAL ISP, Stgo. Estudios de correlación, programa epi-Info6046 e Intercoole stata 6.0. Resultados: 99 pacientes cumplen criterio diagnóstico. Edad promedio 7,01 (08-15,01). peak en primavera, mayor incidencia años 2001 y 2003. Origen urbano 72/99. sexo masculino 60/99. Origen étnico mapuche 19/99. Ingreso menos de 3 días de enfermedad 70/99. Fiebre 96/99. Cefalea 87/99. Vómito 87/99. Signos meníngeos 42/99. Compromiso de conciencia 37/99. Convulsiones 19/99. Exantemas 9/99. En 69/99 fiebre cefalea y vómito. En 18/99 fiebre alteraciones de conciencia y cefalea. LCR alterado: pleiocitosis mononuclear: 76/99. RT-PCR positivo herpes simple 1 3/16. Herpes simple 2 1/14. Cultivo positivo para entero virus en deposiciones 2/5. Alteraciones EEG 26/99. TAC cerebro alterado 11/42. Manejo en UCI 47/99. VM en 3/47. En 42/99 se usó aciclovir bajo diagnóstico de MEV de origen herpético. En 15/99 se usó aciclovir EV por 14-21 días. No hubo casos fatales. Secuelas 11/99 (cefalea persistente, amnesia, retardo sicomotor, epilepsia secundaria). Conclusiones: La MEV es causa importante de morbilidad en nuestra región. Predomina en centros urbanos, sexo masculino y población no mapuche. Esta característica y estacionalidad sugieren comportamiento epidémico. El diagnóstico es precoz. Aunque no se registra casos fatales, el elevado porcentaje de secuelas constituye un gran problema social y familiar. Es necesario disponer y socializar las técnicas de biología molecular que permitan un mejor diagnóstico etiológico y optimizar el pronóstico de esta enfermedad.


MENINGITIS POR CANDIDA EN ESCOLAR INMUNOCOMPETENTE. CASO CLÍNICO

Eyzaguirre F, Avilés CL, Delpiano L.
Universidad de Chile, Sede Centro, Unidad de Infectología, Hospital San Borja Arriarán.

Escolar de 9 años, previamente sano. Treinta días previos a su ingreso con vómitos y dolor abdominal intermitentes. Posteriormente se agrega tos productiva y recibe claritromicina por 7 días. Consulta en Urgencia con fiebre de 14 días de evolución, tos, odinofagia y dolor lumbar bilateral hospitalizándose para estudio. Al ingreso destaca hipersensibilidad en columna lumbar. Rx de columna normal (N). Hemograma: hcto 37%, leuc.10.200, bac 5%, segm.57%, VHS 14mm/hr, PCR 107mg/l. Perfil bioquímico y orina completa N. La primera semana persiste febril, uro y hemocultivos (–), IFD viral y ASLO (–), cintigrama óseo y ecografía abdominal sin alteraciones. Al 9° día de ingreso persistente con 40ºC, dolor intenso lumbar e hiperestesia cutánea. RNM de columna describe raíces de la cauda equina con aumento de señal hasta la médula distal. Aparece síndrome piramidal bilateral. Otros Exámenes: IgG toxoplasma 1/40 e IgM (–), coprocultivo (–), FR (–), Inmunoglobulinas y complemento N, Reacción Wright-Huddleson < 1/10. VIH, bacilosocopías (BK) contenido gástrico y serología B. henselae negativos, mielograma normal. LCR día 14: 500 leuc. (53% PMN), prot 2,55 g/dl, gluc 0,15 g/dl. Cultivo, tinta china, BK y látex criptococcus (–). RNM de encéfalo evidenció leptomeningitis con sistema ventricular de tamaño discretamente aumentado. LCR (día 18): 2.250 leuc (91% PMN), prot 1,9 g/dl, gluc 0,15 g/dl. Cultivo, tinta china, VDRL y panel viral (–). IgM mycoplasma, IgM e IgG parvovirus B19, serología Borrelia y Brucella canis, hemocultivos (–). Día 22 aún fiebre persistente; LCR: 2.500 leuc (72% PMN), prot 2,3 g/dl, gluc 0,13 g/dl. Cultivo, tinta china y PCR TBC (–), ADA 12,8. TAC tórax y abdomen N. Mielograma N con inmunofenotipo de estirpe mieloide madura, CH 50, AFP y ? HCG N. ANCA-C, ANCA-P y anti DNA nativo (–), NBT activado N. Subpoblaciones linfocitarias N. En día 22 se inicia tto empírico anti TBC (asociado a prednisona). LCR (día 34): leuc 5750 (88% PMN), prot 2 g/dl, gluc. 0,1 g/dl. Cultivo, tinta china, látex criptococcus (–). Se midieron en LCR IgG 58,7 (0-4), IgM 0, IgA 3,3 (0-0,6), ADA N. Se suspende tto anti TBC y se inicia meropenem. RNM encéfalo con leptomeningitis y dilatación ventricular de mayor magnitud. Se realiza biopsia cerebral y de aracnoides con microscopía electrónica N. Al día 35 se informa cultivo de LCR con 2 colonias de Candida albicans (CA), cambiando terapia a anfotericina B + fluconazol ev. Día 40: se informa CA resistente a fluconazol (Epi test y microdilución). Día 43 cede la fiebre y LCR persiste alterado. Día 65: LCR normal. Día 87: completa 35 mg/kg de anfotericina B y RNM de control describe franca regresión de la captación leptomeníngea e hidrocefalia cuadriventricular. Alta al día 88. Evolución satisfactoria, asintomático a un año seguimiento. TAC de control con dilatación ventricular en regresión. Comentario: Evidenciando un gran desafío clínico, destaca el hallazgo en un escolar inmunocompetente, con fiebre de más de 30 días y diagnóstico final de meningitis por Candida albicans (resistente a fluconazol), afortunadamente de evolución favorable.


MENINGITIS BACTERIANA POR HAEMOPHILUS INFLUENZAE TIPO B, ENTRE 1996-2004

Diettes A, Poblete L, Rodríguez R, Ríos G.
Hospital Dr Gustavo Fricke, Viña del Mar.

Introducción: El Haemophilus influenza B aparecía como un germen de importancia dentro de la etiología de la meningitis bacteriana en la era prevacunal. Hoy en día, se reportan casos esporádicos de enfermedad invasiva por Hib en el mundo que de alguna manera mantienen alerta a la población mundial ante un posible fallo en el sistema de vacuna o cambio en el patrón epidemiológico con la aparición de otras cepas capsulares distintas al B, o de cepas no capsulares. Objetivo: Analizar la evolución de la meningitis bacteriana por Hib tras la introducción de la vacuna, en el Hospital Dr. Gustavo Fricke. Resultados: Entre el período de 1996 y 2004, 14 pacientes presentaron meningitis bacteriana por Hib, 7 (50%) en los dos primeros años posvacuna y los 7 restantes del año 2000 en adelante. Diez (71%) pacientes fueron de sexo masculino y 4 femenino. Cinco pacientes (35%) habían recibido esquema de vacunación completo recomendado por el PAI, 3 (21%) tenían esquema incompleto dado su edad y 6 (44%) no recibieron vacuna ya que al iniciarse el programa de vacunación los pacientes tenían más de 6 meses. En todos los pacientes había clínica compatible con meningitis bacteriana, el Glasgow promedio de ingreso fue de 13 (8-15). El diagnóstico se confirmó por laboratorio, 11 pacientes con cultivo positivo para Hib y 3 de ellos con cultivo negativo y látex positivo, estos últimos habían recibido antibiótico previo por más de 24 horas. Todos los pacientes ingresaban a UCIP en primera instancia, se trataban con ceftriaxona y corticoides. El promedio de estadía en UCIP fue de 3 días (rango 1-17 días), 5 pacientes requirieron ventilación mecánica (5,8 días promedio), y 5 requirieron apoyo de inótropos. El promedio de hospitalización fue de 15 días. De los 14 pacientes 4 presentaron secuelas, 2 (14%) estado vegetativo, uno (7%) con paresia facial derecha y otro (7%) con hemiparesia izquierda. Ninguno de los pacientes falleció. Conclusiones: Si bien la meningitis bacteriana por HIb y la enfermedad invasiva por Hib han tenido un descenso importante en su incidencia, aún existen casos de pacientes quienes han sido vacunados correctamente y presentan la enfermedad recordándonos que la efectividad de la vacuna no es 100% y que debemos estar atentos ante cualquier signo que nos haga sospecharla.


COMPORTAMIENTO CLÍNICO Y COSTOS DE LA DIARREA NOSOCOMIAL POR ROTAVIRUS

Delpiano L, Riquelme J, Alvarez X*.
*Enfermera Universitaria. Servicio de Pediatría. Unidad de Infectología Infantil. Hospital San Borja Arriarán, Santiago.

Introducción: La infección por rotavirus, con clínica habitual de gastroenteritis, afecta principalmente a lactantes con grados variables de severidad y es la etiología más frecuente de diarrea intrahospitalaria en pediatría. Pacientes y Método: Se describe elementos clínicos y costos directos de los lactantes hospitalizados en el servicio de Pediatría, seguimiento de un año (julio 2003 a junio 2004), que cursaron con diarrea por rotavirus de adquisición comunitaria (G-1) y otros de adquisición nosocomial (G-2). El diagnóstico se efectuó por rotaforesis. A los lactantes incluidos, se les aplicó retrospectivamente una escala de severidad de gastroenteritis de 0 a 17 puntos (adaptado de Rennels) y asignó costos por día de estadía hospitalaria y exámenes de laboratorio secundarios al cuadro diarreico según arancel FONASA de atención cerrada. Resultados: Se incluyó a 78 lactantes en el G-1 (edad promedio de 10,8 meses) y 52 lactantes en G-2 (edad promedio de 6,7 meses). La infección nosocomial se inició en promedio al 6,2 día de internación. Para los grupos 1 y 2, la hospitalización promedio por diarrea fue 4,8 y 5,2 días y los días de fleboclisis fueron 2,73 y 1,98 respectivamente. Existió un 26,9% de pacientes del G-1 con evaluación ? a 14 puntos v/s 9,6% del G-2 (p < 0,015). Los valores y promedios de algunas variables se aprecian en la siguiente tabla: (*: p estadísticamente significativo).

El costo promedio total fue de $135.645 para la diarrea comunitaria y $139.423 para la diarrea nosocomial. Conclusiones: Sin diferencias en costo económico, los lactantes con diarrea de adquisición comunitaria tienen mayor edad e ingresan con mayor severidad clínica, acidosis y deshidratación. Durante el año de vigilancia, a nivel local se gastó al menos $ 7.250.010 en esta infección nosocomial, lo que amerita la implementación de un programa activo de prevención y control. Estas cifras además, debieran considerarse al evaluar la introducción de una vacuna en nuestro país.


PATRÓN DE SUSCEPTIBILIDAD ANTIMICROBIANA DE STREPTOCOCCUS PNEUMONIAE AISLADO DE MUESTRAS NO INVASIVAS EN POBLACIÓN PEDIÁTRICA DE SANTIAGO

Torres C¹, Flores L¹, Saldías F², García P³, Díaz A².
¹Internos Séptimo Año Medicina, Pontificia Universidad Católica de Chile. ²Departamento de Enfermedades Respiratorias, Pontificia Universidad Católica de Chile. ³Departamento de Microbiología, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: Streptococcus pneumoniae corresponde a una bacteria gram positiva que produce infecciones en diversos sitios, destacando como principal agente causal de neumonías comunitarias e infecciones de la vía aérea superior (otitis media y sinusitis) en la población infantil. Objetivos: Describir el patrón de susceptibilidad a antimicrobianos (penicilina, eritromicina, cefotaxima, cloranfenicol y cotrimoxazol) de cepas de S. pneumoniae aisladas de muestras no estériles (expectoración, secreción nasal, ótica y ocular) y su evolución desde el año 1997 a 2003. Método: La sensibilidad a eritromicina, cotrimoxazol y cloranfenicol fue evaluada mediante la técnica de difusión por disco, para penicilina y cefotaxima se midió la CIM (concentración inhibitoria mínima) por epsilometría (E-test®). Resultados: Se evaluaron 357 muestras no invasivas: 53% secreción nasal, 11% secreción ocular, 11% aspirado bronquial, 9% óticas, 2% expectoración y 14% de otra localización. El 74% de las muestras fueron tomadas en población ambulatoria y 26% en pacientes hospitalizados. La edad de los pacientes fue 3,5 ± 3,3 años. Relación hombre/mujer: 1,5/1. El 57% de las cepas aisladas eran sensibles a penicilina, 25% con resistencia intermedia (CIM: 0,12-1 µg/ml) y 18% con resistencia de alto nivel (CIM: > 2 µg/ml), no observando diferencias significativas durante el periodo evaluado. El 75% de las cepas eran sensibles a cefotaxima, 22% tenían resistencia intermedia y 3% resistencia de alto nivel. El 75% de las cepas de neumococo eran sensibles a la eritromicina, mientras que el 25% resultaron resistentes. Durante este periodo, 51% de las cepas eran resistentes a cotrimoxazol y 5% resistentes a cloranfenicol. Conclusiones: Similar a lo descrito en la literatura, la resistencia de S. pneumoniae a betalactámicos y macrólidos en muestras no invasivas constituye un problema prevalente en la población infantil de Santiago. Sería conveniente realizar nuevos estudios que examinen la proporción de pacientes pediátricos con cepas de neumococo resistentes a betalactámicos aislados de muestras no invasivas que hayan recibido tratamiento antibiótico de amplio espectro previamente sin indicación precisa.


SENSIBILIDAD ANTIBIOTICA DE STREPTOCOCCUS PNEUMONIAE EN MUESTRAS INVASIVAS DE POBLACIÓN INFANTIL DE SANTIAGO, 1997-2003

Torres C¹, Flores L¹, Saldías F², García P, Díaz A.
¹Internos Séptimo año Medicina, Pontificia Universidad Católica de Chile. ²Departamento de Enfermedades Respiratorias, Pontificia Universidad Católica de Chile. ³Departamento de Microbiología, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: Streptococcus pneumoniae es una bacteria gram positiva capaz de producir infecciones invasivas en pacientes pediátricos y se ha comunicado un aumento progresivo en su resistencia a antimicrobianos. Así, resulta imprescindible conocer la susceptibilidad antibiótica de este microorganismo en muestras estériles. Objetivos: Describir el patrón de resistencia de S. pneumoniae a diferentes antibióticos: penicilina, eritromicina, cefotaxima, cloranfenicol y cotrimoxazol y su evolución desde el año 1997 a 2003 en muestras biológicas estériles: sangre, líquido cefalorraquídeo, líquido pleural y peritoneal procesadas en el laboratorio de microbiología de la Pontificia Universidad Católica de Chile. Método: La sensibilidad a penicilina y cefotaxima fue evaluada midiendo la CIM (concentración inhibitoria mínima) mediante epsilometría (E-test®). Para eritromicina, cotrimoxazol y cloranfenicol fue evaluada mediante la técnica de difusión por disco. Resultados: Se examinaron 97 cepas de neumococo aisladas de muestras estériles, de las cuales 39% eran provenientes de población ambulatoria y 61% de pacientes hospitalizados. El promedio de edad de los pacientes fue 2,4 ± 2,6 años, con una relación hombre/mujer: 1,2/1. Tipo de muestras: 83% correspondieron a hemocultivos, 13% a líquido pleural, 2% a LCR y 2% a líquido peritoneal. El 65% de las cepas aisladas eran sensibles a penicilina, 29% mostraron resistencia intermedia (CIM: 0,12-1 µg/ml) y 6% resistencia de alto nivel (CIM: > 2 µg/ml), no observando diferencias significativas durante el periodo evaluado. El 85% de las cepas eran sensibles a cefotaxima, 13% mostraron resistencia intermedia y 2% resistencia de alto nivel. El 68% de las cepas eran sensibles a eritromicina y 32% presentaron resistencia de alto nivel. Durante este periodo, 44% de las cepas fueron resistentes a cotrimoxazol y sólo el 2% fueron resistentes a cloranfenicol. Conclusiones: La resistencia de S. pneumoniae a betalactámicos y macrólidos en muestras estériles es un problema prevalente en la población infantil de Santiago, siendo imprescindible tenerlo en consideración al momento de iniciar el tratamiento antibiótico empírico en pacientes pediátricos con infecciones invasivas.


INFECCIONES INVASORAS POR HAEMOPHILUS INFLUENZAE

Delpiano L, Riquelme J, Silva N, Cifuentes M.
Unidad de Infectología y Microbiología. Hospital San Borja Arriarán, Santiago. Chile

Introducción: Las infecciones invasoras por Haemophilus influenzae tipo b, alcanzaron en Chile una letalidad del 16% e importantes secuelas, afectando en un 80% a menores de 18 meses previo a la incorporación de la vacuna conjugada en el PAI en julio de 1996, asistiendo en la actualidad a casos esporádicos de infecciones por este agente, pero aislándose cepas de Haemophilus no tipificables cada vez con mayor frecuencia. Pacientes y Método: Se presenta una revisión de aspectos clínicos y microbiológicos, de todos los pacientes hospitalizados que cursaron con cultivos positivos a Haemophilus en líquidos normalmente estériles, desde enero 2000 a agosto 2004. Todas las cepas fueron confirmadas por ISP. Resultados: De un total de 32 pacientes con hemocultivos positivos, la distribución de las cepas de Haemophilus por año corresponde a:

El promedio de edad fue 17,9 meses (1 m a 14 años) y el promedio de edad diferenciando pacientes con Hib y Haemophilus no tipificables fue de 23 y 7 meses (p < 0,2, excluyendo en este grupo a un paciente de 14 años). El promedio de estadía hospitalaria fue de 13,6 días. El 100% evidenció foco pulmonar (clínico y radiológico) 6 fueron pleuroneumonías y sólo un paciente tuvo además cultivo positivo en líquido pleural. No hubo aislamiento en LCR u otro líquido estéril durante el período de estudio. Tres pacientes cursaron shock (2 con H. sp) y 9 (8 con H. sp) neumonías graves con requerimiento de ventilación mecánica en UCIP. Los promedios de leucocitos en el hemograma y PCR fueron de 13.276 por mm y 149 mg/l respectivamente. Treinta pacientes recibieron terapia de inicio con cefotaxima, en promedio por 9,3 días, y en 19 se hizo switch terapia a amoxicilina (6), amoxi-clavulánico (9) y cefuroximo (4). Del total de pacientes, 4 presentaban Sd. Down, 3 Sd. Hipotónico y 1 leucemia. En el año 2004, de los 8 Haemophilus no tipificables aislados, en 5 existió además coinfección con VRS. De los 11 pacientes con Hib, 10 tenían esquema de vacunación completa, y un paciente de 5 meses 2 inmunizaciones En todos los casos de infección por Hib, se efectuó profilaxis según norma. No hubo confirmación de inmunodeficiencia ni letalidad en esta serie. Conclusiones: A pesar del impacto de la vacunación, Hib se mantiene como agente de infecciones invasoras especialmente en lactantes mayores vacunados, sin embargo, destaca el aumento de infecciones graves por cepas de haemophilus no tipificables en los últimos años, afectando a lactantes menores y en el año 2004 apareciendo en coexistencia con VRS.


SÍNDROME FEBRIL SIN FOCO: SU ETIOLOGÍA Y ESTUDIO EN EL SERVICIO DE URGENCIA DEL HOSPITAL CLÍNICO DE LA PONTIFICIA UNIVERSIDAD CATÓLICA DE CHILE

Brockmann P, Ibarra X, Silva I, Schnapp L, Hirsch T.
Dpto. de Pediatría, Servicio de Urgencia, Hospital Clínico Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: El síndrome febril agudo en el niño, especialmente en el menor de 36 meses constituye un desafío diagnóstico por la inespecificidad de los síntomas. El 60% de las consultas en una urgencia pediátrica es por fiebre y 14% de éstas corresponden a un síndrome febril agudo sin foco. (SFASF). Objetivos: Determinar la frecuencia del SFASF en relación a la consulta total en el servicio de urgencia. Revisar las causas del SAFASF en menores de tres años. Describir los exámenes de laboratorio solicitados y su utilidad en el diagnóstico. Método: Se revisaron fichas de pediatría del servicio de urgencia del Hospital Clínico de la Pontificia Universidad Católica de Chile, correspondientes a un año (1.5.03 al 1.5.04) de niños menores de 3 años que consultaron por fiebre ? 39º C rectal, sin foco evidente para el clínico. Se registraron los datos, exámenes solicitados con sus resultados y los controles posteriores. Resultados: Del total de consultas en pediatría al servicio de urgencia (17.951), 309 (1,7%) fueron por SFASF. La mediana de edad fue de 11 meses (4 días a 35 meses), 92,56% de los niños tenía más de 90 días. 49,5% fueron niñas. Al consultar 63.31% presentó buen aspecto general (BAG), mediana gravedad (MG) 31,3% y 5,19% aspecto tóxico (AT). El diagnóstico de egreso más frecuente fue faringitis viral 63,7% del total; 72,8% en los BAG 15,2% en MG y 50% de AT seguido por SFASF 4,8% en BAG, 13,4 MG y 12,5 AT; herpangina 6,1% de BAG, 7,2% en MG; infección urinaria (ITU) 5,6% en BAG, 11,3% MG y 6,2% AT; bacteremia 0,5% en BAG, 3% en MG, 6,2% en AT. Meningitis bacteriana (MBA) presentó 1% de MG y 6,2% de AT. Se tomó hemograma a 31,7%, Hemocultivo 31,4%, ex. orina y urocultivo a 51% de los niños: 23,65% (22) tuvo leucocitosis ? 20.000, de estos 9% correspondieron a ITU, 9% Neumonía, 9% bacteremia y 4,5% MBA, 58. 5% correspondió a etiologías no bacterianas. En 90 niños con VHS, 22,22% fue > 50 mm/hr de estas 35% correspondieron a niños con infección bacteriana. De 85 proteínas C reactivas, 25,8% fue > 7 mg/dl, de éstas 36,3% correspondió a infección bacteriana. Discusión: La frecuencia de consultas por SFASF en niños menores de 36 meses en nuestro servicio fue de 1,7% de las consultas totales. La infección bacteriana más frecuente fue ITU 7,4%. 9,8% en mujeres, 4,4% en varones, diferencia y frecuencia similar a la descrita en el extranjero. La frecuencia de bacteremia fue 0,9%, similar a la descrita por otros autores chilenos y extranjero. MBA sólo se presentó en niños AT y MG. Sería recomendable en el niño menor con SFASF no tóxico iniciar el estudio con exámenes de orina.


INFECCIÓN NEONATAL PRECOZ POR ESTREPTOCOCO BETA HEMOLÍTICO GRUPO B. EXPERIENCIA DE 10 AÑOS

Beltrán P, Soto JC.
Unidad de Cuidados Intensivos Neonatal, Servicio de Pediatría, Hospital Dr. Víctor Ríos Ruiz. Los Angeles.

Introducción: A pesar de los avances en el campo de la infectología, la infección por Estreptococo beta hemolítico grupo B (EBHB) continúa siendo una causa importante de morbimortalidad neonatal. El empleo del cultivo vaginal y rectal a las 35-37 semanas de gestación y el uso de profilaxis intraparto, ha reducido en forma significativa la incidencia de infección neonatal precoz sin lograr ningún impacto en la infección neonatal tardía. Objetivo: Describir la incidencia, mortalidad, factores de riesgo y características clínicas de los pacientes que presentaron infección neonatal precoz por EBHB en un período de 10 años. Material y Método: Estudio retrospectivo descriptivo de recien nacidos (RN) con infección neonatal precoz (INP) por Estreptococo Beta Hemolítico grupo B (EBHB) pesquisados con cultivo positivo en sangre y/o líquido cefalorraquídeo desde Enero 1995 hasta Junio 2004, realizado en la Unidad de Cuidados Intensivos neonatal del Hospital Dr. Víctor Ríos Ruiz. Se dividió el estudio en dos perìodos: 1995-1999 (período 1) (P1) y 2000-2004 (período 2) (P2) los que se compararon entre sí. Resultados: De 32.751 RN vivos, 22 pacientes presentaron INP por EBHB con una incidencia global de 0,67/1.000 (0,94 el P1 y 0,38 el P2, p < 0,05 ); la mortalidad general fue de 9% (12,5% el P1 y 0% el P2, p < 0,05 ). El 77,2% nace por parto vaginal (PV), el 63,6% con rotura prematura de membranas (RPM), y de éstos el 50% con más de 12 horas de RPM. Dos pacientes (9,1%) fueron < 37 semanas (ambos del P1) y el 22,8% pesó menos de 3 kilos al nacer. Fiebre materna y/o corioamnionitis se consignó en 4 pacientes (18%) (todos del P1). En el P1 no se tomó cultivo vaginal ni rectal a las madres. En el P2 se tomó cultivo a 4 madres (66,6%) realizándose en todas ellas profilaxis con Penicilina entre 2-4 horas antes del parto. Once pacientes (50%) debutan con sepsis, 7 pacientes (31,8%) con bronconeumonía y 4 pacientes (18,1%) con meningitis. Un 63,6% inicia síntomas antes de las 12 horas de vida, dentro de los que destaca: síndrome dificultad respiratoria (SDR) en el 81,8%, fiebre en el 31,8% y convulsiones en el 9%. El 72,7% fue tratado con esquema biasociado Ampicilina-Cefotaxima, con duración promedio 11 ± 1,9 días. Cinco pacientes (22,7%) requirieron ventilación mecánica en promedio por 3,2 ± 1,5 días y 10 pacientes (45,4%) requirió uso de inótropos. La estadía total osciló entre 6 y 25 días y ninguno de los pacientes presentó complicaciones. Conclusiones: Al comparar los dos períodos destaca una disminución significativa de la incidencia de la infección neonatal precoz por EBHB. Destaca una disminución significativa de la mortalidad, con ausencia de ésta en el segundo período, el bajo % de prematurez y la elevada frecuencia de factores de riesgo como PV, RPM, fiebre materna y corioamnionitis que coinciden con lo descrito en la literatura. Los síntomas fueron muy precoces, destacando SDR, fiebre y convulsiones y el cuadro clínico más frecuente fue la sepsis. Se usó siempre asociación antibiótica, la mitad de los pacientes requirió de inótropos y el apoyo con VM fue ocasional y sin complicaciones. Gracias a una mejor intervención antenatal.


SÍFILIS CONGÉNITA: EVALUACIÓN 1999-2004

Rivas M, Delpiano L, Avilés CL.
Unidad de Infectología, Hospital San Borja Arriarán, Santiago.

Introducción: La notificación de sífilis congénita (SC) muestra un progresivo aumento en Chile desde el año 1987, existiendo concordancia entre sífilis de la embarazada y sífilis congénita. Aunque existe una clara normativa MINSAL respecto de la pesquisa y manejo de embarazadas y RN, aún se presentan casos que eventualmente representan fallas en el sistema de salud pública implementado. Se pretende revisar y evaluar las características epidemiológicas y clínicas de pacientes con sífilis congénita hospitalizados los últimos 6 años. Pacientes y Método: Se efectuó revisión de las historias clínicas de los pacientes (y sus madres) con diagnóstico de egreso de SC, desde los Servicios de Neonatología, Pediatría y cotejados con registros de la Unidad de Epidemiología del SSMC entre enero de 1999 y agosto de 2004. Resultados: Se incluyó a 43 pacientes con SC, 13 (30%) con neurosífilis, presentando la siguiente distribución por año:

El diagnóstico se efectuó por VDRL en cordón y en LCR. Pruebas treponémicas: FTA ABS o MHA-TP en sangre y LCR se realizaron en 25 pacientes (58%). Del total de casos, 15 (34,8%) no presentaron control del embarazo y en 8 se obtuvo el antecedente de alcoholismo y/o drogadicción. En 20 (46,5%) pacientes existía el antecedente de VDRL (+) durante o previo al embarazo, de estos sólo en 4 se reporta tratamiento adecuado (3 en el tercer trimestre). En 40 RN se consigna el resultado del VDRL reactivo de cordón, sin embargo, el promedio de edad de inicio del tratamiento fue 10 días, con rango entre 1 y 66 días. En el mismo sentido, 5 pacientes fueron hospitalizados para tratamiento después de los 2 meses de edad. Todos fueron tratados con penicilina sódica. Respecto de los hallazgos clínicos en RN, 16 pacientes presentaron clínica de TORCH (hepatoespienomegalia, anemia, trombocitopenia, etc) y 11 pacientes lesiones cutáneas. En 12 se evidenció osteocondritis en la evaluación radiológica. Los pacientes con neurosífilis, presentaron en su LCR un promedio de 11,1 g/L de proteínas y de 45 leucocitos x mm3. Dos pacientes fallecen a causa de lúes. Sólo 14 presentan un seguimiento posterior al tratamiento adecuado en policlínico de infectología. Conclusiones: Destacan factores de riesgo conocidos como mal control de embarazo y alguna adicción materna. Se asiste además a un aumento de casos en los últimos 2 años. Evidentemente, el manejo prenatal y la hospitalización tardía para tratamiento eficaz, evidencian falla en los sistemas de vigilancia y pesquisa que debieran ser corregidos a fin de asegurar el cumplimiento de la normativa MINSAL y alcanzar el objetivo de la OPS que persigue la eliminación de la sífilis congénita en su plan de trabajo 2004-2005.


TUBERCULOSIS DE FÉMUR PROXIMAL EN NIÑO. PRESENTACIÓN DE UN CASO CLÍNICO

Schlatter A, González V, Canario P, Reinhardt C, Sepúlveda R, Valdevenito G.
Servicio de Pediatría, Hospital Regional Valdivia.

Se presenta el caso de una escolar de 6 años procedente de Quellón (Chiloé) con historia de caída a nivel en julio de 2002, golpeándose cadera y rodilla izquierda. Evoluciona con coxalgia izquierda y claudicación a la marcha. Consulta en su localidad diagnosticándose contusión de cadera indicándose tratamiento sintomático. Dada la persistencia del dolor y claudicación consulta en Hospital de Castro donde se realiza estudio radiológico y TAC de cadera izquierda que hacen sospechar tumor óseo de fémur proximal. Es derivada Hospital Regional de Valdivia el 19/5/2003. Destacaba al examen marcha con claudicación a izquierda y dolor a la palpación en zona del pliegue inguinal izquierdo sin signos inflamatorios. Cadera izquierda con limitación a las rotaciones interna y externa. No se aprecia acortamiento. Exámenes de laboratorio: Hto: 36,3%; Hb: 11,7 gr/dl; GB: 6.000/Mm., bac 5%, segm 67%, linf 22%, mono 6%; VHS 61 mm/h; PCR: 3,3 mg/dl; orina y perfil bioquímico normal. Se realiza Biopsia ósea por punción. Anatomía Patológica informa lesión inflamatoria granulomatosa que pudiera corresponder a TBC, por lo cual se decide ampliar estudio con Rx de tórax, cintigrafía ósea, baciloscopias de contenido gástrico y orina, PPD. Cintigrama óseo muestra aumento difuso y moderado de la actividad osteoblástica en el extremo proximal del fémur izquierdo, incluyendo cabeza del hueso y que alcanza la región Diafiso metafisiaria ¿tumor?. Rx de tórax muestra compromiso parenquimatoso de ambos vértices. La paciente evolucionó con alzas térmicas sin foco clínico de infección. El 23/06 se confirma tinción de Zihl-Neelsen positiva en biopsia ósea. Se inicia tratamiento antiTBC extrapulmonar en fase diaria de 52 dosis con isoniacida, rifampicina, piracinamida y estreptomicina. Histología: cilindro óseo donde se reconoce tejido hematopoyético con extensas áreas de necrosis, ocasionales células gigantes multinucleadas con reacción inflamatoria de tipo granulomatoso, adyacentes a las áreas de necrosis. Aspecto compatible con osteomielitis crónica granulomatosa, sugerente de tuberculosis. Tinción de Ziehl-Neelsen: positiva 1 BAAR. Conclusión: La tuberculosis no es una enfermedad derrotada en Chile. El promedio anual en la provincia de Valdivia entre los años 1980-1990 fue de 7 casos, presentando la mayor incidencia entre la tercera y sexta década de la vida, siendo excepcional bajo los 10 años. La ubicación ósea más frecuente del Mycobacterium tuberculosis es la columna vertebral (50%), seguida por rodilla y cadera (10%). No hay predominio en cuanto a género. Presenta un 10% de asociación con TBC pulmonar simultánea. El tratamiento es principalmente médico, siendo excepcional el quirúrgico (22 % de los casos). El diagnóstico de tuberculosis es difícil, más aún cuando es lesión es única en paciente oligosintomático y con radiología sugerente de patología tumoral, siendo de vital importancia la sospecha clínica y su diagnóstico por medio de la bacteriología e histología con un 81% de certeza.


INFECCIONES POR BORDETELLA PERTUSSIS EN HOSPITAL REGIONAL RANCAGUA

Gompertz M, Gutiérrez L, Bahamonde C, Burgoa S, Poblete S, Véliz F.
Servicio Pediatría Hospital Regional Rancagua.

Introducción: La infección por Bordetella Pertussis clásicamente se caracteriza por tos en accesos que persisten 3 a 4 semanas y efectos sistémicos de intensidad variable. Así es posible observar niños con escasa repercusión general hasta casos más graves y letales, especialmente en menores de 6 meses. Objetivos: Describir características epidemiológicas, clínicas, evolución, complicaciones y manejo de niños hospitalizados por coqueluche en el Servicio de Pediatría del Hospital Regional de Rancagua. Material y Métodos: Se estudió todos los egresos por coqueluche en el Servicio de Pediatría Hospital Rancagua entre enero del año 2000 y agosto de 2004. Resultados: Se analizaron 32 casos, 56% sexo femenino; promedio etario 1,8 meses (rango 1 m - 4 m); 87% no recibieron inmunización, 90% eutróficos; el 40% tenía antecedentes previos (8 con IRA baja reciente, 3 prematuros). Los síntomas más frecuentes fueron: tos coqueluchoídea (90%), signos obstructivos bronquiales (56%), apnea (40%), fiebre (20%), signología condensante (13%). Se observó una evolución claramente distinta desde punto de vista clínico, laboratorio, complicaciones, estadía y letalidad. Un primer grupo de 4 niños con insuficiencia respiratoria grave, síndrome de hiperviscosidad (leucocitosis promedio 85.475), hipertensión pulmonar y muerte de todos ellos; un segundo grupo (8 niños) con requerimientos de oxígenoterapia, leucocitosis promedio de 31.511, complicaciones frecuentes, manejo en UCI y estadía hospitalaria prolongada (14,6 días), todos sobrevivieron. Un tercer grupo (20 niños) evolucionó con signología bronquial leve, sin necesidad o mínimos requerimientos de oxígeno, leucocitos promedio 13.964, sin complicaciones, menor promedio de estada hospitalaria (7,4 días). La diferencia de leucocitosis máxima y días estada es estadísticamente significativa. El manejo del primer grupo, grave, consistió en apoyo ventilatorio, inótropos y exanguinotransfusión. Para el segundo grupo, moderado, el manejo fue oxígenoterapia, ?2 agonistas y corticoides sistémicos. Para el tercer grupo con coqueluche leve o Bordetellosis el manejo consistió en oxígenoterapia según saturometría y broncodilatadores. Las complicaciones observadas fueron: Síndrome de hiperviscosidad (4 casos), atelectasias (4 casos), sobreinfección viral o bacteriana (3 casos), neumotórax (1 caso). La letalidad fue 12,5% (4 pacientes). Conclusiones: En esta serie la infección por Bordetella Pertussis se presentó en menores de 4 meses, mayoritariamente no inmunizados, con el síndrome clásico de la enfermedad, sin embargo, se observó una evolución distinta en 3 grupos: coqueluche leve o Bordetellosis (62,5%) que en nada se diferenció de cualquier SBO leve; coqueluche moderado (25%) que cursaron con complicaciones frecuentes como insuficiencia respiratoria e hiperleucocitosis moderada; y coqueluche grave (12,5%) que presentaron un curso fatal con hipertensión pulmonar, shock cardiogénico e hiperleucocitosis de rápido ascenso. Palabras claves: Bordetella pertussis, hipertensión pulmonar, hiperviscosidad.


PREVALENCIA DE MICROORGANISMOS EN CULTIVOS FARÍNGEOS DE POBLACIÓN PEDIÁTRICA Y ADOLESCENTE REALIZADOS DURANTE 2003 EN EL LABORATORIO DE MICROBIOLOGÍA DE LA RED DE SALUD UC

Silva P1, Fernández F1, García P2, Fonseca X3.
1Interna Séptimo año, Facultad de Medicina, Pontificia Universidad Católica de Chile. 2UDA Laboratorios Clínicos, Facultad de Medicina, Pontificia Universidad Católica de Chile. 3UDA Otorrinolaringología, Facultad de Medicina, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: La faringoamigdalitis aguda es motivo de consulta frecuente en pediatría. En la literatura se describe que entre un 15 a 30% de las faringoamigdalitis agudas en niños serían debido a Streptococcus pyogenes (Sp). La sospecha de la infección por Sp se basa fundamentalmente en la clínica, y su confirmación se realiza mediante el cultivo faríngeo (CF), que es considerado el método de referencia, y test rápido para detección de antígeno de Sp. Objetivos: Determinar los agentes aislados con mayor frecuencia en CF realizados en niños y adolescentes durante el año 2003 en el Laboratorio de Microbiología de la Red de Salud UC. Material y Métodos: Se revisaron retrospectivamente los resultados de todos los CF realizados durante el año 2003 a niños entre 0 y 15 años. Los CF fueron procesados según métodos convencionales, y los test rápidos mediante Test Pack® (Abbott). Por cada paciente se registró sexo, edad, RUT, resultado del examen, fecha y lugar de toma de la muestra. Resultados: Durante 2003, se realizaron 749 CF en niños entre 0 a 15 años en el Laboratorio de Microbiología de la Red de Salud UC. Sp fue el agente aislado con mayor frecuencia, en el 21,3% (160/749) de los casos. El segundo agente aislado en frecuencia fue Staphylococcus aureus, con un 8,01% (60/749), seguido de Haemophylus influenzae, con un 4,8% (36/749). El promedio de edad para cada microorganismo fue de 6,9, 7,2 y 5,5 años respectivamente. Del total de pacientes con CF, a 238 se les realizó también test rápido; el 24,3% de éstos resultó positivo. Del total de test rápido positivos, 70,7% (41/58) tenían Sp en el CF. El promedio de edad fue de 6,4 años. La distribución por sexo fue similar. Conclusiones: Streptococcus pyogenes continúa siendo el agente aislado con mayor frecuencia en CF de pacientes en edad pediátrica. El porcentaje de positividad encontrado en CF para este agente es similar a lo descrito en la literatura. Llama la atención el hallazgo de Haemophylus influenzae y Staphylococcus aureus, por lo que creemos que sería interesante realizar un estudio prospectivo que permita correlacionar estos hallazgos con la clínica en estos pacientes.


IMPACTO DEL COPROCULTIVO SOBRE EL MANEJO CLÍNICO-TERAPÉUTICO DEL PACIENTE PEDIÁTRICO HOSPITALIZADO

Haro C, Vergara R, Ormeño I.
Universidad de Valparaíso, Escuela de Medicina. Hospital Carlos van Buren.

Introducción: El coprocultivo es un examen de bajo rendimiento y alto costo, solicitado con frecuencia, cuyo objetivo es la caracterización etiológica y la identificación de patrones de susceptibilidad antimicrobiana en cuadros gastroentéricos infecciosos. Objetivos: Medir la positividad de los coprocultivos solicitados en los servicios de pediatría y UCI pediátrica del hospital Carlos van Buren y evaluar la influencia del resultado del coprocultivo en el manejo clínico-terapéutico del paciente. Material y Método: Durante 4 meses del año 2004, se realizó vigilancia diaria prospectiva de todos los coprocultivos solicitados en los servicios de Pediatría y UCI pediátrica del Hospital Carlos Van Buren. Se revisaron las fichas clínicas de todos los pacientes a quienes se les solicitó el examen y se revisó el resultado de los coprocultivos en el laboratorio de bacteriología. En un instrumento ad-hoc, previamente probado, se registraron los siguientes datos: sexo, edad, fechas de solicitud y toma de muestra, motivo de solicitud, resultado del examen e influencia de éste sobre el manejo clínico-terapéutico del paciente. Resultados: En el período estudiado se solicitaron 103 coprocultivos a 93 pacientes, 57 (61,3%) de sexo masculino, promedio de edad 16,4 meses. Sólo 2 coprocultivos (1,9%) resultaron positivos. Los motivos de solicitud registrados en la ficha clínica fueron: diarrea aguda (31,3%), deposición mucosa, disgregada o líquida (23,4%), diarrea intrahospitalaria (18,7%), síndrome febril sin foco (15,6%), síndrome disentérico (10,9%) y sin registro del motivo (10,9%). En la solicitud de examen enviada a laboratorio síndrome diarreico agudo fue el diagnóstico más frecuente (62,4%) seguido del síndrome bronquial obstructivo (10,75%), síndrome febril (9,7%), neumonía (8,6%) y sin diagnóstico (8,6%). La comorbilidad más frecuente fue síndrome bronquial obstructivo causado por virus sincitial respiratorio VRS (31,2%). El 76,5% de los coprocultivos no tenían resultado antes del alta del paciente y en los que si tenían informe antes del alta, sólo en 17% motivó un cambio en la conducta clínica (solicitud de un nuevo coprocultivo). El 48% de los pacientes estaba sin tratamiento antibiótico durante la toma de muestra, el 28% estaba con ampicilina, el 20% con otro antibiótico y el 10% con 2 antibióticos. Conclusión: Al igual que en otros países, en nuestro medio el coprocultivo es un examen de bajo rendimiento cuya utilidad como examen de diagnóstico parece no influir sobre la actitud clínico-terapéutica del paciente. En los casos de diarrea con sangre es fundamental registrar esto en la orden del examen para motivar la búsqueda de E. coli enterohemorrágica. Esto no se realizó en ninguno de los pacientes con esta condición en nuestra serie. Creemos que se debe generar conciencia sobre la necesidad de optimizar el uso del coprocultivo.


VIGILANCIA EPIDEMIOLÓGICA DE GASTROENTERITIS AGUDA CON DESHIDRATACIÓN, POR ROTAVIRUS, EN NIÑOS MENORES DE 3 AÑOS EN CONCEPCIÓN-TALCAHUANO, CHILE ENTRE FEBRERO Y JUNIO DE 2003

Venegas G¹, Núñez E¹, Alvarez A¹, Mamani N², León C³, Fuentes C³, O´Ryan M².
¹Departamento Pediatría Universidad de Concepción. ²Departamento de Microbiología, Universidad de Chile. ³Residentes Becario Pediatría, Universidad de Concepción.

Introducción: El Rotavirus constituye la principal causa de gastroenteritis severa en niños menores de 3 años en el mundo. Afecta por igual a niños de países desarrollados y en vías de desarrollo. Se ha estimado que en el mundo mueren aproximadamente 400.000 niños por esta infección. Objetivos: 1) Describir las características epidemiológicas de gastroenteritis aguda con deshidratación, por Rotavirus, en niños menores de 3 años de edad. 2) Estimar la proporción de Gastroenteritis por Rotavirus en relación al total de pacientes hospitalizados, menores de 3 años del área de estudio. Material y Métodos: Estudio descriptivo, prospectivo, longitudinal, observacional, con consentimiento informado aceptado por Comité de Ética del MINSAL. Se instalaron centros centinelas con personal las 24 horas del día en hospitales públicos y clínicas privados en el área de Concepción-Talcahuano en el período comprendido entre Febrero y Junio del 2003, para enrolar a niños menores de 36 meses de edad que consultaron por Gastroenteritis Aguda y deshidratación, que requirieron tratamiento plan B o C de la OMS. Se tomó muestras de material fecal para la detección de antígenos de Rotavirus por Enzimoinmunoensayo (ELISA). Resultados: Del total de 27.413 consultas realizadas por menores de 3 años a los centros hospitalarios, 249 (0,9%) fueron por Gastroenteritis Aguda con deshidratación. De estos niños 18 fueron hidratados y enviados a su hogar y 231 fueron hospitalizados. Se tomó muestra para ELISA en 206 casos, resultando positiva para Rotavirus en 121 niños (58,7%). Eran de sexo masculino 75 (62%). Presentaron vómitos 116 (96%) y presentaron temperaturas mayor o igual 39° C 41 (48%). Durante los meses de febrero y marzo se presentaron 85 casos (70%) de los niños con rotavirus positivo. Conclusiones: En el periodo estudiado, hubo una tendencia a presentarse los casos de rotavirus con deshidratación más frecuentemente en los meses de febrero y marzo. El vómito fue el síntoma más frecuente, lo que quizás favoreció la deshidratación. En esta serie no hubo mortalidad. Financiado por laboratorio GSK Biologicals.


DETERMINACIÓN DE LOS SEROTIPOS DE ROTAVIRUS PRESENTES EN NIÑOS MENORES DE 36 MESES CON GASTROENTERITIS AGUDA Y DESHIDRATACIÓN EN EL ÁREA DE CONCEPCIÓN - TALCAHUANO, CHILE

Venegas G¹, Núñez E¹, Alvarez A¹, Mamani N², Fuentes C³, León C³, O´Ryan M².
1Departamento Pediatría, Universidad de Concepción. 2Departamento Microbiología, Universidad de Chile. 3Residentes Becario Pediatría, Universidad de Concepción.

Introducción: La infección por Rotavirus (RV) es un problema de salud global. Recientes estudios alrededor del mundo estiman que hay aproximadamente 101 millones de episodios de gastroenteritis por RV, 25 millones de visitas ambulatorias, 2 millones de hospitalizaciones y 440 mil muertes de niños bajo 5 años anualmente. Esta enfermedad tiene una distribución heterogénea, con altos rangos de mortalidad en países subdesarrollados. Globalmente el G1P8 es el serotipo circulante dominante, sin embargo, nuevos serotipos están emergiendo. Objetivo: Determinar los serotipos de Rotavirus circulantes en un periodo y área geográfica determinada previo a la fase III de la vacuna oral humana (Rotarix ®)* contra el RV. Material y Métodos: Estudio descriptivo, prospectivo, longitudinal, observacional, con consentimiento informado aceptado por Comité de Ética del MINSAL. Se instalaron centros centinelas con personal las 24 horas del día en hospitales públicos y privados en el área de Concepción-Talcahuano en el periodo comprendido entre Febrero y Junio del 2003, para enrolar a niños menores de 36 meses de edad que consultaron por Gastroenteritis Aguda y deshidratación, que requirieron tratamiento plan B o C de la OMS y firmaron consentimiento informado. Se tomaron muestras de material fecal para la detección de antígenos de Rotavirus por Enzimoinmunoensayo (ELISA). Las muestras positivas para RV fueron serotipificadas mediante reacción en cadena de polimerasa por reacción de transcripción inversa (RT nested PCR ) de G1- G4. Resultados: De 231 consultas por gastroenteritis aguda con deshidratación, se tomo muestra para ELISA a 206 niños, 121 casos resultaron positivos para RV. El serotipo encontrado con mayor frecuencia fue G4, correspondiente a un 76,8% del total de serotipos identificados. La mayoría de las muestras positivas para RV se concentraron en los meses de Febrero y Marzo. Conclusiones: El serotipo más frecuente fue G4 (76,8%), lo que muestra un cambio en la incidencia del serotipo, ya que anteriormente habíamos encontrado G1 en un 84% el año 1996 y posteriormente G1 58% el año 2000. Esto constituye un importante antecedente para evaluar fase III de vacunación con cepa humana G1P8 en dicha área geográfica. Financiado por laboratorio GSK Biologicals.


ESTUDIO CLÍNICO MICROBIOLÓGICO DE DIARREA AGUDA EN POBLACIÓN PEDIÁTRICA QUE CONSULTA EN UN HOSPITAL CLÍNICO DE SANTIAGO

Jofré L1, Fernández P1, Toro C2, Ulloa MT2, Orrego M1, Contreras I3, Arellano C2, Durán C2, González C4, Lucero Y4, Morales M4.
1Servicio de Pediatría, Hospital Clínico Universidad de Chile. 2Programa de Microbiología y Micología ICBM, Universidad de Chile. 3Facultad de Bioquímica, Universidad de Chile. 4Internas de Medicina, Universidad de Chile.

Introducción: Diarrea aguda es una patología frecuente, especialmente en menores de 1 año. Es producida por agentes virales o bacterianos, con técnicas habituales la frecuencia de detección de estos agentes es baja. Objetivo: Estudiar la clínica, etiología y sensibilidad antimicrobiana de agentes aislados en niños con diarrea atendidos en un Hospital Clínico. Material y Métodos: Estudio prospectivo de niños que consultaron por diarrea en S.U. del H. Clínico de la U. de Chile, entre Agosto 2003- Agosto 2004. A todos se les realizó evaluación clínica, consignando en hoja ad-hoc síntomas, hidratación, uso de antibióticos y hospitalización. Se realizó coprocultivo para Salmonella, Shigella, E. coli diarreogénicos (ECEP, ECEH, ECET, ECEI), Campylobacter, Yersinia, detección de Rotavirus (RTV) por inmunocromatografía, PCR múltiple para los genes de virulencia de E. coli (eae, bfp, stx1, stx2, LT, ST e ipaBC) y se estudió la susceptibilidad a antimicrobianos (Kirby-Bauer) de Salmonella y Shigella en el Laboratorio de Microbiología del ICBM. Los datos se analizaron en Excel, EpiInfo 3.2.2 y SPSS 11.5. Resultados: Estudio en 263 niños, 55,1% hombres y 44,9% mujeres. RTV fue positivo en 26,6%, se detectó un agente bacteriano en 28,9%: E. coli 19% (ECEP 15,9%, ECEH 2,7% y ECET 0,4%), Salmonella 3,4% (S. Enteritidis 1,9%, S. Typhimurium 0,8%, S. Agona 0,4%, S. grupo D 0,4%), Shigella 4,6% (S. sonnei 3,4%, S. flexneri 1,2%), Campylobacter 1,9% y Yersinia 0%. RTV se asoció a bacterias en 24,2%. Edad promedio 36 m, distribución por grupo etario: 1m- 1a 37,1%, 1- 2a 22,3%, 2- 4a 18,7% y > de 4 a 21,9%. La distribución de RTV fue de 1m- 1a 25,7%, 1-2 a 35,7%, 2- 4 a 21,4% y > de 4a 17,2%. Salmonella y Shigella son más frecuentes en > de 4 años. Se hospitalizó un 14,4%, 46,1% para hidratación y correción de alteraciones hidro-electrolíticas, destaca 1 caso de SHU y 1 invaginación intestinal RTV(–). Los RTV (+) se hospitalizaron en 17,6%, 14,2 % por deshidratación. Los días de evolución fueron entre 2 a 5 en 75,4% de los casos. En relación a síntomas: 73,25 dolor abdominal, 52,9% fiebre, 54,2% vómitos, 13,2% deposición con sangre y de estos 54,3% con cultivo negativo,17,1% Shigella y 8,6% ECEH. Los LF fueron positivos en 51,3% de los casos, en 58,5% RTV, 33,3% ECEP, 100% (7/7) ECEH, 6/9 Salmonella, 10/12 Shigella, 4/5 Campylobacter, 46,1% en cultivos negativo y 74,2% en diarreas con sangre. Recibieron antibióticos un 33,8% de los casos y 21,4% de casos con LF (+). Salmonella fue sensible a todos los antibióticos y Shigella resistente en 90% a dos Conclusiones: El Rotavirus es el agente más frecuente, seguido de ECEP, Salmonella y Shigella. No debe descartarse una infección bacteriana, aún si es RTV (+). Los LF de acuerdo a lo encontrado, no son específicos de infección bacteriana. Los menores de 2 años son el grupo etario más afectado. El uso de antibióticos al inicio del cuadro puede diferirse, de acuerdo a los agentes etiológicos encontrados.


SÍNDROME DISENTÉRICO: EPIDEMIOLOGÍA Y ETIOLOGÍA EN NIÑOS HOSPITALIZADOS EN EL SERVICIO DE PEDIATRÍA DEL HOSPITAL REGIONAL RANCAGUA

Gompertz M, Herrera E, Gálvez F, Gutiérrez L, Uriarte A, Willatt C.
Servicio de Pediatría, Hospital Regional Rancagua.

Introducción: El síndrome disentérico se caracteriza por deposiciones diarreicas constituidas por mucus, pus y/o sangre. Sus principales etiologías bacterianas en Chile corresponden a los géneros Shigella, Salmonella, Campylobacter y E. coli diarreogénicas. Objetivos: Conocer las características clínicas del síndrome disentérico, la sensibilidad del coprocultivo para identificar sus agentes etiológicos y la resistencia antimicrobiana del género Shigella. Material y Método: Se seleccionó a los pacientes con diagnóstico de síndrome disentérico (CIE10 A00-A09) procedentes del servicio de Pediatría del Hospital Regional Rancagua, entre el 1 de enero del 2003 y 31 de julio del 2004. Se define una población de estudio de 61 niños en los cuales se evalúan variables epidemiológicas, clínicas, microbiológicas tratamiento y días de estadía. Se ingresan en una base de datos y se analiza mediante el programa epi info 2004. Resultados: La distribución por sexo es 34 niños y 27 niñas, la edad promedio es de 4 años. El 59% provenía de zonas urbanas y el 47% de zonas rurales. Los síntomas y signos predominantes fueron: el 100% de los pacientes presentó diarrea con sangre y/o mucus, acompañada de fiebre en el 93%, vómitos en el 66% y dolor abdominal en el 36%. En el hemograma el promedio de leucocitos es de 12.950 ± 6.474 mmx3 (p25 = 7.600, mediana = 11.600, p75 = 18.000); la PCR es en promedio 9,2 ± 8,8 mg/dl. (p25 = 1,1; mediana = 7,8; p75 = 15,2). Las complicaciones fueron deshidratación en el 55,7%, convulsiones en el 8,3% y Síndrome hemolítico urémico en el 1,6%. El tratamiento consistió en prevención y manejo de la deshidratación y en el 64% de los pacientes se utilizó Cloranfenicol en forma empírica. En cuanto al estudio microbiológico, el rendimiento del coprocultivo en este grupo fue de 64%. Los microorganismos aislados con mayor frecuencia pertenecieron al género Shigella en el 41% del total de pacientes, predominando la especie S. flexneri en el 31% del total. El segundo lugar lo ocupó el género Campylobacter con un 16%. (No se tipifican E. coli). El género Shigella presentó un 60% de resistencia a Ampicilina, Cotrimoxazol y Cloranfenicol, todos fueron sensibles a Ciprofloxacino. Conclusión: El síndrome disentérico representó el 11% del total de enfermedades infecciosas del servicio en este período. Es interesante destacar el alto rendimiento del coprocultivo en este grupo de pacientes. Shigella correspondió al principal causal de diarrea disentérica, destacando las cepas multirresistentes. Consideramos que sería recomendable evaluar, en nuestro centro, la utilización del Ciprofloxacino como primera elección en el tratamiento empírico. Palabras clave: Síndrome disentérico, coprocultivo, Shigella, resistencia antibiótica.


EPIDEMIOLOGÍA DE LAS BACTERIEMIAS POR SALMONELLA EN NIÑOS (2000-2004)

Eyzaguirre F, Cifuentes M, Delpiano L.
Universidad de Chile, Sede Centro, Unidad de Infectología, Hospital San Borja Arriarán.

Introducción: Las infecciones por Salmonella (S), mostraron un descenso significativo luego de las medidas adoptadas con motivo del cólera desde el año 1993. Recientemente sin embargo, se ha observado un ascenso en su aislamiento, siendo frecuentemente causa de síndrome febril en niños y adultos. Material y Método: Se estudió retrospectivamente las historias clínicas y aspectos microbiológicos de todos los pacientes pediátricos con hemocultivos positivos (H+) a Salmonella (enero de 2000 a mayo de 2004) en el HCSBA. Resultados: Hubo 82 H+ a S, correspondientes a 49 niños de 6,4 ± 5 años (23 días-15 años), 61% mujeres. Los casos se concentraron entre diciembre y abril de cada año. Según el año estudiado, el aislamiento de S entre los bacilos G(-) fue: 19% el año 2000, 10% el 2001, 8% el 2002 y 17% el 2003. Los serotipos aislados fueron: 36% S. parathyphi B, 34% S. thyphi, 8% S. montevideo y S. enteritidis, 4% S. thyphimurium y 10% otras (S. heidelberg, S. dublin, S. grupo E). En todos los casos los serotipos fueron confirmados por el ISP. Se registró un caso de S. havana en LCR y H+ en un RN. El 100% fue sensible in vitro a cloranfenicol (CAF), cefotaxima (CTX), cotrimoxazol (STX) y ciprofloxacino (CIP). Hubo 3 casos de mielocultivo positivo a S. thyphi además de los H+. Lactantes (37%) y escolares fueron más afectados (53%) que los preescolares (10%; p = 0,0016 y p < 0,0001 respectivamente). La temperatura promedio al hemocultivar fue 38,6° C (37-40,5° C), con un tiempo de positividad en el sistema de hemocultivos automatizados de 19,2 h (2-91). Los síntomas que motivaron la consulta fueron: fiebre en un 100% de los casos, diarrea 60%, vómitos 43%, cefalea 26%, CEG 24% y 19% dolor abdominal. El recuento de leucocitos promedio fue 9.058 (2.700-40.700), baciliformes 21% (0-54), con un recuento de 1.817 (0-10582), eosinófilos 0,1% (0-2), PCR 119 mg/l (20-299) y VHS 41 mm/hr (9-87). En el 42% (n = 21) de los casos, la muestra se tomó en el servicio de urgencia como estudio de bacteremia oculta. Estos pacientes fueron contactados y tratados en forma ambulatoria (n = 9) u hospitalizados (n = 5) (7 niños no fueron encontrados). De los 49 niños, el 67% se hospitalizó; 17 (35%) ingresó con diagnóstico de síndrome febril y 11 niños con probable salmonellosis, lo que determinó un índice de sospecha de 39%. Un 36% inició tratamiento con CTX ev (1-6 días), 49% con CAF vo y 6% CIP (2-3 días); todos completaron finalmente 14 días con CAF oral, excepto un caso que recibió ampicilina ev (adolescente embarazada). El tratamiento ambulatorio indicado fue CAF por 14 días. No se reportaron complicaciones. Conclusiones: 1) La infección por Salmonella mantiene prevalencia en la población pediátrica, con un incremento desde el año 2002. 2) La toma de hemocultivos en estudio de bacteremia oculta resulta útil en la identificación de Salmonella. 3) A nivel local, no se han aislado serotipos resistentes a CAF, cefalosporinas ni quinolonas como en otros reportes.


INFECCIONES RESPIRATORIAS EN NIÑOS DE SALA CUNA Y JARDÍN INFANTIL: EPIDEMIOLOGÍA Y COSTOS

Delpiano L, Kabalan P, Díaz C, Pinto A.
Unidad de Infectología Pediátrica. Hospital San Borja Arriarán. Santiago, Chile.

Los niños que asisten a centros de cuidados tienen una frecuencia al menos dos veces mayor de infecciones respiratorias que los niños cuidados en sus casas, y se los describe como una población con mayor consumo de antimicrobianos. Lo anterior conlleva un costo directo familiar y laboral no evaluado en nuestro país. Se presenta un seguimiento prospectivo (mayo-agosto de 2004), que incluyó a 140 niños asistentes a sala cuna (49) y jardín infantil (91) dependientes del Hospital San Borja Arriarán. Frente a cada inasistencia por morbilidad respiratoria se efectuó entrevista al apoderado (funcionario del hospital) a fin de obtener descripción epidemiológica y consignar costos derivados de consultas, fármacos, exámenes, kinesioterapia y licencias médicas o permisos. El sueldo promedio de los funcionarios-apoderados es de $198.500 y un 90% de ellos está afiliado a Fonasa. Se analizan 175 eventos mórbidos en 84 menores; 35,4 % en niños de sala cuna y 64,6% en niños de jardín. Los diagnósticos fueron 92 infecciones respiratorias altas (resfrío, faringitis, amigdalitis, herpangina u otitis) y 83 infecciones bajas (bronquitis, neumonías con o sin obstrucción). En 49,1% de las infecciones se indicó antimicrobianos, principalmente ? lactámicos (74,4%). Hubo 3 hospitalizaciones de lactantes. Respecto de los costos, estos alcanzaron en consultas médicas a $1.620.750 ($589.500 a cargo apoderado), en fármacos a $2.172.580, en exámenes a $669.910, en kinesioterapia a $240.630. El valor promedio por evento asumido por padres fue de $ 20.986, diferenciando en $ 34.559 por evento lactante de sala cuna y $16.186 por evento de niño en jardín infantil. Hubo un total de 405 días laborales no efectuados debido a licencias médicas o permisos, lo que representó un costo total de $2.558.754. Este valor sumado al costo real de consulta con bono FONASA o de ISAPRE, hospitalización y al costo asumido por los padres, define un costo final por evento respiratorio de $74.150 para niño de sala cuna y $26.233 para niño en jardín infantil. Destaca la mayor morbilidad en niños de jardín infantil (pero a un costo significativamente menor que un lactante de sala cuna), el predominio de infecciones respiratorias bajas y aunque carente de identificación etiológica, un importante consumo de antimicrobianos. Por último, el elevado costo económico familiar y estatal amerita programas educativos y de prevención en el hogar y centro de cuidado infantil evaluando además las prácticas de atención.


¿ES POSIBLE LA TRANSMISIÓN DE HUEVOS DE TOXOCARA CANIS POR CONTACTO DIRECTO CON CACHORROS?

Jofré L1, Cerva JL2, López J3, Díaz C4, Noemi I2, González C5, Morales M5.
1Servicio de Pediatría, Hospital Clínico Universidad de Chile. 2Unidad de Parasitología, Hospital Luis Calvo Mackenna. 3Médico Veterinario Clínica Alcántara. 4Médico Veterinario, Clínica Espoz y Universidad Santo Tomás. 5Internas de Medicina, Universidad de Chile.

Introducción: La infección por Toxocara canis es frecuente en la población canina, entre 23 a 40% de los perros menores de un año en nuestro país. Los cachorros pueden nacer infectados, por paso transplacentario de los estados larvales de este parásito durante la gestación. La hembra adulta de T. canis elimina huevos a través de las deposiciones de los animales infectados al medio externo, los que se larvan en 2-3 semanas, dependiendo de las condiciones de temperatura y humedad. El hombre se infecta en forma accidental al ingerir los huevos larvados existentes en alimentos contaminados con deposiciones o a través de la manipulación de tierra de los lugares donde los perros defecan, especialmente los cachorros. La transmisión a través del contacto directo con cachorros no se ha demostrado en nuestro medio. Objetivo: Establecer la presencia de huevos de Toxocara canis en el pelaje de cachorros. Material y Métodos: Estudio descriptivo de cachorros atendidos en las Clínicas Veterinarias Alcántara y Espoz, que asistieron a control veterinario de rutina o que fueron atendidos por patologías. Los cachorros fueron evaluados desde el punto de vista clínico, se consignó edad, patologías y uso de antiparasitarios. Previa autorización del dueño o responsable de la mascota se realizaron cortes de pelo con máquina eléctrica cortadora de pelo en zona perianal y base de la cola. Las muestras se guardaron al Laboratorio de Parasitología, en un lapso de tiempo de 1 a 2 semanas. La muestra se procesó en 100 ml de NaCl 0,9% con 0,5 ml de Tween 20 (detergente no iónico) en agitador magnético por 10 minutos, se traspasó a 2 tubos cónicos de 15 ml, centrifugando por 5 min a 3.000 rpm. Se observó el sedimento al microscopio para la búsqueda de huevos de Toxocara. Resultados: Se estudiaron 34 cachorros, todos menores de 6 meses, sin patologías de importancia, desparasitados la mayoría. Se encontró la presencia de huevos de Toxocara canis en etapa de embrión en el pelaje de 2 cachorros, ambos habían recibido tratamiento antiparasitario previamente. Conclusiones: Estos resultados nos permite establecer que en el pelaje de los cachorros puede encontrarse huevos de Toxocara canis, incluso en etapa de embrión, lo que podría constituir un mecanismo de transmisión no considerado en esta parasitosis. El contacto directo que se establece entre niños y cachorros, asociado al hábito de estos últimos de lamer el pelaje, plantean la posibilidad de adquirir la infección por este mecanismo. La educación en la prevención de esta patología, el lavado de manos después de jugar con los cachorros, junto al control veterinario y tratamiento antiparasitario, son las medidas más eficaces para evitar la infección por Toxocara canis.


EMERGENCIA DE BLASTOCYSTIS HOMINIS Y DISMINUCIÓN DE GIARDIA INTESTINALIS COMO AGENTES PARASITARIOS PREVALENTES EN JARDINES INFANTILES

Jofré L1, González C2, Lucero Y2, Noemi I3, Cerva JL3, Ceballos P3, Salas F4, Cuevas M4.
1Servicio de Pediatría Hospital Clínico Universidad de Chile. 2Ayudantes alumnas, Universidad de Chile. 3Unidad de Parasitología, Hospital Luis Calvo Mackenna. 4Servicio de Pediatría, Hospital Luis Calvo Mackenna.

Introducción: Los niños que asisten a jardines infantiles tienen un mayor riesgo de adquirir infecciones transmitidas por vía fecal-oral, comparado con los niños que no asisten. Las condiciones que favorecen la transmisión son la proximidad existente entre los niños, el hábito de llevarse todo a la boca, el contacto estrecho que establecen y la falta de continencia por su inmadurez, asociado a que pueden haber infecciones que son asintomáticas y una baja dosis infectante de algunos agentes parasitarios. La prevalencia de enteroparasitosis en este grupo consignada previamente es de 30-40%, con una alta frecuencia de reinfecciones. Blastocystis hominis es un agente considerado comensal con un rol patogénico discutido, su presencia en jardines infantiles se ha descrito en pocas ocasiones. Objetivo: Determinar la prevalencia de agentes parasitarios en niños asistentes a jardines infantiles. Material y Métodos: Evaluación de niños asistentes a 4 jardines ubicados en la Comuna de los Andes (2), Coyhaique (1) y Santiago (1). A las madres se les realizó una encuesta epidemiológica y se les solicitó consentimiento para la toma de muestra de deposiciones, se les entregó un frasco con solución fijadora Formol –sal para la recolección de muestras por 3 días y un portaobjeto con cinta adhesiva, cada uno de ellos con su instructivo. Los frascos fueron retirados después de 2 semanas de la visita inicial. Las muestras fueron procesadas en el Laboratorio de Parasitología, donde se realizó estudio parasitológico (PSD) con técnica de Burrows, test de Graham, tinción de Ziehl Neelsen para búsqueda de Cryptosporidium sp y tinción tricromo para Mycrosporidios. Resultados: De un total de 127 niños enrolados, se procesaron 124 muestras de PSD y 101 muestras para Test de Graham. En 16,1% de las muestras se encontró un agente parasitario, una sola muestra fue positiva para Enterobius vermicularis. Se encontró Blastocystis hominis en 7,2%, Endolimax nana en 8,1% y Giardia intestinalis en 4%, más de 1 agente en 4%, 2 de ellos G. intestinalis asociado a E. nana y en otros 2 asociado a B. hominis. Ninguno de los niños presentó síntomas al momento de la toma de muestra. La edad de los niños con B. hominis fue en promedio de 28 meses y en G. intestinalis de 44 meses. En 48,8% de las muestras se realizó tinción de Ziehl Neelsen y tinción tricromo que fue negativa en todas. Conclusiones: El perfil de los agentes parasitarios intestinales en jardines infantiles ha cambiado, estos datos preliminares dan cuanta de una marcada disminución de la prevalencia de G. intestinalis y un aumento de la frecuencia de agentes considerados comensales como B. hominis y E. nana. El porcentaje encontrado de B. hominis es similar a estudios realizados en otras comunidades. Las medidas de prevención son el refuerzo de las medidas higiénicas y tratamiento de los casos positivos.


EXPERIENCIA EN EL MANEJO DE MORDEDURAS POR LOXOSCELES LAETA EN PACIENTES PEDIÁTRICOS Y USO DE SUERO ANTILOXOSCELES

Noemi I1, Jofré L2, Cerva JL1, Lucero Y3, González C3, Revello D3, Vojkovic M3, Viovy A1.
1Unidad de Parasitología Hospital Luis Calvo Mackenna. 2Servicio de Pediatría Hospital Clínico Universidad de Chile. 3Ayudantes alumnos Universidad de Chile.

Introducción: Existen más de 100 especies de Loxosceles en el mundo, alrededor de 15 son patógenas para el hombre. Loxosceles laeta es la más venenosa y es la especie encontrada en nuestro país y Sudamérica. La mordedura produce una lesión llamada gangrena seca o placa livedoide, el compromiso es cutáneo y puede progresar al compromiso visceral con hemólisis, hemoglobinuria y falla renal. El suero antiloxosceles (SAL) debe ser usado antes de las 4-6 horas de ocurrido el accidente, previo a la fijación de la toxina a los tejidos y se discute la utilidad de su indicación. Objetivos: Con la finalidad de describir la experiencia en el manejo de estos pacientes y la evolución con el uso de SAL, se presenta la siguiente serie. Material y Métodos: Estudio descriptivo de pacientes con Loxoscelismo atendidos en la Unidad de Parasitología del H. Luis Calvo Mackenna y el Servicio de Pediatría del H. Clínico de la U. de Chile, entre Enero 1997 a Agosto 2004. Los pacientes fueron seguidos desde el punto de vista clínico y de laboratorio, sus antecedentes fueron registrados en hoja ad hoc. El análisis estadístico se realizó en EpiInfo 6.0 y SPSS 11.5, con un nivel de significación de p < 0,01. Resultados: Se enrolaron 48 pacientes, 19 hombres y 29 mujeres. El tiempo de evolución de la mordedura al momento de la consulta osciló entre 2 a 148 horas, con un promedio de 36,5 horas, el ejemplar se visualizó en 66,7% de los casos y traído para su identificación en 56%. La ubicación de la mordedura fue en extremidades superiores e inferiores en 77,8%, cabeza 6,7%, cuello 4,2%, tórax 8,3% y genitales 2,1%. Las circunstancias del accidente fueron al ponerse ropa colgada en la pared o en suelo en 9 casos, durmiendo en 26, al vestirse en 8 y al ducharse en 5 casos. Todos se hospitalizaron al momento de la consulta, el 39,6% prolongó la hospitalización por compromiso visceral. Recibieron SAL 15 casos (31,3%) con menos de 10 horas de evolución y presencia de hemoglobinuria inicial. Evolucionaron con compromiso cutáneo 66,7% de los casos y con compromiso cutáneo visceral un 33,3%. De los pacientes que recibieron SAL ninguno agravó su cuadro (p < 0,01). Todos recibieron corticoides y antihistamínicos por vía endovenosa y paso a la vía oral una vez estabilizado el cuadro. Requirieron injerto 6 niños y uno de recambio sanguíneo, no se registró mortalidad. Conclusiones: Loxoscelismo es una patología prevenible, debe sospecharse en el nivel primario y requiere educar a la población para una consulta precoz. El manejo inicial debe ser hospitalizado con exámenes para descartar compromiso visceral, destacando la importancia de la hemoglobinuria. El uso de SAL en esta experiencia evitó la progresión del cuadro.


INFECCIONES POR CANDIDA EN NEONATOLOGÍA

Acuña ME, Bustos R, Bancalari A, Araneda H.
Unidad de Neonatología, Hospital Guillermo Grant Benavente, Concepción.

Introducción: Las infecciones por Candida constituyen una causa emergente de infecciones nosocomiales en unidades de neonatología. Objetivos: Caracterizar el perfil clínico microbiológico de los recién nacidos ingresados a una unidad de neonatología y que desarrollaron una infección por Candida. Material y Métodos: Estudio caso control realizado en un período 10 años (Abril 1994 a Abril de 2004) en todos los recién nacidos ingresados a neonatología. Por cada caso índice se seleccionaron dos controles de similar edad gestacional. Se definió como criterio de infección el aislamiento de Candida en sitios normalmente estériles. Para el análisis estadístico se utilizo el t student y la prueba ?2 El nivel de significancia estadística fue situada a nivel de 0,05. Resultados: Se identificaron 14 casos con infecciones a Candida y 28 controles. Los grupos fueron similares en EG (34,6 vs 34,7 sem) y Peso de Nacimiento (2.537 vs 2.535 g). Comparados con los controles; los recién nacidos con infecciones a Candida tuvieron significativamente (p < 0,05) mayor: estadía hospitalaria (55,4 vs 34,0 días) proporción de Ventilación mecánica (57,0 vs 14,3%), alimentación parenteral (71,4 vs 14,3%) antibioticoterapia (100 vs 17,9%) cirugías previas (50% vs 0) y mortalidad (28,6% vs 0%). En el grupo de RN con infecciones a Candida; la edad al diagnóstico fue en promedio 21 días, la especie más frecuentemente aislada fue Candida albicans (11/14). El principal sitio de aislamiento fue el territorio sanguíneo (8/14) siendo el tratamiento de elección el fluconazol (10/14). Conclusiones: En nuestra unidad el perfil clínico-microbiológico de los RN que desarrollaron infecciones por Candida fue similar a lo reportado en la literatura.


VARICELA COMO CAUSA DE HOSPITALIZACIÓN EN PEDIATRÍA

Esparza R, Carrasco C, Pérez G, Gatica L.
Servicio de Pediatría, Hospital Guillermo Grant Benavente, Concepción.

Introducción: La varicela constituye una enfermedad infectocontagiosa de alta prevalencia y evolución habitualmente benigna. Sin embargo, no está exenta de complicaciones, en especial en grupos de riesgo. Objetivos: Describir características clínicas y epidemiológicas de los pacientes que se hospitalizaron con diagnóstico de varicela en el servicio de pediatría del HGGB entre los años 2000 a 2004. Pacientes y Métodos: Se realizó un estudio retrospectivo, de tipo descriptivo. Se analizaron las fichas clínicas de todos los pacientes que ingresaron con diagnóstico de varicela al Servicio de Pediatría del HGGB, entre Enero de 2000 a Febrero de 2003. Se registraron datos demográficos (sexo, edad, procedencia), duración de la hospitalización, complicaciones asociadas y tratamiento. Los datos se recogieron y analizaron en el programa Microsoft Excel. Resultados: Durante el período analizado, ingresaron 81 pacientes con diagnóstico de varicela. El 51% eran de sexo masculino y 49% femenino. Distribuidos por grupos de edad, el 62,5% eran menores de 2 años, 11,1% de 3 a 5 años, 13,8% entre 6 a 8 años, 5,5% de 9 a 11 años y 6,9% mayores de 12 años. Según su procedencia, el 83,9% procedían del Servicio de Salud (SS) Concepción, 6,2% al SS Arauco y 6,2% al SS Talcahuano. Según estacionalidad, el 49,3% ingresa en meses de verano, 25,9% en otoño, 9,8% en invierno y 14,1% en primavera. Según el año de ingreso, entre 2003 a febrero de 2004, ingresó el 37% de los casos. De acuerdo a los días de evolución previos al ingreso, fue de 3,62 días en promedio (DS±3,64). La duración de la hospitalización en promedio fue de 5,7 días (DS ± 4,19). El 24% de los pacientes presentó complicaciones, sin diferencias entre los años estudiados. Las más frecuentes fueron: sobreinfección bacteriana (30%), cerebelitis (25%), celulitis (15%), absceso (10%), flegmón (15%), fasceítis necrotizante (5%). Éste paciente (1,2%) requirió cirugía y 1 paciente evoluciona con shock séptico asociado a flegmón (hemocultivo negativo). Respecto a los gérmenes involucrados, en el 14% de los casos se toman hemocultivos, positivos en un 33%. Se aisló Streptococcus B hemolítico grupo A (SBGA) en 3 casos (1 asociado a S. aureus) y Streptococcus Grupo C en 1. En 15 pacientes se toma cultivo de lesión cutánea, todos positivos. El 53,3% corresponden a S. aureus y 25% a SBGA. Un 65% de los pacientes recibió antibióticos: 66% se trató con cloxacilina y/o flucloxacilina. Un 9,8% de los casos correspondió a contacto intrahospitalario de varicela, principalmente pacientes oncológicos.El 18,5% de los pacientes recibió aciclovir. No se registró el uso de gammaglobulina. Conclusiones: El ingreso por varicela y complicaciones asociadas se concentra en el grupo de lactantes, con una notoria estacionalidad estival. La complicación más frecuente fue sobreinfección bacteriana. El germen aislado fue S. aureus, y consecuentemente, el tratamiento antibiótico se realizó con cloxacilina.


CARACTERIZACIÓN DE UROCULTIVOS EN HOSPITAL DE VALLENAR

Aránguiz JL, Lobos V, Campos G.
Servicio de Pediatría, Hospital de Vallenar.

Introducción: El diagnóstico de Infección del Tracto Urinario se basa en el estudio bacteriológico de la orina. El germen más frecuente es E. coli, en pacientes hospitalizados y ambulatorios. Es una infección frecuente que debe ser bien tratada para evitar secuelas a futuro. Objetivos: Caracterizar los urocultivos durante el periodo enero- diciembre 2003, tomados en pacientes pediátricos hospitalizados y ambulatorios en el Hospital de Vallenar. Caracterizar los gérmenes más frecuentes y la resistencia local de estos a los distintos antimicrobianos. Métodos: Se revisa retrospectivamente todos los urocultivos pediátricos procesados en el laboratorio del Hospital de Vallenar desde enero a diciembre del ano 2003. Todos los urocultivos son tomados con recolector o muestra de segundo chorro. Se considero positivo los urocultivos positivos con > 10 ^ 5 ufc/mL y contaminados aquellos polimicrobianos o aquellos con sedimento de orina no compatibles. Resultados: Durante el año 2003 se tomaron 528 urocultivos a pacientes pediátricos, siendo positivos 67 y contaminados 25. Se aisló en 82,1% E. coli, 9% P. mirabilis, 6% K. pneumonia, 2,9% S. coagulasa (–). La resistencia antimicrobiana de E. coli a Nitrofurantoina fue 1,8%, lo mismo que para CFP de 2° generación, para Ampicilina fue de 34,5%, para Cotrimoxazol fue de 16,4%, para CAF fue de 14,5%, y para CFP de 1° generación 5,5%. La resistencia antimicrobiana de P. mirabilis a Cotrimoxazol fue de 33,3%, a Ampicilina fue de 16,6% y a CAF 16,6%. La resistencia antimicrobiana de K. pneumonia a Ampicilina fue de75%. La resistencia antimicrobiana de S. coagulasa (–) fue 0% a todos los antimicrobianos. Conclusiones: Podemos afirmar que para nuestra realidad la Nitrofurantoina sigue siendo, junto con las CFP de 1° generación, la primera alternativa de tratamiento para la mayoría de las ITU. El Cotrimoxazol y la Ampicilina deben sacarse de los esquemas del tratamiento de las ITU para evitar tener pacientes maltratados. Cada hospital debe definir sus esquemas antibióticos según su propio mapa bacteriológico.


UROLITIASIS EN LA EDAD PEDIÁTRICA

Escala JM, Bustamante P, Letelier N, Retamal MG, Zubieta R.
Unidad de Urología, Servicio de Cirugía Infantil, Hospital Exequiel González Cortés, Santiago, Chile.

Introducción: La urolitiasis es una patología frecuente de ver en la edad adulta, no asi en la infancia, donde la incidencia es mucho menor; pero no por esto deja de ser importante conocer, sospechar y manejar adecuadamente esta patología. El objetivo de esta presentación es mostrar la experiencia de la Unidad de Urología en el hospital Exequiel González Cortés en los últimos 10 años. Material y Método: Se analizaron 27 pacientes (56% de sexo masculino), 50% entre 6 y 10 años. Resultados: La forma de presentación más común fue el dolor tipo cólico (40%) y la Infección Urinaria (50%). La litiasis renal fue la más frecuente (74%), la litiasis ureteral y vesical se observaron en un 11% respectivamente y la uretral en un 4%. El estudio preoperatorio consistió en 100% ecografía Renal y Vesical, 38% Pielografía de eliminación y estudio cintigráfico y sólo un 10% contó con PieloTAC preoperatorio. La cirugía abierta fue la técnica utilizada más frecuente (46%), seguido de la combinación de Litrotripsia extracorpórea (LEC) y cirugía (19%), LEC exclusiva en 15%, tratamiento endoscópico, percutáneo y eliminación espontánea de observo en 1 paciente c/u (4%) y se realizó nefrectomia en 2 casos (8%). Los resultados a la fecha son de 82% libre de litiasis y 18% con litiasis residual menores a 3 mm por lo que se han mantenido en observación. Conclusión: La litiasis urinaria más frecuente del niño es la renal, ocurre prioritariamente en varones, La sintomatología es dolor y el diagnóstico se basa en la ecografía como primer examen a realizar, confirmándose con pielo-tac. Su tratamiento más habitual es quirúrgico abierto convencional, aunque pese a su poca disponibilidad en el último tiempo con una frecuencia creciente hemos usado la LEC, con resultados alentadores.


PERFIL CLÍNICO Y ETIOLÓGICO DE LA INFECCIÓN URINARIA EN EL SERVICIO DE PEDIATRÍA DEL HOSPITAL REGIONAL DE RANCAGUA DURANTE LOS AÑOS 2002-2003

Gutiérrez L, Gálvez F, Herrera E, Gompertz M, Vargas F, Véliz F, Caro N.
Servicio de Pediatría, Hospital Regional Rancagua.

Introducción: La Infección del Tracto Urinario (ITU) es una de las infecciones bacterianas más comunes en Pediatría. Para atenuar el daño renal, son importantes un diagnóstico y tratamiento precoz. La mayoría de las veces se inicia un tratamiento empírico, de ahí la necesidad de contar con la sensibilidad antibiótica local. Objetivo: Conocer la distribución etaria, clínica y tratamiento tanto empírico como ajustado de los niños hospitalizados en el Servicio de Pediatría durante los años 2002 y 2003. Analizar la etiología de la ITU y la sensibilidad antibiótica local durante este período. Material y Método: Se seleccionaron pacientes del Servicio de Pediatría los años 2002 y 2003, cuyo diagnóstico de egreso fue ITU (N39.0 de la CIE 10). Se establece una población de estudio de 114 niños. Para la realización del estudio se consideran variables epidemiológicas, clínicas, de laboratorio, tratamiento, complicaciones y días de estadía en el servicio. Se confecciona una base de datos con dichas variables, las cuales se analizan con programa EpiInfo 2004. Resultados: La prevalencia de ITU en el Servicio de Pediatría fue 2,77%. De la población estudiada, 66,7% son mujeres y 33,3% hombres, con un promedio de 1,9 años y ds = 2,58. Debutaron con fiebre 93,04%, 54,28% diarrea o vómitos y 9,56% dolor abdominal. El 30,7% tenía antecedentes (ITU 24 casos, malformaciones genitourinarias 1, daño neurológico 10). El 54,4% de los pacientes se presentó con leucocitos en cifras mayores a 15.000 y 45,6% con neutrofilia. El promedio de la PCR fue 9,27 mg/dl y la VHS 44,57 mm/seg. En el único caso de Pseudomonas aeruginosa, la PCR fue de 22,5 mg/dl. La VHS fue mayor (46,2 mm/hr) cuando se aisló E. coli que cuando se aislaron otros gérmenes. E. coli fue el agente mayormente aislado (91,2%) con una sensibilidad del 99% para Cefotaxima; luego Klebsiella (3,5%), Enterococcus faecalis (1,8%), Proteus mirabilis (0,9%), Pseudomonas aeruginosa (0,95%). Del total de urocultivos, existe una resistencia de 54,8% para Cotrimoxazol y 74,8% para Ampicilina. El tratamiento antibiótico empírico utilizado fue Cefotaxima (96,4%), Cefadroxilo (15,3%) y Amikacina (12,6%). El 87,7% de los casos no presentó complicaciones, el 8,8% presentó sepsis y en 2 pacientes se encontró un absceso renal. El promedio de estadía hospitalaria fue de 6,5 días; cuando el germen aislado fue Klebsiella el promedio subió a 24 días (p 0,0000). Según antecedentes mórbidos, la estadía hospitalaria promedio fue de 15,9 días en caso de daño neurológico, 5,2 días en ITU previa y 5,6 días en casos sin antecedentes (p 0,0001). Conclusiones: E. coli es el agente más frecuentemente aislado, con una elevada sensibilidad para Cefotaxima, la cual constituyó el tratamiento empírico de primera elección y por su sensibilidad debe ser el antibiótico de elección. Debido a la elevada resistencia a Cotrimoxazol y Ampicilina, estos antimicrobianos no constituyen alternativa válida en el tratamiento de la ITU actual. Palabras claves: Infección urinaria. Sensibilidad antimicrobiana.


SÍNDROME HEMOLÍTICO URÉMICO, EXPERIENCIA EN EL SERVICIO DE PEDIATRÍA DEL HOSPITAL REGIONAL DE TALCA

Andrades Carolina
Hospital Regional Talca.

El Síndrome Hemolítico Urémico (SHU) es la causa más frecuente de insuficiencia renal aguda en niños y puede provocar complicaciones en el tiempo. Clínicamente se caracteriza por anemia hemolítica microangiopática, plaquetopenia e insuficiencia renal aguda. Objetivo: Estudiar el comportamiento de los pacientes con SHU desde Agosto de 1999 a Agosto del 2004 en el Servicio de Pediatría del Hospital Regional de Talca. Material y Método: Trabajo descriptivo retrospectivo. Se revisaron las fichas de 10 pacientes en las que se analizaron: edad de presentación, sexo, estacionalidad, antecedentes de diarrea y/o disentería, exámenes de ingreso, presencia de hipertensión, compromiso neurológico, días de anuria, necesidad de diálisis, necesidad de transfusiones de glóbulos rojos, tratamiento antibiótico previo, infecciones asociadas, días UCI, días de hospitalización, necesidad de trasplante renal y fallecidos. Resultados: La edad de los pacientes promedio es de 2 años 5 meses, fluctuando entre los 6 meses y 6 años 9 meses, siendo 70% mujeres. La mayoría de los casos se presentó en verano u otoño (80%). La totalidad tuvo diarrea y un 50% disentería. Los exámenes de ingreso demostraron en promedio: creatinina 3,9 mg%, BUN 74,9 mg%, Hcto 21,2%, plaquetas 93.000, leucocitos 11.843, ex de orina: hematuria 100% y proteinuria 30%. Un 30% presentó algún grado de hipertensión, 40% compromiso neurológico. Se constata en promedio 4 días de anuria y el 70% requirió Diálisis Peritoneal, siendo la duración de 7 a 29 días, promediando 14,5 días. El 100% requirió transfusión de glóbulos rojos. El 40% recibió antibióticos previos y el 40% tuvo infecciones asociadas (bacteremia, sepsis, ITU, peritonitis). La estadía en UCI fue en promedio 17,5 días y de hospitalización 20,6. Conclusiones: El SHU en nuestro servicio se presenta mayormente en mujeres menores de 2 años 6 meses, generalmente en verano u otoño, es frecuente el compromiso neurológico, se evidenció alteración de exámen de orina en todos los pacientes, la totalidad requirió transfusiones de glóbulos rojos y la mayoría necesitó diálisis peritoneal para su recuperación. No se registraron trasplantados ni fallecidos.


PREVALENCIA DE REFLUJO VESICOURETERAL EN INFECCIONES DEL TRACTO URINARIO EN POBLACIÓN PEDIÁTRICA

Caro E1, López I1, Acosta N1, Pereira J2.
1Internas de Medicina 7° año. 2Pediatra, Nefrólogo infantil del Hospital Herminda Martín de Chillán.

El Reflujo Vesicoureteral (RVU) es una patología frecuente en la infancia, siendo uno de los principales factores de riesgo para desarrollar daño renal permanente. Se describe que un tercio de las pacientes con IRC se asocian directamente con RVU. De ahí la importancia del diagnóstico y seguimiento del RVU en pacientes con ITU. Se analizan las fichas de los pacientes pediátricos con diagnóstico de Infección del Tracto Urinario (ITU) y estudio imagenológico: ecografía renal y uretrocistografía, que consultan en Hospital Herminda Martín de Chillán entre Julio de 1997 y Julio del 2003. Las variables estudiadas son: sexo, edad de diagnóstico de ITU, presencia de RVU y localización del reflujo. Se estudia un total de 202 casos, entre 2 días y 13 años de edad, correspondiendo el 61,4% al sexo femenino y un 50,4% a menores de un año. Se demuestra RVU en el 25,5% de los pacientes, de los cuales el 61,2% fue unilateral y el 38,8% bilateral. Destacando que del total de los RVU bilaterales, el 73,6% correspondían a menores de 1 año. Del total de pacientes con RVU el 61,3% correspondió al grupo de menor de 1 año, el 30,6% al grupo entre 1 y 5 años, y el 8,1% a mayores de 5 años. Demostrándose una dependencia estadísticamente significativa entre la presencia de RVU y la edad de diagnóstico (p < 0,05). Del total de los RVU diagnosticados, el 61,3% eran mujeres y el 33,7% varones, aunque en relación al número de pacientes por sexos, no hay diferencia porcentual, así, del total de varones un 25,3% presentaron RVU y del total de mujeres un 25,5% presentaron RVU. No se demostró correlación estadísticamente significativa entre la presencia de RVU y el sexo, con la prueba Ji- cuadrado. Nuestros resultados corroboran la alta prevalencia de RVU en niños con ITU, que se describe entre el 20 y 30%, además, coincide con la literatura acerca del predominio en las ITU del sexo femenino, aunque en nuestro estudio no se evidencian diferencias por sexo en la aparición de RVU. Además, demuestra la mayor frecuencia de RVU en los niños menores, la mayor frecuencia de RVU bilateral en menores de 1 año, esto sumado al mayor riesgo que se sabe que tienen los riñones jóvenes, hace más perentorio el estudio precoz de un paciente con ITU.


PERFIL EPIDEMIOLÓGICO DE LACTANTES CON INFECCIÓN URINARIA

Ortiz C*, Rojas R*, Vargas I*, Abusleme I, Valdés G.
Unidad de Lactantes. Servicio de Pediatría, Hospital Félix Bulnes. *Interno VII Medicina, Universidad de Santiago de Chile.

Introducción: La infección del tracto urinario es una de las infecciones bacterianas más comunes del lactante, estimándose su incidencia en 1-5%. Presenta particularidades respecto a otras edades pediátricas en relación al diagnóstico y actitud terapéutica orientadas a prevenir secuelas. A menudo, el tratamiento se realiza de manera empírica, por lo cual es importante conocer los patrones de sensibilidad antibiótica de las bacterias relacionadas a esta patología. Considerando lo anterior, nos propusimos caracterizar al grupo de lactantes hospitalizados con este diagnóstico en nuestra unidad. Material y Método: Se realizó revisión prospectiva de las fichas clínicas de los pacientes hospitalizados en la Unidad de Lactantes con diagnóstico de infección urinaria en el período comprendido entre septiembre de 2001 a septiembre de 2003. Se evaluaron variables como edad, sexo, agente etiológico aislado, tratamiento recibido, tiempo de estadía hospitalaria, entre otros. Además, se analizaron los perfiles de sensibilidad, de las cepas obtenidas en urocultivos, a los antibióticos utilizados como tratamiento empírico en nuestro servicio. Resultados: De un total de 1.409 hospitalizaciones, el 7% correspondió a cuadros de infección urinaria (n: 99). La distribución por sexo fue de 53,5% niñas y 46,5% niños. En el grupo de recién nacidos predominó el sexo masculino (85,7%), en los lactantes mayores el femenino (84,2%), mientras que en los lactantes menores hubo una distribución equitativa entre ambos sexos (niñas: 49,3% y niños: 50,7%). El antecedente de episodio previo estuvo presente en un 6,1%. Se aisló E. coli en el 93,9%; el resto se distribuyó entre proteus mirabilis, citrobacter freundii y enterobacter. La sensibilidad antibiótica global fue: 89,9% aminoglicósidos, 62,6% cefalosporinas de 1º generación y 94,6% cefalosporinas de 3º generación. El promedio de duración del tratamiento fue de 10,1 días; el 75,8% de los casos recibió más de un antibiótico, pues se mantuvo la vía endovenosa en promedio 5,65 días, completando el tratamiento por vía oral. Como terapia empírica se utilizó gentamicina en el 54,6% y cefotaxima en el 35,4%; vía oral se utilizó preferentemente cefadroxilo (52,5%). Los diagnósticos de egreso correspondieron a pielonefritis aguda 78,8%, ITU baja 11,1% y urosepsis 10,1%. La estadía hospitalaria promedio fue de 7,6 días. Sólo un 63,7% de los pacientes asistió a control en policlínico de nefrología; visita que se produjo en promedio a los 37,5 días post-alta. Conclusiones: La infección urinaria constituye una patología prevalente en este grupo etario, determinando una importante causa de hospitalización en nuestra unidad. En relación a la distribución por sexo y edad, así como en cuanto al agente etiológico, existe correlación con lo descrito en la literatura; siendo la E. coli el más común. Basados en la sensibilidad encontrada y el costo-beneficio del tratamiento, sería recomendable utilizar los aminoglicósidos como primera línea en el tratamiento empírico; evaluando individualmente el riesgo de nefrotoxicidad. Además, se debe reforzar la educación a los padres para asegurar un seguimiento adecuado post-alta.


CARACTERÍSTICAS CLÍNICO-EPIDEMIOLÓGICA DEL SÍNDROME HEMOLÍTICO URÉMICO EN HOSPITAL REGIONAL RANCAGUA, AÑOS 2001 - 2003

Poblete S, Leiva H, Uriarte A, Estremadoyro C.
Servicio Pediatría, Hospital Regional Rancagua.

Introducción: El Síndrome Hemolítico Urémico (SHU) es la principal causa de Insuficiencia Renal Aguda parenquimatosa en la infancia. Se caracteriza por la tríada clásica de anemia microangiopática, Insuficiencia Renal Aguda (IRA) y trombocitopenia. Objetivo: Conocer aspectos epidemiológicos, clínicos, terapéuticos y evolutivos del SHU, dada la gravedad y trascendencia de esta patología en los pacientes afectados. Material y Métodos: Análisis retrospectivo de 14 fichas de pacientes egresados (2,14/1000 egresos) con el diagnóstico de SHU desde el Servicio de Pediatría Hospital Regional Rancagua, durante los años 2001 al 2003. Resultados: La población estudiada corresponde a 14 pacientes con un promedio de edad de 2,14 años, mínimo 7 meses y máximo 4,4 años, 9 niñas y 5 varones, 3 pacientes viven en sector rural. Los síntomas prodrómicos tuvieron una duración de 5,5 días y fueron: palidez y síndrome diarreico agudo (SDA) 13 casos (92,9 %) hematuria (11 casos) vómitos, deshidratación y edema (10 casos). Se encontró síndrome disentérico en 9 casos (64,3%). Hipertensión arterial fue pesquisada en 5 casos (35,7%). Oliguria 9 casos y anuria 2 casos. El 100% presentó Anemia de diversa severidad; el promedio del hematocrito fue de 18,07% (min de 10; máx de 30), el promedio de la hemoglobina fue de 6,19 g/dl (mín 3,4; máx. de 10,4). El examen de orina fue anormal en 11 pacientes, siendo las alteraciones: hematuria (11 casos), cilindruria (9 casos) y proteinuria (7 casos), el urocultivo fue positivo en 3 casos. Los exámenes de laboratorio mostraron: promedio de creatinina 2,39 mg/dl (mín de 0,4; máx de 8,2), el promedio del BUN fue de 43,1 mg/dl (mín de 8; máx de 99). El promedio de potasio fue de 4 mEq (mín 2,6; máx de 5,5). Once pacientes fueron hospitalizados en UCI (78,6%), se transfundió con glóbulos rojos a 10 pacientes y con plaquetas a 2 pacientes. Se trasladaron 4 pacientes (28,6% del total) al Hospital Exequiel González Cortés, siendo el promedio de creatinina de 5 mg/dl, diferencia con los pacientes no trasladados (creatinina promedio = 1,34 mg/dl) estadísticamente significativa p = 0,004 y fue necesario realizar diálisis peritoneal a 3 pacientes que presentaban creatinina promedio de 5,8 mg/dl (promedio creatinina en pacientes no dializados = 1,34) con una p = 0,002. Diez de nuestros pacientes no recibieron antibióticos previos. No se registraron fallecimientos. Conclusiones: Al igual que en la literatura nacional, el SDA es el pródromo principal (SHU D+). Llama la atención que en el grupo evaluado hubo un compromiso mayoritariamente hemolítico y no todos los pacientes presentaron el clásico componente urémico que se describe en la literatura. 71% de los pacientes de la serie fueron tratados íntegramente en nuestra unidad y el 75% de los pacientes trasladados para diálisis fueron efectivamente dializados. Destaca que el 21% de la serie requirió diálisis. La letalidad fue 0%. Palabras Claves: Síndrome Hemolítico Urémico, Insuficiencia Renal Aguda, Diálisis peritoneal.


ESTUDIO IMAGENOLÓGICO DE LA INFECCIÓN URINARIA EN NIÑOS HOSPITALIZADOS EN EL HOSPITAL FELIX BULNES

Vargas I, Rojas R, Ortiz C, Espinoza P, Abusleme I, Valdés G.
Universidad de Santiago de Chile. Unidad de Lactantes. Hospital Félix Bulnes Cerda, Santiago, Chile.

Introducción: El manejo de la infección del tracto urinario (ITU) está orientado a prevenir o minimizar el daño renal y evitar secuelas a largo plazo; es aquí donde cumple un rol fundamental el estudio de imágenes, ya que nos permiten determinar factores predisponentes de ITU, como son las malformaciones de vías urinarias y el reflujo vesicoureteral (RVU). El estudio imagenológico, sugerido por la rama de nefrología pediátrica, corresponde en un inicio a ecografía renal y vesical (ERV) y a uretrocistografía miccional (UM), las que nos permiten evaluar morfología básica y descartar el RVU. Posteriormente en casos determinados se continúa el estudio por la cintigrafía renal estática (DMSA), la que detecta el compromiso parenquimatoso en las pielonefritis agudas o cicatrices renales, contando esta última con una sensibilidad (S) superior a la de la ERV (92% sobre 20-60%). Debido a la gran importancia que tienen las imágenes en el diagnóstico y manejo de la ITU, es que se decide evaluar el estudio de imágenes de esta patología en nuestro hospital. Objetivos: 1) Evaluar la realización del estudio imagenológico básico en ITU. 2) Determinar los principales hallazgos imagenológicos. 3) Evaluar la correlación entre DMSA alterados y ERV. Material y Métodos: Se realizó una revisión prospectiva de fichas clínicas de todos los pacientes hospitalizados en la Unidad de Lactantes entre Septiembre 2001 a Septiembre 2003, cuyo diagnóstico de egreso fue ITU, obteniéndose un total de 99 pacientes. Se considera como ERV anormal cuando hay alteración de la ecogenicidad y/o morfología nefrourológica, así como se considera anormal toda alteración de la captación en el DMSA, y cualquier indicio de RVU en la UM. Resultados: De un total de 99 pacientes, el 18,78% obtuvo alguno de los estudios de imágenes alterados. En cuanto a la ERV, se realizó en el 94% de los pacientes, de los cuales el 86% fue normal, un 3% presentó signos de pielonefritis, un 2% malformaciones de vías urinarias y el 3% otros hallazgos como asimetría renal, estasia pelvis renal y estenosis pieloureteral. Con UM se estudió un 67,67% (67/99), no encontrándose información en el 15,15% de los pacientes, siendo normal en un 88,06% (59/99), El DMSA se efectúo en un 27% de la población estudiada, siendo normal en el 76,93% de los casos. Del total de DMSA alterados (n = 6) sólo un 16,67% contaba con alteraciones en la ERV. Conclusiones: El estudio imagenológico aún no alcanza niveles óptimos, ya que a un 6 y un 17,18% de la población estudiada no se le realizó la ERV y UM respectivamente, y por lo tanto, no completó el estudio inicial. Se pesquisó RVU en un 11,94% de los estudiados (8/67), siendo algo inferior a lo publicado (30%). Los resultados de la ERV son concordantes a lo ya conocido. No hay una clara correlación entre ERV y DMSA, ya que sólo un 16,67% de los DMSA alterados, tuvo previamente una alteración de la ERV.


ESTRATEGIA DE MONITORIZACIÓN DE C2 EN EL SEGUIMIENTO DE PACIENTES TRASPLANTADOS RENALES PEDIÁTRICOS EN TRATAMIENTO CON NEORAL®. RESULTADO PRELIMINAR

Salgado I, Delucchi A, Rodríguez E, Cano F, Lillo AM, Guerrero JL, Cavada G.
Unidad Nefrología Diálisis y Trasplante, Hospital Luis Calvo Mackenna. Facultad de Medicina, Pediatría Oriente, Div. Estadística Universidad de Chile, Santiago.

La Ciclosporina A (CsA) ha sido en los últimos 25 años la droga inmunosupresora más importante en el trasplante de órganos, su estrecho margen terapéutico y variable farmacocinética han hecho de la monitorización de sus niveles plasmáticos una herramienta esencial, guiando la terapia por el nivel basal (C0). Estudios recientes han mostrado que niveles tomados 2 horas post dosis (C2) serían mejores predictores del grado de exposición a la droga y de eventos clínicos relevantes (rechazo, toxicidad). Objetivo: Describir la evolución de de variables de interés en relación a la monitorización de los niveles C2. Pacientes y Método: Estudio de Cohorte prospectivo. Se enrolaron 30 pacientes portadores de trasplante renal con al menos 3 meses de seguimiento en control ambulatorio y en tratamiento con CsA, manejados previamente con niveles C0. Se evaluó en forma seriada de acuerdo al calendario habitual de controles de cada paciente las siguientes variables: 1) Clínicas: Peso, Talla, Presión arterial, dosis de CsA total y ajustada por peso. 2) Laboratorio: Niveles plasmáticos C2 (FPIA/TDx), creatinina, Hto, Hb, Colesterol total. Se buscó mantener niveles target C2 800-1.000 ng/dl entre el mes 3-6 post Tx y valores 600-800 ng/dl con posterioridad al mes 6. Se realizó biopsia renal cuando se registró un alza en la creatinina > 20% del valor basal. El resumen de las variables se expresa como promedio y desviación estándar y su cambio se evalúa mediante t de student para muestras pareadas, para analizar la tendencia en el tiempo se usaron modelos mixtos, utilizando sistema SAS versión 8.12. Nivel de significación: 0,05. Resultados: La edad promedio fue 12,8 años (4-22), 16 varones, el tiempo promedio que se encontraban en control ambulatorio fue 42 meses (3-129). La Cohorte se siguió por un tiempo promedio de 8 meses (2-11). Los resultados observados se muestran en la tabla.

Se observó un descenso significativo de los niveles C2 que se correlacionó sólo con la dosis total de CsA (p < 0,01) no así con la dosis ajustada por peso. El ascenso observado en la creatinina se correlacionó con una creatinina elevada al inicio, caída de la Hb y aumento de peso y talla, sin observarse relación con los niveles C2. Se registraron sólo 2 episodios de Rechazo (Banff IA y IB) en 4 biopsias realizadas lo que no significó un aumento en la tasa histórica de nuestro centro. Conclusiones: En nuestro grupo la adopción de la monitorización de los niveles C2 se tradujo en una disminución significativa de la dosis utilizada manteniendo los niveles target aceptados sin una mayor incidencia de rechazo. La dosificación por peso no se correlaciona con los niveles C2 alcanzados. Esta estrategia podría contribuir a disminuir la sobre dosificación de CsA.


DIÁLISIS PERITONEAL CRÓNICA AMBULATORIA EN MENORES DE 5 AÑOS: EXPERIENCIA DE UN HOSPITAL UNIVERSITARIO

Salgado I, Cano F, Delucchi A, Rodríguez E.
Unidad de Nefrología, Hospital Luis Calvo Mackenna, Departamento Pediatría Oriente, Facultad de Medicina, Universidad de Chile.

La diálisis peritoneal crónica (DPC) ambulatoria ha modificado radicalmente el pronóstico de los pacientes pediátricos portadores de Insuficiencia Renal Crónica terminal (IRC), especialmente en los lactantes, difícilmente manejables por hemodiálisis. Objetivo: Describir la población de menores de 5 años en diálisis peritoneal crónica ambulatoria manejados en nuestra Unidad. Pacientes y Método: Estudio retrospectivo, descriptivo, de los menores de 5 años en DPC entre marzo 1998 y Junio 2004. Se evaluaron variables: 1) clínicas: etiología IRC, edad de ingreso, tipo y complicaciones de la DPC, peso y talla al nacimiento, al ingreso a diálisis y al momento actual, y causa de egreso. 2) dialíticas: dosis de diálisis (Kt/V) total y residual, y Test de Equilibrio Peritoneal al ingreso y al egreso del estudio. Los resultados se expresan como promedio y desviación estándar, se comparan mediante t de student para muestras pareadas, y se asocian las variables por correlación simple. Un p < 0,05 se consideró significativo. Resultados: 25 pacientes fueron incluidos, edades entre 1 y 62 meses, 16 varones. El tiempo de seguimiento fue de 23.6 meses (3-58). La etiología de IRC correspondió a displasia renal (n: 17), aislada (n: 9), o asociada a otras patologías: riñón multicístico (n: 2), uropatía obstructiva (n: 5) y RVU (1 caso). Uropatía obstructiva aislada (n: 3), síndrome nefrótico congénito (n: 1), riñón poliquístico (n: 2), y otras glomerulopatías (n: 2). La causa de egreso correspondió a trasplante renal en 12 pacientes, y 10 se mantienen en DPC al momento del análisis. El peso y talla al nacer, al ingreso a diálisis, y al egreso, se muestran en la tabla 1. Los valores de Kt/V total y residual, el D/P de creatinina y el D/D de glucosa hora 4 al inicio y fin de la diálisis se muestran en tabla 2.


Se observó una correlación negativa entre el delta Z y la edad de ingreso a diálisis, el D/P de creatinina se correlacionó en forma significativa con la talla final. Conclusiones: Nuestro grupo mostró una ganancia de talla (delta Z) asociada significativamente a una menor edad de ingreso a peritoneodiálisis. El Kt/V residual, la depuración y ultrafiltración peritoneal no sufren cambios significativos en el tiempo observado. Los menores de 5 años constituyen un grupo que puede ser llevado exitosamente a trasplante renal. Fondecyt 1010632.

ALTERACIONES TIROÍDEAS EN PACIENTES PORTADORES DE INSUFICIENCIA RENAL CRÓNICA EN DIÁLISIS Y POST TRASPLANTE RENAL

Beltrán P, Delucchi A, Torrealba I, Iñiguez G, Cavada G.
Unidades de Nefrología y Endocrinología, Hospital Luis Calvo Mackenna. IDIMI Hospital San Borja Arriarán. Escuela de Salud Pública.

Introducción: En los pacientes urémicos existen alteraciones del eje Hipotálamo - Hipófisis - Tiroideo y del metabolismo periférico de las hormonas tiroideas. Se ha descrito hipotiroidismo, bocio, nódulos y cáncer tiroideo con mayor frecuencia que la población general los que frecuentemente son subdiagnosticados debido a que los síntomas son inespecíficos y similares a la enfermedad de base. En nuestro país no existen datos respecto al estado tiroideo de los pacientes con IRC, lo que hace indispensable describir las alteraciones que se producen, con el objetivo de definir una conducta terapéutica a futuro. Objetivo: Estudiar las alteraciones de las hormonas tiroideas (HT) en pacientes pediátricos portadores de Insuficiencia renal crónica en terapia con peritoneodiálisis (PD), hemodiálisis (HD) y Tx renal (Tx), comparar los resultados entre los grupos y con respecto a la población pediátrica general. Pacientes y Métodos: Se estudió 50 pacientes: 20 en Peritoneodiálisis (PD), 10 en Hemodiálisis (HD) y 20 Trasplantados renales (Tx). Se evaluó examen físico, estado nutricional (Z P/E en < 2 años, Z P/T entre 2 y 6 años y Z IMC en > 6 años), talla (Z T/E), y desarrollo puberal (Tanner). Se midió niveles plasmáticos de T3, T4 y T4 libre por RIA y TSH por IRMA. Análisis estadístico: Promedio y desviación estándar, análisis de varianza (test de comparación de Scheffe) y correlaciones de Spearman y Pearson. Valor de significancia p < 0,05. Resultados:

La prevalencia de hipotiroidismo fue de un 14%, todos pertenecientes al grupo de HD. El 36 % de nuestros pacientes presentó alteraciones aisladas de las hormonas tiroideas (T4 total y T3) aunque no se puedan catalogar como hipotiroideos. Hubo tendencia a correlación positiva entre el valor de T4 y el z T/E en el grupo de pacientes hemodializados lo que no fue estadísticamente significativo. Conclusiones: La prevalencia de hipotiroidismo en nuestros pacientes fue mayor que la descrita para la población general y se presentó sólo en el grupo de hemodiálisis. Ninguno de los pacientes con Hipotiroidismo presentó hallazgos clínicos de patología tiroidea. La medición de las Hormonas Tiroideas debe estar incorporada en la evaluación integral del paciente con IRC.


LA DOSIS DE DIÁLISIS (KT/V) NO MEJORA EL ESTADO NUTRICIONAL (PNA) EN DIÁLISIS PERITONEAL CRÓNICA PEDIÁTRICA

Cano F, Azócar M, Cavada G, Delucchi A, Rodríguez E, Ratner R, Marín V.
Unidades de Nefrología y Nutrición, Hospital Luis Calvo Mackenna, Departamento Pediatría Oriente, Universidad de Chile. Departamento de Bioestadística, Facultad de Medicina, Universidad de Chile.

Introducción: El monitoreo y ajuste de la diálisis peritoneal crónica (DPC) en pediatría se realizan mediante el cálculo de la dosis de diálisis (Kt/V), y el Equivalente Proteico de la Aparición de Nitrógeno Ureico (PNA), discutiéndose si una mayor dosis de diálisis se reflejará en un mejor PNA, y por ende en un mejor crecimiento. Objetivo: Evaluar los valores y la correlación entre Kt/V e índices nutricionales en población pediátrica en DPC. Pacientes y Método: Estudio de cohorte, prospectivo, observacional. Se incluyó 20 pacientes en DPC, edades 1 mes a 14 a 8 m, promedio 5,38 ± 4,2, 13 varones, seguidos por 12 meses. Se indicó un Kt/V mínimo de 2,1, una ingesta calórica según RDA (Recommended Dietary Allowances) y un aporte proteico según Guías DOQI (Dialysis Outcome Quality Initiative). Los pacientes fueron seguidos semanalmente por nutricionista para evitar desviaciones de la dieta y mantener control de ingesta. Se evaluó mensualmente: 1) en plasma: creatinina, BUN, calcio, fósforo, paratohormona, hematocrito, hemoglobina, proteina y albúmina; y 2) en orina y dializado de 24 hrs: BUN, creatinina, proteina y albúmina. Se calculó mensualmente las variables del modelo de cinética de urea: Kt/V, nPNA, y Velocidad de Catabolismo Proteico (VCP). Se calculó el Balance Nitrogenado (BN) como Ingesta Diaria Proteica (IDP) – Gasto Proteico (GP). Los resultados se expresan como promedio ± desviación estándar, calculando correlaciones por ANOVA para medidas repetidas. Se consideró significativo un p < 0,05. Resultados: Se registraron 223 mediciones para cada variable en los 20 pacientes durante el período estudiado. El Kt/Vurea total y residual fue de 3,4 ± 1,4 y 1,69 ± 1,27 respectivamente. La IDP fue de 3,52 ± 1,1 g/kgldía, el nPNA y la VCP fueron de 1,38 ± 0,44 y 1,39 ± 0,43 gr/kg/día, y el BN fue de 1,86 ± 1,25 gr/kg/día. El Kt/V total mostró una fuerte correlación positiva con VCP (p < 0,001), y PNA (p < 0,001), pero no con el Balance Nitrogenado (p = 0,23) ni con la IDP (p = 0,21). Conclusión: Los valores de Kt/V y PNA promedio en nuestro grupo son mayores a los comunicados para poblaciones adultas en DPC. La fuerte correlación entre Kt/V vs VCP y PNA no fue confirmada para Kt/V vs IDP y BN, sugiriendo que dicha correlación pudiese ser resultado de una asociación matemática entre parámetros que dependen de variables comunes. Los resultados no apoyan la hipótesis de que una mayor dosis de diálisis genera un mejor estado nutricional expresado por nPNA.


HIPERCALCIURIA IDIOPÁTICA Y COMPROMISO ÓSEO EN NIÑOS

Dölz V, Beltrán P, Cano F.
Departamento Pediatría y Cirugía Infantil Oriente, Facultad de Medicina, Universidad de Chile. Unidad de Nefrología, Hospital Luis Calvo Mackenna.

La hipercalciuria idiopática (HI) es un trastorno autosómico dominante que afecta a niños y adultos, pudiendo ser asintomático o manifestarse como hematuria, dolor abdominal, pielolitiasis, infección urinaria o síndrome miccional. Es uno de los trastornos del metabolismo del calcio y fósforo más frecuente en pediatría, de compleja fisiopatología, aún no completamente dilucidada. Considerada tradicionalmente una patología benigna, en los últimos años se ha asociado a desmineralización ósea, no existiendo en Chile estudios al respecto. Objetivo: Determinar si la hipercalciuria se asocia a pérdida de masa ósea en pacientes pediátricos chilenos. Pacientes y Métodos: Estudio descriptivo de corte transversal, se estudiaron 8 pacientes portadores de hipercalciuria idiopática, definida como un calcio en orina de 24 hrs > 4 mg/kg/día, sin otra patología agregada. Se midió calciuria y creatininuria en muestra aislada y en orina de 24 horas, calcemia, fosfemia, fosfatasas alcalinas, electrolitos plasmáticos y Paratohormona (PTH IRMA, molécula intacta). Se realizó densitometría ósea de columna lumbar y fémur al momento de realizar los exámenes bioquímicos. Análisis Estadístico: Los resultados se expresan como promedio y desviación estándar. Se efectuó correlación simple entre variables continuas con prueba T student. Se consideró significativo un p < 0,05. Resultados: Se encontró diferencias estadísticamente significativas al comparar la calciuria con la densidad mineral ósea: a mayor calciuria mayor alteración de la densidad mineral ósea medida en columna lumbar. Se encontró una correlación negativa entre calciuria y niveles de PTH plasmática. No se encontró diferencias significativas al comparar las otras variables entre si.


Relación entre calciuria en orina de 24 de 24 horas vs score DEXA L2-L4 (p < 0,05)


Relación entre Paratohormona y calciuria de 24 horas (p < 0,05)

Conclusiones: En nuestro grupo de pacientes la condición de hipercalciuria idiopática se asoció a una disminución del contenido mineral óseo en columna lumbar, mostrando una correlación inversa entre pérdida urinaria de calcio y paratohormona en plasma. En base a esta experiencia, la HI debe ser considerada como una patología potencialmente riesgosa de desmineralización ósea en pediatría.


INSUFICIENCIA RENAL AGUDA EN EL MENOR DE 1.500 GR

Acosta N1, Pezo N1, Caro E1, Pereira J2, Aguayo L3.
1Interna Medicina UCSC, 2Pediatra, Nefrólogo infantil HHM, docente UCSC. 3Pediatra, Neonatólogo HHM. Hospital Herminda Martín, Chillán.

Con el objeto de determinar la prevalencia y principales factores de riesgo de la insuficiencia renal aguda (IRA) en los recién nacidos de muy bajo peso al nacer (RNMBPN) en nuestro hospital, se estudiaron retrospectivamente 51 RNMBPN durante los años 2002-2003, todos ellos ingresados al programa del seguimiento del prematuro. Se pesquisó IRA en 15 de ellos de acuerdo a los valores de creatininemia a los 15 días, determinando una prevalencia de 29,4%. En el screening de los 30 días se pesquisó IRA en el 5,88% de la muestra, siendo las unidades de estudio afectadas distintas a las involucradas en el primer control. Del total de niños estudiados, en 42 de ellos (82%) se utilizó amikacina por un plazo no menor a 7 días y a todos los que desarrollaron IRA se les administró dicho medicamento. Se ve en todos los pacientes que desarrollaron IRA la amikacina, siendo sabido su efecto nefrotóxico. Del mismo modo, en 15 del total (29,4%) se usó furosemida, de estos 10 habían desarrollado IRA. En 10 de los niños que desarrollaron IRA (71,42%) se usó ambos medicamentos. De los 15 pacientes que desarrollaron IRA, sólo 1 no requirió uso de ventilador mecánico, en tanto que los que no presentaron la patología hubo mayor número de niños que no lo requirieron (50%). Contrariamente a lo que se esperaba encontrar, ni la menor edad gestacional ni el menor peso al nacer incidieron en mayor número de pacientes con IRA ni en su severidad. Por lo tanto, ellos por sí solos no serían factores de riesgo para el desarrollo de IRA en este grupo. De este estudio se desprende que las IRA desarrolladas por estos pacientes son reversibles en un corto periodo de tiempo. Esta revisión posee como sesgos una pequeña población a estudiar, no contando con el 100% del universo pretendido estudiar. De esta revisión de nuestros casos de IRA en RNMBPN es posible concluir que hay asociación con el uso de amikacina y de ventilación mecánica, la cual es expresión de hipoxemia tisular, y no habría correlación entre el peso y le edad gestacional. Se destaca que en el 100% de los casos estudiados la IRA fue reversible en un corto periodo de tiempo.


CARACTERIZACIÓN DE INFECCIONES DEL TRACTO URINARIO EN PEDIATRÍA EN HOSPITAL DE VALLENAR

Aránguiz JL, Lobos V, Campos G.
Servicio de Pediatría, Hospital de Vallenar.

Introducción: Las Infecciones del Tracto Urinario son la segunda infección más frecuente en la edad pediátrica, superada sólo por las infecciones respiratorias. Objetivos: Caracterizar las infecciones urinarias durante el periodo enero - diciembre 2003, ocurridas en pacientes pediátricos hospitalizados y ambulatorios en el Hospital de Vallenar. Caracterizar a los pacientes pediátricos con ITU y definir el estado de avance de sus estudios de imágenes al 30 de marzo de este año. Métodos: Se revisa retrospectivamente todos los urocultivos pediátricos procesados en el laboratorio del Hospital de Vallenar desde enero a diciembre del año 2003. Se analizan las fichas de los pacientes con urocultivo positivo para caracterizar a los pacientes y definir falta de exámenes para completar el estudio mínimo sugerido por la Rama de Nefrología Pediátrica del la Sociedad Chilena de Pediatría. Resultados: Durante el año 2003 se tomaron 528 urocultivos a pacientes pediátricos. Infecciones urinarias confirmadas corresponden a 67 durante éste periodo. El origen de los urocultivos positivos corresponde a pacientes ambulatorios en 70% de los casos y 30% de los casos a pacientes hospitalizados. Los urocultivos positivos corresponden a 50 pacientes. Según sexo 38 corresponden a sexo femenino (76%) y 12 al sexo masculino (24%). Se revisan 42 fichas para caracterizar a estos pacientes. La edad promedio de primera ITU fue 2,57 años con un rango de 9 días a 9 años. Entre los 42 pacientes revisados tenemos un promedio de 3,55 ITU/pac., con un mínimo de 1 episodio/paciente y un máximo de 14 episodios/paciente. Estos 42 pacientes se hacen cargo de 58 episodios de ITU del año 2003 (88%). De estos pacientes 21,4% no tienen ECO renal y vesical y 78,6% no tienen Cistouretrografía Miccional Seriada (CUMS), lo que corresponde al estudio mínimo de ITU según la Rama de Nefrología Pediátrica del la Sociedad Chilena de Pediatría. Conclusiones: La ITU es una infección frecuente en la edad pediátrica y con alta recurrencia. Considerando que la patología por Reflujo Vesicoureteral (RVU) es la segunda causa de Insuficiencia renal crónica en pediatría (10,9%) se hace necesario contar con uretrocistografia en el Hospital de Vallenar o al menos con una derivación rápida y expedita a un centro donde se realice este examen (la CUMS) que no demore la corrección quirúrgica si es necesario, y acorte el tiempo de profilaxis antibiótica, el gasto innecesario de urocultivos seriados de control, y horas de atención médica.


TRATAMIENTO ENDOSCÓPICO EN REFLUJO VESICO-URETERAL

Escala JM, Bustamante P, Letelier N, Retamal MG, Claure P, Zubieta R.
Unidad de Urología, Servicio de Cirugía Infantil, Hospital Exequiel González Cortés, Santiago, Chile.

Introducción: El Reflujo Vesico-Ureteral (RVU) es una de las patologías más frecuentes en la urología pediátrica, clásicamente se ha manejado con tratamiento médico o quirúrgico dependiendo de la edad, grado o otras variables. En los últimos años se ha comenzado a utilizar el tratamiento endoscópico, con distintas sustancias, el cual siendo quirúrgico es mínimamente invasivo. El objetivo de este trabajo es evaluar nuestros resultados con este método. Material y Método: Entre 1996 y agosto 2004 se utilizó tratamiento endoscópico en 58 pacientes usando colágeno en 14, Macroplastique en 14 y en 30 Deflux. Treinta y ocho pacientes recibieron inyección bilateral, resultando un total de 96 uréteres inyectados. 81% de los pacientes fueron de sexo femenino, y la mayoría entre 3 y 8 años (75%). Se analizó el grado y lateralidad del RVU, mejoría con 1 o más inyecciones, control post operatorio con clínica, ecografía renal vesical y Uretrocistografía en los primeros casos, actualmente se reserva para los casos sintomáticos. Resultados: Con colágeno hubo 59% de éxito con la primera inyección y 77% con la segunda, con Macroplastique hubo 83% de éxito con la primera inyección y con Deflux 84% de éxito con la primera inyección, existe una paciente con una 2ª reinyección pero aún es muy reciente el procedimiento. El seguimiento post operatorio fue en promedio de 14 meses, con un rango de 1 a 72 meses. 18% presentó ITU post operatoria la que se vio fuertemente relacionada con la recidiva del reflujo. Conclusión: El tratamiento endoscopio es una herramienta útil en el manejo del RVU ya sea como tratamiento definitivo o como alternativa al manejo médico convencional.


EFECTO DE DOS VS UNA DOSIS DE CORTICOIDES PRENATALES EN RNMBPN (NEOCOSUR)

González A1, Tapia L1, Giderlini A2.
1Servicio de Neonatología, Hospital San José. 2Estadístico. Base de datos de NEOCOSUR.

NEOCOSUR es una red en Sudamérica que agrupa a 16 centros neonatales ubicados en Argentina, Chile, Paraguay, Perú y Uruguay, donde se recolectan los datos de RNMBPN. Los corticoides prenatales han mostrado un efecto sobre mortalidad, incidencia de M. Hialina y gravedad de esta y en HIV, no así en DBP, no encontrando comparaciones relevantes entre el efecto de una y dos dosis de corticoides prenatales. El objetivo principal fue comparar el efecto del número de dosis de corticoides sobre la incidencia de M. Hialina, necesidad de surfactante, incidencia de HIV grave (III-IV), DBP (O2 a los 28 días) y mortalidad. Se analiza la base de datos del Neocosur 2785 RNMBPN (recién nacidos de muy bajo peso de nacimiento) y se dividen en tres grupos: Grupo 1: No recibe corticoides prenatales, Grupo 2: Recibe una dosis de corticoides prenatales, Grupo 3: Recibe 2 o más dosis de corticoides prenatales. Se realiza el análisis estadístico con ?2.

Conclusiones: 1) Los grupos son similares en edad gestacional, peso de nacimiento y sexo, con un menor control de embarazo y más Apgar bajo en el grupo 1; 2) Existe una menor necesidad de surfactante y tendencia a menor frecuencia de DBP en el grupo que recibe 2 dosis de corticoides prenatales comparado con el de una dosis; 3) Se observa una relación inversamente proporcional entre el número de dosis de corticoides prenatales con la incidencia de HIV grado III-IV y mortalidad.


PREVALENCIA DE CARDIOPATÍAS CONGENITAS EN RECIÉN NACIDOS

Arrizaga N, Correa F, Moreno R.
Servicio Salud, Metropolitano Sur.

Las malformaciones congénitas son la segunda causa de mortalidad infantil después de la prematurez. Estando las cardiopatías en primer lugar, pero con la posibilidad de tratamiento médico efectivo, previo a una eventual cirugía. Esto hace imperioso el disponer de ecocardiografía en las unidades neonatales con tratamiento intensivo (UTIN), para lograr su manejo oportuno. Se muestra la prevalencia de cardiopatía congénitas (CC) en el período neonatal de una UTIN. Fueron evaluados 427 recién nacidos (RN) por sospecha clínica de cardiopatía, siendo el 3,5 % de los nacidos en el Hospital, de un total 12.278 RN, en el período 2002 a primer semestre 2004, con un 2% de recién nacidos bajo 1500 gramos. La evaluación fue realizada por un profesional capacitado con un ecógrafo General Electric modelo Logic 400MD, con transductor 7,5 MHz y confirmados en un centro cardiológico especializado. Las descripciones se realizan utilizando porcentajes y tasas por 1.000 RN. 427 RN fueron evaluados con 657 ecocardiografías, y en 297 (69,5%) se realizó sólo un examen. En 90 RN fue normal (21,1%), 240 tenían patología no malformativa (56,2%) y en 97 RN se confirmo una CC (22,7%), con una tasa de 8,71 por 1.000 RN. Los cinco primeros diagnósticos de CC, por frecuencia son 1° la comunicación interventricular (CIV) en 57,7% y tasa 4,56, con similar proporción de tipo musculares y perimembranosas; 2° la comunicación interauricular (CIA) tipo ostium secundum con 10,3% y tasa 0,81; 3° compartido entre, la tetralogía de Fallot rosado, hipoplasia de corazón izquierdo, y estenosis aórtica con 4,1% y tasa 0,32, cada uno; 4° el canal auriculoventricular (CAV) con 3,1% y tasa 0,24; y 5° compartido entre, coartación aórtica, transposición de grandes arterias y miocardiopatía hipertrófica con 2,0% y tasa 0,16, cada uno. Algunas de las CC con un sólo caso en este período, fueron un ventrículo único, un drenaje venoso anómalo parcial y otro total, y un rabdomioma múltiple. Entre las patologías no malformativas, tenemos la endocarditis infecciosa (EI) en 2,3% de los RN y tasa 0,81 por 1.000 RN y el ductus arterioso en 57,4% de los prematuros bajo 1.500 gramos. La prevalencia de CC encontrada en esta UTIN, es inferior al 1% esperado. Existiendo un triple de exámenes realizados, debido en parte ha ser una Hospital con UTIN de alta complejidad y centro de referencia neonatal con alta proporción de prematuros. La capacidad diagnóstica se evidencia en la variedad de diagnósticos y su confirmación en un centro cardiológico especializado, por lo cual, este examen ha sido una valiosa herramienta en el manejo de la patología cardiológica neonatal de nuestra UTIN, no siempre de resolución quirúrgica, mejorando su tratamiento médico en forma local, antes de un eventual traslado.


IMPLICANCIA DE NIVELES DE BILIRRUBINEMIA > 20 MG/DL EN EL DESARROLLO PSICOMOTOR

Elso MJ, Zenteno D, Bancalari A, Quiroz G, Rodríguez M, González O, Sáez K.
Unidad de Neonatología, Hospital G. Grant Benavente. Departamento de Pediatría y Escuela de Fonoaudiología. Facultad de Medicina Universidad de Concepción.

Introducción: Niveles elevados de bilirrubina en el periodo neonatal se han asociado a daño neurosensorial, especialmente de tipo auditivo; pudiendo condicionar un adecuado Desarrollo Psicomotor (DSM). Objetivo: Determinar la relación entre niveles de bilirrubinemia > 20 mg/dl y alteración del DSM. Material y Método: Estudio longitudinal, se evaluaron 25 niños hospitalizados durante los años 2001-2002 por hiperbilirrubinemia neonatal con valores de bilirrubinemia total > 20 mg/dl y directa < 2 mg/dl. Todos tenían edades gestacionales > 37 semanas y sin historia de: asfixia neonatal, malformaciones congénitas, hemorragia intracraneana, sepsis, uso de drogas ototóxicas, ni enfermedad neurológica concomitante. Se les aplicó la Escala de DSM a menores de 0-24 meses (EEDP) y Test de DSM (TEPSI) para 2 a 5 años obteniendo resultados del test total y de las áreas: coordinación, motricidad y lenguaje para luego categorizarlos en: normal y alterado. Mediante test T de Student y utilizando el programa estadístico SAS, se compararon estos grupos con sus promedios de bilirrubinemia total máximas alcanzadas en el periodo neonatal. Resultados: La edad efectuar las evaluaciones psicomotoras fue 2,3 ± 0,5 años y la bilirrubinemia máxima promedio alcanzada en el periodo neonatal fue 22,7 ± 2,8 mg/dl (rango 20,1-31,8 mg/dl). Del total de niños estudiados, el 56% presentó alterada la evaluación de desarrollo psicomotor promedio de las tres áreas (14//25); 68% el área de lenguaje (17/25), 40% en coordinación (10/25) y 32% en motricidad (8/25). Al comparar los niveles de bilirrubina máximos promedio con los resultados del test global y de cada una de sus áreas según su categorización se encontró para todas un p > 0,05. Conclusión: El lenguaje fue el área que mostró una mayor alteración independiente de los niveles de bilirrubina. No encontramos relación entre los niveles de bilirrubinemia > 20 mg/dl y las alteraciones en las evaluaciones de DSM global ni en sus diferentes áreas; es decir, en el grupo estudiado, sobre estos niveles blilirrubina no se generaría mayor afección en el DSM.


RESULTADOS DE EMISIONES OTOACÚSTICAS (EOA) EN UNA POBLACIÓN DE RIESGO

Dossi MT*, Schmidt N*, Nachar R**, Castellanos M**.
*Becadas de Pediatria Hospital Luis Calvo Mackenna. **Médicos Neonatólogos del Servicio de Neonatología del Hospital Santiago Oriente Luis Tisné (SNHSO).

Introducción: La incidencia de sordera en recién nacidos (RN) se estima de 1 a 3 /1.000 RNV. Se ha descrito que ésta aumenta en aquellos que presentan factores de riesgo tales como: prematurez extrema, lesiones encefálicas, hiperbilirrubinemia, asfixia severa, manejo prolongado en unidades de cuidados intensivos, anormalidades craneofaciales, infecciones congénitas, entre otras. En este grupo de riesgo resulta fundamental un diagnóstico temprano que permita un tratamiento y rehabilitación precoz. El modelo mayormente usado en neonatología para realizar screening auditivo se basa en las EOA que constituye un método sencillo y de fácil aplicación, que permite identificar una población que requerirá estudios específicos. Objetivo: Describir las características clínicas de los RN con EOA alteradas en un población de riesgo. Método: Estudio descriptivo. Se analizaron las EOA realizadas desde agosto del 2003 a agosto del 2004 en el SNHSO. Se estudió a los RNPreT < 1.500 y/o < 32 sem de edad gestacional (EG) y a los RN con factores de riesgo. Las EOA fueron realizadas con equipo MADSEN ECHO-SCREEN (manufacturado por Fischer-Zoth GMBH y aprobado por la FDA), en cada oído por separado, en un ambiente libre de ruido, a las 36 sem EG corregida en los RNPReT y a los 3 días de vida en los RNT. Se consideraron alteradas cuando no existía respuesta luego de verificación de sonda en el conducto auditivo externo del oído estudiado. Se utilizó una base de datos en la cual se ingresan todos los RN evaluados, obteniéndose de ella: EG, adecuación, peso de nacimiento, diagnósticos, sexo y resultados. Resultados: Durante el periodo en estudio se realizaron EOA a un total de 121 RN. Se eliminaron 9 por antecedentes incompletos, por lo cual se analizaron 112 RN. De éstos, 11 fueron RNT y 101 RNPreT. Los RNT tuvieron un promedio de peso de 3.569 grs (2.858-3.980 grs), 9 fueron AEG, 1 PEG y 1 GEG y 7 de sexo masculino (63,6%). Cuatro de estos RNT presentaron EOA alteradas (2 con alteración bilateral). Los diagnósticos asociados fueron: microtia más papiloma (2), microtia (1) y asfixia (1). Los RNPreT presentaron un peso promedio de 1.298 grs (465-2.525 grs), 59 fueron de sexo masculino (58%), la EG fluctuó entre 24 y 36 sem, 63 fueron AEG, 36 PEG y 2 GEG. Un total de 16 RNPreT presentaron EOA alteradas (10 niños con alteración bilateral). El promedio de peso de ellos fue de 1.203 grs (630-2.330 grs). Trece de los 16 fueron menores de 1.500 grs. Los diagnósticos asociados fueron: Sepsis (5), Hemorragia intracraneana (HIC) grado III o IV (4), Leucomalacia periventricular (3), asfixia más HIC grado III (2) e hiperbilirrubinemia del prematuro (2). Conclusiones: Las EOA constituyen un método de screening auditivo que permite seleccionar una población de alto riesgo. En este centro se encontró una incidencia de EOA alteradas de 15% en los RNpreT siendo las alteraciones neurológicas el diagnóstico más comúnmente asociado. En RNT con factores de riesgo la incidencia fue de 36% siendo las alteraciones morfológicas las más frecuentes.


HOSPITALIZACIÓN Y MORBIMORTALIDAD DE NEONATOS CON DISPLASIA BRONCOPULMONAR A UN AÑO DE EGRESADOS DE LA UNIDAD DE NEONATOLOGÍA, HOSPITAL CLÍNICO REGIONAL VALDIVIA

Scheuch K1, Barría RM2, Hering V3, Valdebenito G.
1Institutos Pediatría y 2Enfermería, 3Escuela de Medicina, UACh, Valdivia, Chile.

Introducción: Los recién nacidos (RN) con displasia broncopulmonar (DBP), corresponden a un porcentaje importante de los RN de muy bajo peso de nacimiento (RNMBPN), requieren un manejo especializado con costo elevado durante el periodo de RN inmediato y de seguimiento riguroso posterior, pues presentan mayor morbimortalidad, ya sea por su DBP u otras patologías asociadas a su prematuridad. Objetivos: Determinar la incidencia de hospitalización y tipo de morbimortalidad de neonatos con DBP dentro de un año posterior al egreso de la unidad de neonatología y su correlación con factores sociodemográficos. Materiales y Métodos: Se efectuó análisis retrospectivo a un año del alta de todas las fichas clínicas de lactantes nacidos entre enero 2000 a diciembre 2002, egresados de la Unidad de Neonatología del Hospital Clínico Regional Valdivia, con diagnóstico de DBP (Am J Resp Crit Care. Med vol 167 1723-29; 2001). Se revisaron 36 fichas, de las cuales se excluyeron 3 por falta de seguimiento. Se analizaron variables clínicas y sociodemográficas basadas en estadística descriptiva. Se compararon promedios y proporciones mediante test ?2, exacto de fisher y t-test. Resultados: 69,7% (23/33) de los niños fueron hospitalizados al menos una vez a un año de su egreso. El número promedio de hospitalizaciones fue 3,8 ± 4,2 mediana: 3 (rango: 1–18). El promedio de días totales de hospitalización fue de 37 ± 4,2 mediana 21. De los lactantes hospitalizados 43,5% (10/23) presentaron sólo un evento de hospitalización. El 52,2% (12/23) presentó 3 o más hospitalizaciones. La causa de hospitalización más frecuente 89% (66/74) fue Infección Respiratoria Aguda (IRA). Un 35% (8/23) de los lactantes requirieron UCI. Infección por VRS presentó un 52,2% (12/23) con una letalidad del 16,6% (2/12), durante la 1ª hospitalización. La mortalidad global fue 6% (2/33). El 60% de los sobrevivientes al VRS presentaron un promedio de 4,8 rehospitalizaciones por Síndrome Bronquial Obstructivo (SBO). Respecto a factores de riesgo de hospitalización; la escolaridad materna, mostró diferencias estadísticamente significativas para el grupo que sólo tiene escolaridad básica, con un RR de hospitalización de 2,7 (IC95% 1,01-7,24 p 0,03) .Para la condición de madres adolescentes 18% (6/33), madre soltera 39.4% (13/33) y ruralidad 60.6%(20/33), no existen diferencias estadísticamente significativas. Conclusiones: Los lactantes con DBP presentan una alta tasa de hospitalización, principalmente por IRA. La Bronquiolitis por VRS, es la principal causa de rehospitalización, con un promedio de 4,8 SBO, con una letalidad de 16,6% para nuestro grupo. De los factores sociodemográficos estudiados, sólo la baja escolaridad materna representa un mayor riesgo de hospitalización. Estos resultados apoyan el incorporar como estrategia de prevención el uso de inmunización contra el VRS en los RN con DBP.


PERFORACIÓN INTESTINAL LOCALIZADA EN PREMATUROS EXTREMOS

Sánchez C, González R, Torres J, Sepúlveda G.
Servicio Neonatología, Hospital Santiago Oriente, Santiago, Chile.

Objetivos: El propósito de esta revisión es identificar las características de los pacientes, factores de riesgo, microbiología y seguimiento del evento clínico conocido como Perforación Intestinal Localizada (PIL) en recién nacidos prematuros (RNPT). Métodos: Se revisaron retrospectivamente las fichas clínicas de tres prematuros nacidos en un periodo comprendido entre Octubre de 2003 y Septiembre de 2004 ingresados a nuestro Servicio de Neonatología. Resultados: El primer caso correspondió a un RNPT de sexo masculino de 26 semanas (sem), de 590 gramos, nacido por cesárea de urgencia por Síndrome de Hellp materno tratado por membrana hialina y ductus arterioso persistente (DAP) con evolución satisfactoria hasta los 3 días de vida en que presenta distensión abdominal y coloración violácea de abdomen; radiografía confirma neumoperitoneo y se somete a resección de la zona perforada. A los 7 días presenta hemorragia pulmonar masiva falleciendo. El segundo caso se trató de un RNPT de sexo femenino de 28 sem, de 945 gramos, nacida por parto eutócico secundario a Infección ovular materna, asintomático hasta los 5 días de vida en que presenta distensión abdominal y neumoperitoneo en el que se realizó resección de la zona perforada con buena evolución posterior. El tercer caso fue un RNPT de sexo femenino de 625 gramos de 24 sem, nacido por parto eutócico tratada por un DAP que a los 4 días de vida presenta distensión abdominal y neumoperitoneo que se maneja con drenaje peritoneal. Evolución regular con múltiples sepsis, enterocolitis necrotizante y obstrucción intestinal por bridas. Conclusiones: La PIL es un cuadro clínico no infrecuente generalmente secundaria a malformaciones y fenómenos isquémicos que afecta fundamentalmente a RNPT extremos y ocurre durante los primeros días de vida con buena evolución distinto a la Enterocolitis necrotizante. Nuestros casos concuerdan con esta descripción y evolución. La identificación y tratamiento quirúrgico oportunos mejorarán el pronóstico de estos RNPT extremos que sufren esta complicación.


SÍNDROME DE INTESTINO CORTO (SIC): SU TRATAMIENTO Y ¿CÓMO EVITAR SUS COMPLICACIONES?

Valdés MV, Hunter B, Roissen J, Escobar J, Cienfuegos G.
Unidad de Neonatología, Hospital Luis Calvo Mackenna, Santiago de Chile.

Introducción: Gracias a la introducción de la NP la mayoría de los pacientes con SIC sobreviven, pero su uso prolongado produce colestasia intrahepática e infección. Para evitar esta complicación se inició la Nutrición enteral precozmente, mejorándose el pronóstico de estos enfermos. Investigadores con análisis multivariado demostraron que el uso precoz de alimentación enteral con leche materna o con fórmulas basadas en aminoácidos, llegando al total de calorías por vía enteral a las 6 semanas de vida, disminuía la colestasia, la bilirrubinemia y era posible retirar la NP. Material y Método: Se buscó una alimentación enteral que permitiera disminuir la NP en pacientes con SIC y de esa manera evitar las complicaciones de la NP y eso se logró con una leche sintética basada en aminoácidos (NEOCATE). Es un estudio retrospectivo, descriptivo, de 3 casos clínicos y su evolución.

Comentario: El uso de una leche basada en aminoácidos, demostró una mejor tolerancia digestiva, y fue posible retirar la NP con lo cual se evitaron sus complicaciones y fue posible que los niños volvieran a su hogar. Además el costo de esta leche es inferior al costo del uso de NP.


PRÁCTICAS NUTRICIONALES EN EL RECIÉN NACIDO DE MUY BAJO PESO DE NACIMIENTO (RNMBPN)

Ríos Antonio
Servicio de Neonatología. Clínica Dávila, Santiago.

Introducción: Uno de los factores más importantes que incide en la morbimortalidad del RNMBPN es la nutrición. Diferentes prácticas nutricionales podrían explicar parcialmente variaciones en la morbimortalidad de esta población entre distintos centros. A pesar de esto, no existen guías clínicas de nutrición universalmente aceptadas, sino que por el contrario sólo sugerencias de grupos de investigación de reconocido prestigio (Pediatrics 2003; 111: e461- e470). Objetivo: Describir las prácticas nutricionales en RNMBPN en el Servicio de Neonatología de Clínica Dávila y compararlas con lo recomendado en la literatura. Material y Método: Revisión retrospectiva de los registros clínicos de los RN de 1.500 gr o menos hospitalizados en el Servicio de Neonatología de Clínica Dávila entre Abril 2001 y Abril 2004. Se analizan las variables: uso de leche materna como primer alimento (ULM), edad al recibir la primera alimentación enteral (PAE), días para alcanzar aporte enteral completo (AEC), edad a la que recupera peso de nacimiento (RPN), edad a la que inicia alimentación parenteral (EALPAR), presencia de enterocolitis necrotizante (ECN), y días de hospitalización (DH). Resultados: El número de RNMBPN durante el periodo de estudio fue de 59. Con 28 RN de sexo masculino y 31 RN de sexo femenino. La edad gestacional fue de 29 ± 2,3 sem y el peso de nacimiento de 1.088 ± 295 gr. Las variables analizadas para el grupo en estudio así como lo recomendado o descrito en la literatura se presentan en la siguiente tabla:

Conclusiones: Las prácticas nutricionales del grupo en estudio se ajustan muy bien a lo recomendado por la literatura, con excepción de ULM. La incidencia de ECN así como los días de hospitalización en nuestra población son similares a lo descrito. La nutrición de nuestros RNMBPN se esta realizando de acuerdo a lo sugerido, sin embargo, aun hay un margen para mejorar principalmente en lo referente a ULM.


ESTUDIO RETROSPECTIVO DEL CATÉTER PERCUTÁNEO (CPC) UNIDAD DE NEONATOLOGÍA HOSPITAL REGIONAL RANCAGUA

Rey Edith
Matrona. Unidad de Neonatología. Hospital Regional Rancagua, Chile.

Introducción: Los catéteres intravasculares de inserción periférica son indispensables en la práctica de la medicina moderna, particularmente en las unidades de cuidado intensivo neonatal. Aunque estos catéteres proporcionan un acceso vascular muy necesario, su uso coloca a los pacientes en riesgo de adquirir una complicación infecciosa local o sistémica, tales como infección local del sitio de inserción, ITS, tromboflebitis séptica, endocarditis y otras infecciones metastásicas. Objetivos: Este estudio busca dar a conocer nuestra realidad actual respecto de indicadores aceptados internacionalmente medibles y comparables, de tal manera de generar datos que sirvan para tomar decisiones médicas y de enfermería con una base sustentada y la vez crear un sistema de vigilancia activa para la detección de ITS asociada a CPC. Metodología: Información se obtiene a través de la revisión de la totalidad de fichas clínicas de pacientes con CPC instalados durante el año 2003, libro de Procedimientos Invasivos UCIN y Registro Comité Local IIH. Se analizan las estadísticas locales IIH, planilla Excel y documentos WEB. Resultados: En el 99% de las instalaciones de CPC, se ajustaron a la indicación médica según protocolo. Tabla 1. Existe una estrecha relación en cuanto a duración días de CPC con el sitio de inserción del Catéter. Tabla 2. En el 38,8% de las causas de retiro del catéter, es debido a complicaciones del CPC, siendo en la mayoría de los casos por oclusión. Tabla 3. Se obtiene que durante el año 2003 la tasa de ITS asociada a CPC es de 8,55 por 1.000 días de exposición, con una evidente y sostenida disminución en la ITS asociada al CPC en el 3° y 4° trimestre. Tabla 4. De las ITS notificadas el 20% están asociadas a la técnica de inserción de CPC y el 80% restante a la mantención del mismo. Grafico 1. Conclusiones: Este estudio contribuyo a la reactualización del Protocolo de Inserción y Mantención del CPC, existente en la Unidad de Neonatología y que hasta la fecha se hacia inadecuado. En él se estable claramente los Criterios Médicos y las Intervenciones de Enfermería que deben prevalecer. Se establece en la Unidad un Programa de Seguimiento del CPC, designándose un profesional de enfermería para realizar una Vigilancia Activa.


HIPERBILIRRUBINEMIA GRAVE EN EL RECIÉN NACIDO DE TÉRMINO. EPIDEMIOLOGÍA Y USO DE GUÍAS CLÍNICAS EN EL HOSPITAL SAN JOSÉ

Orfali JL*, Mühlhausen G*, Baena S**, Hernández S**, Ivulik I**.
*Servicio de Neonatología, Hospital San José.** Internos Medicina, Universidad Mayor.

Introducción: La hiperbilirrubinemia es una de las patologías más frecuentes del recién nacido. Ha habido preocupación en el último tiempo por el aumento de las hiperbilirrubinemias significativas y la aparición de nuevos casos de encefalopatía bilirrubínica tanto aguda como crónica (Kernicterus) en todo el mundo. Objetivos: Evaluar y comparar por años la incidencia de casos de hiperbilirrubinemia significativa (> a 20 mg/dl) en el Hospital San José. Analizar los casos de toxicidad de bilirrubina tanto aguda como crónica y comparar tablas de indicación de fototerapia de nuestra unidad con nuevas recomendaciones internacionales. Material y Método: Se realizó un estudio descriptivo de revisión que incluyó a todos los RN de término o cercano al término hospitalizados para fototerapia por hiperbilirrubinemia, desde Enero de 2002 a Julio del año 2004, en el Servicio de Neonatología del Hospital San José. RN de término o cercano al término se definió como aquel mayor a 34 semanas y/o mayor a 2.500 grs. Para ello se utilizó el sistema de registro computacional de ingresos y Epicrisis del Servicio de Neonatología más revisión de las fichas clínicas para identificar el diagnóstico de toxicidad por bilirrubina. Resultados: Los RN de término que recibieron fototerapia durante los años 2002 fueron 522, el 2003 fueron 870 y, hasta el 31 de Julio 2004, 529. En total recibieron fototerapia un 43,2% de los hospitalizados. Los RNT fueron un 37,6% del total, promedio de peso 3.173 grs, rango 2.590-3.725 grs, de éstos un 20% fueron reingresos. La edad promedio de ingreso a fototerapia fue 2,92 días. El promedio días en fototerapia fue de 1,27 días, rango 1 a 6 días. La bili máxima promedio fue de 17,07 mg/dl y la bilirrubina de alta promedio fue de 12,69 mg/dl. Las causas de ingreso a fototerapia por frecuencia son como sigue: Hiperbilirrubinemia sin incompatibilidad (catalogada como idiopática o fisiológica) 11,9%, Incompatibilidad ABO sin hemólisis 13,5%, Incomp ABO con hemólisis 6%, Incomp RH sin hemólisis 1,9%, Incompatibilidad RH con hemólisis 1,3%, Incompatibilidad grupo no clásico 0,3%, Hipoalimentación 1,1%, Doble incompatibilidad 0,6%, Atresia vías biliares 0,3%, Otros (hepatitis, TORCH, hemolíticas) 0,9%. Los casos de hiperbilirrubinemia significativa aumentaron, así el año 2002 ningún paciente tuvo bili mayor a 30 y 3 pacientes con bili mayor a 25 mg/dl. Se realizó 1 recambio. El año 2003, 5 pacientes con bili mayor a 25 y 1 paciente con bili mayor a 30. Se realizaron 3 recambios. El año 2004 10 pacientes con bili mayor a 25 y 3 pacientes con bili mayor a 30. Se realizaron 4 recambios. Sólo 1 paciente desarrolló Encefalopatía aguda atribuible a bilirrubina en todo el período estudiado. Conclusiones: La hiperbilirrubinemia es la más importante causa de hospitalización en nuestro Servicio. La tasa de reingresos es aceptable y cercano a lo reportado en la literatura Los casos de hiperbilirrubinemia grave han ido aumentando en el tiempo, no así el número de casos de encefalopatía por bilirrubina. Las curvas de indicación de fototerapia en nuestro Servicio son homologables a las nuevas recomendaciones internacionales de la AAP.


PESQUISA, EVALUACIÓN Y MANEJO DEL HIJO DE MADRE DROGADICTA EN UNA UNIDAD DE NEONATOLOGÍA

Jodorkovsky M, López MT, Rybertt F, Guerra C.
Servicio de Neonatología, Hospital Barros Luco Trudeau, Universidad de Chile.

El consumo de drogas ilícitas en Chile alcanza al 5,7% de la población general, siendo la marihuana la droga más consumida (5,2%), seguida por clorhidrato y pasta base de cocaína (CONACE, 2002). Parte importante de esta población adicta a drogas corresponde a mujeres embarazadas, cuyo consumo puede ser causa de abortos, mortinatos, partos prematuros, RCIU, malformaciones congénitas, alteraciones en el desarrollo cerebral e infartos cerebrales. Se efectuó un estudio descriptivo analizando las fichas de los RN cuyas madres declararon consumo de drogas en encuesta efectuada al momento de su ingreso a la maternidad, entre Marzo de 2001 y Marzo de 2004. Las características de este grupo de RN se compararon estadísticamente con la población total de nacidos en nuestro hospital en igual período. Se pesquisaron 86 madres drogadictas, predominando el consumo de pasta base de cocaína (81,4%) por sobre la marihuana (23,3%). En el 46,5% de los casos el embarazo no fue controlado. El 43% de las madres adictas confesó haber consumido drogas durante toda la gestación. Producto de los 86 embarazos nacieron 83 RN vivos y 3 mortinatos (3,5%). Al comparar las características de estos RN con la población total de nacidos en nuestro hospital en igual período, destaca un 38,4% de prematurez, cifra significativamente mayor que el 13,7% en la totalidad de los RN; un 43% de pequeños para edad gestacional (PEG), significativamente más que el 9,3% de la población total; los parámetros antropométricos de los hijos de madres drogadictas resultaron significativamente menores que en el grupo de la totalidad de los RN, siendo el peso promedio de 2.621 grs (940-4.180), talla promedio de 45,8 cm (31-52) y circunferencia de cráneo promedio de 32,5 cm (25-39). Se hospitalizaron 68 RN (81,9%), con una permanencia promedio de 22,5 días (4-81). Se efectuó ecografía encefálica en 72 casos (86,7%%), resultando normal el 63,9%; los hallazgos patológicos fueron: hiperecogenicidad periventricular en el 13,9%, hemorragia sub-ependimaria grado I y II en el 11,1%, quiste del plexo coroideo en el 5,6%, leucomalacia periventricular en el 2,8% y dilatación ventricular en el 2,8% de los casos. Se efectuó evaluación psiquiátrica al 79,5% de las madres, determinándose incompetencia materna en el 63,6% de los casos (sus hijos fueron entregados mediante recurso de protección judicial a familiar responsable o a institución apropiada), derivándose las madres a terapia de rehabilitación y seguimiento por psiquiatría. Conclusiones: Los RN hijos de madres drogadictas son de menor edad gestacional, menor peso, talla y circunferencia craneana que la población normal de RN de nuestro hospital. A diferencia de lo publicado a nivel nacional, en la población de madres estudiadas predomina el consumo de pasta base de cocaína por sobre la marihuana, sin embargo, no se observaron las severas alteraciones neurológicas que se describen asociados a esta nociva droga. El reducido número de casos pesquisados en el estudio revela un sub-diagnóstico de las embarazadas drogadictas, siendo necesario optimizar los métodos de pesquisa precoz, para iniciar una intervención multidisciplinaria desde los primeros meses de embarazo, que permita reducir los efectos de la drogadicción embriofetal y sus consecuencias en el RN.


RETINOPATÍA DEL PREMATURO: EXPERIENCIA DE 8 AÑOS (1996 A 2003)

Gutiérrez C, Migone S, Aravena E, Rivera L.
Servicio de Neonatología, Hospital Regional Rancagua.

Introducción: La Retinopatía del Prematuro (ROP) es una enfermedad vasoproliferativa que afecta a prematuros de muy bajo peso de nacimiento, cuya causa es multifactorial. Desde el punto de vista epidemiológico, la ROP tiene una incidencia de 16% en el menor de 1.500 g, 25% requiere cirugía y en 5,3% produjo ceguera (boletín Chile 2000) y es la causa más importante de ceguera infantil en Chile (18%). Siendo ésta una enfermedad tratable, es fundamental cumplir con el programa de pesquisa precoz y tratamiento oportuno. Objetivo: Determinar la cobertura del fondo de ojo (FO) por año y por cuartiles de peso de nacimiento (PN), incidencia de ROP por año, por cuartiles de PN y por edad gestacional (EG); determinar riesgo relativo (RR) de ROP según PN y EG; determinar incidencia de las etapas del ROP, analizar la evolución de los pacientes con ROP, la evolución de los pacientes fotocoagulados e incidencia de ceguera por ROP. Pacientes y Método: Todo recién nacido (RN) < de 1.500 g nacido entre el 01-01-96 el 31-12-03, y egresado vivo, ingresó a un protocolo de seguimiento oftalmológico, siendo esta información recogida en una planilla Excel y analizada mediante EpiInfo 2004. Resultados: En los 8 años analizados egresaron vivos 419 prematuros con PN menor de 1.500 g. La cobertura global de FO fue de 96,9%, y de 100% desde el año 2000 en adelante y en todos los menores de 1.000 g. De 406 pacientes evaluados, 138 RN presentaron ROP, lo que da una incidencia global de 34% en los 8 años, la que fluctuó entre 26,4% y 45%. La incidencia de ROP por cuartiles de PN fue de 63,6% para el cuartil 500-749, 60% para el de 750-999, 47% para cuartil de 1.000-1.249 y 11,9% para cuartil de 1.250-1.499. El RR de ROP para los < 1.000 g en relación a los > o igual a 1.000 g. es 2,85 (2,2; 3,68) (p < 0,00001).La incidencia de ROP por EG fue de 100% para 25 sem, fluctuó entre 88,9 y 70,5 entre las 26 y 28 semanas, con una disminución progresiva hasta las 34 sem, no encontrándose ROP en semanas posteriores. El RR de ROP para RN < o igual de 27 sem de EG en relación > o igual a 28 sem de EG es 2,74 (< 2,19 < RR < 3,44 >) (p < 0,00001). De los 138 RN que presentaron ROP, 119 tuvieron regresión espontánea (86,2%); 18 pacientes requirieron fotocoagulación (13%) y 1 paciente presentó desprendimiento de retina (DR) espontáneo en un ojo (0,7%). De los 18 pacientes fotocoagulados (16 bilateral y 2 unilateral) 2 pacientes evolucionaron con DR bilateral y un paciente con DR unilateral. La incidencia de ceguera bilateral por ROP fue de 2 pacientes en 138 pacientes con ROP (1,45%), y de 2 pacientes en 406 pacientes evaluados (0,49%). Todos estos casos de DR ocurrieron antes del año 2000. Comentario: Nuestra incidencia de ROP fue el doble de la incidencia nacional 2000, sin embargo, la incidencia de ceguera bilateral fue inferior a la cifra nacional. Desde el año 2000 destaca cobertura de FO 100% y ausencia de ceguera por ROP. En nuestros resultados ha sido fundamental el compromiso del equipo de salud. Palabras claves: Retinopatía del prematuro (ROP).


LA ROTURA PREMATURA DE MEMBRANAS Y SU ASOCIACIÓN CON DAÑO DE LA SUSTANCIA BLANCA EN PREMATUROS MENORES DE 1.500 GRS

Fuentes L1, Rybertt F1, López MT1, Fernández A2, López C3
1Servicio de Neonatología y 2Servicio Obstetricia, Hospital Barros Luco Trudeau. 3Becada Pediatría, Hospital Exequiel González Cortés.

Introducción: La Rotura Prematura de Membranas (RPM) se asocia a un aumento de los niveles de mediadores de inflamación y citoquinas, principalmente IL-1 e IL-6, esta respuesta inflamatoria desencadenaría hipotensión, hipoperfusión e isquemia cerebral. Dentro de las manifestaciones precoces del daño hipóxicoisquémico, se encuentra la Hiperecogenicidad Periventricular (HPV), pudiendo evolucionar a la regresión espontánea, persistencia o a diferentes grados de Leucomalacia Periventricular (LMPV) (daño de sustancia blanca). Por lo tanto, la vulnerabilidad del cerebro fetal, podría verse incrementada a mayor tiempo de exposición de esta noxa. Objetivo: Evaluar la relación entre daño de la sustancia blanca (DSB) y la presencia y tiempo de RPM en recién nacidos pretérmino. Material y Métodos: Se evaluan a todos los recién nacidos pretérmino menores de 32 semanas y/o menores de 1.500 grs, con rotura de membranas, nacidos entre el 1°de Diciembre del 2001 y el 31 de Diciembre del 2003, totalizando 60 pacientes. Según el tiempo de RPM se clasificaron en dos grupos: grupo 1: RPM < 18 horas y grupo 2: RPM de 18 o más horas, los cuales fueron comparables entre si. Se realizó seguimiento de cada grupo con ecotomografía encefálica, a la semana de vida, al mes, y a las 40 semanas de edad gestacional corregida. Se utilizó la clasificación ultrasonográfica de Vries y cols excluyendo los RN con malformaciones mayores, fallecidos y/o con estudio incompleto. Para el análisis estadístico se utilizó la prueba de ?2, considerando significativo p ? 0,05. Resultados: En la evaluación de la 1° semana y 30 días no hubo diferencia significativa en DSB para ambos grupos. A las 40 semanas de EGC el grupo con RPM > 18 hrs evidenció DSB en un 55% (21) v/s el 18% (4) del grupo con menos de 18 hrs, con p < 0,026. Esto nos da un riesgo relativo (RR) para este último grupo de 3,36 (IC: 2,04-5,51). Discusión: En el presente trabajo, se puede observar que la presencia de RPM de 18 horas o más, resulta en una mayor incidencia de daño en la sustancia blanca. Esto probablemente se explica por el rol que desempeñan las citoquinas proinflamatorias, en la respuesta inflamatoria fetal, condicionando una peor respuesta adaptativa del prematuro, en el grupo con 18 o más horas de RPM. La importancia del presente trabajo, radica en determinar un plazo prudente de interrupción del embarazo prematuro con RPM, como una forma de prevenir secuelas neurológicas por daño de la sustancia blanca. Conclusión: El antecedente de más de 18 horas de RPM se asoció a un aumento significativo, en la incidencia de HPV y LMPV a las 40 semanas de EGC en RN prematuros de nuestra serie.


MALFORMACIONES CONGÉNITAS MAYORES: EPIDEMIOLOGÍA Y DIAGNÓSTICO PRENATAL EN EL HOSPITAL SAN JOSÉ, SANTIAGO, CHILE. REVISIÓN ÚLTIMOS 6 AÑOS

Orfali JL*, Sepúlveda E**, Hernández S***, Baena S***, Ivulic I***.
*Servicio de Neonatología, Hospital San José. **Servicio Gineco-Obstetricia, Hospital San José, Unidad Ecografía. ***Internos Medicina, Universidad Mayor.

Introducción: Más menos un 4% de los neonatos presentan algún defecto congénito reconocible, y un 0,5% de éstos son defectos mayores que requieren algún tipo de intervención médica o quirúrgica para su supervivencia. A su vez son la segunda causa de mortalidad infantil y explican el 39% de la mortalidad neonatal precoz en nuestro medio. Con el advenimiento de la ecografía obstétrica masiva como método de detección, más y más defectos congénitos son reconocibles antes del nacimiento. El objetivo de la presente revisión es conocer la incidencia de las malformaciones congénitas mayores en un hospital terciario, la mortalidad por dicha patología y la frecuencia del diagnóstico ecográfico prenatal según patología. Material y Método: Se realizó un estudio de revisión que incluyó a todos los RN hospitalizados por malformaciones congénitas mayores, desde Enero de 1998 a Diciembre del año 2003, en el Servicio de Neonatología del Hospital San José. Malformación congénita mayor (MCM), se definió como aquella que requirió una intervención médica y/o quirúrgica o un estudio diagnóstico para la sobrevida o el manejo posterior del recién nacido. Para ello se utilizó el sistema de registro computacional de ingresos y epicrisis del Servicio de Neonatología más revisión de las fichas clínicas maternas para identificar el diagnóstico ecográfico prenatal. Resultados: En el período indicado se ingresaron un total de 564 recién nacidos con MCM, 521 con una única malformación mayor (92,3%) y 43 con más de una (7,6%). Un 9,9% fallecieron en su hospitalización. Representan un 1,07% de los RN vivos nacidos en nuestro Servicio en dicho período (total 52.342 RN vivos) y fueron un 6,3% de los hospitalizados. Las malformaciones más frecuentes fueron las cardíacas 26,2%, Sistema nervioso central 18,9%, Gastrointestinales (incluida hernia diafragmática) 10,2%, Esqueléticas 9,7%, Cromosomopatías 9,2%, Renales 7,44%, Pulmonares 5,85% y Otras (Craneofaciales, Sindromáticas y Dermatológicas) un 6,38%. Las MCM representaron un 43% de la mortalidad neonatal precoz y un 22% de la mortalidad neonatal total en el período 1998-2003. Respecto al diagnóstico prenatal, éste se pesquisó en un 34,6% de los pacientes, en un 70% de las malformaciones renales, en un 60% de las del SNC, en un 38,6% de las cromosomopatías, en un 31,5% de las gastrointestinales y de pared abdominal, en un 30% de las pulmonares, un 28,6% de las cardíacas, un 14,8% de las esqueléticas y sólo un 6% de las craneofaciales. Conclusiones: La Incidencia de MCM en nuestro Servicio es similar a lo reportado en otras series y es causa importante de mortalidad, especialmente la neonatal precoz (antes de 7 días). El diagnóstico prenatal ha ido aumentando en el tiempo pero falta definir si esto mejorará la sobrevida de nuestros pacientes.


FACTORES ASOCIADOS A HOSPITALIZACIÓN EN NEONATOS MENORES DE 1.000 GRAMOS DURANTE EL PRIMER AÑO TRAS EL ALTA HOSPITALARIA

Barría RM1, Scheuch K2, Valdebenito G3.
1Instituto Enfermería, 2Instituto Pediatría, 3Escuela Medicina, Universidad Austral de Chile, Valdivia, Chile.

Introducción: Como en países desarrollados, la natalidad en Chile está en disminución, sin embargo, los recién nacidos de extremo bajo peso de nacimiento (RNEBPN) son un grupo en aumento. Por este motivo no sólo es importante que sobrevivan en el periodo neonatal, sino también tratar de determinar factores de riesgo de morbimortalidad para crear estrategias orientadas en este aspecto. Objetivos: Determinar incidencia de hospitalización y morbimortalidad de RNEBPN a un año del egreso de la unidad neonatal. Material y Métodos: Estudio de cohorte retrospectiva. De 56 RNEBPN entre enero de 2000 y diciembre de 2002 se incorporó al estudio a 33 RN luego de aplicar criterios de exclusión. Se revisó las fichas clínicas al completar un año de seguimiento desde el alta de la unidad neonatal. Se estudió variables clínicas, epidemiológicas y sociodemográficas estableciendo como principal resultado las hospitalizaciones. El análisis está basado en estadística descriptiva e inferencial mediante test ?2, exacto de fisher y t-test. Se analizó asociación mediante cálculo de riesgo relativo. Resultados: La incidencia de hospitalización fue 57,6% (19/33). La mortalidad de 3,03% (1/33). El número promedio de hospitalizaciones fue 2,5 ±1,8, mediana: 2 (rango: 1-7) presentándose un total de 47 eventos. El promedio de días de hospitalización fue de 33,8 ± 39, mediana 19. La DBP estuvo presente en 21 RN, de estos 14 se rehospitalizaron (66,7%). El promedio de días de hospitalización en niños con DBP fue 41,6 ± 43, v/s 12 ± 10,2 en niños sin DBP (p: 0,06). Al categorizar en grupos por más y menos de 3 episodios de hospitalización, hubo diferencia estadísticamente significativa en neonatos con DBP (p: 0,015). El motivo de hospitalización más frecuente fue Infección respiratoria aguda (IRA) con 29 eventos en 13 pacientes. El 21,2% (7/33) de los niños presentó infección por VRS. Se estimó un RR: 1,9 (IC95% 1,3-2.6; p: 0,024) de infección por VRS en niños con DBP. En relación a variables sociodemográficas, el 21,2% (7/33) de los niños eran hijos de madre adolescente, 66,7% (22/33) eran de procedencia rural, 63,6% (21/33) eran hijos de madres casadas o convivientes. Se estableció un RR: 2,2 (IC95% 1,4-3,3; p: 0,012) de rehospitalización para la condición hijo de madre adolescente. No hubo diferencias en la incidencia de rehospitalización en el resto de variables estudiadas. Conclusiones: Los RNEBPN presentan un porcentaje alto de hospitalizaciones, principalmente por IRA con diferencias estadísticamente significativas al tratarse de RN con DBP e hijo de madre adolescente, sin diferencias al evaluar la ruralidad o estado civil, destacando que la mortalidad fue de un 3% afectando a un paciente con DBP. Así, se convierte este grupo en el más vulnerable, y hacia el cual deben apuntar los esfuerzos.


VENTILACIÓN DE ALTA FRECUENCIA OSCILATORIA EN EL SÍNDROME ASPIRA-TIVO MECONIAL

Bustos R, Bello P, Mercado M, León J, Fasce J, Bancalari A, Twele L.
Neonatología, Hospital Guillermo Grant Benavente. Departamento de Pediatría, Universidad de Concepción.

Introducción: El síndrome aspirativo meconial (SAM) es una causa frecuente de insuficiencia respiratoria en recién nacidos a término (RNT). La complejidad de su fisiopatología y su falta de respuesta a terapias standard ha hecho explorar terapias no convencionales y alternativas a la oxigenación extracorpórea (ECMO) en su manejo: Surfactante (SR), Oxido nítrico (ON) y Ventilación de alta frecuencia oscilatoria (VAFO). Objetivos: Evaluar la eficacia y seguridad de la VAFO en el tratamiento de la insuficiencia respiratoria secundaria a SAM en un centro sin disponibilidad actual de ON y ECMO pero con experiencia en el uso de la VAFO. Material y Métodos: Estudio prospectivo observacional realizado en un periodo de 44 meses (Agosto 2000 a mayo 2004). En RN con SAM nuestra estrategia ventilatoria durante la VAFO (Sensormedics 3100 A) consiste en lograr una oxigenación adecuada con la menor presión media en la vía aérea (PMVA); evitando una sobredistención pulmonar. En todos los pacientes se determinaron datos demográficos, gasometría arterial previo y a la 1, 6 y 24 horas de VAFO. El análisis estadístico se realizó por SPSS 8.0. Resultados: De 46 RNT ventilados con VAFO 22 requirieron VAFO por SAM. La EG y PNac. Prom ± DS fue de 39,8 ± 1 sem y 3,52 ± 0,5 kg respectivamente. Inborn 11 /22. Sexo masculino 10/22. El tiempo de conexión a VAFO fue de 14,2 ± 10 horas. (Rango 3 - 32 ). El Indice de Oxigenación (IO) promedio ± DS previo a la VAFO fue de 26,3 ± 7,7 (rango 17-42) el que disminuyó significativamente (p < 0,05) a la Hora1 = 19,3, Hora 6 = 11,9 y Hora 24 =7,9 de VAFO. Surfactante se uso en 8/21 (rango 1-3 dosis) La PMVA al inicio de la VAFO fue de 15,3 cm H2O y la amplitud de 29.8 cm H2O.La permanencia en VAFO fue 93,5 ± 48 horas. Extubación directa a hood fue posible en 10/21. Tres pacientes se complicaron; con rupturas alveolares: 2 y con ruptura alveolar y hemorragia pulmonar: 1. El Promedio de días de VM fue 6 d (rango 2-15) Hospitalización 15,7 d de Oxígenoterapia 7,3 d. Un paciente falleció por neumotórax a tensión. Ningún paciente presento requerimientos de O2 a los 28 días. Conclusiones: En nuestra experiencia la VAFO es una técnica ventilatoria eficaz y segura en recién nacidos a término y cerca del término con insuficiencia respiratoria severa secundaria a SAM pudiendo ser usada como terapia de primera elección.


RETINOPATÍA EN EL PREMATURO MENOR DE 1.000 GRAMOS

Díaz R, Katz X, Salinas J, Martínez JL, Villalón H.
Servicio de Neonatología, Clínica Las Condes.

La mayor sobrevida en el prematuro menor de 1.000 g, ha traído como consecuencia un aumento en las complicaciones asociadas a esta condición, una de estas es la retinopatía (ROP). Basado en nuestra experiencia acumulada con este grupo de prematuros, con una cobertura diagnóstica de 100%, nos planteamos como objetivo describir los hallazgos, discutir la nueva clasificación de retinopatía y comentar otros elementos observados, pero no incluidos en las descripciones habituales. Se analizó retrospectivamente, 20 casos de prematuros con peso de nacimiento inferior a 1.000 g, egresados vivos en el período 2001-2004 y hospitalizados en el Servicio de Neonatología. La mediana de edad Gestacional fue de 27 semanas (24-31) y la de peso 798 gramos. El fondo de ojo fue realizado por dos oftalmólogos, especialistas en retina del prematuro, utilizando una técnica de oftalmoscopía binocular indirecta, siguiendo el protocolo nacional de 1999. Un 90% (18/20) de estos niños presentó diagnóstico de ROP en algún momento de su evolución. El primer fondo de ojo se realizó a los 28 días de edad (25-31 días) y mediana de edad gestacional corregida de 31 semanas (28-35), diagnosticándose ROP en sólo 3 casos (15%, 3/20), todas ellas grado I en zona II. En el 85% restante (17/20), se observó inmadurez retinal, mayoritariamente de la zona II (82,3%, 14/17), 2 casos en zona III (11,8%) y sólo un caso en zona I (5,9%, 1/17). El 2º control se realizó a los 13,7 ± 4,7 días (7-27) y mediana de edad corregida de 33 semanas. La proporción de ROP aumentó a 55% (11/20), con un caso pre- umbral (9%, 1/11), 6 casos de ROP grado I (54,5%), mayoritariamente en zona II (5/6, 83,3%) y 4 casos de ROP grado II (36,4%, 4/11) en zona II. En todos los niños se realizaron al menos cuatro controles, éste último se ejecutó a los 45,4 ± 4,2 días después del 1º fondo de ojo y una mediana de edad gestacional corregida de 37 semanas. En este control, 8 niños fueron dados de alta, 2 sin ROP (10%, 2/20) y 6 que presentaron regresión de las lesiones (30%, 6/20). De los 12 casos restantes con ROP, en 6 se observó grado I en zona II-III (41,6%, 5/12) y 25% (3/12) con grado II en zona II. Los 4 restantes (33,3%, 4/12), requirieron fotocoagulación con láser, 2 de ellos necesitaron ser retratados (2 intervenciones). La mediana del primer episodio de fotocoagulación fue de 60 días (45-70 días) y 34 semanas de edad gestacional corregida (32-35 semanas). En 4 niños, se observó la presencia de proliferaciones fibrovasculares extraretinales aislada (“pop corns”) y hemorragias, 3 requirieron terapia con láser. Conclusión: El prematuro menor de 1.000 g, presenta un altísimo riesgo de ROP, con una mayor necesidad de fotocoagulación, y probabilidad de retratamiento. También, se observa la presencia de elementos no descritos habitualmente, como pop-corns y hemorragias, que pudieran tener un valor predictivo sobre la indicación de láserterapia. Esto obliga a aumentar la coordinación con oftalmólogos entrenados en esta patología para su adecuado diagnóstico y tratamiento, así como a mayores estudios tendientes a conocer los factores de riesgo involucrados.


IMPACTO DE NUEVAS TERAPIAS EN EL MANEJO DE LA FALLA RESPIRATORIA HIPOXÉMICA DEL RECIÉN NACIDO DE TÉRMINO O CERCANO AL TÉRMINO

Bustos R, Velásquez C, Twele L, Bancalari A.
Neonatología, Hospital Guillermo Grant Benavente, Departamento de Pediatría, Universidad de Concepción.

Introducción: La falla respiratoria hipoxémica (FRH) severa es una causa importante de mortalidad en recién nacidos de término (RNT) o cercano al término. La oxigenación extracorpórea por membrana (ECMO) ha constituido el tratamiento estándar de la FRH refractaria a terapias convencionales. En los últimos años, terapias coadyuvantes y alternativas a la ECMO para el manejo de la FRH que incluyen Surfactante, Ventilación de Alta Frecuencia Oscilatoria (VAFO) y Oxido Nítrico (ON) han sido introducidas en nuestro país. Objetivos: Evaluar el impacto que la introducción de estas nuevas terapias tiene en la mortalidad y composición diagnóstica de los RNT o cercano al término ventilados por FRH en un centro sin disponibilidad de ECMO. Material y Métodos: Se incluyeron todos los recién nacidos con EG. > 34 semanas, > a 2 kg de peso, con menos de 7 días de vida y con un Indice de Oxigenación (IO = PMVA x FiO2/PaO2) > 15 en al menos dos muestras de gases arteriales, que requirieron ventilación mecánica (VM) entre enero de 1995 a mayo del 2004. Se excluyeron aquellos pacientes con malformaciones congénitas a excepción de RN con hernia diafragmática congénita. Se analizaron dos grupos de pacientes. Grupo I: Enero de 1995 - a Diciembre de 1999 y Grupo II: Enero del 2000 a mayo del 2004. En los RN del grupo II se utilizaron las nuevas terapias: Surfactante, VAFO y ocasionalmente ON. La comparación de ambos grupos se realizó por test exacto de Fisher y regresión logística. Un valor de p < a 0,05 fue considerado estadísticamente significativo. Resultados: De 129 RNT o cerca del término que requirieron VM; 70 (54,3%) presentaron FRH; 21 en el grupo I y 49 en el grupo II. Ambos grupos fueron similares en EG, P de Nac, % de pacientes referidos, IO, Días de VM, Días de O2 y estadía hospitalaria. Se observaron diferencias estadísticamente significativas (p < 0,05) entre el grupo I y II en: uso de surfactante (28,6% vs 44,8%), uso de VAFO (0 vs 87,8%), uso de ON (0 vs 14%) y en la proporción de RN ventilados por SAM (19 vs 48,9%) y SDR (33 vs 9% ). La sobrevida del grupo I fue de 65% (14 /21) y la del grupo II fue de 86% (42/49). Cuando el IO fue > 40 la sobrevida en el grupo I fue de 14,3% (1/7) y en el grupo II de 50% (4/8). Conclusiones: En un centro sin disponibilidad de ECMO, el uso de nuevas terapias como Surfactante, VAFO y Oxido Nítrico se acompaña de un aumento en la sobrevida y un cambio en la composición diagnóstica de los recién nacidos a término o cercanos al término tratados por falla respiratoria hipoxémica.


EVALUACIÓN DE UN PROGRAMA DE DETECCIÓN DE SORDERA EN RECIÉN NACIDOS, UTILIZANDO EMISIONES OTOACÚSTICAS POR DISTORSIÓN EN UNA CLÍNICA PRIVADA: DIFICULTADES

Guerrero AM*, Lagos T*, Jiménez E**, Carranza I***.
Clínica Dávila. *Matrona Neonatal. **Médico Neonatólogo. ***Médico Otorrino.

Las Emisiones otoacústicas (EOA) es efectiva como screening en detección temprana de hipoacusia neurosensorial (HNS). La recomendación es hacerlo desde el período neonatal dado que acelera el estudio, confirmación e inicio de rehabilitación antes de los 6 meses de vida. Con ello se logra una rehabilitación más efectiva (mayor logro verbal y cognitivo). Por este motivo desde mayo de 2003, Clínica Dávila inició un programa de detección precoz de HNS. Objetivo: Dificultades en la práctica de un programa universal de detección precoz de hipoacusia en un centro de salud privado. Pacientes y Método: El Programa de detección precoz de sordera tiene 3 Fases; Fase 1: 1° EOA a las 48 horas de vida en SC y prealta a Hosp. Si falla , se repite una 2° EOA al mes (sin costo económico). Fase 2: Evaluación clínica OTRL encargado del Programa para evaluar patología asociada y/o Impedanciometría. Potencial evocado auditivo a los 2 meses que se repite a los 4 meses si el 1° está alterado. Fase 3: Prótesis auditiva si corresponde y rehabilitación auditiva por equipo multidisciplinario. Se evaluó la aplicación del Programa entre 1° de julio del 2003 y 31 de julio 2004 con un universo de 2.912 RN de sala cuna (SC) y hospitalizados (Hosp.); 73 Hosp y 935 de SC. Se educó y ofreció el examen a los padres en puerperio. Se realizó sólo a los autorizados por ellos. Se analizó el resultado y porcentaje de realización del examen. Resultados: Se realizó EOA a 20% de los Hosp y 36% en SC. Durante este período se produjo un progresivo incremento en la realización del examen en SC, no así en hospitalizados. En Hosp un 82% PASA la 1° EOA. Se le repite a todos los que fallan y un 30% PASA en la 2° EOA. Al final, tienen EOA anormal en un 12,5% (n: 9) que fueron enviados a OTRL. En SC PASAN la 1° EOA en un 86%. Se le realizó una 2° EOA a un 84% de los citados a repetir EOA. El resto no se presentan o lo rechazan. De los pacientes que repitieron la 2° EOA, un 90% tuvo EOA normal. El otro 10% se derivó a OTRL (n: 10). A la Fase 2 llegan 5; uno tiene diagnóstico de HNS bilateral moderada con indicación de audífono y otro tiene hipoacusia moderada unilateral en niño con malformación. Conclusiones: 1) La cobertura del examen es baja probablemente porque no es financiado por los programas de salud y porque falta mayor sensibilización y educación del cuerpo médico. 2) La falla en resultado de la 1° EOA está más alto que lo esperable, especialmente en los Hosp. probablemente porque se le realizó a pacientes prematuros. 3) El % de pérdida de 2° EOA en SC revela necesidad de mayor educación. 4) Nuestro Programa a pesar de sus falencias logró rescatar 1 niño con déficit auditivo.


MORBILIDAD POST ALTA HOSPITALARIA EN LOS RECIÉN NACIDOS PREMATUROS < DE 1.500 GRAMOS Y/O < DE 32 SEMANAS DE EDAD GESTACIONAL DURANTE LOS 2 PRIMEROS AÑOS DE EDAD GESTACIONAL CORREGIDA

Jiménez E, Alegría A, Pinzón MC, Pitaluga E.
Hospital Dr. Sótero del Río (HDSR).

Los prematuros y especialmente RNMBP concentran la mayor cantidad de morbilidad aguda y crónica, esto especialmente durante los primeros años de vida. El grupo de mayor riesgo son los con displasia broncopulmonar. Objetivo: Describir la morbilidad general y respiratoria post alta hospitalaria durante los primeros dos años de vida. Método y Pacientes: Revisión de la morbilidad y hospitalizaciones en el historial médico de 181 pacientes pacientes nacidos entre el 9/8/00 y el 1°/3/02 y que ingresaban a policlínico de seguimiento del HDSR. En el análisis de morbilidad y hospitalizaciones se realizó los siguientes cortes agrupándolos por edad gestacional corregida (EGC): 40 semanas ± 1 mes (n: 181), 3 meses ± 1 m (n: 132), 6 m ± 2 meses (n: 130), 12 m ± 2 meses (n: 117), 18 m ± 2 meses (n: 121), 24 m ± 2 meses (n: 99). Se comparó Morbilidad y hospitalizaciones de pacientes con Displasia broncopulmonar (DBP: O2 a las 36 s EGC) versus sin DBP. Se analizó con Se aplicó ?2. Resultados: Las hospitalizaciones en corte a los 12 meses ± 2 m es de 18,7%, y corte a los 24 meses es 8,6%. El principal diagnóstico de hospitalización durante los 2 primeros años EGC fue enfermedad respiratoria baja con un 56,8% (35% Neumonías, 28% Síndrome Bronquial Obstructivo, 31% Bronquiolitis por VRS). Esto es de especial importancia durante el primer año de vida. En 2° lugar fue la patología quirúrgica con un 18%, esencialmente la reparación de hernias inguinales y que es importante antes de los 6 meses. La morbilidad ambulatoria más frecuente en todos los cortes fue la respiratoria: en los menores de 4 meses EGC predominan los cuadros respiratorios altos con un 16%. Desde los 4 meses predomina el síndrome bronquial obstructivo teniendo su pick a los 10-14 meses. Se encontró 30% de los pacientes con DBP se hospitalizan vs 12% de los pacientes sin DBP a los 12 m EGC, con un promedio de 2 hospitalizaciones por niño, cifra que cambia 27 % en DBP vs 11% niños sin DBP a los 18 m EGC (ambos cortes con p < 0,01). Conclusiones: Los cuadros infecciosos respiratorios son la principal causa de morbilidad y de hospitalizaciones durante los 2 primeros años de vida; El VRS representa un tercio de las hospitalizaciones respiratorias. En los niños menores de 4 meses la Hernia inguinal es la 2°causa de hospitalización. Existe diferencia significativa en % de hospitalización de pacientes con antecedente de DBP vs los pacientes sin DBP en corte a los 12 m (± 2 m), con un promedio de 2 hospitalizaciones por paciente.


EVALUACIÓN DE GUÍAS PARA LA PRÁCTICA TRANSFUSIONAL NEONATAL HOSPITAL CLÍNICO REGIONAL VALDIVIA (2000-2002)

Folatre I, Scheuch K, Hesse H, Zolezzi P, Hering V, Marín F, Cea G, Yilorm M, Martínez P.
Servicio de Pediatría Hospital Clínico Regional Valdivia. Instituto de Pediatría, Instituto de Hematología, Universidad Austral de Chile.

Introducción: Los Recién Nacidos de Muy Bajo Peso de Nacimiento (RNMBP) son receptores de numerosas transfusiones de glóbulos Rojos Desplasmatizados (trGRD). Entre 1995 y 1997 en el Hospital Clínico Regional Valdivia (HCRV) el 89,4% de los RNMBP recibió 1-17 trGRD, media 4,1 ± 3,9 trGRD; las características propias del grupo, que representaron factores de riesgo para requerir trGRD fueron peso ? 1.000 grs, edad gestacional ? 29 semanas y entre la patología asociada, Bronconeumonía y Hemorragia. Cada receptor estuvo expuesto a 4,1± 3,1 donantes diferentes. Entre las estrategias recomendadas para disminuir el número de trGRD en RNMBP, está la pauta de manejo transfusional, con la que contamos en nuestro centro desde 1998. Objetivo: Evaluar el impacto de la Guía para la Práctica Transfusional Neonatal. Material y Método: Se revisaron las fichas clínicas de todos los RNMBP mayores de 72 hrs de vida egresados vivos de Neonatología HCRV entre enero 2000 y diciembre 2002; se excluyeron las fichas de los pacientes trasladados a otros hospitales antes de las 72 hrs de vida (8), fallecidos (29) y las de aquellos cuyos registros se encontraron incompletos (6), ingresando al análisis 118 RNMBP. Se consideraron características propias del grupo en estudio: peso de nacimiento, edad gestacional, sexo, test de Apgar, patología concomitante, número de trGRD, días de hospitalización y ventilación mecánica. El análisis estadístico consideró medidas de posición y dispersión. Los factores de riesgo asociados a requerimiento transfusional se determinaron mediante Odds Ratio (OR) con un nivel de confianza de 95%. Los datos fueron procesados mediante el programa EPI INFO versión 6.1. Resultados: Entre enero 2000 y diciembre 2002, en el HCRV nacieron 161 RNMBP. La población estudiada fue de 118 RNMB. El 77,1% recibió re 1-17 trGRD, media 2,7. Las características propias del grupo en estudio que representan factor de riesgo para requerimiento transfusional son peso ? 1.000 grs y edad gestacional ? 30 semanas. Las patologías asociadas a mayor requerimiento transfusional están dadas por Displasia Broncopulmonar, días de Ventilación Mecánica, Sepsis Connatal y Membrana Hialina. Cada receptor estuvo expuesto a una media de 2,7 donantes diferentes. Conclusión: La instauración de Guía para la Práctica Transfusional en RNMBP, HCRV desde 1998 ha disminuido en forma estadísticamente significativa respecto al standard (p = 0,0000) la media de transfusiones y exposición a donantes diferentes, refrendando lo expuesto ampliamente en la literatura.


RELACIÓN ENTRE POTENCIALES EVOCADOS AUDITIVOS Y DESARROLLO PSICOMOTOR EN HIPERBILIRRUBINEMIA NEONATAL SEVERA

Zenteno D, Bancalari A, Hurtado R, Rodríguez M, Quiroz G, Elso MJ, González O, Arriagada S, Sáez K.
Unidad de Neonatología y Medicina Física, Hospital G. Grant Benavente. Dpto. de Pediatría y Escuela de Fonoaudiología, Facultad de Medicina, Universidad de Concepción. Dpto. de Estadística, Universidad de Concepción, Facultad de Ciencias Físicas y Matemáticas.

Introducción: La Hiperbilirrubinemia Neonatal puede generar alteraciones en la vía auditiva detectables mediante Potenciales Evocados Auditivos de Tronco Cerebral (PEATC). Existe escasa evidencia que correlaciona datos clínicos con la alteración de los PEATC en estos niños. Objetivo: Determinar la relación entre PEATC y desarrollo psicomotor (DSM) en niños con antecedentes de Hiperbilirrubinemia Neonatal Severa (HNS). Material y Método: Estudio longitudinal realizado en 25 niños con antecedentes de HNS (bilirrubinemia total > 20; directa < 2 mg/dl) hospitalizados durante los años 2001-2002. Todos los niños eran de término y sin otros factores de riesgo de hipoacusia. Se efectuó PEATC con equipo Medelec Premier Pluss, determinando el umbral de aparición de la onda V, para detectar presencia y grado de hipoacusia. Se clasificó los resultados de los PEATC en: normal e hipoacusia (leve y moderada). Se realizó medición del DSM mediante la Escala de Desarrollo Psicomotor (EEDP) para niños de 0-24 meses y Test de Desarrollo Psicomotor (TEPSI) para 2 a 5 años; clasificando los resultados en: normal y alterado. A través del Test Exacto de Fisher se determinó la existencia de dependencia entre las categorías de PEATC y las categorías de medición de DSM. Resultados: La evaluación de los PEATC detectó hipoacusia en un total de 13 niños (52%), de los cuales 10 fueron de grado leve (76,9%) y 3 de grado moderado (23,1%). El promedio de las tres áreas estudiadas en las evaluaciones de DSM resultaron alterados 14 niños (56%). Dentro de las áreas 17 fueron alterados en lenguaje (68%), 10 en coordinación (40%) y 8 en motricidad (32%). No se encontró relación entre las categorías de los PEATC y de la evaluación promedio de DSM (p > 0,1), ni en sus áreas; lenguaje (p = 0,09), coordinación (p = 0,08) y motricidad (p > 0,1). Conclusión:. Aunque no hubo relación estadísticamente significativa entre las categorías de los PEATC y de las áreas de desarrollo psicomotor, se observa una tendencia de relación entre los PEATC y las áreas de lenguaje y motricidad.


CIRUGÍA DE LA HERNIA INGUINAL EN EL RN PREMATURO SIN ANESTESIA GENERAL

Navarrete A, Oliveros AM, Zavala A, Zúñiga S, Montes P, Vuletin F.
Sección de Cirugía Pediátrica, División de Cirugía de la Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: La hernia inguinal es una de las enfermedades quirúrgicas de mayor incidencia en pediatría. Claramente es más frecuente en los RNPT. La cirugía en estos niños plantea un riesgo mayor, fundamentalmente por requerir anestesia general en el contexto de un niño lábil, con muchas patologías principalmente respiratorias, en cuyo caso una anestesia general es perjudicial. Objetivos: Analizar los datos clínicos de los niños prematuros sometidos a hernioplastía inguinal con anestesia regional exclusiva. Material y Método: Se revisan las fichas clínicas de los RNPT operados de hernioplastía inguinal con anestesia caudal en los años 2000 al 2004. Se analizan los antecedentes neonatales y resultados post cirugía. Resultados: Durante el periodo del estudio se intervinieron 16 niños, de los cuales 14 son del sexo masculino. Diez de ellos nacieron son una edad estacional menor a 30 semanas y siete con menos de 1.000 grs. Los rangos de peso fueron de 465 a 1.810 gr. Con un promedio de 1.103 grs. La cirugía fue realizada en forma electiva en todos los pacientes. Se realizó entre 1 y 9 meses de edad con un promedio de 112 días. Sólo tres pacientes fueron operados luego del alta neonatología por diagnóstico ambulatorio. Todos los niños quedaron en observación hospitalizados y monitorizados al menos por 24 horas. Se pudo realizar la cirugía planteada en todos los pacientes. No se presentó ninguna complicación ni en el intraoperatorio ni en el postoperatorio. No hubo apneas. Conclusiones: La anestesia caudal es factible de realizar en los niños prematuros sin tener que asociar anestesia general. La sedación obtenida es suficiente para realizar una cirugía reglada como la hernioplastía inguinal, frecuente en los niños de pretérmino.


CAUSAS DE MUERTE EN UNIDAD DE NEONATOLOGÍA. HOSPITAL REGIONAL VALDIVIA (1999-2003)

Mancilla P1, Prieto C2, Barraza X2.
1Becada Pediatría UACh. 2Servicio Pediatría, Hospital Regional de Valdivia.

Introdución: El estudio de las características clínicas del grupo de pacientes que fallecen en una unidad, permite evaluar factores asociados. Identificando los grupos de riesgo se pueden establecer medidas de prevención así como evaluar las prácticas diagnósticas y terapéuticas en uso. Objetivo: Describir las características epidemiológicas del grupo de pacientes que fallecen en la Unidad de Neonatología en un período de 5 años y establecer tendencias y variaciones en este lapso. Material y Método: Se revisan los libros de estadísticas de egreso de la Unidad de Neonatología registrando edad gestacional (EG), peso (P), relación P/EG, para todos los recién nacidos (RN) que ingresaron en el período. Del registro de pacientes fallecidos se descartaron los casos ocurridos en Unidad de Atención Inmediata de RN. En este grupo se estudiaron, además de los parámetros mencionados, unidad de origen, edad de fallecimiento, diagnóstico clínico y anatomopatológico en caso en que se hubiera realizado necropsia. Resultados: En el período ingresaron 4.074 RN, mayoritariamente desde la Unidad de Atención Inmediata de RN, concentrándose en el grupo de EG entre 37 y 41 semanas y pesos mayores de 2.500 g. La distribución anual de los ingresos muestra una tendencia hacia la disminución. Noventa y seis pacientes egresaron fallecidos de la unidad, con un promedio anual de 19 pacientes. Estos pacientes se concentraron en el grupo con EG menores de 28 semanas (1/3) y pesos menores a 1.500 g. Los diagnósticos no muestran gran variación en el período, destacando las malformaciones congénitas que explican 1/3 de las causas de muerte. Se observó una disminución en las muertes por asfixia y de causa respiratoria, más notable en los dos últimos años. En los cinco años, se realizaron 66 necropsias (69%) y no se observó discordancia de los resultados con el diagnóstico clínico. Conclusiones: Aunque la brevedad del período analizado no permite sacar conclusiones sobre la tendencia de mortalidad en pacientes hospitalizados en la Unidad de RN, podemos observar una estabilización en el número de defunciones que no ha variado en concordancia con el descenso en la cifra de ingresos a la unidad. Destaca como grupo de riesgo los RN prematuros y menores de 1.500 g, aunque la causa principal de defunción son las malformaciones congénitas. No se observa variación significativa en el número de necropsias realizadas por año, manteniendo un promedio por sobre la mitad de los casos estudiados con anatomía patológica. Presentamos nuestra casuística como informe preliminar en el objetivo de mantener una vigilancia en el tiempo que permita observar la tendencia al acumular más años de observación.


HEMOFILIA A. PRESENTACIÓN EN UN RECIÉN NACIDO

Vargas Patricio
Hospital San Juan de Dios, La Serena.

Introducción: La hemofilia A es un trastorno de la coagulación hereditario, causada por la deficiencia de la actividad de una proteína plasmática, el factor VIII. Las mujeres son portadoras de este rasgo y lo transmiten a sus hijos varones, de los cuales el 50% tendrán la enfermedad y el otro 50% de ellos serán portadores. Todos los hijos de un varón hemofílico serán portadores del rasgo. El sangrado es la característica más importante de este trastorno y este aparece generalmente cuando el niño comienza a movilizarse. Los factores de riesgo son los antecedentes familiares de sangrado y el ser de sexo masculino. En el RN la presentación de este tipo de hemofilia es rara y generalmente no se sospecha si no existen antecedentes familiares, sangramientos evidentes y/o exámenes que puedan orientar a esta patología. Objetivo: Describir la forma de Presentación de Hemofilia A en un Recién Nacido. Material y Método: Revisión en forma retrospectiva de ficha clínica de RN. Resultados: Madre 17 años, soltera sin antecedentes mórbidos. El día 05/09/03 a las 23:50 hrs. Parto vaginal, eutócico. RN Sexo masculino. Peso = 3.200 grs, Talla = 49 cm, CC = 32 cm. Apgar: 9-10. Se coloca vitamina K. 07/09/03 al momento del Alta impresiona muy pálido. Se solicita Hemograma y PCR, Hematocrito = 27,7%, Hemoglobina = 9 grs/dl, Glóbulos Blancos = 10.800 x mm3, Plaquetas = 113.000, PCR = 8,1 mg/dl, 13:00 hrs: Se ingresa a UCIN con los diagnósticos de: RNT AEG (39 sem). Anemia en estudio. Observación infección neonatal, Obs. Anemia Hemolítica. Se indica Transfusión de 35 cc de Glóbulos Rojos y se toman nuevos exámenes. 17:25 hrs: Hcto = 19,6%, Hb = 6,4 grs/dl, GB = 16.200, ELP= N. Gases con Acidosis Metabólica severa: ph = 7,07, EB = -25,9. Tiempo de Protrombina = 34%, TTPK = 94,8 seg (–). Radiografía de Tórax: Normal. Rx Abdomen: con gas en el centro enmarcado con imagen opaca que impresiona como líquido libre ¿Hemoperitoneo? Se replantea diagnóstico y se indica además: Antibióticos- Oxígeno-Bicarbonato-Vitamina K por 3 dosis. 21:30: hrs: Es examinado por cirujano infantil que realiza punción abdominal y diagnóstica hemoperitoneo e indica exploración quirúrgica. 22:30 hrs: Es reevaluada por un segundo Cirujano Infantil quien decide conducta expectante. Hcto = 42%, HB = 14,1 grs/dl, Plaquetas = 17.000. Se pasó 3 transfusiones de Glóbulos Rojos + Plasma fresco congelado. 08/09/03: En Visita de Sala se plantea realizar Ecotomografía Abdominal, la cual da como resultado Hematoma Suprarrenal Derecho de 6,0 x 3,2 x 2,7 cm. Nuevo Hcto = 46,6, Hb = 15,6 grs/dl. Tiempo de Protrombina = 52%. TTPK = 49,7 seg, Coombs directo = (–). 19/09/03: A los 14 días de vida es evaluado a solicitud de enfermera: por aumento de volumen en muñeca y codo derecho con aspecto de abscesos en formación. 29-09-03: Es evaluada en Santiago donde se realizan exámenes. Tiempo Protrombina = 92%. TTPK = 71 seg. Factor VIII = 2% (por confirmar). Se indicó Liofilizado de Factor VIII 100 unidades y Factor IX 10 unidades, 01/10/03: Factor VIII= 1,5%, Factor IX = 35%. Con lo cual se diagnóstica: HEMOFILIA A 03-10-03: Ecotomografía abdominal: masa con un componente quístico de 2,8 x 4,1 cm 28-10-03: Eco-Abdomen Masa de 2,2 x 1,5 x 1,5 cm. DIAGNÓSTICOS: 1) RNT-AEG 39 SEMANAS; 2) HEMOFILIA A; 3) HEMATOMA SUPRARRENAL DERECHO EN INVOLUCIÓN; 4) HEMATOMAS CODO Y MUÑECA DERECHA; 5) ANEMIA SECUNDARIA. Actualmente tiene 12 meses de edad y no ha presentado sangramiento evidente, esta en control permanente. Conclusiones: Se presenta caso clínico de RN de Hemofilia A, que debuta con anemia, hematoma suprarrenal y exámenes de laboratorios que orientaron a un trastorno de la coagulación, siendo este una Hemofilia de tipo A, presentación rara e infrecuente en RN.


INTERVENCIÓN EN FAMILIAS CON HIJOS CON DISCAPACIDAD, BASADO EN EL APEGO

Aguirre C, Bofill G, Gerstmann M, López M, Navarrete M, Ortega R, Parada I.
Hospitales Arriarán, Sótero del Río, El Pino, Fonadis.

Introducción: El vínculo que sustenta la relación madre-hijo es fundamental para que el niño reciba el apoyo para sobrevivir, crecer y desarrollarse armónicamente. Los niños que no consiguen establecer un vínculo adecuado con sus madres, están más expuestos a maltrato, abandono, menor desarrollo, más patología, y riesgos mayores de suicidios, violencia y delincuencia. En este rol, la madre es respaldada (y a veces sustituida) por la red social: pareja, familia, instituciones de salud, educación, estado, etc. Diversas situaciones pueden estimular, desarrollar, o también deteriorar el vínculo. El niño con discapacidad, con mayor necesidad de apoyo y guía para superar su condición, suele provocar rechazo, obstaculizando la formación del vínculo, con negativas consecuencias para él y su madre. Experiencia: Un grupo profesional multidisciplinario realizamos un programa de intervención precoz, fortaleciendo la relación madre hijo en niños con discapacidad, y favorecer su desarrollo integral. El estudio se centró en el vínculo, con intervención en los centros hospitalarios y después en el hogar, en visitas semanales por psicopedagogas durante un año, supervisadas por psicólogas. Seis de los 14 casos seguidos fueron intervenidos desde su vida intrauterina, lo que permitió enfrentar tempranamente los problemas, y resolverlos eficaz y efectivamente, desde la madre y el equipo médico o de apoyo. Resultados: Al final del estudio se obtuvo madres fortalecidas en su relación madre-hijo, habilitadas en la estimulación del desarrollo integral de sus bebés, educadas en identificar las características propias de la discapacidad de sus hijos, y sostenidas en redes institucionales y/o comunitarias. El programa de intervención intrauterina se ha mantenido en los últimos años en el Hospital El Pino, en madres con niños con malformaciones in útero, aunque sólo en el último año se ha formalizado el programa creándose un registro. Este año se contabilizan 6 casos, de los cuales se relata la experiencia.


ALOPECIA AREATA (AA) Y ASOCIACIÓN CON ALTERACIONES PSICOLÓGICAS EN PACIENTES MENORES DE 18 AÑOS

Zegpi M1, Cardoso I2, Caro G2, Reeves P3.
1Médico Dermatólogo Pontificia Universidad Católica de Chile. 2Internos Medicina Pontificia Universidad Católica de Chile. 3Residente de Dermatología Pontificia Universidad Católica de Chile. Servicio Dermatología de la Pontificia Universidad Católica de Chile

Introducción: La AA corresponde aproximadamente al 2-3% de las consultas dermatológicas. Se caracteriza por presentarse como una placa redondeada, sin pelos, más frecuentemente en cuero cabelludo. Se asocia a factores genéticos, autoinmunes y posiblemente emocionales. Aunque todavía las evidencias son controversiales, la comorbilidad de AA con alteraciones psiquiátricas como ansiedad generalizada, depresión y estados fóbicos es de alta frecuencia (66-74%) en pacientes con AA recurrente y habría una asociación entre estrés agudo y el debut de AA (6,7 a 9,8%). En Chile no hay estudios sobre las características de los pacientes con AA y enfermedades concomitantes como alteraciones psiquiátricas. Objetivo: Describir las características epidemiológicas de niños chilenos afectados por AA y evaluar su asociación con eventos estresantes. Material y Métodos: Estudio descriptivo de la población menor de 18 años atendida en el Servicio de Dermatología del Centro de Diagnóstico Universidad Católica, entre octubre 2003 y junio 2004, a la cual se le diagnóstico AA. Los datos se obtuvieron de la revisión retrospectiva de las fichas clínicas. Resultados: De los 31 pacientes evaluados, 21 eran mujeres y 10 eran hombres. El promedio de edad fue 11,5 años, siendo el más joven de 2 años de edad. El 100% de los pacientes presentaron compromiso del cuero cabelludo y uno también de las pestañas. Tenían historia familiar de AA en el 12,9% de los casos y eventos estresantes en relación al diagnóstico en el 22,5% de los paciente evaluados. Se cursó interconsulta a Psiquiatra al 25,8% de los pacientes y tenían síntomas depresivos el 9,6%. Un paciente presentó hipotiroidismo, uno vitiligo y notro tenía Síndrome de Down. Discusión: Ha sido descrita una prevalencia del doble de las mujeres sobre los hombres, lo que sería concordante con nuestro estudio. La incidencia de historia familiar también fue similar a la reportada en la literatura. Se ha descrito la asociación frecuente con enfermedad tiroídea, en el presente trabajo sólo un paciente tenía hipotiroidismo. En este estudio se encontró síntomas depresivos más frecuente que en la población infantil sin AA y el doble de presencia de eventos estresantes previo al diagnóstico que lo reportado en la literatura. Lo anterior muestra la importante necesidad de evaluar más integralmente a estos pacientes, para lograr un mejor manejo de su patología, además el tratamiento de las alteraciones psicológicas concomitantes puede afectar positivamente en la adaptación del paciente a su enfermedad y puede influir en una mejor manejo dermatológico. Conclusión: La AA es una enfermedad de relativa frecuencia en la consulta pediátrica y dado su impacto negativo en la calidad de vida de estos pacientes como su frecuente comorbilidad con alteraciones psiquíatricas, es determinante conocer las características de esta enfermedad y considerar en el enfrentamiento inicial, la evaluación tanto por un dermatólogo como por un psicólogo, para así lograr un adecuado manejo.


SÍNDROME DE GUILLAIN BARRE EN NIÑOS DE OSORNO

Núñez D, Salzmann S, Castillo M.
Servicio de Pediatría, Hospital Base de Osorno.

Con el objeto de caracterizar la forma de presentación del Síndrome de Guillain Barré (SGB), principal causa de Parálisis Fláccida en los niños de nuestro país; revisamos las fichas clínicas de todos los pacientes egresados de nuestro Servicio, entre el 1º de Abril de 1996 y el 31 de Agosto de 2004. El diagnóstico fue clínico según criterios de Asbury. Al alta se controlaron en Policlínicos de Neurología Infantil y Seguimiento de pacientes de UCIP, de nuestro Hospital. Resultados:

Conclusiones: En la revisión, se encontró una incidencia de 1,5 x 100.000 hab, con 3,3 casos x año. El 23% de los pacientes requirió de Ventilación Mecánica. En el 69% de los casos se usó I.G.I.V. y sólo en 1 caso se usó una 2° dosis. Se realizó Plasmaféresis en 2 pacientes, asociado a I.G.I.V. El promedio de días de estada fue de 16,2 días, pero en los que recibieron Ventilación Mecánica, este promedio aumentó a 41 días. La mortalidad fue de 3,9%. En todos se tomó muestras de deposiciones para estudio de Poliomielitis en ISP y el 100% fueron negativas.


APNEA DEL LACTANTE, UN DESAFÍO CLÍNICO

Suárez B, Sanz H, Quitral M, Contreras J, Novoa F, Colombo M, Cabello F.
Servicio de Pediatría. Unidad de Neuropsiquiatría Infantil. Hospital Carlos Van Buren, Valparaíso (HCVB).

Introducción: Las apneas son una patología frecuente en lactantes y motivo de alarma familiar. La importancia de la investigación etiológica en los cuadros de apnea es que permite acceder a un tratamiento, y por otro lado, dar un pronóstico, tranquilizar y educar a la familia. El objetivo de este estudio es evaluar a un grupo de niños hospitalizados con diagnóstico de apnea, en un período determinado, y analizar las etiologías encontradas. Material y Método: Revisión retrospectiva de egresos por Apnea del Lactante, entre Enero de 1999 y Diciembre 2003, del Servicio de Pediatría del HCVB, según los criterios para apnea de la Academia Americana de Pediatría. Se revisaron fichas clínicas registrando el cuadro clínico, examen físico, exámenes realizados durante la hospitalización y diagnóstico etiológico de egreso. Resultados: De 63 egresos por apnea, 11 se excluyeron del estudio por corresponder a apneas del prematuro, y 8 no cumplieron con los criterios diagnósticos para apnea. Estas son: 8 pausas respiratorias: 2 asociadas a episodio de reflujo gastro-esofágico (RGE), 2 a atoro por alimento, 1 en relación al llanto y 3 de causa desconocida. La casuística analizada comprendió a 44 lactantes, 20 niños y 24 niñas, de edad promedio 2,7 meses (15 días-13 meses). La distribución por causas encontrada fue: respiratoria 22,7% (80% virosis respiratoria alta, 1 caso de absceso piso boca y 1 caso de aspiración láctea); digestiva 15,9% (100% RGE, documentadas por radiografía esófago-estómago-duodeno); neurológica 2,2% (hidrocefalia severa); fenómenos paroxísticos no epilépticos: 20,4% (todas apneas del sollozo); cardiovascular 0%, metabólicas 0%; y otras causas: 1 caso de intoxicación por gas. En un 38,6% de los casos no se encontró una causa (17 casos). De éstos, 10 no completaron su estudio, siendo uno de ellos un QT prolongado límite que no se estableció como causal de la apnea; y otros 3 casos de apnea asociada a movimientos anormales, con EEG y ECO cerebral normal, que no se catalogaron como epilépticos. Discusión y Conclusiones: En la mayoría de los casos se logró encontrar una causa (61%), sin embargo, la proporción de casos sin etiología es alto. La distribución por causas está acorde a lo encontrado en la literatura, considerando que las principales causas de apnea corresponden a: digestiva, respiratoria y neurológica. En relación a lo previamente reportado, la causa digestiva en nuestro estudio fue baja (15,9%) y la causa respiratoria más alta (22,7%). Considerando que, de aquellos casos en que no se pudo determinar la causa, 10 corresponden a estudios incompletos por falta de recursos en el servicio de salud, los porcentajes de apneas atribuibles a causas identificables es superior a lo reportado en la literatura.


PERFIL CLÍNICO Y DE LABORATORIO DE LACTANTES HOSPITALIZADOS POR APNEA

Acevedo M, Tapia JC, Papic S.
Hospital Exequiel González Cortés, Santiago de Chile.

Introducción: Apnea se define como la detención de la respiración por más de 20 segundos o menos si se acompaña de bradicardia, cianosis, palidez y/o desaturación. La amplia gama de condiciones clínicas que pueden cursar con apneas determina en ocasiones la realización de múltiples estudios, los que no siempre conducen a un diagnóstico de certeza .Objetivo: Describir las características clínicas y de laboratorio de lactantes hospitalizados por apnea entre enero del 2003 a enero del 2004 en el Hospital Dr. Exequiel González Cortés. Pacientes y Métodos: Se revisaron 49 fichas clínicas registrándose características perinatales, antecedentes familiares, morbilidad asociada al ingreso, características de las apneas, resultados de laboratorio, evolución intrahospitalaria, diagnósticos de egreso y rehospitalizaciones. Resultados: 70% de pacientes tienen entre 0 y 60 días de edad; 57% fue de sexo femenino vs 43% masculino; 20% con antecedente de tabaco intradomiciliario; peso al nacer: 23% de 1.000 a 1999 gr, 19% de 2000 a 2999 gr y 58% de 3.000 a 4.000 gr; 40% tuvo embarazo patológico y 43% enfermedades perinatales (hiperbilirrubinemia 22%, EMH 38%, cardiopatía 22% y sepsis 33%); 35% madre adolescente, recibieron lactancia materna 80%; 72% de los casos el episodio ocurrió en vigilia; la distribución trimestral: 1° T 14%, 2° T 26%, 3° T 12%, 4° T 41%; 20% ingresan a unidad de paciente crítico vs 80% ingresan a lactantes; 76% hemograma y PCR normal, 12% IFI viral positiva, 42% de estudio metabólico básico resulta alterado; 2% estudio neurológico alterado (EEG, Eco cerebral); 8% con ECG y ECOcardio el 100% resultó positivo; 22% tiene Rx EED y de éstos el 100% está alterado; 4 pacientes se realizó polisomnografía de los cuales 3 resultó confirmatorio; diagnósticos de egreso: 40% RGE, 38% infección respiratoria, 10% cardiopatía y 2% sd. convulsivo; RGE e IRA tienen igual distribución en meses fríos y meses cálidos; 55% permanece hospitalizado de 1 a 6 días; 24% se confirmó apnea; 16% se fueron con monitor de apnea; Conclusiones: En este grupo la apneas predominaron en lactantes menores de 3 meses sin predominio de sexo. En los factores de riesgo descritos en la literatura influenciaron mayormente en estos pacientes. El predominio fue de las apneas de tipo secundarias RGE y de infecciones respiratorias sin diferencias entre ambas en cuanto a la época del año presentando una distribución bimodal otoño y primavera. El screening infeccioso no aportó al diagnóstico, fue más bien clínico y el screening metabólico sólo resulta orientador en menos de la mitad de los casos. El estudio específico es de utilidad cuando hay sospecha clínica. Sólo se confirmaron las apneas durante la hospitalización en 24% de los casos lo que dificulta el estudio y la indicación de monitor sin poder predecir con certeza quienes repetirán episodios en domicilio. Sólo la polisomnografía es objetiva.


SÍNDROME DE GUILLAIN BARRE EN LA IX REGIÓN 1998-2004

Bahamondes A, Soza G, Mella P, Ulloa K, Morovic M, Dr. Rivera G.
Unidad de Infecciosos. Servicio de Pediatría. Hospital Dr. Hernán Henríquez Aravena. Temuco. Departamento de Pediatría. Facultad de Medicina. Universidad de La Frontera.

Introducción: Controlada la Poliomielitis, la vigilancia de Parálisis Fláccida, especialmente el Síndrome de Guillain Barré (SGB) adquiere una importancia creciente. Últimamente se han descrito formas atípicas de este síndrome con probables etiologías bacterianas (C. jejuni). El uso normado de Gammaglobulina endovenosa (GGEV) ha mejorado algunos aspectos evolutivos de este cuadro. No existiendo estudios clínicos y epidemiológicos de esta entidad en la población pediátrica, nos ha parecido importante dar a conocer nuestra experiencia. Método: Estudio descriptivo retrospectivo de 45 pacientes egresados del Servicio de Pediatría del Hospital Dr. Hernán Henríquez Aravena, con diagnóstico de SGB entre los años 1998 y 2004. Datos de historia clínica, registros de vigilancia de Parálisis Fláccida regional. Resultados: Edades: 4/45 (18%) menor 2 años, 19/45 (42%) 2-5 años, 17/45 (38%) 5 y 12 años, 5/45 (12%) mayor 12 años. Sexo masculino 33/45 (73%), Procedencia rural 25/45 (53%), Etnia Mapuche 16/45 (35%), sin diferencia estacional. Inmunizaciones anti Poliomielitis al día. Síntomas prodrómicos en 29/45 (64%); dolor muscular (16/29), síntomas digestivos (12/29), respiratorios (12/29). En 45/45 (100%) hubo tetraparesia de extremidades, con compromiso mayor de EEII en 42/45 (93%) intensidad leve a profunda simétrica, con disminución o abolición de ROT, curso afebril. Progresión ascendente en 28/45 (62%). En 16/45 pacientes hubo compromiso sensitivo. En 8/45 compromiso neurovegetativo con globo vesical en 4/45. Alteración de pares craneanos en 9/45. P. Lumbar en 35/45 entre el 7º y 8º día, con disociación albúmina-citológica en 19/35. Electromiografía en 28/45 con patrón desmielinizante (17/28). Coprocultivo para C. jejuni negativo (12/45), IgM Myc. pn (15/45). En 29/45 niños se usó GGEV 400 mg/kg/día por 5 días, con menor tiempo de ventilación mecánica (VM) y hospitalización que los que no la usaron, ningún paciente requirió traqueostomía. Complicaciones: 14/45 neumonias, asociaciada a VM la mayoría, 1/45 septicemia IIH por Staphylococcus aureus, 1/45 neumotórax. Evolución: sin casos fatales, recaida en 1 niño que se retrató con GGEV. Seguimiento clínico a 6 meses, 5/45 presentaron leve secuela motora. Conclusiones: La incidencia de 7 casos anuales de SGB en menores de 15 años en la IX región corresponde a 1/100.000 habitantes, cumple los requerimientos del sistema de vigilancia. Diagnóstico es oportuno. No encontramos asociación con infección por C. jejuni. Las presentaciones con compromiso sensorial o con afección inicial de pares craneanos (Miller-Fischer) son variantes clínicas descritas actualmente para SGB, la forma clásica predomina en nuestro medio. El diagnóstico diferencial más importante fue con Mielitis Transversa.


TRASTORNOS DEL SUEÑO EN NIÑOS CON SÍNDROME DE DOWN

Rocha A, Amarales C, Holmgren L, Mesa T.
Departamentos de Pediatría y Neurología. Centro Médico del Sueño, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Diversos estudios muestran la mayor incidencia de trastornos del sueño en niños con síndrome de Down (SD), lo que estaría determinado en cierta por las características anatómicas y funcionales propias de este síndrome. Así mismo se ha tratado de relacionar algunos problemas de aprendizaje, comportamiento y estrés familiar que estos niños experimentan con una mayor frecuencia de trastornos del sueño. El propósito de este estudio fue conocer las características y la frecuencia de trastornos del sueño en niños con SD y compararlos con un grupo de niños sanos de similares características. Se realizó un estudio prospectivo descriptivo del sueño en 30 niños con síndrome de Down con una edad promedio de 41,13 meses (rango 11 - 108 meses) y se comparó con 36 niños de edad promedio de 51,11 meses (rango 24 - 96 meses), sin déficit cognitivo aparente, que acudían a control pediátrico rutinario; a través de una encuesta realizada a sus padres en la que constaban los hábitos y las características del sueño en ambos grupos. Los resultados obtenidos no mostraron diferencias estadísticamente significativas en cuanto a trastornos del sueño (pesadillas, sonambulismo, enuresis, movimiento extremidades y mioclonías. El roncar fue significativamente mayor en los niños con SD (63% vs 38%; P: 0,05), hablar dormido (somniloquia) fue mayor en el grupo control (52% vs 16%; P: 0,002). Los niños con SD presentaron mayor número de despertares (1,3 vs 0,6; P: 0,05. No se encontró diferencias en cuanto a hiperactividad y somnolencia en los dos grupos, sin embargo, los niños con SD tenían un número mayor de siestas (66% vs 27%; P: 0,002) y dormían más en el día que los niños control (1,3 vs 0,6 horas; P < 0,05. Se encontró que los niños con síndrome de Down tienen mayor resistencia en ir a la cama con relación al grupo control (1,4 hrs vs 0,84 hrs p < 0,006), interpretado como el tiempo empleado en dormirse), no hubo diferencias en cuanto a los rituales empleados para dormir (TV, luz, radio, lectura). Conclusión: Los niños con síndrome de Down a diferencia de los niños sin patología, presentan más ronquido, mayor índice de despertares, realizan más siesta, con mayor horas del sueño con relación a las horas de siesta y mayor resistencia en ir a la cama. Muestran menor somniloquia y similar somnolencia e hiperactividad diurna. Es importante investigar patología respiratoria nocturna y hábitos del sueño, para optimizar su calidad de vida.


GUIA PRÁCTICA CLÍNICA CRISIS FEBRILES

Escobari J.1, Carvajal M1, Avendaño M1, González JE1, Schnitzler S1, Martínez A1, Tapia JC1, Aliste M2.
1Médico Neurólogo Infantil. 2Enfermera. Unidad de Neurología, Servicio de Pediatría, Hospital Exequiel González Cortés.

Introducción: 2 a 4% de los niños tienen al menos una crisis febril. Ha variado el consenso sobre su manejo. Prescindiendo de anteriores fármacos, requiriendo para el arsenal terapeútico, uno actualmente no disponible en el servicio público, el diazepam rectal. Objetivo: Modificar el manejo actual de las crisis febriles. Diseñar Guía de Práctica Clínica para su manejo. Confeccionar documento para respaldar gestión de modificación del arsenal de farmacia. Material y Método: Mediante criterios de Medicina Basada en la Evidencia se revisan publicaciones, rescatando aseveraciones con las cuales se confecciona la guía. Se da cuenta de 69 pacientes atendidos este año en Policlínico de Crisis Febriles. Resultados: Información recopilada es consistente e ineludible. Hablamos de crisis febriles, ya no de convulsiones febriles. Antipiréticos como profilácticos son inefectivos. Anticonvulsivantes de uso profiláctico diario no son recomendables. EEG no es necesario de rutina. Diazepam rectal durante períodos febriles es efectivo en prevenir recurrencia. Conclusión: Crisis febriles incluso recurrentes no deben ser tratadas con drogas antiepilépticas en forma profiláctica regular. Se recomienda usar diazepam rectal intermitente.


PERFIL CLÍNICO DE LACTANTES CON APNEA

Venegas G, Osorio K, Cosoi E, Bercovich M.
Unidad de lactantes, Hospital Luis Calvo Mackenna, Santiago, Chile.

Antecedentes: El EAAV (Evento aparentemente amenazante de la vida) o ALTE es uno de los motivos frecuentes de ingreso de recién nacidos y lactantes al Hospital. Existen controversias desde el punto de vista de su diagnóstico y manejo, lo que con frecuencia lleva a hospitalizaciones innecesarias, estudios complejos y tratamientos prolongados, con riesgos para el paciente y elevados costos. Objetivos: Determinar las características clínicas y de laboratorio de pacientes que ingresan con el diagnóstico de apneas, apneas del prematuro, ALTE o crisis de cianosis. Métodos: Se realizó un estudio retrospectivo de 120 niños menores de 1 año que fueron admitidos a la Unidad de Lactantes del Hospital Luis Calvo Mackenna entre Mayo del 2001 y Junio del 2004 y que se controlaron en el policlínico de apneas de nuestra unidad. De acuerdo a las recomendaciones de la Sociedad Americana de Pediatría se evaluaron y estudiaron con exámenes generales como hemograma, gases y electrolitos y en algunos en los que la historia clínica orientaba hacia reflujo gastroesofágico se realizó conjuntamente un estudio de pH esofágico de 24 horas, estudios metabólicos, IFI para adenovirus, virus sincicial respiratorio, IFD directa para Bordetella Pertussis, ecografía encefálica, electroencefalograma. Se utilizó un monitoreo de al menos 24 horas con un Monitor Healthdyne, Modelo Smartmonitor. Se descargaron a un PC que posee el programa Synergy-E-1.20, que permite realizar una evaluación de la monitorización continua de movimientos respiratorios y frecuencia cardíaca. Resultados: De un total de 120 pacientes, 62 eran hombres y 58 mujeres. El 52% eran lactantes, con un promedio de edad de 2,5 meses (rango de 1 a 10 meses). El 48% eran recién nacidos con un promedio de edad de 15 días (rango de 2 a 30 días). La causa más frecuente de consulta fue la presencia de apneas (92/120, 76%), seguida luego de cianosis (90/120, 75%), hipotonía (43/120, 36%), palidez (28/120, 23%), hipertonía (3/120, 2,5%). El estudio mostró que un 37,8% presentaban RGE, un 14,4% presentaba una infección respiratoria (VRS, Coqueluche y ADV), en un 13,5% se concluyó apnea idiopática, un 10,8% presentaba un síndrome convulsivo y un 6,3% correspondía a apneas del prematuro. El porcentaje restante se divide en apneas emotivas, enfermedades metabólicas y otros. Durante el periodo de seguimiento ningún paciente falleció. Conclusiones: El perfil de los pacientes que consulta por ALTE en nuestro hospital se ajusta a lo descrito en la literatura siendo las causas más frecuentes el RGE y las infecciones respiratorias. Durante el periodo de seguimiento ningún paciente ha fallecido por lo que al igual que lo descrito no parece haber relación entre las apneas del lactante y el síndrome de muerte súbita.


DIAGNÓSTICO Y MANEJO DE LOS ERRORES INNATOS DEL METABOLISMO DURANTE 3 AÑOS EN HOSPITAL CLÍNICO REGIONAL VALDIVIA

Flandes A, Scheuch K.
Servicio Pediatría, Hospital Regional, Facultad de Medicina, UACh, Valdivia, Chile.

Introducción: Los Errores Innatos del Metabolismo (EIM) son un grupo numeroso de enfermedades que se presentan fundamentalmente en la época pediátrica. No hacer el diagnóstico o hacerlo tardío, lleva a la muerte o a graves secuelas. Objetivos: Dar a conocer debut clínico, diagnóstico y manejo de siete EIM en el Servicio de Pediatría del Hospital Clínico Regional Valdivia, años 2002-2004. Caso 1: Lactante 1 año 9 meses, inició cuadro de vómitos, diarrea y fiebre. Cuatro días después evoluciona con Síndrome de Reye Like. Sin antecedentes uso de Aspirina, Influenza o Varicela, con amonio normal. Se planteó trastorno B oxidación confirmándose deficiencia de 3 hidroxiacil-Co A deshidrogenasa de cadena larga (LCHAD) con mutación del gen (G1528) (USA). Respondió al tratamiento con L-Carnitina. Caso 2: Lactante 4 meses masculino, piel clara, pelo y cejar ralas, antecedente de hermano fallecido a los 8 meses por Colecciones Subdurales y Epilepsia refractaria. Ingresó para estudio de apnea, evolucionó con crisis epilépticas parciales de difícil manejo. Se sospechó Enfermedad de Menkes confirmándose con Ceruloplasmina de 0 y Pili torti en microscopía electrónica. Se manejó con Cobrehistidina. Fallece de Neumonía por VRS. Caso 3: RN de 6 días, con antecedentes de padres primos hermanos y hermano fallecido al mes de vida. Inicia cuadro de decaimiento, vómitos, llanto irritable. Destaca HGT de 31 mg/dl y Acidosis Metabólica severa. Se planteó Enfermedad Orina olor jarabe de arce, Test Cloruro Férrico en orina (+) y se confirmó diagnóstico en INTA. Se trasladó a Stgo a los 19 días de vida falleciendo por FMO. Caso 4: Lactante 11 meses ingresó por cuadro de Shock hipovolémico, antecedentes de RDSM, hipotonía axial y dos tíos maternos fallecidos a los 4 y 14 años con RM en silla de ruedas. Destacó llanto irritable y movimientos coreico-distónicos, hiperuricemia y compromiso renal. Se sospechó Síndrome de Lesch-Nyhan que se confirmó en USA por déficit de lipoxantina guanina fosforribosil transferasa. Actualmente con Alopurinol y BZD. Caso 5: RN con Síndrome hipotónico, acidosis metabólica, dismorfias y ácido láctico > 100 mg/dl. Evoluciona grave con FMO, intentándose peritoneo diálisis, falleciendo a los 7 días de vida. Se planteó Acidosis Láctica Primaria. Caso 6: Lactante 4 meses, con vómito cíclico desde los 3 meses, autolimitándose por ayuno y suero. Se solicitó Amonio que resulta 400 mg/dl, con lo que se diagnóstica trastorno del ciclo de la urea (OTC), manejándose con dieta y L-carnitina. Caso 7: RN hijo de padres consanguíneos, con Hidrops Fetal no inmune, piel y hepatomegalia infiltrativa, sospechoso de enfermedad de depósito lisosomal, confirmándose Gangliosidosis GM1. Conclusiones: El conocimiento adecuado de los EIM, sumado a un alto índice de sospecha frente a antecedentes familiares, signos y síntomas en ocasiones poco específicos, permitieron diagnosticar, iniciar tratamiento y cambiar en la medida posible, el curso de la enfermedad.


PROGRAMA DE EPILEPSIA INFANTIL SSMS: CREACIÓN DE UNA GUÍA DE PRÁCTICA CLÍNICA, QUE FACILITA LA PARTICIPACIÓN DEL PEDIATRA GENERAL EN LA ATENCIÓN DE NIÑOS CON EPILEPSIA

Avendaño M, González JE, Escobari J, Carvajal M, Aliste M.
Unidad de Neurología Hospital Exequiel González Cortés SSMS. Santiago, Chile.

Introducción: En el SSMS existe una población infantil de 293.970 niños, considerando una prevalencia de 17/1.000 en Epilepsia, existirían 4.998 niños con Epilepsia en nuestro Servicio de Salud,que consta de 28 centros de Atención Primaria. Nuestro Programa de Epilepsia nace como tal en el año 2003, basado en la norma del MINSAL 2002. Objetivo: Dar a conocer la coordinación entre los niveles Secundario y Primario del SSMS, para el óptimo manejo de los niños con Epilepsia, basada en el uso de un instrumento facilitador. Material y Método: Siguiendo la pauta MINSAL ,se inició un cronograma de Capacitación a los médicos y enfermeras de Atención Primaria, se creó una Guía de Práctica Clínica (GPC), basada en las normas MINSAL y en las guías internacionales del grupo Scottish Intercollegiate Network, que fue ampliamente difundida, después de lo cual se inició la derivación de los pacientes con Epilepsia, que se encontraban estables, por un período de al menos 6 meses y cuyo universo estaba constituído por las Epilepsias denominadas idiopáticas. Resultados: Desde Abril del 2004, han sido derivados 53 pacientes desde el nivel Secundario al Primario, con una óptima coordinación de sus integrantes, en lo que ha sido fundamental el rol de la enfermera. Los pediatras han asistido a la capacitación, han sido bien evaluados en cada una de ellas, han participado activamente en los cursos-talleres, han manifestado su satisfacción en cuanto a la forma en que se ha planificado el Programa de Epilepsia Infantil, la GPC y principalmente se han mostrado llanos a recibir a los niños con Epilepsia. Comentario: El equipo de profesionales que conformamos el Programa de Epilepsia Infantil en el nivel Secundario, nos sentimos satisfechos de la recepción de la Atención Primaria a nuestros pacientes con Epilepsia, creemos que la GPC es un instrumento que entrega seguridad y credibilidad en las acciones a realizar por parte de los médicos de Atención Primaria, en un formato simple, breve y directo, lo que facilitó la buena acogida que hemos encontrado.


TRASTORNOS DEL SUEÑO EN UNA POBLACIÓN PEDIÁTRICA DE SANTIAGO

Márquez S, Mesa T, Santín J, Cerfoglia C.
Médico Becado de Pediatría, Médico Neurólogo Infantil, Médico Neurólogo Adulto, Psicólogo Infantil. Departamento de Pediatría, Departamento de Neurología, Centro Médico del Sueño, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Objetivos: Caracterizar una población pediátrica que consulta a Neurólogo infantil por problemas del dormir. Material y Método: Análisis retrospectivo de fichas de pacientes evaluados en el Centro Médico del Sueño de la Universidad Católica entre Julio de 1996 y Agosto del 2000. Variables consignadas: edad, sexo, N° de hijo, antecedentes perinatales, DSM, antecedentes familiares, hábitos de sueño, diagnóstico, tratamiento, exámenes complementarios y derivación a especialistas. Análisis de datos mediante cálculo de proporciones. Resultados: 286 pacientes, desde 1 mes a 16 años 4 meses (promedio: 4 años 9 meses); 12,2% lactantes menores (1 m - 11 m 29 d); 25,2% lactantes mayores (12 m - 1 año 11 m); 30,1% preescolares (2 años - 5 años 11 m); 18,9% escolares (6 años - 9 años 11 m) y 13,6% > 10 años. 59,8% sexo masculino; 56,4% correspondía al primer hijo y 63,3% eran hijos únicos. 27,5% tenía antecedentes de patología del embarazo, siendo las más frecuentes: SPP 7%, síntomas aborto 6%, CIE 4%, SHE 3,9% y alteraciones emocionales 3,2%. 21% presentó alteraciones neonatales, destacando: prematurez 5,9%, hiperbilirrubinemia 5,2% y SFA 3,5%. Sólo 3,6% presentó DSM anormal. 64,4% tenía antecedentes familiares neuropsiquiátricos: 16,8% alteraciones del sueño no especificadas; 9,1% trastornos del desarrollo; 8% enuresis; 6,6% insomnio y sonambulismo. Constitución familiar: 84% nuclear; 6,2% extendida; 9,8% separada. Hábitos: 73% duerme siesta (94,4% de lactantes menores; 91,4% de lactantes mayores y 43,9% de preescolares; 0% >6 años), promedio: 75 minutos; N° de siestas: lactantes menores 41,2% una; 35,3% dos y 23,5% tres; lactantes mayores: 80,8% una y 19,2% dos y preescolares 100% una. Diagnósticos: 70,9% alteración del sueño por mal hábito; 5,6% dissomnias (4,9% insomnio; 0,7% hipersomnia) y 35,7% parasomnias (8,7% terrores nocturnos; 6,6% enuresis nocturna; 4,5% sonambulismo; 4,2% pesadillas; 2,8% jactatio capitis nocturna; 2,1% bruxismo); 29,7% presentó asociación de patologías. 100% de lactantes menores y 97,2% de lactantes mayores presentaron alteración por mal hábito. Parasomnias: 38,8% de preescolares (45,5% terrores nocturnos); 86,8% de escolares (30,4% enuresis; 17,4% terrores nocturnos) y 55,3% de los > 10 años (33,3% sonambulismo; 14,2% enuresis). Dissomnias: 2,4% preescolares; 1,9% escolares y 10,5% en > 10 años. 77% recibe tratamiento farmacológico, principalmente Tioridazina (42%), Antihistamínicos (14,3%) y Periciazina (8,7%). Se solicitó exámenes complementarios en 20% de los casos (EEG 15%, PSG 2,4%). 23% fue derivado a otros especialistas (10,4% Psicología; 5,2% Psiquiatría; 2,8% Otorrinolaringología; 2,4% Nefrología). Conclusión: Los problemas del dormir son un motivo de consulta relativamente frecuente en la población pediátrica. En los niños predominan las alteraciones del sueño secundarias a malos hábitos, fundamentalmente en los primeros años de vida; en edades posteriores aparecen las patologías propiamente tales (dissomnias y parasomnias). La mayoría de los pacientes recibe tratamiento farmacológico, principalmente con neurolépticos, y algunos de ellos requieren derivación a Psicología/Psiquiatría. Una adecuada educación de los padres, confirmando que el niño es sano, podría mejorar gran porcentaje de estos trastornos.

SÍNDROME DE GUILLAIN BARRE EN LA IX REGIÓN 1998-2004

Bahamondes A, Soza G, Mella P, Ulloa K, Morovic M, Dr. Rivera G.
Unidad de Infecciosos. Servicio de Pediatría. Hospital Dr. Hernán Henríquez Aravena. Temuco. Departamento de Pediatría. Facultad de Medicina. Universidad de La Frontera.

Introducción: Controlada la Poliomielitis, la vigilancia de Parálisis Fláccida, especialmente el Síndrome de Guillain Barré (SGB) adquiere una importancia creciente. Últimamente se han descrito formas atípicas de este síndrome con probables etiologías bacterianas (C. jejuni). El uso normado de Gammaglobulina endovenosa (GGEV) ha mejorado algunos aspectos evolutivos de este cuadro. No existiendo estudios clínicos y epidemiológicos de esta entidad en la población pediátrica, nos ha parecido importante dar a conocer nuestra experiencia. Método: Estudio descriptivo retrospectivo de 45 pacientes egresados del Servicio de Pediatría del Hospital Dr. Hernán Henríquez Aravena, con diagnóstico de SGB entre los años 1998 y 2004. Datos de historia clínica, registros de vigilancia de Parálisis Fláccida regional. Resultados: Edades: 4/45 (18%) menor 2 años, 19/45 (42%) 2-5 años, 17/45 (38%) 5 y 12 años, 5/45 (12%) mayor 12 años. Sexo masculino 33/45 (73%), Procedencia rural 25/45 (53%), Etnia Mapuche 16/45 (35%), sin diferencia estacional. Inmunizaciones anti Poliomielitis al día. Síntomas prodrómicos en 29/45 (64%); dolor muscular (16/29), síntomas digestivos (12/29), respiratorios (12/29). En 45/45 (100%) hubo tetraparesia de extremidades, con compromiso mayor de EEII en 42/45 (93%) intensidad leve a profunda simétrica, con disminución o abolición de ROT, curso afebril. Progresión ascendente en 28/45 (62%). En 16/45 pacientes hubo compromiso sensitivo. En 8/45 compromiso neurovegetativo con globo vesical en 4/45. Alteración de pares craneanos en 9/45. P. Lumbar en 35/45 entre el 7º y 8º día, con disociación albúmina-citológica en 19/35. Electromiografía en 28/45 con patrón desmielinizante (17/28). Coprocultivo para C. jejuni negativo (12/45), IgM Myc. pn (15/45). En 29/45 niños se usó GGEV 400 mg/kg/día por 5 días, con menor tiempo de ventilación mecánica (VM) y hospitalización que los que no la usaron, ningún paciente requirió traqueostomía. Complicaciones: 14/45 neumonias, asociaciada a VM la mayoría, 1/45 septicemia IIH por Staphylococcus aureus, 1/45 neumotórax. Evolución: sin casos fatales, recaida en 1 niño que se retrató con GGEV. Seguimiento clínico a 6 meses, 5/45 presentaron leve secuela motora. Conclusiones: La incidencia de 7 casos anuales de SGB en menores de 15 años en la IX región corresponde a 1/100.000 habitantes, cumple los requerimientos del sistema de vigilancia. Diagnóstico es oportuno. No encontramos asociación con infección por C. jejuni. Las presentaciones con compromiso sensorial o con afección inicial de pares craneanos (Miller-Fischer) son variantes clínicas descritas actualmente para SGB, la forma clásica predomina en nuestro medio. El diagnóstico diferencial más importante fue con Mielitis Transversa.


TRASTORNOS DEL SUEÑO EN NIÑOS CON SÍNDROME DE DOWN

Rocha A, Amarales C, Holmgren L, Mesa T.
Departamentos de Pediatría y Neurología. Centro Médico del Sueño, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Diversos estudios muestran la mayor incidencia de trastornos del sueño en niños con síndrome de Down (SD), lo que estaría determinado en cierta por las características anatómicas y funcionales propias de este síndrome. Así mismo se ha tratado de relacionar algunos problemas de aprendizaje, comportamiento y estrés familiar que estos niños experimentan con una mayor frecuencia de trastornos del sueño. El propósito de este estudio fue conocer las características y la frecuencia de trastornos del sueño en niños con SD y compararlos con un grupo de niños sanos de similares características. Se realizó un estudio prospectivo descriptivo del sueño en 30 niños con síndrome de Down con una edad promedio de 41,13 meses (rango 11 - 108 meses) y se comparó con 36 niños de edad promedio de 51,11 meses (rango 24 - 96 meses), sin déficit cognitivo aparente, que acudían a control pediátrico rutinario; a través de una encuesta realizada a sus padres en la que constaban los hábitos y las características del sueño en ambos grupos. Los resultados obtenidos no mostraron diferencias estadísticamente significativas en cuanto a trastornos del sueño (pesadillas, sonambulismo, enuresis, movimiento extremidades y mioclonías. El roncar fue significativamente mayor en los niños con SD (63% vs 38%; P: 0,05), hablar dormido (somniloquia) fue mayor en el grupo control (52% vs 16%; P: 0,002). Los niños con SD presentaron mayor número de despertares (1,3 vs 0,6; P: 0,05. No se encontró diferencias en cuanto a hiperactividad y somnolencia en los dos grupos, sin embargo, los niños con SD tenían un número mayor de siestas (66% vs 27%; P: 0,002) y dormían más en el día que los niños control (1,3 vs 0,6 horas; P < 0,05. Se encontró que los niños con síndrome de Down tienen mayor resistencia en ir a la cama con relación al grupo control (1,4 hrs vs 0,84 hrs p < 0,006), interpretado como el tiempo empleado en dormirse), no hubo diferencias en cuanto a los rituales empleados para dormir (TV, luz, radio, lectura). Conclusión: Los niños con síndrome de Down a diferencia de los niños sin patología, presentan más ronquido, mayor índice de despertares, realizan más siesta, con mayor horas del sueño con relación a las horas de siesta y mayor resistencia en ir a la cama. Muestran menor somniloquia y similar somnolencia e hiperactividad diurna. Es importante investigar patología respiratoria nocturna y hábitos del sueño, para optimizar su calidad de vida.


GUIA PRÁCTICA CLÍNICA CRISIS FEBRILES

Escobari J1, Carvajal M1, Avendaño M1, González JE1, Schnitzler S1, Martínez A1, Tapia JC1, Aliste M2.
1Médico Neurólogo Infantil. 2Enfermera. Unidad de Neurología, Servicio de Pediatría, Hospital Exequiel González Cortés.

Introducción: 2 a 4% de los niños tienen al menos una crisis febril. Ha variado el consenso sobre su manejo. Prescindiendo de anteriores fármacos, requiriendo para el arsenal terapeútico, uno actualmente no disponible en el servicio público, el diazepam rectal. Objetivo: Modificar el manejo actual de las crisis febriles. Diseñar Guía de Práctica Clínica para su manejo. Confeccionar documento para respaldar gestión de modificación del arsenal de farmacia. Material y Método: Mediante criterios de Medicina Basada en la Evidencia se revisan publicaciones, rescatando aseveraciones con las cuales se confecciona la guía. Se da cuenta de 69 pacientes atendidos este año en Policlínico de Crisis Febriles. Resultados: Información recopilada es consistente e ineludible. Hablamos de crisis febriles, ya no de convulsiones febriles. Antipiréticos como profilácticos son inefectivos. Anticonvulsivantes de uso profiláctico diario no son recomendables. EEG no es necesario de rutina. Diazepam rectal durante períodos febriles es efectivo en prevenir recurrencia. Conclusión: Crisis febriles incluso recurrentes no deben ser tratadas con drogas antiepilépticas en forma profiláctica regular. Se recomienda usar diazepam rectal intermitente.


PERFIL CLÍNICO DE LACTANTES CON APNEA

Venegas G, Osorio K, Cosoi E, Bercovich M.
Unidad de lactantes, Hospital Luis Calvo Mackenna, Santiago, Chile.

Antecedentes: El EAAV (Evento aparentemente amenazante de la vida) o ALTE es uno de los motivos frecuentes de ingreso de recién nacidos y lactantes al Hospital. Existen controversias desde el punto de vista de su diagnóstico y manejo, lo que con frecuencia lleva a hospitalizaciones innecesarias, estudios complejos y tratamientos prolongados, con riesgos para el paciente y elevados costos. Objetivos: Determinar las características clínicas y de laboratorio de pacientes que ingresan con el diagnóstico de apneas, apneas del prematuro, ALTE o crisis de cianosis. Métodos: Se realizó un estudio retrospectivo de 120 niños menores de 1 año que fueron admitidos a la Unidad de Lactantes del Hospital Luis Calvo Mackenna entre Mayo del 2001 y Junio del 2004 y que se controlaron en el policlínico de apneas de nuestra unidad. De acuerdo a las recomendaciones de la Sociedad Americana de Pediatría se evaluaron y estudiaron con exámenes generales como hemograma, gases y electrolitos y en algunos en los que la historia clínica orientaba hacia reflujo gastroesofágico se realizó conjuntamente un estudio de pH esofágico de 24 horas, estudios metabólicos, IFI para adenovirus, virus sincicial respiratorio, IFD directa para Bordetella Pertussis, ecografía encefálica, electroencefalograma. Se utilizó un monitoreo de al menos 24 horas con un Monitor Healthdyne, Modelo Smartmonitor. Se descargaron a un PC que posee el programa Synergy-E-1.20, que permite realizar una evaluación de la monitorización continua de movimientos respiratorios y frecuencia cardíaca. Resultados: De un total de 120 pacientes, 62 eran hombres y 58 mujeres. El 52% eran lactantes, con un promedio de edad de 2,5 meses (rango de 1 a 10 meses). El 48% eran recién nacidos con un promedio de edad de 15 días (rango de 2 a 30 días). La causa más frecuente de consulta fue la presencia de apneas (92/120, 76%), seguida luego de cianosis (90/120, 75%), hipotonía (43/120, 36%), palidez (28/120, 23%), hipertonía (3/120, 2,5%). El estudio mostró que un 37,8% presentaban RGE, un 14,4% presentaba una infección respiratoria (VRS, Coqueluche y ADV), en un 13,5% se concluyó apnea idiopática, un 10,8% presentaba un síndrome convulsivo y un 6,3% correspondía a apneas del prematuro. El porcentaje restante se divide en apneas emotivas, enfermedades metabólicas y otros. Durante el periodo de seguimiento ningún paciente falleció. Conclusiones: El perfil de los pacientes que consulta por ALTE en nuestro hospital se ajusta a lo descrito en la literatura siendo las causas más frecuentes el RGE y las infecciones respiratorias. Durante el periodo de seguimiento ningún paciente ha fallecido por lo que al igual que lo descrito no parece haber relación entre las apneas del lactante y el síndrome de muerte súbita.


EVALUACIÓN DE LA AUTOESTIMA EN ALUMNOS DE 8º AÑO BÁSICO DE ESTABLECIMIENTOS EDUCACIONALES DE LA CIUDAD DE VALDIVIA DURANTE EL PERÍODO 2003-2004

Barrera C1, Canario P2, Schlatter A3, Reinhardt C3.1 Pediatra, 2 Médico Becario, Instituto de Pediatría, 3
Escuela de Medicina, Facultad de Medicina, Universidad Austral de Chile.

Introducción: La autoestima se inicia en la infancia, se desarrolla gradualmente a través del tiempo y está presente en todos los aspectos de la vida. La percepción que un niño tiene de sí mismo, influye en su rendimiento académico y relaciones sociales, pero también en la adquisición de herramientas que le permitirán ser un adulto competente, sano y feliz. Tener un diagnóstico grueso de la situación de autoestima en una población pediátrica definida, aporta datos relevantes para planificar intervenciones oportunas y eficaces. Objetivos: Este trabajo pretende determinar la situación de autoestima de la población escolar de 8º básico de la ciudad de Valdivia, a través de la aplicación de Test de Tamizaje. Metodología: Diseño de investigación de tipo transversal. Instrumento cualitativo: Test Autoestima Escolar-alumno (TAE) con 23 preguntas de respuesta binaria que evalúa por auto percepción la autoestima general. Elaborado y estandarizado en Chile en l9974. Se aplicó TAE previo consentimiento informado en forma aleatoria y anónima a alumnos 8º básico de 10 establecimientos educacionales de Valdivia, diferenciados por nivel socioeconómico, género, adscripción religiosa y tipo de educación entre noviembre 2003 y mayo 2004. Se realizó de acuerdo a protocolo estandarizado de aplicación del test3 para disminuir sesgos de respuesta. Los resultados se expresaron en puntajes de escala “T” (autoestima normal puntaje T > 40 ptos, baja autoestima puntaje T entre 30 y 39 ptos y muy baja autoestima puntaje T < 29 ptos). En el análisis de nuestros resultados se consideró baja y muy baja autoestima como un sólo grupo. Los resultados fueron analizados por un investigador diferente a aquellos que aplicaron el Test. Los datos se procesaron en programa computacional Stata 7.0, para las variables dicotómicas test de ?2 con nivel de significancia p < 0,05 y precisión de resultados del 95%. Resultados: Se respondieron 332 cuestionarios de 10 establecimientos educacionales (Tabla 1). La muestra presentó un PT promedio de 49 ptos + 11,7; 19% (64/332) niños con PT < 40 ptos. El PT < 40 ptos se asoció significativamente con el género no así con el nivel socioeconómico, adscripción religiosa, el tipo de educación o establecimiento educacional. Conclusiones: Siendo la autoestima un elemento de salud fundamental para que el niño y adulto de mañana sea una persona sana, feliz y competente, conocer su situación basal en la población escolar, constituye una información imprescindible para la planificación de estrategias de intervención oportunas y adecuadas.


FACTORES DE RIESGO PARA EL DEFICIT DE DESARROLLO PSICOMOTOR EN PREESCOLARES DE UNA POBLACIÓN DESFAVORECIDA SOCIOECONOMICAMENTE

Schonhaut L, Rojas P.
Depto. Pediatría y Cirugía Infantil Campus Norte, Universidad de Chile.


Introducción: Considerando el aumento de expectativas y exigencias en la sociedad actual, la estimulación del desarrollo psicomotor (DSM) es un aspecto fundamental. De acuerdo a recomendación del MINSAL se realizan evaluaciones seriadas del DSM en lactantes y preescolares (PE), con instrumentos adecuados a cada edad. El propósito es la pesquisa e intervención precoz, sin que existan protocolos claros de intervención y seguimiento. Objetivo: Identificar factores de riesgo de inadecuado DSM según TEPSI en PE de 4 años, pertenecientes a una población desfavorecida socioeconómicamente y conocer la intervención indicada. Metodología: Revisión retrospectiva de 167 fichas individuales y familiares de PE sanos, con TEPSI realizado en el año 2003, en Centro de Salud urbano rural de la Comuna de Colina. Se excluyeron 4 PE con patología neurológica y genética y 4 fichas carentes de información básica. Casos: todos los niños con déficit (riesgo o retraso) del DSM según TEPSI, grupo control: selección secuencial de fichas con test normal realizado durante el último trimestre. La escala de TEPSI evalúa 3 áreas del DSM, existen criterios de normalidad para rangos etáreos que consideran intervalos de 6 meses. Para efectos del presente análisis se reclasificó el puntaje considerando edad de 4 años cumplidos. Se usaron estadísticas descriptivas y prueba de c2 para el análisis de factores de riesgo de déficit del DSM. Resultados: El año 2003 se realizó TEPSI a 541 de 610 niños en control en el Centro de salud. Grupo control 83 PE, casos 37 niños con riesgo más 39 con retraso. 19/83 (23%) niños del grupo control tenía algún subtest alterado, siendo el lenguaje el área más frecuentemente deficitaria. El déficit DSM fue significativamente superior en varones (p < 0,001), familias de mayor pobreza (p 0,002), hacinamiento (p 0,045), edad de inicio seguimiento posterior a 24 meses (p 0,018) y pesquisa de déficit DSM en evaluaciones previas (p 0,03). Se observó una tendencia en niños con bajo peso de nacimiento y menor escolaridad de padres (NS). De 131 niños que tenían seguimiento completo desde el primer año de vida, en 36 (27%) se detectó alteración del DSM previo al TEPSI, 8 de ellos habían sido evaluados por neurólogo y ninguno tenía evaluación auditiva. Ante un TEPSI total alterado, la conducta asumida, según normas del MINSAL, fue la entrega de pautas de estimulación, indicación de jardín infantil o escuela de lenguaje y 3 sesiones de estimulación con enfermera. Cinco niños fueron derivados a neurólogo y 1 a audiometría. No se asumieron conductas frente a la alteración de alguno de los subtest. Discusión: El pertenecer a una población desfavorecida socioeconómicamente es uno de los principales factores de riesgo descritos para el inadecuado desarrollo en el ámbito psicomotor, congnitivo y educacional, relacionándose con menores oportunidades futuras. La importancia de conocer los factores de riesgo es intentar identificar aquellos niños que requieren de una intervención más dirigida, para favorecer la expresión de su potencial genético.

TUBERCULOMA QUE SIMULA GLIOMA EN UN PACIENTE INMUNOCOMPETENTE

Veas V, Donoso P, Silva E.
Servicio de Pediatría Hospital Carlos Van Buren, Valparaíso. Departamento de Pediatría, Universidad de Valparaíso.

Introducción: Los Tuberculomas aislados son focos de necrosis caseosa recubierta de una cápsula fibrosa que aparecen tras la diseminación hematógena del proceso infeccioso. Son una forma rara de presentación de tuberculosis extrapulmonar aún en zonas endémicas, y se pueden confundir con otras etiologías de masas intracraneanas. Los Tuberculomas representan 3-5% de los casos de Tuberculosis (TBC) del Sistema nervioso y 0,15-0,18% de los tumores intracraneales. El diagnóstico clínico y radiológico es difícil, a menos que tenga historia o contacto conocido de TBC y sólo suele conseguirse durante el estudio histopatológico. Caso Clínico: Mujer de 14 años 9 meses procedente de Valparaíso, previamente sana, ingresa con historia de cefalea de 4 meses de evolución, acompañada de fotofobia, náuseas y vómitos. Se agrega al cuadro episodio de pérdida de conciencia súbito con estado confusional posterior por lo que se solicita EEG que demuestra lentitud focal frontotemporal anterior izquierda. Al examen neurológico destaca importante edema de papila bilateral, con agudeza visual conservada, ausencia de déficit motor. TAC cerebral: Proceso expansivo frontocentral izquierdo con gran edema y efecto de masa. Se plantea como primera posibilidad diagnóstica: Glioma; se inicia tratamiento con fenitoína y corticoides con resección quirúrgica 5 días después. El estudio anatomopatológico demuestra: Proceso inflamatorio crónico granulomatoso caseoso compatible con tuberculosis. Se completa evaluación: Hemograma VHS, Función renal y Hepática normal, Sin contacto de TBC conocido; Radiografía tórax y Ecografía abdominal: Normal; HIV negativo, Baciloscopías seriadas de aspirado gástrico y orina negativas, Estudio inmunológico: Normal; Estudio del grupo familiar negativo. Recibe tratamiento triasociado: Isoniazida, Rifampicina, Pirazinamida diario por 2 meses luego bisemanal por 7 meses con buena tolerancia. Evolución posterior favorable sin déficit motor, sin crisis convulsivas. Conclusión: Los tuberculomas deben incluirse dentro del diagnóstico diferencial de procesos expansivos cerebrales aún en ausencia de historia de TBC, los hallazgos clínicos de Tuberculosis extrapulmonar son frecuentemente sutiles o ausentes y menos del 50% de los pacientes con tuberculomas tienen historia positiva de TBC.


UTILIDAD DEL DIAGNÓSTICO GENÉTICO EN GEMELOS CON ATAXIA DE FREIDREICH

Flandes A, Scheuch K, Ruiz Y.
Instituto de Pediatría, Universidad Austral de Chile. Servicio de Pediatría, Hospital Clínico Regional Valdivia.

Introducción: La polineuropatía crónica (PNP) más frecuente es la enfermedad de Charcot Marie Tooth (autosómica dominante) y la Ataxia de Freidreich (autosómica recesiva) comparten signos y síntomas comunes. Existe severa polineuropatía desmielinizante y pueden presentar alteraciones del equilibrio. La Ataxia de Freidreich es resultado de la mutación del gen fraxatina en el cromosoma 9q13, que causa disminución de la fraxatina con acumulación del hierro en la mitocondria especialmente en sistema nervioso y corazón. Comienza antes de los 20 años, acompañada de disartria, reflejos posturales ausentes, respuesta plantar extensora, déficit en la sensibilidad profunda, miocardiopatía, deformidades esquelética (pié cavo-escoliosis), debilidad y amiotrofia, revelando además en la electromiografía, velocidad de conducción nerviosa (VCN) y sensibilidad levemente disminuidas, además de trastornos endocrinos como Diabetes Mellitus. Se presentan el caso de dos gemelos dicigóticos donde por frecuencia y tipo de herencia se planteo enfermedad de Charcot Marie Toot, sin embargo, dado que la evolución clínica y la VCN no era concordante se replanteó el diagnóstico ampliando el estudio genético. Caso 1: Escolar 11 años sexo masculino, gemelo I, sin antecedentes mórbidos de importancia. Inicia a los 7 años cuadro compatible con polineuropatía sensitiva motora-crónica, sugerente de Charcot Marie Tooth, destacando presencia de pie cavo, ausencia de reflejos distales en extremidades, disminución de sensibilidad vibratoria, con mínimo descenso de velocidad de conducción nerviosa. Evolución con ataxia, temblor fino, ausencia de ROT y Babinsky, ECO cardiografía mostró hipertrofia asimétrica del septum interventricular y de pared posterior del VI. Se sospecha Ataxia de Freidreich solicitando estudio genético, resultando ausencia de secuencia normal en región de gen FRDA. Expansión aproximadamente 1045 ± 50 y 1045 ± 50 repeticiones, confirmándose diagnóstico. Se maneja con Coenzima Q. Caso 2: Escolar 11 años sexo femenino Gemelo II. Derivada a los 7 años al policlínico de neurología, por pié cavo, escoliosis y debilidad dorsal que requiere corsé Milwokke, con antecedentes de hermano en estudio por polineuropatía. Clínicamente destacó arreflexia, velocidades de conducción conservada, con signos de daño mielínico axonal sensitivo severo en la electromiografía. Se realizó ECO cardio que mostró leve hipertrofia concéntrica de ventrículo izquierdo. Por antecedente de hermano se diagnóstica Ataxia de Freidreich. Se maneja con Coenzima Q. Conclusiones: Para lograr el diagnóstico seguro de una patología compleja se deben utilizar técnicas de acuerdo a los tiempos, ya que en un grupo de ellas existen signos y síntomas compartidos que pueden llevar a confusiones e información errónea a los padres sobre la genética y evolución de la enfermedad.


ACANTOSIS NIGRICANS COMO FACTOR ASOCIADO A INSULINORRESISTENCIA EN PACIENTES PEDIÁTRICOS CON MALNUTRICIÓN POR EXCESO

Vivanco M1, Torrejón C2-3, Duffau G1, Gaete X2, Bustos E3, Hevia M2.
Dpto. Pediatría Norte, Universidad de Chile1, Hospital Pediátrico Roberto del Río2, Hospital Militar de Santiago3.

Introducción: La acantosis nigricans (AN) se ha asociado a hiperinsulinemia y resistencia insulínica (IR) y es considerado indicador temprano de riesgo para desarrollar DMII en adultos. Algunos estudios han cuestionado esta relación ya que estaría influida por otros factores: genéticos, de raza o de mayor índice de masa corporal (IMC). Objetivos: Determinar si la AN es un indicador de insulinorresistencia en pacientes pediátricos chilenos con malnutrición por exceso. Sujetos y Métodos: Estudio transversal mediante evaluación de niños derivados por obesidad y sobrepeso, al policlínico de nutrición de dos centros hospitalarios de Santiago, Chile entre abril 2001-2004. Se reevaluó el diagnóstico antropométrico con IMC según tablas CDC/NCHS, obesidad IMC ? p95 y sobrepeso entre p85-94. Se evaluó antecedentes de peso y talla nacimiento, composición corporal por pliegues, presión arterial, presencia AN y variables metabólicas (glucosa e insulina basal y post carga de glucosa a las 2 horas y perfil lipídico). Se consideró insulinorresistencia un HOMA > 2,5 y QUICKY < 3,2. Estadística: “t” de student, ?2, correlación simple, análisis para tendencia lineal en proporción (ATLP) y coeficiente de concordancia Kappa (Cck). Resultados: Estudiamos 280 niños, 149 mujeres edad 11,3 ± 2,3 (6-17 años). 6% presentó intolerancia a la glucosa, no encontramos DMII y 50% presentó AN. No hubo diferencias significativas entre grupo con AN y sin AN en edad, sexo, peso nacimiento, antecedentes DMII, estadios Tanner ni colesterol total. El grupo con AN presentó un valor significativamente mayor (p < 0,01) de % IMC, triglicéridos, glicemia postcarga, presión arterial sistólica y diastólica y menor de HDL. El riesgo relativo de presentar insulinorresistencia fue significativamente mayor, por HOMA y QUICKY en grupo AN (1,54 [1,3-1,9] y 2,2[1,6-3]). % IMC se asocia fuertemente según ATLP a IR y AN aunque ésta en menor proporción. Por otra parte, entre AN e IR existe Cck solamente regular (k = 0,03). Se encontró correlación positiva (p < 0,05) entre insulinorresistencia y circunferencia braquial (r = 0,43,) pliegue subescapular (r = 0,43), presión arterial sistólica (r = 0,4) e insulina postcarga (r = 0,6). Conclusiones: Aunque AN opera como indicador de riesgo de IR es el IMC el que probablemente predice mejor la existencia de IR.


DISTRIBUCIÓN DE LA GRASA CORPORAL EN ESCOLARES DE AMBOS SEXOS DE 6 A 16 AÑOS

Ceballos X, Bargueño M, Díaz N, Burrows R.
INTA, Universidad de Chile.

La malnutrición por exceso afecta a casi el 35% de la población infantil, y se diagnóstica a través del IMC, por ser un indicador antropómetrico de fácil aplicación que correlaciona adecuadamente con la grasa corporal total (GCT) (0,62 y 0,67 en varones y mujeres de 6 a 16 años, respectivamente), pero no la mide. Los trastornos metabólicos que acompañan al sobrepeso se asocian al %GCT, sin embargo, no existen estudios nacionales que muestren los cambios en el %GCT con la edad y con el desarrollo puberal. Nuestro objetivo fue conocer como se distribuye la grasa corporal en población de 6 a 16 años, tanto por edad biológica como cronológica. En una muestra de 2.339 escolares de ambos sexos de 6 a 16 años de edad (1.146 mujeres) se evaluó %GCT (por ? de 4 pliegues cutáneos) y la maduración sexual por los 5 estadios de Tanner (desarrollo testicular en el varón y mamario en la mujer). Por metodología LMS se obtuvo la distribución percentilar del %GCT:

En las mujeres hubo un aumento progresivo del %GCT con la edad, en tanto en los varones aumenta hasta los 9 años y luego tiende a disminuir. En las mujeres, se observa un aumento del %GCT con la pubertad y en los varones una disminución. En ambos sexos el p 90 sobrepasó los %CGT de riesgo cardiovascular (25% en el varón y 30% en la mujer). Se discute el dimorfismo sexual en las variaciones del %GCT durante la pubertad y el aporte que pueden hacer estos valores como referentes nacionales.


NIÑOS CON OBESIDAD SUPERMORBIDA: CARACTERÍSTICAS CLÍNICAS

Hodgson M2, Urrejola P, Urrutia P.
Centro Médico San Joaquín, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: Los obesos supermórbidos constituyen un subgrupo especial dentro de la población de obesos infantiles, su prevalencia es creciente y presentan con mayor frecuencia complicaciones metabólicas y generales. Objetivo: Determinar prevalencia y comorbilidad en obesos supermórbidos (P/T > 170) y su respuesta al tratamiento médico convencional. Sujetos y Método: Se revisaron las fichas clínicas de los pacientes pediátricos obesos con Índice Peso/Talla (IPT) superior a 170% que consultaron al Centro Médico San Joaquín de la PUC entre Mayo del 2003 y Agosto del 2004. Se registró antecedentes familiares, peso, talla, IPT e índice de masa corporal (IMC) al ingreso y hasta en 3 controles mensuales. Se contó con glicemia e insulinemia en ayunas, índice de HOMA, perfil lipídico, pruebas hepáticas y test de tolerancia oral a la glucosa. Resultados: Consultaron 261 obesos, de los cuales 16 (6,5%) fueron supermórbidos, 50 % de sexo femenino y edad de 11,3 ± 3 años. El IMC fue 34,7 ± 8,1 kg/m2 y el IP/T 195,53 ± 33,39 %. Antecedentes familiares: 100% obesidad en primer grado, 62,5% dislipidemia, 87,5% HTA, 62,5% DM y 18,7% hipotiroidismo. El 93% presentó comorbilidad: 87,5% alteraciones ortopédicas, 43,7% HTA, 37,5% dislipidemia y 6,2% resistencia insulínica. El 56% de los pacientes asistió a 3 o más controles y presentó una disminución de IMC de 10,8 ± 5,49% vs 1,22% en aquellos que acudieron sólo a dos controles. Conclusiones: La prevalencia y magnitud de obesidad supermórbida en este grupo de pacientes es baja en relación al descrito en otros países, sin embargo, la presencia de comorbilidad es igualmente alta. No hay diferencia por sexo ni edad en relación al grupo total, presentan un rápido abandono del tratamiento pero si logran asistir a 3 o más controles tienen un resultado satisfactorio.


CIRUGÍA BARIÁTRICA EN PEDIATRÍA. EXPERIENCIA INICIAL

Guelfand M, Berry M, Linacre V, Caballero C.
Hospital de Niños Dr. Exequiel González Cortés.

En los últimos 20 años se han producidos importantes cambios en la morbimortalidad infantil, debido a planes y políticas de gobierno en el ámbito salud, esto sumado al desarrollo e industrialización del país que han llevado a cambios en los hábitos de vida podrían explicar el aumento considerable de la obesidad y sobrepeso infantojuvenil, constituyendo éstos el problema nutricional actual más importante. La obesidad afecta al 17,2% de los escolares de 6 años (JUNAEB 2002). En cuanto a los adolescentes obesos, el 80% de éstos persiste en esta condición en la vida adulta y su tratamiento es frecuentemente desalentador. El desarrollo de técnicas quirúrgicas menos agresivas y con menores complicaciones hacen que la cirugía bariátrica sea una opción terapéutica valida en este tipo de pacientes. El Banding es una técnica restrictiva horizontal que consiste en la instalación de una bandeleta de silicona en situación subcardial, que provoca un disminución de la capacidad gástrica. El procedimiento es rápido, eficaz y seguro. En los últimos años se ha desarrollado la colocación de esta bandeleta por vía laparoscópica. En nuestro hospital se ha conformado una unidad de obesidad infantil que evalua a los niños con obesidad mórbida y comorbilidad que pueden ser candidatos a este tipo de cirugía, respecto a un protocolo multidisciplinario. A continuación se describen los primeros dos casos de nuestra experiencia. Caso 1: Sexo femenino 14 años, antecedentes de obesidad en tratamiento desde los 3 años, comorbilidad asociada: enfermedad de Perthes y resistencia a la insulina; luego de evaluación por equipo multidisciplinario y fracaso a tratamiento médico se decide cirugía. Al momento de ésta IMC 33,6. Se realiza banding gástrico laparoscópico sin inconvenientes, paciente evoluciona favorablemente con una baja de peso inicial de 12 kilos en 8 semanas. Caso 2: Sexo femenino 13 años, antecedentes de obesidad asociada a resistencia a la insulina, fracaso al tratamiento médico, se decide cirugía, al momento de ésta IMC 38. Se realiza banding gástrico evoluciona sin complicaciones y presenta una baja de peso inicial de 10 kg (en 4 semanas postcirugía). Ambas pacientes se mantienen en control actualmente sin presentar complicaciones. Conclusiones: Siendo conocido el fracaso al tratamiento médico de la obesidad en los pacientes pediátricos con obesidad mórbida, la cirugía bariátrica aparece como una opción viable en individuos cuidadosamente seleccionados y manejados multidisciplinariamente.


EVALUACIÓN DE LA AUTOESTIMA EN ALUMNOS DE 8º AÑO BÁSICO DE ESTABLECIMIENTOS EDUCACIONALES DE LA CIUDAD DE VALDIVIA DURANTE EL PERÍODO 2003-2004

Barrera C1 , Canario P2,, Schlatter A3, Reinhardt C3 .1Pediatra, 2 Médico Becario, Instituto de Pediatría, 1 ,Escuela de Medicina, Facultad de Medicina, Universidad Austral de Chile.


Introducción: La autoestima se inicia en la infancia, se desarrolla gradualmente a través del tiempo y está presente en todos los aspectos de la vida. La percepción que un niño tiene de sí mismo, influye en su rendimiento académico y relaciones sociales, pero también en la adquisición de herramientas que le permitirán ser un adulto competente, sano y feliz. Tener un diagnóstico grueso de la situación de autoestima en una población pediátrica definida, aporta datos relevantes para planificar intervenciones oportunas y eficaces. Objetivos: Este trabajo pretende determinar la situación de autoestima de la población escolar de 8º básico de la ciudad de Valdivia, a través de la aplicación de Test de Tamizaje. Metodología: Diseño de investigación de tipo transversal. Instrumento cualitativo: Test Autoestima Escolar-alumno (TAE) con 23 preguntas de respuesta binaria que evalúa por auto percepción la autoestima general. Elaborado y estandarizado en Chile en l9974. Se aplicó TAE previo consentimiento informado en forma aleatoria y anónima a alumnos 8º básico de 10 establecimientos educacionales de Valdivia, diferenciados por nivel socioeconómico, género, adscripción religiosa y tipo de educación entre noviembre 2003 y mayo 2004. Se realizó de acuerdo a protocolo estandarizado de aplicación del test3 para disminuir sesgos de respuesta. Los resultados se expresaron en puntajes de escala “T” (autoestima normal puntaje T > 40 ptos, baja autoestima puntaje T entre 30 y 39 ptos y muy baja autoestima puntaje T < 29 ptos). En el análisis de nuestros resultados se consideró baja y muy baja autoestima como un sólo grupo. Los resultados fueron analizados por un investigador diferente a aquellos que aplicaron el Test. Los datos se procesaron en programa computacional Stata 7.0, para las variables dicotómicas test de ?2 con nivel de significancia p < 0,05 y precisión de resultados del 95%. Resultados: Se respondieron 332 cuestionarios de 10 establecimientos educacionales (Tabla 1). La muestra presentó un PT promedio de 49 ptos + 11,7; 19% (64/332) niños con PT < 40 ptos. El PT < 40 ptos se asoció significativamente con el género no así con el nivel socioeconómico, adscripción religiosa, el tipo de educación o establecimiento educacional. Conclusiones: Siendo la autoestima un elemento de salud fundamental para que el niño y adulto de mañana sea una persona sana, feliz y competente, conocer su situación basal en la población escolar, constituye una información imprescindible para la planificación de estrategias de intervención oportunas y adecuadas.


FACTORES DE RIESGO PARA EL DEFICIT DE DESARROLLO PSICOMOTOR EN PREESCOLARES DE UNA POBLACIÓN DESFAVORECIDA SOCIOECONOMICAMENTE

Schonhaut L, Rojas P.

Depto. Pediatría y Cirugía Infantil Campus Norte, Universidad de Chile.

Introducción: Considerando el aumento de expectativas y exigencias en la sociedad actual, la estimulación del desarrollo psicomotor (DSM) es un aspecto fundamental. De acuerdo a recomendación del MINSAL se realizan evaluaciones seriadas del DSM en lactantes y preescolares (PE), con instrumentos adecuados a cada edad. El propósito es la pesquisa e intervención precoz, sin que existan protocolos claros de intervención y seguimiento. Objetivo: Identificar factores de riesgo de inadecuado DSM según TEPSI en PE de 4 años, pertenecientes a una población desfavorecida socioeconómicamente y conocer la intervención indicada. Metodología: Revisión retrospectiva de 167 fichas individuales y familiares de PE sanos, con TEPSI realizado en el año 2003, en Centro de Salud urbano rural de la Comuna de Colina. Se excluyeron 4 PE con patología neurológica y genética y 4 fichas carentes de información básica. Casos: todos los niños con déficit (riesgo o retraso) del DSM según TEPSI, grupo control: selección secuencial de fichas con test normal realizado durante el último trimestre. La escala de TEPSI evalúa 3 áreas del DSM, existen criterios de normalidad para rangos etáreos que consideran intervalos de 6 meses. Para efectos del presente análisis se reclasificó el puntaje considerando edad de 4 años cumplidos. Se usaron estadísticas descriptivas y prueba de c2 para el análisis de factores de riesgo de déficit del DSM. Resultados: El año 2003 se realizó TEPSI a 541 de 610 niños en control en el Centro de salud. Grupo control 83 PE, casos 37 niños con riesgo más 39 con retraso. 19/83 (23%) niños del grupo control tenía algún subtest alterado, siendo el lenguaje el área más frecuentemente deficitaria. El déficit DSM fue significativamente superior en varones (p < 0,001), familias de mayor pobreza (p 0,002), hacinamiento (p 0,045), edad de inicio seguimiento posterior a 24 meses (p 0,018) y pesquisa de déficit DSM en evaluaciones previas (p 0,03). Se observó una tendencia en niños con bajo peso de nacimiento y menor escolaridad de padres (NS). De 131 niños que tenían seguimiento completo desde el primer año de vida, en 36 (27%) se detectó alteración del DSM previo al TEPSI, 8 de ellos habían sido evaluados por neurólogo y ninguno tenía evaluación auditiva. Ante un TEPSI total alterado, la conducta asumida, según normas del MINSAL, fue la entrega de pautas de estimulación, indicación de jardín infantil o escuela de lenguaje y 3 sesiones de estimulación con enfermera. Cinco niños fueron derivados a neurólogo y 1 a audiometría. No se asumieron conductas frente a la alteración de alguno de los subtest. Discusión: El pertenecer a una población desfavorecida socioeconómicamente es uno de los principales factores de riesgo descritos para el inadecuado desarrollo en el ámbito psicomotor, congnitivo y educacional, relacionándose con menores oportunidades futuras. La importancia de conocer los factores de riesgo es intentar identificar aquellos niños que requieren de una intervención más dirigida, para favorecer la expresión de su potencial genético.

TUBERCULOMA QUE SIMULA GLIOMA EN UN PACIENTE INMUNOCOMPETENTE

Veas V, Donoso P, Silva E.
Servicio de Pediatría Hospital Carlos Van Buren, Valparaíso. Departamento de Pediatría, Universidad de Valparaíso.

Introducción: Los Tuberculomas aislados son focos de necrosis caseosa recubierta de una cápsula fibrosa que aparecen tras la diseminación hematógena del proceso infeccioso. Son una forma rara de presentación de tuberculosis extrapulmonar aún en zonas endémicas, y se pueden confundir con otras etiologías de masas intracraneanas. Los Tuberculomas representan 3-5% de los casos de Tuberculosis (TBC) del Sistema nervioso y 0,15-0,18% de los tumores intracraneales. El diagnóstico clínico y radiológico es difícil, a menos que tenga historia o contacto conocido de TBC y sólo suele conseguirse durante el estudio histopatológico. Caso Clínico: Mujer de 14 años 9 meses procedente de Valparaíso, previamente sana, ingresa con historia de cefalea de 4 meses de evolución, acompañada de fotofobia, náuseas y vómitos. Se agrega al cuadro episodio de pérdida de conciencia súbito con estado confusional posterior por lo que se solicita EEG que demuestra lentitud focal frontotemporal anterior izquierda. Al examen neurológico destaca importante edema de papila bilateral, con agudeza visual conservada, ausencia de déficit motor. TAC cerebral: Proceso expansivo frontocentral izquierdo con gran edema y efecto de masa. Se plantea como primera posibilidad diagnóstica: Glioma; se inicia tratamiento con fenitoína y corticoides con resección quirúrgica 5 días después. El estudio anatomopatológico demuestra: Proceso inflamatorio crónico granulomatoso caseoso compatible con tuberculosis. Se completa evaluación: Hemograma VHS, Función renal y Hepática normal, Sin contacto de TBC conocido; Radiografía tórax y Ecografía abdominal: Normal; HIV negativo, Baciloscopías seriadas de aspirado gástrico y orina negativas, Estudio inmunológico: Normal; Estudio del grupo familiar negativo. Recibe tratamiento triasociado: Isoniazida, Rifampicina, Pirazinamida diario por 2 meses luego bisemanal por 7 meses con buena tolerancia. Evolución posterior favorable sin déficit motor, sin crisis convulsivas. Conclusión: Los tuberculomas deben incluirse dentro del diagnóstico diferencial de procesos expansivos cerebrales aún en ausencia de historia de TBC, los hallazgos clínicos de Tuberculosis extrapulmonar son frecuentemente sutiles o ausentes y menos del 50% de los pacientes con tuberculomas tienen historia positiva de TBC.


UTILIDAD DEL DIAGNÓSTICO GENÉTICO EN GEMELOS CON ATAXIA DE FREIDREICH

Flandes A, Scheuch K, Ruiz Y.
Instituto de Pediatría, Universidad Austral de Chile. Servicio de Pediatría, Hospital Clínico Regional Valdivia.

Introducción: La polineuropatía crónica (PNP) más frecuente es la enfermedad de Charcot Marie Tooth (autosómica dominante) y la Ataxia de Freidreich (autosómica recesiva) comparten signos y síntomas comunes. Existe severa polineuropatía desmielinizante y pueden presentar alteraciones del equilibrio. La Ataxia de Freidreich es resultado de la mutación del gen fraxatina en el cromosoma 9q13, que causa disminución de la fraxatina con acumulación del hierro en la mitocondria especialmente en sistema nervioso y corazón. Comienza antes de los 20 años, acompañada de disartria, reflejos posturales ausentes, respuesta plantar extensora, déficit en la sensibilidad profunda, miocardiopatía, deformidades esquelética (pié cavo-escoliosis), debilidad y amiotrofia, revelando además en la electromiografía, velocidad de conducción nerviosa (VCN) y sensibilidad levemente disminuidas, además de trastornos endocrinos como Diabetes Mellitus. Se presentan el caso de dos gemelos dicigóticos donde por frecuencia y tipo de herencia se planteo enfermedad de Charcot Marie Toot, sin embargo, dado que la evolución clínica y la VCN no era concordante se replanteó el diagnóstico ampliando el estudio genético. Caso 1: Escolar 11 años sexo masculino, gemelo I, sin antecedentes mórbidos de importancia. Inicia a los 7 años cuadro compatible con polineuropatía sensitiva motora-crónica, sugerente de Charcot Marie Tooth, destacando presencia de pie cavo, ausencia de reflejos distales en extremidades, disminución de sensibilidad vibratoria, con mínimo descenso de velocidad de conducción nerviosa. Evolución con ataxia, temblor fino, ausencia de ROT y Babinsky, ECO cardiografía mostró hipertrofia asimétrica del septum interventricular y de pared posterior del VI. Se sospecha Ataxia de Freidreich solicitando estudio genético, resultando ausencia de secuencia normal en región de gen FRDA. Expansión aproximadamente 1045 ± 50 y 1045 ± 50 repeticiones, confirmándose diagnóstico. Se maneja con Coenzima Q. Caso 2: Escolar 11 años sexo femenino Gemelo II. Derivada a los 7 años al policlínico de neurología, por pié cavo, escoliosis y debilidad dorsal que requiere corsé Milwokke, con antecedentes de hermano en estudio por polineuropatía. Clínicamente destacó arreflexia, velocidades de conducción conservada, con signos de daño mielínico axonal sensitivo severo en la electromiografía. Se realizó ECO cardio que mostró leve hipertrofia concéntrica de ventrículo izquierdo. Por antecedente de hermano se diagnóstica Ataxia de Freidreich. Se maneja con Coenzima Q. Conclusiones: Para lograr el diagnóstico seguro de una patología compleja se deben utilizar técnicas de acuerdo a los tiempos, ya que en un grupo de ellas existen signos y síntomas compartidos que pueden llevar a confusiones e información errónea a los padres sobre la genética y evolución de la enfermedad.


COMPARACIÓN ENTRE LOS DIAGNÓSTICOS NUTRICIONALES DE UN GRUPO DE ESCOLARES, OBTENIDOS UTILIZANDO TABLAS NCHS PARA IMC Y TABLA DATOS NACIONALES PARA IMC

Donoso P, Silva E, Veas V.
Servicio Pediatría, Hospital Carlos Van Buren, Universidad de Valparaíso.

Introducción: Actualmente se reconoce el valor del IMC como mejor indicador de composición corporal, superando a la antes usada relación Peso/Talla. A su vez se disponen tablas internacionales para el correcto diagnóstico nutricional de escolares y adolescentes, de éstas la Normas del Ministerio de Salud recomienda las referencias del CDC-NCHS para IMC según Percentil en niños mayores de 6 años. Objetivos: Comparar los diagnósticos nutricionales de un grupo de escolares de la Comunidad de Viña del Mar utilizando Norma Ministerial (IMC según Percentil), versus los obtenidos de las tablas IMC según DS del CDC-NCHS y de tabla de datos Nacionales (Dra. Burrows, 1999). Pacientes y Método: Se evaluó al azar a alumnos de la Escuela UNESCO, consignando edad, sexo, peso, talla y desarrollo puberal con lo cual se determinó Estado Nutricional según percentil de IMC, DS de IMC (referencias CDC-NCHS) y Estándares de Crecimiento y Desarrollo del Escolar Chileno (Dra. Burrows). ESTADÍSTICAS se aplicó prueba de ?2 (Chi-Cuadrado) de ajuste para comparar datos obtenidos en las distintas tablas. Resultados: La población estudiada fue de 227 niños entre los 6 y 15 años. El promedio de edad era 9,5 años. Al evaluar el estado nutricional según Norma Ministerial (IMC según percentil) se diagnosticaron 2,6% (6/227) niños bajo peso, 20,6% Sobrepeso, 15% Obesidad y 61,7% de niños normales. Al comparar con los diagnósticos obtenidos por las otras tablas (ver tabla adjunta) se observó una diferencia estadísticamente significativa (p > 0,05) en la distribución de evaluación nutricional.

Conclusión: La población estudiada mostró una distribución similar a lo descrito en la literatura en relación a estado nutricional (FAO-INTA 2003) utilizando el IMC según percentil. Sin embargo, se observó una diferencia estadísticamente significativa entre los diagnósticos obtenidos en las distintas tablas aplicadas, destacando un mayor porcentaje de Obesos al aplicar referencia nacional, así como un mayor porcentaje de niños Bajo Peso en este mismo grupo, lo que demuestra en nuestra población estudiada un sobrediagnóstico de grupos con evaluación nutricional anormal.


EVALUACIÓN NUTRICIONAL EN ESCOLARES DE UNA COMUNIDAD RURAL: ANÁLISIS COMPARATIVO

Díaz F, Stecher X, Contreras J, Correa M, Millán T.
Departamento de Pediatría y Cirugía Infantil Occidente, Facultad de Medicina, Universidad de Chile.

La prevalencia mundial de obesidad ha tenido un aumento sostenido, en las últimas décadas, llegando a pandemia, lo que la OMS describe como “globesidad” (obesidad y globalización). Actualmente en Chile, uno de cada cuatro niños y adolescentes es obeso y uno de cada tres está en riesgo, siendo factor de riesgo de enfermedades como la dislipidemia, intolerancia a la glucosa e hipertensión, y asociada a otras patologías como apnea de sueño, síndrome de ovario poliquístico y problemas ortopédicos, que inciden en el desarrollo global de los niños. Existe acuerdo que la forma de revertir esta tendencia es el cambio de estilo de vida, incluyendo estrategias educativas. Basado en lo anterior, el objetivo fue determinar el comportamiento de indicadores de evaluación nutricional en escolares rurales, intervenidos con educación. Personas y Método: Investigación acción, en 250 niños preescolares, de primero y segundo ciclo básico de un colegio rural de Melipilla, a través intervención educativa y evaluaciones del estado nutricional diagnóstica (END), 2002 y final (ENF), 2003, realizada por internos del Internado Rural, de Medicina, U de Chile. Se midió estandarizado el peso y la talla, usando los índice peso/talla en los < de 6 años y el de masa corporal en los mayores. La intervención educativa -diez meses-, fue realizada por los profesores jefes y de educación física, para alumnos y padres: talleres educativos, aplicación de material audiovisual y fomento de alimentos saludables en kiosco del colegio. Los datos se procesaron en NutStat, EpiInfo 2002. Resultados: En los preescolares la END fue 8,3% bajo peso, 52,8% eutrófico, 25% sobrepeso y 13,9% obeso. En la ENF, hubo disminución de los niños bajo peso (no significativa, NS) acompañada de disminución significativa de los eutróficos. El % con sobrepeso aumentó (NS), y el de obesos disminuyó (NS), sólo un niño obeso severo. En el primer ciclo, la END, 1,8% fue de bajo peso, 61,1% eutrófico, 22,1% sobrepeso y 15% obeso. En la ENF hubo aumento de bajo peso (7,9%) y disminución de eutróficos (51,6%), ambos NS. Los niños con sobrepeso aumentaron (35,7%) y disminuyeron los obesos (4%). En el segundo ciclo, la END, 3,1% fue bajo peso, 54,8% eutróficos, 27,1% sobrepeso y 15,6% obesos. En la ENF aumentó el % de bajo peso (4,9%) y sobrepeso (36,3%) con disminución de los eutróficos, 49% y obesos al 9,8%, variaciones NS. Discusión: Se evidencia en los niños evaluados, concordancia con las cifras de la OMS que demuestran que la obesidad es un problema instalado tanto en países desarrollados y como en vías de desarrollo. La tendencia a la disminución de obesos, y el aumento de niños con sobrepeso, podría corresponder a desplazamiento de la curva hacia el sobrepeso a expensa de la disminución de obesos y eutróficos o por el especial manejo de los obesos. Esta disminución fue mayor en los niños del primer ciclo, lo que concuerda con el postulado que “mientras más temprano sea el diagnóstico y el tratamiento mejor será la respuesta”, fortaleciendo las acciones de promoción de estilos de vida saludables.


MEJORÍA DEL ESTADO NUTRICIONAL, ENTRE 1° A 4° AÑO BÁSICO, EN ESCUELAS DE LA COMUNA DE PUENTE ALTO

Ojeda A1, Molina A1, Donaire L1, Infante J2.
Servicio de Pediatría, Hospital El Pino, Universidad de Santiago de Chile, Escuelas de la comuna de Puente Alto. 1Internos de Medicina, Universidad de Santiago. 2Médico Pediatra, Profesor de Pediatría, Universidad de Santiago.

Introducción: El estado nutricional de los niños, ha cambiado significativamente durante los últimos años, produciéndose una transición importante desde la desnutrición hacia la obesidad. Esto, según evaluaciones realizadas por la JUNAEB, en 1°s años básicos 2002, que muestran una clara tendencia hacia la obesidad (17,2%), sin embargo, la evolución del estado nutricional, en los escolares no es claro. Objetivos: Evaluar la existencia de cambios en el estado nutricional entre niños de1° año básico y 4° año básico, con respecto al diagnóstico de sobrepeso y obesidad. Pacientes y Método: Fueron evaluados un total de 446 niños, en proporciones similares con respecto al sexo de 1° y 4° año básico escuelas, ubicadas dentro de la comuna de Puente Alto, Santiago. Se realizaron mediciones de peso y estatura, con los mismos instrumentos y por el mismo lector a todos los niños. De acuerdo a esto, sexo y edad cronológica, fueron evaluados según el IMC, extrapolándose a las tablas de NCHS, por medio del cual se realizó un diagnóstico nutricional a cada uno de los niños. Resultados: De los 446 niños evaluados, 220, correspondían a 1° año básico, de ellos 87 (39,5%) resultaron obesos y en sobrepeso. Doscientos veintiseis, correspondían a 4° año básico, de ellos 69 (30,5%) resultaron obesos y en sobrepeso. Con respecto sólo a obesidad se encontró, en 1° año básico 36 alumnos, que corresponde al 16,4% y en 4° básico 23 alumnos, que corresponden al 10,2%. Proporcionalmente, en 1° básico se encuentra que 4 de cada 10 niños, tendrán diagnóstico de sobrepeso u obesidad, y en 4° básico, 3 de cada 10 niños tendrán estos diagnósticos. La proporción de niños en obesidad y sobrepeso, con respecto al sexo se mantuvo constante en ambos niveles de enseñanza básica, siendo esta 1:1. Conclusiones: Al analizar los datos se desprende que durante el transcurrir de los años en la vida escolar el diagnóstico nutricional mejora en un 9%. Correspondiendo tal vez a la inserción de horarios de alimentación más rígidos, y considerando además, el papel educativo, que con respecto a la alimentación individual y familiar, juega la escuela a la cual el niño asiste. Se debe considerar además el aumento de la actividad física en este período. Esto demuestra la importancia de la educación, con respecto a la alimentación y hábitos de vida saludable, es por esto que consideramos que se debe educar e incentivar cada vez con más ahínco al cuerpo docente a realizar esta labor, en cada una de nuestras escuelas.


EVALUACIÓN NUTRICIONAL COMPARATIVA, ENTRE ESCOLARES DE 1°-4° AÑO BÁSICO, DE ESCUELAS, PARTICULAR, PARTICULAR SUBVENCIONADA Y MUNICIPAL DE LA COMUNA DE PUENTE ALTO

Ojeda A1, Molina A1, Donaire L1, Infante J2.
Servicio de Pediatría, Hospital El Pino, Universidad de Santiago de Chile, 1Internos de Medicina, Universidad de Santiago. 2Médico Pediatra, Profesor de Pediatría, Universidad de Santiago.

Introducción: El estado nutricional de nuestros niños, es un elemento evaluador de salud actual y predictor de las condiciones sanitarias del futuro. Actualmente la prevalencia de sobrepeso y obesidad, ha aumentado considerablemente. Según JUNAEB, evaluación de 1° básicos 2002, encontró un 17,2% de niños obesos (Esc. municipales y particulares subvencionadas). Objetivo: Evaluar diferencias con respecto a diagnósticos nutricionales, en relación al tipo administrativo de escuelas, considerándolo un indicador de nivel socioeconómico familiar. Pacientes y Método: Fueron evaluados un total de 867 niños de 3 escuelas, municipal, particular subvencionada y particular, de la comuna de Puente Alto, Santiago. Se realizaron mediciones de peso y estatura, con los mismos instrumentos y por el mismo lector a todos los niños. De acuerdo a esto, sexo y edad cronológica, fue calculado el IMC, extrapolándose a las tablas de NCHS, dando como resultado el diagnóstico nutricional. Resultados: Se evaluaron 867 niños, 526 (60,7%) resultaron normales, 129 (14,9%) obesos, 193 (22,2%) sobrepeso y 19 (2,2%) bajo peso. Comparación por sexo de obesos y sobrepeso; Femeninos 156 (48,6%), Masculinos 165 (51,4%). Los 129 niños obesos se distribuyeron de la siguiente forma; E. Municipal 38 (29,4%), E. Particular subvencionada 41 (31,8%), E. Particular 50 (38,8%). Los 193 Niños sobrepeso, se distribuyeron; E. Municipal 50 (25,9%), E. Particular subvencionada 70 (36,3%), E. Particular 73 (37,8%). Los 19 niños bajo peso, se distribuyeron; E. Municipal 10 (52,6%), E. Particular subvencionada 8 (42,1%), E. Particular 1 (5,3%). Los niños obesos y sobrepeso en proporción al total se encuentran en E. municipal 10: 1, E. Particular subvencionada 10: 1, E. Particular 10: 2. Conclusiones: Al analizar los datos se evidencia mayor prevalencia de niños obesos y sobrepeso en la escuela particular, a diferencia de la escuela municipal y particular subvencionada los cuales tienen cifras similares con respecto al mismo diagnóstico. Así también se destaca el predominio de la escuela municipal con respecto al diagnóstico de bajo peso. No se observan diferencias en el diagnóstico, con respecto al sexo. Se puede extraer que el nivel socioeconómico, influye directamente en el desarrollo nutricional del niño, al suponer diferentes ofertas alimentarias y distintos hábitos y estilos de vida. Creemos importante recalcar que la evaluación nutricional realizada por JUNJI, incorpora solamente niños de escuelas municipales y particulares subvencionadas, y deja fuera precisamente al grupo, que según el presente estudio, tendría la mayor prevalencia de obesidad y sobrepeso, por lo tanto, las cifras nacionales experimentarían cambios importantes, al incluir esta población dentro de la evaluación.


ESTADO NUTRICIONAL Y HABITOS DE VIDA EN NIÑOS DE UN COLEGIO MUNICIPALIZADO DE VIÑA DEL MAR

Veas V, Donoso P, Silva E.
Servicio de Pediatría, Hospital Carlos Van Buren de Valparaíso. Departamento de Pediatría, Universidad de Valparaíso.

Introducción: La promoción de hábitos de alimentación y estilos de vida saludables en los escolares chilenos es una prioridad de la política de salud del país, debido al actual perfil epidemiológico de este grupo, caracterizado por una alta prevalencia de sobrepeso y obesidad, los que presentan un alarmante incremento en las últimas dos décadas. Por otro lado, sabemos que entre 40- 70% de estos niños serán adultos obesos. Objetivo: Conocer el estado nutricional, hábitos alimentarios y actividad física en un grupo de niños de un colegio municipalizado de Viña del Mar. Pacientes y Método: Se evaluó al azar a alumnos de la Escuela UNESCO, consignando edad, sexo, peso, talla y desarrollo puberal con lo cual se determinó Estado Nutricional según percentil de IMC. Se aplicó una encuesta a los padres sobre hábitos alimentarios y actividad de sus hijos. Resultados: La población estudiada fue de 228 niños entre los 6 y 15 años. El promedio de edad era 9,5 años. En la distribución por sexo el 54% correspondían a niñas. Al evaluar el estado nutricional se encontró 2,6% bajo peso, 20.6% Sobrepeso, 15% Obesidad. Con mayor prevalencia de Obesidad entre 10 y 11,5 años. Discreto predominio de las niñas (53% vs 47%). En cuanto a las actividades cotidianas: ocupan en promedio 3 horas para ver TV (0 a 9 horas/día), duermen una media de 9 horas (6 a 12 horas). Sólo el 32% practica algún deporte, siendo el fútbol el preferido. El 65% de los niños que practican deporte son varones. En el rubro de alimentación, sólo el 33% de los niños tenía 4 comidas diarias. El 98% consumen colaciones durante el día, siendo en promedio 2 colaciones diarias. En las cuales el 46% de los niños consumen alguna golosina. Beben una media de 1,5 vasos/día de leche; siendo leche entera en el 82% de los casos. El 9% no bebe leche correspondiendo la mayoría a niños entre 9 y 12 años. En promedio comen 1,8 frutas al día. El consumo diario de pan era de 2,5 unidades día. A diario tomaban 1 vaso de bebida de fantasía. Conclusión: Encontramos en la población estudiada una distribución similar a lo descrito en la literatura en relación a estado nutricional (FAO-INTA 2003). En cuanto a hábitos nutricionales destaca consumo menor al recomendado de leche y frutas, y un importante número de estos niños consume golosinas lo que se traduce en un aporte calórico excesivo y de mala calidad, lo cual sumado al sedentarismo evidenciado son la explicación a la alta incidencia de sobrepeso y obesidad.


CAMBIOS EN CARACTERÍSTICAS ANTROPOMÉTRICAS DE RECIÉN NACIDOS VIVOS EN VALDIVIA: AÑO 2003 VERSUS AÑO 1982

Krause S1, Mancilla P1, Krause E2, Marín F1, Savignones S3.
Institutos de Pediatría y Salud Pública1, Escuela de Medicina2, Facultad de Medicina, Universidad Austral de Chile. Servicio de Obstetricia, Hospital Regional Valdivia3.

Introducción: El peso de nacimiento (PN) y la edad gestacional (EG) son utilizados habitualmente para evaluar el estado nutricional del recién nacido (RN) y estos parámetros pueden modificarse a través del tiempo en un mismo grupo poblacional. Concomitantemente, la talla de nacimiento (TN) debería ser considerada para así obtener una mejor evaluación del crecimiento y desarrollo posterior del niño. Objetivo: Analizar parámetros antropométricos de los recién nacidos vivos en la ciudad de Valdivia durante el año 2003 y compararlos con los del año 1982. Sujetos y Método: Se estudiaron todos los RN vivos en Valdivia entre el 01 de enero y 31 de diciembre 2003, consignando sexo, EG, PN y TN. Se compararon con iguales parámetros de todos los RN vivos en Valdivia entre 01 de enero y 31 de diciembre 1982 (publicado por nosotros en 1984). Resultados: Se estudiaron los 3.394 RN vivos (51% masculinos) de la ciudad de Valdivia en el año 2003. Presentaron EG con ? ± DS de 38,8 ± 1,9 semanas (rango 23 - 43) y con un 14,4% de 37 o menos semanas. En 1982 fueron 3.287 RN vivos pero con 18,1% de 37 o menos semanas de EG. En 2003 el promedio de PN fue 3.347 ± 592 g, con diferencias significativas entre sexo masculino (3.397 ± 593 g) y femenino (3.294 ± 588 g). La TN promedio fue 49,2 ± 2,7 cm, con diferencias significativas para sexo masculino (49,5 ± 2,7 cm) y femenino (48,8 ± 2,7 cm). En promedio, tanto el PN como la TN fueron significativamente superiores a 1982. Al distribuir los PN y las TN en percentiles (P10,P50, P90) para cada EG, se obtienen en 2003 valores significativamente superiores a los mismos percentiles de 1982. Así por ejemplo, para el total de RN con EG de 40 semanas, el P50 de TN en 2003 es 50,0 cm y de 49,3 cm en 1982. Con respecto a PN, para 2003 el P10 es 3.100 g, el P50 es 3.600 g y el P90 es 4.150 g; mientras en 1982 el P10 es 2.808 g y el P50 es 3.390 g y el P90 es 3.984 g. Conclusión: Al comparar 21 años después las características de los RN vivos en la ciudad de Valdivia, se demuestra un incremento significativo en el peso de nacimiento así como también en la talla, lo que valida a esta última como parámetro útil en la evaluación del RN. Los cambios observados podrían ser explicados por una mejor condición ambiental y nutricional de la población general y de la embarazada en particular.


COMPLICACIONES ASOCIADAS AL USO DE NUTRICIÓN PARENTERAL: IMPACTO DE LA PREPARACIÓN BAJO CAMPANA DE FLUJO LAMINAR Y LA APLICACIÓN DE UNA NORMA DE SEGUIMIENTO EN UN HOSPITAL PEDIÁTRICO

Jodorkovsky M, Canales P.
Servicio de Pediatría, Hospital Exequiel González Cortés, Santiago, Chile.

La Nutrición Parenteral (NP) es una terapia ampliamente utilizada en pediatría. Su uso se asocia a complicaciones infecciosas, metabólicas, hepato-biliares y mecánicas relacionadas con el catéter venoso central utilizado para su administración. Un estudio observacional efectuado en 1999 en el Servicio de Pediatría del Hospital Exequiel González Cortés demostró un 20% de complicaciones infecciosas, 10% de complicaciones hepato-biliares y 10% de complicaciones mecánicas. En el año 2001 se centralizó la prescripción y manejo de la NP del hospital, quedando a cargo del equipo de Nutrición Clínica, implementándose además una Campana de Flujo Laminar para su preparación. Con el propósito de evaluar el impacto de ambas intervenciones, se efectuó un estudio descriptivo, longitudinal, prospectivo, en el que se incluyó la totalidad de los pacientes hospitalizados en el Hospital Exequiel González Cortés que recibieron NP durante un período de 9 meses, siendo evaluados mediante un protocolo de seguimiento diseñado para la pesquisa precoz de complicaciones asociadas al uso de NP. Los datos registrados fueron comparados estadísticamente con los resultados obtenidos en el estudio de 1999, efectuado con anterioridad a las intervenciones mencionadas (control-histórico). Durante el período del estudio, 26 pacientes recibieron NP, siendo posible el seguimiento en 25 de ellos (96,2%). La incidencia de complicaciones hepato-biliares (colestasia) fue de 4%, Entre las complicaciones metabólicas destacaron las alteraciones electrolíticas (28% hiponatremia, 24% hipokalemia), la hipertrigliceridemia (20%) y la baja incidencia de hiperglicemia (12%) en relación a otras series publicadas. Las complicaciones mecánicas relacionadas con el catéter central fueron ruptura (4%), oclusión (4%) y salida accidental del catéter (4%). La incidencia de complicaciones infecciosas (sepsis relacionada con catéter) fue de 8%. No hubo diferencias estadísticamente significativas al comparar estos resultados con los obtenidos en control-histórico, sin embargo, destaca la importante disminución de la incidencia de sepsis relacionada con catéter desde un 20% en el control histórico a un 8% en el estudio actual, lográndose obtener una incidencia que es incluso inferior a la descrita en la literatura internacional. Se concluye que luego de centralizar la prescripción y seguimiento de los pacientes con NP a cargo de un equipo de especialistas en Nutrición, implementando además una campana de flujo laminar para su preparación, se obtuvo una baja incidencia de complicaciones metabólicas, hepato-biliares e infecciosas, con cifras inferiores a las descritas en la literatura internacional. En el caso de las complicaciones infecciosas, se demostró una disminución clínicamente importante aunque estadísticamente no significativa, en la incidencia de sepsis relacionada con catéter respecto al período previo a la implementación de las medidas anteriormente señaladas.


INFECCIONES ASOCIADAS A CATÉTER PARA ALIMENTACIÓN PARENTERAL EN PEDIATRÍA

Balboa P, Rebollo MJ, Moraga F, Delpiano L, Castillo C.
INTA, Universidad de Chile. Servicio de Pediatría, Hospital San Borja-Arriarán y Dpto. de Pediatría Facultad de Medicina, Campus Centro, Universidad de Chile.

Introducción: Los catéteres endovenosos utilizados para la alimentación parenteral (AP) tienen un mayor riesgo de producir infecciones graves, especialmente en enfermos pediátricos. Objetivo: Estudiar la frecuencia de infecciones asociadas a catéter para AP en un hospital público pediátrico. Métodos: A partir de los registros permanentes diarios de AP en Farmacia y de Microbiología del Hospital San Borja Arriarán, en Santiago, Chile, se analizó desde el 1/01/2002 al 31/7/2004: Nº de pacientes con AP y con AP prolongada, días totales AP, frecuencia de hemocultivos (+) aparentemente relacionados con catéteres endovenosos para AP y germen aislado. Resultados: 411 enfermos recibieron AP (330 en Neonatología y 81 en otras unidades Pediátricas); de ellos, 75 recibieron AP prolongada (? 14 días). En 6.213 días AP (4.085 días AP prolongada) se observaron 32 episodios de sepsis (5,1 episodios/1.000 días AP total o 7,8 /1.000 días AP prolongada), de los cuales 10 episodios tenían demostración completa con hemocultivos cuantitativos (+), todas asociadas a AP prolongadas. Diecisiete de ellos eran de Neonatología (5,4/1.000 días AP total o 12,9/1.000 días AP prolongada) y 15 de Pediatría (4,9/1.000 días AP total o 5,4/1.000 días AP prolongada). Se aisló S. coagulasa negativo en 11 casos, S. aureus en 6, klebsiella pn en 5, 3 candida, 2 estenotrophomona maltophilia, 1 enterococcus, enterobacter, serratia, acinetobacter y pseudomona aeruginosa. El germen más frecuente en Neonatología fue S. coagulasa negativo (8/17) y en Pediatría el S. aureus (4/14). Conclusiones: Existe un mayor riesgo de infecciones asociadas a catéteres para nutrición parenteral prolongada, especialmente en Neonatología. Los gérmenes más frecuentemente aislados son los habituales: S. aureus y S. coagulasa negativo. Se requiere revisar y estandarizar las normas de manejo de catéteres y estandarizar técnicas diagnósticas para poder comparar nuestras cifras nacionales con las internacionales.


IMPACTO DE UN PROGRAMA NACIONAL DE FOMENTO DE LA LACTANCIA MATERNA EN CHILE 1993-2002

Atalah E.1, Castillo C.2, Reyes C3.
1Departamento de Nutrición, Facultad de Medicina, Universidad de Chile, 2Ex Encargada Unidad de Nutrición, Ministerio de Salud, 3Programa Infantil, División de Rectoría y Regulación, Coordinadora Com. Nacional Lactancia Materna, Ministerio de Salud.

Objetivo: Evaluar la tendencia de la lactancia materna (exclusiva, complementada, parcial) en niños menores de 18 meses, controlados en el sistema público de salud. Métodos: Para medir el impacto de las actividades de fomento de la lactancia materna que ha impulsado el Ministerio de Salud se han realizado cuatro encuestas nacionales de prevalencia de lactancia materna. Por medio de una entrevista estructurada se exploró sistemáticamente cada 3 años la alimentación recibida por el niño el día anterior (pecho, agua, jugos, fórmulas, alimentos sólidos) y la participación materna en trabajos fuera del hogar, en una muestra aleatoria aplicada por personal de salud a una muestra aproximada de 10 mil niños menores de 18 meses que asistían a control, consulta de morbilidad o vacunación en los 28 servicios de salud del país. Se determinó la proporción de niños con lactancia materna exclusiva, predominante, complementada u otras formas de alimentación por mes de edad en cada encuesta y los cambios de prevalencia de lactancia en el período estudiado. Resultados: Entre los años 1993 y 2002 la LME al sexto mes aumentó de 16,0 a 43,1% (p < 0,001) y la lactancia predominante de 25,4 a 57,4% (p < 0,001). En el mismo período aumentó la lactancia complementada a los 12 meses de 10,7 a 21,3% (p < 0,001) y la lactancia parcial o complementada en niños de 12 a 18 meses de 24,1 a 46,7%. El trabajo materno fuera del hogar se asoció inversamente con la prevalencia de LME y complementada durante el primer año (p < 0,001). Conclusiones: Ha habido un aumento significativo de la lactancia materna en el período analizado, asociado a un incremento de las actividades de promoción y capacitación por parte del Ministerio de Salud, a una mayor preocupación por la aplicación del Código Internacional de Comercialización de los Sucedáneos de la leche materna y al fortalecimiento de la enseñanza sobre lactancia en los programas de pregrado de los profesionales de la salud. El negativo efecto del trabajo materno sobre la lactancia sugiere explorar formas más efectivas de apoyo social a las madres trabajadoras.


SEGUIMIENTO DE NIÑOS PREESCOLARES OBESOS EN UN PROGRAMA PILOTO, HOSPITAL CLÍNICO FUSAT, RANCAGUA, VI REGIÓN

Rubio P, Ortega AE, Miranda D, Hernández R, López L, Lang V, Espinoza AJ, Quiroz N.
Centro Médico, Hospital Clínico FUSAT, Rancagua.

Introducción: La obesidad infantil es un problema de salud pública, multifactorial, incontrolable hasta ahora como se puede observar en el aumento mantenido de su prevalencia en la población infantil y en las comorbilidades resultantes en escolares, adolescentes y en la vida adulta. En la literatura nacional se observa la tendencia a la obesidad y sobrepeso en todas las edades. Según datos del MINSAL existe un 25% de sobrepeso y obesidad en menores de 6 años controlados en el sistema público. Un 40 a 76% de los escolares obesos serán adultos obesos. En Hospital FUSAT aproximadamente un tercio de los niños menores de 6 años presentan obesidad (O) o sobrepeso (SP). Por otro lado, hay experiencias que muestran que los resultados de los tratamientos de cambios de hábitos alimentarios y actividad física, son pobres por su baja adherencia y porque requieren el compromiso de toda la familia. Objetivo: Mostrar el seguimiento al año y a los tres años de un grupo de preescolares (PE) intervenidos por un equipo multidisciplinario de atención primaria, entre noviembre 1997 y diciembre 2000. Material y Método: Estudio caso control formado por PE obesos referidos de pediatría y CNS, un grupo de estudio de 55 PE y un grupo control de 53 PE que fueron diagnosticados y cuyas madres no aceptaron ingresar al programa. La información se analizó en Epiinfo 2000 y se aplicó pruebas estadísticas de chi cuadrado y análisis de varianza. Resultados: La muestra está formada por 108 niños obesos, el 60% sexo fem, entre 2 y 5 años de edad, y se catalogaron según su %PT al ingreso, al año y a los tres años de seguimiento: leve (120-130), moderada (130-140), severa (> 140) y mórbida (> 160). Al ingreso el 70% de los casos se encontró en las dos primeras categorías, y un niño con obesidad mórbida. En el grupo control el 64% era leve, el 22% moderada, 13% severa y ningún niño obeso mórbido. En la evaluación del año en ambos grupos aparecieron niños con %P/T entre 110 y 119, 7 (15,6%) niños en el grupo de estudio y 6 (11,3%) en los controles, en este último aumentaron también los obesos moderados y severos, manteniéndose los porcentajes en el grupo estudio. Estas diferencias no son significativas (p > 0,05), hecho que podría estar relacionado con la alta tasa de abandono en el grupo intervenido (27%). Al tercer año sólo permanece el 25% de los niños del grupo intervenido (14 niños), apareciendo en ambos grupos un niño eutrófico, 4 y 6 niños con SP respectivamente y aumentan los niños con mayor grado de obesidad en el grupo control en relación a su diagnóstico de ingreso e incluso hay 3 niños con obesidad mórbida. Estas diferencias no son significativas (p > 0,05). Conclusión: La obesidad infantil es de muy difícil manejo y su tratamiento es de bajo rendimiento aún con un equipo multidisciplinario, por lo que el énfasis debe realizarse en la prevención, que sería necesario comenzarla en la etapa prenatal. (Está pendiente la evaluación de estos niños a los 5 y a los 10 años que aún no está terminada).


DETECCIÓN PRECOZ DE TRASTORNOS ALIMENTARIOS EN ATENCIÓN PRIMARIA

Ramírez S, Munita P, Cordella P.
Facultad de Medicina, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: La anorexia nerviosa y la bulimia han experimentado un alarmante aumento de prevalencia en las últimas décadas. El diagnóstico precoz es de gran importancia para su pronóstico, por lo que es necesario que el médico tenga las herramientas adecuadas para su detección. Objetivos: Conocer la epidemiología actual del problema, métodos de screening en el setting ambulatorio e identificar los distintos factores de riesgo para el desarrollo de los trastornos alimentarios. Material y Métodos: Se buscó información referente al tema en Medline, siendo analizada en conjunto por los autores. Resultados: Se encontró una prevalencia entre 0,5 y 1% para la anorexia nerviosa y entre 4 y 10% para bulimia en mujeres adolescentes y jóvenes. Más del 90% son mujeres, la mayoría de estrato socioeconómico medio-alto y de raza blanca, presentándose en un rango de edad entre los 10 y 25 años. La historia clínica es la herramienta más poderosa de diagnóstico. Entrevistas psiquiátricas exhaustivas no son aplicables en el setting ambulatorio, por lo que se debe contar con métodos de screening adaptados a este tipo de atención. El cuestionario SCOFF consta de cinco preguntas de fácil aplicación, con una alta sensibilidad y especificidad en la detección de estos trastornos. Dentro de los factores de riesgo para el desarrollo de anorexia y bulimia se distinguen factores biológicos (genéticos, endocrinos, neurológicos), psicológicos como rasgos de personalidad perfeccionista, baja autoestima, autoexigente, rasgos obsesivos y/o tendencia a la impulsividad. Dentro de los factores familiares destacan padres sobreprotectores, evitadores de conflictos, preocupados por el éxito y familias con tendencia a la aglutinación. Existen también factores socioculturales predisponentes como son la sobrevaloración de la delgadez y estigmatización de la gordura presentes en los medios de comunicación. Conclusión: El médico pediatra juega un importante rol en el diagnóstico precoz de los trastornos alimentarios, por lo que es importante que incorpore herramientas de screening a su práctica habitual, así como que tenga presente los distintos factores de riesgo para el desarrollo de esta patología, y así poder coordinar un tratamiento multidisciplinario, contribuyendo de esta manera a mejorar el pronóstico de este tipo de trastorno.


IMPACTO DE UN PROGRAMA DE ATENCIÓN INTEGRAL DE ESCOLARES OBESOS HOSPITAL DE PITRUFQUÉN – IX REGIÓN – SSAS

González P*, Fuentealba J*, Villarroel C.**
*Servicio Pediatría, Hospital Pitrufquén, IX Región, SSAS. **Alumno Medicina UFRO.

Introducción: La obesidad infantil actualmente una enfermedad crónica, es un desafío para la salud pública. En Chile un 33% de los escolares son obesos. En nuestra región no existen estudios de obesidad, se infiere que dada las condiciones socioeconómicas y culturales este porcentaje podría ser aun mayor. Objetivos: Describir las características de los escolares obesos derivados a pediatra en nuestro centro. Evaluar los resultados de un tratamiento médico no farmacológico en los obesos incluidos en el estudio. Y determinar la magnitud de obesos con alteraciones metabólicas como dislipidemia (DIS), resistencia insulínica (RI) y diabetes tipo II (DMII). Material y Método: Estudio de cohorte prospectiva. Se incluyeron los escolares obesos > 7 años derivados a pediatra, con IMC > 95 entre abril 2003-2004, se controlaron mensualmente por Pediatra y Nutricionista. Al ingreso se realizó anamnesis, encuesta nutricional, Ex. físico general, antropometría (Peso, talla, IMC, Tanner) y búsqueda de hirsutismo y acantosis nigricans. Perfil lipídico y glicemia basal. Aquellos con antecedentes de DMII y/o presencia de acantosis nigricans, se les realizó glicemia postcarga e insulinemia basal y post carga. Para el análisis se incluyeron los que tenían al menos 10 controles. Resultados: Ingresaron 38 niños, 3 se excluyeron por controles incompletos. De los 35 (16 niños y 19 niñas), edad promedio de 10,7 años. El 60% (21/35) se alimenta en el colegio, con una ingesta promedio de 2.900 cal/día, 77% (27/35) recibe 3 comidas, siendo la once-comida abundante en carbohidratos. Actividad física 92% (32/35) sólo en el colegio. 31% presentó acantosis nigricans. Se logró un descenso del IMC en el 90% (32/35) de los niños. 17% (6/35) tuvo Dislipidemia, 31% (11/35) Resistencia insulínica y no se pesquisó DMII. Niños: 6 meses fue la edad promedio de inicio de obesidad, al igual que el destete. El factor de riesgo obesidad estuvo presente en el 80%, 46% DIS, 73% HTA y 26% DMII. IMC al ingreso 29,02 ± 5,14 DS con descenso a 26,47 ± 5,62 DS. 5/5 (100%) tuvieron acantosis y RI. Niñas: el inicio de la obesidad fue en la etapa preescolar y el destete a los 14 meses. El FR obesidad estuvo presente en 81%, 12% DIS, 41% HTA, 45% DMII. IMC promedio al ingreso de 27, 9 ± 5,12 DS con descenso a 26,56 ± 4,32 DS. 6/10 (60%) tuvieron acantosis y RI. Conclusiones: Todos los hijos de padres con Dislipidemia tuvieron esta patología, con una asociación significativa (p = 0,003). El Tanner de las niñas se correlacionó bien con la edad cronológica. Es primordial adaptar las raciones alimentarias escolares a la realidad nutricional considerando que nuestros pacientes se alimentan en el colegio. E impulsar un mayor número de horas de educación física. La gran mayoría de nuestros pacientes modificó su IMC, debido a la intervención mantenida en el tiempo. Destacamos la excelente adhesión al tratamiento tanto de los pacientes como de su grupo familiar, así como la difusión que ha traído consigo este piloto, lo que nos ha reportado un mayor número de pacientes en este último tiempo.

POLICLÍNICO DE NUTRICIÓN. EXPERIENCIA EN 18 MESES

Asenjo C, Davis M, Krause S.
Instituto de Pediatría Universidad Austral de Chile.

La prevalencia de la obesidad infantil ha aumentado significativamente en las últimas décadas, llegando a constituir un importante problema de salud pública; así la obesidad se considera una enfermedad crónica, progresiva de difícil manejo que produce serios trastornos conductuales, de autoimagen y alteraciones metabólicas hormonales. Por esta razón, se creó en Marzo del 2003 un policlínico de nutrición infantil a cargo de 2 pediatras, dependiente del Instituto de Pediatría de la Universidad Austral de Chile. Este policlínico funciona 2 veces a la semana y recibe niños desde los 2 años de edad derivados de morbilidad general con diagnóstico de obesidad. Una vez ingresados se completa ficha que incluye historia familiar, encuesta alimentaria, examen físico completo incluyendo Peso, talla, circunferencia braquial, pliegue tricipital, AMB; AGB e IMC según la edad; además se les solicita exámenes generales y específicos de acuerdo a lo encontrado al examen físico. Se controlan en forma periódica. Nuestro objetivo es iniciar cambios en los hábitos alimentarios tanto del niño como de la familia, fomentar la actividad física, iniciando así la reducción de peso en forma gradual y paulatina. Tenemos actualmente en control a 78 niños, de ellos 41 mujeres; las edades fluctúan entre 5 años a los 16 años de edad. Como es de esperar en este tipo de patología el porcentaje de niños que no logra reducción de peso a pesar del reforzamiento constante mediante el control periódico es cercano al 70% (coincidente con la literatura); sin embargo, en el resto de los niños modificando conductas alimentarias que incluyan al grupo familiar hemos logrado éxito, manteniendo y reduciendo peso, contribuyendo a mejorar además la autoestima de nuestros niños.


EVALUACIÓN Y ENCUESTA NUTRICIONAL EN 3 JARDINES INFANTILES DE VALDIVIA

Gálvez A1, Davis M2, Barría RM3, Podestá L2.
1Int. Escuela de Medicina. 2Instituto de Pediatría. 3Instituto de Enfermería, Universidad Austral de Chile, Valdivia, Chile.

Introducción: La obesidad infantil es actualmente una enfermedad prevalente y en aumento en las últimas décadas llegando a constituir un problema de salud pública que afecta a nuestros niños desde edades tempranas, alterando así su autoestima y llevándolos a alteraciones metabólicas y endocrinas. Objetivo: Establecer diagnóstico nutricional en población de preescolares de 2 a 6 años y su relación con hábitos específicos. Material y Método: Se incorporó al estudio a 119 PE de 3 jardines infantiles de la ciudad de Valdivia; dos de ellos pertenecientes a Integra (estrato socioeconómico bajo) y uno perteneciente a la Universidad Austral de Chile (estrato socioeconómico medio); categorizados de acuerdo a los niveles de educación preescolar en N1:Medio Menor; N2: Medio Mayor; N3: Transición Menor y N4: Transición Mayor, se evaluó peso, talla, determinándose diagnóstico nutricional identificando condición de sobrepeso (SP) y Obesidad (O). Se aplicó a los padres de estos niños una encuesta alimentaria breve, analizando número de comidas/día, tipo de leche; consumo de golosinas; horas de TV y actividad física. Resultados: 54,6% de los PE son varones; 63,9% con diagnóstico nutricional de eutróficos. La incidencia global de SP: 22,7% y O: 10,9%. No hubo diferencia en la presencia de SP y O según sexo, jardín infantil, horas de TV, consumo de pan, leche, u otros alimentos.


El 91,6% de los niños recibe alimentación en el jardín. Hubo diferencia en la proporción de niños con SP de acuerdo a si recibían o no alimentación en el jardín (P: 0,009), estimándose un RR: 3.1 (IC95% 1,6 – 5,8, p: 0,003) de presentar SP en niños que no se alimentan en el jardín respecto a los que si lo hacen. Si bien para O se observó la misma tendencia no fue estadísticamente significativo. La alimentación extra recibida por los PE en un 30,3% fue considerada buena, en 37% regular y en 32,8% mala. El tipo de alimentación extra no se asoció a mayor presencia de SP u O. Respecto al consumo específico de alimentos, el 45% de los niños consume entre 2 y 4 unidades de pan al día. 95,8% consume leche entre 2 y 3 mamaderas o tazas al día. El consumo de té estuvo presente en 66,5% mientras el de café en 22.5%. Conclusiones: El sobrepeso y la obesidad infantil es una patología presente en niños desde edades tempranas y asociado a todos los estratos socioeconómicos; la alimentación balanceada entregada a niños que asisten a éstos jardines impide en cierto modo la introducción de alimentos ricos en calorías y bajos en valor nutritivo. El número de horas TV sigue siendo un factor contribuyente al sobrepeso y obesidad.


MÉTODO TERAPÉUTICO ALTERNATIVO EN OBESIDAD INFANTIL

Ross G, Salas C, Robles I, Jara A.
Universidad de Chile, Facultad de Medicina. Dpto. Pediatría y Cirugía Infantil, Hospital Roberto del Río.

La obesidad en niños y adolescentes requiere medidas terapéuticas con objetivos precisos: frenar el aumento progresivo del peso, lograr su reducción y mantener medidas antropométricas normales en el largo plazo. El método más aplicado es el multiprofesional para pacientes únicos o grupo de ellos. Tiene inconvenientes: es costoso, no asegura un éxito terapéutico y tiene un alto porcentaje de fracasos. Se describe las características y resultados del tratamiento de un grupo de pacientes obesos y con sobrepeso realizado en forma uniprofesional y se compara con aquéllos descritos en la literatura como multiprofesionales. Material y Métodos: Trabajo descriptivo. Es un grupo de 273 pacientes con edad promedio de 9,4 años, 179 de sexo femenino (65,6%), con diagnóstico de sobrepeso u obesidad exógena y con evaluación bioquímica. Se educa al paciente y su familia en los aspectos nutricionales, básicamente dirigido a la adquisición de un hábito alimentario normal y saludable y ejercicio progresivo. Se consigna talla y peso en la primera visita, primer control (1-3 m de la primera visita), último control (por decisión personal o por alta médica) y del reingreso. Alta médica es con 1 DS o menos para IMC por sexo y edad. Se selecciona de la literatura 3 trabajos descriptivos de pacientes con exceso de peso, niños y adolescentes, tratados en forma multiprofesional. Resultados: Al ingreso el IMC promedio para varones es 23,36 y para niñas 23,00 kg/m2, con z score promedio del total de +2,52. Al primer control, el n se redujo a 199 (73,26%) con z score promedio para IMC de +2,32, en el último control el n es 122 (44,68%) con z score para IMC de +1,76; al término el n es 26 pacientes (10%) con un z score para IMC de +0,61. Sesenta pacientes (21,97%) se reinsertan al tratamiento luego un intervalo promedio de 19,85 meses, con un z score de +1,82.

Discusión: En el grupo estudiado hay sólo un 10% de éxito, con un 90% de fracasos, pero con disminución del IMC en todas las categorías de pacientes que reciben tratamiento (abandono tardío y precoz), sin llegar a la meta. Hay un número reducido de trabajos multiprofesionales, con resultados positivos y disminución del exceso de peso, pero sin lograr valores de normalidad. El factor fundamental de los altos porcentajes de fracasos tanto en el esquema uniprofesional como multiprofesional, es la baja adherencia a este tipo de terapia. Destaca el alto porcentaje de pacientes que desean reinsertarse al mismo tratamiento.


PERFIL DE DIÁLISIS Y NUTRICIÓN PARA EL CRECIMIENTO EN NIÑOS EN DIÁLISIS PERITONEAL CRÓNICA

Cano F, Azócar M, Cavada G, Delucchi A, Rodríguez E, Ratner R, Marín V.
Unidades de Nefrología y Nutrición Hospital Luis Calvo Mackenna, Depto. Pediatría Oriente, Universidad de Chile. Departamento de Bioestadística, Facultad de Medicina, Universidad de Chile.

Introducción: La menor morbimortalidad y el máximo crecimiento son los objetivos finales de la diálisis peritoneal (DP) en adultos y niños respectivamente. La Dosis de Diálisis (Kt/V) y el estado nutricional (PNA) guardan alta relación a la morbimortalidad en adultos, sin embargo, en pediatría no existen recomendaciones validadas para alcanzar el mejor crecimiento. Objetivo: Determinar cuáles son los valores de las variables de adecuación que se asocian a crecimiento en niños en DP. Pacientes y Método: Estudio de cohorte, prospectivo, observacional. Veinte pacientes en DP, 1 mes a 14 a 8 m, (5,3 ± 4,2), 13 varones, fueron seguidos por 12 meses. Se indicó un Kt/V total mínimo de 2,1, y una ingesta calórica según RDA y proteica (IDP) según DOQI. Se evaluó mensualmente: 1) parámetros clínicos: peso, talla, delta Z talla/edad, y 2) bioquímicos: 2a) en plasma: creatinina, BUN, proteina y albúmina; y 2b) en orina y dializado de 24 hrs: BUN, creatinina, proteina y albúmina. Se calculó mensualmente Kt/V, Clearence de Creatinina (ClCr), nPNA, Velocidad de Catabolismo Proteico (VCP), y Balance Nitrogenado (BN). Evaluación estadística: Para identificar la(s) variable(s) y los perfiles asociados a crecimiento se usó la metodología de Árboles de Clasificación (CART), Enterprise Miner v. 8.1. Se consideró significativo un p < 0,05. Resultados: El Kt/V total y residual promedio fue de 3,4 ± 1,4 y 1,69 ± 1,27, el ClCr total y residual corregido para talla fue de 102 ± 93 y 60 ± 57 lt/semana. La IDP fue de 3,25 ± 1,27 gr/kg/día, y el nPNA, VCP y BN fueron 1,38 ± 0,44, 1,39 ± 0,43, y 1,86 ± 1,25 gr/kg/día respectivamente. El Z talla/edad promedio fue de -2,3 ± 1,19, y el delta Z a 12 meses mostró una mediana de 0,15, (-1,05 a +1,37). Se obtuvo un delta Z talla/edad positivo en 11 pacientes, y negativo en 9. Al aplicar el Árbol de Clasificación, la principal variable que explicó el crecimiento fue un Balance Nitrogenado entre 0,54 y 2,37 gr/kg/día, promedio 1,55 ± 0,21 (p < 0,05). Los pacientes con un BN > 2,38 ó < 0,53 mostraron un delta Z talla/edad negativo. El crecimiento se correlacionó igualmente con un Kt/V residual entre 0,43 y 4,6, (2,02 ± 0,49), (p < 0,05). Otras variables no se asociaron a crecimiento. Conclusiones: Un delta Z talla/edad positivo depende de un BN entre 0,53 y 2,38 gr/kg/día y de un Kt/V residual entre 0,43 y 4,6. El exceso de proteínas mostró un efecto negativo sobre el crecimiento. Este estudio define por primera vez en la literatura pediátrica el perfil óptimo de diálisis y nutrición desde el punto de vista de la cinética de urea en niños en peritoneodiálisis.


PREVALENCIA DEL SOBREPESO Y OBESIDAD EN LA POBLACIÓN ESCOLAR DE ANTOFAGASTA Y SUS COMPLICACIONES

Mansilla V, Pool C, Vega M, Fritis A, González V.
Universidad de Antofagasta, Depto. de Ciencias Médicas.

La obesidad infantil es un problema epidemiológico creciente que enfrenta la Pediatría y la Nutrición. La asociación de esta condición a trastornos metabólicos, como dislipidemias y resistencia insulínica han sido ampliamente documentadas y constituyen un factor de riesgo para la aparición precoz de diabetes mellitus tipo 2 e hipertensión arterial. Por ello se quiso estudiar la prevalencia de los niños con sobrepeso y obesidad en la población escolar de Antofagasta y en la población obesa analizar la incidencia de alteraciones metabólicas asociadas y/o hipertensión arterial. Se trabajó en 3 colegios municipalizados de Antofagasta, evaluando a una población total de 735 niños. Se realizó medición de peso, talla y presión arterial. En el análisis de los valores antropométricos se consideró el IMC y la presión arterial según las tablas de la Task Force Report 1996. A los niños obesos, con autorización firmada por los padres, se les realizó glicemia, colesterolemia, trigliceridemia, insulina basal y se calculó el índice de resistencia insulínica (HOMA). Los resultados demostraron un 19,3% de niños obesos (50% sexo masculino) y un 22% de niños con sobrepeso (44,4% sexo masculino), lo que suma una cifra total de malnutrición por exceso de un 41,3% de la población escolar evaluada. De los 142 niños obesos, se logró tomar exámenes de laboratorio en 98 de ellos y se encontró en el 65,3% una hipercolesterolemia, en 21,4% una hipertrigliceridemia y en un 24,5% una resistencia insulínica. Además se encontró un 17,6% de hipertensión arterial (HTA) y un 17,6% de presión arterial normal alta (PANA). Al considerar el total de niños con HTA (n = 77), el 70,1% tiene una malnutrición por exceso (sobrepeso+obeso). Se concluye que existe una alta prevalencia de obesidad en nuestra población escolar, con un alto índice de hipercolesterolemia y con presión arterial elevada en un tercio de ellos.


DESCRIPCIÓN DE CONSULTAS PEDIÁTRICAS EN UN CENTRO DE ATENCIÓN SECUNDARIA DE LA REGIÓN METROPOLITANA

Silva P1, Fernández F1, Flores LJ1, Torres C1, Galleguillos I1, Correa G2, Contreras X3, Valdés G3.
1interno, Facultad de Medicina, Pontificia Universidad Católica de Chile. 2Interno, Facultad de Medicina, Universidad de Los Andes. 3Médico Familiar, Pontificia Universidad Católica de Chile, Centro de Referencia en Salud San Rafael.

Introducción: El Centro de Referencia de Salud (CRS) San Rafael de La Florida recibe pacientes derivados de cinco centros de atención primaria. Conocer las características y los diagnósticos más frecuentes de dicha población contribuye a la planificación e implementación de programas de salud orientados específicamente a las necesidades de la población consultante. Objetivos: Conocer las características de la población y los diagnósticos más frecuentes en menores de 10 años atendidos en el CRS San Rafael durante el primer semestre del año 2004. Material y Método: Se tabuló la información de las hojas de estadística de consultas en menores de 10 años durante el período comprendido entre Enero y Junio de 2004, registrándose edad, sexo y diagnóstico para cada uno de los pacientes. Posteriormente, se realizó un análisis descriptivo de los datos. Resultados: Se obtuvo un total de 2.295 consultas, 51,3% hombres y 48,7% mujeres. El 27,3% fueron lactantes, el 33,6% preescolares y el 39,1% escolares. Al agrupar los diagnósticos por especialidad, el mayor número de consultas corresponde a Otorrinolaringología (44,8%), seguido de Neurología (12,1%) y Dermatología (10,3%). Las entidades más frecuentes, que corresponden al 45,35% de las consultas, son rinitis alérgica (21,5%), hipertrofia adenoidea o amigdaliana (10,5%), infección del tracto urinario (ITU) (6,8%) y otitis aguda o crónica (6,6%). Al analizar estas patologías de forma independiente por sexo y edad destaca que, en relación al primer y segundo diagnóstico, hay predominio de preescolares y escolares (96,4% y 87,1% respectivamente), sin mayor diferencia entre sexos. En relación a otitis, hay un leve predominio en preescolares (44,4%) y pacientes de sexo masculino (56,3%); con respecto a ITU, hay predominio de pacientes de sexo femenino (66,5%) y lactantes (56,8%). Conclusiones: Las consultas más frecuentes resultaron ser del ámbito de la Otorrinolaringología, Neurología y Dermatología. Muchas de estas entidades serían posibles de resolver por el Pediatra o Médico Familiar del Niño, lo cual permitiría una disminución de la carga asistencial de las especialidades de Centros de Salud Secundarios y Terciarios. Estos resultados orientan hacia qué áreas debieran focalizarse los programas asistenciales y de capacitación del personal de salud.


PREVALENCIA DE PATOLOGÍAS EN NIÑOS ASISTENTES A JARDINES INFANTILES DE LA COMUNA DE LOS ANDES Y SANTIAGO

Jofré L1, González C2, Lucero Y2, Morales M2.
1Servicio de Pediatría, Hospital Clínico Universidad de Chile. 2Internas de Medicina, Universidad de Chile.

Introducción: Los niños asistentes a jardines infantiles tienen un mayor riesgo de adquirir infecciones transmitidas por vía respiratoria, digestiva o por contacto directo. Esto se ve favorecido por la cercanía entre ellos, la tendencia de llevarse todo a la boca y la falta de continencia de esfínteres. Objetivo: Evaluar la frecuencia de patologías en niños asistentes a jardines infantiles. Material y Métodos: Estudio descriptivo de niños asistentes a jardines infantiles de la Comuna de Los Andes (2) y de Santiago (1), realizado en marzo y agosto del 2004. Los niños fueron evaluados desde el punto de vista clínico y a las madres se les realizó una encuesta epidemiológica donde se consignaron antecedentes generales, mórbidos del último año e inmunizaciones. Datos registrados en hoja ad hoc y análisis realizado en Excel y EpiInfo 3.2.2. Resultados: Se evaluaron 95 niños, 42 de Jardín de Los Andes y 43 de Jardín de Santiago, 55,8% niñas y 44,2% hombres. La edad de ingreso promedio al Jardín de 12,3 meses (rango: 3-42 meses), promedio edad al momento de la evaluación de 35,3 meses (rango: 3-57 meses), permanencia promedio 43 horas semanales. Escolaridad materna: 49,5% enseñanza media completa y 50,5% superior. Número hermanos: promedio 0,8. 93,6% con vacunas PAI al día y 96,8% con 3 dosis vacuna Hib. Vacunas extra PAI en 20,4% casos: 6,3% anti Hepatitis A, 14,7% antiinfluenza, 3,2% antineumocócica y 1% antivaricela. En relación a patologías respiratorias, 93,6% presentó IRA alta durante el último año con promedio de 1,8 episodios (rango: 1-12 episodios), 98,9% requiriendo evaluación médica, 10% recibió antibióticos por el cuadro y a la evaluación, 27% cursaba IRA alta. 43% con antecedente de OMA, promedio de 1,8 episodios (rango: 1-4 episodios) con atención médica 100% de los casos, uso antibióticos 95% y a la evaluación, 1% con OMA. 47,3% con antecedente conjuntivitis, promedio de 1,8 episodios, atención médica y antibióticos en 89%, 1% afectado al momento de evaluación. Antecedente de neumonia en 30,5% con manejo ambulatorio 78% de los casos. Antecedente varicela 60% y hepatitis 3,2%. Antecedente diarrea 38,9%, promedio 2,3 episodios, atención médica 83,3% y antibióticos 33% de los casos. Antecedente infecciones cutáneas 11,7%, promedio 1,2 episodios, 90% con atención médica y 63,6% uso de antibióticos, a la evaluación 1,1% con impétigo. Antecedente pediculosis 28,4%, promedio 1,4 episodios (rango 1-4 episodios) y 3,4% con pediculosis al examen. No se registraron antecedentes de tiña, escabiosis ni enteroparásitos. Al comparar el Jardín de Santiago con los jardines de Los Andes se encontró diferencia significativa en número de episodios de: conjuntivitis, otitis y uso de vacuna extra PAI Conclusiones: Los niños asistentes a salas cunas y jardines infantiles presentan patologías respiratorias en forma frecuente, especialmente IRA alta y OMA. Hay una baja incidencia de infecciones cutáneas y sarna. Un bajo porcentaje de niños recibe inmunizaciones extra PAI. Se destacan los controles médicos en niños con patologías y el uso de antibióticos.


ATENCIÓN PEDIÁTRICA DE ACCIDENTES: OPORTUNIDADES PARA LA PREVENCIÓN

Legarraga P, Munita P, García-Huidobro D, Valenzuela P, Bedregal P, Cano C, Cifuentes L.
Unidad de Pediatría Ambulatoria, Centro Médico San Joaquín (CMSJ), Pontificia Universidad Católica de Chile.

Objetivos: Caracterizar las consultas por accidentes en población pediátrica, en Centro Médico San Joaquín, entre enero 2002 y diciembre 2003. Estudiar las posibles relaciones entre frecuencia de accidentes y variables que caracterizan al paciente y su entorno, incluyendo el control sano realizado en este centro. Material y Métodos: Estudio descriptivo retrospectivo utilizando las fichas de atención de la unidad de niño enfermo del CMSJ entre enero del 2002 y diciembre del 2003. Se analizó las variaciones temporales, de lugar de ocurrencia, demográficas y sociales relevantes. Además se estudió los motivos de consulta, los diagnósticos finales y terapia seguida. Se construyó una base de datos que se analizó utilizando el programa SPSS para realizar un análisis descriptivo e inferencial de acuerdo a las características de las variables. Resultados: De un total de 16.977 atenciones, 240 correspondieron a accidentes (1,4%). Cincuenta y siete por ciento de los atendidos fueron hombres. El promedio de edad fue de un 5,71 ± 3,9 años. No hubo diferencia significativa de edad por sexo (p = 0,23). Un 32,9% de las atenciones por accidentes fueron preescolares, sin embargo, la tasa de consulta por accidentes fue mayor en los adolescentes (2,3%). Un 35,4% de los accidentes ocurrieron en festivos o el día previo a un festivo. Los tipos de accidentes más frecuentes fueron contusiones por golpes excluyendo caídas (29,6%), caídas a nivel (28,8%) y caídas de altura (25,4%). Se encontró diferencia significativa en la media de edad entre accidentes por heridas cortopunzantes (9,0 años) e intoxicaciones (1,56 años) (p < 0,05). Los niños menores de 6 años se accidentan más en la cabeza que los de mayor edad (p < 0,001). En cuanto a la conducta, hubo sólo 6 hospitalizaciones (2,5%), el 72,3% no requirió mayor estudio. Los pacientes que se controlan en CMSJ tuvieron una menor tasa de consultas por accidentes (0,9%) que los pacientes que nunca habían sido controlados en esta unidad (3,9%). Los principales cuidadores al momento del accidente fueron los abuelos (40%). En los accidentes intradomiciliarios el promedio de edad fue de 3,99 años vs los extradomiciliarios 7,28 años (p < 0,001) Conclusiones: A pesar de la baja frecuencia de consultas por accidentes que se encontró, éstos siguen siendo un problema importante en la atención ambulatoria, especialmente en los preescolares por la mayor demanda que representan. En el caso de los adolescentes, debido al escaso control médico que tienen, la consulta por accidentes puede representar una oportunidad para realizar prevención, ya sea de nuevos eventos o de otras patologías. En los días festivos se produce un porcentaje importante de los accidentes, lo que podría ser relevante para realizar campañas de prevención en estos días. Los abuelos eran los cuidadores de los niños en un alto porcentaje de los accidentes ocurridos, pero hay que tener en cuenta que ellos, muchas veces, son los responsables de los niños durante gran parte del tiempo. Por lo tanto, es importante incluirlos en la supervisión de salud y en las campañas de prevención.


COMPRENSIÓN DE INDICACIONES MÉDICAS: UNA EXPERIENCIA EN ATENCIÓN PEDIÁTRICA EN UN CENTRO DE SALUD SECUNDARIO

Fernández F1, Silva P1, Silva MI1, Vejar C2.
1Interna 7º año, Facultad de Medicina, Pontificia Universidad Católica de Chile. 2Médico Familiar del Niño, CESFUC (Centro de Salud Familiar San Joaquín), Facultad de Medicina, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: Diversos factores influyen en el cumplimiento del tratamiento indicado. El grado de comprensión de las indicaciones médicas por parte del paciente, es uno de los factores más importantes en este sentido. Objetivo: Determinar la percepción que tienen las madres con respecto a su grado de comprensión de las indicaciones médicas de su hijo en un Centro de Referencia de Salud (CRS). Material y Método: Se realizó un estudio retrospectivo de corte transversal. Se aplicó una encuesta de cinco preguntas de múltiple elección a madres de niños elegidos aleatoriamente. La encuesta fue aplicada por estudiantes de medicina al momento de salir de la consulta del médico en el CRS San Rafael de La Florida, durante agosto y septiembre de 2004. Se consignó además, el sexo y edad de los pacientes. Posteriormente, los datos fueron tabulados y se realizó un análisis descriptivo. Resultados: Se realizó un total de 158 encuestas, el 53% de los pacientes fue de sexo femenino y el 47% de sexo masculino. La distribución etaria fue la siguiente: 4,43% recién nacidos; 29,75% lactantes; 37,97% preescolares y 27,85% escolares. Con respecto al diagnóstico, el 66,46% de las madres respondió haberlo entendido cabalmente, el 16,46% sólo parcialmente y el 17,09% dijo no haberlo comprendido. Al preguntarles sobre las medidas generales, el 81,65% dijo haberlas entendido en su totalidad, el 13,92% parcialmente y el 4,43% refirió no haberlas comprendido. Entre las madres de los pacientes a los cuales se les indicó tratamiento farmacológico (correspondientes al 88,61% del total), el 62,86% dijo entender la justificación de éste, el 26,43% refirió entenderla parcialmente y el 10,71% no la comprendió; en relación a la dosificación de los medicamentos, el 71,43% de las madres dijo entenderla plenamente, el 20,00% la entendió sólo parcialmente y el 8,57% no la comprendió. Finalmente, entre las madres de los niños a los cuales se les indicó realizarse exámenes (correspondientes al 88,01% del total), el 82,81% dijo haber entendido su justificación completamente, el 9,38% sólo parcialmente y el 7,81% no la comprendió. Conclusiones: La mayoría de las madres encuestadas refiere entender el diagnóstico de su hijo, sin embargo, el porcentaje que no lo comprende no es despreciable. Dentro de las indicaciones médicas, las medidas generales y la justificación de realizar exámenes, resultaron ser las de mayor comprensión por parte de las madres encuestadas. Con respecto al tratamiento farmacológico, se obtuvo un menor grado de comprensión, tanto en relación a su justificación como a su dosificación. Sería interesante estudiar la correlación entre la percepción de las madres encuestadas sobre su comprensión del diagnóstico e indicaciones médicas, y el éxito del tratamiento a largo plazo.


EVALUACIÓN DE UNA EXPERIENCIA EDUCATIVA EN LA SALA DE ESPERA PEDIÁTRICA DEL CONSULTORIO CHIGUAYANTE

Aravena H*, San Martín K*, Ortega C*, Saelzer F*, López A**.
*Médicos Consultorio de Chiguayante. **Alumno de Medicina, Universidad Católica de la Santísima Concepción, Consultorio de Chiguayante, Concepción, Chile.

El consultorio de Chiguayante es un centro de atención primaria que brinda atención médica a 5.740 niños entre 0 a 9 años de un total de 11.110 niños entre ese rango de edad al 30 de junio del 2004 en la Comuna. Este hecho nos llevo a preguntarnos si era posible educar a las madres en temas de salud relevantes, mientras esperan la consulta de sus hijos. Objetivo: Determinar si es efectivo para las madres recibir educación mientras esperan la consulta médica de sus hijos. Material y Métodos: Se elaboró un video de 5 minutos de duración cuyo tema fue “La Fiebre”. Se definió fiebre “como una señal de alerta que puede orientarnos a que algo esta ocurriendo en nuestro organismo, habitualmente una infección. Se considero fiebre una temperatura igual o superior a 38 grados Celsius. Se tomaron al azar 100 madres en el transcurso de 1 mes y se les aplico una encuesta y una prueba diagnóstica antes de exhibir el video y una prueba al final del video junto con una evaluación de la calidad del material educativo. Resultados: 92% de las madres sienten que habitualmente pierden el tiempo en la sala de espera, 98% piensa que sería beneficio recibir educación durante la espera de la consulta médica, 97% de las madres piensa que sería apropiado utilizar un programa de TV, sólo un 9% habría recibido educación de esta forma antes. En relación a la prueba diagnóstica 81% señala que sabe tomar la Tº pero sólo un 38% es capaz de reconocer que Tº corresponde a fiebre. Luego de ver el video un 93% señala que reforzó sus conocimientos, el 98% contesto correctamente que temperatura se considera fiebre, un 95% fue capaz de definir la fiebre y el 96 % señala sentirse segura para tomar la Tº luego de ver el video. En relación a la evaluación del material educativo, un 72% calificó el material educativo como muy bueno, 27% como bueno y un 1% como regular. Conclusión: Es beneficioso para las madres de nuestro Consultorio recibir educación utilizando medios audiovisuales mientras esperan la consulta de sus hijos, ya que permite aprovechar un tiempo considerado por ellas como perdido.


CRECIMIENTO COMPENSATORIO EN UNA COHORTE DE RECIÉN NACIDOS PEQUEÑOS PARA LA EDAD GESTACIONAL: SEGUIMIENTO A 3 AÑOS

Pizarro C, Peralta A, Mericq V.
Instituto de Investigaciones Materno-Infantil (IDIMI), Hospital San Borja Arriarán, Facultad de Medicina, Campus Centro, Universidad de Chile, Santiago, Chile.

Introducción: Se define recién nacido pequeño para la edad gestacional (RNPEG) como el neonato cuyo peso se ubica bajo el percentil 10 de la curva de peso, de acuerdo a su edad gestacional y sexo. Esta condición representa un aumento de al menos 7 veces la morbimortalidad neonatal y recientemente se ha establecido que sería un factor de riesgo de síndrome X para la vida adulta. Existen varias teorías que permiten explicar esta asociación. Una de ellas postula la reprogramación de múltiples ejes hormonales en respuesta a un medio intrauterino adverso. Recientemente se ha reconocido un importante papel al crecimiento postnatal como determinante importante en el desarrollo de estas complicaciones futuras. El objetivo de este trabajo fue evaluar la evolución antropométrica de una cohorte de RNPEG controlados anualmente hasta los 3 años de edad, y compararlos con recién nacidos adecuados para la edad gestacional (RNAEG). Material y Método: Estudio prospectivo de cohortes, que incluyó a RNPEG bajo el percentil 5, y RNAEG (> percentil 10), todos de término. Fueron seleccionados desde las maternidades de los hospitales San Borja-Arriarán y Soterró del Río por 2 neonatólogos dentro de las primeras 48 horas de nacidos. Se solicitó consentimiento informado a las madres. Los niños fueron controlados anualmente hasta la edad de 3 años, realizándose antropometría en cada control. Se procedió a analizar la evolución en desviaciones estándar (DS) de los parámetros de peso/edad (P/E), talla/edad (T/E) y circunferencia craneana/edad (CC DS). Se determinó crecimiento compensatorio (CUG) para cada variable, definido como incremento sobre 0,67 DS de la variable en estudio desde RN, basándose en estudios de cohorte longitudinal que demuestran con que este CUG se asocia a mayor circunferencia abdominal y obesidad a los 5 años. Resultados: Un total de 50 PEG y 11 AEG completaron el seguimiento longitudinal. En peso, un 74,1% de los PEG hicieron CUG al primer año, y un 87,3% a los 3 años. En talla, un 51,8% de los PEG hizo CUG al año, y 63,6% a los 3 años. En términos generales, en las curvas de evolución, destaca una tendencia a la disminución en el incremento de talla en los AEG, que tiende a acercarse al promedio alcanzado por los PEG, para quienes la tendencia fue ascendente. Los PEG presentaron un insuficiente incremento en las CC, opuesto al grupo AEG en todos los controles (p < 0,0001). Conclusión: En el grupo PEG se observa que el crecimiento compensatorio de estatura ocurre durante los primeros 2 años de la vida mientras que el de peso es continuo y progresivo aún a los 3 años. En cambio, el grupo AEG tiende a disminuir y estabilizar tanto las SD de peso y talla desde RN a los 3 años. Estos hallazgos sugieren que los niños nacidos de bajo peso poseen alto riesgo de incremento de peso en la vida postnatal, lo que podría determinar un acúmulo predominante de grasa y una composición metabólica adversa, aumentando de esta forma el riesgo de síndrome X en el futuro.


EPISTAXIS SEVERA EN EL NIÑO: SÍNDROME DE RENDU OSLER WEBER

Pávez P*, Hickman L*, Fuentes C*, Escobar P**.
*Residentes Becarios, Hospital Regional de Concepción.**Servicio de Pediatría, Unidad de Genética Hospital Regional de Concepción.

Introducción: El síndrome de Rendu Osler Weber es una enfermedad genética de herencia autonómica dominante que afecta a los vasos sanguíneos de todo el organismo. Tiene una frecuencia de 1: 100.000 habitantes, El gen ha sido mapeado en el cromosoma 7 describiéndose varias mutaciones. El cuadro clínico es consecuencia de la presencia de telangectasias, aneurismas y fístulas arteriovenosas. Las manifestaciones más frecuentes son epistaxis, hemorragia digestiva alta, cefalea, hemoptisis, y anemia secundaria al sangramiento. El diagnóstico es en base al cuadro clínico, examen físico completo, estudio de coagulación y evaluación multidisciplinaria. Caso Clínico: Menor de sexo masculino de 3 años de edad, cuarto hijo de padres sanos, sin antecedentes mórbidos de importancia que presenta dos episodios de epistaxis masiva con shock hipovolémico secundario que requiere hospitalización en Unidad de Tratamiento Intensivo. Primera hospitalización en Enero de este año por Epistaxis masiva y persistente con shock hipovolémico del cual se recupera. Se realiza manejo hemodinámica y taponaje nasal. TAC de fosas nasales muestra la existencia de cuerpo extraño que se retira sin incidentes. Estudio de coagulación resulta normal. Niveles de factor VIII, IX, Fibrinógeno plasmático son normales. Segunda hospitalización en el mes de Julio, por nuevo episodio de epistaxis severa con shock hipovolémico. Se realiza tratamiento con reposición de volumen, transfusión de sangre y taponaje nasal. Se realiza nuevo TAC que es normal. Fibroscopía nasal muestra la existencia de multiples lesiones tipo telangectasias en tabique nasal y adenoides. RNM cerebral es informada como normal. En septiembre de este año sufre nuevo episodio de epistaxis masiva lo que causa el fallecimiento del menor en su domicilio por Anemia Aguda. No se realiza autopsia. Comentario: La epistaxis en el niño es una causa frecuente de consulta pediátrica. El Síndrome de Rendu Osler Weber debe ser considerado como diagnóstico diferencial en los casos de epistaxis masiva. La evaluación de estos pacientes debe ser multidisciplinaria.


MEDICINA BASADA EN EVIDENCIAS (MBE). PERCEPCIONES DEL MÉDICO

Contreras J, Duffau G.
Depto. de Pediatría, Campus Norte, Facultad de Medicina, Universidad de Chile.

Falta información del grado de penetración que ha tenido en nuestro medio la difusión de los conceptos relativos a MBE. Este estudio pretende contribuir a llenar ese vacío. Material y Método: Estudio exploratorio por medio de encuesta de 16 preguntas o grupos de ellas, autoaplicada, con presencia de encuestadores, a una muestra no probabilística de 239 médicos de 24 centros académicos y no académicos en diferentes ciudades del país, durante 2003. Resultados: Un 2,1% rechazó responder la encuesta. El 94% manifestó actitud personal positiva hacia la promoción de MBE y el 76% de los colegas de su ámbito. El 94,4% estimó útiles los hallazgos generados por la investigación. El 50,8% estimó que del 40 al 60% de la práctica clínica se basaba en evidencias. La MBE significa mejor atención de los enfermos según el 88,9%, si bien el 69,2% consideró que su aplicación es una carga adicional. La vía más empleada para la práctica de MBE se orientó -como método único- hacia las guías y protocolos desarrollados por otros. La adquisición de destrezas personales para analizar la literatura fue poco elegida aunque en principio, fue considerada una de las mejores opciones para el usuario y claramente la más recomendable para otros. Las búsquedas bibliográficas en Internet en el mes previo variaron de 0 a 40 con mediana de 2. Todos los encuestados tenían acceso a Internet. El manejo del Inglés técnico sería bueno en el 41,5%. Similar proporción había efectuado al menos un curso sobre MBE. Una idea clara sobre 13 conceptos de MBE varió de 18,7% a 62,6%. Menos del 35% declaraba aquello para 9 de 13 conceptos de uso habitual en MBE. El 54,3% se había titulado hacía 6 años o más y el 83,3% tenía de 25 a 39 años de edad. Conclusiones: 1) El entrenamiento formal en MBE debiera estar incorporado al currículo de pregrado, donde no lo esté; 2) Tarea permanente será lograr que los usuarios no se dejen llevar por las autoridades en las materias de interés, ahora representados por quienes elaboran guías o normas de conducta clínica o publican revisiones sistemáticas sin la metodología ad-hoc; 3) Aún que no lo usen, los encuestados recomendaron el análisis y estudio personal de los temas; 4) Es evidente la necesidad de mejorar el manejo del inglés técnico. Palabras clave: Medicina basada en evidencias, MBE, Encuesta.


ENSAYOS CLÍNICOS EN LA INVESTIGACIÓN PEDIÁTRICA EN CHILE. 1994-2003

Castillo C, Espinoza J.
INTA, Universidad de Chile y Depto. de Pediatría, Facultad de Medicina, Campus Centro, Universidad de Chile.

Introducción: Entre las modalidades de investigación científica, los ensayos clínicos son los que tienen mayor impacto nacional e internacional, especialmente en el campo de la Pediatría. Objetivo: Analizar los artículos científicos tipo ensayo clínico en temas relacionados con la Pediatría, publicados en Revistas con índice de impacto ISI y no ISI en el decenio 1994-2003. Métodos: A partir de la base de datos de publicaciones científicas ISI de PubMed y de la revisión de las Revistas nacionales no indexadas, se analizaron todos los artículos acerca de ensayos clínicos controlados Fase III o Fase IV. Se consignó: autores, institución ejecutora, área pediátrica analizada. Resultados: Se encontraron 71 trabajos en revistas indexadas y 11 trabajos en revistas nacionales no indexadas (? = 8,2 trabajos/año). Del total, 40 artículos aparecen efectuados bajo el alero de la U. de Chile (22 de la Fac. de Medicina, 17 del INTA, 1 de Fac. de Odontología), 16 de la U. Católica, 4 de la U. de Santiago, 3 de la U. de Valparaíso, 2 de la U. de Concepción, 1 de la U. de La Frontera, 1 de la U. Austral. Además hubo 6 trabajos del Centro de Vacunas, 6 encabezados por profesionales de Hospitales pediátricos, 2 de Clínicas privadas y 1 del Centro de Planificación Familiar. Las áreas temáticas principales fueron: Nutrición (n = 15), Endocrinología (n = 10), Vacunas (n = 8), Broncopulmonar (n = 7), Infectología (n = 5), Neonatología (n = 5) y Gastroenterología (n = 4). La mayoría de los trabajos fueron efectuados por grupos de investigación conocidos. Conclusiones: Los ensayos clínicos fase III y IV son de baja frecuencia en nuestro país y con una tendencia estacionaria en la última década. La mayoría de los trabajos son efectuados por las Universidades de Chile y U. Católica y en general por grupos de investigación consolidados. Las áreas temáticas más frecuentes son: Nutrición, Endocrinología, Vacunas y Broncopulmonar. Se requiere proponer estrategias para mejorar el nivel de investigación científica pediátrica en Chile.


ELEMENTO DE APOYO A LA DECISIÓN TERAPÉUTICA EN PACIENTES PEDIÁTRICOS CON ENFERMEDADES INFECCIOSAS

Cors C, Leiva H, Estromadoyro C.
Servicio de Pediatrìa. Hospital Regional Rancagua.

Introducción: La elevada frecuencia de consultas de pacientes pediátricos por Síndrome Febril sin Foco y/o infecciones respiratorias sin etiologìa clara nos plantea la necesidad de recurir a los exámenes de laboratorio para identificar a aquellos portadores de infecciones bacterianas que requieren de un tratamiento específico. Objetivo General: Determinar el Valor Predictivo de los exámenes disponibles en el Servicio de Pediatría del Hospital Regional Rancagua para diferenciar infección viral de bacteriana. Material y Método: Se consideró a la población de pacientes ingresados al servicio de pediatria por cuadro infeccioso durante el periodo de Enero/03 a Julio/04 desde 1 mes hasta 14 años 11 meses de edad, que no hubieran recibido tratamiento antibiótico previo y con etiología infecciosa viral o bacteriana certificada por Cultivo, Inmunofluorescencia Indirecta para virus respiratorios o IgM, al egreso de nuestro servicio. Se revisaron y seleccionaron las fichas de aquellos pacientes que cumplian con los criterios de inclusión. Se revisaron las variables clìnicas, epidemiológicas y de laboratorio, ingresándose para su análisis en EpiInfo 2002. Resultados: La distribución por sexo fue de 13 niñas y 16 varones. El promedio de edad fue de 3,6 años, con un DS de 3,8. La PCR promedio para infección bacteriana fue de 13,1 mg/dl (DS = 9,9) y para infecciòn viral de 1,04 mg/dl (DS = 0,7), diferencia estadísticamente significativa, p = 0,0008. El promedio de Recuento de Leucocitos para infección bacteriana fue de 14.321 y para infección viral de 10.780 con p = 0,1. El porcentaje promedio de Baciliformes para infección bacteriana fue de 4,5% y para infección viral de 3,3% con p = 0,6. El promedio de Recuento Absoluto de Neutrófilos para infección bacteriana fue de 9.543 (DS = 4.969) y para infección viral de 6.162 (DS = 4.081) con p = 0,07. La VHS promedio para infección bacteriana fue de 51,8 y para viral de 16,1, diferencia significativa, p = 0,003. Se calculó el Coeficiente de Correlación con los siguientes Resultados: PCR/VHS = 0,74; PCR/RAN = 0,32; PCR/Baciliformes = 0,49; PCR/Leucocitos = 0,06. Conclusión: Los exámenes de mayor utilidad para diferenciar infección bacteriana de viral fue la PCR y la VHS, seguido luego por el Recuento Absoluto de Neutrófilos. No se encontrò diferencia estadìsticamente significativa para Leucocitos y Baciliformes. El Coeficiente de Correlación para PCR/VHS de 0,74 muestra relación entre ambos parámetros. El cultivo positivo, la IFI y especialmente la clínica siguen siendo los ejes de la decisión terapéutica, primando siempre esta última. Palabras claves: Enfermedades infecciosas. Exámenes de apoyo.


INDICACIONES AL ALTA HOSPITALARIA: ¿SON REALMENTE COMPRENDIDAS POR LAS MADRES?

Hitschfeld P1, Barría RM2, Santander G2.
1Servicio de Pediatría, Clínica Dávila, Santiago, Chile. 2Instituto de Enfermería, Universidad Austral de Chile, Valdivia, Chile.

Introducción: El momento del alta es una instancia breve y aparentemente simple, pero crucial en la consecución de objetivos sanitarios. Son muchos los factores que pueden determinar una inadecuada comprensión por parte de los padres o responsables de un niño y con ello el riesgo de incumplimiento terapéutico. Propósito: Determinar el grado de comprensión de las indicaciones entregadas al alta y sus factores determinantes, en madres de lactantes al egreso hospitalario. Metodología: Se incorporó al estudio a 63 madres de niños egresados de la unidad de lactantes del Hospital Clínico Regional Valdivia durante el periodo Octubre - Diciembre de 2003, luego de aplicar formulario de consentimiento informado. Se utilizó una adaptación del instrumento “Comprensión y cumplimiento de las recomendaciones sobre el tratamiento de los niños” de la estrategia AIEPI, conformando una pauta de observación del momento del alta entregada por la enfermera y un cuestionario con entrevistador para las madres posterior a esto. Se evaluó ítems de indicaciones farmacológicas, de alimentación, asistencia a control y cuidados específicos. El análisis de datos se basó en estadística descriptiva y estadística inferencial mediante t-test y test ?2. Se empleó el programa Stata 8.0. Resultados: El 58,7% (37/63) de las madres demostró comprensión total lo cual fue directamente proporcional a la calidad de las indicaciones dadas por la enfermera y a la cantidad de información recibida durante la hospitalización. No hubo diferencias en el grado de comprensión en relación con escolaridad materna y número de hospitalizaciones previas. Del grupo de madres de niños hospitalizados menos de 8 días el 72,5% logró comprensión total de las indicaciones al alta, mientras en las madres de niños hospitalizados más de 8 días este porcentaje fue sólo del 34,8% (p: 0,003). El 71,4% (45/63) consignó algún factor distractor como determinante en el grado de atención y comprensión de las indicaciones. Treinta y ocho de ellas mencionaron intranquilidad por la presencia del hijo o sentir su llanto. Otros factores descritos fueron la circulación de personas y ruidos ambientales. Las mayores dificultades en la comprensión se relacionan con el rubro de indicación farmacológica, existiendo una tendencia a menor comprensión cuando los niños debían recibir más de tres fármacos. Esta diferencia, no obstante, no fue significativa. Conclusiones: Se requiere preocupación por el entorno físico y tiempo destinado para optimizar esta intervención y utilizar todo el periodo de hospitalización con estrategias de comunicación efectiva para alcanzar el cumplimiento terapéutico y evitar las rehospitalizaciones derivado de un mal cuidado. La comunicación efectiva y el intercambio de información con los padres antes del momento del alta podría repercutir favorablemente en la comprensión y compromiso que ellos asuman con el cuidado del niño una vez que este ha sido dado de alta.


TALLERES DE INTEGRACIÓN SENSORIAL EN ATENCIÓN PRIMARIA: AMPLIANDO LA OFERTA DE SERVICIOS EN LA APS

Videla C, Castro D.
Dirección de Salud de la Corporación Municipal de Desarrollo Social de San Joaquín, Santiago, Chile.

Antecedentes: San Joaquín es comuna de demostración del Servicio de Salud Metropolitano Sur, del Plan Nacional de Salud Mental. Cuenta con tres Centros de Salud (Modelo Salud Familiar). Durante el año 2003, desarrolla proyecto piloto de atención para atención de niños con trastornos hipercinéticos, derivados por Programa Habilidades para la Vida. De la cohorte del año 2002, 458 niños y niñas, 17% obtiene perfil de riesgo para trastornos de conducta y/o aprendizaje (Instrumentos: TOCA-R y PSC). La teoría y tratamiento desde Integración Sensorial, propone que un ineficiente procesamiento de la información ambiental, puede generar respuestas poco adaptativas a las demandas ambientales, lo que se puede traducir en bajo rendimiento escolar, alteraciones conductuales o baja autoestima, características que pueden resultar comunes con los trastornos hipercinéticos. Objetivos: Desarrollar nueva modalidad de atención en APS, mediante la implementación de talleres de integración sensorial, en el marco de una modalidad de atención biopsicosocial. Muestra y experiencia: 12 niños y 4 niñas, promedio 7,5 años, derivados por médico tratante (87,5% del Programa Habilidades para la Vida). 56,25% en 2º básico. Diagnósticos más frecuentes: Síndrome de Déficit Atencional (68.75%) y Trastorno de la Conducta y/o el Ánimo (31,25%). Se propone intervención grupal en doce sesiones, una a dos veces por semana, en dependencias de los centros de salud, aplicando teoría de Integración Sensorial, a cargo de Terapeuta Ocupacional capacitado en el tema. Se adquiere una batería de motricidad gruesa y tres sets de materiales gráficos. Cada menor es evaluado para definir su perfil sensorial. Las problemáticas más comunes son: pobre regulación de impulsos, búsqueda activa de input vestibular y propioceptivo y sensibilidad táctil aumentada. Las actividades se desarrollan en contexto de juego, que favorece la motivación intrínseca y el compromiso de los niños con el proceso. Se elabora y distribuye el tríptico “Jugando con los Sentidos, Vamos Descubriendo el Mundo” orientado a madres y familiares, para implementar actividades de estas características sin costo en el hogar. Resultados: Asistencia promedio 6 sesiones (dispersión 2 a 11). En la reevaluación se evidencian positivos cambios en regulación de impulsos y organización conductual, en el hogar y la escuela. Se sensibiliza e incorpora a los equipos de salud en el desarrollo de sesiones, exponiendo una metodología innovadora. Conclusiones: Los resultados permiten mejorar la oferta de servicios y la resolutividad de estas problemáticas en el nivel primario, dando cuenta de la sustentabilidad de esta nueva modalidad de atención en APS, posicionando el rol del T. Ocupacional en ese contexto, como un agente de promoción y prevención de salud, desarrollando acciones tradicionalmente disponibles sólo en el ámbito privado, factibles de implementar a bajo costo, y de positiva valoración por los usuarios. Palabras clave: hipercinéticos, APS, integración sensorial, terapia ocupacional.


TRASTORNOS HIPERCINÉTICOS: UN ABORDAJE DESDE LA ATENCIÓN PRIMARIA

Videla C, Castro D.
Dirección de Salud de la Corporación Municipal de Desarrollo Social de San Joaquín, Santiago, Chile.

Antecedentes: San Joaquín es comuna de demostración Plan Nacional de Salud Mental del Servicio de Salud Metropolitano Sur. Durante el año 2003 desarrolla proyecto piloto de atención de niños trastornos hipercinéticos. Tradicionalmente la APS brinda escasa oferta de servicios específicos en la materia y muy baja resolutividad. En la comuna, está desde el año 2000 el Programa Habilidades para la Vida (PHPV), orientado al desarrollo de habilidades sociales en menores del primer ciclo básico en escuelas municipalizadas, mediante estrategias promocionales y preventivas. De la cohorte del año 2002, 458 niños y niñas, 17% obtiene un perfil de riesgo para trastornos de conducta y/o aprendizaje. De ellos, se derivan a atención especializada quienes mantienen su problemática pese a la intervención realizada. Objetivos: Desarrollar estrategia de intervención en APS, inserta en modelo de Salud Familiar (instalación competencias en equipos para atención de esta problemática), e implementar protocolo de atención integral, desde perspectiva biopsicosocial. Caracterización de la muestra: 24 niños y 12 niñas, promedio 7,6 años, derivados desde PHPV. El 97,2% reside en la comuna y el 75% se encuentra cursando 2º básico. Los diagnósticos más frecuentes son Síndrome de Déficit Atencional (38,8%), Trastorno Específico del Aprendizaje (27,7%) y Trastorno de la Conducta y/o el Ánimo (27,7%). El 47,2% de los menores presenta comorbilidad. Resultados: Se propone modalidad de atención para APS, que contempla: atención por médico del Centro de Salud, en consultoría con Psiquiatra Infantil, que determinan diagnóstico, Plan de tratamiento e indicación farmacológica. Desarrollo de talleres psicoeducativos para madres (4 sesiones), con Psicólogo, y talleres de Integración Sensorial para niños y niñas (12 sesiones), con Terapeuta Ocupacional. Se contemplan actividades adicionales: psicoterapia individual, coordinación con escuelas y entrega de material educativo. 97,2% de la muestra recibe atención médica, 88,8% diagnóstico y plan de tratamiento. Todas las madres reciben Psicoeducación, y el 38,8% de los niños es derivado a talleres de Integración Sensorial. 71,42% de los menores adhiere íntegramente a protocolo, valorando positivamente las actividades en su centro de salud y las nuevas modalidades de atención. Respecto a competencias adquiridas, los tres centros de salud continúan con el tratamiento y controles, una vez terminado el proyecto, apoyados por Equipo Consultor de Salud Mental Infantil del SSMS. Conclusiones: Sustentabilidad de la modalidad de atención en APS: mejor adherencia a tratamiento, atribuida a cercanía al Centro de Salud habitual, vínculo ya establecido con equipos de cabecera e incorporación de perspectiva biopsicosocial, por sobre indicación farmacológica aislada. Esto permite un favorable seguimiento y retroalimentación con las escuelas respecto a la evolución de los niños. Palabras Clave: hipercinéticos, biopsicosocial, integración sensorial, salud familiar.


PEDIATRÍA Y SALUD ORAL EN CHILE

Nanjari A, Morales P, Echeverria S.
Facultad de Odontología de la Universidad de Chile. Escuela de Pregrado.

La caries, la enfermedad periodontal y las anomalías dentomaxilares, son patologías que se inician precozmente en la vida del niño. Un diagnóstico médico oportuno junto a la incorporación de hábitos saludables desde el primer año de vida pueden contribuir a disminuir su incidencia que en la actualidad supera el 80%. Es el médico pediatra quien tiene un contacto más precoz tanto con el niño como con sus padres, por lo que se encuentra en una posición inmejorable para instaurar las primeras medidas preventivas de Salud oral. Objetivo: El objetivo del presente trabajo es diagnosticar el nivel de conocimiento del médico pediatra sobre aspectos fundamentales de prevención en salud oral con el fin de elaborar estrategias que permitan mejorar los índices de morbilidad bucal infantil. Para ello se aplicó una encuesta de 25 preguntas validadas internacionalmente sobre aspectos básicos de diagnóstico, prevención y educación en salud oral a un grupo de 119 pediatras certificados, de un Universo total de 535 que ejercen actualmente en la ciudad de Santiago. Se utilizó estadística descriptiva y correlación de variables. Para el análisis de variables nominales, se aplicó la prueba de Chi cuadrado. La muestra resultó estadísticamente representativa. Del total de encuestas, 93 cumplieron con los requisitos para ingresar al estudio (78%). El rango de edad de los encuestados fue de 27 a 68 años con una edad promedio de 42. El 28% fueron mujeres. El 70% realizó su postgrado en la Universidad de Chile, el 25% en la Universidad Católica y el resto en universidades extranjeras. El promedio de preguntas contestadas correctamente fue de 19 (76%). El 80% contestó más de 15 preguntas correctas. Las áreas de conocimiento específicos que más dificultades presentaron fueron las relacionadas con: evolución de la dentición, sellantes de puntos y fisuras, dieta e higiene oral. Por el contrario, los temas de cariogénesis, fluor, enfermedad periodontal y malos hábitos, fueron abordados con mayor seguridad por los encuestados. Casi todos. Conclusiones: El número de encuestas que cumplió con los requisitos para ingresar a este estudio. Constituye una muestra significativa del universo de pediatras certificados en la ciudad de Santiago. El nivel de conocimiento general sobre prevención en salud oral de los pediatras encuestados es considerado adecuado según los estándares internacionales. Sin embargo, existen temas específicos de salud oral cuyo conocimiento es deficitario.


ALTERACIÓN DE LA AGUDEZA VISUAL EN PREESCOLARES DE LA COMUNA DE COLINA

Guglielmi P, Soto MV, Silva J, Romero P.
Establecimientos Educacionales de la Comuna de Colina, CESFAM Colina, CESFAM Esmeralda.

Introducción: La visión es uno de los indicadores más sensibles, no sólo del funcionamiento del ojo, sino de partes muy importantes del sistema nervioso central y del sistema vascular. La función visual permite la relación y el conocimiento del mundo exterior. La agudeza visual es la capacidad de percibir y diferenciar dos estímulos separados por un ángulo, como tales. La magnitud de este ángulo determina la agudeza visual. El escolar consulta poco en forma espontánea, y la estimación de la agudeza visual no esta incorporada en controles de salud. Durante esta etapa de la vida se podrán a prueba las destrezas físicas e intelectuales del niño, razón por la cual son relevantes las limitaciones que pueden tener en este aspecto. El aprendizaje de la lectoescritura requiere de una serie destrezas sensoriales, intelectuales y motoras que se suponen que han sido entrenadas en años previos. Objetivo: El objetivo de este trabajo fue pesquisar alteraciones visuales en preescolares cursando Kinder en la comuna de Colina. Material y Método: Se evaluaron 283 preescolares de Kinder de la comuna de Colina, con una edad promedio de 5,4 años. La evaluación de la agudeza visual fue realizada por una enfermera y se utilizó una cartilla de optotipo en línea (con las E de Snellen), ubicada a 5 metros del paciente y solicitándole que muestre con su mano la dirección de las puntas de la letra. Resultados: De los pacientes evaluados 33,9% la última fila que visualizó correctamente fue normal, 61,9% tenía una anotación entre 5/7,5 y 5/10 y 6,4% presentó una alteración que debió ser referida nivel secundario; 10,5% se controlaba con especialista. De estos últimos el 4,2% tenia anotación de 5/15 para el ojo izquierdo y 2,12% para el ojo derecho; 1,76% tenía anotación 5/20 para ojo izquierdo y 1,06% para ojo derecho. Conclusión: En relación a los resultados del estudio realizado más de la mitad de los niños evaluados presentaba una alteración que obligaba a tomar medidas como ubicarlo en primera fila y evaluación a los 6 meses. Este alto porcentaje pudiese corresponder a que hubo poca comprensión de las instrucciones, dada la corta edad de los pacientes, por lo que hace necesario el control en 6 meses para una corroboración de los resultados. En cuanto a la medida de sentarse en primera fila, hace cuestionar la distribución y número de alumnos por sala de clase. Es interesante el porcentaje de niños con alteraciones visuales que no han sido evaluados por especialistas, por lo tanto, esta nueva estrategia adoptada por los consultorios de la comuna de Colina que consiste en realizar control Sano de 5 años en terreno permitiría una derivación oportuna a nivel secundario. Este estudio pone de manifiesto la utilidad de realizar esta actividad y mantenerla a futuro.


LA TAZA DE TÉ CALIENTE: EL RIESGO DE UNA COSTUMBRE

Saavedra R, Carrasco R, Saavedra C.
Corporación de Ayuda al Niño Quemado. COANIQUEM. Santiago. Chile.

Introducción: Es una costumbre extendida en nuestro país que el té, el café, y algunas hierbas, deben prepararse con agua muy caliente, incluso recién hervida. Un niño pequeño puede manotear la taza que está en la mesa cuando está en brazos de un adulto, o bien puede tirar el mantel, provocando el derrame del contenido sobre sí. La posibilidad de quemarse en contacto con un líquido caliente es directamente proporcional a la temperatura de éste (a 60º quema en 1 segundo) y mientras más pequeño el niño mayor extensión comprometida. Nuestro establecimiento está ubicado en Pudahuel, da atención gratuita, y por convenio prácticamente todos los niños quemados de la comuna se atienden en algún momento de su evolución en COANIQUEM lo que permite conocer lo que sucede en su población con gran aproximación. Se quiso conocer la importancia de este mecanismo como causante de quemaduras infantiles, y caracterizar a los consultantes, comparando con el universo de niños quemados de la comuna. Material y Método: Revisión de datos de hoja de ingreso diseñada para este fin y evolución en ficha clínica de pacientes atendidos en 2001 en el Centro de Rehabilitación Santiago, con residencia en Pudahuel. Resultados: Ingresaron 556 niños (1% población infantil) de los cuales 116 (20,5%) se lesionaron como consecuencia del volcamiento de una taza de líquido caliente siendo éste el mecanismo más frecuente de quemadura. Le siguieron el contacto con una plancha (16,6%) y el contacto con una estufa (11,9%). Se identificó el contenido como té (68,1%), agua (6,9%), y café (3,4%). Las edades más afectadas fueron 1 año (24,1%) y 2 años (12,9%) vs 28 y 15% del universo respectivamente. Sexo femenino 54,3% vs 51,2% en total. 40,3% se quemó entre 19 y 21 horas vs 28,1% en total, siempre en presencia de un adulto. No hubo diferencias estacionales. La principal localización fue una extremidad superior 32,8%, comprometiendo mano en 2,6% adicional. En el total de consultantes predominó una mano 30,1% y comprometió adicionalmente extremidad superior en 16,3%. Se hospitalizó o injertó el 4,3% vs 10,6% en universo. Se mantenía en tratamiento de rehabilitación después de 10 meses el 1,7 % vs 4,1% del total. Discusión: Las quemaduras por volcamiento de una taza de líquido son muy frecuentes y, si bien no producen lesiones de extrema gravedad, provocan dolor a los niños afectados y ocasionan costos y trastornos personales y familiares por la atención que requieren, pudiendo dejar secuelas. Por esto se recomienda su prevención.


LACTANCIA MATERNA Y DESARROLLO DURANTE EL PRIMER AÑO DE VIDA ¿PROBLEMA RESUELTO? PERFIL EPIDEMIOLÓGICO EN CONSULTORIO DE ATENCIÓN PRIMARIA DE ANTOFAGASTA

López L, Marín R, Astrosa J.
Universidad de Antofagasta, Segunda Región, Chile.

Introducción: Actualmente en Chile existe baja prevalencia de lactancia materna (LM) hasta 6 meses de edad, reflejada en estudios de la región metropolitana, siendo este el tiempo estimado para obtener todos los beneficios que aporta esta, no existen estudios en otras regiones. Objetivo: Conocer perfil epidemiológico en Antofagasta en población con situación socioeconómica baja de lactancia materna exclusiva (LME) y otros tipos de alimentación en el niño, y su implicancia en el desarrollo normal del lactante hasta el primer año de vida. Material y Método: Estudio descriptivo-retrospectivo. Se revisaron 286 fichas de pacientes menores de un año, en control en Consultorio Norte de Antofagasta-Chile, año 2002. Se tabuló sexo, edad, tipo de lactancia, peso, talla, estado nutricional desarrollo psicomotor (DSM) en controles de los 15 días, 3, 6 y 12 meses de edad y morbilidad intercurrente. Estadística con Test Chi cuadrado. Resultados: La duración de LME fue menor a 6 meses en 83% de los niños. Sobrepeso y obesidad representaron 56% a los 6 meses, y sólo 17,7% a los 12 meses. Inicialmente niños con LME tienen más sobrepeso (85,7%), pero a los 6 meses representan sólo el 11% (ES) a diferencia de los alimentados con fórmula y otros alimentos, que presentaron más sobrepeso y obesidad a mayor edad. DSM no mostró diferencias. Niños con LME hasta 6 meses (N = 24) versus LME hasta 3 meses (N = 104) tienen menos casos de IRA alta y SBO, persiste la diferencia a los 12 meses (ES a los 6 meses). Conclusiones: Baja prevalencia de LME hasta los 6 meses de vida en esta población. No recibir LME hasta los 6 meses implica mayor riesgo de IRA alta y SBO durante los primeros meses de edad. Es necesario fomentar la LME hasta los 6 meses para obtener sus beneficios, considerando que en este grupo socioeconómico es difícil cambiar algunas condiciones ambientales, pudiendo prevenir patologías tan prevalentes como IRA y obesidad sin aumentar gasto en salud. Palabras clave: Lactancia materna, nutrición infantil, lactancia artificial.


DETECCIÓN DEL NIVEL DE ESCOLARIDAD DE LAS MADRES DE LOS LACTANTES EN CONTROL EN UN HOSPITAL TIPO IV, DE LA SEXTA REGIÓN, RELACIONADO CON EL PORCENTAJE DE LACTANCIA MATERNA EXCLUSIVA (LME) A LOS SEIS MESES DE VIDA

Gálvez G, Godoy K, Santos I, Sánchez V.
Hospital de Nancagua, Región del Libertador General Bernando O`Higgins (Sexta Región).

Objetivo: Conocer el nivel de escolaridad de las madres de los lactantes de nuestra población en control y relacionarlo con el porcentaje de ellas que mantiene Lactancia Materna Exclusiva (LME) hasta los seis meses. Material y Métodos: Se realizó un estudio retrospectivo en el cual se revisó el total de tarjetones de salud de los lactantes entre 6 y 23 meses, cumplidos al 30 de Agosto del 2004, en control en nuestro hospital. Siendo estos un total de 213 tarjetones, correspondiendo al 100% de lactantes entre este intervalo de edades. Estos datos fueron recolectados y analizados a través de una planilla de datos computacional estadístico (Epi Info). Resultados: La escolaridad de las madres de los 213 lactantes correspondientes a nuestro estudio se distribuye de la siguiente manera: Cuarto Medio que corresponde al mayor porcentaje con un 35,7% (76 madres); Octavo Básico con un 16,9% (36 madres); Segundo Medio con un 9,4% (20 madres); Séptimo Básico con 7,5% (16 madres); Tercero Medio con un 6,6% (14 madres); Primero Medio con un 6,1% (13 madres); Quinto Básico con un 5,2% (11 madres); 10 madres cursaron hasta sexto básico con un 4,7%; Cuarto Básico con un 3,8% (8 mujeres); 6 madres con enseñanza superior, aunque no completa, con un 2,8%; Tercero Básico 2 madres, correspondiendo al 0,9% y una madre analfabeta (0,5%). De los 213 lactantes analizados; 129, que corresponden al 60,6% tuvieron LME hasta los 6 meses; 20 lactantes hasta los 5 meses, correspondiendo a un 9,4%; hasta los 4 meses, 17 lactantes (8%); hasta los 3 meses, 11 lactantes (5,2%); 10 lactantes hasta los 2 meses con un 4,7%; 13 lactantes hasta el mes con un 6,1%; 4 lactantes hasta las 3 semanas correspondientes al 1,9%; sólo hasta 2 semanas, 5 lactantes con 2,3%; y no recibieron LME 4 lactantes (1,9%). Tenemos 84 madres que cursaron la enseñanza básica (completa o incompleta) o sin escolaridad, de las cuales un 47,61% (40 madres) amamantaron a sus hijos con LME hasta los seis meses; y 129 con una enseñanza media o superior (completa o no), de éstas un 62,01% (80 madres) alimentaron a sus hijos con LME hasta los seis meses. Conclusiones: La LME es la mejor forma de alimentar a los niños durante los primeros seis meses de vida, a partir del sexto mes los niños tiene la madurez para recibir alimentos complementarios aunque la leche materna sigue siendo una excelente fuente de nutrientes y defensas para él (OMS/UNICEF). Debido a la importancia que reviste la LME por múltiples factores por todos conocidos, decidimos que era importante tener un diagnóstico de qué porcentaje de nuestra población tenía efectivamente LME y relacionarlo con el nivel de escolaridad materna considerando la relevancia de este factor para la mantención de la LME hasta los seis meses de vida, lo cual en un futuro puede permitirnos hacer intervenciones y cuantificar resultados. Un 47,61% de nuestra población total de lactantes entre 6 meses y 23 meses, cuyas madres cursaron la enseñanza básica (completa o no) lograron mantener una LME hasta los seis meses. Ahora, del grupo compuesto por las madres con un nivel educacional “mayor” (enseñanza media o superior) logró un mayor porcentaje de LME hasta los seis meses, siendo este un 62,01%. De lo anterior deducimos que a mayor escolaridad, es mayor el porcentaje de LME, esto lo refuerza el hecho de que de las madres con escolaridad básica completa prácticamente corresponden a la mitad de las que lograron mantener la LME hasta los seis meses dentro del grupo de madres con escolaridad básica o sin escolaridad. Es importante destacar que el resto de los niños seguían recibiendo lactancia materna, aunque no exclusiva, lo cual es igualmente valioso para el lactante sin ser lo ideal, salvo un 1,9% (4 lactantes) que nunca recibieron lactancia materna. Siendo el Hospital de Nancagua, un establecimiento tipo IV, con un 47% de población rural inscrita, resalta que tenemos sólo una madre analfabeta en nuestro estudio, lo que demuestra que existe un buen acceso a la educación, lo cual difiere de la percepción de los autores previo al estudio. Con el aumento de años de educación obligatoria, extendiéndose hasta 12 años (cuarto medio), esperamos en un futuro no muy lejano tener un porcentaje mayor de madres con enseñanza media completa, con lo que suponemos será más sencillo educar también en la importancia de la LME tanto para el apego, como para la salud mental y física del lactante.


MORTALIDAD INFANTIL EN CHILE POR DIARREA Y GASTROENTERITIS: 1958-2000

Torres C, Flores L, Jaime F, Romero MI.
Departamento Salud Pública, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: La mortalidad infantil total en Chile ha presentado un considerable descenso en las últimas cinco décadas, con un importante rol en el descenso de la mortalidad específica por gastroenteritis y diarrea. Objetivos: Describir mortalidad infantil por diarrea y gastroenteritis durante el periodo 1958 a 2000 y su importancia en la mortalidad infantil tardía. Describir las políticas de salud en dicho periodo, su correlación con variables de saneamiento ambiental y con variables de desarrollo económico y analizar que porcentaje de la mortalidad infantil total representa la mortalidad infantil por diarrea y gastroenteritis. Método: Se recopilan los datos básicos a partir de los anuarios de natalidad, defunciones y causas de muerte (1958 a 1980) y demografía (1981 a 2000) compatibilizando cuatro clasificaciones internacionales de enfermedad (CIE: VII, VIII, IX y X). Se confecciona base de datos y se calculan tasas de mortalidad infantil por 100.000 NV y por gastroenteritis y diarrea por 100.000 NV. Se calculan coeficientes de correlación r de Pearson de la mortalidad infantil por diarrea y gastroenteritis con las variables de desarrollo y de saneamiento ambiental. Resultados: 1) Al comparar las tasas de mortalidad infantil por diarrea y gastroenteritis entre 1958 a 2000, se observa una disminución de 1.987,6 a 4 por 100.000 NV, lo que representa una disminución de 99,8%; 2) El porcentaje que representa la mortalidad infantil por diarrea y gastroenteritis en el año 1958 es un en 24,2% de la mortalidad infantil tardía y un 17,1% de la mortalidad infantil total, mientras que en el año 2000 representa sólo un de 1,1% un de la MI tardía y un 0,4% de la MI total; 3) Entre 1958 y 2000 el producto interno bruto per capita sufre un ascenso considerable, que correlacionado con el descenso de la MI por diarrea y gastroenteritis da un r de Pearson de -0,601 con p = 0,000. En período de 1965 a 2000 se produce un incremento de la cobertura de agua potable y de alcantarillado urbano que correlacionado con la MI por diarrea y gastroenteritis produce un r de Pearson de –0,98 con un p = 0,000 para la cobertura de agua potable y de –0,96 con un p = 0,00 para la cobertura de alcantarillado. Conclusiones: En los últimos cincuenta años ha existido una significativa disminución de la mortalidad infantil por gastroenteritis y diarrea en Chile, lo cual estaría relacionado tanto con variables de desarrollo económicas, como de saneamiento ambiental.


PARÁLISIS CEREBRAL: MORTALIDAD INFANTIL POR ESTA CAUSA EN CHILE: 1961-2000

Torres C, Flores L, Jaime F, Romero MI.
Departamento Salud Pública, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: La parálisis cerebral en los pacientes pediátricos es un importante problema de salud pública, no sólo por su implicancia en la atención y cuidados del niño, si no también por la mortalidad infantil asociada a ella. Objetivos: Analizar la evolución de las tasas de mortalidad infantil por parálisis cerebral en período 1961-2000. Describir que porcentaje constituye esta causa en la mortalidad infantil total y explorar la asociación entre MI por parálisis cerebral y variables del desarrollo social y de la atención médica (% atención profesional del parto y PÌB). Método: Se accedió a anuarios de nacimiento y defunciones y causas de muertes a partir de los anuarios de natalidad, defunciones y causa de muerte (1961 a 1980) y demografía (1981 a 2000) compatibilizando cuatro clasificaciones internacionales de enfermedad (CIE: VII, VIII, IX y X). Se confecciona base de datos y se calculan tasas de mortalidad infantil por 100.000 NV y por parálisis cerebral por 100.000 NV. Se calculan coeficientes de correlación r de Pearson de la mortalidad infantil por parálisis cerebral con variables del desarrollo social y de la atención médica (% atención profesional del parto y PÌB). Resultados: 1) Al comparar las tasas de mortalidad infantil por parálisis cerebral entre 1961 a 2000, se observa una disminución de 38,1 a 5,2 por 100.000 NV, lo que representa una disminución de un 86,4% de la mortalidad infantil por esta causa; 2) El porcentaje que representa la mortalidad infantil por parálisis cerebral en el año 1958 es un en 0,53% de la mortalidad infantil tardía y un 0,36% de la mortalidad infantil total, mientras que en el año 2000 representa un 1,5% de la MI tardía y un 0,6% de la MI total. 3) Entre 1961 y 2000 la atención profesional del parto sube de 69,7% a 94,7%. El r de Pearson entre ambas variables en dicho periodo es de –0,76 con p = 0,000. En el mismo período se produce un incremento del PIB per capita, que correlacionado con la mortalidad infantil por parálisis cerebral produce un r de Pearson de –0,343, con un p = 0,032. Conclusiones: La mortalidad infantil por parálisis cerebral es principalmente tardía, presentando un descenso importante en los últimos cuarenta años, lo cual estaría relacionado con variables de desarrollo social y de la atención médica. Es necesario realizar esfuerzos para desarrollar políticas de prevención de esta patología en Chile, donde si bien su mortalidad ha disminuido en términos globales, sigue constituyendo un importante problema de salud pública.


HOSPITALIZACIÓN DE LAS ENFERMEDADES RESPIRATORIAS INFANTILES. CHILE 2002

Aravena F, Gacitúa MP, Leiva H, León F.
Servicio de Pediatría, Hospital Regional Rancagua y Servicio de Pediatría, Hospital de San Fernando.

Introducción: Las enfermedades respiratorias constituyen un peso importante para el sistema de salud, público y privado por producir morbimortalidad. La gestión adecuada de las camas pediátricas es un imperativo ético y administrativo. Objetivo: Conocer la magnitud de los egresos causados por las enfermedades respiratorias del sistema de salud chileno, en los establecimientos públicos y privados, su distribución por regiones y por mes. Comparar la edad de los pacientes, la previsión, la letalidad y los días estada de los egresos respiratorios totales y de 5 patologías específicas, entre los sistemas público y privado y la región metropolitana con respecto del resto del país. Material y Método: Se analiza la base de datos Egresos Hospitalarios de Chile 2002 desde el sitio del DEIS del Ministerio de Salud. Desde esta base (1.599.075 egresos), se extrae una base con los egresos de los servicios pediátricos, no neonatales, y correspondientes a enfermedades respiratorias del capítulo X del CIE-10 (67.385 egresos). Se utiliza Epiinfo 2004 para el análisis posterior. Se comparan los parámetros mencionados y 5 enfermedades, entre las que está la Bronconeumonía (J18.0), en los hospitales públicos y privados y la región metropolitana y el resto del país. Se calculan las tasas de egresos por 1.000 menores de 15 años tomado la población infantil del Censo 2002 para las comunas de todo el país. Resultados: Los egresos pediátricos por enfermedades respiratorias (67.385) representaron el 4,21% de todos los egresos hospitalarios del país. La distribución mensual muestra las mayores cifras en agosto (15,75%), Julio (14%). La mayor frecuencia regional corresponde a la Región Metropolitana con el 35,4% de los egresos. La tasa de egresos por población menor de 15 años resulta de 23,4/1.000 en el país y de 47,6/1.000 en la RM. Al realizar un ajuste de tasas indirecto, la Razón estandarizada es de 202,75 para la RM, con límites de 201,4 y 205,3. En el sector público el promedio de días estada es de 5,49 días y en el privado la estadía promedio es de 4,75 días (p = 0,0014). La edad de los niños hospitalizados en los hospitales públicos es 2,35 años y 3,57 años en los establecimientos privados (p = 0,0000). Los egresos fallecidos son 188 en el sistema público y 12 en el sistema privado (p = 0,0001). En los hospitales públicos el 96% son niños de familias afiliadas a Fonasa y en los establecimientos privados el 65,5% proviene de las Isapres. Los egresos de la RM tienen un promedio de edad de 2,26 años y el promedio de los egresos del resto del país es de 2,7 años (p = 0,0000). La estadía promedio es de 5,7 días en la RM y de 5,3 días en el resto (p = 0,003). Conclusiones: La RM tiene un exceso de 102,75% de hospitalización respecto del resto del país. Existen diferencias en la edad de los niños y en la duración de la hospitalización entre los sistemas público y privado y entre la RM y el resto de Chile. Palabras clave: Egresos de causa respiratoria. Tasa de egresos.


PERCEPCIÓN Y PERFIL EPIDEMIOLÓGICO DE JÓVENES RESIDENTES DE LA CASA DE ACOGIDA DE CONCEPCIÓN

Guglielmi P, Silva J, Romero P, Soto MV.
Casa de Acogida de Concepción, Concepción.

Introducción: En Chile, miles de niños viven en las calles. Niños de la calle: se aplica cuando el lugar de pernocta e interrelación es la calle y rompe el vínculo con la familia y la comunidad de origen para formar un nuevo grupo, donde se desempeña como proveedor o líder. Niños en la calle: son los menores que tienen contacto con la familia y utilizan la calle para trabajar y convivir. Objetivo: Conocer la percepción de los niños y adolescentes de la calle y en la calle, frente a las intervenciones por una Casa de Acogida en Concepción y el perfil del grupo en estudio, de esta manera determinar el impacto que esta comunidad tiene en la vida de estos jóvenes. Material y Métodos: El lugar de estudio es la Casa de Acogida de Concepción (marzo 2003), localizada en Concepción, VIII región. Se realizó una encuesta con preguntas dirigidas y escalas perceptuales a los 20 integrantes del programa residencial de esta, con un tiempo de permanencia de 2 semanas a 3 años. Es un estudio descriptivo de corte transversal. Resultados: El 60% de los jóvenes han consumido drogas en los últimos 6 meses. Las drogas consumidas con mayor frecuencia son laca 30%, marihuana 29% y alcohol 26%. La edad promedio de inicio del consumo es de 10,4 años. La frecuencia del consumo de drogas ha disminuido luego del ingreso a la Casa de Acogida. El 95% de los jóvenes han sido detenidos en su vida. La edad de la primera detención es de 10 años. La mayoría de los jóvenes han sido detenidos en más de 10 ocasiones, sólo el 5% ha sido detenido luego del ingreso a la Casa de Acogida. Los motivos de detención más frecuentes son vagancia 40%, robo 16%, drogas 16%. Según Apgar familiar realizados, el 52% de los jóvenes proviene de una familia funcional. El 68% afirma que las relaciones familiares han mejorado luego del ingreso a la Casa de Acogida. El 30% de los jóvenes asistía a la escuela previo al ingreso y el 45% posterior a este. Los motivos de abandono escolar más frecuentes son el desagrado 28%, la inasistencia reiterada por permanecer en la calle 27%. El 78% de los jóvenes que asiste regularmente a la escuela ha mejorado su rendimiento. Conclusiones: La Casa de Acogida tiene un efecto positivo en la percepción de los jóvenes encuestados en el área de funcionalidad familiar. El 52% de ellos tienen buena funcionalidad familiar, esto no es concordante con su perfil biosicosocial. Creemos que se debe a que la percepción subjetiva de ellos hacia su familia, considerando su ambiente familiar normal. El elemento de consumo más frecuente es una sustancia volátil (Laca), de fácil acceso, bajo costo, y sin regulación por parte de las autoridades. Destaca la precoz edad de inicio de consumo de drogas y primera detención (sin relación de causalidad) como factor de riesgo.


RECIÉN NACIDOS DE MADRES EXTRANJERAS ¿DE QUÉ CIFRAS HABLAMOS EN IQUIQUE?

Born E, Arredondo O, Jara X.
Unidad de Neonatología, Hospital Regional de Iquique.

Las cifras de extranjeros en Chile se ha incrementado en los últimos años, sumando cerca de 200 mil. La mayoría proviene de los países vecinos motivados por una economía estable que ofrece mayor posibilidad laboral y mejor remunerada. La cercanía física con Iquique y la capacidad de conseguir visa relativamente fácil para residir en el país, les da la posibilidad de instalarse e iniciar una familia. Objetivo: Conocer la cantidad de extranjeras que tienen sus bebés en el Hospital de Iquique, sus características y el costo económico que significa. Método: Se hizo una encuesta a todas las madres extranjeras que tuvieron su parto en la maternidad del hospital de Iquique, previo al alta y por un año, desde agosto 2003 hasta julio 2004. Y se completó con datos del sistema de recaudación del hospital. Resultados: De los 3.266 neonatos vivos, 271 fueron hijos de extranjeras (8,3%). Bolivianas 131 (48,3%) y Peruanas 125 (46,1%). Edades concentradas entre 19 y 32 años (77%). Viven en área urbana un 91,5% y residían acá más de 3 años un 63,4%, sin embargo, un 10% llegó a Chile embarazada. La razón de estadía en nuestro país fue laboral (52,8%), y por visita o trabajo de familiares (44,3%). Un 52% tiene permanencia definitiva y 22% con visa o pasaporte al día. Un 27,6% sin documentos, pero con intención de legalizarse. Ocupación en Chile: labores de casa 56%, asesora hogar 23,2%, comerciante 10% y agricultura 2,6%. Con pareja chilena refiere un 34,4% de las mamás. El 56% de ellas tenía hijos en Chile. Control de embarazo 88,5%. Partos normales 82%, 3 en domicilio. Un 87,8% de neonatos sanos. El 97,8% de las mamás afirman que seguirán en Chile, y sólo un 40% de éstas volverán a su país de paseo. Están muy conformes con la atención en un 99,2%. Un 15,1% paga algo por la atención (por ser fonasa C o D, o dar aporte voluntario de alrededor de 20 mil pesos). El 84,9% no paga nada. El costo aproximado para el hospital es de 46 millones de pesos. Se agrega el costo de 27 niños hospitalizados con un promedio de 10 días (3 prematuros extremos, displasia torácica, atresia duodenal, onfalitis y otras infecciones, etc) que suman unos 6 millones de pesos más. Conclusiones: Perú conforma la colonia más numerosa en Chile, pero en Iquique hay mucha madre boliviana indocumentada. Vienen por razones de trabajo pero aún sin trabajo (la mayoría son dueñas de casa) prefieren quedarse. También influye en que los iquiqueños aparentemente no manifestamos xenofobia. Las labores que realizan son más bien domésticas (asesora, mesera), comerciante menor (ambulante o de feria), agricultura, con sueldos bajos porque sometidos a encuesta social quedan exentos de pago. El costo en salud es muy alto, debiendo mejorarse la introducción al sistema previsional, y es necesario la revisión de las actuales políticas migratorias.


FRECUENCIA Y TIPO DE MALFORMACIONES CONGÉNITAS EN EL HOSPITAL REGIONAL RANCAGUA. PERIODO 1997 A 2003

Ojeda ME, Barraza X, Moreno R.
Hospital Regional Rancagua, Hospital Regional Valdivia, SSM Sur y Universidad de Chile.

Las malformaciones congénitas (MFC) son la segunda causa de mortalidad infantil en Chile, mostrando un incremento relativo y absoluto en recién nacidos vivos (RNV). El Hospital Regional Rancagua (HRR) es un hospital público que cuenta con registro de MFC desde fines de 1996, bajo la metodología del Estudio Colaborativo Latino Americano de Malformaciones Congénitas (ECLAMC). Se presenta la frecuencia en porcentajes, de MFC total y separadas en mayores y menores en forma anual y la media del período 1997 a 2003. Se estima la media y su intervalo de confianza al 98% (IC). Se evalúa si existen variaciones estadísticamente significativas (VES) con la prueba z de proporciones, para p < 0,05. Además, se señalan las tres primeras causas más frecuentes de las MFC mayores y menores, del año 1999 y 2002, como ejemplo, de variaciones en relación a la fortificación con ácido fólico iniciada el año 2000. Durante el período 1997 a 2003 nacen 35.792 RNV en HRR, con un promedio anual de 5.113, máximo 5.437 y mínimo 4.802. La frecuencia de malformaciones congénitas en porcentajes, se muestra en la siguiente tabla:

El IC de la media es en Total 5,28 y 3,55; en Mayores 3,16 y 1,84, y en Menores 2,48 y 1,33. Sólo el valor de MFC menores el año 1997, tiene una VES. Las MFC mayores más frecuentes en 1999 son renal (13,1%), defecto tubo neural y cardiopatía congénitas (9,8%) y síndrome Down (7,4%) y en 2002 son síndrome Down (19,4%), cardiopatías congénitas (17,5%) y polidactilia (11,1%). Las MFC menores más frecuentes en 1999 y 2002 son respectivamente, nevus 39,1% y 32%, hemangioma 21,7% y 22%, y papiloma preauricular 17,4% y 12%. La frecuencia de MFC total y mayores no ha variado en el período de observación. La sospecha prenatal no es más del 26,6%. La baja frecuencia de MFC menores el año 1997, se puede deber al período inicial de una nueva metodología de registro. A pesar del notorio cambio de las MFC mayores, antes y después del año 2000, las MFC menores se mantienen, y las frecuencias de MFC observadas en el HRR están en valores esperados de MFC, para cualquier población. Los cambios no pueden ser atribuidos únicamente, al efecto de la fortificación con ácido fólico.

EFECTO DE LA FORTIFICACIÓN CON ÁCIDO FÓLICO EN LA FRECUENCIA DE LAS FISURAS FACIALES

Hernández C, Ojeda ME, Moreno R.
Universidad Santiago de Chile; Hospital Regional Rancagua; SSM Sur y Universidad de Chile.

Introducción: La fortificación con ácido fólico aplicada en Chile desde el año 2000, permite evaluar el efecto de este programa, sobre la frecuencia de fisuras faciales, en población chilena del Hospital Regional Rancagua (HRR), debido a que, la literatura internacional señala un rol protector, que disminuiría este tipo de malformaciones. Material y Método: La información es obtenida de los registros del HRR bajo la metodología del ECLAMC, durante los años 1997 al 2003, para recién nacidos vivos (RNV) con fisuras labio palatinas (FLP) y palatinas (FP) aisladas y de aquellas asociadas a otras malformaciones o sindrómicas (FS), respectivamente. Se define un período pre (PPRE) y pos (PPOS) fortificación, entre 1997 a 1999 y 2001 a 2003, respectivamente. Se estiman las tasas por 10.000 RNV, para el total y se comparan en los períodos PPRE y PPOS para el total de fisuras faciales, fisuras aisladas y FS, y las tasas específicas de FLP y FP aisladas. Se considera una diferencia estadísticamente significativa (DES), si p < 0,05, en la prueba z de proporciones. Resultados: Los RNV son 35.792, distribuidos en 15.715 pre y 14.873 pos fortificación. Las tasas obtenidas se muestran en la siguiente tabla:

Conclusiones: Las tasas entre ambos períodos de fortificación no varía significativamente, para el total de fisuras, tanto aisladas como sindrómicas. Hay DES, sólo en las fisuras aisladas específicas, donde las FLP disminuyen y las FP aumentan. Las características epidemiológicas de FLP y FP son distintas, de modo que se plantean factores genéticos y ambientales independientes, que explicarían la variación opuesta de su frecuencia ante el ácido fólico en la VI región.


CARACTERÍSTICAS DE LA CONSULTA POR ABUSO SEXUAL EN VALDIVIA

Paredes J, Barría RM, Gálvez A, Podestá L.
Escuela Medicina. Instituto Pediatría. Instituto Enfermería, Universidad Austral de Chile, Valdivia, Chile.

Introducción: Dentro de las de las distintas formas de Maltrato Infantil, el Abuso Sexual es sin duda una de las más serias, no sólo por la severidad de las lesiones físicas sino por su complejidad y la magnitud que puede alcanzar el daño sicológico secundario a éste. Existe consenso nacional e internacional sobre el subdiagnóstico del problema y la importancia de implementar sistemas de prevención, pesquisa oportuna y tratamiento de los casos ya diagnosticados. De allí la relevancia de conocer la realidad local de este problema, para así poder comparar y contribuir a la casuística nacional y tener además una base epidemiológica que permita reforzar las estrategias de manejo planteadas tanto por el ministerio de salud como en el nivel local de atención. Objetivo: Caracterizar las consultas por abuso sexual de población pediátrica de la ciudad de Valdivia. Material y Método: Se revisó los antecedentes de 268 consultas de abuso sexual derivadas al servicio de Siquiatría del Hospital Clínico Regional de Valdivia entre febrero de 1998 y diciembre de 2003. Mediante estadística descriptiva basada en cálculo de medidas de tendencia central se analizó las variables estudiadas. Resultados: 78,7% del grupo correspondieron a mujeres; La edad promedio del grupo estudiado fue 9,8 ± 3,9; siendo para hombres 8,2 ± 3 y para mujeres 10,2 ± 4. El motivo de consulta en varones fue en 41,5% presunto abuso y 34% violación, mientras en mujeres correspondió a un 44,1% y 19% respectivamente. En mujeres también con 19% se consideró como motivo de consulta los abusos deshonestos. El principal agresor para niños y niñas fue en un 54% y 24% respectivamente un conocido. El padre se presentó como agresor en el 5,7% de los abusos de niños y en 14.7% de niñas. En el 57% de las consultas acompañó al menor la madre, en 13% otro familiar y en 10% carabineros. En 35% de los casos de niñas y en 36% de niños el abuso fue considerado un evento agudo. Fue considerado crónico en 19,4% y 22,6% respectivamente. En 54,9% la evaluación no constató lesiones. En los casos constatados en 8,1% se evidenció eritema genitoanal y en 12,3% desgarro antiguo. Se consignó en 29,1% de los casos como evento único mientras en 18,7% como reiterado. En 26% de las agresiones a niñas hubo coito vaginal (55/211) y en niños, hubo 50,9% de coito anal (27/53). A un 29% de las niñas se administró ACO post coito (16/55). Dentro de las acciones realizadas en la atención se realizó toma de exámenes de Alcoholemia 1,9%, ADN 26,5% y detección de espermios en 37,7%. Conclusiones: Al igual que en la literatura internacional y nacional el mayor porcentaje de casos (más del 70%) corresponde a niñas o adolescentes, se sabe que entre los hombres existe mayor resistencia la notificación. La edad promedio de consulta fue mayor también en el sexo femenino así como la consulta por violación. Nuevamente el principal agresor fue un conocido o familiar cercano. Las consultas van desde los abusos deshonestos hasta la violación vaginal o anal, que tienen una frecuencia 26% en niñas y 50% en niños respectivamente. En un tercio de los casos el evento fue considerado agudo, en cambio en un quinto de éstos se consideró crónico para ambos sexos, es importante hacer esta diferenciación ya que se sabe que el abuso sexual es frecuentemente repetido y por ello más dañino. Llama la atención la falta de datos en los registros y el poco uso de exámenes de apoyo transiluminación, ADN etc.


CARACTERÍSTICAS DE LAS CONSULTAS PEDIÁTRICAS POR VIOLENCIA INTRAFAMILIAR EN SU FORMA DE ABUSO FÍSICO

Paredes J, Barría RM, Gálvez A, Podestá L.
Escuela de Medicina. Instituto Enfermería. Instituto Pediatría. Universidad Austral de Chile, Valdivia, Chile.

Introducción: La Violencia Intrafamiliar (VIF), entendida como todas las formas de violencia que se presentan al interior de la familia es ampliamente reconocida como uno de los problemas de Salud Pública y sociales de mayor impacto en la familia y la sociedad actuales. Una de las formas más frecuentes de ésta es el Maltrato Infantil, en todas sus formas: maltrato físico, abuso sexual, negligencia y maltrato sicológico. Esto afecta a miles de niños y niñas en el mundo, causando lesiones físicas que pueden llegar hasta la muerte y secuelas sicológicas muy graves. El reconocimiento de este problema ha llevado a la necesidad de avanzar en el conocimiento de su magnitud y características sobretodo en el nivel local, para desarrollar investigación y estrategias de intervención efectivas. Objetivo: Caracterizar las consultas por VIF en su forma de maltrato físico en el Servicio de Urgencia Pediátrico del Hospital Base de Valdivia. Material y Método: Se revisó los antecedentes de 232 consultas por maltrato físico derivadas desde la unidad de Emergencia al servicio de Siquiatría del Hospital Clínico Regional de Valdivia entre el 30 de enero de 1998 y el 10 de agosto de 2004. Se categorizó los grupos de consulta por grupo etáreo en Adolescentes (e"11 años), Escolar (6 – 10 años), Preescolar (2 – 6 años) y Lactante (1 m – 2 años). Se analizó antecedentes como el tipo de agresión, agresor y acompañante a la consulta. El análisis está basado en estadística descriptiva. Resultados: 50,9% eran mujeres; la distribución por grupos de edad fue: 47,4% adolescentes, 31,9% escolares, 13,4% preescolares y 7,3% lactantes. En el 91,8% se constató maltrato físico y en 7,8% tanto físico como psicológico. El agresor fue en un 50,4% el padre y en 16,4% la madre. En el 9,5% se considera al padrastro. El acompañante a la consulta fue en 50.3% la madre, 17,5% carabineros y 10,9% el padre. En el 82,3% se constató lesión. De estas, 48,3% fueron consideradas lesiones de grado moderado (lesiones evidentes que perduran más de 48 hrs), 30,2% leves (lesión evidente < 48 hrs duración) y 3,9% (9 casos) de los agredidos presentó lesiones de carácter grave (lesiones que requieran de atención médica, psiquiátrica o causal de muerte; en ninguno de los casos se llegó a la muerte). Conclusiones: 1) No hubo diferencias significativas por sexo en los casos de VIF reportados. 2) El grupo etáreo adolescente fue el que presentó mayor cantidad de denuncias. Esto debe analizarse más, ya que probablemente en los otros grupos hay menos posibilidad de denuncia espontánea. 3) El maltrato sicológico aparece con mucha menor frecuencia, no se denuncia o el sistema y la población no le dan su real importancia. 4) En más de la mitad de los casos el principal agresor que generó la atención médica fue el padre. 5) El mayor porcentaje de lesiones son de grado leve o moderado, pero existe un 4% de lesiones graves con evidente riesgo de muerte para las víctimas. 6) Se necesita profundizar en la investigación de éste tema ya que existe poca notificación y los registros son incompletos.


DOSIS DE FLUORURO DIARIA EN PREESCOLARES QUE ASISTEN A JARDINES INFANTILES DE SANTIAGO

Yévenes I, Apip A, Motzfeld R, Reyes J, Espinoza N, Monardes V.
Dpto. de Cs. Físicas. y Químicas. Facultad de Odontología. Universidad de Chile.


Con el objetivo de medir el fluoruro (F–) ingerido aportado por diversos orígenes, en dos jardines infantiles de Santiago se cuantifico la dosis diaria de ingesta de F– (DDI) en niños preescolares. En 55 niños de ambos sexos de 2-5 años de edad, de nivel socioeconómico medio bajo, sanos y de peso normal, se determino en muestra matinal de orina, concentración de F–, creatinina y pH. La exposición diaria a F– fue determinada en base a encuesta aplicada a madres y educadoras. La concentración de F– fue determinada con electrodo específico y ionómetro, la creatinina se cuantifico espectrofotométricamente y el pH potenciométricamente. La excreción de F– diario (mg F–/día) se calculó del cuociente F–/creatinina y la ecuación que los relaciona. Con una excreción de un 35% se calculó la ingesta de F diario y al dividir por el peso promedio de la población estudiada se obtiene la DDI en mg F–/kg peso/día. Las DDI de F– variaron entre 64,37 ± 41,12 mg F–/kg peso/día para los niños de 5 años a 142,4 ± 80,9 mg F–/kg peso/día para los niños de 2 años, con un valor promedio de 85,63 ± 64,98 mg F–/kg peso/día para todos los niños. Considerando como límite de riesgo 70 mg F–/kg peso/día, la población estudiada en su conjunto estaría sobre este límite, y sólo los niños de 5 años estarían dentro de rangos normales. La metodología presentada que permite cuantificar en poblaciones infantiles las dosis diarias promedio de ingesta de fluoruro nos señala que el fluoruro ingerido por los preescolares estudiados es mayor al recomendado. Trabajo adscrito al proyecto PRI-ODO-03/01, Fac. Odontología, U. Chile.


GESTIÓN DE CAMAS PEDIÁTRICAS EN BROTE DE IRA POR VRS. EXPERIENCIA 2004 DEL SSMSO. CONCEPTO DE CAMA MÍNIMA

Mercado R, Casterán JC, Villalobos E, Navarrete P.
Servicio de Salud Metropolitano Sur Oriente.

El Sector Sur Oriente de Santiago tiene la tasa más baja de camas hospitalarias por habitante pediátrico. A esto se agrega una baja condición socio económica, con sectores de alta pobreza y hacinamiento. De lo anterior se explica la angustiosa situación vivida todos los inviernos en relación a la aparición de infecciones respiratorias por VRS y la alarma pública creada por la gran cantidad de niños esperando una cama en los Servicios de Urgencia, evidenciada por los medios de comunicación. EL SSMSO cuenta con 3 hospitales: 1 tipo I, Hospital Sótero del Río (HSR), 1 tipo II, Hospital Padre Hurtado (HPH) y 1 tipo III, Hospital San José de Maipo (HSJM) con 109 camas básicas. Los hospitales bases (HSR y HPH) de la Red tienen 2 tipos de camas de acuerdo al tipo de paciente y su gravedad: camas críticas (intermedio +intensivo) y básicas. El invierno del 2004, incrementamos a 350 el número de camas transformando camas quirúrgicas en pediátricas en los hospitales bases, pero fundamentalmente desarrollando un concepto de “cama mínima” basado en la selección de pacientes de probable evolución “benigna” por bajos requerimientos de oxígeno. Los criterios de selección de pacientes fueron los siguientes: 1) mayor de 3 meses 2) mayor de 6 meses en caso de antecedente de prematuridad. 3) requerimientos de O2 menor de 3 lt en bigotera 4) observación de al menos 12 horas en hospital base para asegurar estabilidad clínica general y requerimientos de O2. 5) consentimiento informado de los padres. Durante los meses de Junio y Julio del 2004, se habilitaron 102 camas con capacidad de oxígenoterapia en el hospital tipo III (HSJM) y 56 camas en CONIN (Corporación para la Nutrición Infantil). Se dispuso de servicio de ambulancia las 24 horas para traslado desde hospital base y de retorno en caso de agravamiento. El recurso humano de profesionales médicos, no médicos y de técnicos paramédicos fue menor que en los hospitales bases apoyados por las madres o familiares directos hospitalizados con sus niños. El costo del día-cama fue la mitad de una cama básica hospitalaria. Al hospital San José de Maipo se trasladaron 488 niños. Cumplieron con el protocolo de traslado el 98%. Fueron devueltos por agravamiento el 6,2%. Al CONIN se trasladaron 206 niños. Cumplieron con el protocolo de traslado el 96%. Fueron devueltos por agravamiento el 9,7%. En total se hospitalizaron en este sistema de cama mínima 694 niños, con un 7,2% de fracasos (traslados a hospital base). No se observó mortalidad durante el periodo. Conclusiones: 1) El aumento de camas a los niveles logrados, sólo es posible definiendo niveles de gravedad y factores de riesgo que permitan reorientar los recursos. 2) El nuevo concepto de cama “mínima” permite crecer a un costo menor y sin riesgo para los pacientes. 3) Debe considerarse a los padres en el cuidado de estos niños. 4) El protocolizar los procesos clínicos y administrativos es fundamental para el uso eficiente de los recursos.


MORTALIDAD INFANTIL EN CHILE POR DESNUTRICIÓN Y RAQUITISMO: 1968-2000

Flores L, Torres C, Jaime F, Romero MI.
Departamento Salud Pública, Pontificia Universidad Católica de Chile.

Introducción: La desnutrición y el raquitismo en Chile han ido disminuyendo considerablemente en los últimos cincuenta años, en conjunto con el desarrollo de nuestro país, y con esto ha disminuido también la mortalidad infantil relacionada a esta causa. Objetivos: Describir mortalidad infantil por desnutrición y raquitismo durante el periodo 1968 a 2000 y su importancia en la mortalidad infantil tardía, su correlación con PIB, con mortalidad materna y analizar que porcentaje de la mortalidad infantil total representa la mortalidad infantil por desnutrición y raquitismo. Método: Se recopilan los datos básicos a partir de los anuarios de natalidad, defunciones y causa de muerte (1968 a 1980) y demografía (1981 a 2000), compatibilizando cuatro clasificaciones internacionales de enfermedad (CIE: VII, VIII, IX y X). Se confecciona base de datos y se calculan tasas de mortalidad infantil por desnutrición y raquitismo. Se calculan coeficientes de correlación r de Pearson de la mortalidad infantil por esta causa con las variables de desarrollo. Resultados: 1) Al comparar las tasas de mortalidad infantil por raquitismo y desnutrición entre 1968 a 2000, se observa una disminución de 302,6 a 2 por 100.000 NV, lo que representa una disminución de un 99,3% de la mortalidad infantil por esta causa. 2) El porcentaje que representa la mortalidad infantil por desnutrición y raquitismo en 1968 es un en 0,9% de la MI neonatal, 5,1% de la MI tardía y un 3,5% de la MI total, mientras que en el año 2000 representa un 0,6% de la MI tardía y un 0,2% de la MI total. 3) Entre 1968 y 2000 ocurre un ascenso considerable del producto interno bruto per capita, el r de Pearson entre ambas variables en dicho periodo es –0,58 con p = 0,000. Conclusiones: La mortalidad infantil por desnutrición y raquitismo es una causa importante dentro de la mortalidad infantil ya que es susceptible de ser corregida con políticas de salud orientadas a su prevención y manejo oportuno. Afortunadamente esta causa de mortalidad está en franco descenso dentro de la población infantil, lo cual estaría relacionado con variables de desarrollo económico.


INCIDENCIA Y CARACTERIZACIÓN DE QUEMADURAS INFANTILES EN SANTIAGO

Saavedra R, Saavedra C, Carrasco R.
Corporación de Ayuda al Niño Quemado. COANIQUEM, Santiago, Chile.

Introducción: Estudios previos de demanda de atención y caracterización de pacientes con quemaduras no han relacionado sus resultados con la población susceptible y tampoco incluyen los casos leves. COANIQUEM ofrece tratamiento en forma gratuita, recibiendo derivaciones y consulta espontánea de niños de todo Santiago y del resto del país. La ubicación de nuestro establecimiento en Pudahuel ofrece una fácil accesibilidad a los accidentados de dicha comuna y todos los pacientes que acuden al sector público son derivados a éste por convenio. Con esta condición ideal se quiso conocer la incidencia de consulta en la comuna. Para comparar se eligió otra comuna urbana de Santiago de similar tamaño y pobreza pero distante. Material y Método: Estudio descriptivo del universo de consultantes menores de 15 años residentes en Pudahuel y La Pintana ingresados a agudos y secuelas en 2001 según registros de nuestras fichas clínicas. Resultados:

Discusión y Conclusiones: Se constató una incidencia de consulta por quemaduras infantiles de 1,01% en Pudahuel y de 0,37% en La Pintana. Esta y las otras diferencias encontradas podrían explicarse principalmente porque en La Pintana los casos leves se siguen curando en los consultorios del sector debido a los mayores costos y tiempo que involucra viajar hasta COANIQUEM. Estos casos corresponderían en parte a quemaduras superficiales provocadas por objetos calientes que afectan las manos. La alta frecuencia de quemaduras en estas comunas justifica realizar actividades de prevención enfocadas a los agentes y mecanismos más frecuentes.


PRIMEROS CINCUENTA CASOS DE VENTILACIÓN DE ALTA FRECUENCIA OSCI-LATORIA: ¿QUE HEMOS APRENDIDO?

Donoso A, Cruces P, Camacho J, Rojas G, Ramírez M, León J.
Área de Cuidados Críticos, Hospital Padre Hurtado, Santiago.

Introducción: La ventilación de alta frecuencia oscilatoria (VAFO) es una modalidad que emplea pequeños volúmenes corrientes con rápidas frecuencias respiratorias. Esta opción terapéutica ha sido cada vez más frecuente en nuestro país. Diseño: Un estudio prospectivo no controlado de series de casos incluyó pacientes menores de 16 años, con Síndrome de Distress Respiratorio Agudo (PaO2/FiO2 < 200) frente a fracaso de Ventilación Mecánica Convencional (VMC), con índice de oxigenación (IO)> 16 y/o acidosis respiratoria grave. Resultados: 51 episodios de empleo de VAFO, desde 1999-2004, en 49 pacientes cuyo diagnóstico fue SDRA en 87%, con mediana de edad de 5 meses (12 hrs a 11 años) y peso de 6 kilogramos (2,5 a 60 kg). La duración de la VMC previo a la VAFO fue de 47 horas (0 a 740 horas). El IO al iniciarse la VAFO fue 24 mmHg (diferencia intercuartil 19-39 mmHg). La presión media vía aérea fue fijada en 9 cmH2O sobre el valor en VMC. Logra una significativa mejoría en la oxigenación y en la ventilación, apreciable desde su inicio. Hubo descenso significativo en la PaCO2 en 20 mmHg (p < 0,01). La duración media de la VAFO fue de 102 horas (6 a 660 horas). El efecto adverso más frecuente fue la hipotensión transitoria (25% con IC 95% = 15-40%), siendo inexistente los últimos 3 años (p < 0,001). La segunda complicación fue el barotrauma en un 16% (IC 95% = 7-29%). Once pacientes fallecieron por causa pulmonar (22%). Discusión: La VAFO es una terapia eficaz en dar soporte ventilatorio ante fracaso de VMC.


EXPERIENCIA EN UCI CON PACIENTES RESPIRATORIOS VIH (+)

Zúñiga J, Bedoya P, Garate N, Denegri M, Villarroel J.
Servicio de Pediatría, Hospital Félix Bulnes Cerda.

Introducción: La infección por VIH a aumentado significativamente en la población general y se observa en nuestro país un incremento en el número de mujeres infectadas, por lo que también aumenta el riesgo de transmisión vertical, si no se efectúa profilaxis al binomio madre- hijo, hemos estimado adecuado revisar los casos que debutaron con cuadros respiratorios graves y que ingresaron a nuestra UCI pediátrica. Objetivo: La idea de esta revisión es intentar descubrir la existencia de factores comunes que nos hiciesen sospechar el diagnóstico de VIH en pacientes con cuadros respiratorios graves. Material y Método: Se realiza una revisión de fichas de los pacientes hospitalizados en nuestra unidad en los últimos 3 años (2000-2003) y cuyo diagnóstico de egreso fue infección por VIH, en este periodo se hospitalizaron 814 niños y el grupo en estudio fue de 4 (0,49%), se valoraron los siguientes parámetros: edad, sexo, peso de nacimiento, tipo de parto, estado nutricional, motivo de ingreso, infección asociada, clínica, radiografía de tórax, parámetros ventilatorios, hemograma, PCR, VHS, VIH del caso y sus padres, VDRL cultivos usuales y para neumocystis por mini-val, uso de esteroides, tratamientos efectuados. Resultados: La edad de los pacientes fluctuó entre 2 y 5 meses, 3 de sexo masculino y 1 femenino, eutróficos, el motivo de ingreso fue insuficiencia respiratoria, 1 caso además con diarrea, al momento de su ingreso a UCI todos requerían oxígeno sobre 50%, todos se conectaron a ventilador, la duración de esta terapia fue entre 6-14 días, el pim máximo fue de 40 cm de agua, los peep utilizados fueron mínimo 5 y máximo 15 cm de agua, no encontramos complicaciones atribuibles a la ventilación. Dos de los pacientes recibieron corticoides, el diagnóstico mediante test de ELISA, se realiza en nuestra unidad, lo que se confirma en Instituto de Salud Pública, la sospecha fue básicamente por cambios bruscos en la radiografía de tórax, las que semejan membrana hialina. Tres de los cuatro pacientes tuvieron leucopenia (< 4.000) en el hemograma, sólo 1 tenia VDRL + y en relación a estudios etiológicos: 1 tenía IFI + a VRS encontramos candiduria en 1 caso, los hemocultivos fueron negativos en el 100%, los estudios de neumocystis fueron – en todos y en 1 caso fue + para citomegalovirus por Shell vial, los 4 pacientes fallecieron. Conclusiones: Creemos que a la luz de los resultados se hace necesario el ofrecer el VIH a todas las embarazadas, para poder pesquisar los casos infectados y realizar profilaxis de la transmisión vertical, además que parece necesario frente a todo cuadro respiratorio rápidamente progresivo, especialmente en lactantes menores, sospechar, entre otros agentes, infección por VIH, la leucopenia encontrada en el 75% de los casos puede ser orientadora, aunque la casuística es muy pequeña.


EXPERIENCIA EN VENTILACIÓN MECÁNICA NO INVASIVA (VMNI)

Paiva R, Drago M, Zambrano P, Villena R, Villena P.
Hospital Exequiel González Cortés.

Si bien la VMNI no reemplaza a la Ventilación Mecánica invasiva (VMI), es un elemento importante de apoyo en pacientes que requieren soporte ventilatorio evitando los riegos inherentes de la VMI. Su uso en Pediatría es reciente, la experiencia se ha ganando a través de su uso, la que es primordial analizarla para mejorar su utilización. La Unidad de Intermedio médico-quirúrgica inicio su funcionamiento hace 2 años, y con ello se inicio el uso de este tipo de ventilación. En 7% de los pacientes egresado de la Unidad se uso VMNI. Se revisan 124 fichas de pacientes en que se uso VMNI, de estos 62% son niños y 38% niñas, el promedio de edad es de 7,4 años (rango: 8 meses a 14,8 años), teniendo un peso menor de 10 kilos en el 23% de los ventilados con VMNI. La interfase usada fue mascarilla nasobucal en el 89%, 9,2% nasal, y en el 1,7% mascara facial. Se necesito sedación para su instalación en el 63% de los pacientes, de estos el 82% tiene entre 2 a 5 años. Lo más usado fue el Hidrato Cloral seguido por Midazolam, En 3 casos hubo depresión respiratoria por su uso, los 3 tenían patología neurológica crónica. En 82% se uso sonda nasogástrica. La patología se consideró aguda en un 87% y 13% crónica. Los cuadros agudos fueron: Neumopatía (virales, bacterianas, atípicas), Bronquitis Obstructiva, Crisis Asmáticas (89%),y otras como: laringitis Obstructiva, depresiones respiratorias post quirúrgicos, neumopatias aspirativas, etc. De la patología crónica: Enfermedad de Duchenne, Miopatías, Miastenia Gravis, Apnea Obstructiva del sueño, Parálisis Cerebral con cuadro respiratorio agudo con caja torácica deformada, Daño pulmonar crónico, Osteogénesis Imperfecta. El porcentaje de fracaso fue de 18%, atribuido a la intolerancia al sistema usado y al requerimiento inevitable de VMI por mayor compromiso respiratorio. Complicaciones por el uso de VMNI se presentaron en el 17% (19): conjuntivitis irritativa (8), úlcera por presión (6), distensión gástrica (2). Destacando (3) neumotorax en pacientes con crisis obstructiva severa, 2 de ellos tenía neumomediastino previo a la conección. Hubo 7 pacientes que fallecen usando VMNI, todos con patología crónica terminal. La proporción de recaída fue de un 17%, todos cursando cuadro respiratorios agudos. El promedio de estada en VMNI es de 2,6 días en pacientes con patología aguda y de un 22 días en niños con patología crónica, usándose en 80% casos la modalidad BIPAP. El promedio de FiO2 usada antes de la conexión es de 48%, al retiro de VMNI 4 lt/min, y post retiro de 38%. Requirieron en promedio 4,7 días de O2 post retiro del VMNI. Luego del análisis de los casos consideramos que este procedimiento es útil y seguro en patologías agudas y de gran apoyo en el manejo de los pacientes con patología crónica es un sistema seguro de usar. Las complicaciones ocurridas, la mayor parte de ellas se originan en la falta de experiencia en está primera etapa, que a la luz de los datos obtenidos y el análisis hecho mejoraran.


SEPSIS DE FOCO ABDOMINAL EN UCI PEDIÁTRICA

Galindo C, Ortega M, Martinovic C, Cors C, Véliz F.
Servicio de Pediatría, Hospital Regional Rancagua.

Introducción: El abdomen agudo quirúrgico no es de fácil reconocimiento en niños y su tardanza diagnóstica puede complicarse con un cuadro séptico de foco abdominal con necesidad de manejo en Unidades de pacientes críticos. Objetivos: Describir características epidemiológicas, clínicas y bacteriológicas de niños con sepsis de foco abdominal que requirieron manejo en UCI. Material y Métodos: Se estudió a todos los niños egresados de la UCI pediátrica del Hospital Regional Rancagua por sepsis de foco abdominal entre enero de 2001 y mayo de 2004. Resultados: Se analizaron 42 casos, predominio sexo masculino (57%); promedio etario 5,5 años, rango 3m-15a; 67% de procedencia rural. El 26% tenía patología crónica de base y el 10% cirugía abdominal previa. La presentación fue: fiebre (74%), dolor abdominal (67%), vómitos (67%), diarrea (43%), irritación peritoneal (43%). Leucocitosis sobre 15.000 (38%) y PCR > 60 mg/l (98%). Un tercio de los niños consultó 2 o más veces antes de su hospitalización. El período de latencia entre la aparición de los síntomas y la cirugía fue menos de 24 horas para el 73% de los consultantes. De los hemocultivos tomados (14/42) y cultivos de líquido peritoneal (23/42) los gérmenes más frecuentes fueron E. Coli (66%), bacilos gram negativos no fermentadores (11%), cocos gram positivos (11%). Cándidas se aislaron en 3 niños con patología crónica. La causa más frecuente de sepsis fue la peritonitis apendicular (71%), seguida de obstrucción intestinal (19%). El 35% de los pacientes requirió sólo 1 cirugía, el 35% entre 2 y 3, y el 30% 4 o más aseos quirúrgicos. Todos necesitaron manejo con volumen y oxígenoterapia, el 45% requirió drogas vasoactivas, 14% apoyo ventilatorio, 68% recibió transfusión de glóbulos rojos o algún hemoderivado y el 40% nutrición parenteral. El promedio de estada en UCI fue 5,35 días (rango 1-17). Respecto al uso de antibióticos hubo una gran diversidad de esquemas utilizados siendo el más común la asociación ampicilina + aminoglicósido + antianaerobio (50%). El 60% tuvo alguna complicación durante su evolución: 46% neumonía, 17% abscesos residuales, 13% evisceración, 8% derivados del catéter venoso central, 4% fasceítis necrotizante. La mortalidad observada para el grupo fue 4,7% (2 pacientes). Conclusiones: Este estudio muestra la importancia del diagnóstico precoz de las patologías quirúrgicas, donde la apendicitis aguda es la más frecuente. La presentación clásica de fiebre, dolor abdominal, vómitos con o sin diarrea y la segunda consulta deben alertar al clínico, por la rápida evolución a sepsis. Mayor atención debe considerarse con los niños crónicos, que en esta serie representaron un número importante. El germen más frecuente fue E. Coli, menos común los gram positivos y bacilos gram negativos, por lo que los esquemas antibióticos a usar deben basarse en la realidad local. En este estudio, la sepsis de foco abdominal tuvo un número importante de complicaciones, demanda de recursos y elevado costo, por lo que se insiste en el diagnóstico y tratamiento precoz. Palabras Claves: Sepsis. Foco abdominal.


TRAUMA PEDIÁTRICO: ANÁLISIS DE INGRESOS A UCI PEDIÁTRICA GENERAL AÑOS 1999-2003

Pérez G, Ramírez A, Miranda R, Soto G, Torres C, Escobar H, Bancalari B, Bustos R.
UCI Pediátrica. Hospital Guillermo Grant Benavente, Concepción.

Introducción: Los traumatismos constituyen la primera causa de mortalidad en niños en el mundo, siendo la primera causa de muerte en países desarrollados desde los 6 meses hasta la edad adulta. En nuestro medio, representan una causa emergente frente a la disminución de las enfermedades infecto-contagiosas. Objetivos: Describir las principales causas de ingreso a UCIP asociadas a traumatismos, características clínicas y demográficas de los pacientes. Se excluyeron ahogamientos, quemaduras e intoxicaciones. Pacientes y Métodos: Se realizó un estudio descriptivo de tipo retrospectivo. Se analizaron las fichas clínicas de los pacientes que ingresaron a UCIP HGGB entre enero de 1999 a diciembre de 2003. Se registraron variables demográficas, lugar de ocurrencia del accidente, tipo de traumatismo categorizado de acuerdo a compromiso orgánico predominante al ingreso, requerimientos de ventilación mecánica, permanencia en UCIP y mortalidad. Se calculó el Glasgow Coma Score y el Pediatric Trauma Score para cada paciente. Para el análisis y procesamiento de los datos se utilizó el programa Stata 8.0. Resultados: Durante el período analizado, ingresaron 105 pacientes a UCIP por traumatismos. De éstos, el 69,4% era de sexo masculino y 30,4 % femenino, con una edad de 7,05 años en promedio (rango 3 meses-14 años. DS: 3,80). Según estacionalidad los accidentes se presentaron en un 30,6% entre los meses de enero a marzo. Las principales causas del traumatismo fueron: 1) caídas: 39,2%; 2) atropellamiento: 43,8%; 3) colisión: 5,7%; 4) agresión: 4,7% y 5) otras: 5,7%. De acuerdo a grupos de causa de ingreso, el 54% correspondió a TEC complicado, 18% a TEC simple, 21% traumatismo músculoesquelético-politraumatizado 4 y 3% traumatismo torácico grave y abdominal grave, respectivamente. No se encontró diferencias en las causas por grupo de edad. Al asociar causa de traumatismo por grupo de edad se encontró que en menores de 2 años la principal causa de traumatismo (47%) fueron caídas, un 62% ocurridas en el hogar. Sobre los 3 años de edad, la causa atropellos correspondió a más del 40% de los ingresos, con un máximo de 50% en el grupo de 6 a 8 años. El 40,9% de los pacientes requirió soporte ventilatorio (VMC) por un promedio de 1,53 días (rango 1-18 días; DS 2,67). Un 42% recibió aporte de volumen y 17,1% requirió apoyo vasoactivo. El 55% de los pacientes requirió cirugía, correspondiendo principalmente a neurocirugía, aseo quirúrgico y reducción quirúrgica de fracturas. La escala de coma de Glasgow al ingreso promedio fue de 10,6 (DS 3,51), con un rango de 3-15. El 32% de los pacientes tenía GCS menor a 8 al ingreso y el 4,8% menor a 5. A las 72 horas de evolución, el GCS promedio fue de 14, con una DS ± 0,5. Los días de permanencia en UCIP en promedio fueron 5,58, con un rango de 1 a 18, (DS ± 2,76) y moda de 7 días. La mortalidad fue de un 4,75% (5 pacientes), todos asociados a TEC complicado grave, con una sobrevida promedio de 5,2 días tras el ingreso. En todos los casos se asoció GCS al ingreso menor a 8 y PTS menor a 6 (promedio 2,4; rango –2 a 6). Conclusiones: La principal causa de traumatismos para todos lo grupos de edad es por atropello, seguido de caídas, tanto de vehículos en movimiento como en el hogar. Se presentan principalmente en sexo masculino, predominando aquellos en edad escolar, en especial el grupo de 6 a11 años, en temporada estival. Se encontró buena correlación entre la mortalidad y PTS inferiores a 8 puntos. La mortalidad para el grupo estudiado es menor a la mortalidad total en UCIP para el período analizado.

IMPACTO DE LA CREACIÓN DE UNA SALA DE CUIDADOS INTERMEDIOS SOBRE UNA UNIDAD DE CUIDADOS INTENSIVOS DE PEDIATRÍA

Navarro M, Toro G, Pimstein M, González I, Venegas E, Roque J.
Unidad Cuidados Intensivo de Pediatría, Hospital San Juan de Dios, Santiago, Chile.

Introducción: En la búsqueda de un modelo de atención de complejidad progresiva en nuestro servicio de pediatría que permitiera un mejor uso de las camas disponibles y mejor gestión de los recursos otorgados, en abril de 2000 se creó una sala de cuidados intermedios (SCI) de 4 camas integrada bajo una sola jefatura de unidad a sala de cuidados intensivos (UCIP) que ya disponía de 6 cupos. De esta forma se quedaba con cuidados básicos, intermedios e intensivos, en un servicio médico quirúrgico. Objetivo: Describir el impacto de la creación de una SCI sobre el número de egresos y mortalidad anual en la UCIP y en la gestión de los cupos. Material y Método: Se revisó el libro de ingresos y egresos de ambas salas, así como la estadística que se lleva en el hospital por el equipo médico y de enfermería. Lugar: unidad cuidados críticos de un hospital de alta complejidad con convenio docente universitario. Resultados: Entre los años 1998 y 2003 existió la misma jefatura de unidad, con el mismo número de residentes (uno por turno) que se desempeña tanto como residente de críticos como de básicos, apoyados por becados de pediatría. A la única enfermera de turno en UCIP se sumó otra en SCI, y se les reestructuró sus funciones, compartiendo el trabajo en ambas salas. Los egresos a SCI en los años 2000, 2001, 2002 y 2003 fueron 201, 250, 229 y 297 respectivamente. Los egresos a UCIP en los años 1998, 1999, 2000, 2001, 2002 y 2003 fueron 253, 310, 278, 311, 289 y 346 respectivamente, es decir, del promedio anual 281,5/año (periodo 1998-99) se aumentó a 306/año (periodo 2000-03), un 8,7% más. En cuanto a la mortalidad en UCIP, esta disminuyó dramáticamente, y en los años 1998, 1999, 2000, 2001, 2002 y 2003 fue 16,4%, 9,3%, 4,6%, 5,7%, 3,4% y 2,9% respectivamente. Es decir, se disminuyó desde un promedio de 12,6% (periodo 1998-99) a 4,2% (periodo 2000-03). Se aportan gráficos. En situaciones de alta demanda asistencial, la SCI sirvió para recibir pacientes graves en ventilación mecánica, permitiendo al servicio responder con los mismos recursos a situaciones de emergencia como periodo de invierno. Comentario: El aumento de egresos de UCIP se debió a que se dispuso de camas intensivas que antes eran ocupadas por pacientes de cuidado intermedio, a su vez, la disminución de la mortalidad fue por tener pacientes de riesgo monitorizados en intermedio y no en cuidados básicos, lo que permitió pesquisar precozmente sus complicaciones y actuar terapéuticamente antes que se agravaran más. Conclusión: La creación de SCI permitió aumentar los egresos y disminuir la mortalidad en UCIP.


EXANGUINOTRANSFUSIÓN EN COQUELUCHE GRAVE CON HIPERVISCOSIDAD

González M, Véliz F, Caro N, González G, Basoa E.
Servicio Pediatría, Hospital Regional Rancagua.

Introducción: Una complicación poco frecuente del Coqueluche, pero grave y casi siempre fatal es la coexistencia de hiperleucocitosis e hipertensión pulmonar. Aunque la patogenia de esta complicación no está del todo clara, parece ser que la excesiva cantidad de leucocitos circulantes favorecería la formación de trombos leucocitoclásticos en la circulación pulmonar, y junto a la acción directa de las toxinas sobre el epitelio respiratorio generaría el círculo vicioso hipoxia-acidosis-hipertensión pulmonar. Objetivo: Realizar exanguinotransfusión para disminuir la masa leucocitaria y de plaquetas para el control de la hiperviscosidad sanguínea. Casos Clínicos: Se presentan 4 lactantes de 1 y 2 meses de vida con coqueluche grave, de similar presentación clínica, manifestándose por hiperleucocitosis de rápido ascenso (> 1.000 células/hora), trombocitosis, insuficiencia respiratoria aguda, compromiso cardíaco secundario a hipertensión pulmonar y cuyos signos principales fueron taquicardia mantenida y hepatomegalia. Todos ellos tuvieron una evolución fatal. Además del apoyo con soporte ventilatorio, sedo-relajación, expansores del plasma, inotrópicos y/o vasoactivos, antibióticos, se realizó exanguinotransfusión para manejo del síndrome de hiperviscosidad. En los 4 casos hubo una significativa disminución de la leucocitosis y también de las plaquetas circulantes. En dos pacientes hubo mejoría de la hiperviscosidad, hipertensión pulmonar y oxigenación, pero fallecieron posteriormente por infección intrahospitalaria. Los otros 2 casos fallecieron a las pocas horas, sin poder determinarse la real utilidad del procedimiento. Conclusión: la infección por Bordetella Pertussis puede seguir un curso ominoso y rápidamente fatal si se complica con hiperleucocitosis, hipertensión pulmonar y shock cardiogénico, por lo que el pediatra debe estar atento a los aumentos rápidos en la cifra de leucocitos como a los primeros signos de falla miocárdica, en especial, taquicardia inexplicable, mantenida y hepatomegalia, y signos de insuficiencia respiratoria. Una opción de manejo que podría enfrentar la raíz del problema es la exanguinotransfusión. Se requiere de mayor estudio y experiencias para validarla como opción terapéutica útil. Palabras claves: coqueluche, hiperviscosidad, exanguinotransfusión.


EXANGUINEOTRANSFUSIÓN COMO OPCIÓN TERAPÉUTICA EN COQUELUCHE GRAVE

Donoso A1, Maldonado B2, Cruces P1, Ramírez M1, González M2, Darras E2, Camacho J1, León J1, Rojas G1.
1Área de Cuidados Críticos, Hospital Padre Hurtado. 2UCI Pediátrica, Hospital Sótero del Río, Santiago.

Introducción: Lactantes menores, especialmente con su plan de inmunización incompleto constituyen un grupo de alto riesgo para infecciones graves por Bordetella pertussis. Dentro de estas destaca la Hipertensión pulmonar (HTP) que ocasiona un shock cardiogénico refractario de elevada letalidad. Las opciones terapéuticas efectivas disponibles son escasas en nuestra realidad (NOi, ECMO) y de bajo rendimiento. La exanguineotransfusión (ExTx) es una opción factible de emplear. Se relata la experiencia preliminar con 2 pacientes. Caso 1: Paciente de 4 meses, sexo femenino, no vacunada, previamente sana. Ingresa con Coqueluche. Desde el ingreso con taquicardia (200/min), leucocitosis de 78.800/mm3; PaFIO2 100, pH 7,1, pCO2 90. Se objetiva ecocardiográficamente falla cardíaca con hipertensión pulmonar. No hay respuesta a volumen, alcalinización sistémica, uso de vasodilatadores, sildenafil. Se decide emplear (ExTx) (doble volumen) en dos oportunidades. Se observa mejoría hemodinámica y respiratoria precozmente, asociadas a disminución del recuento leucocitario. No hay complicaciones de dicho procedimiento Evolución posterior favorable. Alta a las tres semanas sin secuelas. Ecocardiograma de control normal. Caso 2: Paciente de 2 meses, sexo masculino, sin vacunas, previamente sano. Ingresa por Coqueluche. Desde un inicio taquicárdico (240/min), leucocitosis de 34.500/ mm3 evoluciona con shock cardiogénico refractario a volumen, alcalinización sistémica y uso de dopamina y milrinona. Leucocitosis asciende a 45.000/ mm3; PaFIO2 110, IO 14, pCO2 65. Se realiza ExTx (doble volumen) cada 12 horas en dos oportunidades. Se logra estabilización en lo hemodinámico y ventilatorio. Hubo permanente decremento del recuento leucocitario. No hay complicaciones. Alta de UCI asintomático a las tres semanas de evolución. Ecocardiograma de control normal. Discusión: El recuento de leucocitos elevado es un factor de riesgo conocido para el desarrollo de HTP. La toxina pertussis y el desarrollo de trombos leucocitarios en la vasculatura pulmonar juegan un papel clave en la existencia de HTP. Hubo una clara relación temporal entre el inicio de la ExTx y la mejoría hemodinámica y ventilatoria. Dado el mal pronóstico del niño una vez iniciado el Shock cardiogénico, sugerimos considerar esta opción terapéutica ante evidencias de HTP e hipoxemia antes del inicio del colapso cardiovascular.


COMPARACIÓN DEL PERFIL DEL PACIENTE CRÍTICO RESPIRATORIO 2003-2004

Toledo P, Zúñiga J, Garate N, Zamora M, Ordenes M.
Hospital Félix Bulnes Cerda.

Objetivo: Evaluar diferencias clínicas y epidemiológicas de aquellos pacientes que requirieron hospitalización en UTI durante las campañas de invierno 2003 y 2004. Redefinir los grupos de alto riesgo, evaluar diferencias en el uso y resultado de exámenes de apoyo y manejo terapéutico realizado. Material y Método: Se realizó estudio prospectivo de la cohorte de pacientes respiratorios ingresados a la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Félix Bulnes entre el 29 de julio y el 31 de agosto (n = 33; 56% de ingresos), campaña de invierno 2003 y la cohorte de pacientes que ingresaron a esta Unidad desde el 25 de mayo al 15 de agosto (n = 32; 71% de ingresos), campaña de invierno 2004. Se utilizó protocolo que contenía antecedentes perinatales, antecedentes mórbidos, edad al ingreso, procedencia, exámenes de laboratorio, tratamiento realizado. El análisis estadístico realizado determinó razón de incidencia acumulada (RIA). Resultados: Los valores obtenidos del año 2003 versus el 2004 fueron los siguientes: edad menor a 3 meses 54% versus 70% con RIA de 1,3, edad menor de 1 año 81% versus 94% con RIA de 1,16, antecedente de prematurez 12% versus 25% con RIA de 2 , antecedentes mórbidos 36% versus 47% con RIA de 1,3; los antecedentes más frecuentes fueron el SBO con un 31%, la BRN con un 22%, seguida del síndrome apneico con un 6%, sin diferencia en ambos grupos. Ingresaron directamente a UTI el 55% de los pacientes el año 2003 comparado con el 74% del 2004 con un RIA de 1,3. La IFI fue (+) en el 94% de los casos del año anterior comparado con el 68% del año en curso, siendo el germen más prevalente en ambos grupos el VRS con 75 y 59% en los años 2003 y 2004 respectivamente. No hubo diferencia en cuanto a leucocitosis o leucopenia con un 39% en ambos grupos, el 80% de los pacientes presentaron más de 10% de baciliformes en el hemograma comparado con el 45% del año anterior. Los valores de PCR y VHS fueron similares en ambos grupos. Se conectaron a VM el 73 y 62% de los pacientes en los años 2003 y 2004 respectivamente, en el año en curso el 35% la requirieron por más de 7 días versus 6% del año anterior, con una IRA de 5,8. En un 50% se utilizó broncodilatación con B2 agonista, en un 25% adrenalina, en el 56% se uso corticoterapia sistémica y en el 63% antibioterapia, no mostrando diferencia con el año 2003. La mortalidad fue de 6% y 3% en los años 2003 y 2004. Conclusiones: El perfil del paciente crítico 2004 mostró una mayor proporción de pacientes con factores de riesgo clásico como edad menor de 3 meses, antecedente de prematurez y antecedentes mórbidos que el año anterior. En el año en curso hubo un mayor porcentaje de pacientes que ingresaron directamente a UTI y una mayor proporción que requirió ventilación mecánica prolongada, lo que podría expresar una mayor gravedad. La disminución en la positividad de la inmunofluorescencia, deja en evidencia que existen agentes etiológicos importantes que no se pueden diagnosticar con los métodos actualmente en uso.


ESTRUCTURA DE LA CONSULTA PEDIÁTRICA EN LA UNIDAD DE EMERGENCIAS DEL HOSPITAL DE NIÑOS ROBERTO DEL RÍO, AÑO 2002. RESULTADOS PRELIMINARES

Méndez BM, Herrera P, Guerra H, Dattas JP, Muñoz B, Velazco J.
Hospital Roberto del Río, Servicio de Urgencia.

La planificación de recursos y acciones en una Unidad de emergencia, requiere de información relativa a la estructura y otros aspectos de la demanda. Esto se investigó en el Hospital Roberto del Río en el año 2002. Material y Método: Para estudiar una muestra significativa de la masa de atenciones pediátricas prestadas durante el año 2002, extrajimos una muestra aleatoria, según una lista de números de boletines generada por un programa computacional, trasladando la información clínica de los boletines, a una base de datos que fue analizada con el programa bioestadístico BMDP Ver 7 (1986). El número de boletines a revisar, se determinó sobre la base de considerar motivos de consulta no inferiores a 0,005 con una precisión de ± 0,002 y con un grado de confianza de 95%.Se incluyeron las siguientes variables: número de boletín, fecha, hora de ingreso, sexo, edad, procedencia, previsión, motivo de consulta, gravedad al ingreso, diagnóstico de ingreso-egreso, destino, examenes de laboratorio, tratamientos administrados, pronóstico y otros. Resultados: Los pacientes pediátricos fueron 74.000 y la muestra calculada fue de 4.356 boletines, que abarcaron todos los meses del año. El 10,8% de estas consultas, correspondieron a pacientes derivados desde sus consultorios; el 89,2% restante, a consultas espontáneas. La relación varón-mujer fue 1,1 a 1. Las edades, desde RN hasta 199 meses, con media de 52 (IC95%: 50,6 a 53,6). El 74% de las consultas fueron solicitadas entre las 830 y 2030 horas. Los motivos de consulta se agruparon por síndromes: Fiebre: 45,4%; Respiratorio: 18,4%; Digestivo: 16,3%; Dolor: 10,8%; Piel: 5,17%; Renal: 1,08%; Neurológico: 0,9%; Toxicológico: 0,8% y otros: 1,1%. Las causas asociadas a vías urinarias, fueron más frecuentes en mujeres (p < 0,001), las otras se observaron por igual en ambos sexos. Los principales diagnósticos de egreso fueron: IRA alta: 21,4%; Diarrea aguda: 12,3%; SBO: 10%; BRN: 6,4% y Síndrome febril: 2,54%. Los pacientes, después de ser atendidos fueron derivados a: 1) Su casa: 60,49% (IC 95%: 59 a 61,9); 2) Observación-casa: 31,8% (IC 95%: 30,48 a 33,3); 3) Observación-hospital: 3,7% (IC 95%: 3,2 a 4,3); 4) Hospital: 2,59% (IC 95%: 2,15 a 3,1); 5) Sin datos: 1,17% (IC 95%: 0,88 a 1,54); 6) UCE: 0,19% (IC 95%: 0,1 a 0,4%). Comentario: Este trabajo, nos permite conocer la demanda en la Unidad de Emergencia, aportando antecedentes importantes y desconocidos en nuestro medio. Se hospitalizaron el 6,48% de los pacientes y de estos, el 0,19% en camas de intensivo. El 35,5% de los consultantes, fueron estudiados y reevaluados en el sector de observación, previo a decidir el alta u hospitalización. Hubo omisión de información en los boletines de atención, que afectó especialmente a: motivo de consulta (12,3%); diagnósticos de ingreso (11%); diagnóstico de egreso (27,5%), pronóstico (61,7%), gravedad (67%); etc. La ausencia de enfermedades graves, cómo meningitis bacteriana, shock, paro cardiorrespiratorio, u otras, se debe a que por su baja frecuencia, escaparon a la potencia de este estudio. (0%; IC 95%: 0,00 a 0,10). Al 2,8% de los pacientes, el médico los hospitalizó inmediatamente después de examinarlos y al 0,2% de estos, en la UCE. Otros 3,7%, se hospitalizaron luego de un periodo de observación y reevaluación con exámenes de laboratorio.


CORRELACIÓN ENTRE SCORE DE TAL E ÍNDICE KINÉSICO DE CARGA DE TRABAJO VENTILATORIO EN LACTANTES CON INFECCIÓN RESPIRATORIA AGUDA

González C, Valenzuela J, Escobar M.
Hospital Padre Hurtado.

Introducción: El Índice Kinésico de Carga de Trabajo Ventilatorio (IKCTV), es un instrumento de evaluación que integra 9 variables, que aportan una visión más exacta de la condición ventilatoria del paciente y orienta la toma de decisiones desde el punto de vista kinésico. En este sentido, queremos mostrar esta experiencia realizada en el área de urgencia pediátrica. Objetivo: Establecer el nivel de correlación que existió entre el store de Tal modificado (ST) y el Índice Kinésico de la Carga de Trabajo Ventilatorio (IKCTV) en pacientes pediátricos que acudieron al servicio de urgencia del Hospital Padre Hurtado durante la campaña de invierno 2003. Diseño: Los pacientes valorados con el ST fueron evaluados seguidamente con IKCTV. Con los datos obtenidos se realizó un estudio correlacional, analítico, prospectivo el cual comparó los dos métodos de evaluación clínica para la muestra. Resultados: 288 niños sometidos a evaluación con ambos métodos, 114 (60%) fueron de sexo femenino con un promedio de edad de 11,3 ± 12,6 meses; y 174 (39,58) de sexo masculino con un promedio de edad de12,8 ± 13,5 meses, durante los meses de Junio – Julio, sumando el 43% del total de niños atendidos en la unidad. Se observó una correlación substancial de 0,69 calculada por el índice de Kappa para ambos indicadores, además constatamos que el 88,5% de los pacientes enviados a kinesiterapia respiratoria (KTR) son portadores de cuadros obstructivos y que la prescripción de ésta fue asociada a la visión del médico tratante. Conclusión: El IKCTV, se presentó como un método de evaluación alternativo a ST en el ámbito del manejo kinésico.


INTOXICACIÓN INTENCIONAL EN NIÑOS Y ADOLESCENTES HASTA DIECIOCHO AÑOS DE EDAD DURANTE EL 2002 EN UN CENTRO TOXICOLÓGICO DE CHILE

Ibarra X, Varas G, Silva I, Torres C, Flores L, Ríos JC, Paris E.
Centro de Información Toxicológica de la Pontificia Universidad Católica de Chile (CITUC), Santiago, Chile.

Introducción: El consumo intencional de medicamentos en niños y adolescentes no es un problema menor. En centros toxicológicos europeos se ha reportado hasta 14% de intoxicaciones intencionales en menores de 15 años de las consultas totales por intoxicación en dicho grupo etáreo, predominando el sexo femenino (80%). Siendo las sustancias más utilizadas los medicamentos, dentro de éstos el paracetamol, sicotrópicos e inductores del sueño. Objetivos: Determinar la proporción de llamadas por consumo intencional de tóxicos en menores de edad en relación a las llamadas totales recibidas en el Centro de Información Toxicológica de la Universidad Católica. Describir las características demográficas de los intoxicados, el lugar desde donde se realiza el llamado, el tipo de sustancia utilizada. Métodos: Se analizaron los registros de las llamadas recibidas en el CITUC durante el año 2002. Los criterios de inclusión fueron edad menor o igual a 18 años y consumo intencional de la sustancia. Se registró la fecha del llamado, la hora, el lugar de origen de la consulta, el tiempo transcurrido desde la intoxicación, el tipo y la cantidad de sustancia utilizada y la edad y sexo del intoxicado. Resultados: De un total de 20.313 llamada recibidas el 2002, 83% correspondió a intoxicaciones. Del total de intoxicaciones 4,17% fueron intoxicaciones intencionales en personas de hasta dieciocho años. El llamado se realizó desde un hospital en 72% de los casos, desde el hogar en 13%, SAMU, SAPU o consultorio en 11%, otros en 4% de los casos. En general el medicamento más utilizado fue amitriptilina (12,8%), seguido por fluoxetina y diazepam con 7,33% cada uno, carbamazepina con 6,42% y paracetamol, alcohol y cloro en el 4,58% cada uno. 84,4% fueron de sexo femenino con un promedio de edad de 14,99 años, por otro lado, la edad promedio de los hombres fue de 15,01 años. En el caso de los hombres hubo 0,91% de niños menores de 9 años contra un 1,16% en el sexo femenino. Entre 9 y 11 años hubo 7,33% en el grupo masculino y 3,2 en el grupo femenino. De 12 a 15 años 34,8% entre los hombres y 50% entre las mujeres. Entre 16 y 18 años en el grupo masculino hubo 51,37% contra 41,1% en el grupo femenino. Discusión: La cantidad de intoxicaciones intencionales en menores de edad representa 4,17% de los llamados totales, con un predominio importante del sexo femenino semejante a lo reportado en la literatura internacional. La amitriptilina es la sustancia más utilizada por ambos sexos, lo que plantea interrogantes sobre la facilidad con la que se adquieren grandes cantidades de esta sustancia en nuestro país.


PÉRFIL CLÍNICO EPIDEMIOLÓGICO DEL ACCIDENTE ESCOLAR EN EL SERVICIO DE URGENCIA DEL HOSPITAL EL PINO

Guzmán M, Navarro O, Martínez D, Cortés C, Palma N.
Fac. Cs. Médicas. USACH. Campus Hospital El Pino. SSMS. Servicio de Urgencia.

El accidente escolar es un motivo frecuente de consulta en el servicio de urgencia infantil del Hospital El Pino, atendiendo en un período de un año 4.596 casos. Esto genera inversión de recursos en la atención del evento y ausentismo escolar. Nos intereso conocer las variables epidemiológicas de los niños afectados y las características clínico del accidente. Se realizó un estudio prospectivo, para lo cual se confeccionó un protocolo que incluyó estas variables. Durante un mes se selecciono 4 turnos al azar y se registro todo accidente que consulto al servicio de urgencia infantil del Hospital el Pino (durante 24 horas de turno). Se obtuvo un total de 103 casos. Los resultados se analizaron con porcentajes, promedios y medianas, sin realizar pruebas de significancia estadística. Resultados: La afectación por sexo corresponde a un 54% hombres y 46% mujeres. Hora promedio de ocurrencia de accidente fue a las 12,25 horas. El número promedio de consulta diaria fue de 25,75. Respecto de la edad presenta una mediana de 12,5 años. El lugar donde ocurre el evento en un 76% es el patio del colegio y un 18% en la sala de clases. El segmento del cuerpo más frecuentemente afectado es la cabeza 36%, seguido por extremidad inferior 32% y luego la superior 25%.El tipo de lesión más diagnosticado fue el grupo de las contusiones 66%,esguince 13% y herida un 6%. Un 89% de las lesiones fue de carácter leve y un 4% de grave, esto último en su mayoría por fractura. Un 90% de las lesiones no requirió una evaluación especializada, sólo un 10% requirió una derivación a traumatólogo y a oftalmólogo. Discusión: El accidente escolar representa un porcentaje importante en nuestras consultas (7% anual), ocupando recursos físicos, insumos y horas médicas; la gran mayoría son de carácter leve. ¿Sería beneficiosa una campaña de prevención en los colegios?. Por lo difícil que resulta instaurar normas en el grupo etario más afectado (10-12 años), nos impresiona de poca utilidad. El accidente ocurre en el patio, lugar de juego ,después de las primeras horas de la jornada, en que el escolar debe estar en la sala de clases probablemente manteniéndose en una actitud controlada. Llama la atención, a pesar de la poca gravedad de la lesión, que el segmento corporal mayormente afectado resulte ser la cabeza, lo cual resulta en un potencial TEC.


ASFIXIA POR INMERSIÓN, 14 AÑOS DE HISTORIA. ÁREA SUR DE SANTIAGO DE CHILE

Izquierdo G, Guzmán P, Mena A, Nalegach ME.
Universidad de Chile, Hospital Exequiel González Cortés, Santiago, Chile.

Los accidentes continúan siendo la primera causa de muerte en la infancia y adolescencia, de ellos destacan los accidentes de tránsito y la asfixia por inmersión (AI) como causales de mortalidad. La AI es uno de los accidentes que más variabilidad presenta de acuerdo al lugar geográfico, clima y estrato socioeconómico siendo más frecuente en lactantes mayores, preescolares y adolescentes. En nuestro medio, área Sur de Santiago, con una población asignada de alrededor de 300.000 niños, existen escasas descripciones de la epidemiología de este accidente. El objetivo de este estudio es actualizar las características de la asfixia por inmersión de nuestra área, conocer las características del huésped, el lugar del accidente y los agentes involucrados, así como el uso de maniobras de reanimación y su efectividad. Se estudiaron retrospectivamente los casos de niños entre 1 mes y 14 años, hospitalizados con diagnóstico de asfixia por inmersión en la UCI del Hospital Exequiel González Cortés (HEGC), entre enero de 1990 y septiembre del 2004. El estudio reveló un total de 21 casos, de ellos 57% hombres, con edades que fluctuaron entre los 11 meses y 9 años, con un promedio de 25 meses. La distribución porcentual según grupo etario, evidenció que 10% eran lactantes menores, 67 % lactantes mayores, 19 % preescolares, 5% escolares y no hubo casos en adolescentes. En relación al lugar del accidente, considerando que nos situamos en un área urbana, un 81% de los eventos ocurrió en el domicilio y en el 100% de los casos fue en agua dulce. Analizando el reservorio de agua se observó inmersión en piscinas en un 38%, recipientes con agua 25%, canal de regadío 13% y otras en un 24%. Un 57% de los accidentados recibió reanimación con maniobras básicas en el lugar del accidente, pero desconocemos los que son hallados fallecidos o llevados directamente al Instituto Médico Legal sin registrarse hospitalización. De los ingresos a nuestro hospital es importante destacar que un 33% de los pacientes fueron derivados del Hospital de Buin y un 29% consultaron directamente al Servicio de Urgencia (SU) de nuestro hospital. Al momento del ingreso presentaron paro respiratorio un 11,7% de los pacientes y paro cardiorrespiratorio un 29,4%. Un 50% de los casos tuvo Glasgow menor a 8 y en relación a la hipotermia se encontró temperaturas promedios de 35,7 C. Ninguno presentó otras lesiones asociadas y el 80,9% de los casos requirió apoyo con VM en UCI. En cuanto al pronóstico neurológico un 58,9% evolucionó con encefalopatía hipóxica isquémica al alta. La mortalidad observada en nuestra serie fue de 24%. Este estudio nos permite catalogar las particularidades que presenta este tipo de accidente en nuestra población infantil a cargo, pudiendo proponer modificaciones a los escasos programas de prevención existentes en las comunas involucradas, ya que la educación en prevención siempre será la mejor medida costo-beneficio.


INTOXICACIONES MEDICAMENTOSAS EN PEDIATRÍA: ANTES Y DESPUÉS DE LA RECETA RETENIDA DE BENZODIAZEPINAS

Martínez J, Arzola L, Mena A, Suau T.
Hospital Exequiel González Cortés (HEGC), Santiago, Chile.

Objetivo: Determinar y comparar las características epidemiológicas y clínicas de los pacientes ingresados al HEGC por Intoxicación medicamentosa en los años pre y post receta retenida (RR) de benzodiazepinas (BDZ), para determinar la influencia de esta medida. Método: Se revisaron fichas clínicas y de ingreso de los pacientes con diagnóstico de intoxicación medicamentosa entre los años 1993–1994, (pre RR) y los años 2001–2003 (post RR). De 348 pacientes atendidos en el SU por intoxicación y/o intento de suicidio por ingesta de medicamentos, se analizaron 254 fichas, las cuales se clasificaron por: edad, sexo, diagnóstico, fármaco, hospitalización, evolución clíni